martes, 4 de noviembre de 2008

Las 25 noticias más censuradas en 2007-2008: Japón duda de la versión oficial del 11/9 y no quiere más guerra

Benjamin Fulford
Título original: Japan Questions 11 de setiembre and the Global War on Terror
Traducción: Ernesto Carmona (especial para ARGENPRESS.info)

En enero de 2008 hubo un debate en el Parlamento japonés que desafió las premisas y la validez de la guerra global al terrorismo, con difusión en vivo por TV abierta. El parlamentario Yukihisa Fujita insistió en la necesidad de una investigación conducida en el origen de la guerra: los acontecimientos del 11 de septiembre.

En una sesión del Comité de Defensa y Asuntos Extranjeros del Parlamento llevada a cabo para discutir la ética de la renovación de la Ley Anti-Terrorismo que faculta al gobierno de Japón para proporcionar apoyo logístico a las fuerzas de la coalición que operan en Afganistán, Fujita abrió la sesión indicando: "Quisiera hablar del origen de esta guerra al terrorismo, qué fueron los ataques del 11 de septiembre... Al discutir estas leyes contra-terror debemos preguntarnos ¿qué fue e 11 de septiembre? y ¿qué es el terrorismo?"

Fujita precisó: "Hasta ahora la única cosa que ha dicho el gobierno es que pensamos que fue causado por Al Qaeda porque el presidente Bush nos dijo eso. No hemos visto ninguna prueba verdadera que fue Al Qaeda". Le recordó al Parlamento que el 11 de septiembre mataron a veinticuatro ciudadanos japoneses y nunca hubo mandato para una investigación criminal del gobierno japonés. "Tan seguro es que esto fue un crimen que necesita realizarse una investigación", dijo Fujita. (Proyecto Censurado 2008 # 16) Fujita se explayó incisivamente "acerca de la información sospechosa que una vez destapada por todo el mundo ha recrudecido las dudas que existen sobre los acontecimientos de 11 de septiembre".

El Parlamento japonés vio varias diapositivas del Pentágono y de sitios del Centro Mundial de Comercio (WTC, en inglés), mientras Fujita explicaba cada una. Las diapositivas mostraron evidencia contraria a la explicación oficial: Los daños en y alrededor del Pentágono no fueron consistentes con los daños que podría causar un avión 757. "También Fujita destacó: "Allí en el Pentágono habían más de ochenta cámaras fotográficas de seguridad pero los funcionarios han rehusado dar a conocer sus registros. En cualquier caso, como usted acaba de ver, no hay fotografías del avión ni de sus restos en ninguna de estas fotografías. Es muy extraño que no se nos hayan mostrado tales fotografías".

Un funcionario de la fuerza aérea de EEUU corroboró el hecho de que el avión ejecutó una vuelta en “U” y evitó la oficina de la secretaría de Defensa, maniobra que sería una hazaña imposible para un inexperto piloto novel; y no hubo ninguna defensa aérea en el intervalo de noventa minutos entre el impacto inicial de los aviones en el WTC y el Pentágono. Fujita agregó: "Es desconcertante que no se encontrara ningún registro del vuelo en ninguno de los cuatro sitios". En tierra, en los sitios del WTC, fueron verificados los sonidos y la evidencia visual de las explosiones. El hallazgo de restos del avión en vuelo lanzados hasta 150 metros de distancia es consistente con el estallido de los edificios.

Durante las operaciones de rescate, un bombero de Nueva York confirmó que hubo una serie de explosiones semejantes a una demolición profesional y un sobreviviente japonés oyó explosiones mientras huía del sitio. El Edificio Nº 7 del Centro Mundial de Comercio (WTC 7) (WTC 7), era un bloque de 47 pisos de altura localizado lejos, no lo atacó ningún avión y tenía daños mínimos de fuego, pero cayó derrumbado sin dejar huellas en cinco o seis segundos, siete horas después que fueran atacados los edificios principales del WTC. No sólo la Comisión del 11 de septiembre no menciona al WTC 7, sino que las agencias estadounidenses FEMA [Agencia Federal de Manejo de Emergencias] y NIST [Instituto Nacional de Estándares y Tecnología] tampoco hicieron ninguna mención en sus informes.

Fujita informó que al interior del mercado de valores, entre el 6 y el 8 de septiembre, los inversionistas ejecutaron opciones de venta a precio fijo de acciones de United y American Airlines. El especialista financiero Keiichiro Asao testimonió confirmando que una transacción tan compleja sería el trabajo de iniciados más bien que de Al Qaeda.

Fujita se dirigió entonces al Primer Ministro Fukuda: "Quisiera saber por qué el Primer Ministro piensa que el Talibán fue responsable del 11 de septiembre". Y continuó: "Necesitamos ir de nuevo al principio y no creer, simple y confiadamente, en la explicación del gobierno de EEUU y en la información indirecta proporcionadas por ellos... Necesitamos observar esta evidencia y preguntarnos nosotros mismos cuál es realmente la guerra al terrorismo... Necesitamos preguntar quiénes son las víctimas reales de esta guerra al terrorismo. Pienso que sus víctimas son los ciudadanos del mundo".

"Primer Ministro" –continuó Fujita– "¿Cuál fue el origen de la guerra al terrorismo y de la idea si fue correcto o incorrecto participar en ella? Realmente, ¿existe alguna razón para participar en esta guerra al terrorismo?"

Fujita recibió apoyo para concluir que necesita ser investigada y ser analizada la razón que llevó [a Japón] a participar en la guerra de EEUU al terrorismo. La oposición bloqueó la extensión de la ley de Japón contra el terrorismo y los colegas reconocieron el valor de Fujita con llamadas telefónicas congratulatorias.

Sin embargo, esto acabó a mediados de enero, después de meses de discusiones parlamentarias. Con la oposición de por lo menos el 50 por ciento del público japonés, Fukuda puso en el Parlamento la renovación de la ley contra el terrorismo. Después que la cuenta fuera votada en contra por la oposición en sesión plenaria de la Cámara Alta del Parlamento el 12 de enero, el gobierno la resometió más adelante, en el mismo día, a la Cámara Baja, donde el partido conservador predominante tiene mayoría, y convirtió la propuesta en una ley. Así, volcaron un veto a la Cámara Alta.

Esta es la primera vez en medio siglo que un gobierno japonés ha recurrido a tales tácticas, juzgada como una medida drástica por los estándares japoneses. (1)

De acuerdo con Christopher W. Hughes, profesor de Estudios Políticos Internacionales en la Universidad de Warwick, el "gobierno de Fukuda estuvo bajo mucha presión de EEUU para re desplegar las naves y si siempre tuvo él mismo algún nivel de duda acerca de la importancia de la misión en términos militares y sobre la guerra entera de EEUU contra el terrorismo, percibió que aprobar la cuenta sería muy importante para las relaciones de EEUU-Japón. También presionó sobre el Primer Ministro una reunión personal con Bush, presidente de EEUU. (1)
Actualización de Benjamín Fulford

Si usted todavía cree que los medios corporativos en lengua inglesa son libres, eche una mirada detrás de la escena en el Club de Corresponsales Extranjeros de Japón (FCCJ, en inglés) y piénselo de nuevo.

Por más de dos décadas fui miembro de ese club pero no tenía ninguna pista sobre lo que realmente representaba hasta que intenté efectuar una rueda de prensa acerca del 11 de septiembre. En ese punto comenzaron a ocurrir toda clase de cosas repugnantes y repentinamente asumí que el lugar se parecía más a una jerarquía de espías que a un club de periodistas. Por ejemplo, no supe que había gente tratando de hacerme despedir del club, los e- mails desaparecían desde mi cuenta Internet antes de que consiguiera leerlos y la gente comenzó a murmurar que estaba mal de la cabeza.

La lista de insultos para presionar la libertad de prensa en el club desde la conferencia inicial es demasiado larga para escribirla detalladamente aquí, así que citaremos simplemente el ejemplo más reciente. Yukihisa Fujita, miembro del Parlamento por el partido Democrático, de la oposición, en un debate parlamentario transmitido a toda la nación por NHK, le preguntó al Primer Ministro Yasuo Fukuda sobre muchas de discrepancias que se encontraron en la explicación oficial del gobierno de EEUU sobre qué sucedió el 11 de septiembre.

Un miembro del Parlamento en Japón, aliado de EEUU, mostró evidencia de gran alcance, a través de la TV nacional, de que el gobierno de EEUU asesinó a 3.000 de sus propios ciudadanos, así como a gente de Japón y de muchas otras naciones. Sugerí que lo llamáramos para una rueda de prensa y aceptaron nueve periodistas activos, que representan a una audiencia potencial de millones. Generalmente, si votan sólo tres o más periodistas activos es suficiente para garantizar un evento como ése. A pesar de esto, vetó la conferencia James Sims, del Wall Street Journal, cabeza del Comité de Actividades Profesionales, confederado con Martín Williams, el presidente de la FCCJ, aunque se trataba de un acontecimiento que no cubren por su condición de periodistas técnicos. El veto fue una violación del Artículo 3 de los estatutos que rigen al club e invocan la libertad de prensa. No solamente eso, sino que llevaron adelante una tentativa evidente para dejarme fuera del PAC.

Desde entonces Fujita ha sido invitado a que hable en el Parlamento de la Unión Europea y en muchos otros lugares. Fujita ha ofrecido la ocasión de hacer más preguntas en el Parlamento y en muchos medios de noticias japoneses han informado sobre sus actividades. Los libros acerca del 11 de septiembre también están vendiéndose bien en Japón. Un grupo cada vez mayor de políticos japoneses ha sido enterado de qué sucedió realmente ese día. El gobierno japonés en sí mismo sabe la verdad y esto comienza realmente a afectar la alianza EEUU/Japón de manera fundamental. Las respuestas formales del gobierno japonés a las preguntas de Fujita demuestran que está cobrando cada vez más fuerza la sospecha de que el gobierno de EEUU asesinó a más de veinte ciudadanos japoneses. A largo plazo, podría haber enormes repercusiones para la seguridad de EEUU.

Cita:
1) Axel Berkofsky, “Japan: The Deployment Dilemma,” International Relations and Security Network, January 24, 2008

Fuente:
Rense.com and Rock Creek Free Press, January 14, 2008
Título: “Transcript Of Japanese Parliament's 911 Testimony”
Autor: Benjamin Fulford

Estudiantes investigadores: Kyle Corcoran, Alan Scher, Bill Gibbons y Elizabeth Rathbun
Evaluador académico: Mickey Huff, M.A.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Migraciones: ¿Un problema en el siglo XXI?


Marcelo Colussi (especial para ARGENPRESS.info)

Las migraciones humanas son un fenómeno tan viejo como la Humanidad misma. De acuerdo a las hipótesis antropológicas más consistentes se estima que el ser humano hizo su aparición en un punto determinado del planeta (el centro de África) y de ahí migró por toda la faz del globo. De hecho el ser humano es el único ser viviente que ha migrado y se ha adaptado a todos los rincones del mundo.

Las migraciones no constituyen una novedad en la historia; siempre las ha habido, y generalmente han funcionado como un elemento dinamizador del desarrollo social. Hoy día, sin embargo, y desde hace varios años con una intensidad creciente, se plantean como un “problema”. Lo que aquí queremos delimitar es: problema ¿por qué? y ¿para quién? Y secundariamente, en tanto problema a resolver, esbozar alternativas posibles.

