viernes, 30 de octubre de 2009

Argentina: "En los cargos altos, te tenés que imponer"

Sonia Santoro (ARTEMISA)

Zulma Richart está en la gerencia periodística de Radio Nacional. En esta entrevista habla de las dificultades que tuvo para acceder a cargos altos dentro de los medios. Devela también que no hay políticas específicas de género en en los medios estatales.

Esta entrevista fue realizada para el corto documental "La mujer mediatizada. Presencia Femenina en los medios argentinos", que se puede ver en el siguiente link: http://www.artemisanoticias.com.ar/site/mujer_mediatizada.asp.

-¿Cuántas mujeres hay en Radio Nacional y cuantos hombres y en que puestos?

Los puestos jerárquicos en Radio Nacional acá en Buenos Aires soy yo solamente el puesto jerárquico (NR: la entrevista se hizo antes de que asumiera María Seoane como directora), después en el interior en las 40 emisoras, sí hay algunas mujeres, podrían ser dos o tres aproximadamente. La mayoría son hombres, en el informativo por ejemplo, que es lo que manejo mas directamente, hay mujeres, pero la mayoría son hombres. Debe haber 4 o 5 mujeres, muy buenas, excelentes. Y en las producciones hay mayoría de mujeres y las coordinadoras de aire son mujeres.

-¿Y por qué creés que hay menos mujeres en cargos jerárquicos?

Y porque hay un viejo tabú como que la mujer no tiene tanta capacidad como para encarar un cargo jerárquico o a lo mejor no pelea tanto en la posibilidad de ocupar un lugar de expectativas en cuanto a su proyección de carrera.

-¿Y la radio tiene alguna política específica para favorecer a las mujeres?

Si, acá en realidad lo que se busca es que sea buen profesional y que sea competente, es decir creo que no pasa todavía por ese por el tema del género.

-¿Y hay algún tema tabú en la radio?

En relación a la mujer, no. El tema del aborto es un tema importante. Nosotros, yo hacía una columna de política y actualidad, a la tarde, hace dos años y me acuerdo que habían surgido los casos estos de las chiquitas abusadas que habían quedado embarazadas y que los médicos se resistían a intervenir y había todo un movimiento de la iglesia y entonces logramos reportear a algunos integrantes de una fundación que tenía que ver con la iglesia. Entonces mi pregunta fue justamente esa, si el relevamiento que ellos hacían denunciando esos casos también lo hacían en las clínicas porque entonces siempre pasaba lo mismo, las mujeres pobres y con pocos recursos eran las mas juzgadas por todo el mundo y en realidad había todo un sector de clase, con mejores recursos que lo hacía en la clínicas y nadie se enteraba.

-¿Este es un interés personal o se traslada a toda la radio?

No, no, lo tenemos todas. La verdad que las que somos mujeres y la verdad que los varones también…

(…)

-¿Vos me decías que una sola mujer con un cargo jerárquico?

Cargo jerárquico de gerente, después ya hay jefas de turno eh en la madrugada, perdón, el fin de semana, el sábado a la mañana y es la misma y el domingo

-¿Y por qué creés que vos lo conseguiste?

Fue difícil. Yo no me daba cuenta porque estaba tan entusiasmada pero por ejemplo acá no tanto pero yo llegué a Jefa y Editora de política de la agencia de Diarios y Noticias, bueno ahí si, estaba todo bien hasta que empecé a tener un poco más de responsabilidad y ahí ya las cosas no eran tan fáciles. Había que discutir mucho, generalmente en las reuniones de edición, la voz mía tenía que imponerse porque si no era como que no existía o tenía que juntar el apoyo o convencer a los otros tres porque había para tener un número suficiente y avanzar con lo que yo necesitaba.

Siempre la peleé mucho realmente. Al principio te digo que no porque era todo muy natural, surgía, que se yo, yo no conocía Uruguay y me mandaron a la India por ejemplo. Y todo lo disfrutaba, bueno lo sigo disfrutando. Pero te digo que cuando empecé a tener más responsabilidad ya la cosa comenzó a cambiar. Ya era una competencia.

-¿Y recordás algunos hechos puntuales donde realmente si sentiste discriminación?

Sí, no fuertemente pero lo pude revertir, también me tuve que imponer. Hay dos hechos que, debe haber muchos más, pero los que yo más me acuerdo fueron cuando en los alzamientos en el gobierno del ex-presidente Raúl Alfonsín en Monte caseros, Rico se había escapado de los Fresnos, que era donde estaba ahí prófugo y se había refugiado en Monte Caseros, Corrientes. Era un sábado, o sea que había poca gente en la agencia que habíamos entrado todos o sea en la misma época éramos eran 4 varones y yo, estaba el director y estaba el secretario General, y bueno salió el director y dijo "bueno el que adiviné donde esta Rico lo cubre".

