viernes, 25 de septiembre de 2009

España cataloga a China una de sus principales fuentes de inversión extranjera

XINHUA

China podrá ser uno de los países inversores más importantes para España, debido a su economía cada día más poderosa y abierta, afirmó una ejecutiva de la institución gubernamental Invest in Spain, dedicada a la promoción de la inversión extranjera directa (IED).

El gobierno español ha considerado a China como "uno de los países prioritarios" al que debe otorgar gran importancia en cuanto a la absorción de inversiones, precisó el jueves, en una entrevista, Mónica Martínez Díez, gerente de proyecto de la División de Promoción y Relaciones Institucionales de dicha entidad, durante la VI Feria Internacional de Pequeñas y Medianas Empresas de China, celebrada desde el martes en Guangzhou, capital de la provincia sureña china de Guangdong.

Invest in Spain, subordinada al Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, fue establecida en 2006 a la vista de necesidades de aumentar las inversiones foráneas. La institución ha tenido presencia en el país asiático a través de la red de las secciones comerciales de los organismos diplomáticos en Beijing y Shanghai, y su gestión acaba de ampliarse a Guangzhou tras la inauguración de una nueva oficina económica y comercial, un día antes del comienzo de la feria.

La ejecutiva recordó que durante las ruedas de negociaciones entre las empresas españolas y chinas durante el certamen, hubo compañías chinas que mostraron su interés en realizar inversiones en el país europeo, particularmente en sectores como los de productos agroalimentarios, de energías renovables y de equipos médicos.

Entre las industrias españolas que buscan inversiones destacan la de energías limpias, biotecnología, farmacia, medioambiente, automoción, aeroespacial, tecnología de la información y la comunicación, así como ciencias de la vida, sectores con alto contenido tecnológico y gran valor añadido, detalló.

España es un destino ideal para las inversiones extranjeras, opinó Martínez después de citar las ventajas en cuanto a las actividades inversoras, incluyendo una economía atractiva, un entorno empresarial competitivo, infraestructuras desarrolladas, telecomunicaciones modernas y mano de obra cualificada.

La ejecutiva también atribuyó una de las razones más importantes para invertir en España a la privilegiada situación geoestratégica, y recalcó que "resulta interesante para los inversores chinos el beneficiarse de las posibilidades que les ofrece el país ibérico como puerta de acceso y puente hacia la escena latinoamericana", debido no sólo a los fuertes lazos con América Latina en términos geográfico, culturales y de lenguaje, sino también a factores como la existencia de tratados de doble imposición y protección de las inversiones entre ambas partes.

En este sentido, "la entidad está dispuesta a ayudar a las empresas chinas que tengan presencia en España a expandir sus negocios hacia el mercado de otros países europeos, y especialmente en la región latinoamericana y las áreas de habla hispana de Estados Unidos", aseguró Martínez.

Varias multinacionales que operan en el continente latinoamericano tienen sus centros de decisión de negocios u oficinas centrales localizadas en España, agregó.

España es actualmente la novena economía del mundo, y el séptimo mayor receptor de flujos de IED a nivel mundial, y cuarto en la Unión Europea.

La IED en el país europeo experimentó un aumento del 0,4% en 2008, respecto al año anterior, contrastando con la caída de más de un 37% sufrida por la UE, según los datos del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.