La gente ha migrado históricamente de un sitio a otro: a) forzada por las circunstancias algunas veces, y b) voluntariamente otras. En estos casos la población migrante buscó nuevos horizontes simplemente movida por el humano afán de conocer cosas nuevas, del descubrimiento, de la aventura. Las migraciones forzosas se han debido a diversas causas, pero en general puede afirmarse que aparecen ligadas a contingencias naturales: catástrofes, hambrunas, empeoramiento en las condiciones de habitabilidad de una región. Sólo recientemente el fenómeno ha adquirido una dimensión masiva de proporciones antes nunca vistas, apareciendo motivado por razones de orden puramente social: guerras, discriminaciones, persecuciones, pero más aún: pobreza. Sólo en la segunda mitad del siglo XX puede decirse que empieza a constituirse en un verdadero problema, perdiendo definitivamente su carácter de factor de progreso, de aventura positiva.

Si bien es cierto que el movimiento voluntario de población sigue existiendo (pequeño, ocasional), y que no faltará ya hoy día quien esté pensando instalarse próximamente en alguna base terrícola en algún punto del cosmos, las características de aquello a lo que actualmente asistimos llaman a la reflexión.

Una concepción realmente amplia de desarrollo, que no ligue bienestar exclusivamente a adquisición de objetos materiales y que contemple como algo igualmente medular el cuidado racional del ambiente, debe interrogarse acerca de fenómenos tan masivos y contundentes que irrumpen en lo social rompiendo el equilibrio general tales como la narcoactividad (segundo negocio en la economía mundial), la violencia generalizada (la producción y venta de armamentos constituye el primero), la amenaza nuclear, el desastre ecológico, la actual pandemia de sida. Entre estos fenómenos se inscribe necesariamente el de las migraciones actuales, masivas y sin freno.

Nunca antes como ahora tanta gente huye de situaciones adversas. Paradójicamente, nunca antes había habido tantas situaciones adversas. La riqueza y el bienestar crecen a pasos agigantados para muchos, pero para muchísimos otros también crece –en forma inversamente proporcional– su marginación, su falta de posibilidades, su precariedad.

La dinámica social en curso, curiosamente, aunque se amplía en potencialidades productivas, en tecnologías más efectivas, en acceso al confort, no termina de resolver problemas ancestrales de la Humanidad en cuanto a mejoramiento de las condiciones de vida sino que, por el contrario, para una gran mayoría, las empeora.

La era industrial provocó las oleadas de migración voluntaria más grandes que hasta entonces se habían producido. La búsqueda de la prosperidad que empezó a ofrecer el capitalismo en su proceso de crecimiento movió enormes contingentes de población rápidamente. Países enteros comenzaron a nutrirse de los inmigrantes; algunos construyeron su grandeza sobre esa base. Quizá los Estados Unidos de América son el ejemplo más elocuente. Continentes enteros se modificaron merced a esos movimientos de población. Expandido el industrialismo y la sociedad de alto consumo material por prácticamente todo el orbe, desde la segunda mitad del siglo XX alternativamente fueron apareciendo nuevos focos de prosperidad que, a su turno, atrajeron migrantes: Canadá, Australia, Nueva Zelanda, zonas francas dentro de países, como Manaos en Brasil o Hong Kong en China.

La industrialización de las sociedades, y por tanto el crecimiento de la ciudad en detrimento del campo, tiene en curso un proceso migratorio en todo el mundo que no da miras de detenerse. Estas migraciones, que de alguna manera fueron el insumo que necesitó la industria para expandirse en un primer momento, no dejan de ser un problema social creciente, por cuanto el número de personas reubicadas en las ciudades supera grandemente las posibilidades de asimilación de nuevos habitantes que ellas tienen.

Un proceso de algún modo similar se da en el movimiento Sur-Norte, desde países pobres hacia la metrópoli desarrollada. Las oleadas de tercermundistas indocumentados se muestran imparables, y quizá ésta, más que ningún otro tipo de migración, es la que alarma al statu quo central.

En todos estos casos vemos que hay un interés del migrante por desplazarse desde una situación comparativamente más desventajosa (económica, social, culturalmente) hacia una más beneficiosa.

Las guerras, quizá la peor catástrofe no natural, desde siempre han sido un factor determinante de migraciones. Pero las llamadas guerras de baja intensidad de las últimas décadas, incluidas aquellas desarrolladas en el marco de la Guerra Fría (la Tercera Guerra Mundial para algunos), entre las que se cuentan toda suerte de persecución por cualquier disensión, han dejado un saldo de migrantes forzosos como nunca anteriormente se había contabilizado. Seguramente contribuye a estos movimientos cada vez más masivos de población la proliferación de comunicaciones más desarrolladas en todo el mundo que achican distancias globalizando y homogeneizando posibilidades y alternativas.

Podría aventurarse la idea que los conflictos armados y las persecuciones provocan tantas migraciones porque, a partir de la explosión demográfica del presente siglo –por ahora siempre en aumento– cada vez hay cantidades más inconmensurables de gente en el planeta, y más aún en las zonas donde generalmente tienen lugar esos hechos violentos. Por tanto una reubicación de un grupo poblacional que hace algunos siglos atrás hubiera pasado inadvertida o no hubiera tenido un impacto relevante, hoy día alcanza, a veces, ribetes trágicos. Más aún si se da, como de hecho ocurre, en las áreas más pobres y marginadas del mundo –menos preparadas por tanto para hacer frente a situaciones tan adversas. La Segunda Guerra Mundial, más allá del desastre que en sí mismo representó para quienes la sufrieron directamente, en Europa, por ejemplo, no provocó un éxodo irrefrenable de población hacia nuevos horizontes. Pero todo conflicto armado acaecido en el Sur tiene como consecuencia inmediata, además de la pérdida de vidas y de bienes materiales, movimientos poblaciones donde se huye de situaciones generalmente irreversibles en el corto y mediano plazo en las que se combinan el desastre de la guerra con la precariedad heredada desde siempre. Tales movimientos, si bien son una forma de preservar la vida en lo inmediato, producen posteriormente problemas de reasentamiento definitivamente insolubles, por lo que conflictúan más aún las ya sufridas sociedades donde tienen lugar.

En estas migraciones forzosas prácticamente se huye por una imperiosa necesidad de sobrevivencia.

Las cifras globales indican elocuentemente que las migraciones, ya sea por interés, ya sea por necesidad, aumentan; y no sólo en valores absolutos (cada vez hay más población en el mundo), sino en términos relativos, lo cual es un indicador de que algo especial sucede.
¿Por qué cada vez más gente emigra?

Es claro que, dada la actual cantidad de humanos sobre el planeta, cualquier fenómeno masivo debe contabilizarse en términos monumentales. Pero esto no alcanza para explicar el por qué de la masividad de las migraciones.

Pareciera que crecientemente hay más interés al igual que más necesidad por migrar. Pero observando más detenidamente el fenómeno vemos que el interés –nos referimos al migrante voluntario, que fundamentalmente es migrante económico– se reduce también a necesidad. La gente huye de la miseria: del área rural a la ciudad, de los países pobres a la prosperidad del Norte, al igual que huye de las guerras, de las persecuciones políticas, de las cacerías humanas, cualquiera sea su naturaleza.

Ahora bien, si el número de huidos aumenta (ya sea en la forma de desplazados, refugiados, exiliados, de habitantes de barrios marginales en las ciudades o de inmigrantes ilegales en las sociedades más ricas) esto está indicando que las condiciones de vida de donde proviene tanta gente expulsan en vez de permitir un armónico desarrollo.

Con la globalización en curso a la que actualmente todos asistimos es posible pensar que las fronteras del Estado-nación moderno puedan tender a debilitarse y que los desplazamientos de población para fines de crecimiento personal (económico, cultural) entre un punto y otro del orbe sean paulatinamente más comunes. Pero esto no deja de ser un movimiento que no altera la estructura misma del edificio social: los negocios son, y serán cada vez más marcadamente, transnacionales, al igual que la cultura, las modas, los hábitos cotidianos, las distintas formas de poder y las políticas de control. No es impensable que dentro de algún tiempo grandes áreas del mundo sean la casa común para millones de habitantes (Europa, por ejemplo, apuesta a ese proyecto). Pero los desplazamientos humanos que allí tengan lugar no podrían ser considerados migraciones (un pasaporte común, un destino común; las migraciones no son eso).
¿Qué tienen de especial las migraciones masivas a las que nos referimos?

En el hecho migratorio deben considerarse tres elementos: el migrante, el lugar de donde emigra y aquel adonde llega. Cada uno de estos polos tiene su especificidad propia.

Cada tipo de migrante (el latinoamericano que se va “mojado” a Estados Unidos, o el africano que logra llegar a tierra europea en una precaria embarcación, o el sobreviviente de un terremoto que es reubicado por sus autoridades gubernamentales en una nueva región del país, o aquel que alcanza a cruzar la frontera para escapar a un régimen dictatorial sangriento, etc.) tiene una historia personal y colectiva que le hace sobrellevar esa transformación en su vida con mayor o menor suerte. De hecho, cualquier gran cambio existencial provoca una conmoción subjetiva que cada quien sobrellevará como mejor pueda, no faltando ocasiones en que algunos no podrán procesar todo lo nuevo reaccionando con distintos tipos de descompensaciones (sintomatología psicológica, desadaptación a las nuevas condiciones, duelo perpetuo por lo perdido). Este es un nivel del problema: el problema concreto para cada migrante. Por otro lado, y siempre funcionando como un problema, se encuentra el medio que fuerza la migración: algo irrumpe o actúa como distorsionador en la vida normal provocando las condiciones para abandonar, temporal o definitivamente, el lugar de origen. Pueden ser catástrofes naturales, guerras, pobreza, etc., pero para quien lo padece ello tiene en todos los casos el valor de problema insoluble cuya única alternativa es la evitación. Finalmente, también es un problema el proceso de llegada del migrante a su nuevo destino, no sólo para él (¿cómo se adaptará, cómo soportará la pérdida?) sino para el entorno en el que se reinstala. A veces el nuevo medio acoge solidariamente, pero muchas otras no, creándose tensiones entre recién llegado y nativo. El proceso de reubicación no deja de ser un enorme problema, y en ocasiones más complejo que los otros.

Lo distintivo de las migraciones actualmente, además de su tamaño, es el hecho de constituirse como problema para todos los factores que hacen parte de ellas en virtud de su desorganización, de su desorden, de la pérdida de su condición constructiva. Hace tiempo que las migraciones dejaron de ser un motor beneficioso para las sociedades. Por el contrario, en un mundo en el que agigantadamente, en vez de resolverse problemas cruciales, se entroniza la tendencia a dividir entre aquellos que “se salvan” y los que “sobran”, las migraciones (como recurso desesperado de muchísimos) son un calvario que, globalmente consideradas, no salvan a nadie sino que empeoran las condiciones de todos.
Migraciones: un problema a resolver

En las actuales migraciones, entre las que destacan por sobre todas aquellas debido a la pobreza, hay varios niveles de problemas. Hoy, dado las características del fenómeno, nadie se beneficia de esos movimientos sino que, por el contrario, se crean problemas comunes exclusivamente. Quizá sólo el migrante, en tanto escapa de una situación muy desfavorable, se beneficia en parte, sin contar con todos los problemas que le trae aparejado un cambio brusco de vida y el abandono de su lugar. Pero en definitiva, la experiencia lo enseña, la gran mayoría de población movilizada termina integrándose a sus nuevas condiciones más allá de la amargura de la añoranza.

