lunes, 13 de julio de 2009

Honduras: ¿Una mediación vacía?


Jorge Gómez Barata (especial para ARGENPRESS.info)

Al pisar el resorte que deja caer la trampa, la presa pierde el control sobre los acontecimientos. Acceder al diálogo con los golpistas parece una celada en la que puede haber caído el presidente hondureño Manuel Zelaya que tal vez, no pudo o no supo aprovechar el enorme capital político de que disfruta, expresado en un apoyo internacional unánime y en la movilización de amplios sectores populares de su país.

El fallido intento de ingresar al país al anochecer y en un avión de mediano porte, frustrado por las autoridades con la más elemental maniobra de obstaculización de una pista aérea, evidenció la intransigencia de los golpistas y, aunque podía haber radicalizado las posiciones, Zelaya parece haber tenido otros efectos y dio a Estados Unidos la oportunidad para convocar a Washington al presidente depuesto, que sin imponer condiciones ni contar con una agenda clara, accedió a una mediación avalada por los norteamericanos y protagonizada por el presidente Arias.

No se requiere excesiva sagacidad para intuir que los golpistas no cederán ni concederán a Arias lo que no han otorgado a todas las organizaciones regionales, incluyendo la OEA, la Unión Europea, Estados Unidos y decenas de personalidades que han exigido la reposición del presidente en su cargo.

Mientras el legítimo mandatario acude a San José para presentar a Arias argumentos que el mediador tico conoce de sobra y con los cuales, al menos verbalmente se había identificado, iniciando un bregar que puede llevarlo de una a otra capital latinoamericana donde encontrará algunos oídos receptivos y medios de prensa cada vez más hostiles, el usurpador aprovecha las ventajas de quien actúa sobre el terreno, amplía su base de apoyo en la oligarquía, el empresariado y las capas medias, logra una precaria consolidación y mediante la represión y la intimidación económica, desgasta al movimiento popular y gana tiempo.

Tiempo es lo que necesitan los golpistas y es lo que más escasea a Zelaya y a sus partidarios que ahora no son los elementos del Partido Liberal, sino las bases del movimiento popular y los sectores políticamente más avanzados que, de cara a las elecciones de fin de año, necesitan seleccionar candidatos locales y departamentales, definir programas y esclarecer su opción para la presidencia.

Tal vez en la conversación con la Clinton, reforzada por las reiteradas afirmaciones del presidente estadounidense respecto a la improcedencia del golpe militar y la legitimidad del mandato de Zelaya, obtenido democráticamente en las urnas, el mandatario hondureño haya extraído la errónea conclusión de que esas opiniones significan un compromiso de apoyar al pie de la letra y con acciones prácticas sus demandas.

Es cierto que probablemente baste con una llamada telefónica de Barack Obama, incluso puede que sea suficiente con una movida de Hillary Clinton, para que Micheletti, los militares que lo sostienen y los empresarios que lo apoyan, depongan las objeciones al regreso del legítimo presidente. La pregunta es: ¿Por qué habría Obama de hacer semejante gestión?

El presidente norteamericano, por más avanzado que sea no hará ahora y tal vez no lo haga nunca, nada que favorezca los desplazamientos de la política latinoamericana a la izquierda, no contribuirá conscientemente a reforzar las posiciones de los países políticamente más avanzados y es una quimera pensar que pudiera alinearse con las posiciones más radicales.

Si bien el perfil político de la actual administración, menos reaccionaria, violenta y menos guerrerista que Bush y presuntamente menos ideológica, puede crear algunas premisas que, sabiamente aprovechadas, amplíen algunos márgenes de maniobra de los movimiento políticos progresistas e incluso revolucionarios, ello no significa que se pueda contar con Obama como un aliado o compañero de viaje de las causas populares. La política norteamericana tratará de no desmentir al presidente, lo que no significa apoyar a Zelaya, aunque tampoco consagrar a Micheletti.

Tal vez nos espera un proceso no tan dilatado como los de Contadora y Esquipulas, debido a que las elecciones convocadas para fin de año marchan a un límite que puede ser adelantado pero no prolongado, en el cual el presidente Arias, bien respaldado por Estados Unidos, hará nuevos meritos como mediador y tal vez logre una fórmula que salve la cara de una democracia buena para las elites de uno u otro lado, aunque estéril para las masas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

1984


Luis Paulino Vargas Solís (especial para ARGENPRESS.info)

El golpe de Estado en Honduras ha reeditado, de formas nuevas, una realidad siniestra que se creía superada –la del golpismo y la barbarie militar- como también ha traído de vuelta un fantasma que suponíamos desaparecido de forma definitiva: el de la guerra fría.

- La dictadura maquillada de neolengua orwelliana

Con la asonada militar, retorna también al primer plano el fascismo en su versión latinoamericanizada; tan asesino, violento e intransigente como históricamente lo conocemos. Solo que ahora –varios decenios después- se trajea de forma insospechada. Es un golpismo maquillado de democracia.

Así lo vemos en Honduras, donde con cinismo inigualable, el congreso y los tribunales (y el cardenal) legitiman como democrático algo que, de forma perfectamente clara, tan solo constituye un vulgar golpe militar.

Por doquier hay bayonetas, tanques y represión. Se cierran o, como mínimo, se hostilizan e intimidan a todos los medios alternativos de comunicación. Hay estado de sitio, se suspenden las garantías constitucionales. Se realizan detenciones masivas; a la gente se le aplican palizas en media calle. Incluso hay personas muertas.

Nada de lo anterior, sin embargo, impide que se hable de “democracia”. Así lo hacen –sin inmutarse ni titubear- las autoridades de facto. Y, como sabemos, es algo a lo que se prestan –afanosos por legitimarlo- medios de comunicación e ideólogos de la derecha fascista.

De paso, proliferan las acusaciones contra Zelaya con lo cual tan solo se reafirma el trastoque siniestro de los conceptos. En su mayoría tiene que ver con lo que Zelaya “quería hacer”, no con lo que hizo. Y, encima, se le derroca en vez de juzgarlo. Como mínimo esto constituiría una muy dictatorial forma de reinventar (orwellianamente) la democracia.

Ese es el mundo que vivimos bajo el imperio global del capitalismo neoliberal, especulativo, financiarizado y supremamente corrupto. O sea, Orwell resultó ser un profeta certero en su novela 1984. Es un mundo donde esclavitud es libertad; fealdad es belleza; corrupción y estafa son honradez. No extrañe entonces que en Honduras la dictadura sea democracia. También es democracia el asesinato de niños y niñas, perpetrado por Estados Unidos en Iraq. Pero es que, tratándose de discursos políticos, justo eso hace la derecha y ello, centralmente, la identifica: su capacidad para secuestras conceptos propios de las izquierdas, vaciarlos de contenido y convertirlos exactamente en su contrario.

Tal es, en fin, síntoma y signo de la decadencia generalizada del capitalismo a escala mundial. Porque un sistema donde los conceptos se transmutan en su opuesto, es un proyecto de sociedad donde no tan solo desaparecen los límites entre lo justo y lo injusto; entre la opresión y la libertad; entre la belleza y la fealdad. Es también un proyecto donde igualmente se difuminan las diferencias entre vida y muerte. Pero llegado a este punto ese sistema deviene totalmente inviable. Tan solo le queda un camino: el de la agudización de la crisis y la descomposición.

- Un fantasma que retorna

Son ideas supremamente ridículas y chabacanas. Y, sin embargo, parecen que se las toman en serio. Me refiero a la interpretación de las derechas latinoamericanas en relación con los procesos socio-políticos que se han venido escenificando en América Latina y, en particular, en relación con el significado que atribuyen al golpe en Honduras.

Poco más o menos es así:

a) En América Latina han proliferado unos cuantos locos. Por supuesto, Chávez es el loco mayor (para la derecha latinoamericana, “loco” viene a ser una poderosa y novísima categoría sociológica).

b) Además de locos, estos tipos son comunistas (sic).

c) Estos locos-comunistas han urdido una siniestra conspiración para dominar el continente y “destruir la democracia” (más neolengua).

d) Los locos-comunistas han creado un eje del mal: Nicaragua-Cuba-Venezuela-Ecuador-Bolivia.

e) Este eje del mal estaba atrapando entre sus garras a Honduras, contando con la complicidad del loco-comunista Zelaya.

O sea, estamos ante el renacer de la guerra fría a escala latinoamericana. No importa que sea un planteamiento maniqueo y obtuso. Importa la lógica política subyacente, la cual permite justificar cualquier atropello.

Ello queda claro en el caso hondureño. Ante este escenario terrorífico tan solo quedaba el golpe de Estado. Lo habían intentado en Venezuela, Ecuador y Bolivia. Pero ahí se han desarrollado tejidos sociales y espacios de poder alternativos que, hasta el momento, han abortado los intentos golpistas. Está claro, sin embargo, que Honduras constituía un eslabón débil. Por ello, ahí sí logran el cometido: botan a Zelaya y, en bien de la democracia (de nuevo Orwell), imponen el reino del terror, todo lo cual es posible gracias a que, en efecto, Zelaya no tenía la base de poder suficiente, necesaria para sostener un proyecto favorable a los intereses del pueblo hondureño.

Lo que vemos es, muy a las claras, la imposición de la racionalidad política característica de una derecha neoliberal, oligárquica y fascista. Ello se hace manifiesto de formas diversas: en su discurso orwelliano (la dictadura es democracia); en el desenfado con que, en nombre de la democracia (el neolenguaje), reprimen, agreden, violentan, acallan; en el cinismo con que defienden los intereses de los más ricos diciendo que con ello favorecen a los más pobres (más Orwell).

Esa racionalidad también se hace manifiesta en estas teorías políticas que elaboran para justificar su proceder. La obsesión por el dinero, el poder, la ostentación y el lujo tiene su precio. Y este precio se paga en la forma de un oscurecimiento de la inteligencia. Entonces los vemos diciendo las cosas más burdas y soeces. Total, es por completo innecesario razonar con seriedad y un mínimo de fundamentación, si usted tiene a la CNN (o, para el caso costarricense, a Repretel, La Nación o Columbia) como altavoces que amplifiquen las cuatro incoherencias que usted dice.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Washington y el golpe de Estado en Honduras: Aquí están las pruebas


Eva Golinger

• El Departamento de Estado tenía conocimiento previo del golpe.

• El Departamento de Estado y el Congreso de EEUU financiaron y asesoraron a los actores y organizaciones hondureñas que participaron en el golpe.

• El Pentágono entrenó, capacitó, financió y armó al ejército hondureño que perpetró el golpe y sigue reprimiendo al pueblo de Honduras.

• La presencia militar estadounidense en Honduras, que ocupa la base militar de Soto Cano (Palmerola), autorizó el golpe de Estado con su complicidad tácita y la negativa a retirar su apoyo a los militares hondureños.

• El embajador de Estados Unidos en Tegucigalpa, Hugo Llorens, coordinó la expulsión del poder del presidente Manuel Zelaya, junto con el subsecretario de Estado Thomas Shannon y John Negroponte, quien trabaja actualmente como asesor de la Secretaria de Estado Hillary Clinton.

• Desde el primer día del golpe, el gobierno de Washington ha hablado de las “dos partes” involucradas y la necesidad de un “diálogo” para restituir el orden constitucional, legitimando de esta forma a los golpistas.

• El Departamento de Estado se ha negado a calificar legalmente los sucesos de Honduras como un “golpe de Estado”, no ha suspendido ni congelado su apoyo financiero y el comercio con el país, ni ha tomado medidas para presionar eficazmente al gobierno de facto.

