jueves, 27 de mayo de 2010

Panorama económico de China

XINHUA

Aumentan 70% pagos con tarjeta de crédito en China en 2009: Las transacciones con tarjetas de crédito en China alcanzaron un total de 3,5 billones de yuanes (512.450 millones de dólares) en 2009, 69,9 por ciento más con respecto al año previo, informó hoy la Asociación Bancaria de China (ABCh).

Para fines de 2009, China había emitido 186 millones de tarjetas de crédito, 30,37 por ciento más con respecto a un año previo, dijo la asociación.
Las transacciones con tarjetas de crédito constituyeron 27,9 por ciento de las ventas al menudeo en 2009, 11,2 por ciento más con respecto a 2007.
La asociación advirtió de riesgos potenciales de la creciente deuda vencida de tarjetas de crédito, porque los prestamistas del país continúan ampliando sus negocios con tarjetas de crédito.
China reportó 5.270 millones de yuanes (765,30 millones de dólares) de créditos sin pagar de tarjetas de crédito en 2009, 78,68 por ciento más con respecto a un año previo, dijo la ABCh.
La industria está tomando medidas para evitar riesgos en tanto que las normas, leyes y procedimientos en los mercados de tarjetas de crédito tienen que ser mejorados, dijo Yang Ke, un funcionario de la asociación y presidente del Centro de Tarjetas de Crédito de la Corporación Bancaria Minsheng de China Ltd.

China endurece recaudación de impuestos sobre tierra y viviendas
China empezará a recaudar los impuestos sobre la apreciación de la tierra y las viviendas de manera "más estricta" tras la publicación por parte del gobierno de unas normas fiscales más detalladas, informó hoy jueves el periódico "Shanghai Securities News".
La nueva circular de la Administración Estatal de Impuestos, divulgada ayer miércoles, apunta a un endurecimiento en la aplicación de la normativa tras cuatro años de imposición "relajada" de impuestos, según el rotativo.
En la circular se estipulan los métodos a utilizar para calcular los impuestos en función de la apreciación del valor de la vivienda y de la tierra.
"Una recaudación estricta de los impuestos sobre la apreciación de la tierra limitará hasta cierto punto los beneficios obtenidos por los promotores inmobiliarios y enfriará el mercado inmobiliario", previó Zhao Xiao, profesor de economía y gestión de la Universidad de Ciencia y Tecnología de Beijing, en declaraciones al periódico.
Sin embargo, Zhao advirtió de que el endurecimiento de la recaudación no ayudará a reducir los precios de las viviendas, ya que la medida no resuelve el problema de la oferta y la demanda.
En 2006, el gobierno chino publicó una circular sobre la recaudación de los impuestos sobre la apreciación de la tierra después de que se registrara un brusco aumento de los precios de las viviendas.
La circular no llegó a aplicarse con rigor y los precios inmobiliarios han seguido subiendo en los últimos cuatro años, llegando a duplicarse o incluso triplicarse en grandes ciudades como Beijing y Shanghai.
El gobierno chino ha estado trabajando duro para contener la subida de los precios de las viviendas desde el pasado mes de marzo, cuando se registró un aumento del 11,7 por ciento.
En abril, China introdujo una serie de medidas para luchar contra la especulación en el mercado inmobiliario, entre ellas el aumento de la entrada y de las tasas de interés y la prohibición de conceder préstamos para la adquisición de terceras viviendas.

China asegura que la UE sigue siendo un mercado de su inversión clave
La Administración Estatal de Divisas de China aseguró hoy jueves que Europa sigue siendo uno de los mercados de inversión clave del país y calificó de "infundada" una noticia en la que se aseguraba que China estaba reconsiderando la posesión de bonos europeos.
En un comunicado publicado en su sitio web, el organismo señaló que China apoya las medidas tomadas por la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional para estabilizar el mercado financiero de varios países europeos.
"Creemos que con los esfuerzos de la comunidad internacional, la Zona euro superará definitivamente las dificultades y salvaguardará el desarrollo sano y sostenido del mercado financiero en Europa", apuntó la nota.
China, como un inversor "responsable y de largo plazo", continuará adhiriéndose al principio de la diversificación en la inversión de sus reservas de divisas y seguirá apoyando como siempre el proceso de integración de la UE, destacó la administración.