Lo que está claro es que el fenómeno migratorio en su conjunto (quizá nos podríamos atrever a decir que no sólo por lo desorganizado sino también por lo “escandaloso” que ha pasado a ser) está denunciando una falla estructural del sistema social que lo produce. Las grandes capitales del Tercer Mundo reciben en conjunto diariamente alrededor de 1.000 personas que migran desde el área rural; y otros cuantos miles llegan cada día ilegalmente desde el Sur a los países desarrollados. ¿Hay una solución para esto?

La voz de alerta respecto al tema ya se ha dado desde hace algún tiempo en todo el mundo. Quien lo siente fundamentalmente como un problema, y más raudamente ha dado los primeros pasos para reaccionar, es el área de llegada de tanta migración: el Norte desarrollado. Sin duda que las que migran son poblaciones en riesgo, pero para la lógica del poder dominante el riesgo está, ante todo, en su propia casa, que comienza a ser invadida ininterrumpidamente por contingentes siempre en aumento.

Si efectivamente consideramos que las migraciones en condiciones de huida, tal como se van dando constantemente, son un problema (social, humano, ético, económico o como lo queramos considerar), se impone hacer algo al respecto. De hecho hay varias respuestas en curso; de acuerdo al nivel del problema enfocado habría al menos tres posibilidades: a) trabajar con el migrante, b) accionar sobre el punto de donde sale, c) intervenir en el punto de llegada.

Quizá lo más sencillo, pero no por ello lo más efectivo, es actuar en el lugar de llegada de las corrientes migratorias, simplemente cerrando fronteras para impedirlas. Esto, si bien se hace –y con alarma hay que denunciar que es una tendencia creciente en vastos sectores de los países ricos, llegándose a extremos cavernícolas de xenofobia en algunos casos, con alambradas electrificadas y leyes represivas inimaginables– no es una respuesta al problema sino simplemente una forma de sacárselo de encima. Pedir que no lleguen más inmigrantes a un país es, exclusivamente, preservar la situación de ese país despreocupándose del problema de otros.

Otra posibilidad, y de hecho la más desarrollada, es trabajar directamente con la población migrante, tanto en el proceso de instalación en su nueva morada como en el eventual regreso hacia su lugar de origen. En general aquí es donde se concentran todos los esfuerzos de las diversas agencias, gobiernos e instituciones varias que se dedican al fenómeno. Ayuda humanitaria para los traslados, acompañamiento, facilidades en los desplazamientos, asesoría y apoyo en los nuevos asentamientos, programas de desarrollo para los reinstalados, son algunas de las variantes más usuales en los servicios prestados a la población migrante. Todo ello tendiendo a hacer del hecho migratorio algo digno y constructivo, pero sin entrar a cuestionar el por qué del mismo.

La tercera opción, tal vez lo más difícil de encarar, es apuntar a ver por qué se emigra y a solucionar en el sitio expulsor los problemas que fuerzan a abandonar el terruño. Con esto habría que estar abordando problemáticas tan complejas como la pobreza o la guerra. Seguramente sea imposible impedir las migraciones (¿quién y cómo eliminará las causas anteriores? Además, ¿por qué prohibirlas?, si en toda la historia de nuestra especie las hubo); pero tal vez pueda ser útil ampliar el debate para profundizar estas temáticas. Pese a que las organizaciones dedicadas a atender migrantes no tengan, en principio, respuesta efectiva a cuestiones tan complejas, es necesario plantearse seriamente qué nos está diciendo en este momento este fenómeno inusual. ¿Por qué tanta gente huye de su situación cotidiana? ¿Tan mal le va a tanta gente en el mundo? ¿Es tolerable un mundo que integra a algunos y marginaliza a tantos? Las migraciones actuales ¿no nos están hablando de poblaciones “excedentes” en el planeta? ¿Y qué mundo puede ser ese donde haya gente “de sobra”?

Todas estas preguntas, aparentemente alejadas de respuestas prácticas concretas, deben ser el fundamento de nuestras acciones en torno al tema de las migraciones. En definitiva el debate teórico serio –creemos que imperioso– sobre todo esto es lo que mejor puede encaminar las futuras intervenciones. Recordemos que “no hay nada más práctico que una buena teoría” (palabras de un famoso inmigrante judío: Einstein). Pero además, el problema de las migraciones es, en su justo medio, un problema político, un problema en la forma en que el mundo está organizado. ¿Por qué tendrían que ser problema si eso fue lo que nos permitió expandirnos por todo el globo? Son un problema en las actuales condiciones de civilización, lo cual impone entonces plantearse condiciones nuevas; léase: transformar las actuales.

Autor foto: EL MANIFIESTO.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Colombia, frente a las barbaridades y crímenes que se cometen bajo el gobierno de Uribe Vélez


Apolinar Díaz – Callejas (especial para ARGENPRESS.info)

Colombia se salvará. El movimiento indígena y de afro colombianos, junto con toda la población, recuperarán su destino y la democracia.

No creo que la suspensión del servicio de energía eléctrica durante los últimos días, en el barrio de Bogotá donde vivo, sea una acción deliberada contra mi necesidad de escribir mis artículos de prensa y los libros en que ando. Creo que se trata de que el Distrito de Bogotá cometió el tremendo error de privatizar los servicios de energía eléctrica en la capital de Colombia, entregando su manejo a grupos privados a los que sólo le interesan sus utilidades, aunque la ciudadanía sufra por ello. La semana pasada fue una situación permanente de falta de energía para poder escribir esta columna. Me propongo formular una acusación ante los organismos del Estado encargados de vigilar la prestación de este servicio público, que ejecutan las empresas privadas que se enriquecen incumpliéndole a la población. El contratista beneficiario de esa transferencia de los ingresos de Bogotá por servicios de energía eléctrica se llama CODENSA. Cuando ya había avanzado en estas líneas se fue por quinta vez la luz en mi barrio.

Pero, volvamos a la situación social y política de Colombia en la actualidad. Ayer, dos de noviembre, se realizó en el Resguardo Indígena la María en el Municipio de Piendamó, en el Departamento del Cauca, el encuentro entre el Presidente Álvaro Uribe Vélez y las organizaciones indígenas y afrodescendientes del sur del país. Fue una reunión que el presidente colombiano trató de evadir y sabotear durante varias semanas. Al final no tuvo más remedio que asistir al Resguardo Indígena para oír y tratar de dialogar con estas organizaciones.

Los indígenas del Resguardo se presentaron con sus vestidos blancos y sus distintivos rojos y verdes al cuello, con un bastón de mando en sus manos, que son distintivos tradicionales y milenarios de defensa de los indígenas, de los cuales el gobierno retardatario del país acusa de usar armas para combatir a los gobiernos que tenga la nación. Sería una batalla no solo dramática sino falsa entre los bastones indígenas y las ametralladoras, camiones y aviones de combate del gobierno. Quiero subrayar como hecho especial de la presencia de los indígenas, su tranquilidad, su disciplina y su respeto a la reunión. Además, los oradores, en un país como Colombia de tradición de notables discursos, fueron de un vigor y perfección lingüística impresionantes. Yo que he sido luchador político y Senador de la República durante muchos años puedo decir que en esta materia en el Resguardo la María hubo una espectacular perfección oratoria de los voceros de las organizaciones indígenas. El discurso de la Consejera Mayor de la
Comunidad Indígena del Cauca Aida Quilcué, presentando las denuncias indígenas fue sencillamente notable. Pero también se encargó de responder a los agravios del Presidente Uribe Vélez quien acusó a los indígenas de irrespeto al Himno Nacional, porque se sentaron cuando resonaron sus notas. Ella dijo "que no era un irrespeto con el Himno Nacional, sino un prueba de su resistencia y de protesta contra un Estado excluyente como lo es actualmente el colombiano".

Del mismo modo, ante los discursos evasivos del presidente Uribe Vélez, el líder indígena Feliciano Valencia, le dijo tranquilamente al Presidente: "no lo tome como un desafío. Mientras no haya soluciones completas seguiremos con las haciendas La Emperatriz, Gualanday y Jabio; porque la Minga es decir, la protesta, sigue". Uribe se limitó a responder que el gobierno no aceptaba invasiones.

El Presidente Uribe exigió a las comunidades indígenas que se comprometieran a no planear el taponamiento de la carretera, a la vez que se ofreció a investigar los desmanes cometidos en los últimos días contra este Resguardo, ante las denuncias de los indígenas, que incluso mostraron un vídeo de 14 minutos sobre las acciones "irregulares de las autoridades en las marchas". Por ello el dirigente indígena Feliciano Valencia declaró al final del encuentro con Uribe: "presentíamos un fracaso. Es una ofensa que después de este debate se insista en la presencia de la Fuerza Armada en La María".

Uribe Vélez insistió en que bajo su mando, en Colombia no había territorios vedados para las autoridades "pero explicó que sí podía salir la Fuerza Pública de la María, pero con el compromiso de los indígenas de garantizar que desde su territorio no se planearán "taponamientos" a las vías y se comprometió a investigar los desmanes cometidos por la Fuerza Pública en los últimos días contra este Resguardo".

En su desesperación por la carencia de argumentos serios para responder a los dirigentes indígenas, el Presidente Uribe, quien lo creyera se comprometió a acoger la Declaración Universal de los Pueblos Indígenas, expedida por las Naciones Unidas que será debatida en marzo de 2009 en la ONU.

Elides Pechene, indígena guambiano, Gobernador del Resguardo La María, enfatizó que "la política de seguridad democrática (del gobierno Uribe Vélez) tiene un poder destructivo y pregunta: "¿Por qué se nos quiere destruir? ¿Por qué se nos quiere extinguir?".

En este espectacular debate público, los indígenas denunciaron que en la represión gubernamental hubo 130 heridos y varios muertos.

El encuentro indígena - Uribe Vélez, se inició con el Himno de la Guardia Indígena, interpretado por la banda cuatro más tres. La Consejera Mayor, Aida Quilcué, en su notable discurso de inauguración del encuentro aclaró al Presidente Uribe que el encuentro con el gobierno se hacía como parte de la Minga de resistencia contra las represiones del gobierno y no de aplausos", para informarle la verdad al país y al mundo. Por ello expresó: "protesto por las mentiras oficiales y denuncio que hay 120 indígenas heridos y varios muertos causados por la Fuerza Pública". Igualmente expresó que los soldados del régimen de Uribe destruyeron sus banderas y elementos culturales.

Y por eso se ha creado la Minga de la Resistencia a la Agresión, a la vez que se refirió a las acciones violentas de la Fuerza Pública en Piendamó. Explicó que las agresiones, muertos y heridos fueron actos delictuosos que llevarán a la Corte Penal Internacional. Denunció las políticas oficiales contra los campesinos y el despojo a estos de sus tierras, por los grupos de terroristas y narcotraficantes. Defendió a los cientos de cortadores de caña de los ingenios azucareros del Valle del Cauca que están siendo agredidos y despojados de sus derechos laborales. Indicó que la política del gobierno actual es contra los campesinos de este país.

