lunes, 3 de mayo de 2010

Argentina, Tucumán. Batalla campal: La policía intentó desalojar a unas 350 familias en el barrio Seoc III

PRIMERA FUENTE

Unos 600 uniformados de la Policía de la Provincia por orden judicial intentaron en la mañana de ayer desalojar a unas 350 familias de un predio privado ubicado, en el Pje Warnes al 500. Los vecinos con palos y piedras se resistieron, evitaron que los uniformados lleven adelante la medida judicial. Al lugar llegó el diputado nacional Gerónimo Vargas Aignasse, quien intercedió para que se suspendiera la medida. "Este es un barrio legal, no un asentamiento ilegal", declaró el parlamentario. En tanto, se registraron tres detenciones y varios heridos.

El enfrentamiento entre unos 600 policías de la provincia y las 350 familias del barrio Seoc III con piedras, palos y barricadas en la zona alteraron la mañana del sábado. Por una orden judicial de desalojo en un predio privado en el Pje Warnes al 500- altura Juan B Justo al 2.200- unos 600 efectivos intentaron desalojar a los vecinos que estarían usurpando estos espacios.

La resistencia se hizo sentir por parte de las familias involucradas que hasta hicieron barricadas en las calles (cubiertas, madera y otros elementos) para impedir que avancen los móviles policiales. Durante los enfrentamientos se registraron varios heridos y la policía detuvo a tres personas, según informó el comisario a cargo del mega operativo, Víctor Hugo Cortés.

Tanta tensión vivida en la zona del barrio generó hasta la presencia del Diputado Nacional, Gerónimo Vargas Aignasse, quien intercedió para frenar la orden judicial y pedir garantías de los desalojados. “Es mentira que se trate de una tierra privada, es un predio fiscal y por eso hablaré con el gobernador José Alperovich para que estos desalojos no se llevan adelante, teniendo en cuenta que se tratan de viviendas bien puestas y no de un asentamiento como quieren hacer figurar”, sostuvo el parlamentario.

“La orden fue de sacarlos de este lugar, si queremos hacerlo lo podemos concretar, pero con un riesgo muy alto para ellos, como para nosotros. Ustedes han visto las piedras, los palos", señaló el jefe policial.