miércoles, 17 de junio de 2009

Nicaragua: Entrevista con representante de la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia de Nicaragua

Toni Solo (TORTILLA CON SAL, especial para ARGENPRESS.info)

TcS : Estamos con Marvin Marenco de la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia. Gracias por darme su tiempo para esta entrevista Marvin. ¿Nos puede hablar un poco sobre lo que es la misión de la Confederación?

MM : En principio me gustaría darle una breve reseña de lo que es la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia. Entonces el Frente Nacional de Trabajadores, donde está aglutinado una diversa cantidad de organizaciones gremiales, definió que era necesario desarrollar el trabajo de organizar ese sector porque al final de cuentas es un sector mayoritario. Supera por mucho al sector gremial organizado en actividad formal.

TcS : ¿En que año decidieron tomar esa iniciativa?

MM : Fundamentalmente en el año 2002. Precisamente en junio del año 2002 a raíz de que se dio un hecho aquí en Managua. No sé si usted se acuerda que fue el asesinato del Inspector General de la Policía el Comisionado Munguía, Christian Munguía. Un hecho muy confuso que nunca tuvo una aclaración convincente, ¿verdad? pero que en un primer momento se le achacó la responsabilidad de ese crimen a trabajadores de los semáforos y se dio una redada a nivel de todo Managua de toda la gente que trabajaba en los semáforos vendiendo agua helada, chicle, cigarros y todo el sinnúmero de cosas que se venden en los semáforos.

Más de 300 compañeros y compañeras fueron encarcelados en esa ocasión y eso sirvió de detonante, ¿no? para que esa decisión que había tomado el FNT arrancara con fuerza, porque se desplegó un trabajo del FNT de primero, defender a esos compañeros y demandar su libertad y segundo en el marco de eso promover entre los compañeros de los semáforos y de las paradas de buses que se organizaran. Entonces podríamos decir que fue en mayo de 2002 que surge el primer escuerzo, el primer impulso para organizar este sector en el caso de Managua.

Entonces se fue desarrollando todo un trabajo con todos esos vendedores que estaban en las paradas de buses, que estaban en las rotondas, que estaban en los semáforos y lo primero que se hizo fue una especie de asociación de trabajadores de los semáforos - así se llamaba. Pero después sobre la marcha se fue pensando mejor y se fue viendo que tipo, que forma de organización era la que más convenía para el carácter que tenían estos trabajadores.

Y en el año 2006 se hace una especie de congreso constitutivo donde se define de que además de los vendedores de los semáforos y de las paradas de buses también se iba a promover la organización de todos los demás trabajadores que trabajan por su cuenta que trabajan de forma independiente y se definió que la organización se iba a llamar Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia y desde esa fecha hasta hoy se ha venido promoviendo una forma de organización gremial fundamentalmente de carácter sindical aun cuando tuvimos grandes contradicciones con el Ministerio de Trabajo.

Porque ellos decían que no cabía organizarnos en sindicato por lo que no había una relación obrero patronal tradicional, formal. Nosotros peleamos porque dijimos que nosotros nos consideramos trabajadores y que aunque era cierto que nos podíamos organizar como asociación o como cooperativa, nosotros nos sentíamos en un primer momento identificado con la tradición de lucha de los sindicatos que no renunciábamos a considerarnos trabajadores en todo el término de la palabra y que por tanto demandábamos nuestro derecho a organizarnos como sindicato. Eso fue muy difícil. Pero, bueno, se ejerció mucha presión ante las autoridades del Ministerio de Trabajo en los gobierno anteriores y llegó un momento en que con el acompañamiento que nos daba el FNT. lncluso, los Ministros del Trabajo de los gobiernos anteriores se vieron obligados a aceptar a regañadientes de que podían inscribirnos entre las organizaciones sindicales del Ministerio de Trabajo como sindicato.

TcS : Usted ha mencionado anteriormente que en Nicaragua la gran mayoría de la fuerza laboral no tienen empleos fijos, pues ¿sería acertado decir que su movimiento representa la gran mayoría de personas que laboran en el país?

MM : La verdad es que en Nicaragua si nos vamos a los datos que tienen las instituciones del Estado y nos basaramos en lo que son las cifras de cobertura que tiene el seguro social vos te encontras que el Seguro Social que a las cuentas tiene afiliado a los trabajadores de la economia formal tanto del Estado como la empresa privada con costo llega a cubrir 18% de la población económicamente activa - menos del 20%.

