jueves, 8 de julio de 2010

Argentina, Tucumán: Condenan a Menéndez y a "El Tuerto" Albornoz a prisión perpetua; uno va a su casa y el otro, a la cárcel

PRIMERA FUENTE

Los jueces Carlos Jiménez Montilla, Gabriel Casas y Josefina Curi condenaron a Luciano Benjamín Menéndez y a Roberto "El Tuerto" Albornoz a prisión perpetua por los delitos de lesa humanidad cometidos en la ex Jefatura de Policía, pero sólo Albornoz será llevado inmediatamente al penal de Villa Urquiza. En el caso de Menéndez, el TOF decidió mantenerle el beneficio de la prisión domiciliaria. A Luis De Cándido lo condenaron a 18 de años de prisión y a su hermano, Carlos, a 3 años de prisión con ejecución condicional.

Llegó la hora del veredicto, el día más esperado por cientos de familiares de las víctimas desaparecidas y defensores de los derechos humanos que reclaman Justicia desde hace 34 años. A las 12.30, los jueces Carlos Jiménez Montilla, Gabriel Casas y Josefina Curi, darán a conocer el histórico fallo que podría condenar a Luciano Benjamín Menéndez (por segunda vez), a Roberto “El Tuerto” Albornoz y a Luis y Carlos De Cándido (por primera vez) por los delitos de lesa humanidad cometidos contra las 22 víctimas que estuvieron en cautiverio en la ex Jefatura de Policía durante los años negros de la última dictadura.

Pero además de las condenas -a reclusión perpetua o a prisión perpetua-, el reclamo más fuerte que realizaron los siete abogados querellantes y el fiscal general Alfredo Terraf es que de una vez por todas los imputados sean enviados a una cárcel común. Alertaron que “Justicia a medias, no es Justicia”, y que “sería escandaloso que se vayan de aquí a sus casas” (lo dijo el fiscal), después de señalar que quedó probado en el juicio que los acusados cometieron los crímenes más aberrantes contra la humanidad.

Pero, ¿los jueces se animarán a dar un giro de 180 grados en la decisión que tomaron en el primer juicio de agosto de 2008? En esa sentencia, enviaron a Antonio Domingo Bussi a un country y a Menéndez, a su casa, luego de condenarlos a prisión perpetua por la desaparición del ex senador Guillermo Vargas Aignasse. Dijeron que no iban a resolver sobre la modalidad de la pena hasta que no esté firme el fallo, hecho que –a casi dos años de su pronunciamiento- aún no sucedió. Por lo tanto, les mantuvieron intactos sus beneficios de prisión domiciliaria, decisión que luego provocó incidentes en las afueras del edificio judicial.

Las horas están contadas. Posiblemente, Luciano Benjamín Menéndez –el ex jefe del Tercer Cuerpo del Ejército que tenía el dominio de los hechos y sabía todo lo que sucedía en la zona de Tucumán-, Roberto “El Tuerto” Albornoz –ex Jefe del Servicio de Inteligencia Confidencial (SIC) y ex jefe del D2, que lideraba la “patota” que interrogaba y torturaba a las víctimas-, Luis De Cándido -el ex policía que participó en los secuestros y torturas y, usurpó la casa de uno de los desaparecidos- y Carlos De Cándido –acusado por usurpación y encubrimiento-, presientan que serán condenados pero todavía cruzan los dedos para no ir a una celda común. La última palabra la tendrán Jiménez Montilla, Casas y Curi.

Luego de leer el fallo, los jueces del TOF convocarán a otra audiencia para el 23 de agosto, cuando se darán a conocer sus fundamentos. A partir de ese momento, comenzará el período de 10 días hábiles para que se presenten las apelaciones ante la Cámara de Casación Penal de la Nación.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.