• Washington manipuló a la Organización de Estados Americanos para alargar el tiempo de debate sobre lo que había que hacer y así no apoyar el regreso inmediato del presidente Zelaya al poder, como parte de una estrategia que sigue en pie y simplemente busca legitimar al gobierno de facto y desgastar al pueblo hondureño que todavía se resiste al golpe.

• La Secretaria de Estado Clinton y sus voceros dejaron de hablar del regreso del presidente Zelaya al poder luego de la designación de Oscar Arias, presidente de Costa Rica, como “mediador”, y ahora califican al dictador que asumió el poder ilegalmente durante el golpe, Roberto Micheletti, como “presidente interino”.

• La estrategia de “negociar” con los golpistas fue impuesta por el gobierno de Obama como una manera de desacreditar al presidente Zelaya –culpándolo por los hechos que provocaron el golpe– y legitimando a los golpistas.

• Congresistas estadounidenses –demócratas y republicanos– organizaron una visita de unos representantes de los golpistas de Honduras a Washington, a los que recibieron con honores en diferentes instituciones de la capital estadounidense.

• A pesar de que fue el senador republicano John McCain quien coordinó la visita de los golpistas a Washington a través de un bufete de lobby, The Cormac Group, actualmente es el abogado de Bill Clinton y amigo cercano de Hillary, Lanny Davis, a quien se ha contratado como “lobbista” para lograr la aceptación pública de Washington del gobierno de facto en Honduras.

• Otto Reich y el venezolano Robert Carmona-Borjas, quien fue abogado del dictador Pedro Carmona durante el golpe de Estado de Venezuela en Abril de 2002, ayudaron desde Washington a preparar el escenario para el golpe contra el presidente Zelaya en Honduras.

• El equipo de diseño del golpe de Estado en Honduras designado por Washington también incluía a un grupo de embajadores de Estados Unidos recientemente nombrados en Centroamérica, expertos en la desestabilización de la revolución cubana, y a Adolfo Franco, ex encargado del programa de Cuba de la USAID.

Nadie duda de la implicación de Washington en el golpe de Estado de Honduras contra el presidente Manuel Zelaya que comenzó el pasado 28 de junio. Muchos analistas, dirigentes, e incluso presidentes, lo han denunciado. Sin embargo, la mayoría coinciden en disculpar a la administración de Barack Obama de algún papel en el golpe hondureño, haciendo responsables en su lugar a los rasgos del gobierno de George W. Bush y a los halcones que todavía andan por los pasillos de la Casa Blanca. La evidencia demuestra que sí, que es cierto que los halcones y los protagonistas de siempre de los golpes y sabotajes en América Latina también han participado esta vez, y además existen amplias pruebas que señalan el papel del gobierno de Obama.

El Departamento de Estado

La nueva diplomacia estadounidense, denominada “smart power” (poder inteligente) ha jugado un papel principal antes, durante y después del golpe de Estado en Honduras. Los voceros del Departamento de Estado, admitieron en una rueda de prensa el 1 de julio, que tenían conocimiento previo del golpe y habían estado trabajando con los sectores que lo planificaban para buscar “otra solución”. También admitieron que dos altos funcionarios del Departamento de Estado, el subsecretario de Estado para América Latina Thomas Shannon y el subsecretario de Estado James Steinberg, estuvieron en Honduras la semana anterior al golpe para mantener reuniones con los grupos civiles y militares que lo llevaron a cabo. Dicen que su propósito era “frenar” el golpe, sin embargo su presión verbal no concuerda con su respaldo a los sectores golpistas.

Después del golpe, la Secretaria de Estado Hillary Clinton publicó una declaración, el domingo 28 de junio, que no reconocía los sucesos como un “golpe” y tampoco exigía la restitución del presidente Zelaya en el poder. Adicionalmente, siempre hacía referencia a “las dos partes” del conflicto, legitimando a los golpistas y haciendo responsable públicamente al presidente Zelaya desde el primer día: “La acción contra el presidente hondureño Mel Zelaya viola los principios de la Carta Democrática de la OEA y debe ser condenado. Llamamos a todas las partes en Honduras a que respeten el orden constitucional y el Estado de derecho, que reafirmen su vocación democrática y se comprometan a resolver las disputas políticas de manera pacífica a través del diálogo. Honduras debe abrazar a los mismos principios de la democracia que ratificamos hace un mes en la reunión de la OEA celebrada en ese país.”

Y desde entonces, a pesar de diversas referencias al “golpe” de Honduras, el Departamento de Estado se negaba a calificarlo de golpe de Estado, lo que le obligaría a suspender toda clase de apoyo económico, diplomático y militar al país. El 1 de julio, los voceros del Departamento de Estado lo explicaron de esta manera: “En referencia al propio golpe, lo mejor sería decir que fue un esfuerzo coordinado entre los militares y algunos actores civiles. Obviamente, los militares fueron quienes condujeron la remoción forzada del presidente y han actuado para asegurar el orden público durante este proceso. Pero para que el golpe sea más que una insurrección o una rebelión, hay que ver una transferencia del poder a los militares. Y en ese sentido el Congreso –la decisión del Congreso de juramentar a su presidente Micheletti, como presidente de Honduras, indica que el Congreso y miembros claves de éste han desempeñado un papel importante en esta situación.”

Esta posición ambigua, que condena los sucesos de Honduras como una ruptura del orden constitucional pero no llega a calificarlo como golpe de Estado ni exige la restitución del presidente Zelaya, se ratificó luego de la reunión que sostuvo la Secretaria de Estado Hillary Clinton con el presidente Zelaya el 7 de julio: “Acabo de celebrar una reunión productiva con el presidente Zelaya. Discutimos los sucesos de los últimos nueve días y el camino a seguir. Le reiteré que Estados unidos apoya la restitución del orden constitucional en Honduras. Seguimos apoyando los esfuerzos regionales a través de la OEA para lograr una resolución pacífica según las normas de la Carta Democrática. Llamamos a todas las partes a no cometer actos de violencia y a buscar una solución pacífica, constitucional y estable a las serias divisiones en Honduras, por medio del diálogo. Para ese fin, hemos trabajado con nuestros socios en el hemisferio para establecer una negociación, un diálogo que podría desembocar en una resolución pacífica de esta situación.”

Ya estaba claro, después de esa reunión, que Washington no iba a seguir abogando por el regreso del presidente Zelaya al poder, sino que buscaba “una negociación” con los golpistas que, al final, favoreciera los intereses estadounidenses. Fuentes cercanas a la Organización de Estados Americanos (OEA) afirman que una alta delegación estadounidense presente en la reunión del 4 de julio en la sede del organismo multilateral intensificó la presión hacia otros Estados para que aceptaran una salida “negociada” que no implicase necesariamente la restitución de Zelaya como presidente de Honduras.

Esta manera de desviar el tema, manipular el asunto y aparecer asumiendo una posición cuando en realidad las actuaciones demuestran lo contrario, forma parte de la nueva doctrina de Obama denominada “smart power” (poder inteligente), que pretende lograr los objetivos imperiales sin satanizar al gobierno de Washington. “Smart Power” es “la capacidad de combinar el ‘poder duro’ con el ‘poder suave’ para lograr una estrategia victoriosa. El ‘Smart Power’ utiliza estratégicamente la diplomacia, la persuasión, la construcción de capacidades, la proyección del poder militar, económico y político y la influencia imperial, de manera efectiva, con una legitimidad política y social.” Esencialmente, es una mezcla de la fuerza militar con todas las formas de la diplomacia, con énfasis en el uso de la “promoción de la democracia” como táctica para influir en el destino de los pueblos, en vez de perpetrar una invasión militar.

El embajador

El periodista Jean-Guy Allard ha revelado los orígenes del actual embajador de Estados Unidos en Honduras, Hugo Llorens . Según Allard, Hugo Llorens, un cubano de nacimiento que llegó a Estados Unidos como parte de la Operación Peter Pan, es “especialista en terrorismo… La Casa Blanca de George W. Bush captó al astuto Llorens en 2002, nada menos que como Director de asuntos andinos del Consejo Nacional de Seguridad de Washington D.C., lo que lo convirtió en el principal asesor del presidente sobre Venezuela. El golpe de Estado de 2002 contra el presidente Hugo Chávez se produjo mientras Llorens se encontraba bajo la autoridad del subsecretario de Estado para Asuntos hemisféricos, Otto Reich, y del muy controvertido Elliot Abrams. En julio de 2008, Llorens fue nombrado embajador en Honduras.”

El pasado 4 de junio, el embajador Llorens declaró a la prensa hondureña que “...Uno no puede violar la Constitución para crear una Constitución, porque si uno no tiene Constitución vive la ley de la jungla.” Esas declaraciones se emitieron en referencia a la encuesta popular sobre la convocatoria de una posible asamblea constituyente, que debería haber tenido lugar el 28 de junio si no hubiera ocurrido el golpe de Estado contra el presidente Zelaya. Los comentarios de Llorens no sólo ponen en evidencia su posición contra la encuesta, sino, además, su total injerencia en los asuntos internos de Honduras.

Pero Llorens no estaba solo en la región. Luego de su nombramiento como embajador en Honduras –cargo que obviamente se le asignó debido a la necesidad de neutralizar la creciente presencia de gobiernos izquierdistas en la región y la potencia regional del ALBA–, se nombraron varios embajadores más de Washington en los países vecinos, todos expertos en la desestabilización de la revolución cubana y operaciones psicológicas.

Primero llegó el diplomático Robert Blau a la embajada de Estados Unidos de El Salvador, el 2 de julio de 2008, como el segundo de la diplomacia estadounidense. En enero de este año, Blau asumió la embajada como encargado de negocios. Antes de su envío a El Salvador, Blau fue subdirector de Asuntos Cubanos del Departamento de Estado, luego de haber estado dos años en la Sección de Intereses de Washington en La Habana como asesor político. Fue tan eficiente en su trabajo en Cuba con la disidencia, que el Departamento de Estado le concedió el Premio James Clement Dunn a la Excelencia, debido a su labor con la oposición contrarrevolucionaria en Cuba. Llorens y Blau eran viejos amigos, luego de trabajar juntos en el equipo de Otto Reich en el Departamento de Estado.

Después fue nombrado Stephen McFarland como embajador de Estados Unidos en Guatemala, el 5 de agosto de 2008. McFarland, graduado de la Universidad de Guerra de Estados Unidos y ex miembro del equipo de combate número dos de los marines en Iraq, era el segundo en la Embajada de Estados Unidos en Venezuela bajo William Brownfield, quien incrementó de manera alarmante el apoyo financiero y político a la oposición contra Chávez. Luego, McFarland estuvo en la embajada de Estados Unidos en Paraguay, apoyando la construcción de la base militar del Pentágono en ese país. McFarland también fue director de Asuntos Cubanos en el Departamento de Estado y su perfil lo destaca como un experto “en transiciones democráticas, derechos humanos y seguridad.”

El embajador Robert Callahan llegó a Managua, Nicaragua, también a principios de agosto. Ha trabajado en las embajadas en La Paz, Bolivia, y San José, Costa Rica, y ha sido profesor en la Universidad Nacional de Guerra de Estados Unidos. En 2004 fue enviado a Iraq como agregado de prensa de la embajada en Bagdad. A su regreso, estableció la oficina de prensa y propaganda de la recién creada Dirección Nacional de Inteligencia (DNI) de Washington, que en la actualidad es el órgano más poderoso de la inteligencia estadounidense.

Juntos, estos embajadores –expertos en golpes de Estado, desestabilización y propaganda– han preparado el terreno para el golpe contra el presidente Zelaya en Honduras.

