viernes, 10 de julio de 2009

China: El Jefe de policía pide severas medidas contra los participantes en los disturbios de Xinjiang

XINHUA

El máximo oficial de la policía de China prometió hoy tomar acciones firmes y decididas contra todos los participantes que tomaron parte en los disturbios en Urumqi y castigarlos de acuerdo con la ley

Meng Jianzhu, consejero de Estado y ministro de Seguridad Pública de China, hizo el comentario al visitar a residentes locales en Urumqi, capital de la Región Autónoma Uygur de Xinjiang en el noroeste de China.

Meng visitó también la funeraria para expresar el pésame por el policía y otras víctimas que murieron en los disturbios.

Por lo menos 156 personas murieron y más de 1.000 quedaron heridas por los disturbios el 5 de julio.

"Todos los gamberros de los disturbios deben ser severamente castigados de acuerdo con la ley, de otro modo decepcionaremos a las víctimas y a sus familiares", expresó Meng.

El crimen fue una irrefutable evidencia de que los separatistas planean dividir al país y socavar la unidad étnica, afirmó Meng.

Meng pidió al gobierno local que otorgue la ayuda necesaria a las familias de las víctimas y se encargue de los lesionados, para que puedan regresar a la vida normal tan pronto como sea posible.

Además, exhortó al gobierno local a alentar y confiar en la gente para que informen a la policía sobre planes que pretendan destruir la prosperidad y el desarrollo de Xinjiang, indicó Meng, añadiendo que todos los grupos étnicos deben unir esfuerzos para construir un mejor futuro para Xinjiang con base en el mutuo entendimiento y apoyo.

Líder chino insiste en estabilidad y jura castigo legal para infractores de ley

El gobierno chino y el Partido Comunista de China (PCCh) castigarán severamente a los infractores de la ley en los disturbios de Xinjiang y restablecerán el orden social normal en la región tan pronto como sea posible, dijo hoy en Urumqi el alto cargo chino Zhou Yongkang.

Las autoridades considerarán a la estabilidad como su máxima prioridad y con base en las leyes enfrentarán duramente la violencia para proteger las vidas y propiedad de la gente de todos los grupos étnicos y para salvaguardar la unidad étnica, dijo Zhou, un miembro del Comité Permanente del Buró Político del Comité Central del PCCh.

Al menos 156 personas murieron y más de 1.000 resultaron heridas en los disturbios ocurridos el domingo en Urumqi, capital de la Región Autónoma Uygur de Xinjiang.

Cuando visitó esta tarde a los civiles heridos en los disturbios en un hospital militar, Zhou Yongkang prometió que los violentos infractores de la ley que participaron en los mortales disturbios recibirán un castigo severo de acuerdo con las leyes de China y que se restablecerá el orden normal.

El urgió al personal médico a que ofrezca un mejor tratamiento a los heridos y que salve "a toda costa" las vidas de quienes están en condición grave.

Zhou también pidió a los soldados y oficiales de policía en funciones en Urumqi que apliquen las leyes con justicia y que "aplasten cualquier intento de fuerzas hostiles del país y del extranjero".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.