Este es un resumen del extraordinario espectáculo de energía, inteligencia y claridad ideológica y política que dieron los indígenas del sur del Cauca a Colombia, a la América del Sur y el mundo. Yo, personalmente quedé profundamente impresionado por este acontecimiento histórico. Aida Quilcué anunció con vigor "que si el Gobierno Nacional no retira sus tropas de los territorios del Resguardo, la Minga Indígena continuará con el mismo vigor y movilización humana hasta hoy". Todo ello me lleva a pensar que con movimientos como el de los indígenas Colombia, inevitablemente, se salvará de los desastres y propósitos dictatoriales del gobierno Uribe Vélez y de sus roscas políticas.

Foto: Alvaro Uribe Vélez presidente de Colombia. / Autor: Zhang Chuanqi - XINHUA


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Grandes empresarios quieren que el hilo se corte por lo más delgado

Emilio Marín (LA ARENA)

Es verdad que el país no está devastado como a fines de 2001. Pero tampoco derrocha salud por todos sus poros, sobre todo los de los pobres. Y preocupa que varias de las cámaras patronales empezaran por el ajuste.

A la derecha cerril y neoliberal le ofende que la presidenta argentina haya disparado varios dardos envenenados contra el Consenso de Washington y el ideario de los '90, analizando la coyuntura internacional. Se entiende el enojo porque esos sectores son defensores de esa plataforma pergeñada por el capital financiero internacional.

Criticar a Wall Street está muy bien y es oportuno porque ayuda a los argentinos de a pie, a comprender cuál es el origen principal -no el único- de los problemas económicos y financieros que están sacudiendo el país. Al que le quepa el sayo, que se lo ponga.

Pero en simultáneo las autoridades gubernamentales tienen la obligación de adoptar las medidas de protección del trabajo local y dentro de éste a los trabajadores, que son la parte más vulnerable. Eso no se consigue sólo con discursos.

Y allí aparecen las limitaciones. Carlos Tomada se ha limitado a ofrecer estabilidad a los empleados de las AFJP, al comentar el proyecto de ley de reestatización. El beneficio alcanzaría a algo más de 10.000 personas. La cartera de Trabajo le ha recordado a los bancos y administradoras la vigencia del procedimiento preventivo de crisis, para que antes de despedir comuniquen al gobierno y abran un período de componenda con la dependencia.

Con esos dos débiles instrumentos, miles y miles de asalariados de diferentes actividades, que ven peligran sus puestos de trabajo, no tienen una protección efectiva.

Hugo Moyano, secretario general de la CGT, que no se caracteriza precisamente por tomar esa defensa como un leit motiv sindical, ha elevado dos propuestas al PEN. Aún no ha tenido respuesta sobre el grado de aceptación gubernamental.

Una fue impulsar el cumplimiento de la ley de "Compre Nacional", para que el Estado y los prestadores de servicios públicos privilegien las compras de bienes producidos en el país antes que en el extranjero. Hubo silencio oficial.

La otra sugerencia fue reimplantar la doble indemnización en caso de despido, que busca desalentar cesantías y fuera eliminada el año pasado. Se supone que una conducción gremial genuina debería defender la estabilidad en el empleo antes que encarecer el costo del despido. De todos modos, tampoco esta última modalidad fue vista como necesaria por la presidenta y su ministro de Trabajo.

Tanta liviandad contrasta con el peligro real de menor crecimiento económico y despidos y suspensiones que ya aparecen en el panorama gremial.

"Crettino" Rattazzi

Muchas de esas medidas antiobreras las empiezan a adoptar empresarios que comieron y comen de la mano del gobierno, por ejemplo los de terminales automotrices. Resulta que este año terminarán fabricando y vendiendo 615.000 vehículos, rompiendo todos los récords del sector, pero ante los primeros nubarrones de crisis corrieron una carrera de Fórmula 1 para ver quién llegaba primero con sus fatídicos telegramas.

Renault de Santa Isabel, Córdoba, despidió a 600 trabajadores, que luego de la "mediación" del SMATA, redujo a 300. General Motors, de Alvear, cercana a Rosario, cesanteó a 500, un trámite que se está negociando ante el Ministerio de Trabajo con conciliación obligatoria. Fiat, de Ferreyra, Córdoba, suspendió a sus mil empleados alegando falta de piezas y luego hizo otro tanto con 900 dependientes de su planta de camiones, Iveco, invocando falta de pedidos o caída de los mismos.

El presidente de Fiat Auto de Argentina es Cristiano Rattazzi, un habitué de los actos con la presidenta en el Salón Blanco de la Casa Rosada, por caso el 2 de septiembre por el Día de la Industria. Pero este tano tiene muy claro que por encima del lobby y relaciones públicas, lo que importa es la defensa cerrada de sus intereses. Lo demostró con sus comentarios públicos contra la decisión oficial de anular las AFJP, que calificó como un "manotazo" a los ahorros privados. Y lo reiteró con declaraciones en los diarios del 19 de octubre pasado: "algún ajuste hay que hacer y lamentablemente la variable es el empleado".

En consecuencia lo primero que ordenó el capo de la firma italiana fue no crear el segundo turno que estaba por comenzar en su planta de Ferreyra. De tal forma que las promesas de reactivación de la misma, que datan de 1996 cuando fue reinaugurada en la gobernación Mestre, y de 2008, con presencia del secretario de Industria Fernando Fraguío (ex empleado de Fiat), siguen en veremos.

Ese achicamiento no parece ser sólo rasgo automotriz. La chilena Cencosud, dueña de cadenas de supermercados, envió 350 despidos de empleados de su controlada Easy. Los bancos, los grandes responsables del "crac" de 2001, al que precipitaron con su fuga de 15.000 millones de dólares y corralito posterior, se anotaron entre los tempranos expulsores de mano de obra. Quieren que a los 10.000 cesantes de AFJP se los lleve el Estado, y han anunciado despidos en el Banco Hipotecario, 200 "retiros voluntarios" en el Banco Santander y 218 cesantías encubiertas como esas en el Standard Bank. Aceros Zapla mandó una carta al gremio instando a "colaborar y acompañar el esfuerzo, ingrato en muchas ocasiones" (Pregón, 25/10).

Los fabricantes de maquinaria agrícola dicen que no suena ni un teléfono encargando algún equipo y hasta en la industria de la alimentación se han cortado horas extras y adelantado vacaciones. Y eso que la gente deja de comer como lo último...

Prepararse para lo peor

Para el vocero de cuestiones políticas del gobierno, el ministro Florencio Randazzo, no habría de qué preocuparse pues "Argentina está sólida como nunca" (LA ARENA, 12/10).

El titular de Interior comete así un error grave pues una cosa es que la construcción de una casa sea relativamente buena pero otra, a tener en cuenta, es la noticia de que se viene un huracán. El flamante premio Nobel de Economía, Paul Krugman, sentenció que "la caída será cruel, brutal y larga". Entonces la lógica impone tomar recaudos y buenas políticas, sobre todo para proteger a los sectores más vulnerables. Se sabe que los huracanes se llevan primero a las viviendas de chapas y maderas donde vive la gente más pobre. Dicho en otros términos, hay que proteger a los trabajadores urbanos y rurales y a los pequeños y medianos productores, comerciantes e industriales nacionales.

En cambio, los monopolios, multinacionales y grupos económicos concentrados, tienen capital y "espalda" para aguantar no uno sino varios chubascos. Sobre todo porque hasta ahora han logrado derivar los costos de las crisis anteriores hacia aquellos sectores vulnerables y al Estado, a toda la sociedad. Son los maestros de la socialización de las pérdidas y la privatización de las ganancias. Esto tendría que cambiar de raíz en esta oportunidad.

Por ejemplo, se ha dicho que el saldo positivo de la balanza comercial externa se reducirá de 13.000 millones de dólares a entre 6.000 y 10.000 millones. Con mayor razón el Estado debería quedarse con ese superávit mediante una recreación de lo que en los primeros gobiernos peronistas fue el IAPI (Instituto Argentino de Promoción del Intercambio).

Otra fuente de recursos podría ser una reforma impositiva para que paguen efectivamente más los que más tienen, comenzando por gravar la renta financiera.

Los fondos previsionales rescatados del secuestro de las AFJP tienen que ser usados con sentido nacional: para mejorar los haberes de los jubilados de hoy y con obras para reactivar la economía, para beneficio de los jubilados de mañana.

En definitiva, al calor de una crisis impiadosa que empieza a golpear los flancos más débiles de la sociedad argentina, hay que poner en práctica una política diferente a la aplicada hasta hoy, cuando los mayores subsidios, reintegros y adelantos se los llevaron pulpos como Techint, Arcor, Aluar, General Motors, Motorola, Fiat, los bancos, etc.

El Pacto Social a negociar debería excluir a esos "pesos pesados" de las concesiones. Que se abarque trabajadores, jubilados, profesionales, chacareros, cooperativistas, universidades públicas, Pymes, empresas medianas nacionales y el Estado. Que Rattazzi le pida plata a los directivos de Turín y que los directivos de Consolidar se arreglen con sus controlantes del Banco Francés.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Salta: Muere de hambre un joven de 23 años luego de pasar dos semanas sin comer. Hay otro grave


COPENOA

La muerte del joven de apellido Terán sucedió en el paraje Macueta, en Acambuco, a unos 60 kilómetros de la ciudad de Tartagal, al norte de la capital salteña. En la zona donde murió de hambre y desnutrido el joven hay otro que se encuentra grave, en el lugar opera la petrolera multinacional Pan American.

El noticiero de Video Tar emitió un informe que detalla la situación de abandono y hambre en que viven los pobladores de Macueta, donde de las 45 familias que viven en el lugar solo cinco personas trabajan en la petrolera multinacional Pan American.

Para ingresar a Macueta por caminos vecinales se debe tener autorización de la petrolera que tiene garitas custodiadas por efectivos de la Policía de la provincia de Salta que impiden el paso a la zona.

Macueta, es una de las principales áreas gasíferas operada por PANAMERICAN ENERGY. La que tributa al municipio de Aguaray la suma mensual de 10 mil pesos

A continuación se reproduce el informe especial "Vivir de la nada" realizado por el periodista Julio Marin, Daddy Arias en Cámara, con la edición de Javier Mercado y la Dirección de Mario Andreani del noticiero de Video Tar.

Foto: Velatorio del joven de apellido Terán, muerto luego de dos semanas de sin comer. / Autor: COPENOA.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Dulce impunidad, amarga justicia

Alfredo Grande (APE)

"la cultura represora baja la imputabilidad de los de abajo
y sube la impunidad de los de arriba" (aforismo implicado).

Proceso y juicio oral, hasta 10 años preso por robar golosinas.

Es menor de edad y está acusado de robar Titas, Rhodesias, caramelos, alfajores y galletitas de un kiosco. ¿Es excesiva la pena?

La Sala Sexta de la Cámara del Crimen confirmó el procesamiento contra el menor y lo acusó de haber robado: "dos cajas de 'Tita', dos de 'Rhodesia', tres bolsas de caramelos 'Arcor', tres cajas de 'Bonobon', una de alfajores 'Dulce Reina', cinco paquetes de galletitas 'Sonrisas', cinco de 'Merengadas', cinco de 'Mellizas' y cinco de 'Diversión'".

