viernes, 15 de octubre de 2010

Francia: Falta combustible por huelga contra reforma

ANSA

Las doce refinerías de petróleo de Francia realizaron hoy una huelga en contra de la reforma del sistema de jubilaciones, lo que obligó al cierre del oleoducto que abastece a los aeropuertos parisinos Royssi y Orly, mientras unas 150 personas fueron detenidas durante las manifestaciones de apoyo realizadas por estudiantes.

Al mismo tiempo varios depósitos continúan tomados por los trabajadores y cientos de gasolineras padecen desabastecimiento de combustible.

La impresión generalizada es que la protesta está superando el umbral que el presidente Nicolas Sarkozy había prefigurado e incluso el propio sindicato no parece en condiciones de controlar y administrar la situación.

Fuentes sindicales confirmaron hoy que las últimas refinerías en adherir a las medidas de fuerza fueron las de la región de Seine-Martimo y de Reichstett.

La situación es confusa porque el gobierno había ordenado liberar los depósitos de combustibles tomados por los manifestantes, pero luego de que la policía dispersara a los trabajadores, otros grupos volvieron a ocuparlas.

"No podemos permitir la falta de combustible. Es necesario pensar en todos los que necesitan trasladarse, en los camioneros, en todo lo que constituye la vida de nuestro país", precisó el gobierno francés.

La policía explicó que logró terminar con el bloqueo de tres de los depósitos de combustibles tomados. La toma de las refinerías preocupa no sólo al gobierno, también a centenares de ciudadanos que decidieron hacer filas largas en las estaciones de servicio para evitar quedarse sin gasolina en los próximos días.

La situación empeora porque hay cientos de gasolineras que no tienen combustible por el paro de las refinerías. La Unión de los importadores petrolíferos independientes (Uip) afirmó que cientos de gasolineras están afectadas por el paro.

Hoy, además, unas 150 personas fueron detenidas en Francia por la policía durante las manifestaciones de los estudiantes, que salieron nuevamente a las calles de todo el país contra la reforma del sistema de jubilaciones, informó el ministerio del Interior.

Las movilizaciones se extendieron a Bordeaux, donde algunos automóviles y vidrieras de negocios del centro de la ciudad fueron dañados.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.