martes, 2 de junio de 2009

Argentina: Eugenio Zaffaroni, "los delincuentes menores de edad no deben tener las mismas penas que los mayores"

TÉLAM - NA - MDZOL

Así lo afirmó Eugenio Zaffaroni, Ministro de la Corte Suprema consideró que se debería "suprimir la posibilidad de que al adolescente de más de 16 años se le pueda aplicar la pena del adulto". En un intercambio de cartas con menores detenidos, el juez de la Corte aseguró que la privación de la libertad "debe ser el último recurso".

El ministro de la Corte Suprema Eugenio Raúl Zaffaroni consideró que los delincuentes menores de edad no deben tener las mismas penas que los mayores, al responderle a un grupo de jóvenes cordobeses que se encuentran alojados en un correccional y que querían ser oídos por las autoridades del Poder Legislativo y Judicial de la Nación.

Zaffaroni consideró que se debería "suprimir la posibilidad de que al adolescente de más de 16 años se le pueda aplicar la pena del adulto".

En ese sentido, indicó que "si el adolescente entre 14 y 16 años cometió algún delito, no se le imponga ninguna pena sin un proceso con todas las garantías del adulto".

En un intercambio de cartas con menores detenidos, el juez de la Corte aseguró que la privación de la libertad "debe ser el último recurso".

Según la misiva, que reprodujo el diario La Voz del Interior, el juez propuso penas de un tercio hasta la mitad de las previstas para el adulto y añadió que "cualquiera sea la pena que se le imponga, la condena se extinga a los 21 años.

Por otro lado, Zaffaroni propuso que "los delitos con pena hasta dos años (hurto) no sean penados".

Los menores se habían quejado con la posibilidad de que se baje la imputabilidad penal a los 14 años ya que consideraron que "no es la solución".

"Un chico de esa edad, cuando cae en el instituto no sabe bien lo que hizo. No es la solución. La solución es que haya más escuelas", argumentaron los menores, quienes luego reclamaron que "una vez adentro nos den otra oportunidad, en un instituto se puede tomar mucho rencor. Queremos aprender, tener un oficio para trabajar. También se puede cambiar, de a poco".

Se trata de chicos que cursan el Cenma (Centros de Educación Media para Adultos) en el Complejo Esperanza, el predio donde hay cinco institutos correccionales que alojan a niños y adolescentes en conflicto con la ley penal.

"Estamos acostumbrados a que nuestra palabra no valga nada", comentó un chico cordobés privado de la libertad.

Ante esa sensación que los ha acompañado casi toda la vida, él y sus compañeros de primero y segundo año del secundario para adultos enviaron una carta a los diputados nacionales y a jueces de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

La idea de comunicarse con los máximos representantes del Poder Legislativo y Judicial de la Nación surgió tras reflexionar y debatir en clase sobre los proyectos de ley de creación de un Régimen Penal Juvenil y sobre las intenciones de algunos sectores de la sociedad, y de algunos de esos proyectos, de bajar la edad de imputabilidad penal de las personas menores de edad.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.