lunes, 8 de junio de 2009

Argentina, Santa Fe: Para Beren, la evasión de Cargill y Petrobrás es producto de “tantos años de inacción de la provincia”

LM. (NOTIFE - LT10)

La secretaria de Ingresos Públicos explicó cómo se desarrolló el operativo que culminó con el embargo de varios millones de pesos a dos empresas radicadas en nuestra provincia, por haber abonado cifras mínimas en concepto de impuestos y por haber eludido responsabilidades. Según dijo, ambas firmas facturan más de $30.000 millones al año, cifra altamente superior al nivel de recaudación del Estado santafesino.

Durante el fin de semana se conoció que el Gobierno de la provincia de Santa Fe embargó por más de $9.000.000 a dos firmas multinacionales instaladas en nuestro territorio. Se trata de las empresas Cargill y Petrobrás que, avaladas por los constantes regímenes de promoción industrial que la actual gestión socialista decidió no renovar, evitaron abonar las cifras correspondientes en concepto de impuesto inmobiliario, ingresos brutos y sellos, así como también se abstuvieron de declarar modificaciones recientemente introducidas en sus terrenos.

Teresa Beren, secretaria de Ingresos Públicos, indicó que “la búsqueda de transparencia y equidad tributaria ha guiado el operativo hecho este año que nos permitió detectar los 800.000 m2 sin declarar (que poseían varias empresas) y a partir de ahí una serie de investigaciones fiscales que derivó en el embargo a Cargil y a Petrobrás”. Según agregó, ambas firmas “facturan más de 30.000 millones al año, o sea que se trata de empresas más grandes que la propia provincia”.

La información difundida el sábado indica que luego de algunas inspecciones llevadas adelante en los inmuebles que ocupan las compañías, se determinó que ambas poseían varios miles de metros cuadrados construidos recientemente y que aún no habían sido declarados. A esto se suman deudas varias en concepto de Impuesto Inmobiliario, Ingresos Brutos y Sellos.

La funcionaria remarcó ue ambas multinacionales gozaron del beneficio de la promoción industrial que la provincia otorgó durante la década anterior pero ahora ha decidido no renovar. “Ahora procedimos a determinar impuestos y deben sumas muy importantes, lo que nos lleva a nosotros a decir que sobre ese sector tenemos que hacer hincapié para obtener una mayor recaudación” insistió. A su vez puso el eje “en lo que se dejó de hacer por no haber cobrado correctamente los impuestos”.

En cuanto a la situación de nuestra provincia en particular estimó que, “sin lugar a dudas, en lo que hace a la recaudación, la crisis se manifiesta de la misma manera en Santa Fe como en la nación” y consideró “preocupantes” los dos fenómenos que se observan: “la paralización de la actividad económica que todos vivimos, acompañada por una caída de divisas que se evidencia en cómo evolucionan los saldos en las cuentas corrientes bancarias; y un aumento de la informalidad en cuanto a cómo se manifiesta la actividad”.

Claro que para la integrante del ministerio de Economía de la provincia, “eso no se condice con lo que pasa en grandes empresas mundiales” como las dos recientemente apercibidas. Incluso rememoró que “cuando empezamos la gestión, todas las provincias tenían los mismos impuestos (…) y lo que recaudaba Santa Fe en relación a otras provincias era mucho menor. Estimamos que la diferencia es el grado de evasión fiscal que había” dijo. Asimismo no olvidó que la mayoría de los distritos concretó reformas tributarias mientras que el nuestro ni siquiera las pudo discutir por la negativa de la oposición.

“Tantos años de inacción de la provincia hacen que ahora una acción para cobrar parezca una sorpresa. Esto son años de falta de acción del Gobierno” mencionó y, de este modo, fustigó a los Gobiernos justicialistas que precedieron al de Hermes Juan Binner.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.