Financiamiento a los golpistas

Justo en el mes anterior del golpe contra el presidente Zelaya se formó una coalición entre diferentes organizaciones no gubernamentales, empresarios, partidos políticos, la iglesia católica y los medios de comunicación, denominada “la unión cívica democrática”. Su único propósito era derrocar al presidente Zelaya para impedir que abriera el camino a una asamblea constituyente que permitiría al pueblo alzar su voz y participar en su proceso político.

La “unión cívica democrática” de Honduras esta compuesta por organizaciones como el Consejo Nacional Anticorrupción, el Arzobispado de Tegucigalpa, el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), el Consejo de Rectores de Universidades, la Confederación de Trabajadores de Honduras (CTH), el Foro Nacional de Convergencia, la Federación Nacional de Comercio e Industrias de Honduras (FEDECAMARA), la Asociación de Medios de Comunicación (AMC), el Grupo Paz y Democracia y el grupo estudiantil Generación X Cambio.

La mayoría de estas organizaciones han sido beneficiarias de los más de 50 millones de dólares que anualmente invierten la USAID y la NED en el “desarrollo democrático” en Honduras. De hecho, un informe de la USAID sobre su financiamiento y trabajo con COHEP, destaca que “el perfil bajo de la USAID en este proyecto ayudó a asegurar la credibilidad de COHEP como una organización hondureña y no un brazo de la USAID.”

Los voceros de la unión cívica democrática de Honduras en representación, según ellos, de la “sociedad civil”, declararon a la prensa hondureña el 23 de junio –cinco días antes del golpe contra el presidente Zelaya– que “confían en que las fuerzas armadas cumplirán con su deber de defender la Constitución, el Estado de Derecho, la paz y la democracia.” Cuando sucedió el golpe, el día 28 de junio, fueron los primeros que salieron a decir que no hubo un golpe de Estado, sino que habían “rescatado su democracia” de las manos del presidente Zelaya, cuyo crimen fue querer dar al pueblo voz, visibilidad y participación. También en representación de los sectores de clase media y alta, la unión cívica democrática ha calificado a los sectores que apoyan al presidente Zelaya de “turbas”.

El Instituto Republicano Internacional, que recibe fondos de la National Endowment for Democracy (NED), obtuvo más de 1,2 millones de dólares en 2009 para trabajar con los sectores políticos en Honduras. Su trabajo se ha dedicado a apoyar los “centros de pensamiento” y “grupos de presión” en Honduras, para influir en los partidos políticos y “apoyará iniciativas para implementar posiciones políticas durante las campañas de 2009.” Ésta es una clara intervención en la política interna de Honduras y evidencia del financiamiento de la NED a los sectores golpistas del país.

El lobby de Washington

El senador republicano John McCain, ex candidato a la presidencia de Estados Unidos, ayudó coordinar la visita de la delegación golpista de Honduras a Washington durante la semana pasada. McCain es conocido por su dura postura contra Venezuela, Bolivia y otros países de la región considerados “anti imperialistas” y por sus estrechos vínculos con la mafia cubana en Miami. McCain también es jefe del Instituto Republicano Internacional (IRI), ente financiero de los golpistas de Honduras. McCain ofreció los servicios de su empresa de lobby, The Cormac Group, que organizó una rueda de prensa de los golpistas en el National Press Club el 7 de junio.

Pero más allá de la conexión republicana con los golpistas hondureños, hay un vínculo más comprometedor con la actual administración demócrata de Barack Obama. El abogado Lanny Davis fue contratado por la sede hondureña del Consejo de Empresarios de América Latina (CEAL) para hacer lobby a favor de los golpistas y convencer a los poderes de Washington de que deben aceptar y reconocer al gobierno de facto de Honduras. Lanny Davis fue abogado del ex presidente Bill Clinton cuando estaba en la Casa Blanca, y es un conocido amigo y asesor de la actual Secretaria de Estado Hillary Clinton. Davis está organizando una ofensiva diplomática y mediática a favor de los golpistas, incluida la compra de publicidad en periódicos estadounidenses, y organizando reuniones entre los representantes golpistas y diferentes congresistas, senadores y funcionarios del gobierno de EEUU. CEAL esta compuesto por los empresarios latinoamericanos que más han promovido atentados contra los movimientos populares en la región. Por ejemplo, el actual representante de Venezuela en el CEAL es Marcel Granier, presidente de RCTV, la cadena de televisión que promovió e intentó legitimar el golpe de Estado contra el presidente Chávez.

Como parte de este esfuerzo, lograron una audiencia especial ante el Comité de Relaciones Exteriores del Congreso de Estados Unidos, con la participación de congresistas demócratas y republicanos, y los testimonios de personajes promotores del golpe, como Michael Shifter del Diálogo Interamericano de Washington, Guillermo Pérez-Cadalso, ex Canciller y Magistrado de la Corte Suprema de Honduras, y el famoso Otto Reich, cubano-americano conocido por su papel en la mayoría de las actividades de desestabilización contra gobiernos izquierdistas en América Latina desde los años ochenta. Como resultado de este encuentro, el Congreso de Estados Unidos está promoviendo una resolución que reconozca como legítimo al gobierno de facto de Honduras.

Otro resultado del lobby de Lanny Davis fue la reunión convocada en el Consejo de las Américas el 9 de junio, en donde participó Jim Swigert, director de los programas de América Latina y el Caribe para el Instituto Demócrata Nacional (NDI), que recibe su financiamiento de la NED, Cris Arcos, antiguo embajador de EEUU en Honduras y Adolfo Franco, ex administrador de la USAID para América Latina y el Caribe y encargado del programa de “transición” en Cuba. Estos tres personajes han trabajado como asesores del gobierno de Obama frente a la crisis en Honduras. Franco, quien también fue asesor de política exterior para el senador John McCain durante su campaña presidencial en 2008, ha sido acusado de corrupción por su mal manejo de los fondos de la USAID para el programa de “promoción de la democracia” en Cuba, gran parte de los cuales se dieron a grupos de Miami, como el Comité para una Cuba Libre y el Instituto para Estudios Cubanos en Miami, sin pasar por ningún proceso transparente de revisión.

Negroponte y Reich, de nuevo

Muchos han especulado sobre el papel del antiguo embajador de Estados Unidos en Honduras, John Negroponte, quien dirigió la fuerza paramilitar denominada “la contra” y los escuadrones de muerte contra los movimientos izquierdistas en Centroamérica durante los años ochenta. Negroponte tuvo varios cargos durante la administración de George W. Bush: embajador de EEUU en Iraq, embajador ante las Naciones Unidas, director nacional de Inteligencia y, por último, subsecretario de Estado bajo Condoleezza Rice. A su salida del Departamento de Estado, Negroponte pasó al sector privado. Le ofrecieron un trabajo como vicepresidente de la firma consultora más influyente de Washington, McLarty Associates. Negroponte aceptó. McLarty Associates fue fundada por Thomas “Mack” McLarty, ex jefe de gabinete del presidente Bill Clinton y enviado especial a América Latina durante su presidencia. Actualmente, McLarty maneja la consultora más poderosa de Washington. Hasta el año 2008, McLarty Associates se llamaba Kissinger-McLarty Associates debido a la unión entre Thomas McLarty y Henry Kissinger, que evidencia la unión política entre los sectores demócratas y republicanos en Washington.

En su nuevo cargo, John Negroponte trabaja como asesor sobre política exterior del Departamento de Estado bajo Hillary Clinton. Recordemos que el embajador estadounidense en Honduras, Hugo Llorens, trabajaba bajo el comando de Negroponte durante la mayoría de su gestión.

Otto Reich lleva unos años trabajando en una campaña contra el presidente Zelaya. Fue demandado por Zelaya en abril 2009 por haberlo acusado públicamente de robar 100 millones de dólares de la empresa estatal de telecomunicaciones, Hondutel. Resulta que Reich hacía lobby para una empresa privada de telecomunicaciones que quería privatizar Hondutel. Ahora, con Zelaya destituido y un empresario en el poder, lo más probable es que Reich consiga su negocio multimillonario.

Reich fundó una organización en Washington, llamada Arcadia Foundation junto a un venezolano, Robert Carmona-Borjas, abogado especialista en temas militares, vinculado al golpe de abril de 2002 en Venezuela, según su propio perfil. Robert Carmona-Borjas supuestamente estuvo en Miraflores con Pedro Carmona durante el golpe de abril de 2002 y escapó, junto a Carmona, del palacio cuando fue tomado por la guardia de honor presidencial. Desde entonces vive en Washington, DC. Desde el año pasado, Reich y Carmona-Borjas han llevado una campaña contra Zelaya por asuntos de corrupción, con una serie de micros que hablan de corrupción, libertad de expresión y cambio en Honduras.

Carmona-Borjas ha viajado con frecuencia a Honduras durante los últimos meses, incluso hablando de golpe de Estado “técnico” junto con otros actores, como el defensor del pueblo hondureño, Ramón Custodia, quien declaró a comienzos de junio que “Los golpes son una posibilidad que puede ocurrir en cualquier escenario político”. Luego del golpe, el 3 de julio, Robert Carmona-Borjas apareció en Honduras en la concentración de los golpistas en Tegucigalpa, y fue reconocido como un actor importante que hizo posible la salida de Zelaya y la llegada al poder de Micheletti.

El poder militar

Estados Unidos mantiene una presencia militar muy grande en la base de Soto Cano (Palmerola), ubicada a 97 kilómetros de la capital, que ha estado operativa constantemente desde el año 1981, cuando fue activada por el gobierno de Estados Unidos durante la administración de Ronald Reagan.

En los años ochenta, Soto Cano se utilizó por el coronel estadounidense Oliver North, como una base de operaciones para la “Contra”, las fuerzas paramilitares entrenadas y financiadas por la Agencia Central de Inteligencia (CIA), encargadas de ejecutar la guerra contra los movimientos izquierdistas en Centroamérica, y particularmente contra el gobierno sandinista de Nicaragua. Desde Soto Cano, la “Contra” lanzaba sus ataques terroristas, escuadrones de muerte y misiones especiales que dieron como resultado miles de asesinatos, desaparecidos, torturados, lisiados y aterrorizados en Centroamérica.

John Negroponte, entonces embajador de EEUU en Honduras, junto a Oliver North y Otto Reich, dirigían estas operaciones sucias.

La base de Soto Cano es la sede de la Fuerza de Tarea Conjunta “Bravo” (JTF-B) de Estados Unidos, compuesta por efectivos del ejército, las fuerzas aéreas, fuerzas de seguridad conjuntas y el primer batallón-regimiento Número 228 de la aviación estadounidense. Son 600 personas en total y 18 aviones de combate, incluidos helicópteros UH-60 BlackHawk y CH-47 Chinook. Soto Cano también es la sede de la Academia de la Aviación de Honduras. Más de 650 ciudadanos hondureños y estadounidenses viven en las instalaciones de la base.

La Constitución de Honduras no permite legalmente la presencia militar extranjera en el país. Un acuerdo “de mano” entre Washington y Honduras autoriza la importante y estratégica presencia de los cientos de militares estadounidenses en la base, en un acuerdo “semipermanente”. El acuerdo se realizó en 1954 como parte de la ayuda militar que Estados Unidos ofrecía a Honduras. La base primero fue utilizada por la CIA para lanzar el golpe contra Jacobo Arbenz en Guatemala.

Cada año, Washington autoriza cientos de millones de dólares en ayuda militar y económica a Honduras, que es el tercer país más pobre del hemisferio. Este acuerdo que permite la presencia militar de Estados Unidos en el país centroamericano puede retirarse sin aviso.

