viernes, 1 de octubre de 2010

Brasil, elecciones y la alternativa de la izquierda

Dick Emanuelsson (especial para ARGENPRESS.info)

Éste domingo 135,8 millones de brasileños están llamados a las urnas para elegir al nuevo presidente, a los gobernadores de los 27 estados del país y para renovar los legislativos nacionales y regionales. En la siguiente entrevista con PEDRO FUENTES PSOL, secretario internacional del PSOL, Partido Socialismo e Liberdades – Brasil, tocamos temas como los ocho años de gobierno de Lula, el crecimiento del Estado brasileño como una Subpotencia, un Subimperialismo en el continente latinoamericano en donde sus poderosas empresas transnacionales compiten en el mercado con los otros bloques imperialistas como los de Estados Unidos la UE y Japón.


¿Cuál es la perspectiva política y cuales son las expectativas para el pueblo brasileño y cual es la alternativa que ofrece PSOL?

Dick Emanuelsson (DE): Cuéntenos Pedro ¿Cuándo fue fundado el partido?

Foto: Pedro Fuentes PSOL, secretario internacional del PSOL, Partido Socialismo e
Liberdades – Brasil. / Autor: Dick Emanuelsson

Pedro Fuentes (PF): El partido fue fundado en realidad en 2005 logró el registro legal del partido y se inició en el 2003. El Presidente Lula subió al poder en el 2002 ganó las elecciones. Tres, cuatro meses después de haber tomado el poder Lula, con una enorme votación del pueblo, con condiciones para poder modificar toda la política neoliberal que había sido seguida anteriormente por el gobierno del ex Presidente Fernando |Cardoso, . . . pero antes de subir Lula hace una carta a la ciudadanía explica; que es una carta a los banqueros y a los grandes sectores burgueses, donde él dice que va a pagar religiosamente todo y va ha mantener la economía el bajo control de las reglas que había establecido el Fondo Monetario Internacional, el Consenso de Washington.

Los ocho años con Lula y el poder fáctico

Foto: Heloísa Helena

El ex Presidente Fernando Henrique no hubiera podido hacer algunas reformas importantes y una de las primeras medidas del presidente Lula fue la Reforma de lo que halla se llama Previdencia que es la aposentaduría a las jubilaciones, las pensiones de los obreros, funcionarios públicos de la rama de la administración estatal que es muy grande, porque Brasil es un continente con muchos funcionarios públicos o sea muchos trabajadores del estado. Entonces presenta esa reforma, que es una privatización y restringe los derechos de los funcionarios de los trabajadores en el Parlamento, y hay de la izquierda del PT tres diputados más la senadora Heloísa Helena que votó en contra. De ahí son expulsados del partido. Ahí empieza el proceso de construcción de un nuevo partido apoyándolo en la situación de descontento de un gran sector que había sido la base social más importante del PT, que eran los trabajadores, la educación, los trabajadores estatales y comienza ese proceso de reacción y nosotros comenzamos el proceso de fundación de un nuevo partido. Necesitó juntar mil quinientos millones de firmas para ser legalizado, tiene su Congreso fundacional en 2005 y que tiene elecciones por primera vez en el 2006 con la Heloísa Helena como candidata a presidente y obtiene siete millones de votos, o sea el 7 % de los votos y logramos reeligir tres de los diputados que habían sido del PT y que habían sido algunos expulsados y otros habían salido del PT. Logramos reelegir tres diputados, obtener un senador por una suplencia que teníamos, elegir diputados estaduales e instalar el partido en la sociedad como una alternativa a la política social liberal, llamémosla que comenzó a seguir el gobierno del Presidente Lula que en sus primeros años fue de un estricto control de una altísima tasa de interés como ustedes es conocida en el mundo, lo que permitió a los banqueros hacer una ganancia enorme y de desarrollar el agro negocio.

Lo simbólico del primer gobiernos del Presidente Lula fue que puso a la industria a la más importante, a la industria de la alimentación como Ministro de la agricultura, al Presidente del Banco Central de Boston Internacional como jefe de banco Central o sea presidente del Banco Central de Brasil con su autonomía, es decir hizo un gobierno con genuinos representantes de la burguesía y del agro negocio. Ahí comenzó el proceso de una política cada vez mas vinculante a los banqueros y a los agro negocios que tiene mucha importancia en Brasil, tu sabes que Brasil hoy en día es el más importante exportador de carne, es el primer exportador de soja y de acero también, una revindicaron del movimiento popular histórica del los trabajadores y del pueblo, incluso de los obispos de la confederación de obispos era la renacionalización de la empresa de extracción de acero mas grande que es Companhia Vale do Rio Doc que sigue siendo privada, que se fue fomentada su privatización, con acuerdos con grandes empresas constructoras y ese es el gobierno que tenemos.