Y, si después nos tiramos a ver a nivel nacional cual es la composición del trabajo, tanto del trabajo como de la ciudad las cifras nos indican que más del 70%, casi 80% de la población económicamente activa en Nicaragua es trabajador independiente. Es decir no está en un empleo formal no tiene un patrón, no tiene un salario fijo sino que es el campesino que trabaja la tierra, el comerciante. Incluso hasta el COSEP ha dicho que son trabajadores por cuenta propia, los empresarios en COSEP.

En algunos momentos que hemos tenido reuniones donde ellos participan y ellos han dicho bueno, nosotros somos trabajadores por cuenta propia también, nosotros somos nuestros propios empleadores. Porque nosotros argumentamos eso, que como trabajadores por cuenta propia que hemos lanzado al desempleo nos hemos visto obligado a garantizar nuestro propio empleo. Entonces ellos argumentan como queriendo darnos la razón, que también se siente una especie de sorna, de burla que nos dicen que ellos también son trabajadores por cuenta propia.

Bueno nosotros les decimos que no aspiramos a ser del COSEP, pero ellos sí pueden integrarse a la federación nuestra...pero en serio, sí pues es una realidad que en Nicaragua podemos asegurar con toda certeza que más de 70% de la población económicamente activa son trabajadores por cuenta propia....ahora la mayoría de esos trabajadores por cuenta propia está en una gran desprotección, en una gran desventaja, en una gran precariedad. O no están organizados o están muy dispersos, muy atomizados.

El esfuerzo nuestro, somos una organización muy nueva, pero apuntamos estratégicamente ir aglutinando cada vez más a esa gran cantidad de la población económicamente activa que trabaja por su cuenta y que si se organiza se puede desempeñar un mayor papel en el desarrollo de la economía del país. Ya lo desempeña. Lo que pasa es que no está visualizado y, menos, tomado en cuenta. Las cifras pues no lo reflejan. Pero si ya tiene un gran peso en la economía este sector, tanto en el campo como en la ciudad.

Y producto de la globalización neoliberal también nos encontramos que ya hasta en los países más desarrollados, el trabajador por cuenta propia ya ha alcanzado niveles en las estadísticas elevadísimos. La vez pasada conversaba con unos dirigentes sindicales de Francia, de Inglaterra e incluso de Dinamarca y nos decían que las cifras que ellos ya están manejando en sus países es que el trabajador por cuenta propia, es decir que no tiene un empleador permanente o un ingreso permanente por la vía de un salario fijo en los países donde este se ha menos desarrollado ya son casi un 40%, en Europa. Entonces eso quiere decir de que cada día el acceso a un empleo fijo o un salario fijo es un derecho que se va perdiendo para la inmensa mayoría de los trabajadores. Ya no digamos en países como las nuestras con economías empobrecidas por años y años y años de explotación. Entonces eso es a grandes rasgos el orígen de nuestro movimiento de la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia.

Actualmente la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia es miembro de este Central de Centrales que se llama Frente Nacional de los Trabajadores. Somos una de las siete organizaciones que integran el Frente Nacional de los Trabajadores. Hemos sido los promotores de una red de trabajadores por cuenta propia a nivel de Centroamérica que se llama SEICAP - Sindicato de Trabajadores de la Economía Informal de Centroamérica, el Caribe y Panamá. También estamos integrados a una red internacional que se llama STRINET Internacional que es de vendedores de la calle, trabajadores ambulantes, trabajadores independientes, y pertenecemos a esa organización como Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia y estamos promoviendo a nivel de América Latina que se consolide una rede de trabajadores por cuenta propia.

Actualmente nosotros a nivel nacional tenemos entre 80 y 90 sindicatos porque hay un proceso de organización de una buena cantidad ahorita, pero los que están registrados en el Ministerio de Trabajo son aproximadamente ochenta y dos o ochenta y tres sindicatos y tenemos una membresía de aproximadamente unos treinta o treinta y dos mil afiliados a nivel nacional con grandes problemas desde el punto de vista del funcionamiento, de institucionalidad porque bueno son compañeros que por la precariedad en la que viven y por la precariedad en la que desarrollan sus condiciones de trabajo tienen muchas dificultades para tener una disciplina una dinámica que una organización sindical funcionando en condiciones tradicionales tiene ¿no?

