lunes, 7 de diciembre de 2009

Argentina, Córdoba: Juicio a campesinos. ¿Usurpación o defensa de la posesión?

Alexis Oliva (PRENSARED)

Hoy se escucharán los alegatos y se dictará sentencia en el juicio contra los hermanos Godoy, de Represa Morales. Previo al desenlace, la querella y la defensa exponen sus razones.

En diálogo con PRENSARED, el querellante particular y los abogados defensores exponen su posición frente al juicio en que los hermanos José Luis y Alcira Octaviana Godoy están acusados de “coacción e impedimento de acto funcional” por haberse opuesto a que se libere un camino a través del campo del que defienden la posesión.

El abogado querellante Aristóbulo Gutiérrez y su cliente y testigo principal, Víctor Manuel Gómez, fundamentan por qué consideran usurpadores a los acusados, y los defensores Ramiro Fresneda y Raúl Almeida aseguran que los Godoy sólo resistieron al despojo y siempre apostaron a la vía legal.

Querella: “Deben ir a la cárcel porque son delincuentes”

-¿Cuál es la historia de esta causa?

Aristóbulo Gutiérrez: -En el año 1960 los Godoy compran muy pocas hectáreas en un paraje denominado Represa de Morales. No deben llegar ni a 50 hectáreas. El resto del campo fue comprado por otros, por Víctor Manuel Gómez y por José Venancio Sosa.

-¿Cuántas hectáreas son?

Víctor Manuel Gómez: -Son 385 hectáreas. Acá hay una cosa que lo quieren llevar a lo grande y lo grande es lo de nosotros. Ellos han quedado a la vía y yo también he quedado a la vía. Ellos han quedado en la vía por pelotudos, porque ahora días pasados han explotado la cantera en el campo mío, se sacaron unos 300 metros de bloque y se llevó la plata el que trabajaba ahí, que sabía que el campo era mío con título y todo, porque tengo los títulos perfectos. Y ellos quedaron con el problema. El que trabajó se comió el puchero de segunda y el otro sinvergüenza que fue a mi casa a ver el título, él sabía que el campo era mío. Ellos se comen los problemas y el otro se llevó la plata.

AG: -Bueno, ellos compran esas muy pocas hectáreas y se posicionan en ese lugar en el año 60. Luego se fueron extendiendo hacia el campo de Víctor Manuel Gómez y al campo mío.

VMG: -Ellos compraron derechos en el campo mancomunado. Ellos han sido criados así, porque el padre ha sido así y la madre también. El padre vivía en la cárcel y quedó sin nada. Yo lo ayudé para que se levante. Entonces, ellos quieren adueñarse de lo que no es de ellos y no fue de ellos nunca.

AG: -Volvamos al relato. Tenían muy pocas hectáreas. De esas pocas hectáreas, quisieron adueñarse de la otra parte, que son las que tienen más valor, y así lo hicieron. En el año 80 y pico se adueñaron de una cantera que pertenecía a Gómez y a Sosa. Ellos hicieron un juicio posesorio y Godoy perdió el juicio. Les salió el fallo en contra, hubo que retrotraer todo y devolverle la propiedad a Gómez y José Venancio Sosa. Ese juicio terminó en el ’88, un juicio civil donde se los condenó además a pagar los daños y perjuicios. Después viene que me entregan a mí Sosa y Gómez una parte del campo en pago de los honorarios que me debían. Mientras tanto, yo no era abogado de ellos (los Godoy), nada que ver. Ellos dicen...

-¿De quién era abogado usted?

AG: -No, yo soy abogado mío, no soy abogado de ellos. Abogado de ellos era la que es fiscal ahora, la doctora (Haidé) Gersicich y después la doctora (Clara) Luna, que casualmente son las que los van a juzgar a ellos. Fueron abogadas de ellos, que yo pedí el apartamiento...

-¿Usted nunca fue abogado de los Godoy?

AG: -Sí, en una primera instancia fui abogado de ellos. Y cuando les dije que al juicio lo iban a perder porque no tienen derecho nada más que a las poquitas hectáreas que tienen, y no al resto del campo, me cambiaron a mí por la doctora Gersicich. La doctora Gersicich siguió tramitando el juicio durante años hasta que concluyó en un acuerdo donde se dividieron el campo. Quedaron 185 hectáreas para los Godoy, 185 para Gómez y el resto para Sosa.

-¿Ese fue el acuerdo que ellos cuestionan, firmado con el padre de ellos?

AG: -Fue con el padre y la doctora Gersicich.

VMG: -El padre de ellos lloraba. ¿Sabe lo que es ver llorar a un hombre? Eramos más que hermanos y lo que se hablaba se cumplía. “Yo te pido un arreglo, hermano”, me dijo.

-¿Y cómo se llega a este juicio?

VMG: -Porque ellos nos quieren quitar la parte...

-¿Es porque a ese acuerdo ellos lo consideran peyorativo para los intereses de su padre?

