viernes, 16 de abril de 2010

Crónica de un viaje por el México militarizado

Juan José Carrillo Nieto (especial para ARGENPRESS.info)

Antes de que Felipe Calderón tomara el poder en México por la vía del fraude electoral, viajar en las carreteras del país, sin duda significaba admirar bellos paisajes, montañas, bosques, algunas lagunas, entre otros. Si se viajaba al sur, Chiapas y Oaxaca eran el antecedente de la militarización, si bien se observaba la actitud hostil contra las comunidades zapatistas, había por momentos, cierta discreción gubernamental en su acoso. A partir de que Calderón decidió la militarización, el nivel de violencia se ha ido extendiendo a lo largo y ancho del país. El estado de Michoacán, uno de los que más gente expulsa a los Estados Unidos para trabajar como migrantes, es uno de tantos focos de violencia que se ha generalizado de manera alarmante.

El pasado mes de diciembre, un grupo de amigos decidimos organizarnos para conocer ciertos rincones del país, aprovechando una semana de vacaciones. Había la intención de llegar, tras dos o tres días de camino, a un lugar de playas sin hoteles, con lugares para acampar, ahorrar dinero y disfrutar de la naturaleza en el estado de Michoacán.

Al salir de la Ciudad de México, todo parecía un viaje común, sin embargo, al tiempo que nos alejábamos, comenzaban a aparecer grupos de policías federales fuertemente armados, en 3, 4, 5, 6 ó más camionetas. Cabe señalar, que la Policía Federal está formada por militares en activo, por lo que una de sus posibles diferencias es el uniforme. Al llegar a la ciudad de Morelia, que era el lugar intermedio entre el DF y las playas michoacanas, era común observar a los policías federales, entrando y saliendo de la ciudad, viajando por las carreteras para distintos rumbos, siempre en grupo.

Tras otro día de viaje, llegamos a la Ciudad de Lázaro Cárdenas, cruzando por los ahora famosos puentes de la presa del “Infiernillo” lugar común para colgar cabezas en Michoacán, desde que Calderón lanzó su guerra contra el narcotráfico.

Quedaban sólo unas cuantas horas al norte, para llegar al lugar prometido, playas sin hoteles, paisajes, sol. Pero el camino ya no era una autopista sino una carretera, con curvas peligrosas, y que pasaba pueblo por pueblo a lo largo de la costa; los paisajes, sin duda, eran espectaculares. En este momento, el panorama cambió radicalmente, pues encontramos un retén militar, y el patrullaje de los policías federales era ya constante. Además, sus armas estaban fuera, apuntando a lo que se movía. Los policías tenían su rostro cubierto con pasamontañas... y apuntando a sus alrededores. Lo peor: entraban de esa manera en cada pueblo, rutinariamente.

No es el tema de esta crónica conocer de las habilidades de quien conducía el automóvil, pero si es importante señalar que alrededor del medio día el auto salió de la carretera, y sin heridos de por medio, nos dejó al pie de un barranco entre dos de estos pueblos. El accidente ocasionó que estuviéramos parados todo el día al pie de la carretera, esperando a una grúa que trasladara el auto y poder viajar al pueblo más cercano para hacer las respectivas llamadas telefónicas. Me tocó trasladarme al pueblo, y esperar a la entrada de éste, la llegada de la grúa. Fueron alrededor de 6 ó 7 horas de espera, y como estaba a la entrada del pueblo, veía el ingreso de la Policía Federal, con las características que antes señalé: autos blindados, policías encapuchados y armas apuntando hacia todos lados: comercios, casas, arbustos, calles. Al mismo tiempo, gente que prefería entrar a los comercios y casas, y de alguna forma huir de aquella imagen y de la mirilla de las armas; y otros tantos, que preferían seguir sus vidas, como si nada estuviese ocurriendo, como si la militarización fuera un fantasma, como si Calderón nunca hubiese tomado el poder y no existiera esta guerra.

Tuve la necesidad de tomar un taxi varias veces en aquel día. En ese pequeño pueblo había pocos taxis, y siempre viaje en el mismo, por lo que aproveche para conversar con el conductor, hacerle preguntas, remover sus pensamientos, conocer sus conclusiones.

El conductor, primero con desconfianza, dijo que la política del país estaba mal, sin mayor detalle. Pero con el paso de las horas, y los viajes, tuvo la confianza para decir lo que él pensaba y las preguntas que rondaban su mente: ¿Por qué Calderón en lugar de llevar militares a Michoacán, no llevaba escuelas? ¿Por qué Calderón no fomenta el empleo bien pagado, para que la gente decida trabajar en actividades legales? Incluso, aceptó que el tráfico es común aquellas comunidades, y que él mismo, en algunas ocasiones había hecho algún traslado para comprarle comida a su familia o llevar dinero adicional a su casa. Cuando pasaban las camionetas de la policía, comentó la antipatía que despertaban en los pueblos y comunidades, pues estos llegaban a amedrentar, actitud que contrastaba con la de algunos traficantes, que incluso han apoyado a algunos pueblos construyendo un camino o apoyando económicamente alguna escuela pública. Para el conductor, la opinión generalizada en las comunidades, es que Felipe Calderón, intencionalmente, intenta aniquilar los pueblos, ya sea por la vía del hambre, o por la de las balas.