Las grandes contradicciones en Brasil

DE: ¿O sea los 8 años del Presidente Lula él no ha tocado ninguna parte de la estructura capitalista?

PF: No, lo que hizo el Presidente Lula fue que se diferenció a la de Fernando Henrique que continuo la misma política, hizo algunas reformas neoliberales que Fernando Henrique no había podido hacer.

DE: ¿Los Fondos pensiónales?

PF: Claro, y eso lo combinó la bolsa familia que es una subvención a los desempleados de 40$ aproximadamente que en Brasil son 80 reales, no es mucho, más la bolsa escuela y la bolsa de salud que hace 40 millones de personas reciban, que antes no recibían nada que eran desempleados completamente, reciban esa, que es una migaja en realidad, pero eso entre la nada y eso hizo que el Gobierno del Presidente Lula fuera ganando incluso mas apoyo popular.

Eso se combinó con una coyuntura internacional que Brasil es uno de los países que menos sufrió la crisis económica, fue muy favorecida con la crisis económica, los agro exportadores por las exportaciones a China, la exportación de acero, exportación de la soja y eso a costa del desmandamiento de la Amazonía.

Con el Gobierno del presidente Lula la Amazonía siguió siendo deforestada y con el gobierno de Lula también se paró la reforma agraria. No avanzó la reforma agraria. El MST (Movimiento Sin Tierra), tuvo que seguir ocupando tierras, fue criminalizado, tiene muertos como tenía antes. En realidad nosotros decimos que el campo, los asentamientos y la reforma agraria se transformaron en una favelización del campo porque son pequeñas propiedades muy lejos de los centros de distribución y de consumo con una infraestructura de caminos que no existe. Mientras que el agro negocio, los biocombustibles se adueñaron de los mejores campos y de las mejores extensiones de tierra que tiene enorme que tiene Brasil, un país continente que tiene una riqueza enorme en ese sentido. Entonces esas son las grandes contradicciones que hay en Brasil hoy día no se han resuelto.

Un punto muy importante ahora que muestra esa contradicción esa gran desigualdad y ese aparecer de Presidente Lula con un prestigio muy grande que ha ganado Brasil, sede de la Olimpiada y sede del Campeonato del mundo. Y al mismo tiempo en estos días en Río de Janeiro murieron mas 250 personas en los derrumbes provocados por las lluvias. Pero la lluvia no fue la causa, la causa es la favelización de Río de Janeiro el 30 % de la población vive en condiciones imposibles de vivir cuando hay una tormenta los derrumbes, sepultaron casas, hogares, familias, trabajadores y ese es el Brasil que vivimos ahora.

Frente a ese Brasil el Partido Socialista y Libertades, que es nuestro partido, se presenta como una alternativa a esa falsa polarización que existe entre la socialdemocracia el partido de Fernando Henrique Cardoso y el PT.

El PT, para gobernar, también tomó un decisión desnaturalizo totalmente las bases del partido no solo por la gestión gubernamental sino por el tipo de alianzas electorales que estableció, porque estableció alianzas electorales con el PMDB un partido de José Cesar Nei que es un ladrón

El dilema de los movimientos sociales en Brasil

DE: ¿Qué también fue alcalde?

PF: No, Cesar Nei fue gobernador de Marañón, fue gobernador en Bareri y fue presidente del senado y fue destituido del senado por los altos casos de corrupción que tuvo, y con ese partido es el que alía el PT para ir a elecciones ahora, ese es la situación.

DE: El movimiento popular, los movimientos sociales en Brasil durante estos ocho años de Lula, ¿han logrado organizarse más el movimiento sindical de Brasil, que es uno de los mejores organizados en América Latina?

PF: No, lo que pasó es que la CUT fue una gran central sindical democrática clasista fundada cuando se fundó el PT en el comienzo de los ochenta, esa gran sindical que fue muy combativa y dirigió grandes luchas durante la época de Fernando Henrique Cardoso. Con el gobierno del Presidente Lula se transformó y fue cooptada por el gobierno. Sus dirigentes fueron al Ministerio de trabajo primero a puestos importantes y no solo coptó a la CUT, sino que coptó a otras centrales de derecha importantes que Fuerza Sindical que es del Partido Democrático Trabalhista (PDT). Entonces una gran parte del movimiento sindical fue coptado por esa vía, las direcciones fueron cooptadas con una concesión importante. Entran fortunas enormes en los sindicatos, el descuento en nomina todos los trabajadores le descuentan para el sindicato sean afiliados.