La carátula de una causa judicial es un potente analizador de la cultura represora. "Dime como carátulas y te diré quien eres". El código penal es la evidencia sensible de la organización social y de la forma que reparte premios y castigos. Recordemos para no olvidar... al menos no del todo. Caso 1 de la fiscalía: "el" Bambino Veira, ídolo de los "santos" (¿qué le hace una paradoja más al tigre represor?) acusado de violación a un menor. Nació a la vida del fútbol como integrante de los inolvidables "caras sucias". Se le volvió a ensuciar la cara cuando por ser tan lindo (al decir de su novia sonia pepe) todos (ellos y ellas) se enamoraban de él. La carátula final fue: "violación en grado de tentativa". Por supuesto después de hábiles artimañas legales y culturales para explicar el delito desde las características psicofísicas de la víctima y no desde las características psicofísicas del victimario. Por lo tanto zafó legalmente, más allá que había zafado culturalmente cuando la hinchada santa le obsequió el canto: "bambino, bambino, dámela a sonia y te doy a mi sobrino". Muy dulce. En este caso, un delito atroz tuvo la indulgencia mediática y legal para que todo quedara en el lugar de siempre. O sea el de la impunidad.

Otro caso de "carátula fácil" fue el del ingeniero Santos (con santos como éstos estamos tranquilos) Persiguió a los que le habían robado el santo grial del pasacassette y con el arma que llevaba en la guantera del auto para defender el sagrado derecho a escuchar música, los baleó. Para la justicia fue un "exceso en legítima defensa" . Nunca se entendió en defensa de qué, suponemos que del ser y el audio nacional. En las lunetas traseras de varios automóviles, los intrépidos conductores ponían la leyenda: "tengo pasacasette y soy ingeniero" . Con la ayuda del inolvidable Bernie Neustadt, fogoneaban la venganza, con la misma vehemencia que impedían la justicia.

Pero la impunidad es un plato que se come a la derecha de la imagen. Las carátulas para los delitos que la exclusión económica, política y cultural produce, y por lo tanto las penas solicitadas, son siempre remedios peores que la enfermedad. ¿Qué se quiere castigar? ¿El delito en si o el delito para si? Delito en si es la conducta que el código penal tipifica como tal. Pero el delito para si tiene que ver con el placer que tal delito trae al delincuente. Caso emblemático: la denominada violencia familiar, los abusos sexuales, la violación, la trata de personas. El crimen de las galletitas rápidamente llegó a juicio oral. (lo cual es lógico porque se trataba de dulces) . La mera enunciación de los cargos, con ese detallismo propio de la derecha, es para reír primero y para llorar después. O al revés. En este caso, el delito para si es lo que tiene el mayor castigo. La derecha no puede perdonar que los nadies disfruten de algún tipo de dulzura. A mi criterio la marca de la cultura represora es que consideran un agravante haber actuado "en banda". Algo así como decir que el pobre y excluido hasta tiene prohibido hacer amigos. Que los burgueses vayan en patota para festejar aniversarios, cumpleaños, bautismos, etc, está buenísimo. Pero como dice el tango, "nunca faltan encontrones cuando un pobre se divierte" Que la diversión pase por el delito, es absoluta responsabilidad de una cultura de la crueldad que a millones de personas les muestra y vuelve a mostrar aquello que nunca podrán comprar. La publicidad promueve un genocidio del deseo, que se extingue de tanto ver lo que está mucho más lejos del alcance de la mano. El estruendo de una vidriera rota pudo escucharse. El estruendo de los cristales rotos de las subjetividades estalladas es silencioso. No hay peor sordo que la cultura represora para no querer oír. Los garantistas hablarán de probation. Los inquisidores de penas ejemplificadoras. Ya está dicho: "imputabilidad por abajo, impunidad por arriba" Nadie se acercará al lugar de detención de estos adultos encerrados en cuerpos de niños para comer junto a ellos, con una sonrisa y un abrazo, la rhodesia de la paz.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Córdoba: Presos VIP, ¿hasta cuándo?

PRENSARED

Por orden de la justicia federal, el 13 de marzo de 2007, se produjo la detención de miembros de la temible patota de la D2 (División de Informaciones de la Policía de Córdoba). Una reciente investigación publicada por el diario local Día a Día, pone de manifiesto "las inadmisibles condiciones de detención de las que gozan algunos de los imputados de cometer los peores delitos posibles", expresa HIJOS en un comunicado. Permanecen en la ex Guardia de Infantería, gozando de privilegios.

La organización HIJOS, haciéndose eco de una investigación realizada por el periodista Dante Leguizamón, en el periódico Día a Día, emitió un documento crítico que interpela a los responsables de controlar que los represores presos no gocen de ningún privilegio. Texto del documento.

"En el marco de las causas que investiga la justicia federal, el 13 de marzo de 2007 se ordenó la detención de parte de lo que fuera la temible patota de la D2 (división de informaciones de la policía de Córdoba).Una reciente investigación publicada por el diario local Día a Día, pone de manifiesto las inadmisibles condiciones de detención de las que gozan algunos de los imputados de cometer los peores delitos posibles. Permanecen presos en la ex Guardia de infantería, gozando de privilegios.

Fue entonces que la jueza Cristina Garzón de Lascano dispuso que fuese la Guardia de Infantería la que albergara a estos genocidas. Ante esta irregularidad y en un marco de crecientes amenazas y agresiones a distintos compañeros, los organismos de Derechos Humanos realizamos numerosos planteos ante la jueza y la Cámara Federal, para que sean trasladados a unidades penitenciarias, como Bouwer.

Este año logramos la primer condena a ocho genocidas, pero sabemos que la lucha sigue, son 93 los represores que actualmente se encuentran procesados y deben ser juzgados, al tiempo que la fiscalía avanza en nuevos procesamientos. El camino de la verdad y la justicia es largo y difícil. Los represores y sus cómplices intentan dilatar los tiempos y entorpecer las investigaciones, es por esto que privilegios como los descriptos en la nota son inadmisibles.

La valiente investigación de Dante Leguizamón aporta un nuevo elemento que de confirmarse, se constituye en una grave violación a las condiciones de detención. Desde H.I.J.O.S. exigimos que la justicia federal arbitre las medidas necesarias para esclarecer este episodio.

De la misma manera reiteramos nuestro reclamo de que el único lugar posible para que los genocidas esperen los juicios y cumplan sus condenas, son las cárceles. Tampoco olvidamos que otro de los miembros de esta patota, Herminio Jesús Antón sigue prófugo burlando el pedido de captura interpuesto por la jueza, otra vergüenza a la que exigimos cartas en el asunto.

Es de destacar que tanto el ministerio de defensa y el de justicia de la Nación, a cargo de Nilda Garré y Aníbal Fernández respectivamente, como también el ejecutivo provincial, ya se han pronunciado a través de distintas resoluciones manifestando que las unidades policiales y militares no deben ser utilizadas como prisiones.

Por último, valoramos la iniciativa del diario Día a Día que desde la práctica periodística aporta a la construcción de la justicia".

Comunicado de HIJOS

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

"Ser mujer, negra, y meterse en política, desafía al conservadurismo colombiano"

Katy García (PRENSARED)

Mujeres organizadas reclaman una solución política al conflicto colombiano. Rocío Claros, militante de la organización Mujeres por la Paz, denuncia la violencia que sufren las mujeres en su país. Acusó al gobierno de tolerar violaciones en zonas donde se instalan bases militares y de asesinar a los bebés de mujeres embarazadas para crear una "cultura del horror".

Rocío Claros, militante de Mujeres por la Paz, participó en la Constituyente Social realizada en Jujuy. Su tarea principal fue difundir una campaña internacional en pos de una solución pacífica en su país. En el Encuentro Nacional de Mujeres, realizado en Neuquén, en agosto del corriente año, lanzaron junto a otras estructuras la plataforma continental por la paz. "La idea es reunir organizaciones de mujeres y mixtas para exigir el fin del conflicto colombiano de manera política y no solamente con el silenciamiento de los fusiles", destaca Claros.

El llamado está dirigido a sensibilizar a la comunidad internacional para lograr acuerdos humanitarios que permitan la liberación de rehenes de la guerrilla y de presos políticos en manos del gobierno. "La preocupación la hemos extendido a todo el continente teniendo en cuenta que no es un conflicto solo de Colombia, sino que es algo que atañe a toda Latinoamérica", detalla. Se refiere a los hechos ocurridos en Bolivia, donde Santa Cruz fue apoyada por la derecha colombiana y a la invasión operada en Ecuador.

Claros, advierte que las fronteras están en riesgo porque "la dictadura civil colombiana no tiene escrúpulos y cuenta con el apoyo del imperio para manipular a los gobiernos y a las organizaciones". Asimismo opina que la soberanía de los países está amenazada y cita como ejemplo lo ocurrido con los campesinos paraguayos.

La militante colombiana cree que las mujeres pueden ayudar a resolver conflictos. Sin embargo se aleja de Ingrid Betancourt y reivindica lo actuado por Pilar Córdoba. "En la Argentina, las Madres de Plaza de Mayo son un símbolo de resistencia al igual que los encuentros de mujeres, también son un ejemplo para el resto de Latinoamérica", recalca.

¿Las mujeres en Colombia, están organizadas?

Hay bastantes organizaciones, como la Asamblea de las Mujeres por la Paz que nuclea a otras organizaciones sociales a nivel nacional y tiene fuerza en todo el país. Está la Ruta Pacífica que reúne a mujeres donde la violencia se manifiesta de manera álgida. Se hace un acompañamiento, con marchas anuales en esos lugares y también está la Organización Femenina Popular que es clave en la denuncia de los procesos que se han dado en la zona petrolera y cómo las multinacionales han venido a arrasar con el territorio y los recursos. Muchas mujeres han sido asesinadas, perseguidas, violadas y usadas como trofeo de guerra.

¿Cuál es su opinión sobre Ingrid Betancourt?

Pienso que fue un trofeo de guerra, pero ella negoció y eso no se puede ocultar. Pero esta mujer es tomada como un símbolo en el conflicto y sus organizaciones son bastante visibles. Pero hay un montón de organizaciones de base que seguimos luchando, seguimos resistiendo, a este terrorismo de Estado que se viene gestando y que confunde al pueblo a través de los medios de comunicación. Hay una mujer muy emblemática en el periodo de resistencia colombiano y es la senadora Pilar Córdoba. Ella estuvo en el Encuentro Nacional de Mujeres en Argentina promoviendo la plataforma. Apoyamos ese proceso porque el hecho de ser mujer, negra y meterse en política desafía al conservadurismo colombiano. Pero más que los gobiernos, nos interesan las organizaciones de base y sus reivindicaciones.

¿Cuáles son esas reivindicaciones?

No son muy distintas que las de acá. Que haya igualdad de género, una política de salud sexual y reproductiva coherente con las necesidades de las mujeres. El tema del aborto ha tenido más desventajas que acá porque la Iglesia tiene mucha influencia. Se logró hace unos años que se despenalicen algunos artículos, pero más allá de esto el valor del cuerpo de la mujer no existe y es considerada desde la visión del hombre, con múltiples papeles. Por otra parte, en zonas donde la guerrilla tiene poder, instalan una base militar y al poco tiempo las chicas quedan embarazadas. En su mayoría son indígenas, ni siquiera hablan español y no califican los hechos como violaciones, sugiriendo que son relaciones consentidas. Pero en realidad no tienen conciencia clara de lo que les pasa.

¿Además de igualdad de derechos, qué están exigiendo?

