miércoles, 5 de mayo de 2010

Gran Bretaña: David Cameron, politico conservador de "sangre azul"

ANSA

El jefe del Partido Conservador, David Cameron, que según las últimas encuestas de opinión se convertirá en el primer ministro británico más joven de la historia al ganar por escasa mayoría las elecciones generales del 6 de mayo, cuenta con antepasados reales, un historial de privilegios, y una fascinación por la ex premier Margaret Thatcher, que le han ganado el apodo de político "de sangre azul".

David William Donald Cameron, de 43 años, nació el 9 de octubre de 1966 en Londres, aunque fue criado en la exclusiva localidad de Peasemore, condado de Berkshire y cerca del castillo de Windsor.

Su padre, Ian Donald Cameron, fue corredor de bolsa, y su madre Mary Fleur Mont, es una aristócrata inglesa, hija de Sir William Malcolm Mount, segundo barón de Wasing.

Su familia paterna tiene una larga historia en el mundo de las finanzas: el bisabuelo de David Cameron, Arthur Francis Levita, de la agencia de corredores de bolsa Panmure Gordon, y su tatarabuelo Sir Ewen Cameron, director de la oficina en Londres del Banco de Hong Kong y Shanghai, asumieron un papel importante en las negociaciones dirigidas por los Rothschild con el gobernador del Banco de Japón, y después Primer Ministro japonés, Takahashi Korekiyo, para la venta de bonos durante la guerra ruso-japonesa (1904-1905).

Por el lado materno, David Cameron es descendiente directo del rey Guillermo IV de Inglaterra (1765-1837), tío y predecesor en el trono de la Reina Victoria, y de su amante Dorothea Jordan.

Cameron estudió desde los siete años en la Heatherdown Preparatory School, una prestigiosa escuela privada situada en Winkfield, Berkshire, que contó entre sus alumnos con los príncipes Andrés y Eduardo.

Durante su adolescencia acudió al prestigioso colegio de Eton, donde se vio envuelto en un caso de venta y consumo de marihuana.

Más tarde estudió Filosofía, Políticas y Economía en la Universidad de Oxford, donde obtuvo los mejores resultados de su promoción.

Mientras estuvo en Oxford, formó parte del Octagon Club, y del mal afamado y exclusivo Bullingdon Club, célebre por el vandalismo y la tendencia a la embriaguez de sus mayoritariamente aristocráticos miembros estudiantiles, donde coincidió con el actual alcalde de Londres, Boris Johnson, del Partido Conservador.

Luego de su graduación, se unió al departamento de investigación del Partido Conservador entre 1988 y 1993, pasando luego a ser asesor principal, primero del político Norman Lamont y más tarde de Michael Howard, quien llegó a ser jefe de la agrupación.

En 1991, Cameron fue enviado a Downing Street para colaborar con el entonces primer ministro John Major en la preparación de sus comparecencias semanales en la Cámara de los Comunes y luego pasó a colaborar con Judith Chaplin durante su etapa como secretaria personal del Primer Ministro.

Durante siete años trabajó también como director de comunicación en la empresa Carlton Comunications, donde aprendió los secretos de las relaciones públicas y el lenguaje mediático.

Aunque en 1997 perdió como candidato al Parlamento por la circunscripción de Stafford, volvió a presentarse en 2001, logrando esta vez la victoria como candidato por Witney (Oxfordshire).

Tras sólo dos años como parlamentario, fue promocionado como miembro de la bancada de la Oposición, y logró ser jefe del Partido desde diciembre de 2005, principalmente al ser considerado como un candidato joven y moderado que atraía al electorado juvenil.

Durante sus cinco años al frente de la oposición, Cameron logró que su partido encabezara los sondeos de opinión, llegando a tener 13 puntos de ventaja sobre los Laboristas en enero de 2009.

En sendas entrevistas con la prensa, el jefe de los "tories" (conservadores) alabó las políticas de la ex primera ministra británica Margaret Thatcher, se ha mostrado muy crítico de la Unión Europea (UE) y en caso de ganar las elecciones dijo que planea imponer un límite al ingreso de inmigrantes al país.

Su partido se opone además a la introducción de cédulas de identidad por parte del Laborismo, quiere un menor ingerencia del Estado en la vida pública y más controles fiscales para hacer frente al enorme déficit presupuestario del país, entre otros planes.

David Cameron, junto a su esposa, cuenta con una fortuna personal de unos 50 millones de dólares.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.