El 31 de mayo de 2008, el presidente Manuel Zelaya anunció que Soto Cano (Palmerola) se utilizará para vuelos comerciales internacionales. La construcción del terminal civil se financió con un fondo del ALBA (Alianza Bolivariana para las Américas).

Los dos generales con mayor participación en el golpe contra Zelaya son graduados de la Escuela de las Américas y mantienen lazos estrechos con los militares estadounidenses en Honduras. El comandante de la Aviación de Honduras, general Luis Javier Prince Suazo, estudió en la famosa Escuela de las Américas de Estados Unidos en 1996. El jefe del estado mayor conjunto, general Romeo Vásquez, destituido por el presidente Zelaya el 24 de junio por desobedecer sus órdenes, y luego actor principal en el golpe militar sólo días después, también es graduado de la Escuela de las Américas. Los dos altos oficiales hondureños mantienen relaciones muy estrechas con el Pentágono y las fuerzas militares estadounidenses en Soto Cano.

El embajador de Estados Unidos en Honduras que cambió en septiembre 2008, Charles Ford, fue transferido al Comando Sur en Miami para encargarse de la asesoría para el Pentágono sobre América Latina.

Los militares hondureños están financiados, entrenados, adoctrinados y comandados por el ejército estadounidense sobre la base de la doctrina anti izquierdista y anti socialista. Por eso era tan fácil actuar contra el presidente Zelaya, su comandante en jefe, porque lo veían como parte de la “amenaza izquierdista”, contra la que llevan combatiendo desde hace decenios.

De todas estas evidencias –y habrá más en el futuro– se comprueba el inconfundible papel de Washington en el golpe de Estado en Honduras contra el presidente Zelaya.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

El comisario (re) de la Federal Jorge “Fino” Palacios: Cuanto más cuestionado, más apto para "cuidar" la ciudad


María Cristina Caiati (especial para ARGENPRESS.info)

El 2 de julio, algo más de 72 horas después de las legislativas en las que se impuso por un margen muy inferior a aquel que lo hizo jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri ungió a uno de sus más estrechos amigos como jefe de la policía metropolitana: el comisario (re) de la Federal Jorge “Fino” Palacios.

Sería reiterativo enumerar aquí las acciones del uniformado, así como los repudios que su nombramiento generó y genera; del mismo modo, sería ridículo suponer que se crea una “policía metropolitana” para garantizar la seguridad de los porteños cuando en realidad, su tarea específica es la de perseguir a los díscolos que saquen los pies del plato.

Como quiera que sea, dispuesto a no permitir que la lógica y la razón lo contradigan, Macri defiende la designación del “Fino”, cada vez con esmerado énfasis. Citó a las conducciones de las máximas instituciones de la comunidad judía y les explicó, en menos de media hora y sin permitir réplicas, por qué había decidido como lo había hecho.

Mención especial merece el papel cumplido por el ministro de justicia y seguridad porteño, Guillermo Montenegro, un papel que mantuvo estoicamente, frente a cuanto micrófono y/o periodista se le puso enfrente; destacó Montenegro, en una entrevista a la Agencia Judía de Noticias, "la honestidad y la excelente designación" de Palacios y subrayó, como si la AMIA no hubiera sucedido y los esfuerzos del “Fino” por obstaculizar la investigación no hubieran existido (el fiscal Alberto Nisman lo acusó por incumplimiento de los deberes de funcionario público, destrucción de prueba y omisión de actuar en la persecución y represión de delincuentes, acusaciones por las que puede ser procesado) que: "Es una muy buena incorporación. Lo distingue su ética, sus principios morales y es bueno para la ciudad que asuma este cargo"; sostuvo, como para ponerle un punto final a cualquier resistencia: "Hay una denuncia sin condena. Además, él (por Palacios) no mató a nadie". Para sumarle más oropeles al elegido, Montenegro recordó que Palacios "tiene el premio mayor que da la embajada de Estados Unidos".

A despecho de los elogios, las críticas crecieron al punto que Montenegro debió ir a dar explicaciones a la legislatura porteña; allí, obvió cargarle las tintas de una decisión personal a su jefe Macri y redobló la defensa de Palacios; el ministro admitió sin embargo, dos ignorancias de su parte: desconocía que el “Fino” era asesor de la policía neuquina para la época de la represión que costó la vida al maestro Carlos Fuentealba; y no había leído el libro escrito por el uniformado en 2003, exaltando el Terrorismo de Estado.

Tuvo un pobre desempeño: no mostró argumentos novedosos, ni referidos a la trayectoria de Palacios ni, mucho menos, explicativos del por qué de una medida a la que Macri considera absolutamente indeclinable; es decir, Montenegro se comportó como un leal y confiable soldado: actuó con obediencia debida a su superior en primer término, más allá de las simpatías que le despierte Palacios.

El jefe de justicia y seguridad tan poco creativo en materia de argumentos estudió en el Liceo Naval; transitó pasillos de tribunales desde los ’90, como fiscal federal; luego, en 2004, fue profesor de la Universidad Kennedy de Lomas de Zamora, época durante la cual, el entonces presidente Kirchner lo postuló para el fuero federal; ya como juez federal, a partir de 2005 tuvo causas relacionadas con delitos de lesa humanidad; en 2007 Macri lo tocó con la varita mágica y lo catapultó al puesto que hoy ocupa.

Montenegro no es cualquier funcionario, ni siquiera cualquier amigo del empresario jefe de gobierno porteño; Montenegro es un “hombre de leyes y de Derecho” y como tal, se espera de él –infructuosamente, por cierto- un desempeño objetivo, acorde con tales características; asusta admitir que no difiere mucho en sus pensamientos y sus acciones, de la mayoría de los jueces que integran el Poder Judicial, el más elitista de los tres poderes del Estado, el único a cuyos jueces -aquellos que deciden sobre las haciendas y los destinos de los sufridos ciudadanos comunes- no elige el pueblo sino los funcionarios de turno. Demás está decir que cualquier ciudadano que hubiera hecho en su vida, la mitad de las trapisondas que se le comprobaron a Palacios, estaría detenido sin posibilidad de salida por un largo tiempo y sin muchas esperanzas de lograr rápidamente un juicio que aclare la situación. Pero hablamos del “Fino” Palacios, un íntimo amigo de Macri, un hombre de azul cuyo nombramiento no hace más que ratificar las preferencias del empresario por la mano dura… elegante eso sí, capaz de esconderse tras un discurso “Fino”.

Baste, para corroborarlo, recordar a los colaboradores de Macri consustanciados con una remozada doctrina de la seguridad nacional: el ex juez de la dictadura Federico Young, a cargo durante un buen tiempo de la Agencia de Control Comunal; Young a su vez contrató como sus colaboradores a dos coroneles (re) del ejército: Carlos Pietrobelli y Federico Guillermo Toranzo, este último agente de la SIDE durante el menemismo, miembro del Opus Dei y fundador de la agencia de seguridad Acecho S.A. No contento con esas designaciones, Young –con respaldo de Macri, insistamos- contrató a catorce oficiales (re) de gendarmería y del ejército como inspectores o administrativos; entre ellos al menos seis ocuparon cargos de jerarquía en el ejército en la dictadura; gral de brigada Enrique Santiago Servatico, quien fue jefe del Regimiento de Caballería de Tanques VI de Concordia, Entre Ríos, donde funcionó un campo de concentración; tte cnel Lucio Strazza integrante del batallón de arsenales 181 durante la dictadura y delegado de la SIDE, en el menemismo; oficial de inteligencia Luis Rogelio Sánchez miembro del batallón 601 del ejército; cnel Rubén Arturo Ortega fue el jefe de operación del regimiento de infantería de monte 22 de San Juan; capitán Juan Jorge Ferreyra, que entre enero de 1976 y septiembre de 1979 revistó en el grupo de artillería 7 (GA 7); y tte cnel Enrique Jordana Testoni, que fue director de la Fábrica Militar de Armas Domingo Matheu en Rosario. También entre los colaboradores de Young figuró Diego María Ibarbia, intendente de Pehuajó, durante la dictadura.

Por si esto no fuera suficiente, ahí está la Unión de Control de Espacio Público Porteño (UCEP), el GT creado por Macri –y tolerado por Montenegro, dicho sea de paso-, en octubre del año pasado y puesto bajo la responsabilidad del ministerio de Ambiente y Espacio Público de la ciudad, encabezado por el ex rugbier Juan Pablo Piccardo; por unos módicos mil doscientos pesos al mes, los muchachos de la UCEP se esfuerzan para desalojar a palos y trompadas, muchas veces con el apoyo de la policía federal, a los indigentes que viven en situación de calle; ya fueron denunciados repetidamente por amenazas, golpes, sustracción y destrucción de mercaderías; cualquiera que quiera ampliar conocimientos en estos temas, no tiene más que consultar los diarios de los últimos meses del 2007 y, en el caso de la UCEP, los de la primera quincena de abril de este año.

En este escenario, el “Fino” Palacios viene como anillo al dedo para mantener su propia impunidad y construir la de los funcionarios que así lo requieran, además de garantizar la paz de los cementerios en la ciudad.

Foto: Argentina, Ciudad de Buenos Aires - Comisario (re) de la Federal Jorge “Fino” Palacios. / Autor: URGENTE 24


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Un Bicentenario sin hambre


Claudio Lozano (ACTA)

Si se compara 2007 con 1997, la actividad económica creció un 32%. Sin embargo, la tasa de desempleo sólo descendió un 19%. Los asalariados no registrados, que representaban el 37,1%, pasaron al 41,5% del total. El ingreso promedio de los que trabajan, a valores reales, era un 22% inferior.

En consecuencia, la pobreza subió un 3%, afectando a 1.300.000 personas más, en tanto que la indigencia se expandió 36%, involucrando a 1.800.000 personas más.

Lo expuesto no niega el crecimiento, solo indica que no puso en cuestión los rasgos de concentración y desigualdad de la reestructuración económica de los últimos 30 años.

Así, la evolución de la facturación de las primeras 200 firmas comparada con el crecimiento del PBI indica la concentración de la economía, es decir la contracara de lo expuesto antes. Estas 200 firmas representaban el 31,6% en 1997, el 51,3% en 2005 y el 56% en 2007. En consecuencia, la desigualdad entre el 10% más rico y el 10% más pobre saltó de 22 a 28 veces en 10 años.

Es verdad que, comparadas con las magnitudes que la pobreza alcanzó en la crisis (2002), el crecimiento posibilitó su reducción. Sin embargo, este efecto positivo desaparece a partir de 2007, cuando los límites que la concentración le pone al proceso de inversión y el impacto que esto produce en términos de menor creación de empleo e inflación, comienzan a afectar el poder adquisitivo. En lugar de revisar lo que acontecía, la opción asumida fue la manipulación de las estadísticas.

Resultado 1: el 33,5% de la población está en la pobreza y el 15,2%, en la indigencia a fin de 2008.

Resultado 2: el Gobierno perdió las elecciones.

Este panorama irrumpe con el rostro de 6,5 millones de pibes pobres y 3,5 millones de chicos hambrientos. Situación que contrasta con la posibilidad de poner una asignación universal por hijo de $ 300 y garantizar la eliminación del hambre. Hablamos de invertir 2,2% del PBI o 15,3% de las reservas del Banco Central.

La solución es hoy, y el diálogo social cobraría sentido si su objetivo fuera garantizar un Bicentenario sin hambre, ordenando el resto de nuestras políticas en función de esa decisión.