En este caso, por ejemplo uno de los principales problemas que nosotros tenemos es el funcionamiento de los sindicatos porque nuestra gente están trabajando en la calle, para reunirse, para hacer sus asambleas tiene que estar allí en un parque, debajo de un árbol o en algún lugar en el intemperie, las cotizaciones como los ingresos no son fijos, y es voluntario, uno tiene que depositarlo de manera voluntaria, no es como en los sindicatos formales que se deduce por planilla. Entonces tenemos una diversidad de problemas que estamos luchando para superarlos, porque ya sabíamos que íbamos a enfrentar a eso cuando empezamos a organizarnos. Pero hemos ido avanzando, hemos logrado cubrir algunos espacios que no nos habíamos organizado no habríamos logrado cubrir como por ejemplo empezar a ser escuchado.

Desde antes de este gobierno ya hemos empezado ser escuchado por algunos funcionarios de gobierno incluso con la iniciativa de las mutualidades en salud que es una iniciativa que hemos impulsado nosotros como trabajadores por cuenta propia buscando como tener acceso a cobertura de segurida de social. Ya desde el gobierno de Bolaños habíamos logrado establecer algunas coordinaciones mínimas con el MINSA de aquel entonces.

TcS : ¿Como funcionan esas mutualidades de salud?

MM : Es un proyecto nuevo en el caso de los trabajadores por cuenta propia pero que surgió a partir de una relación que tenemos con un organismo no gubernamental de Bélgica que se llama Fondo de Cooperación para el Desarrollo. Ellos tienen una relación de trabajo con el FNT pero principalmente de cara a lo que era fortalecimiento de las organizaciones sindicales tradicionales, formales y cuando surgió la Confederación de Trabajadores por Cuenta Propia como una de nuestras principales reivindicaciones, demandas, aspiraciones era llegar a tener cobertura de seguridad social. Entonces surgió en esa comunicación que tenía el FNT con este organismo la posibilidad de ver de que manera podíamos agarrar el esquema de lo que son las organizaciones mutuales para ver si podíamos ir creando algo parecido aquí entre los trabajadores por cuenta propia

TcS : ¿Cuanta gente serían beneficiada por ese programa de mutualidades de salud?

MM : Ahorita estamos más que todo en un proceso de tratar de definir lo que sería el modelo de atención o la cobertura que podríamos tener como trabajadores por cuenta propia a la hora de organizar una mutualidad...

TcS : ¿Negociando con el INSS?

MM : Exactamente. Pensamos que tiene que ver con la participación del Estado porque bueno si el Estado participa en la alianza tripartita para garantizar la seguridad social al trabajador formal, pues en el caso nuestro ya que no hay un empleador hay que buscar una forma donde el aporte nuestra como trabajadores más el aporte del Estado qué cobertura puede darnos eso ¿no? Y ver si podemos encontrar otros participantes por lo que eso sería una debilidad que tendría un sistema de seguridad social para nosotros que solamente tendría dos fuentes de recursos para sostenerlo que serían el aporte del trabajador que por sí no puede llegar a ser un aporte significativo porque nuestros ingresos son inestables y no son buenos.

Pero sí creemos que por lo menos estamos trabajando la idea que con el INSS, con la participación del MINSA, con la participación de los gobiernos locales donde tenemos trabajadores organizados, pues montar un sistemita mutual que permita darle una pequeña cobertura, un subsidio por accidentes laborales, apoyo por gastos funerarios en caso de fallecimiento, ir acumulando algún fondito que permita que a la hora que el trabajador por cuenta propia llega a una edad en que no puede trabajar en las calles tener una pequeña ayuda como pensión de vejez o de invalidez.

Son cosas que estamos dando vuelta que estamos trabajando con el INSS, con el MINSA. Con este gobierno ya ha habido una apertura ya más amplia que la que habíamos logrado anteriormente y estamos trabajando en ver de que manera diseñamos un sistemita. El Fondo de Cooperación ara el Desarrollo nos está apoyando para ver si por medio de una especie de pilotaje para ver por dónde se puede ir el sistemita que podríamos implementar.

TcS : Con respecto a las estructuras formales que benefician a la clase trabajadora, ¿hasta que punto les interesa el tema del salario mínimo?

MM: El asunto del salario mínimo a nosotros, como no tenemos un empleador al cual demandarle que cumple con leyes laborales porque nosotros mismos son los que creamos nuestro empleo a la suma lo que tenemos es una relación comercial con grandes distribuidores que utilizan a nuestra gente en los semáforos para comercializar productos que incluso exportan al por mayor. Entonces el salario mínimo más que todo es un referente para nosotros. En principio, respaldamos las demandas por los trabajadores para mejorar el salario mínimo por solidaridad gremial con ese sector del cual nos consideramos parte como trabajadores.

