miércoles, 9 de septiembre de 2009

A tres meses de las elecciones generales: Profundizar el proceso de cambio en Bolivia

Alex Contreras Baspineiro (ALAI)

Tres representantes indígenas, una mujer, un abogado, un obrero, un empresario y un militar retirado se disputan la Presidencia del Estado Plurinacional de Bolivia de cara a las elecciones que se realizarán el 6 de diciembre próximo.

Bolivia, el país ubicado en el corazón del continente americano, se encuentra viviendo un proceso de cambio que es necesario profundizarlo en beneficio de las mayorías nacionales.
 
En las últimas horas, la Corte Nacional Electoral (CNE) cerró inscripciones con ocho binomios confirmados.
 
Por el Movimiento al Socialismo-Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP) buscan su reelección el actual presidente y representante indígena Evo Morales Ayma acompañado del intelectual Álvaro García Linera.
 
La oposición radical tiene en el ex capitán de ejército Manfred Reyes Villa y Leopoldo Fernández, ex prefecto de Pando y hoy recluido, sin sentencia, en la cárcel de San Pedro al binomio de Plan Progreso-Convergencia Nacional.
 
La única mujer candidata es Ana María Flores que va acompañada de Guillermo Nuñez del Prado por el Movimiento de Unidad Social y Patriótica (Muspa).
 
El dirigente campesino Román Loayza, ex MAS, junto al microempresario Porfirio Quispe son los candidatos del movimiento Gente; mientras que el representante campesino Alejo Véliz va con la sigla de Pulso acompañado del oriental Pablo Nils.
 
El ex alcalde de Potosí y representante obrero René Joaquino tiene como candidato a la vicepresidencia al pastor evangélico Charles Suárez y van juntos en Alianza Social (AS); a su vez, el empresario Samuel Doria Medina tiene como acompañante de fórmula al obrero Gabriel Helbing de Unidad Nacional (UN).
 
Y, el movimiento Bolivia Social Demócrata, tiene como candidato al ex fiscal y abogado Rime Choquehuanca junto a Nora Castro.
 
Todos los sectores
 
Junto a los candidatos presidenciales fueron presentadas, ante la CNE, las listas oficiales para quienes pretenden ser parte de la futura Asamblea Legislativa Plurinacional.
 
En las listas de los ocho binomios se encuentran representantes de todos los sectores sociales: empresarios, intelectuales, indígenas, campesinos, estudiantes, militares, policías, obreros, mineros, amas de casa, gremiales y otros.
 
De acuerdo a la nueva Constitución Política del Estado (CPE) el 50 por ciento de los candidatos deben ser mujeres y obligatoriamente debe existir alternancia de cargos.
 
La Asamblea Legislativa Plurinacional estará formada por 130 diputados y 36 senadores.
 
Mientras el MAS-IPSP eligió a la mayoría de sus candidatos a senadores y diputados en ampliados y reuniones, en los demás partidos prevaleció el “dedazo” o los intereses particulares.
 
Ni la izquierda ni la derecha pudo formar un solo frente amplio.
 
En todas las listas de candidatos a la Asamblea Legislativa Plurinacional es lamentable el transfugio político: representantes otrora neoliberales ahora se convirtieron en socialistas o quienes eran nacionalistas ahora son indigenistas.
 
La lista de los ocho binomios se caracteriza por ese mal histórico de los partidos políticos tradicionales: el transfugio que le hace daño al proceso de cambio.
 
Condena a la violencia
 
Ante algunos hechos de violencia que se presentaron en las últimas horas en La Paz, el Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales Ayma, dijo que ese no debe ser el camino para encarar la campaña electoral.
 
“Repudio, condeno, no comparto (esos actos de violencia), todos tenemos derecho de hacer campaña en todas las regiones del país, esas agresiones de antes (generadas por la oposición) podría causar la reacción de nuestra gente, no comparto esa clase de agresiones, hay que hacer un reglamento, tomar algunas medidas para que no haya reacciones en el campo o la ciudad”, enfatizó.
 
El Jefe de Estado advirtió posibles autoatentados de la oposición para tratar de victimizarse y, por eso, pidió a su militancia a no recurrir a ningún acto de violencia.
 
Los sectores de la oposición, supuestas víctimas de la intolerancia de algunos grupos radicales, condenaron el uso de la fuerza en contra de sus representantes.
 
Todas las encuestas difundidas hasta la fecha, le otorgan un gran respaldo al actual presidente Evo Morales Ayma (MAS). La diferencia con su inmediato seguidor es mayor a los 40 puntos y si esta figura se ratifica no hará falta una segunda vuelta.
 
Sin embargo, restan tres meses. 90 días para que los diferentes partidos políticos hagan conocer sus propuestas y visiones de país en torno al proceso de cambio que vive Bolivia.
 
Los bolivianos y bolivianas, del campo y la ciudad, esperamos conocer propuestas y no una guerra sucia.
 
El proceso de cambio que se vive desde hace más de tres años tiene sus luces y tiene sus sombras, ahora es necesario que los candidatos profundicen este proceso para que desde el epicentro del continente se ilumine al resto de los países…
 
Alex Contreras Baspineiro es periodista y escritor boliviano, ex vocero de gobierno.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.