martes, 25 de agosto de 2009

Panorama económico de China

XINHUA

Presidente chino urge a prestar atención a desarrollo económico y estabilidad en Xinjiang: El presidente chino, Hu Jintao, urgió hoy martes a las autoridades de la región autónoma uygur de Xinjiang, en el noroeste de China, a que presten atención a la reforma y el desarrollo, así como a la unidad étnica y la estabilidad en la zona para construir un Xinjiang "socialista armónico y próspero".

"La clave de nuestro trabajo en Xinjiang consiste en abordar de forma adecuada la relación entre el desarrollo y la estabilidad de la región", indicó Hu durante un viaje a esta región autónoma china.

Hu exigió a las autoridades locales que cumplan con firmeza la tarea central del desarrollo económico, manteniendo la estabilidad social y fortaleciendo la unidad étnica y la prosperidad común de todos los grupos étnicos en Xinjiang.

Delegación comercial de parte continental china firma contratos por 3.870 millones de dólares con Taiwán

La tercera delegación comercial a través del Estrecho de la parte continental china firmó hoy contratos de adquisición por 3.870 millones de dólares con compañías de Taiwán en el Centro Mundial de Comercio de Taiwán en Taipei.

El Grupo Lenovo con sede en Beijing, líder mundial de computadoras personales, firmó contratos por 3.250 millones de dólares con nueve compañías taiwanesas, mientras que Hasee Computer Co. Ltd., de Shenzhen, firmó contratos por 369 millones de dólares USA con cuatro compañías de Taiwán.

Desde junio, la parte continental ha enviado tres delegaciones comerciales a Taiwán y firmaron contratos de adquisición por un valor total de 5.470 millones de dólares con fabricantes taiwaneses.

Se espera que más contratos con un valor de 3.140 millones de dólares se alcancen entre las delegaciones de visita de la parte continental y empresas de Taiwán este año, dijo Tang Wei, vicepresidente de la Asociación de Economía y Comercio a través del Estrecho de Taiwán y jefe de la tercera delegación de la parte continental.

Caen acciones de Chalco tras informe de pérdidas de 515 millones de dólares en la primera mitad del año

Las acciones de Aluminium Corp. of China Ltd. (Chalco) cayeron el martes por la mañana, después de que la empresa informara el lunes sobre la pérdida, en la primera mitad de año, de 3.520 millones de yuanes (515 millones de dólares).

Chalco, la filial de Aluminum Corporation of China (Chinalco) que cotiza en el mercado bursátil, cayó un 3,66 por cierto en la bolsa de Shanghai, para situarse en 15,01 yuanes a las 10:51 horas de hoy martes.

El productor de aluminio chino achaca el mal resultado a la baja demanda por parte de las industrias automovilísticas y de la construcción, en el marco de la recesión económica global, según sus declaraciones a la bolsa de Shanghai.

Las acciones de las otras empresas nacionales de industrias no ferrosas también cayeron con motivo de los malos resultados en la primera mitad del año, derivados de la crisis financiera.

A las 10:51 horas de hoy martes, Jianxi Copper había caído un 4,67 por ciento, hasta los 37,59 yuanes, después de que la empresa informara de que sus ganancias netas se han reducido un 60,99 por ciento desde el año anterior, hasta situarse en los 1.200 millones de yuanes en la primera mitad de este año. Western MIning Co. informó a su vez de una reducción en sus ganancias netas del 93,67 por ciento, lo que ha supuesto una caída del 5,37 por ciento de sus acciones, situándolas en 14,28 yuanes a las 10:51 de hoy martes.

Toyota retira 688.314 unidades de automóviles defectuosos del mercado de China

Dos empresas de capital mixto del gigante automovilístico japonés Toyota establecidas en China, han empezado el martes a retirar 688.314 unidades de automóviles, cuyo sistema eléctrico de ventanillas se presenta defectuoso.

Se trata de la mayor de retirada de vehículos en China, en términos de cantidad de unidades implicadas desde 2004, año en el que este país introdujo el sistema de retirada de automóviles.

Las dos empresas, una situada en la municipalidad septentrional de Tianjin y otra en la ciudad meridional de Guangzhou, son las dos fábricas más importantes de Toyota en la parte continental de China.

La compañía Tianjin FAW Toyota Motor anunció que los autos deben ser retirados (en este caso para ser reparados) porque cuentan con un defecto en el sistema eléctrico de las ventanillas, que puede provocar fallos, cortocircuitos e incluso, en los peores casos, riesgo de incendio. Hasta el momento no se han registrado incidentes causados por el defecto, según informan las fuentes de la compañía.

Según una declaración de Toyota, presentada ante la Administración General de Supervisión de Calidad, Inspección y Cuarentena de China, los vehículos retirados incluyen 384.736 unidades del modelo Camry, fabricadas entre el 15 de mayo de 2006 y el 31 de diciembre de 2008, uno de los modelos más populares en el mercado chino de turismos de tamaño mediano, y 22.767 unidades del modelo Yaris, producidas entre el 15 de mayo y el 31 de diciembre de 2008, todas provenientes de Guangzhou Toyota.

También serán retiradas 35.523 unidades del modelo Vios, fabricadas entre el 18 de febrero y el 25 de diciembre de 2008, y 245.288 unidades del Corolla, manufacturadas del 17 de mayo de 2007 hasta el 25 de diciembre de 2008, según la misma fuente.

Los propietarios de los vehículos afectados pueden ponerse en contacto con Toyota, a partir de hoy martes, para que se les sustituyan los interruptores defectuosos de las ventanillas sin ningún tipo de coste por parte del usuario.

Todas las piezas defectuosas provienen de un mismo proveedor, señalaron las fuentes de Toyota, aunque no revelaron el nombre del mismo.

Toyota retiró, en octubre del pasado año, 80.000 unidades de Vios, Corolla y Yaris por tener la transmisión manual defectuosa, además de 121.930 unidades de los modelos Crown, Reiz y Lexus durante el pasado diciembre. Un total de 260.000 unidades del Camry fueron retiradas en abril por tener los frenos defectuosos.

El diario China Daily informó hoy que Akio Toyoda, el nuevo presidente de la compañía, indicó a principios de agosto, que Toyota abandonará su objetivo de hacerse con el 15 por ciento de la cuota del mercado global en 2010, y en cambio se concentrará en el control de calidad de sus productos.

Hasta finales del año pasado, se han registrado en China 155 casos de llamamientos para la retirada de vehículos, con 1,85 millones de automóviles involucrados.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.