Claudio Lozano es Diputado Nacional e integrante de la conducción de la CTA.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Cambio de gabinete: No los une el amor, sino el espanto

CORREPI

El llamado “cambio de gabinete” es, en verdad, un reacomodamiento de viejos conocidos. Si para muestra alcanza con un botón, ahí tenemos al superministro Aníbal Fernández, que viene transitando todos los despachos de los distintos gobiernos peronistas con su fama de “discutidor que va de frente y da la cara”, ganada entre los periodistas top del mismo establishment que, al estilo de los "transgresores" Zlotowiagzda y Tenembaun, consideraron positiva su gestión coronada (siempre según estos dos empleados del grupo Clarín) por la "ausencia de represión".

Como los colegas de Neustadt y Grondona pueden estar mal informados o al menos carecen de buena memoria recordamos algunas cuestiones insoslayables:

El pase desde el ministerio de Justicia y Seguridad ¿y DDHH? hacia la jefatura de gabinete, va precedido de una gestión que, desde los inicios del kirchnerismo, ha dado como resultado el más alto crecimiento de la represión de carácter preventiva (un muerto cada 40 horas por el crimen institucional y en especial el gatillo fácil y la tortura); la desaparición física de personas (Julio Jorge López y Luciano Arruga son los más conocidos); trabajadores muertos en represión de protestas sociales (Cuéllar en Jujuy, Fuentealba en Neuquén, Erazo en Mendoza); la militarización del espacio público (gendarmería, prefectura y policía federal, sumadas a las provinciales y a los aparatos de seguridad privada, pululando en estaciones ferroviarias, plazas, barriadas populosas, hospitales y ciudades enteras); imputaciones falsas sobre militantes y organizaciones populares en casos de reacciones populares como Las Heras, Haedo y Castelar (trenes de TBA), etc.; hechos gravísimos como en Corcovado, Chubut, con desaparecidos por el accionar de fuerzas especiales de responsabilidad del propio Ministerio; el impulso a las leyes antiterroristas; centenares de presos políticos, como el reciente caso de los militantes detenidos en ocasión del repudio al estado terrorista israelí, que acaban de ser liberados, entre otros antecedentes que harían interminable este boletín.

Que el grupo de empresas periodísticas y sus empleados calificados, cuyas acciones en la Bolsa subieran fuertemente como resultado de la derrota electoral del kirchnerismo, sin embargo elogien este cambio y lo hagan en base a la mentira más descarada confirma varias cuestiones.

Una es que el cambio es un maquillaje. Otra, que el gobierno y sus presuntos opositores representan los mismos intereses de clase, y a la hora de resolver los conflictos sociales que sus políticas generan, no dudan en avalarse recíprocamente. Parafraseando a Borges, no los une el amor, sino la represión.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Denuncia de CICOP: “Que paren los experimentos y la manipulación de datos”

LA VACA

El doctor Jorge Jakowsky, presidente de CICOP (Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires) habló con LA VACA minutos después de reunirse con los dirigentes de los hospitales del conurbano, La Plata, Necochea y Mar del Plata y establecer los puntos clave a denunciar públicamente.

• Exigir que se pare la aplicación en el Hospital público de San Isidro de “un protocolo experimental que utiliza tratamientos no aprobados”, cuya denuncia se hará formalmente mañana lunes ante el Ministerio de Salud.

• Exigir que las autoridades informen con qué criterio y a qué destino se distribuyen los fondos de Salud. En sus palabras: “Es un escándalo que la mayoría del esfuerzo político, presupuestario y de equipamiento vaya a un hospital arancelado y semi privatizado como el Malvinas Argentinas, y no a los públicos. En el Municipio de Malvinas la salud está terciarizada, y la gente debe pagar por atenderse”. No forma, por esto, lo que el dr. Jakowsky llama “el sistema provincial de salud”, y el otorgamiento de medicamentos y fondos a este hospital no devela, según el doctor, otra cosa que “una clara intención privatizante”.

• Exigir que el Ministerio de Salud responda a una pregunta: “¿dónde están los mil millones que prometió el gobierno a los municipios y provincias? “Porque sabemos, por ejemplo, que hasta ayer a Santa Fe nunca llegó nada y que el virus está desplazándose hacia provincias que aun no han recibido las partidas de medicación necesarias para los tratamientos. Es necesario que el Ministerio rinda cuentas claras sobre el destino de esos fondos: provincia por provincia y monto por monto.”, aclara Jakowsky.

El experimento del Hospital de San Isidro

Según la denuncia de Cicop, en el Hospital público de San Isidro se comenzó a aplicar un tratamiento que no cuenta con la autorización de las autoridades sanitarias. Los pacientes tampoco fueron suficientemente informados de que dicho tratamiento, según denuncia Jakowsky “es un protocolo experimental que no está en las normas de tratamiento de la gripe aviar en ninguna parte del mundo, ni siquiera en el Ministerio de Salud”.

“Este protocolo –explica el doctor Jakowsky- implica una doble dosis del tamiflú, antibióticos y cortisona por vía endovenosa. Implicó, además, que se ordene la internación de pacientes que no estaban graves. En total, se aplicó a más de 50 pacientes, sin informarle que se trataba de un experimento: simplemente les decían que los trataban así”.

“Esto salió a la luz porque el jefe de Infectología del hospital y del servicio de Medicina Preventiva es el secretario gremial de la CICOP. Entonces, cuando le iban a consultar los profesionales y los residentes, él comenzó a indagar: ´¿qué es esto? ¿de dónde salió? ¿quién tiene aprobado este protocolo?´, sin obtener ninguna respuesta seria. Entonces, como se trataba de un experimento, el lunes de la semana pasada presentamos una nota al intendente de San Isidro, Gustavo Posse, donde le pedíamos explicaciones sobre quién había autorizado el tratamiento, si estaba aprobado por un comité de ética, si los pacientes firmaban consentimiento luego de haber recibido un informe completo, si había un testigo independiente… Y hasta hoy el intendente no nos respondió”.

La respuesta oficial, en todo caso, fue otra: al día siguiente de presentada la nota, se ordenó el cierre del servicio de Medicina Preventiva, a cargo del profesional que alertó sobre lo irregular de este tratamiento. “Además, se lo sacó del hospital y se lo mandó a un centro de atención primaria que se cae a pedazos, como represalia a la denuncia que hicimos”.

El Cicop decidió hoy denunciar públicamente la existencia de este protocolo experimental y presentar una nota mañana al Ministerio de Salud de la Nación y otra al Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, solicitando “que intervengan el Hospital de San Isidro y que frenen el protocolo experimental”.

Según explica el doctor Yacowsky, “el tamiflú, las cortisonas y el antibiótico que se aplican en este experimento son tres drogas de patente vencida. No están aplicando drogas nuevas: están haciendo una combinación absolutamente experimental, no aprobada por las normas internacionales de tratamiento y sin ninguna justificación. Y esto es algo que se puede hacer en el Hospital de San Isidro porque no hay comité de bioética para controlar los tratamientos experimentales: lo disolvió el propio intendente para tener libertad para hacer este tipo de experimentos”.

Manipulación de cifras

El cuadro local es de incertidumbre, básicamente por carencia de datos reales, otro elemento que con un buen control y una estructura organizada podría haber sido evitado y fundamentalmente, aclarado un poco este pantano repleto de dudas: “Tenemos absolutamente claro que las cifras que da el Ministerio de fallecimientos están muy por debajo de las reales. Nosotros hacemos un relevamiento en hospitales que implican un 50% de la provincia y municipalidades, y sólo en provincia ya estamos en 120 fallecidos. Y ellos reconocen aquí alrededor de 40 ó 50. Nosotros proyectamos en Provincia de Buenos Aires más de 200. Hay un mal registro, por un lado, y por otro, una baja cantidad de confirmados. Por ejemplo, hay muchos que no se han hechos las pruebas, porque tienen una neumonía altamente sospechosa de gripe H1N1, y resulta ser que no hay un hisopo para tomarle la muestra y no se sabe ya de qué se trata. Hay manipulación de cifras, claramente.”

Los datos del Ministerio de Salud contabilizan 99 muertes. Para poner esta cifra en su contexto hay que tener en cuenta que, según los datos oficiales, en Argentina el promedio anual de muertes a causa del virus de Influenza común es de 3.500 personas. Se estima que se realizan anualmente por la misma causa, más de 20.000 internaciones. Los datos de la Dirección Nacional de Epidemiología (Direpi) muestran que hubo más de 1.128.388 casos de influenza denunciados en 2006 y 1.258.704 en 2007.

Una primera conclusión

Para el doctor Yakowsky algo, en medio de la niebla de manipulación de información, queda absolutamente claro: “El que bancó, internó, atendió, tanto la epidemia de dengue como la de la gripe, fue el sector público. La gente no tuvo en la obra social ni el sector privado la misma respuesta que en un hospital público. En la gripe, el 80% de las consultas e internaciones se hicieron en el sector público, que es la cenicienta del sistema. Es una oportunidad para demostrar que en las grandes catástrofes si no tenés un servicio público bueno, las cosas no funcionan. Queda claro, entonces, que darle tanta plata y bolilla a las prepagas y obras sociales privadas, no tiene sentido. El sector privado estuvo metido debajo de la cama. En tanto, el hospital público demostró que es el único que tenía capacidad de respuesta. Con falta de plata, de profesionales, de insumos, siendo un desastre, el que bancó la epidemia fue el sector público. Es el momento entonces de poner allí los recursos.”

La verdadera catástrofe

Hay otro factor que para Jacowsky es clave: toda esta vorágine de pandemia, virus, paranoia, barbijo, medicamentos y muerte, pudo haber sido fácilmente evitada. “La aparición de una pandemia producto de la voracidad de las multinacionales de la agro-alimentación, es en sí mismo una catástrofe humanitaria. Estamos hablando de algo que pudo no haber ocurrido. El tratado de libre comercio de Estados Unidos con el NAFTA, salió que la industria de agroalimentación se instaló en México, donde no tiene ninguna reglamentación y hace años que hay entre 2 y 3 millones de cerdos hacinados, en contacto con la población, comiendo su propia mierda, en espacios mínimos y transmitiéndose todos los virus posibles entre ellos, y luego a los humanos. Ahí se crió el virus de la gripe porcina y afectó al hombre. Ya eso sólo -que la voracidad capitalista impida un control- implica una catástrofe del punto de vista sanitario. Con control alimentario y regulaciones ambientales se hubiera prevenido”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Olvido al sur

Néstor Sappietro (APE)

En el oscuro reino de la inequidad no existe un solo espacio donde la pelea sea de igual a igual entre ricos y pobres. Siempre los que menos tienen corren con todas las desventajas encima. Eso sí, hay lugares donde esas desventajas terminan siendo decisivas.

La escuela es uno de esos lugares decisivos y definitorios para el futuro de nuestros pibes.

En los discursos, nadie parece tener duda acerca del rol que ocupa la educación cuando nos referimos a la inclusión social de las poblaciones más pobres.

Sin embargo, el abandono feroz que padecen las escuelas públicas de los sectores más postergados es la prueba más contundente acerca del desinterés del Estado por promover esa inclusión social.

Las escuelas con sus pibes y sus maestros son empujados al vacío, y no se trata de una cuestión de falta de presupuesto. Tiene que ver con la lógica del despojo a la que son condenados los que menos tienen.

El desinterés por acortar la enorme brecha social queda evidenciado en un informe que describe como desde 2002 hasta estos días aumentó la desigualdad educativa en la ciudad de Buenos Aires.

En las escuelas condenadas al olvido del sur porteño, los gobiernos gastaron la mitad del dinero que destinaron a las más acomodadas. Esa es la conclusión de una investigación de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ) después de haber analizado información oficial y propia sobre todas las escuelas públicas de la ciudad.