Yo dije "la Mesopotamia". Entonces me dijo "sí, esta en Corrientes". "Entonces todos empezaron no pero lo que pasa, como vas a ir vos? Sos mujer, son todos milicos imaginate, además es un alzamiento puede haber tiros que de aquí, que de allá". Bueno empecé a tomar mucha temperatura yo porque me dio mucha bronca porque era injusto. Entonces este fui y lo encaré directamente el Secretario General y le dije "mirá si vos a mi no me mandás porque yo no sirvo o te parece que no voy para esta nota me parece muy bien y yo lo acepto pero si no me mandas porque soy mujer realmente habla mal de vos de la gente de mis compañeros y de todo el mundo". Y así que ahí estuve. Y quedé, eso si la fotógrafa que iba conmigo y yo fuimos las únicas mujeres que habíamos quedado con los rebeldes.

Y la otra experiencia fue cuando yo hacía poco que había ingresado y la empresa decide que van a ir a cubrir desde el inicio de la campaña a los tres candidatos que había en ese momento: los dos del peronismo que eran el ex presidente Carlos Menem y Antonio Cafiero y a Eduardo Angeloz que era por el Radicalismo. Entonces a mi me convocaron. Ibamos en un avión y recorrimos tres veces el país, fuimos al exterior. Y eran cuatro hombres más los pilotos y yo. Yo era la única mujer. Y las conversaciones entre los hombres eran otras a las que hoy podemos mantener con un varón, hablaban de minas, de fútbol, de copas, de un montón de cosas. Después de comer se iban a ir a tomar algo y se quedaban como hasta las 4 de la mañana. Y yo decía "¿yo a que viene acá?" y bueno, yo vine a trabajar, no importa yo me la banco, me voy y me quedo ahí con ellos y bueno, y así fue. Y más de una vez traje a alguno al hotel que se había pasado de alcohol, pero bueno ahí tenía la noticia muy fresca y bien. Bueno pero era un varón más, en definitiva era un compañero más.

-¿Cuántas noticias son protagonizadas por mujeres en la radio?

Bastantes. Hoy, al tener una presidenta mujer se te facilita mucho, mucho más pero bueno hay muchas funcionarias. Hay muchas mujeres en organizaciones sociales, las Madres, las Abuelas, muchas que están peleando por juicios que no se terminaron.

-¿Los medios van detrás de la agenda política?

Me parece que por hoy van más, te diría, haría una separación los medios públicos y los medios privados. Me parece que los medios privados van más detrás del escándalo y de lo que tiene más connotaciones que llaman más la atención, por lo perverso, por lo trágico.

-Hay un movimiento que está cuestionando el uso del lenguaje ¿ustedes lo tienen en cuenta esto, hay una preocupación?

Si bueno en cuanto al tema del uso del lenguaje en eso estamos tratando de ser mucho más precisos porque incluso hay palabras que se dicen que no tienen nada que ver con el significado que se le da cuando vas al diccionario y no se encuentra, es decir, volver a la fuente, diccionario y para la noticia: sujeto, verbo y predicado. Eso es lo más importante y que los títulos sean informativos, no de catástrofe para llamar la atención, para vender, esta es una radio nacional, no es una radio privada y no puede ser que a vos te tiren un título.

-Desde el punto de vista de género ¿se ha introducido alguna palabra?

Usamos, vos sabés que la presidenta en la agenda lo ha puesto. Es decir y lo usamos ya lo he hablado con los jefes para que no pongan que no hablen de Cristina Kirchner, sino de Cristina Fernández. Y ahora se está instalando bastante ese tema. Y porque ella, vale por ella misma no porque es de tal o de cual. No lo digo por ella solamente lo digo por todas las mujeres.

-Para ir cerrando, ¿cuál creés que es el rol de los medios en promover la equidad?

Es fundamental. Y los medios estatales tienen que dar el ejemplo.

-¿Hay una política específica bajada desde el Sistema Nacional de Medios para todos los medios estatales, en cuanto genero?

Hay mucho hincapié sobre el tema social y los temas que yo te comentaba al principio, el tema de abuso, violaciones, con todos esos temas tener un cuidado y acercarle a la gente a aquella gete que no tiene posibilidad de información porque no todo el mundo lee el diario.

-Como medio ¿estarías dispuesta a generar algún tipo de acuerdo con otros medios, con periodistas, para modificar el tratamiento de algunas noticias?

-Sí, a mi es un es un tema que me preocupa desde hace muchos años. El tema del tratamiento de las noticias, el tema del tratamiento de las mujeres… la mujer llega para hacer una denuncia a una comisaría y no sabe como empezar porque además siempre la atienden hombres y generalmente se ríen de lo que dice y es un momento muy terrible. Por suerte tenemos diputadas que están desde hace ya mucho tiempo trabajando en eso, pero no es fácil. No es fácil, todos dicen sí, estamos de acuerdo y en los papeles las cosas se pierden.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.