DE: ¿En la planilla?

PF: Exactamente, se llama descuento en nomina, le descuentan para el sindicato sea afiliado o sea que ya el sindicato ya no tiene tanto interés en defender al obrero porque sabe que el obrero le va a pagar y le va a mantener, entonces la burocracia se ha fortalecido en los sindicatos.

En contraposición, el MST no esta la misma situación aunque el MST al depender tanto de ciertas financiaciones de sus proyectos que hace el gobierno del Presidente Lula, no enfrenta frontalmente aunque sigue sus ocupaciones de tierra. Si hay sindicatos independientes. Ahora se esta organizando una nueva central sindical donde esta el PSOL u otras fuerzas de izquierda pero es minoritario, porque no ha habido grandes luchas sociales a diferencias de lo que pasó en otros países de Latinoamérica en Argentina huelgas del Metro, las grandes movilizaciones que tuvo Bolivia o Ecuador. Brasil es un país en donde la lucha de clases ha sido más lenta y es más lenta. Eso se explica también por dos razones: La cooptación de las direcciones sindicales y por el otro lado por el hecho que la situación económica no ha sido tan agudizada como en otros países con la crisis económica.

La subpotencia en América Latina

DE: También hemos visto que durante los ocho años del Presidente Lula, Brasil se ha expuesto poco así ante la comunidad internacional, sobre todo América Latina, como un nuevo poder, un súper poder que ha surgido no solo desde el punto de vista económica sino también militar. Hay grandes trasnacionales brasileras que están compitiendo el mercado latinoamericano con los gringos, con la Unión Europea y también con Japón. ¿Cómo analiza la izquierda brasilera este hecho?

PF: Eso es una discusión en la izquierda brasilera porque hay una contradicción también porque en un sentido Brasil es dependiente del capital internacional y sigue siendo dependiente. Esa historia que Brasil aporta al Fondo; la deuda publica de Brasil porque Brasil transformó su deuda externa en deuda publica y la deuda publica es el 30% del presupuesto nacional. Brasil depende de los capitales internacionales y tiene una gran deuda pública con los bancos y mediante bonos y todos los derivados y todo lo que ya conocemos. Al mismo tiempo que tiene esa dependencia, como tú dices, la crisis económica mundial del surgimiento de los Briggs que es un hecho objetivo, Brasil tiene elementos fuertes de su potencia en relación a los otros países Latinoamericanos. El papel que jugó con el gas con Bolivia que, para favorecer a la burguesía Paulista (Sao Paulo), le están pagando miserias, el presidente Evo correctamente nacionalizó la destilería de la Petrobrás. Pero como la Petrobrás que podemos llamar, como tú dijiste; multinacionales, sí, Brasil entró en la mundialización del capital con grandes empresas. Una de ellas es la Petrobrás, otra es la Yerdao, otra Odebrecht, grandes empresas constructoras que están construyendo en muchos lugares en muchos países.

Y en cierta medida son subpotencias y subimperialismos porque en relación a Paraguay, por el agua utilización de la represa de Itaipú, se dice que va a ver un acuerdo pero todavía no hubo nada, la invasión de grandes soyeros brasileños que tienen un capital mas dinámico entrando en regiones paraguayas que une con bolivianas a hacer cultivo de soja, las explotaciones que Petrobrás esta haciendo en otros países, la compra de gran parte del petróleo de las petroleras argentinas por Petrobrás, y no solo petróleo sino frigoríficos también, la más grande cementera.

O sea; Brasil transformó en un país, en un papel de subpotencia en una alianza con el imperialismo que yo llamaría una alianza con conflictos. No es alianza, no es un socio menor o una agente solo menor, sino que juega su propia política como la juega China con Estados Unidos y en Latinoamérica juega esa política de colchón, llameémosle entre Estados Unidos y el movimiento progresivo que hay en Latinoamérica que es los países del ALBA, el proceso bolivariano. Entonces Brasil a veces toma una actitud internacional que parece progresiva pero en definitiva su política es de contención del proceso para que no vaya mas allá por sus propios intereses económicos ya generados en Brasil que son los intereses de una subpotencia.

La diferencia entre el ALBA y lo que es el MERCOSUR

DE: Hablando Pedro justamente un poco de las contradicciones como uno ve la política exterior de Brasil, porque ha tratado a distinguirse como más o menos el líder del continente Latinoamericano, pero vemos que tiene relaciones bastante fuerte con Venezuela, dice que cada tres meses se encuentra con Chávez en un lugar tanto en Venezuela o en Brasil y tiene varios proyectos comerciales de industria, tanto en la zona de frontera como de ambos países como en faja de Orinoco, como también de diferentes ciudades en Brasil. Y al mismo tiempo están vendiendo aviones de guerra al régimen de Colombia del ex Presidente Álvaro Uribe, al mismo tiempo que Lula ha protestado contra la instalación de siete bases militares de Estados Unidos en territorio colombiano. Es decir, ¿hay una visión poco contradictoria a lo que se dice y se hace?

