lunes, 1 de junio de 2009

Estados Unidos: No descarta volver a incluir a la República Popular Democrática de Corea en la lista de patrocinadores del terrorismo

En respuesta a la posibilidad de volver a incluir a la República Popular Democrática de Corea (RPDC) en la lista de patrocinadores del terrorismo, la administración Obama dijo hoy que la reinclusión dependerá de las acciones de Pyongyang.

"Para ser designado Estado patrocinador del terrorismo, la secretaria de Estado debe determinar que el gobierno de Corea del Norte ha suministrado de manera repetida apoyo a actos internacionales de terrorismo", dijo en una declaración el vocero del Departamento de Estado, Ian kelly.

"Estados Unidos cumplirá con las disposiciones de la ley de conformidad con los hechos", dijo el vocero cuando se le preguntó si se incluirá de nuevo a la RPDC en la lista sin una acción específica.

La RPDC fue incluida en la lista del Departamento de Estado de Estados Unidos de países que patrocinan el terrorismo y el entonces presidente George W. Bush describió a este país como miembro del "eje del mal" junto con Irán e Irak.

De conformidad con el marco de las conversaciones de seis naciones que enfatiza el principio de "acción a cambio de acción" y tras la aceptación por parte de Pyongyang de todas las demandas de inspección nuclear estadounidenses, el 11 de octubre de 2008 la administración Bush retiró a la RPDC de la lista.

El lunes, la RPDC anunció que había "realizado con éxito otro ensayo nuclear subterráneo" que de acuerdo con Pyongyang demuestra su capacidad "de disuasión nuclear de autodefensa".

El ensayo nuclear y los posteriores ensayos con misiles empeoraron la situación de seguridad en el noreste de Asia.

En Estados Unidos, algunos afirman que la administración Obama tiene que considerar más medidas coercitivas, incluyendo incluir de nuevo a la RPDC en la lista de Estados patrocinadores de terrorismo, la imposición de sanciones financieras, la expulsión de la RPDC de la ONU e incluso la realización de ataques militares si la diplomacia no logra frustrar la ambición nuclear de Pyongyang.

Pero la diplomacia sigue siendo la primera opción de la administración Obama. Estados Unidos está trabajando con el Consejo de Seguridad de la ONU para aprobar una resolución firme que lleve a Pyongyang a darse cuenta de que debe "pagar el precio" de sus acciones de provocación, indicaron funcionarios estadounidenses.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.