AG: -No. En ese acuerdo intervino la doctora Gersicich, fue aprobado por el Tribunal en aquel entonces y quedó firme. Y todo acuerdo entre partes es como la ley misma, o sea que lo tienen que respetar. Luego, después de la intervención de la doctora Luna, comienzan a cortar los alambres del campo, comienzan a cortar las varas y los alambres, y usurpan. Van armados... casualmente los dos que están aquí (José Luis y Alcira) van armados junto con otros y sacan a la gente mía que estaba trabajando en el campo. Y cometen un montón de delitos más, por los que fueron a juicio. Fueron condenados en el 2004 por usurpación, daños, amenazas, etcétera. Y después continúan haciendo fechorías por lo cual vienen acá estos dos. Y hay otras denuncias más en la fiscalía.

-¿En este juicio usted se representa a sí mismo?

AG: -Claro.

-¿Qué puede llegar a pasar?

AG: -Tienen que ser condenados, evidentemente.

-¿Eso puede generar que vayan presos?

AG: -Claro, además se les tiene que acumular a la condena anterior.

-¿Le parece justo eso?

AG: -Sí. Más vale que es justo.

-¿Que un conflicto por una posesión derive en la cárcel?

AG: -Es que no es un conflicto, son delitos.

-¿No es un conflicto por la posesión esto?

AG: -Periodista, son robos, son delitos. ¿Sabe cuánto han robado? Han robado miles de pesos ahí. En la cantera, los bloques que estaban hechos, fueron robados por ellos. Son ladrones, delincuentes...

VMG: -Han robado millones de pesos y pregunte qué tienen. A mí me han terminado, me han dejado a la vía y han quedado a la vía ellos. Porque los que se han enriquecido han sido los otros de afuera.

Defensa: “La discusión es por la tenencia de la tierra”

-¿Por qué este conflicto derivó en un juicio penal?

Raúl Almeida: -El presupuesto que fundamenta todos los delitos que se han expuesto desde hace veinte años a esta parte en contra de los Godoy es la posesión. Ese es el extremo necesario para poder hacer denuncias.

-La posesión por parte de Gutiérrez o Gómez...

RA: -De quién denuncia. Y ellos (Gutiérrez y Gómez) nunca la tuvieron.

-¿Qué impresión tuvieron de los testigos de la acusación, incluido el propio querellante?

Ramiro Fresneda: -En cuanto a Gutiérrez, contó que al procedimiento iban con machetes. Primero, personal policial que va en autos civiles, no va en auto oficial, CAP ni nada. Las demás personas que estaban en el operativo, testigos del hecho, eran amigos personales de Gutiérrez –y él lo reconoció-. Es decir, eran testigos parciales. Y por otro lado, lo que no cierra es que Gutiérrez se contradice. Cuando le preguntamos el tema del machete, dice en un momento que Gómez tenía un machete y después que Figueroa lo tenía. Lo concreto y real, es que había un machete. Entonces, seis personas de sexo masculino, entre ellas un policía armado, teóricamente se intimidan y les da miedo ante una mujer y un hombre teóricamente con piedras.

RA: Y esto también es fundamental. La orden del juez (de despejar el camino hacia la cantera) es en función de una sentencia que no estaba firme. Nosotros vamos a cuestionar la legalidad de esa orden, desde el punto de vista que habiendo un recurso de casación en curso, el efecto principal de éste es que es suspensivo.

RF: En diciembre de 2004 es la sentencia de la Cámara Penal de Cruz del Eje, condenándolos por usurpación. En febrero, presenta recurso de casación del doctor Angel Andreu, que era el defensor oficial de los Godoy, eso pasa al Tribunal Superior de Justicia, y recién en el 2006 sale la sentencia definitiva de la usurpación. Y el hecho es del 21 de abril de 2005; por lo tanto, no estaba firme esa sentencia. Por lo tanto, tampoco tenía razón de ser la orden de acta de toma de posesión o de ingresar al campo.

-¿Por qué no prosperó la mediación?

RA: -A pesar de que no está prevista la mediación para delitos de instancia pública, al existir una cuestión social de fondo, la jueza invitó a las partes a someterse a ese medio, pero al oponerse Gutiérrez esa posibilidad quedó sin efecto.

-¿Por qué el Tribunal rechazó los testigos de la defensa?

RF: -No aceptaron nuestros testigos por entender que no eran pertinentes y útiles, porque no eran testigos presenciales, pero podrían haber acreditado la posesión de los Godoy.

-Es significativo que los Godoy hayan contratado abogados para la disputa de la posesión en el fuero civil y tuvieran defensor oficial en la parte penal. ¿No es eso una presunción de inocencia?

RA: -Es una buena pregunta.

RF: -Es que saben que la batalla final y la discusión final tiene que ver con la tenencia de la tierra. Por eso nosotros pedimos que se investiguen las denuncias que hace la familia Godoy en contra de Gutiérrez y Gómez. Pedimos a la Cámara que nos acepte la prueba nueva de que la Fiscalía de Instrucción informe el estado procesal de los sumarios y denuncias formulados por la familia Godoy en contra de Gutiérrez y Gómez en más de diez años. Porque eso tira por la borda lo que plantea Gutiérrez respecto a la actitud hostil y antilegal que tienen los Godoy. Nosotros creemos que los Godoy, dentro del marco de sus posibilidades, siempre han intentado acudir a la Justicia para frenar el despojo que se está produciendo por parte de Gutiérrez.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.