Ya anocheciendo llegó la grúa por el auto, el exceso de militares no servía para este tipo de casos. Por si fuera poco el susto del accidente, debíamos trasladarnos a las instalaciones de la policía para rendir declaración, pagar la multa por el daño a la carretera y liberar el automóvil, serían alrededor de las 21:30 de la noche.

El aspecto del lugar, simplemente era espeluznante, pues en el mes de septiembre había sido atacado por grupos armados en la madrugada. Para poder llegar a la oficina y hablar con el jefe, había que atravesar el patio y pasar detrás de la barda de costales de grava y líneas de acero que protegían las instalaciones de la policía; entre estas bardas artificiales y las de la oficina había, a lo más, un metro de distancia. A lo largo y ancho de los muros se encontraban las huellas de las balas que habían recibido en ataques recientes, y al menos dos huellas de granadas en las esquinas también decoraban el ambiente. Prácticamente todos los cristales estaban rotos e increíblemente, había al frente y descubierto, un tanque de gas butano para la cocina, al que por suerte no había atinado ninguna bala en el ataque, pero que a 3 meses de ocurrido el ataque, tampoco había sido cambiado de lugar.

Uno esperaría que en uno de los centros de la ofensiva contra el narcotráfico, ante la cantidad de recursos económicos que se gastan en ella, el elevado número de muertes violentas que se han extendido a todo el país, pero sobre todo, estando frente a quienes participan en dicha guerra, habría un respeto a la institucionalidad, y seriedad de las circunstancias. Sin embargo, la realidad se impuso para darle el toque final a la escena: tres policías viendo televisión. Uno de ellos, se acercó, nos llevó entre el muro de la oficina y el muro artificial, y amablemente nos comentó la difícil situación económica del país, así como el ánimo que tenía para ayudarnos a liberar el auto, y sobretodo, para poner a nuestra consideración las opciones: i) pagar una multa de dos meses de salario y esperar varios días para la liberación del auto, ii) poner un rubro distinto a la multa para bajar la cantidad de dinero y esperar los mismos días, iii) “poner media multa” -con lo incoherente que suena- y esperar los mismos días, ó iv) esperar una propuesta nuestra para no poner multa.

Hace unas cuantas semanas, una serie de nuevos ataques contra aquella estación policial terminaron asesinando a los integrantes de la policía que se encontraban en aquel lugar, y a las personas que , de acuerdo a los noticieros, estaban pagando las multas por los accidentes viales de aquella carretera.

La imagen deja una sensación de impotencia que muestra la fragilidad institucional de este país y las debilidades e incoherencias de esta guerra, que ha cobrado la vida, en 3 años, de más de 22 mil personas. No se trata de reforzar las instituciones de dominación en México, y revestirlas de seriedad y solemnidad, sino de seguir señalando el absurdo que significa emprender una guerra de limpieza contra un grupo social, así sean los “delincuentes”, tal y como Calderón lo hizo público en diciembre de 2006: “¡Limpiemos México de los delincuentes!”

En el discurso oficial, es decir, el de Calderón, la gran mayoría de los asesinados son delincuentes. Sorprende que un país tenga más de 22 mil de ellos asesinados en la calle y todavía tenga saturadas las cárceles del país. ¿Cómo puede una población tener tanta vocación para cometer delitos? En un país con tal cantidad de malhechores, cualquier persona debe ser culpable, en tanto no demuestre lo contrario.

Tengo la impresión de que se están cansando los rostros de aquellos delincuentes potenciales que se esconden en las casas, calles y locales, de la mirilla de las armas en las visitas militares a sus pueblos. La historia ha demostrado que los pueblos se cansan de ser acusados de ser culpables.

Foto: México - Vestido de militar, el presidente Felipe Calderón rinde "tributo" a las Fuerzas Armadas. / Autor: LA JORNADA

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Costa Rica: Crisis de la educación. Hacia una propuesta progresista

Luis Paulino Vargas Solís (especial para ARGENPRESS.info)

Vivimos un período histórico de profundos cambios. El capitalismo viene experimentado una mutación de muy amplio alcance, vinculada al desarrollo de las tecnologías de la información, el nuevo papel que desempeña el conocimiento en la generación de valor, el desarrollo de industrias y bienes informacionales, y la tendencia a la mercantilización generalizada de la cultura y las relaciones sociales. El avance de los procesos de automatización de la producción y transnacionalización de las inversiones –la así llamada globalización- llevan el desempleo y la precarización laboral a niveles inéditos e introduce en la vida de las personas y las sociedades factores de incertidumbre que durante el período del capitalismo fordista se creían haber controlado de forma relativamente satisfactoria.