El paisaje de las aulas de las escuelas del sur asfixia. Alumnos y maestros conviven hacinados en espacios improvisados. El olvido camina entre los bancos, se apoya en las paredes y termina incrustado en la mirada de los pibes.

A medida que crece la demanda de chicos de los distritos más pobres que pugnan por un asiento; en lugar de ampliar los edificios o construir escuelas en las cercanías, la política elegida ha sido superpoblar las aulas, eliminar patios, laboratorios y otros espacios de aprendizaje. Los alumnos “sobrantes” comenzaron a ser trasladados a escuelas lejanas empujándolos al abismo de la deserción.

El año pasado, Red Bajo Flores detectó 573 chicos que viven en la villa 1-11-14 y que por falta de vacantes en las escuelas cercanas a su casa viajaban a Caballito, Floresta y hasta Belgrano para poder estudiar. El gobierno ni siquiera cumplía con la obligación de brindarles un transporte gratuito.

La coordinadora del programa de Igualdad Educativa de la ACIJ, Nuria Becú, apunta contra el "Estado perverso": "Los chicos pobres están hoy mucho peor que los sectores más pudientes con respecto al acceso a la educación y a las condiciones de estudio. Esta realidad injusta pone en evidencia la falla de promesa de la educación como herramienta igualadora”

El presupuesto destinado a obras de infraestructura escolar no deja lugar a dudas acerca de la intervención de los distintos gobiernos porteños para ampliar la brecha social.

Hasta 2006 (después se dejó de procesar los datos) la Ciudad gastó 232.166 pesos por obra en el sur, y 505.821 en el norte. El extremo de este abandono ocurrió en los barrios más difíciles: Villa Riachuelo, Soldati, Lugano. Según ACIJ, en seis años los gobiernos porteños sólo gastaron en mantener todas sus escuelas un millón de pesos. En 2005 y 2006, ni un céntimo.

Para el director del Observatorio de la Deuda Social de la UCA, Agustín Salvia, "impresiona ver cómo la escuela termina funcionando como un espacio de reproducción de la desigualdad: los chicos pobres reciben una educación pobre. Al revés de lo que debería ocurrir."

La lógica del poder intenta imponer la idea de lo inmodificable de esta situación, y desde la desidia, milita para la resignación.

Tercer milenio, olvido al sur... Un patio cubierto que sirve para hacer gimnasia y a la vez funciona como comedor, paredes que apilan tablones y bancos rotos. No hay estufas suficientes, ni ventiladores. Faltan vidrios y puertas en los baños. En algunas zonas los sistemas cloacales están colapsados y cuando llueven dos gotas se inunda toda la escuela.

Tercer milenio, olvido al sur... Pibes y maestros acorralados por el desprecio.

Podríamos afirmar que en las escuelas de la capital de las desigualdades, el abandono tiene asistencia perfecta.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Paradojas

Flavia Mameli (ARTEMISA)

Nada de lo que se diga sobre una cárcel, ni sobre la escuela que funciona muros adentro sería suficiente para dar cuenta de lo que allí sucede. Como contar cómo es el ruido del mar, o como describir el olor del café caliente, relatar qué se esconde entre las escaleras húmedas y las rejas despintadas sería inútil. Son esos los casos en los que el lenguaje se queda tan estéril. Pero aún así voy a hacer el intento.

Trabajo como docente en la Escuela de Educación Media nº 2 (EEMNº2) desde 2008, pero conozco parte de la historia del Penal desde mucho antes. Nací a pocas cuadras de ese lugar, y nunca pude borrar las imágenes de familiares esperando para la visita, haciendo un fogón en la plaza de enfrente para matar el frío. Más tarde, en mi camino de vuelta de la escuela o de mi clase de gimnasia veía a las familias caminar hasta la estación del Sarmiento, y cargando enormes barcos de madera balsa y murales con imágenes de Cristo hechos por los internos.

Hoy, algunos años más tarde, la postal no ha cambiado mucho. Sólo que también puedo verla desde adentro. Y al hacerlo compruebo que enseñar en contextos de encierro es una tarea que casi nunca encuentra respuesta en los libros de texto. Pero a veces, por obra del azar o del destino, la realidad sorprende, y mucho.

Confieso que si me hubieran contado lo que estoy a punto de narrar, no lo habría creído. Pero lo que sigue me pasó poco tiempo atrás.

La escena sucedió cuando mis alumnos y yo leíamos una crónica periodística, y uno de ellos me dijo: "Maestra: ¿qué es una paradoja?". Intenté dar una definición, di un par de ejemplos y enseguida retomamos la actividad. Algunos minutos después me sorprendí al ver algo que aleteaba en el vértice formado entre el piso y una de las paredes del aula: un pichón tenía ahí su nido. Me acerqué hacia él y vi el detalle de su plumón y de las ramitas e hilachas sobre las que reposaba. Mis alumnos me contaron que el animal llevaba varias semanas en ese lugar, y que su mamá iba cada día a alimentarlo.

Durante el resto de la clase no pude dejar de pensar en el pichón, que buscaba el equilibrio, medio cuerpo dentro del aula, medio cuerpo fuera. La hora estaba a punto de terminar cuando un alumno me dijo: "¿Vio profe? Una paloma, que es el símbolo de la libertad, viviendo en una cárcel. ¡Qué paradoja!".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: “La prensa es protagonista en la experiencia neoliberal”

Ana Laura Vargas (PRENSARED)

Desde su vasta experiencia en el periodismo y en una amena conversación, Luis Rodeiro planteó un panorama interesante de la sociedad en que vivimos. Habló del capitalismo, el papel de los medios, las empresas periodísticas, la actividad política y las campañas electorales.

En una realidad compleja como la que vivimos es necesario en algunos momentos frenar y mirar alrededor. La reflexión nos ayuda entender más lo que pasa y lo que nos pasa como sociedad.

Esa perspectiva tomó el encuentro que tuvimos con el comprometido periodista Luis Rodeiro, quien fue director de Página 12 Córdoba y A Diario, secretario de redacción del diario Córdoba, coeditor de las revistas Informe Córdoba y La Intemperie. También es autor de los libros “Fantasías de bandoneón” y “Vení, volá, sentí”. Además, colabora en distintos medios, como Umbrales y la revista Diccionario.

A continuación, compartimos las reflexiones de este destacable periodista.

-¿Qué piensa sobre la prensa gráfica actual?

-Hoy por hoy, cuando vos querés escribir sobre un tema y hacer un análisis, necesitás un espacio y te encontrás con que tenés una limitación de líneas para escribir en función de una fotografía inmensa. Indudablemente, eso te habla de una tendencia del periodismo. El periodismo, en su evolución, cada día se va asemejando más a la televisión. Y al periodismo gráfico, que debería ser un periodismo de análisis se lo trata de reemplazar con imágenes. Entonces, la tendencia de los diarios y las revistas es fundamentalmente un lenguaje visual más que un análisis de contenido. Es más, se hicieron diarios en el mundo con éxito, por ejemplo, USA Today era un diario de Estados Unidos que te lo daban en el metro y cuando bajabas lo tirabas, porque ya lo habías leído todo. La tendencia general en la gráfica fue esa. Pero cuando vos te planteás un espacio de análisis ese criterio visual pasa a un segundo plano, porque lo que hay que rescatar ahí es el contenido, que es lo que no te dan los otros medios, es decir, el medio televisivo. El aporte de la prensa escrita es la posibilidad de ofrecerte puntos de vistas, de ofrecerte análisis porque en los dos minutos que te dan para opinar en la televisión es imposible llegar a un pensamiento mínimo.

-¿Y a los medios de comunicación cómo los ve?

-Es indispensable diferenciar las empresas periodísticas de los trabajadores de prensa. Una empresa periodística, que está en el mundo de los negocios, que tiene intereses, que hace alianzas, termina por supuesto condicionada por los intereses que defiende. El trabajador de prensa tiene opciones, son muy duras porque el poder de permanecer en un medio es asumir el pensamiento y el criterio de la empresa o la posibilidad de revelarse frente a eso. No estoy planteando que se exijan del periodista medidas heroicas, pero creo que en los medios, en la profesión nuestra, en la medida en que un periodista se va desarrollando, se va haciendo serio, va haciendo que sus investigaciones sean irrefutables, es muy difícil que lo condicionen, posiblemente lo echen pero no lo condicionan.

-¿Qué destaca de los periodistas?

-Tenés periodistas hoy que trabajan en distintos medios en los que están imbricados los intereses económicos generales y, sin embargo, mantienen una presencia por lo que han ganado en cuanto a lo creíble que son sus análisis, lo creíble que es su investigación y lo creíbles que es su desarrollo periodístico.

-¿Cómo se relaciona el poder con la actividad periodística?

-El poder, tanto público como privado, tiene hacia el periodismo una serie de actitudes. La primera es la actitud de cortejo, por lo cual se usan distintos métodos, que van desde un presente hasta un sobre. Es una sutileza, porque eso va desarrollando una actitud en vos que te impide, cuando te toca un tema complejo, sentirte desatado. Es una telaraña, porque vos mismo te autocensurás.

-Con respecto al neoliberalismo y al cambio social, ¿cómo piensa que influyó en el rol de los medios? ¿Por qué cree que tuvieron tanta importancia en el conflicto del campo?

-Las instituciones, como el Congreso y la Legislatura, están desprestigiadas; las organizaciones que alguna vez tuvieron cohesión en la sociedad, como los sindicatos, también están desprestigiadas y hasta de las organizaciones religiosas hay desconfianza. El capitalismo la puso a la prensa como reemplazo de todos estos organismos. Reemplaza al partido político, al sindicato, reemplaza a la Justicia (muchas veces juzgando), reemplaza a las instituciones que planteaban valores. Yo creo que este papel se viene desarrollando dentro del sistema capitalista y pasa a ser la prensa uno de los sujetos más importante en el desarrollo de lo que denominamos la experiencia neoliberal. El protagonista del sistema neoliberal es la prensa. Y cuando sucede un hecho, ese grupo que tiene características de partido juega con todo y defiende su interés y su espacio en el sistema de una manera fuerte.

-En relación a la política ¿cómo ve a las campañas políticas actuales comparadas con las de tiempos anteriores?

-Las campañas políticas han ido sufriendo cambios. Cada vez más la política se desenvuelve en los medios, el debate mayor es en televisión y tiene poco tiempo. El medio, influido por la publicidad y los medios técnicos que han progresado, ha llevado a una campaña política en la que no se discuten propuestas, porque no hay un ámbito para discutir propuestas. Por ejemplo, están promocionando un debate en el que van cuatro candidatos que tienen un minuto para decir lo que van a hacer. Es imposible, no hay debate.

-En una nota expresó que la palabra gestión se está perdiendo. ¿Por qué?

-No digo que la palabra gestión se está perdiendo, digo que el modelo neoliberal no tiene en cuenta la confrontación. Porque la gestión es poner en acción el pensamiento, supuestamente común, en el cual no tenemos diferencia. El discurso de la mayoría de los partidos habla de gestión pero se come la otra parte que es la confrontación y que es fundamental. Es necesario la confrontación para conquistar lo que Gramsci llamaba la hegemonía política. El fin de las ideologías es eso. Es decir, se acabó la ideología ha triunfado el mercado, esta es la realidad y solo nos queda gestionarla.

-Pero ¿no hay alguna posibilidad de cambio?