Reclamamos que se visibilice la situación planteada porque son víctimas de este conflicto. Además, los paramilitares han tomado una modalidad horrorosa, que espanta. Consiste en utilizar mujeres embarazadas para romperles su vientre y asesinar a su bebe frente al pueblo. Como es tan sangriento, no se dice. Es parte de la cultura del horror. Queremos que haya un reconocimiento a la subjetividad de las mujeres, y los derechos que tenemos. Porque hemos visto que en Nicaragua salieron del conflicto, pero las mujeres siguieron igual, incluso penalizaron el aborto. Si hay una revolución, queremos que nos incluya realmente.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Trabajadores y proyecto de país. A propósito del centenario de la polémica Justo – Ferri

FUNDACION JUAN B. JUSTO

La idea de la charla es traer ese debate al presente a través de un eje que lo recorre y tiene plena actualidad: La relación entre la Clase Trabajadora y los proyectos de país.

Panelistas:
Daniel Campione, FISyP
Fabio Basteiro, CTA Capital
Atilio Borón, PLED-CCC
Facundo Bianchini, Fundación Juan B. Justo
Coordinadora: Beatriz Rajland, FISyP

Charla debate: Jueves 6 de noviembre 19 horas - CTA Capital - Independencia 766

La polémica Justo – Ferri constituye, sin lugar a dudas, uno de los capítulos más interesantes del debate ideológico a principios del siglo XX. El italiano Enrique Ferri al visitar la Argentina en 1908, sostuvo que el Partido Socialista era un mero trasplante de la socialdemocracia europea a nuestro país. Le parecía a Ferri que los socialistas argentinos habían importado el movimiento político desde Europa, ya que no existía a su juicio condiciones económico-sociales de tipo industrial y una clase trabajadora que diera vida a un partido socialista.

Para Ferri el socialismo solo correspondía a un estadio en la evolución de las sociedades humanas y se produciría en los países capitalistas más avanzados.

Esto era el ABC que predicaban algunos marxistas ortodoxos como Carlos Kautzky. Sin gran desarrollo capitalista, sin gran industria y una numerosa clase obrera no se podría realizar el socialismo. En nombre de la ortodoxia doctrinaria se negaba la existencia del socialismo argentino, era la "planta exótica" en el Río de la Plata.

Marx razonó en función del sistema capitalista tomado en general. El error consistió en que algunos de sus discípulos ortodoxos quisieron aplicarlo al estudio de la realidad de cada país, en bloque, como un esquema cerrado.

No advirtieron la discontinuidad de crecimiento de los distintos países, sus diversas características, su desarrollo desigual y combinado: el surgimiento de los países desarrollados y los atrasados y la aparición del imperialismo. Los marxistas ortodoxos o "economicistas" – como Kautzky – negaban de esta manera la interpretación dialéctica de la sociedad y cayeron en un determinismo positivista y antidialéctico.

El esquema de Kautzky comenzó a resquebrajarse con la Revolución Rusa de 1905. En aquel primer asalto al régimen zarista las organizaciones obreras se pusieron rápidamente al frente del movimiento y si bien sus principales consignas eran democráticas, afloraron las reivindicaciones socialistas en una nación con residuos de formas productivas feudales.

Si en nombre de un marxismo dogmatizado, Ferri negó la existencia del socialismo en la Argentina, Juan B. Justo como Enrique del Valle Iberlucea, inspirados en el marxismo creador, lo refutaron. Justo le contesto a Ferri en el mismo acto del Teatro Victoria, de Buenos Aires, en que había hablado el italiano. Recurrió a la teoría de Marx sobre la "colonización capitalista sistemática", es decir planteó la cuestión agraria-latifundista de los países sudamericanos, advirtiendo que en las naciones atrasadas el capital extranjero llegaba antes que el capitalismo nacional y que esa forma productiva desarrollaba una clase trabajadora explotada que permitía el despliegue del socialismo y de su organización el partido político y como movimiento social. Víctor Raúl Haya de la Torre, en los años veinte, tomó esta idea justista para sostener su concepción indoamericana del antiimperialismo. La lectura del texto de Justo es hoy aleccionadora.

No por nada, Alfredo L. Palacios expresó que "¡El socialismo está donde está Justo!".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Elecciones municipales en Chile: Concentración de poder comienza a perder su centro hegemónico (Parte I)

Juan Francisco Coloane (especial para ARGENPRESS.info)

Los resultados de la elección de autoridades municipales en Chile del 26 de octubre, impactaron en las dos fuerzas hegemónicas que concentran el poder político desde el fin del régimen militar en 1989.

La coalición que gobierna, Concertación de Partidos por la Democracia autodefinida como de centro izquierda, y la coalición de oposición, Alianza por Chile autodefinida como de centro derecha, se enfrentaron en una elección cuyo resultado abre un panorama inédito. Ambas fuerzas no parecen poder sostener la autosuficiencia política que las caracterizaba.

Para continuar manteniendo la hegemonía, aún en las condiciones del sistema mayoritario binominal, dependen en forma mesurada, -hay que decirlo-, de la complementación de otras fuerzas políticas.

La Concertación mantiene supremacía en la votación nacional, cercana al 9%, considerando la votación de concejales, el cuerpo colegiado que trabaja con el alcalde. No obstante, la pérdida de 57 alcaldes ha sido un golpe duro para la más exitosa coalición política en la historia del país, como se autoproclama al cumplir el próximo año, 20 años en el poder.

Una autocrítica despiadada y una división tenaz al interior, no impide que la Concertación todavía se aglutine en un punto central: hay un mensaje de la gente y si no hay corrección, se pierde el sillón presidencial. En la Alianza, se mantiene un júbilo con un optimismo tal vez injustificado y desmedido.

Para Nibaldo Mosciatti, director de prensa de Radio Bio Bio, “considerando las fallas del gobierno, la Alianza por Chile a pesar de su triunfo rotundo en alcaldes, no proyecta esa sensación de haber logrado una adhesión más contundente en la población y que la impulse como alternativa de poder a la Concertación”. Jorge Insunza Becker, dirigente comunista, explica en una cuerda similar: “Por los elementos subjetivos, que forman parte de la realidad, la Alianza proyecta la imagen de una victoria mayor de la que realmente obtuvo y le saca partido a los números y a la situación”.

En alcaldes, el oficialismo obtuvo un 38,46% mientras que la Alianza un 40,56%. Esta diferencia en favor de la Alianza se produce por triunfos en comunas con más electores. Comparado con 2004, el resultado es especialmente negativo para la Concertación reduciendo de 99 a 4 la ventaja en alcaldes.

El pacto “Juntos Podemos Más”, representando a la izquierda extraparlamentaria, mantiene su votación de poco más de un 9%, sin poder superar el 10% necesario para convertirse en una fuerza determinante. Sin embargo, el Partido Comunista (PC), un eje en este pacto, subió de 5.8 % a 6.8%.

Para la Concertación esta elección era el gran test después de un año extremadamente difícil por la implantación traumática de un nuevo sistema de transporte metropolitano, y por el impacto de una lenta pero persistente desaceleración económica. Para absorber esta adversidad, no podía hacer valer su inteligente manejo en política internacional, que no trasciende en la medida deseada en el concierto local. También, era la primera vez que la coalición enfrentaba una elección con divisiones internas sustantivas hasta el punto de participar con dos listas separadas. Al final del día, los cuatro partidos de la Concertación perdieron alcaldes.

El Juntos Podemos Más, formado por el Partido de Izquierda Cristiana, el Partido Humanista y el Partido Comunista (PC), donde confluyen otros grupos, presentaba candidatos por tercera vez. Para aumentar la posibilidad de obtener más alcaldes, el PC elaboró con la Concertación un acuerdo llamado Pacto por Omisión. La Concertación no presentaría candidatos en algunas comunas para privilegiar el triunfo del PC frente a la Alianza. El experimento arrojó resultados no concluyentes, aunque la posibilidad de pactos futuros de este tipo permanece abierta con dos ejemplos emblemáticos. El PC venció en la comuna de Pedro Aguirre Cerda donde hubo pacto, y perdió en Estación Central donde no lo hubo.

El JPM elevó de cuatro a siete sus alcaldes, el PC obtuvo 4 alcaldías y el Partido Humanista una. La Izquierda Cristiana, un partido importante en el gobierno de Allende y en el período de dictadura, pareciera quedar en el limbo como expresión electoral en este tipo de contiendas.

Transformación en el centro hegemónico

Si se desagregan las cifras de nivel regional, tanto en la votación de alcaldes como de concejales, el panorama para mantener la hegemonía política férrea se complica para ambas coaliciones mayoritarias. El surgimiento de nuevos pactos compromete la estabilidad que había mantenido esta hegemonía centrada en dos pactos electorales mayores. Esto afecta el devenir político frente a las elecciones del próximo año, especialmente la presidencial.

La concentración de poder mantenida por la Concertación y la Alianza, comienza ser amenazada por primera vez en 14 de las 15 regiones del país. Lo demostró la votación en alcaldes, que es donde se escrutan más votos. La Alianza venció en 9 de las 15 regiones, en dos con resultados holgados. La Concertación venció en seis regiones sin exhibir una diferencia marcada. A pesar del mayor número de votos de la Concertación en concejales, la Alianza predomina en 8 de las 15 regiones, y nuevamente en las tres más populosas.

El pacto de la izquierda extraparlamentaria Juntos Podemos Más obtuvo una votación significativa en cinco regiones con predominancia de la Alianza, y bajo el supuesto de que no se alteren las condicionantes que lo hicieron posible, serían decisivos en la elección presidencial.

El pacto “Por un Chile Limpio”, una coalición de oposición a la Concertación que emerge con ex miembros de sus propias filas, exhibe en dos regiones una votación altamente relevante para futuras votaciones de la coalición oficialista. Es una base sólida de disidencia, que en caso de prosperar sería decisiva. Este pacto, al tener una marcada vocación anticomunista, es muy probable que le sea más funcional a la Alianza que a la Concertación. Sus personeros ya han anticipado que se opondrán tenazmente a la Concertación en caso de que ésta llegue a un pacto con el Partido Comunista.

También está el surgimiento de los Independientes Fuera de Pacto, que si bien no responden a ninguna agrupación determinada, deberían naturalmente tener una preferencia en el arco ideológico que en circunstancias clave se manifieste. En buena parte son “independientes instrumentales”; son cuando pueden serlo, y sus votaciones sin duda afectan las mayorías de ambas coaliciones en siete regiones.

En las tres regiones más populosas y significativas en términos de señal política, -Valparaíso, Bío Bío y la Región Metropolitana-, la votación del Juntos Podemos Más podría ser decisiva para la Concertación en futuras elecciones manteniéndose ciertas condicionantes básicas que se manifestaron en esta elección.

Ni la Alianza ni la Concertación constituyen fuerzas políticas autosuficientes para continuar con el tipo de hegemonía política tan omnipresente que obstruye la ampliación del arco político. La senadora Evelyn Matthei de la Alianza, que surge como carta presidencial generando simpatías en un espectro político amplio, señalaba: “Los partidos políticos impiden que el arco político se amplíe”.

Los partidos políticos que han dominado el actual sistema de alianzas, se han convertido en estructuras excesivamente autoreferentes y blindadas, produciéndose una especie de “apartheid” político: los que están en el circuito de los partidos y que reciben los beneficios del poder, y los que están fuera y dependen de una autotomía muy precaria. Si se trata de autosustentación, las dos alianzas mayores que han monopolizado la negociación política en Chile, a partir de esta elección, deberán incorporar la dimensión de actores contemplados hasta ahora con cierto desdén.