PF: ¡Si claro! Primero fue muy en contra de las bases militares pero después que fue la Secretaria de Estado Hillary Clinton a Brasil, ellos cambiaron de posición, consideraron que eran bases solo para el desplazamiento interno en Colombia. Cambiaron la posición. Y como tú dices, hay un doble juego.

Esta la refinería Abreu e Lima, que Venezuela y Brasil asociados están haciendo en Pernambuco, es verdad eso. También hay una disputa por el precio, hay una disputa, no es todo tan simple con Venezuela, no es una ayuda, es decir no es una asociación democrática igualitaria que establece Brasil con los distintos países. Es muy distinto al ALBA, o sea el ALBA que se inició digamos para mi simbólicamente el ALBA cuando Venezuela dio petróleo muy barato a Cuba y Cuba mandó los profesores y los médicos. Ese tipo de asociación no es la que establece el Presidente Lula con ningún país, ni es la asociación del MERCOSUR, el MERCOSUR es una pelea intensa permanente entre grandes monopolios del lado brasilero, con la burguesía argentina, y es así, no hay ninguna similitud entre lo que es el ALBA y lo que es el MERCOSUR y la política de Luna Azul y todo lo demás del Presidente Lula es limitada, él no es gran partidario del Banco del Sur.

DE: Justamente se ha notado…

PF: Se ha notado que no es partidario del Banco del Sur, porque evidentemente sería un banco que tendría que compartir con instituciones estatales de alguna manera que no es el interés de los grandes multinacionales y los grandes bancos extranjeros que tienen mucho peso en Brasil, porque Brasil tiene el 50% de la banca extranjera y no tenemos que olvidarnos de eso. Entonces esas son las contradicciones que hay, si se quiere decir. Por eso creo que la definición es un SubImperialismo con elementos de asociación con ciertos conflictos por defender sus propios intereses de Subpotencia de Brasil en relación a Estados Unidos, con crisis sobre las subvenciones yanquis a las naranjas, al maíz, etcétera, pero que no pasa de ahí.

Tú me preguntabas también...

Aviones brasileños bombardean guerrilleros colombianos

DE: ¿De la venta de aviones de guerra (Súper Tucán) a Colombia?

PF: Bueno ahí está, ese es el interés comercial de Brasil y es de lucro, porque la Embrear es una empresa estatal que vende aviones, es una empresa de capital estatal. Y evidentemente y está vinculada con ese recule que hizo en relación a las bases americanas en Colombia.

Hay una relación histórica entre la burguesía brasilera y la burguesía de Estados Unidos que no hay que olvidar, porque la dictadura brasilera de 1964 fue la primer dictadura en Latinoamérica, mucho anterior a las dictaduras del 1970 de Argentina Chile y demás, y una colaboración de estrecha de Estados Unidos con Brasil fue hecha al servicio de la cierta industrialización de Brasil pero esencialmente para contener el proceso de la Revolución Cubana que se estaba expandiendo en Latinoamérica. Y que entonces ahí entró Brasil perfectamente como país continente, como era el país más entro en cierto apoyo de Estados Unidos para industrializar e imponer una dictadura que fue la dictadura más larga de Latinoamérica, no nos olvidemos que duró 21 años, no me recuerdo pero fue más de 20 años, y una cosa anexa a eso es que los militares no han sido juzgados. Es decir; hay amnistía, la amnistía fue para todos pero la amnistía para todos hace que toda la cúpula militar, hubo mil desaparecidos, que hizo las matanzas de Naragua en muchos lugares, periodistas desaparecidos y un caso simbólico fue el de Gerson, un periodista que murió torturado y todos esos militares están en libertad total muy diferente de lo que pasó en Argentina y otros países y esperemos que pase en otros países, es una lucha todavía no se ha avanzado un milímetro en ese sentido.

Lula y el golpe en Honduras

DE: Digamos que el Presidente Lula ha sido un personaje como mas o menos Obama, dice que Obama tiene opiniones, posiciones pero no tiene el espacio de maniobra porque el complejo militar industrial es siempre el poder verdadero en Estados Unidos de hacer la guerra en Irak y planeando etc., pero Lula a veces con sus declaraciones son bastante positivas fuertes en relación últimamente al Golpe de Estado en Honduras...

