jueves, 6 de mayo de 2010

Rueca electrónica: tradición y tecnología de la mano

SABER COMO

El Centro INTI-Mecánica desarrolló una rueca con control electrónico, destinada a la producción artesanal a partir de todo tipo de hilados.

El diseño y la construcción de una rueca con control electrónico fueron pensados en el Centro de Investigación y Desarrollo en Mecánica del INTI, para mejorar la eficiencia del proceso de hilatura manual con las ruecas tradicionales. Como parámetros claves en el diseño se consideraron: las condiciones operativas, la necesidad de descanso y la habilidad del artesano.

En primer lugar, se estudiaron en profundidad las condiciones dinámicas de las ruecas tradicionales, mediante mediciones en campo de la rotación, la torsión y el avance, con el objeto de entender cómo afectan a la hilatura. En segundo término, se diseñó una rueca con dos motores, dotada de un control electrónico que permite variar las condiciones mencionadas, adaptándose a todas y cada una de las técnicas de hilatura que pueden hacerse con la rueca tradicional, pero resultando mucho más sencilla la regulación de torsión del hilo, el ajuste de una velocidad de trabajo óptima para cada hilandero, y la posibilidad de repetir estas condiciones cuando el artesano lo desee. Además, resulta más simple el enhebrado e hilar con gran variedad de lanas y fibras.

Esto permite al artesano ocuparse exclusivamente de controlar el tipo de hilo deseado sin tener que pensar en complicados ajustes mecánicos, y efectuar el pedaleo para mantener al equipo girando, lo cual hace que las condiciones de trabajo sean más favorables.

Para la concreción de este desarrollo y alcanzar su diseño final, se realizaron pruebas de campo junto a las siguientes áreas del INTI: Unidades de Extensión Capilla del Monte (Provincia de Córdoba) y Lobos (Provincia de Buenos Aires) y el Programa de Extensión con sede en el Parque Tecnológico Miguelete. También fue de suma importancia la colaboración de artesanos de Capilla del Monte y alrededores, y de Lobos y sus proximidades.

El prototipo de la rueca se encuentra actualmente en período de prueba (dos ejemplares en la ciudad de Lobos y otros dos en el noroeste de la Provincia de Córdoba) y se prevé hacer luego la transferencia para su fabricación.

Logros

- Reducción considerable del tiempo de hilatura respecto de las ruecas tradicionales (mayor al 50% y que depende de la habilidad del artesano).
- Mejora en las condiciones laborales (menor fatiga, aumento de la predisposición del hilandero y mayor comodidad, entre otras).
- Reducción del volumen y peso de la máquina (ocupa y pesa sólo la cuarta parte de una rueca tradicional), lo cual facilita su ubicación y transporte.
- Utilización de un carrete estándar (intercambiable), descartable/reutilizable y de muy bajo costo.
- Posibilidad de hilar casi todos los tipos de fibra (lana; pelos de guanaco, conejo, llama y vicuña; seda; cachemira y algodón, entre otros).
- Flexibilidad en la confección con todo tipo de hilos.
- Puede ser utilizada por personas con problemas de motricidad.
- Mayor facilidad para la iniciación en el proceso de hilatura manual artesanal.
- Boquillas de ingreso del hilo intercambiables (para distintos grosores del hilo).
- Inversor de torsión electrónico.
- Muy bajo consumo eléctrico (por la eliminación del freno característico de la rueca tradicional)

Foto: Argentina, Tecnología - El control electrónico de la rueca permite variar y controlar la rotación, torsión y avance de la hilatura, y repetir estas condiciones cuando el artesano lo desee. / Fuente: SABER COMO

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.