El resultado de esta elección realza el peso de lo intangible. Tal vez el sector político de mayor gravitación: los que no votan o no están registrados, que podría superar el 40% de los que actualmente votan, y que hacen política a su manera. Para el Plebiscito de 1988 el 48,55% de los electores era menor de 35 años. Para las elecciones de este año, los inscritos menores de esa edad llegaban a un 19,55%, según el Servicio Electoral, el padrón electoral no ha aumentado respecto a 2005, ya que fallecen más de los que se inscriben. El ímpetu electoral se fuga a los cementerios.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Chile: Para la concertación se termina el futuro

Andrés Figueroa Cornejo

1. La crisis mundial se expresa en Chile destruyendo vertiginosamente los bastiones económicos que sostienen las rentas estatales. El precio del cobre –nutriente sustantivo histórico del país cuya propiedad fiscal es de un 28 %- cae estrepitosamente.. Con la velocidad del rayo, desde su valor más alto en los mercados, ha bajado en los últimos meses a menos de la mitad.

De hecho, los recursos devenidos del pago de impuestos por la explotación cuprífera están llegando a su fin. Como efecto de la debacle del metal rojo, la industria cuprífera no sólo dejará de imponer al Estado, sino que, además, el fisco deberá retornarles millonarios cheques en la Operación Renta en abril de 2009. Según María Teresa Cremaschi del estudio Barros & Errázuriz, “Las empresas van a pagar menos impuestos porque habrá menos utilidades y se les van a apretar también los ingresos (…) Para el fisco significará un desembolso grande.” La legalidad antipopular que beneficia sin contrapesos a la burguesía explotadora del cobre, nuevamente castigará a las mayorías con recortes al presupuesto social y fiscal. En relación a la baja del mineral entre el período enero-septiembre de 2007 respecto del 2008, las ganancias han disminuido un 6,5 %. Por tanto, la tributación del sector privado de la industria caerá en un 30,5 %. Ya las autoridades concertacionistas moderan su discurso sobre la supuesta impermeabilidad de la economía chilena ante la crisis mundial. Pero todavía no se atreven a declarar que la profundidad de la crisis mundial comportará inexorablemente una vida peor para los trabajadores y el pueblo. Por otra parte, debido a la contracción de la demanda inmobiliaria norteamericana, ya se están cerrando aserraderos ligados al sector maderero, lo que significa destrucción de trabajo en otro de los pilares exportadores que sostienen la alimentación estatal.

2. En el tercer trimestre de 2008 las empresas que más rentaron fueron la minera cuprífera privada La Escondida, con $ 2.393.982 millones de pesos (-18 % en relación al mismo período en el 2007); la estatal Codelco, con $ 2.139.083 (-27,7 %); Copec de propiedad del Grupo Angelini, con $ 373.378 millones de pesos (-10,3 %); Enersis, con $ 339.245 millones de pesos (+160,8 %); Endesa, con $ 296.738 millones de pesos (+120,3 %); Grupo Santander, con $ 269.067 millones de pesos (+176,1 %); el Banco de Chile del Grupo Luksic, con $ 215.251 millones de pesos; Quiñenco del Grupo Luksic de propiedades financieras, telecomunicaciones y alimentos, con $ 214.080 millones de pesos (+149,1 %); SQM asociada a la producción y exportación de yodo y litio, con $ 210.088 millones de pesos (+181,4 %); y CMPC ligada a la producción de celulosa, con $ 149.387 millones de pesos (-28,4 %). Al calor de los datos, las corporaciones más dañadas por la crisis mundial son la industria del cobre y la madera, y los más beneficiados son los gigantes de la banca privada y los productores de energía, debido a una legislación facilitadota de la inversión privada transnacional, los grandes recursos de agua para producción de electricidad que tiene Chile, y la mano de obra barata. Asimismo, la alta demanda mundial de yodo y litio premia a la burguesía relacionada a esa explotación. Sin duda, la decisión sobreideologizada del gobierno de no aprovechar la bonanza transitoria de los precios del cobre en inversión industrial productiva, desarrollo estratégico y mejoramiento y ampliación de los servicios sociales, como la salud, la educación y la previsión social (todos en crisis) les pasa y les pasará la cuenta política e histórica a ojos del conjunto social.

3. La Concertación atraviesa por una debacle de sentido y recomposición que sabotea la unidad pragmática que la ha sostenido en el poder durante casi 20 años. Sin certezas todavía, las diversas capillas del rostro “social de mercado” del bloque en el poder, apoyados en encuestas de opinión, vociferan como eventuales pre candidatos presidenciales a los añosos y repetidos Frei Ruiz Tagle (DC), Ricardo Lagos Escobar (PS-PPD) y José Miguel Insulza (PS). Parece no interesarles que la mitad de los chilenos en condiciones de votar no lo hace, en especial los jóvenes. Y tampoco les importa las demandas más sentidas de los trabajadores y el pueblo. La bipolaridad kilométrica entre el movimiento y sensibilidad real de las grandes mayorías y las direcciones de la clase política tradicional resulta un hecho contundente y difícil de remediar en menos de un año que queda para las elecciones presidenciales. La trampa del continuismo neocapitalista del que ha hecho gala la Concertación desde sus orígenes, hoy constituye sus propias cadenas, sus propios límites programáticos, en las formas y en los contenidos. Los envejecidos rostros del poder que representan los intereses del gran capital (porque ni de los pequeños y medianos patrones se han encargado significativamente) convierte, por arriba, el ejercicio de la política en una inaccesible trama palaciega, autoreferencial y agónica. Las máscaras del recambio, los nuevos derechistas como Adolfo Zaldívar (PRI) o el multimillonario, Fernando Flores (Chile Primero), desde abajo, se observan como mediocres clones del museo de políticos profesionales existentes y en caída libre. Sus agendas no tienen nada que ver con la realidad de la mayoría de los chilenos; sólo preocupan sinceramente a los 40 mil funcionarios estatales que están en sus puestos por gracia partidista. Ya la Concertación no es futuro. Es simple eco gastado del triunfo del No ocurrido hace 20 años. ¿Ya se habrán entregado a la fórmula del relevo? Mientras tanto, la derecha histórica, cada vez más conviene la unidad de su sector sintetizada en la figura del empresario Sebastián Piñera. Tampoco ofrecen nada, salvo más policías, más flexibilidad laboral (¿Es posible precarizar todavía más el empleo?), represión a los mapuche y al movimiento social, más resguardo de la propiedad privada, y circo para los trabajadores y el pueblo. La democracia tutelada, burguesa, limitada y sin pueblo sólo sobrevive porque aún no es posible echarla abajo y transformarla sustantivamente para bien de los de abajo.

4. Las tareas para los empeños anticapitalistas chilenos son enormes como la cordillera que les ha tocado por frontera. Su irrupción –armada de una “ardiente paciencia”- será volcánica, desde abajo, a partir de las luchas reales y la agrupación de las luchas reales, o no será.. La eventualidad de transformarse en una alternativa concreta para las grandes mayorías está asociada a procurar junto y desde los trabajadores y el pueblo constituir su reunión, en clave de masas, lejos de la retórica fundamentalista, los falsos dilemas entre lucha armada y lucha electoral (herencia de un período histórico anclado en los episodios más álgidos de la lucha de clases en Chile observados durante la Unidad Popular), fuera de los sectarismos inconducentes y sospechosamente funcionales al actual estado de cosas, y con la incorporación genuina y protagónica de los jóvenes trabajadores, pobladores y estudiantes. En la hora actual, poca utilidad tiene la vitrina de siglas revolucionaristas que poco o nada tienen de fuerza auténtica, y menos sintonía presenta a la mayoría o continente de sujetos sociales mandatados a cambiar la vida. La desorientación dramática de las “reservas simbólicas” de lo que fue, pero ya no es, de no rimar con los modos y estados de conciencia reales de los trabajadores y el pueblo, están condenadas a la perpetuación encapsulada y aparatista, hipotecando, en los hechos, la vocación de mayorías y poder necesarias para la emancipación. La unidad de los empeños anticapitalistas condensados en la independencia política de los intereses de los trabajadores y el pueblo, será con dolores de cabeza, generosidad y estatura histórica. De lo contrario, los poderosos fundamentos de toda índole que justifican y apremian la construcción de una sociedad de iguales y libres, serán romántica materia de estudio de los arqueólogos del futuro.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Chile: Comienza la eliminación de minas terrestres en la frontera con Perú

Efectivos del Ejército chileno comenzaron la eliminación de casi 23.000 minas antipersonales y antitanques colocadas en los años 70 en la frontera con Perú, en el extremo norte del territorio.

El desminado se desarrolla a sólo 800 metros del complejo fronterizo de Chacalluta, a unos 2.000 kilómetros al norte de la capital chilena, en un área de 3.000 metros cuadrados.

Este proceso se inscribe dentro de los compromisos asumidos por el país tras el Tratado de Ottawa, el cual ha permitido el levantamiento de 18.000 minas anti personales y 21.000 antitanques en las fronteras con Perú, Bolivia y Argentina desde 2002.

El ministro chileno de Defensa, José Goñi, dijo que en la zona existen unas 12.000 minas antipersonales y unas 10.900 antitanques, cuya remoción está a cargo de una veintena de militares.

El ministro destacó la donación de una retroexcavadora por parte del gobierno estadounidense, la cual fue construida especialmente para el tipo de terreno en el que se desarrollan los trabajos.

La limpieza del terreno requerirá de unos seis meses, tras lo cual el Ministerio de Obras Públicas ensanchará la carretera que une a Chile con Perú, por donde circulan unos 3.000 vehículos cada día, con un total de 15.000 pasajeros.

Las minas fueron sembradas en la década de 1970, cuando Chile guardaba relaciones tensas con sus países vecinos.

Desde entonces una docena de personas, en su mayoría civiles, han perdido la vida por el estallido accidental de estas minas.

El gobierno chileno estima que en 2016 podrá alcanzar la meta de eliminar las 122.909 minas ubicadas en 181 campos que aún existen a lo largo del territorio nacional.

La Convención de Ottawa sobre la prohibición del empleo, almacenamiento, producción y transferencia de minas contra personas se aprobó en 1997 y fue ratificada por 154 países.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Uruguay: Aseguran que redujo la vulnerabilidad económica ante sus vecinos

Uruguay es menos vulnerable a los vaivenes económicos de sus vecinos, Argentina y Brasil, en un escenario de recesión mundial, afirmó hoy el ministro uruguayo de Economía y Finanzas, Lábaro García.

El funcionario destacó que su país es menos dependiente de Argentina en cuanto a las exportaciones, el turismo y el sistema financiero, al tiempo que relativizó una eventual pérdida de competitividad económica ante Brasil.

García explicó que el mercado argentino pasó de recibir el 18 por ciento del total de las exportaciones uruguayas en 2000 a un 8 ó 9 por ciento en la actualidad.

Respecto al turismo, los argentinos dejaron de representar el 75 por ciento del gasto total en el país, como lo eran a comienzos de siglo, y pasaron al 45 por ciento según las últimas estadísticas.

"Uruguay ha disminuido su riesgo ante la situación de la economía argentina", resaltó García, tras participar en la reunión del Consejo de Ministros que se realizó en Montevideo.