PF: Ahí jugo un papel positivo en eso no se puede dudar, por eso mismo ese papel de asociación conflictiva de Subpotencia que a veces necesita tener independencia o sino perdería todo el espacio político que tiene que ganar el Latinoamérica y en otros lugares. Como es lo mismo en el caso de Irán, el caso de Irán el llama a que haya negociaciones en contra de las sanciones militares, perdón económicas distanciando de China en cierta medida en eso, en ese sentido porque lo puede hacer porque se apoya en país que ha surgido en este momento como la crisis económica mundial, la decadencia de Estados Unidos, la crisis que vemos en Europa como la crisis con los griegos, Europa como proyecto de reemplazo de la hegemonía de Estados Unidos no dio posibilidades, no tuvo, no existe, no tiene y la economía yanqui es la mas golpeada, la economía China es la más desarrollada la que menos. Entonces Brasil entra un poco en ese proceso y eso le permite cierto margen de independencia...

La consulta de Lula a sus “bases”

DE: ¿Un juego inteligente?

PF: Si un juego inteligente que hacía fuera puede ser así, pero hacía adentro no lo es, hacía dentro no hay concesiones ninguna, hacía dentro es el gobierno de las grandes multinacionales y de la agroindustria como lo central, una anécdota... Le preguntaron a Lula si el iba por tercera elección y había toda una presión en el partido que él fuera reelecto de nuevo como se hicieron en otros países. Y él tenía un apoyo social y de la población grande para poder hacer eso. Pero no hizo porque él respeta mucho la regla del juego de la burguesía pero la anécdota es la siguiente. Habían unos diputados que ya estaban en eso promoviendo esa reelección y entonces le pregunta un diputado a Lula ¿“Que hacemos con eso”?, y Lula le dice: “Tengo que consultar a las bases”. ¿”Y que bases”? le pregunta entonces el periodista y Lula le dice “A la avenida Paulista”. Y esa avenida es donde están todos los bancos, está la FÍES, Federación de las Industrias del Estado de São Paul.

DE: Y también cuando él hizo las declaraciones, estando allá en Cuba hace poco con Fidel, algunos periodistas brasileros le preguntaron sobre la muerte de ese personaje en huelga de hambre que prácticamente se suicidio, dijo, “Como sería que todos los delincuentes en las cárceles de Sao Pablo iba a exigir Internet, cocina, Tele de color”, etcétera.

PF: Exactamente. Ese es el doble juego que hace también para no perder esa autoridad que tiene de ser el que dirige Latino América. Y eso le sirve para negociar con Estados Unidos, no le sirve a los pueblos, le sirve a la burguesía brasilera para tener mejores relaciones y negociar en mejores condiciones con Estados Unidos para su propio interés.

Los temas centrales de la campaña electoral

DE: Quisiera rondar la entrevista ¿Cuales son los temas políticos que el partido suyo presenta ahora en la campaña electoral?

PF: En la campaña electoral hay que romper esa falsa polarización de que un lado esta la derecha y al otro lado esta Lula.

Los temas centrales de la campaña son por un lado lo que la corrupción que sigue siendo un problema terrible, intrínsico del sistema capitalista en Brasil es vergonzante como se roba, se roba y se le saca a los pobres. Ese es un tema muy importante.

El tema económico que tiene una importancia grande en el sentido de que nosotros no estamos por las migajas que da el gobierno con la bolsa familiar sino por reestablecer la economía de otra manera, aumentando los salarios a los trabajadores, aumentando el marcado interno, la reforma agraria que es otro tema que esta parado y el otro gran problema es el problema ecológico.

En Brasil se esta por hacer la tercera represa mas grande del mundo que es en Vermont que es plena Amazona y eso va a significar una inundación de miles de hectáreas y desaparición de indígenas, desaparición de especies. Es un ataque directo a la Amazonía, que va ser energía para las grandes empresas, energía privatizada, va a ser una empresa privada.

Entonces esos son algunos de los grandes temas que tenemos planteados en la campaña electoral que vamos a enfrentar ahora.

En el fondo nosotros somos un Nuevo Partido para hacer Una Nueva Política, una política que va por el lado de la política de otros gobiernos latinoamericanos y no lo que está siguiendo el gobierno de Presidente Lula.

DE: Muchísimas gracias Pedro y les deseamos toda la suerte en la campaña electoral y que sea un buen resultado para que la izquierda brasilera crezca también.

PF: Que la izquierda brasilera exista en estas elecciones y muestre que hay una alternativa de poder diferentes a estas que hay ahora país.