martes, 13 de octubre de 2009

Israel: El primer ministro Benjamin Netany promete defender a los israelíes del informe de la ONU sobre Gaza

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, criticó duramente el informe de investigación de la ONU sobre el conflicto en Gaza y prometió no permitir nunca que los israelíes sean juzgados en tribunales internacionales por causa de los presuntos crímenes de guerra mencionados en el informe.

"No permitiremos que Ehud Olmert, Tzipi Livni y Ehud Barak, que enviaron a nuestros hijos a la guerra, lleguen al Tribunal Penal Internacional de La Haya", dijo Netanyahu durante la inauguración de la sesión invernal del Knesset (parlamento israelí), según informes del servicio noticioso local en la red Ynet.

El primer ministro criticó muy duramente el informe de la ONU sobre Gaza y dijo que el informe y la misión investigadora de la ONU están "distorsionados".

La misión de la ONU, encabezada por el juez Richard Goldstone, dijo el mes pasado en un informe que la misión encontró evidencia de que tanto las fuerzas israelíes como las palestinas cometieron "crímenes de guerra" durante el conflicto israelí-palestino en la Franja de Gaza del 27 de diciembre de 2008 al 18 de enero de 2009.

El informe, en el que se emplearon muchas páginas para describir el comportamiento inmoral del ejército israelí, señala que la operación militar en Gaza fue dirigida en general contra los ciudadanos de Gaza con el fin de impulsar una política general cuyo objetivo era castigar a la población de Gaza y emprender una política intencional de utilización de una fuerza no proporcional en contra de la población civil.

La misión investigadora también exhortó a israelíes y a palestinos a emprender investigaciones independientes e imparciales, pues de lo contrario podrían enfrentar posibles acciones del Tribunal Penal Internacional, lo que significa que el tribunal podría realizar audiencias contra oficiales y políticos israelíes involucrados en la operación.

Defendiendo la operación israelí en Gaza en el discurso pronunciado ante el Knesset, Netanyahu dijo que fue una operación "en defensa propia" por los ataques con cohetes del movimiento palestino Hamas en contra de Israel.

"Israel no correrá ningún riesgo por la paz si no puede defenderse", agregó.

El primer ministro hizo comentarios similares a principios de este y señaló que sería "un golpe fatal" para el avance en la paz israelí-palestina que el Consejo de Derechos Humanos de la ONU decidiera apoyar el informe.

"Promover las conclusiones del Informe Goldstone devastará el proceso de paz", dijo Netanyahu a su gabinete en aquella ocasión.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.