Pero también es un punto de referencia de cara a lo que es la capacidad adquisitiva de los trabajadores. Nosotros sabemos de que en la medida en que se compensa por la vía del salario la evaluación o el incremento que tiene la canasta básica, pues en esa medida se está contribuyendo a que el trabajador formal tenga un mejor poder adquisitivo y nosotros, como la mayoría de nuestra gente está relacionada con la actividad de comercio o con la oferta de servicios pues en la medida en que el trabajador tiene capacidad de compra eso nos beneficia a nosotros.

Pero un beneficio directo, digamos tangible, de al subir el salario mínimo de que nosotros vamos a tener un incremento en nuestro ingreso, tan así no hay. Pero sí creemos de que en la medida que la economía del trabajador o de la población está resguardada y tienen más poder adquisitivo pues en esa medida tambíen beneficiamos porque nuestros servicios y las cosas que nosotros vendemos tienen más movimiento.

TcS : Otro tema que ha sido asunto de mucho debate ha sido el micro-crédito y hasta qué punto hay acceso al micro-crédito. ¿Hasta qué punto es importante ese tema para la CTCP y sus afiliados?

MM : Es importantísimo. Bueno. ¿Cuáles han sido nuestras principales demandas desde que surgimos? Primero nuestro derecho al trabajo y a no ser presionados ni agredidos por los gobiernos locales para querer desalojarnos de las paradas de buses, de los semáforos, de los comercio, de los negocios que tenemos en la calle porque nos hemos visto ser obligados a usar las áreas públicas como un lugar dónde poder trabajar. No estamos allí por nuestro gusto. Estamos allí porque el sistema nos ha empujado al desempleo y en la búsqueda de tener una fuente de ingreso hemos tenido que caer en las áreas publicas que se llaman, en los semáforos, en las paradas de buses, en los andenes.

Incluso en el caso del gobierno local de Herty Lewites en Managua y en algunos otros municipios hay gobiernos que han atacado a nuestra gente y hemos tenido que defenderlos con fuerza argumentando eso. De que se nos tiene que respetar nuestro derecho al trabajo y si nos hemos visto obligado a trabajar en la calle, pues defendemos ese derecho de trabajar en la calle porque no hay otra alternativa. Si nos ofrecen otra alternativa, con mucho gusto. Entonces esto ha sido una de nuestras principales reivindicaciones.

Otra de nuestras principales reivindicaciones ha sido el acceso al crédito, al financiamiento. ¿Por qué? Porque nuestra gente no es sujeto al crédito. Por su precariedad, por la precariedad de los negocios, por eso ha sido de gran esperanza para nosotros ese programa de Usura Cero, porque es un programa que va dirigido a personas como nuestra gente que no eran sujetos de crédito ni para financieras ni para bancos. Entonces, nuestra gente han ido teniendo acceso a algún financiamiento por esa vía. Y nosotros también con la cooperación de algunas organizaciones sindicales amigas hemos tenido algunos fonditos revolventes para darles ese apoyo de financiamiento a algunos sindicatos nuestros.

La otra gran reivindicación la cual nosotros hemos tenido es el acceso a la capacitación y el acceso a la educación porque nosotros sabemos que tenemos que mejorar el nivel de de conocimientos de nuestra gente para poder tener otras opciones otras posibilidades y el otro aspecto que hemos priorizado es el acceso a la seguridad social. Podemos decir que esas son nuestras principales banderas, entonces en lo que concierne al micro-crédito para nosotros es una de las demandas estratégicas.

TcS : ¿Y cómo ve usted la situación actual del microcrédito? ¿Es mejor que hace dos años o sigue igual?

MM: Nosotros estamos claros que son tantas las demandas ...es tan grande el sector y son tantas las demandas por lo consiguiente y son tan escasos los recursos con que cuente el gobierno que programas como estos que nosotros necesitamos, la respuesta que hasta el momento han tenido estos problemas no ha alcanzado los niveles que el sector necesita. Sí creemos que se debería de institucionalizar una política. Nosotros apoyamos fuertemente la creación de un Banco de Fomento y de Producción, porque llevamos una alianza con los productores de UNAG, con los productores del campo.

