miércoles, 24 de junio de 2009

Australia: El Gobierno propone ley para reducir las compensaciones por término de contrato a directivos de empresas

El gobierno de Australia ha presentado ante el Parlamento una serie de proyectos de ley para evitar que las empresas entreguen a sus ejecutivos enormes compensaciones cuando éstos abandonen sus puestos de empleo.

El ministro de Leyes Corporativas, Chris Bowen, dijo el miércoles ante el Parlamento que las reformas darán a los accionistas la posibilidad de rechazar que se entreguen grandes compensaciones que no estén entre los intereses de la empresa, de los accionistas o de la comunidad.

"Hay una importante comunidad preocupada por los niveles de compensaciones por término de contrato que se pagan a los directivos de las empresas", dijo.

Actualmente, estas compensaciones pueden ascender hasta siete veces los ingresos anuales totales de un ejecutivo antes de que se requiera la aprobación de los accionistas.

El Ministerio de Trabajo quiere que se rebaje esta cantidad hasta un máximo de un año del salario base.

"Esta es una importante reducción del límite para la aprobación de los accionistas y asegurará que los accionistas tengan el poder de rechazar unas compensaciones por término de contrato excesivas", añadió Bowen.

Los proyectos de ley también han ampliado la cantidad de personas cuya compensación estará sujeta al voto de los accionistas, desde directores de la empresa hasta "todo el personal administrativo clave."

Los directivos y ejecutivos que tengan acciones en la empresa no podrán votar para aprobar su propia compensación.

Cualquiera que reciba una compensación que no haya recibido la aprobación de los accionistas requerida será obligado a devolver la cantidad recibida, y recibirán además una multa de 20.000 dólares australianos (15.987 dólares). Las empresas recibirán también una multa de 99.000 dólares australianos (79.163 dólares).

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.