martes, 19 de mayo de 2009

Bolivia y Chile llegan a un acuerdo inicial sobre la vertiente Silala

Los gobiernos de Bolivia y Chile finalizaron la redacción de un proyecto de acuerdo inicial sobre el uso de los manantiales del Silala tras una reunión desarrollada bajo el hermetismo diplomático.

"El Grupo de Trabajo Bolivia - Chile sobre el tema Silala finalizó (ayer) la redacción de un proyecto de acuerdo inicial", señala escuetamente un comunicado divulgado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia.

El informe oficial agrega que el escrito consensuado en la cita de ayer "será sometido a instancias superiores para su consideración y aprobación respectiva, con miras a su próxima suscripción".

La redacción del acuerdo, que especifica las condiciones del uso de las aguas del Silala, concluyó tras una reunión de más de nueve horas del grupo de trabajo Bolivia-Chile, que estuvo encabezado por el vicecanciller boliviano, Hugo Fernández, y el cónsul chileno en Bolivia, Roberto Ibarra.

Para las autoridades de Bolivia, el Silala es un manantial cuyas aguas fueron desviadas artificialmente a principios del siglo XX para ser aprovechadas en el norte de Chile, mientras que Santiago defiende que es un río de curso internacional.

Los manantiales del Silala están ubicados en el cantón Quetena, de la provincia Sud Lípez del departamento de Potosí, donde afloran 94 ojos de agua y generan unos 200 litros por segundo que se escurren por canales artificiales hacia el norte chileno.

El ministro boliviano de Exteriores, David Choquehuanca, adelantó el pasado domingo que en el documento final habría una compensación para Bolivia por el uso de las aguas fronterizas.

Además de este conflicto, ambos países mantienen conversaciones sobre la demanda boliviana de obtener una salida al océano Pacífico.

En junio del año 2006, los gobiernos de la presidenta chilena, Michelle Bachelet, y del mandatario boliviano, Evo Morales, firmaron una agenda de 13 puntos sin exclusiones que incluye la demanda marítima.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.