-Yo creo que hay cosas importantes en el mundo. La crisis del modelo neoliberal en América Latina ha sido muy fuerte y fundamental. Y el triunfo de los gobiernos latinoamericanos ha sido muy importante como mojón histórico. Ese proceso, con marcha atrás, con avances, con luces y sombras, en el que la mayoría de los gobiernos latinoamericanos plantearon como respuesta al fracaso del modelo neoliberal una perspectiva más activa del Estado. Eso es muy importante. Y si a eso se le une la crisis internacional, en la cual tiene que actuar el Estado, como en la que se está desarrollando ahora, hay un cambio en el mundo que de alguna manera plantea interrogantes.

Ana Laura Vargas integra el Taller de Redacción Periodística del Cispren y Radio Nacional Córdoba, coordinado por Alexis Oliva.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Salta: Niño wichi de 2 años muere por desnutrición

Dra. Mara Puntano (COPENOA)

¿Quién escucha el llanto de los niños con hambre en Salta? ¿Qué funcionario responde por su desnutrición y muerte? ¿Qué fiscal o juez promueve acción penal de oficio por la muerte de los niños aborígenes ante el incumplimiento de los deberes de los funcionarios públicos que debieron intervenir garantizando alimentos y asistencia médica a la niñez?

El 23 de junio desde COPENOA se publicaba el pedido desesperado de 10 comunidades Wichí habitantes al margen de la ruta nacional 34, frente a la ciudad de Gral. Mosconi al norte de la capital de esta provincia: http://www.copenoa.com.ar/SALTA-Aborigenes-llevan-30-dias-de.html Reclamaban al gobierno salteño y empresas petroleras multinacionales mejoras en viviendas, salud y trabajo genuino y llevaban 30 días tomando una válvula del precioso gas que cruza su territorio poblado de precarias viviendas. Se escuchó el audio de uno de sus caciques , Lucio Juan .El mismo que ahora nos cuenta que no sólo no fueron atendidos sus pedidos ni por los funcionarios de turno ni por las petroleras sino que, en el más horrendo de los abandonos por parte del Estado, su pequeño hijo de 2 años murió por desnutrición.

¿Cuántos niños podrían comer con el dinero derrochado en las campañas electorales del pasado 28 de junio? ¿Cuántos niños deben morir para que se adopten y se pongan en pràctica políticas públicas serias que garanticen derechos esenciales de alimento, vivienda, educación , asistencia sanitaria a nuestra población infantil?.

Vivimos en uno de los suelos más benditos del mundo con toda clase de riquezas naturales y bondad de climas, sin embargo miles de niños deben concurrir a comedores comunitarios para poder consumir parte de la ración necesaria de alimentos para su crecimiento físico, por falta de trabajo digno de sus padres que les permita percibir un salario que cubra las necesidades del grupo familiar.

Inmoralmente desde el discurso del gobierno se prometen nuevas fuentes de trabajo con explotaciones mineras que terminan contaminando el medio ambiente y saqueando nuestras riquezas naturales . Se autorizan desmontes de millones de hectáreas arrasando con los montes nativos que sirvieron históricamente de alimento , medio de vida a poblaciones ancestrales y protecciòn contra inundaciones y aludes. Se fomentan plantaciones de soja transgénica que degradan el suelo y enferman personas y animales.

Se contratan costosas consultorías que avalan tales políticas faltas de ética , se destinan cuantiosas sumas de dinero del erario público para organizar debates, jornadas, congresos, seminarios y publicaciones que jamás terminan con el problema sino que sirven para justificar sueldos de familiares y amigos del poder de turno .

Lo único cierto es que las fuentes de trabajo no han aumentado , ni se han dignificado los salarios de los trabajadores, ni se han erradicado las enfermedades de la pobreza sino que la falta de ética y compromiso de funcionarios provocan que dìa a día el Estado abandone sus obligaciones de garantizar a la población infantil derechos humanos como lo son la vida, el alimento, el agua potable, la asistencia sanitaria y otros. Lo terriblemente cierto es que en este momento miles de niños siguen la suerte del pequeño hijo del cacique Juan Lucio . Alguna vez su llanto será escuchado y saciado?

Dra. Mara Puntano. Abogada DDHH, no gubernamental e integrante del Directorio de la Asociación de abogados de Derechos Indígenas de Argentina (AADI).

Ante el creciente numero de casos de niños desnutridos que ingresan en el hospital de la capital salteña, en su mayoría pequeños aborígenes, un equipo periodístico de la Agencia de Noticias Copenoa entrevisto en el mes de julio del 2008 a la Dra. Gladis Perna, Jefa del Servicio de Recuperación Nutricional del Hospital de niños.



Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Un millón de pesos de multa por experimentar con niños una vacuna en Mendoza

MDZOL

Catorce mil niños de Mendoza, Santiago del Estero y San Juan fueron vacunados experimentalmente con una vacuna contra el neumococo. El Gobierno determinó que hubo una mala calidad de la información que se les dio a los padres sobre el alcance y los riesgos del experimento, entre otras numerosas irregularidades.

La Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) determinó una larga lista de irregularidades cometidas por dos laboratorios y un investigador, al experimentar una nueva vacuna contra el neumococo en 14 mil niños de Mendoza, Santiago del Estero y San Juan.

Por tal motivo, se determinó una multa de 1 millón de pesos que deberán pagar los siguientes responsables:

- El laboratorio GlaxoSmithKline, patrocinante del estudio, debería pagar 400 mil pesos por "incumplir sus deberes de monitoreo".

- El investigador responsable y coordinador en la Argentina, Miguel Tregnaghi, debería pagar 300 mil pesos porque "omitió implementar las acciones necesarias para dar cumplimiento a las buenas prácticas en el desarrollo del ensayo clínico".

- Y el investigador principal en Santiago del Estero, Enrique Smith, debería pagar 300 mil pesos por "no haber llevado a cabo debidamente el proceso de consentimiento informado y los procesos de inclusión y de exclusión de pacientes".

Las irregularidades cometidas, según lo reveló la Disposición 3255 de la ANMAT fueron:

- Mala calidad de la información que se les dio a los padres sobre el alcance y los riesgos del experimento,

- incumplimiento de los criterios de selección de pacientes con antecedentes de enfermedades,

- falta de documentación de padres que aceptaron la participación de sus hijos, y

- debilidad de los controles internos y desvíos en materia de Buenas Prácticas en Investigación Clínica.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Son 34 los santafesinos fallecidos como consecuencia de la Gripe A

NOTIFE

Las cifras fueron brindadas anoche, en el último parte epidemiológico emitido por el Ministerio de Salud. Según se indica en el documento, el total de demandas de atención ascendió a 140.200: 45.318 por enfermedades respiratorias, de las cuales 21.423 se deben a ETI (Enfermedad Tipo Influenza). Hay 674 confirmaciones y 34 fallecidos.

El Ministerio de Salud de la provincia informó, a través de la Sala de Situación que funciona en el marco del Plan de Contingencia dispuesto con motivo de la pandemia de Influenza A (H1N1), que desde el comienzo del monitoreo de la situación epidemiológica y hasta la fecha se registraron 45.318 demandas de atención –en consultas ambulatorias, guardias e internaciones– con diagnóstico de infección respiratoria baja (Irab) de carácter agudo, sobre un total de 140.200 demandas por todas las causas. Este registro corresponde a la información disponible al día domingo 12 de julio a las 20 horas.

En tanto, 4.000 son las fichas epidemiológicas ingresadas al sistema de vigilancia, 674 los casos confirmados por laboratorio y 34 los fallecidos, correspondiendo en el reporte por lugar de residencia (y no de defunción) 25 al Nodo Rosario, cinco al de Santa Fe, tres al de Reconquista y uno al de Venado Tuerto.

Todos los fallecimientos tienen confirmación virológica Gripe A (H1N1) y se produjeron entre el 27/06 y el 10/07. Del total, 23 presentaban factores de riesgo –la mayor frecuencia está dada por la obesidad y diabetes–, 9 no poseían registro de riesgo previo y en 2 casos se está recabando información.

La edad de los fallecidos va de los 11 meses a los 63 años, siendo el promedio de 39 años y un desvío estándar de 17 años, siendo 20 mujeres y 14 varones.

En tanto, se registraron 468 casos pediátricos ambulatorios, de los cuales 72 tuvieron confirmación por influenza A (H1N1) y de los 115 casos pediátricos internados, 39 tuvieron confirmación por Influenza A (H1N1).

Del total de las atenciones, 70.092 (50%) se está resolviendo en consultorios externos, 64.222 (46%) en guardias, 1.476 (1%) en internaciones transitorias y 4.410 (3%) requieren internación. De estas, 2.109 (48%) se corresponden con un diagnóstico de Irab. El grupo incluye bronquiolitis, síndrome bronquial obstructivo, neumonías,enfermedad tipo influenza e influenza A - H1N1.

Del total de prestaciones, el número de casos atribuibles a Enfermedad Tipo Influenza (ETI) asciende a 21.423 (15 %), mientras que sólo 356 internaciones (8% del total) se corresponde con diagnósticos de Influenza o ETI.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Un paso adelante de los trabajadores de prensa. Eligieron delegados sindicales en el Diario UNO Santa Fe

ACTA

Luego de varios años de reclamar elecciones internas de delegados, finalmente los trabajadores de prensa del Diario UNO Santa Fe eligieron por primera vez sus delegados de personal.

El comicio se llevó adelante durante la jornada del martes con total normalidad y una significativa participación de los trabajadores del medio, que respaldaron de manera contundente a sus nuevos delegados.

Desde el Foro de la Comunicación Santafesino (FOCOS-CTA) "felicitamos a todos los trabajadores de prensa del matutino local por haber dado este paso clave para el mejoramiento de sus condiciones laborales, la defensa de sus fuentes de trabajo, la lucha por un salario digno y el respeto de sus derechos".

"Saludamos especialmente a los compañeros Delegados Titulares Manuel Rodríguez y Guillermo Acrich, y Suplentes Julio Manuel Cantero y Silvia Kovacevic, por haber asumido la responsabilidad de representar a todos los trabajadores de prensa del Diario UNO".

"En el actual contexto de crisis, la decisión y valentía demostrada por los compañeros de Diario UNO Santa Fe permiten un gran avance para la reconstrucción en nuestra región de un sindicato unido, pluralista y fuerte que posibilite defender el salario y las condiciones laborales de todos los trabajadores de prensa. En tal sentido es destacable el esfuerzo de unidad que refleja la lista de delegados elegida".

"Además, el contundente resultado de la votación demostró la voluntad de cambio que se viene expresando entre los compañeros de nuestro gremio. Una vez más reivindicamos la legítima defensa de los derechos que realizan los trabajadores organizados. Lo hacemos convencidos de que nuestra mejor herramienta de lucha es la solidaridad y la identidad como trabajadores", finaliza la declaración de FOCOS-CTA.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Chávez, aunque duela, dice la verdad sin pelos en la lengua

Pedro Echeverría (especial para ARGENPRESS.info)

1. "Creo que ese (el diálogo) está muerto", dijo el presidente Hugo Chávez en referencia a las negociaciones en Costa Rica el pasado jueves entre el legitimo presidente de Honduras, Manuel Zelaya y el golpista Micheletti. En rueda de prensa con medios nacionales e internacionales, el mandatario venezolano afirmó que fue un "error craso" de Estados Unidos proponer un diálogo "¿Un diálogo con quién? ¿Con estos usurpadores?.

¿Los mismos que a estas horas están persiguiendo hondureños? ¿Los que ya han matado a varias personas?... eso es indigno. Estados Unidos debería rectificar a tiempo”… en el gobierno norteamericano "esta aflorando un mundo de contradicciones". Chávez indicó que EEUU ahora debe demostrar con acciones su condena al golpe de estado en Honduras, ya que ha habido solo tímidas medidas.