Porque la política del Banco de Fomento y de Producción es de facilitar el acceso al crédito, entonces creímos que podría ver un espacio en esa institución donde se definiera una política mediante la cual la gente de nuestro sector pudiera tener aquel co-financiamiento. Pero eso se ha atrasado y al final hasta el momento lo único que ha tenido efecto es Usura Cero y los fonditos revolventes que nosotros hemos ido consiguiendo.

TcS : ¿Sus sindicatos locales trabajan en enlace con los promotores de Usura Cero en los municipios?

MM : Uno de los componentes de las líneas de acción que nosotros empujamos para buscar como alcanzar respuestas a estas demandas que le mencionaba es la incidencia y dentro de lo que es la incidencia, fundamentalmente nosotros apuntamos a dos niveles - el gobierno local y el gobierno central, o sea las instituciones del Estado a nivel macro. Entonces, hemos ido estableciendo algunos niveles de coordinación con los gobiernos locales.

Tenemos que reconocer de que como este concepto de trabajadores por cuenta propia ya como gente organizada, sus realidades, sus demandas no es de uso muy común, no es del dominio de muchos de los funcionarios aun cuando tengan apertura o receptividad, tenes que hacer un trabajo de educación con ellos, de explicarle el fenómeno, de explicarles la realidad y la situación del sector. Y a partir del trabajo que hacemos de convencimiento y de incidencia ellos van manifestando apertura.

Este gobierno local en el caso de Managua es muy reciente, muy nuevo. Pero desde la campaña hemos estado haciendo un trabajo de acercamiento tanto con el Alcalde como con la Vice-Alcaldesa y algunos concejales al punto que ya a raíz de que ellos asumieron, hemos iniciado todo un trabajo allí definiendo una agenda en que vamos a ir coordinando.

Y hemos definido que vamos a trabajar de manera conjunta en el tema de articularnos para que en las zonas de trabajo de la gente nuestra, las paradas de buses, los semáforos, las calles, hay ordenamiento para que no se obstaculice la circulación peatonal, higiene, la basura, que no contamine, coordinarnos con la policía y con los dueños del local en lo que refiere a la seguridad ciudadana para combatir la delincuencia - eso en relación a lo que compete al gobierno municipal digamos en lo que es la limpieza y el ordenamiento.

Y también tenemos en la agenda trabajar con ellos esa articulación tanto de cara a ver cuanto participan ellos en el diseño de este sistema de seguridad social que son las mutuas y en relación a esto de financiamiento o de participación en los programas del gobierno local, tanto en lo que se refiere a la mejora de la vivienda - porque la mayoría de la gente viven en condiciones muy precarias, en asentamientos o barrios muy humildes y eso también tiene que ver con el financiamiento.

También tenemos una relación de trabajo o una coordinación con las directivas de este programa Usura Cero. Hay gente nuestra que han entrado en el programa desde sus comunidades de sus barrios o directamente de la coordinación que hacemos aquí como organización gremial y sindicato.

TcS : ¿Ustedes intentan concientizar también a los Consejo de Poder Ciudadano de la situación de sus afiliados?

MM : Hay muchos miembros de nuestros sindicatos que están integrados en las comunidades y sus Consejos de Poder Ciudadano. Y nosotros también como sindicatos o como confederación hacemos presencia en los niveles que corresponde en esos consejos de poder ciudadano. Sí a nivel territorial más que todo nuestra presencia a nivel de comunidades es a nivel personal que nuestros afiliados participan en los Consejos de Poder Ciudadano en sus comunidades.

Ya a nivel de gobiernos locales o a nivel de estructuras distritales en el caso de Managua o a nivel municipal ya es una relación más oficial donde tenemos confederaciones, participamos en las estructuras de coordinación, de los gabinetes de poder ciudadano o en los consejos de poder ciudadano. Sí en el caso de Managua y yo creo que hay muchos lugares en el país donde eso todavía no funciona de la mejor manera. Y todavía hay problemas de entender hasta donde se puede aplicarse esta filosofía del poder ciudadano. Y entonces estamos intentando de contribuir, ¿no?

Porque a veces hay compañeros que cayen en el sectarismo, que piensan que eso del poder ciudadano es solamente para los sandinistas o para la gente que simpatizan con el Sandinismo. Nosotros como gremio tenemos una membresía muy plural entonces nuestro enfoque de que hay que potenciar lo que se plantea en los Consejos de Poder Ciudadano lo que también tiene que ser plural. Entonces hay sus problemitas que hay que ir poco a poco superando en algunos lugares y esperamos pues que en la medida en que los compañeros vayan entendiendo lo que la realidad no demanda pues podemos avanzar en eso.