China se muestra cautelosamente optimista sobre producción de cereales de verano
Las autoridades de las cuatro mayores áreas de producción de cereales de China se han mostrado cautelosamente optimistas sobre la cosecha de este verano a pesar de los daños que las condiciones meteorológicas extremas han causado en el norte y el suroeste del país.
Las provincias de Henan (centro), Shandong (este) y Anhui (este) han previsto que la producción de trigo, un importante cereal de verano, será igual o ligeramente superior a la del año pasado, mientras que las autoridades de Hebei (norte) apuntaron a una ligera reducción durante un encuentro de alto nivel sobre agricultura celebrado a principios de mayo en la ciudad de Zhengzhou, capital de Henan.
Las cuatro provincias cuentan con el 22 por ciento de la tierra cultivable de China y producen el 60 por ciento del cereal de verano del país.
Los campos de trigo se han visto afectados desde el pasado invierno por el persistente frío, indicaron durante la reunión varios gobernadores provinciales.
Según las estadísticas, el área total de campos de trigo de las cuatro provincias se ha ampliado respecto al año pasado.
"El crecimiento del área de campos de trigo es positivo. Creemos que la producción de cereales de verano será igual o ligeramente mayor que la del año pasado si no ocurre ningún desastre natural especialmente grave antes de la cosecha", afirmó Guo Gengmao, gobernador de la provincia de Henan, la mayor productora de cereales de China.
Se estima que la producción de trigo de Shandong alcanzará los 20.600 millones de kilos, cifra un 0,6 por ciento mayor que la del 2009, informó el vicegobernador de la provincia, Jia Wanzhi.
El gobernador adjunto de Anhui, Shao Guohe, indicó que las previsiones apuntan a una producción de trigo de 11.900 millones de kilos, con un incremento interanual del 1,1 por ciento.
Las fuertes nevadas y la persistencia de las bajas temperaturas durante el invierno y la primavera han afectado gravemente a los campos de trigo de Hebei, explicó el gobernador de la provincia, Chen Quanguo.
Según el Ministerio de Agricultura, la producción de cereales de verano de China representa alrededor de una cuarta parte de su producción anual de alimentos.
El país asiático necesita un mínimo de 500 millones de toneladas de cereales al año para alimentar a sus 1.300 millones de habitantes.
El gobierno central desveló el mes pasado un plan de financiación valorado en más de de 2.400 millones de yuanes (352 millones de dólares) para garantizar la producción de cereales de verano, amenazada por las condiciones meteorológicas extremas.
La producción de cereales de verano de China creció por sexto año consecutivo en 2009 y excedió los 123,35 millones de toneladas al año, una cifra superior en 2,6 millones a la del año anterior.
La producción total de cereales del país asiático también creció por sexto año consecutivo en 2009 y alcanzó los 530,8 millones de toneladas.

China luchará contra acaparamiento de verduras y castigará a aquellos que fuercen subida de precios
China tomará medidas contra el acaparamiento de verduras para frenar la especulación y mantener el orden del mercado, aseguró hoy jueves la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma (CNDR), el máximo órgano de planificación económica del país.
La CNDR urgió a los gobiernos locales a hacer más esfuerzos por intensificar la supervisión del mercado y evitar que los especuladores fuercen la subida de los precios de verduras como las judías verdes y los ajos.
Los beneficios obtenidos ilegalmente serán confiscados y los especuladores podrán recibir multas de hasta un millón de yuanes (146.000 dólares), indicó la comisión en un comunicado publicado en su página web.
El Índice de Precios al Consumidor (IPC) de China, el principal barómetro de la inflación, aumentó un 2,8 por ciento interanual en abril debido en parte a la subida de los precios de los productos agrícolas. Esta cifra se situó ligeramente por debajo del objetivo del gobierno central del 3 por ciento.
La comisión ha previsto que el IPC continuará subiendo en el segundo trimestre, situándose alrededor del 3 por ciento en los meses de mayo y junio. Sin embargo, los precios de las frutas y verduras caerán coincidiendo con la subida de las temperaturas que suele acompañar el inicio del verano, según la CNDR.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.