2. Mientras tanto Obama, presidente al servicio de poderosísimos intereses imperiales en los EEUU, busca alguna salida que no moleste al gobierno golpistas de Honduras y, al mismo tiempo, que impida que Hugo Chávez -quien ha respaldado con todo y por todo a Manuel Zelaya (presidente legítimo derrocado)- salga muy fortalecido; entre tanto la situación de Honduras sigue empeorando porque el pueblo exige con marchas y plantones en las calles la reinstalación del presidente Zelaya. Pero además de los asesinatos en Honduras, lo que más preocupa es que éste sea sólo el primer Golpe de Estado en estos tiempos y que en los próximos meses se siga usando en otros países. En EEUU los Golpes de Estado son de otro estilo: asesinan a un presidente, lo acusan de practicar espionaje, le organizan un sexogate o le coordinan avionzazos en las torres.

3. Los medios de información internacionales han extendidos intensas campañas para desprestigiar a los gobiernos de Bolivia, Ecuador, Nicaragua, pero especialmente contra el gobierno venezolano. Acusan a Chávez de ser provocador, de hablar de más, de interrumpir las reuniones “decentes”. Sin embargo ese es sólo un estilo, una forma de ser; lo importante o sustancial es lo que Chávez dice y hace. No se le puede comparar con un lengua larga como Fox porque mientras este dice mentiras e imbecilidades, Chávez se da el lujo de decir las cosas con su nombre y por actuar en consecuencia. En su discurso en Nicaragua aquel lunes o martes Chávez advirtió con claridad: solucionemos cuanto antes este problema y evitemos que se alarguen las cosas. Inmediatamente planteó medidas fuertes para obligar a los golpistas a renunciar.

4. Chávez está comprometido con Venezuela pero también con todos los pueblos de América y del mundo. Todos los pueblos y sus gobiernos de izquierda o centroizquierda han contado en los últimos diez con el apoyo incondicional de Chávez; no solamente en lo que corresponde al petróleo sino esencialmente cuando los gobiernos han sido amenazados con golpes de Estado, tal como ha sucedido en Bolivia, Ecuador, Honduras, Paraguay, Guatemala o El Salvador. Y el mejor ejemplo es el de Honduras donde el gobierno de Manuel Zelaya no estaba inclinado hacia la izquierda pero la política de apoyo y solidaridad de Chávez convenció a Zelaya de quien lo ayudaba sin internes alguno. Lo mismo sucedió en 1961 cuando Fidel Castro se acercó a la URSS a pesar que en ese momento estaba más cerca políticamente de los EEUU.

5. Derrocar a Chávez, o por lo menos debilitarlo, es un objetivo casi inmediato de los gobiernos Bush/Obama y sus incondicionales. Así como sacar del poder y destruir a Fidel Castro fue el gran objetivo imperialista de Kennedy, Johnson y Nixon, el imperio está asustado por los avances de Chávez hoy fuerte en la OEA, por la consolidación del Alba, por el apoyo a Cuba en la OEA, por el “CARICOM, Centro América, crecimiento de la doctrina Chávez (Nuevo Socialismo) y su credibilidad, la derrota del TLC, el triunfo de Funes, la crisis económica, el rescate de los precios petroleros y sobre todo el crecimiento de la conciencia de los pueblos”. Esto obviamente no lo pueden permitir los grandes intereses de la oligarquía mundial porque demostraría que su derrota será más temprano que tarde, a pesar de que se defienden con todo.

6. Las batallas que hoy libran los pueblos de Centro y Suramérica están rompiendo con los nacionalismos en la región. Así como los imperios políticos y económicos nunca han tenido fronteras porque someten y saquean a los países por igual, así también los pueblos y sus luchas han comenzado a comprender que ya no se puede hablar de nacionalidades, himnos, banderas y los más falsos patrioterismos porque la explotación, los saqueos, la opresión contra los trabajadores es mundial. Por eso Marx y Engels lanzaron en su manifiesto la consigna de: “Proletarios de todos los países, uníos” y más adelante demostraron que los trabajadores no tienen patria porque las naciones trazaron sus fronteras teniendo como base la fuerza de los ejércitos, no los intereses de los pueblos cuyo objetivo a sido vivir con justicia y paz, peso sobre todo con solidaridad.

7. Por eso mucho más que mexicanos, venezolanos u hondureños, somos seres humanos que luchamos por un mundo de justicia e igualdad y, al mismo tiempo que luchamos junto a los que nacieron en este país que le llamaron México, unimos nuestras fuerzas a todos los pueblos de América y el mundo. ¿Puede alguien creer que los capitalistas tienen patria si sus riquezas las sacan de México convertidas en dólares y las invierten en los países más pobres para obtener mayores ganancias? El patrioterismo que le han inculcado al pueblo con la virgen de Guadalupe, el fútbol, el himno nacional, sus héroes y la bandera, son puras fantochadas para mantener en el pueblo un sentimiento de guerra o de odio frente a otros países igual de explotados y oprimidos por sus gobiernos. Pero ese sentimiento no tardará más porque la realidad nos está enseñando otra cosa.

8. El “chovinismo de gran nación” fomentado por las clases dominantes para sojuzgar a los pueblos, será superado y derrotado al mismo tiempo que nuestras historias serán reescritas y reinterpretadas por los trabajadores. No habrá más Américas para los yanquis de Norteamérica, tal como buscaba la llamada Doctrina Monroe. Las batallas de Bolivar, San Martín, Morelos, Martí, que tan importantes fueron para iniciar la liberación de nuestros pueblos y conformar un continente libre, serán continuadas y reescritas por los pueblos liberados. Por eso hay que continuar luchando por derrotar el golpe de Estado de Honduras y seguir apoyando a todos los gobiernos y pueblos que batallan por construir una sociedad justa, equitativa e igualitaria. Y no olvidemos que cualquier amenaza o golpe contra nuestros pueblos es un golpe a nuestra persona.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Obama coloca más fichas en el tablero

Jesús Dávila (NCM, especial para ARGENPRESS.info)

Las designaciones esta semana por la Casa Blanca de un involucrado en el golpe de estado de 2002 en Venezuela y un funcionario que apoya la anexión de Puerto Rico como estado de la Unión, han dejado claro aspectos de la coyuntura hemisférica que enmarcan la crisis de Honduras.

Así, mientras estaba a punto de comenzar en Costa Rica el diálogo entre el presidente de Honduras, José Manuel Zelaya, y el jefe golpista Roberto Micheletti con la mediación del mandatario Oscar Arias y la bendición de Washington, el presidente Barack Obama nombraba para puestos claves en su gobierno con gran libertad de maniobra al ex director de la Fundación Nacional Cubano Americana Joe García y al funcionario del Congreso Tony Babauta.

La relación de la política de EEUU sobre la Habana con el golpe militar que desató un preludio del infierno en Centroamérica debería ser obvia, debido a que el derrocamiento de Zelaya se produjo a menos de un mes de que fuera precisamente en Honduras que la Organización de Estados Americanos levantara las sanciones contra Cuba. De igual forma, aunque un detalle menos conocido, el vínculo con Puerto Rico tiene que ver con que su Guardia Nacional es el cuerpo castrense de reserva de EEUU que se encarga de relaciones formales con las fuerzas armadas hondureñas.

En ese marco, que involucra además lo obsoleto de la estrategia militar estadounidense para América Latina documentado en casos como la inutilidad de la base de Palmerola, Obama está realizando una serie de movidas que –al menos en la superficie- ponen en desventaja a fuerzas recalcitrantes que sostuvieron la política imperial estadounidense plagada de golpes y dictaduras. Tales son los casos de la entrega a Bolivia del fugitivo ex coronel golpista Luis Arce Gómez, reclamado desde hacía muchos años, así como del agradecimiento a la América Latina a través del presidente brasileño Ignacio Lula da Silva por los esfuerzos para una solución diplomática a la crisis de Honduras.

Pero las designaciones de García y Babauta presentan aspectos más inciertos y de contradicciones para los propios EEUU.

García, un protegido de Jorge Mas Canosa, representó a la FNCA en 17 países antes de llegar a la dirección del organismo y en 2002 efectuó reuniones con los golpistas que intentaron derrocar al presidente Hugo Chávez y poner fin a la revolución bolivariana. Sin embargo, bajo la dirección del abogado de Miami ahora nombrado a un puesto importante en el Departamento de Energía, la FNCA dio su respaldo a la estrategia de Obama en la OEA para facilitar negociaciones con Cuba.

La nueva postura de García, que cuando estuvo vinculado al gobierno de George Bush apoyó también la política de éste sobre Radio Martí, ha provocado ataques de grupos más radicales en su posición contra el gobierno cubano. Su posición es que Obama ha sido brillante porque Cuba tendrá que acomodarse a los requerimientos de EEUU sobre el sistema democrático y los derechos humanos.

Sobre lo brillante que atribuye a la estrategia de Obama, al menos lo es para la FNCA, que ahora está comprometida en el apoyo a la política de EEUU sobre negociaciones con Cuba y es claro que el mandatario espera de esa organización una participación en todo el proceso. Además, la designación de García para la agencia encargada de energía lo pone en contacto directo con uno de los aspectos principales de la política de EEUU para con América Latina, con asuntos pendientes como las fuentes renovables de Brasil y el plan de Colombia para enviar electricidad a territorio de EEUU a través de la interconexión de América Central y un cable que cruce el Mar Caribe hasta Puerto Rico.

El caso de la designación de Babauta revela otro aspecto, cargado igualmente de contradicciones.

Babauta es natural de Guam, que se queja de que Washington exige que se resuelva primero el caso de Puerto Rico antes de atender la situación de esa otra colonia, en el Océano Pacífico. El funcionario ha servido por años en el subcomité de asuntos insulares del Congreso, donde se le conoce por haber dado mucho apoyo a los esfuerzos de los delegados anexionistas Carlos Romero Barceló y Luis Fortuño, así como lo hizo con el actual comisionado residente Pedro Pierluisi.

Al anunciar su designación, la Casa Blanca dijo que Babauta había trabajado en el Congreso por “el mejoramiento político de Puerto Rico”. Su designación para el Departamento del Interior –una agencia que participa en el comité de trabajo que diseña la política estratégica sobre Puerto Rico- ocurre en momentos en que Obama ha reiterado que el caso colonial puertorriqueño será atendido de manera definitiva este cuatrienio.

El avance de los anexionistas en Washington, sin embargo, plantea a la Casa Blanca un tema delicado ante la presión latinoamericana por la independencia de Puerto Rico.

Bien sea para convertir a esta nación isleña en estado de la Unión y así extender de forma definitiva la frontera de EEUU hasta el norte del Mar Caribe o para retirar su dominio como reclama América Latina, será importante que se defina el ambiente de cooperación o de confrontación en el hemisferio.

Parte de esa definición tiene que ver con el resultado de la crisis de Honduras y las conversaciones de Costa Rica.

Los golpistas hondureños, que contaron con apoyo externo de grupos como el Competitive Enterprise Institute y el CATO Institute, así como organizaciones empresariales de Centroamérica, son vistos como un intento de poner en práctica el modelo del golpe militar para detener el avance de la revolución bolivariana en muchos países. La reacción fuerte de las naciones del hemisferio en contra de volver a época de las dictaduras, sin embargo, ha puesto bajo sitio a los golpistas.

Obama por su parte no oculta su interés de descarrilar la revolución bolivariana y lograr cambios drásticos en Cuba, pero públicamente insiste en que las dictaduras militares no son la solución.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...