TcS : ¿Y qué es la visión o el análisis de su organización del enfoque de género?

MM : Si vamos a la composición de la gente que está agremiada encontramos que es un poco mayor la presencia de hombres - en la gente que está organizada. Pero si ya lo vemos entre gente organizada y gente no organizada es muy superior la presencia de mujeres en este sector. Nosotros hemos estado mirando las estadísticas y tenemos un 55% o 56% de hombres y un 44% por allí de mujeres en nuestro movimiento. Pero si vos te vas a los semáforos a las paradas de buses y al trabajador por cuenta propia que está en las comunidades, que está en una pulpería, que está en una comidería, una refresquería, una panadería, una tortillería, pues allí encontras que es mucho mayor la cantidad de mujeres que integran este sector.

Nosotros tenemos como una especie de ejes transversal, como confederación como movimiento y este es de que es prioridad. Y la prioridad número uno para nosotros es el elemento de genero y generacional: porque tenemos el fenómeno que esa gran cantidad de mujeres que están en nuestro sector, primero como todas las mujeres que trabajan tienen doble jornada y hasta triple jornada, segundo en el caso nuestro por las condiciones de la precariedad económica en que viven y por las condiciones de atraso cultural sufren mucho maltrato por su pareja y tercero la mayoría son madres solteras. Y eso nos obliga a ver con un gran énfasis la problemática de la mujer. Por eso es que en todos nuestros sindicatos es reglamentario que tiene que ver una secretaría de la mujer y a nivel de la confederación tenemos un comité femenino y hay un interés en que se vayan superando unas trabas para las mujeres en nuestro sector.

Una de las grandes trabas que tiene la mujer en nuestro sector es que muchas veces se ve obligada a traer sus niños a la parada de bus, al semáforo o al mercado porque no tiene con quien dejarlo, quien se lo cuide en el hogar. Y entonces no se puede dejar allá y lo trae al semáforo, a la parada del bus, al mercado. Entonces ese niño llegue a estar en unas condiciones de precariedad también allí en el intemperie, al sol, al viento, corriendo riesgo a ser atropellado por un vehículo. Además no tiene posibilidades de estudiar.

Pero además de eso también, él por estar creciendo en ese ambiente, ese es el futuro que se está vislumbrando para él. Si su mama vende agua helada o vendedora cuando empieza a caminar él está vendiendo bolsas de agua también, o vendiendo cualquier cosa. Entonces, va creciendo, sin educarse en la escuela. Su horizonte es solamente ser vendedor en el semáforo o en parada de bus también.

Por eso de dije que el elemento ese de género y generacional es para nosotros de gran prioridad. Precisamente en estos días estamos analizando un proyecto que vamos a desarrollar una Fundación que se llama Entonces estamos dándole vuelta a ese proyectito al menos hacer un pilotaje a ver en que manera podemos incidir en ir bajando la presencia de los niños y de los adolescentes en los lugares donde trabajan nuestra gente en nuestros sindicatos.

Es una situación bien lamentable para la mujer en este sector porque como le digo, si la mujer que trabaja en el sector formal ya por si tiene ese doble carga laboral que trabaja en su cargo y después tiene que trabajar en la casa entonces en el caso de las mujeres en nuestro sector se puede decir que es triple carga laboral. Por todos esos otros factores, ser madre soltera, ser super-explotada - es una condición mucho más difícil y mucho más precaria - y más triste tener que cargar con sus hijos y llevarlos allí al lugar donde está trabajando.

En general se puede decir que el nuestro es un movimiento que ha enfrentado muchas dificultades. Tenemos allí uno de nuestros principales proyectos que es una institución de capacitación que hemos logrado mantener hasta el momento con el apoyo de amigos de España de la UGT principalmente y la Fundación Como Posada. Allí estamos logrando que mucha gente nuestra que están en el analfabetismo vaya alfabetizándose. Hemos logrado insertarnos al programa de Yo Sí puedo para sacar del analfabetismo mucha gente nuestra y que pasan a los niveles de primaria otros compañeros, algunos se han bachillerado. Veremos si los ayudemos ir a la universidad con una carrera técnica o universitaria porque creemos en la educación, en la superación educativa.

Esta entrevista fue grabada a medianos de abril 2009.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.