martes, 30 de septiembre de 2008

Unión Europea: Sigue en una zona peligrosa desatada por la crisis financiera

Los países de la Unión Europa permanecen en la "zona peligrosa" ocasionada por la crisis financiera, declaró hoy el primer ministro belga Yves Leterme.

"No hemos salido de la zona peligrosa, no. Fenómenos críticos se operarán también en otros países, sin lugar a dudas", dijo Leterme en una sesión del parlamento de Bélgica.

Para evitar los problemas de solvencia originados por la crisis financiera, los Gobiernos de Bélgica, Gran Bretaña, Francia, Alemania, Luxemburgo y Holanda se han visto obligados a prestar apoyo monetario a las organizaciones crediticias. En particular, los Ejecutivos de Bélgica, Francia y Luxemburgo acordaron asignar 6.400 millones de euros al banco franco-belga Dexia.

La Asociación Europea de Bancos por su parte aseveró que el sistema bancario de Europa resistirá al empuje de la "tempestad" financiera global y que los depósitos de los europeos no corren riesgo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.