martes, 18 de mayo de 2010

Rusia busca especialistas extranjeros de alto nivel

María Selivánova (RIA NOVOSTI)

Rusia planea otorgar toda una serie de facilidades para invitar a profesionales extranjeros.

Concretamente, el gobierno ruso tiene previsto reducir la presión fiscal y conceder permisos de residencia y de trabajo, obviando los duros requisitos exigidos por el sistema de cuotas del Servicio Federal de Inmigración. La cuestión primordial es si estas medidas serán suficientes para que los cerebros extranjeros se decidan a viajar a Rusia a compartir sus conocimientos.

El pasado 12 de mayo, la Duma de Estado (Cámara baja del Parlamento ruso) aprobó en tercera lectura una serie de enmiendas a la normativa legal que define el estatus de los trabajadores extranjeros en Rusia. Este documento, en esencia, divide a los trabajadores extranjeros en varios grupos: los del sector de la construcción y de las empresas en general, que seguirán tramitando el permiso de trabajo en el Servicio Federal de Inmigración. El sistema de cuotas seguirá rigiendo en su caso. El personal extranjero contratado por personas físicas (por ejemplo, personal de servicio doméstico), que deberá obtener una licencia laboral mensual por unos US$30. Esto se contempla como un pago anticipado del impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF) realizado por el trabajador extranjero.

Sin embargo, esta normativa estipula condiciones especiales para los especialistas extranjeros de alta calificación. Con objeto de atraer a los talentos de otros países, sobre todo al nuevo centro científico-tecnológico de Skolkovo, que se está construyendo en las cercanías de Moscú a imagen y semejanza del Silicon Valley estadounidense, se prevé cancelar las cuotas de inmigración a partir de 2011.

De esta forma, el empleador no tendrá que presentar al Servicio de Inmigración las pruebas de que necesita a este especialista y no tendrá que esperar indefinidamente la decisión para ver si entra o no en la cuota. Según esta nueva normativa, el Servicio Federal de Inmigración deberá otorgarle el permiso en un plazo de 14 días. Además, estos especialistas obtendrán los permisos de trabajo no para un año, como ahora, sino para tres. Asimismo, estas personas y sus familias podrán acceder a la obtención de permisos de residencia.

La ley contempla unas atractivas condiciones tributarias, estableciendo un tipo del impuesto sobre la renta del 13%, igual al que pagan los ciudadanos rusos, a diferencia del 30% actual.

Se efectuará una subdivisión según el nivel de ingresos. El grupo más alto incluirá a los trabajadores extranjeros con sueldos a partir de US$ 66.600 al año, es decir, unos US$5.500 mensuales. Estos topes podrán ser modificados por el gobierno, si lo considera conveniente.

Es muy probable que estas medidas sirvan para atraer especialistas de otras partes del mundo. Las condiciones son buenas y, en el marco de la actual crisis mundial, pueden servir para que Rusia sea vista como un atractivo mercado de trabajo.

La reducción del IRPF hasta el 13% es otro argumento importante para los empleados extranjeros, particularmente teniendo en cuenta las tasas del impuesto sobre la renta en otros países. En la India, por ejemplo, el IRPF asciende al 30%, en EEUU al 35%, en Alemania y en China, al 45%, en Suecia, al 56%.

Actualmente, sólo los extranjeros que hayan trabajado en Rusia durante más de seis meses, pueden reclamar el tipo del IRPF igual que los residentes (13%). Sus impuestos se recalculan retrospectivamente. "Estas normas molestan a muchos extranjeros por dos razones. Primero, porque aunque les espera un recalculo y una devolución, no resulta agradable adelantar un 30% del salario durante medio año", dijo a RIA Novosti Nadezhda Zubkova del departamento de tributos de la auditora Grant Thornton. "Y, además, si un empleado extranjero llega a Rusia durante la segunda mitad del año, por ejemplo, en septiembre, sus impuestos por el período de septiembre a diciembre no serán recalculados, según las normas vigentes", añadió. En este sentido, las empresas intentan sortear las normas, por ejemplo, ingresando los salarios de sus empleados extranjeros en tarjetas de crédito de bancos de fuera de Rusia.

Este tipo de especialistas siempre son necesarios para impulsar el desarrollo de la industria y la tecnología de cualquier país. Estas personas gozan de gran demanda en todas las naciones desarrolladas. "Probablemente, vendrán científicos de la India, Asia Central, África y Europa", dijo a RIA Novosti Elena Tiuriukanova, experta en inmigración del Instituto de Problemas Sociales y Económicos (Academia de Ciencias de Rusia).

Algunos especialistas que no encuentran trabajo en EEUU o en otros países que, en ciertos aspectos, son más atractivos que Rusia, al desarrollar su carrera profesional en Rusia durante un tiempo, pueden adquirir la experiencia necesaria para el salto a otros puestos de mayor prestigio, si es ese su deseo y si los hay, claro está. Un aumento en su salario de un 30% ó 50% y un buen paquete de complementos adicionales harán su traslado a Rusia menos problemático.

Según una encuesta realizada por The Network en 2009, tan sólo un 7% de los entrevistados mostraron interés en trabajar en Rusia. De entre ellos, un 70% estarían dispuestos a mudarse a Rusia para aumentar su salario; un 58%, para mejorar sus perspectivas profesionales. Este sondeo puso a Rusia en el puesto Nº 32 en la lista de los 35 países que ofrecen trabajo. Los países más atractivos para trabajar fueron EEUU, Gran Bretaña y Canadá.

Es agradable saber que un 75% de los especialistas encuestados de varios países que estuvieron de acuerdo en trabajar en Rusia poseían el grado de bachiller o magister. Entre ellos, un 25% eran especialistas en tecnologías informáticas: ingenieros, programadores de software. Muchos hombres de negocios también están dispuestos a trabajar en Rusia. Los finlandeses, letones y ucranianos consideran a Rusia como el país más atractivo para trabajar. Es curioso que, indistintamente de la ocupación en su país de origen, de cada tres extranjeros, uno quiere trabajar en Rusia como consultor o gerente.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.