Además, el sistema financiero uruguayo tiene en la actualidad 26 por ciento de depósitos de no residentes, frente a 56 por ciento de hace poco más de un lustro.

"Esto quiere decir que ha disminuido muchísimo la exposición que hay a depósitos de no residentes en el sistema financiero uruguayo", destacó en rueda de prensa el secretario de Estado.

García dijo en relación a la competitividad con la economía de Brasil, que registró un importante aumento del dólar, que debe aguardarse a que "las volatilidades" de este periodo "se vayan acomodando".

Recordó que "el piso del cual había partido el real (moneda brasileña) implicaba ya una ventaja competitiva para Uruguay".

"O sea que no es comparable la situación del piso de fines de julio del valor del real con la moneda uruguaya", precisó.

García reiteró que Uruguay "se encuentra hoy en una mejor situación para enfrentar la crisis" internacional, tanto a nivel de sus finanzas públicas como desde el punto de vista social.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Costa Rica: Los costarricenses invierten al año 2,1% del PBI en pago de servicios médicos privados

Los costarricenses invierten al año 440 mil dólares en el pago de servicios médicos privados, lo que representa un 2,1% del monto total del producto bruto interno (PBI) de este país centroamericano.

Así lo demuestran los resultados de la Primera Encuesta de Gastos de los Hogares en Salud, aplicada en 1.783 hogares mediante la coordinación del Ministerio de Salud y del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) de Costa Rica.

Los datos obtenidos toman mayor relevancia al considerar que la inversión de los "ticos" a partir de esta modalidad representa el 30% de la cantidad total que Costa Rica dedica a la atención en salud de su población.

Según el análisis, los principales gastos de los costarricenses responden a la compra de medicamentos, el pago de consulta privadas tanto con médicos generales como especialista y odontólogos.

El estudio revela que las personas entre 20 y 50 años de edad es el grupo que destina más dinero en el pago de servicios de salud privada, pese a que más de la mitad de estos aporta al estado para disfrutar de la atención que brinda.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

México: El gobierno de Calderón sube las tarifas eléctricas hasta en un 200% a la población y subvenciona a los grandes consorcios

INFODEMEX

Alrededor de 5 millones de usuarios de Luz y Fuerza del Centro (LFC) son afectados con incrementos constantes en sus facturaciones del consumo de energía eléctrica, las cuales tienen aumentos bimestrales que llegan a ser superiores a 200 por ciento, como resultado de la política gubernamental de retiros de subsidios a los consumidores domésticos, implantada desde hace seis años por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Esto contrasta con las subvenciones que ha otorgado y que han favorecido a los grandes consorcios comerciales e industriales.

Luz y Fuerza del Centro y el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) justifican que debido a lo anterior se dan los excesivos cobros a miles de usuarios.

Por su parte, los consumidores no tienen otra opción al reclamar que suscribir un convenio para pagar en parcialidades o abonar al contado para no perder el suministro eléctrico.

De acuerdo con datos de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) cada año se presentan mil 300 quejas en promedio en contra de LFC, de las cuales la mayoría son por los abultados precios del servicio.

Luz y Fuerza del Centro así como el SME señalaron por separado que a partir de febrero de 2002, Hacienda –que de acuerdo con la Ley del Servicio Público de Energía Eléctrica, es la encargada de fijar y modificar las tarifas eléctricas– determinó establecer cuatro tipos de cobro (dos de bajo y medio consumo y otros dos de alto consumo) diferenciados, en lugar de uno doméstico, como existía en el pasado, con lo que alrededor de 5 millones de usuarios domésticos resultaron perjudicados con incrementos que van desde 30 hasta más de 213 por ciento por el aumento en el costo del kilovatio-hora (KWh).

Todas las tarifas, desde las subsidiadas hasta las que no lo están, experimentan un alza mensual según a la inflación y el incremento en los precios de los combustibles, por lo que siempre la facturación irá en aumento.

Actualmente, en el consumo de uno a 75 KWh mensuales el precio es de 65 centavos y en los adicionales se eleva a 77 centavos, pero al consumir de 76 a 125 Kwh el precio es 1.07 pesos, y el adicional se duplica a 2.29 pesos por KWh. Pero si el consumidor tiene un consumo promedio mensual mayor a 250 KWh durante el último año se le aplica la tarifa denominada Doméstica de Alto Consumo (DAC), la cual no tiene subsidio, y el usuario deberá pagar 3.37 pesos por KWh, es decir, 213.37 por ciento más, según la tarifa establecida hasta octubre de 2008. Para dar una idea de la equivalencia de un KWh, éste corresponde a mil vatios o mantener encendidos durante una hora 10 focos de 100 vatios.

En este contexto se inscriben los cobros “exorbitantes” a usuarios de LFC por el consumo de energía eléctrica y que tienen como principal explicación el retiro del subsidio a las tarifas residenciales. Así, miles de usuarios presentan inconformidades por las abruptas variaciones en sus recibos, pero sólo les queda pagar o que se les suspenda el servicio.

Cascada de quejas

En un recorrido realizado por La Jornada en varias de las oficinas de LFC se constató que el mayor número de reclamos se realiza por los altos cobros que varían de bimestre a bimestre. José Luís López, habitante de la colonia Emiliano Zapata en la delegación Coyoacán, y obrero con una percepción salarial de 52 pesos diarios, de un bimestre a otro vio triplicarse su factura al pasar de 148 pesos a 446. Carlos Rodríguez, empleado jubilado, pagaba hasta el bimestre pasado 869 pesos y ahora deberá cubrir 2 mil 207 pesos, según expuso en su inconformidad en la sucursal Álamos.

Desde la modificación efectuada hace seis años se favoreció a los grandes grupos industriales y comerciales en detrimento de los consumidores domésticos, al establecerse una nueva política de subsidios en la que Hacienda determinó que a mayor consumo de electricidad de los hogares el subsidio sería menor y así se fijó la tarifa DAC.

En contraste, a lo derivado del cambio realizado por la SHCP en 2002 y que afecta a la mayor parte de la población de usuarios domésticos de LFC, ahora los industriales serán nuevamente beneficiados con el anuncio del presidente Felipe Calderón, efectuado el viernes pasado.

En el mismo se argumenta que para atenuar el impacto de la alta volatilidad en los precios de insumos, las industrias ahora podrán acceder a una tarifa de energía eléctrica a periodos anuales.

Las inconformidades del público usuario se multiplican, según confirman las estadísticas de la Profeco, las cuales revelan que en los últimos años el promedio de quejas en contra de LFC es de más de 2 mil 300 anuales, en su mayoría por cobros excesivos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Cronología de las presidenciales de Estados Unidos

ANSA

La siguiente es una relación de los principales momentos de la carrera hacia la Casa Blanca.

10 DE FEBRERO DE 2007: el senador demócrata Barack Obama anuncia su precandidatura a la presidencia de Estados Unidos en Springfield (en su estado de Illinois) delante del capitolio estadual, donde Abraham Lincoln pronunció en 1858 su célebre discurso sobre el futuro del país.

25 DE ABRIL: el senador republicano John McCain, representante de Arizona, anuncia formalmente su precandidatura para la Casa Blanca en Portsmouth (New Hampshire).

30 DE JUNIO: Obama recauda donaciones por 58 millones de dólares para su campaña electoral, y empieza a quebrar records.

28 DE JULIO: en Greenville (Carolina del Sur), McCain defiende la escalada militar en Irak y asegura que prefiere "perder la campaña electoral antes que perder la guerra".

3 DE ENERO DE 2008: en Iowa, primera cita de las primarias demócratas, Obama derrota con comodidad a la ex primera dama Hillary Clinton y al ex candidato a vicepresidente John Edwards. Entre los republicanos, el ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee derrota sorpresivamente a McCain.

8 DE ENERO: se vuelven a repartir las cartas en New Hampshire, donde McCain vence al ex gobernador de Massachussetts Mitt Romney y la senadora Clinton, a quien muchos daban ya por vencida, se afirma entre los demócratas.

26 DE ENERO: Obama derrota de manera categórica a Clinton en Carolina del Sur, gracias al voto de los afroamericanos, y se empieza a perfilar como una fuerza política irrefrenable.

29 DE ENERO: Florida premia a McCain y humilla al ex alcalde de Nueva York Rudy Giuliani, quien apostaba a arrancar su carrera recién allí, y de manera rutilante. Entre los demócratas, Edwards tira la toalla.

5 DE FEBRERO: en el "supermartes" se celebran internas partidarias en veinticuatro estados. Entre los demócratas, Obama y Clinton se reparten el botín, McCain empieza a marcar una diferencia neta sobre el resto de los republicanos.

19 DE FEBRERO: Obama se impone de manera abrumadora en Wisconsin y en Hawaii, su estado natal.

5 DE MARZO: McCain se asegura los 1.191 delegados necesarios para quedarse con la nominación a pesar de la perseverancia de Huckabee, quien todavía no abandona la carrera.

13 DE MARZO: se enciende la polémica sobre los sermones de tono racista del reverendo Jeremiah Wright, pastor de la iglesia a la que concurre Obama.

18 DE MARZO: Obama responde a la polémica con un celebrado discurso sobre la cuestión racial, pronunciado en Filadelfia. 31 DE MAYO: nuevos sermones incendiarios de Wright obligan a Obama a abjurar del pastor que bautizó a sus hijas.

3 DE JUNIO: Obama logra sumar el número necesario de delegados para consagrarse candidato y poner fin a la larga batalla contra Clinton, pero la ex primera dama no admite inmediatamente la derrota.

7 DE JUNIO: después de una reunión a solas, Clinton reconoce la victoria de Obama y apoya su candidatura a la Casa Blanca.

8 DE AGOSTO: Edwards admite una relación extraconyugal, pero la guerra en Georgia y las Olimpíadas atenúan el escándalo.

23 DE AGOSTO: Obama anuncia el nombre de su compañero de fórmula, el senador Joe Biden, un experto en asuntos de relaciones exteriores.

25 AL 28 DE AGOSTO: la convención demócrata de Denver oficializa la candidatura de Obama. El senador acepta en un estadio de fútbol americano ante 80.000 personas.

29 DE AGOSTO: McCain sorprende a todos eligiendo a la gobernadora de Alaska, Sarah Palin, como su vice.

1 AL 4 DE SETIEMBRE: el huracán "Gustav" arruina la primera parte de la convención republicana en St. Louis. Luego, Palin recupera el tiempo perdido con un discurso que inflama a las bases conservadoras.

24 DE SETIEMBRE: McCain anuncia la suspensión de la campaña para correr a Washington y aportar a la solución de la crisis financiera. Obama rechaza postergar el primer debate.

26 DE SETIEMBRE: primer debate en Oxford (Mississippi) sobre política exterior, pero el tema dominante es la crisis económica. Analistas ven a Obama ganador.

2 DE OCTUBRE: Palin y Biden se enfrentan en St. Louis en un animado debate con más rating que el primero presidencial.

7 DE OCTUBRE: segundo debate televisivo, en Nashville (Tennessee), con el formato preferido de McCain: preguntas del público (town hall meeting).

15 DE OCTUBRE: tercer y último debate en Hempstead (Nueva York) con los candidatos sentados detras de un escritorio. Entra en escena "Joe, el plomero", un símbolo de la clase media invocado por McCain.

4 DE NOVIEMBRE: los estadounidenses votan para elegir al sucesor del presidente, George W. Bush.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...