Los estados nación están también bajo asedio. No significa que vayan a desaparecer en la marea incontrolable de un mercado mundial que presuntamente se globalizaría por completo. La crisis económica mundial ha venido a recordarle al capitalismo que no le resultará tan fácil prescindir del Estado. No obstante lo anterior, sí es cierto que la deriva de los capitales a nivel mundial y los procesos de reubicación de las inversiones y la producción, introducen múltiples presiones que debilitan algunos parámetros fundamentales en que se han asentado históricamente los sistemas políticos y el desarrollo de las economías a nivel nacional.

Estos fenómenos adquieren formas diversas y manifestaciones más o menos agudas, según el contexto económico, socio-cultural e histórico de que se trate. No es lo mismo en nuestra pequeña Costa Rica que en Brasil, pero, de hecho, ni siquiera es lo mismo para Francia o Alemania que para Estados Unidos. Y, sin embargo, las tendencias fundamentales se manifiestan en casi todos lados con algunos rasgos básicos más o menos comunes.

Una parte muy significativa del proceso trasciende al capitalismo en cuanto modo de producción. Este último está experimentando cambios de una envergadura tal que, con mucha seguridad, definen una nueva etapa en su devenir histórico. Digo nueva, no mejor, ya que por muchas razones se podría hablar más bien de descomposición y decadencia. Pero al mismo tiempo, y más allá de los ámbitos de la producción y los mercados, las sociedades están experimentando profundos cambios. En parte significativa estos están asociados a los mismos factores –incluso de naturaleza tecnológica- que están impactando sobre lo económico. Pero el caso es que sus manifestaciones en lo social y cultural a menudo divergen –a veces radicalmente- de las que se observan en la economía.

Esos cambios impactan, primero que nada, sobre las instituciones básicas de la modernidad, incluyendo el patriarcado, la religión y la escuela, sin olvidar los profundos impactos en lo político. Lo que acontece quizá pueda ser representado simplificadamente de la siguiente forma: emerge y explota un mundo diverso, sorprendentemente rico y heterogéneo, el cual inercialmente rompe con los límites que aquellas instituciones imponían. Estas se resquebrajan y fracturan. De ellas va quedando un remedo de estructura, agujereado e informe.

No son procesos que se den linealmente ni mucho menos de forma armoniosa. Incluso hay momentos en que asumen formas equívocas, como si de un renovado fortalecimiento se tratara. Esto lo observamos muy claramente en el caso de la religión, donde la proliferación de sectas fundamentalistas transmite la idea de un renacer religioso que se da en desmedro del decadente catolicismo institucional. Y, sin embargo, es cuanto menos cuestionable la perdurabilidad de tales experimentos, vista la creativa dispersión de iglesias y pastores iluminados, y dado el grado de corrupción que los carcome y su enfermiza renuncia a la inteligencia y el raciocinio. Seguramente la desesperanza que introducen los desequilibrios del capitalismo alimenta la escapatoria hacia el fundamentalismo religioso. Pero ello tiene todas las trazas de una fuga al vacío, sin futuro ni sostenibilidad.

El patriarcado sufre un ataque masivo por todos los flancos y, en consecuencia, un agudo proceso de descomposición. Las mujeres exigen igualdad de derechos; replantear las relaciones de género; libertad para estudiar y trabajar fuera de casa; autonomía sobre sus cuerpos. Las juventudes reconstruyen sus expresiones culturales y se sacuden del yugo del autoritarismo. Muchos hombres toman conciencia de las graves desventajas que conlleva el papel de macho dominante. Y encima resulta que, cada vez más, se hace evidente que ni la heterosexualidad obligatoria ni la existencia de dos únicos géneros tiene nada de natural, cuando lo natural es más bien la diversidad tanto en la orientación sexual como en la identidad de género.

El capitalismo intenta adueñarse de estos procesos de cambio y someterlos a la avaricia y el peculio. Ello es especialmente claro en esta etapa del capitalismo desmaterializado, el cual pretende someter íntegramente toda la cultura (y la naturaleza) al criterio mercantil. Y, sin embargo, es posible que tan solo lo logre de forma apenas parcial. Lo cierto es que hay procesos de recomposición socio-cultural que tienen el potencial de retar las bases mismas de la organización capitalista de la economía. Esta es como al modo de una especie de reflejo en el espejo del patriarcado y la religión: autoritario, jerarquizado y pletórico de mitos. No por casualidad discrimina sistemáticamente a las mujeres, a las juventudes, a las personas sexualmente diversas, a las etnias no blancas, a las personas mayores. Imaginemos entonces lo que para el capitalismo podría implicar una crítica radical desde el género, la diversidad sexual, las juventudes y vejentudes, el indigenismo.

¿Y la escuela, o sea, la educación? Recordemos que esta es una institución cuyo diseño histórico tiene como parámetros fundamentales los del dominio del patriarcado y la religión y las exigencias productivistas del capitalismo. En la actual etapa, el capitalismo busca profundizar la instrumentalización de la educación a todos los niveles. Ello la empobrece en lo ético y cultural. Pero, desde otra perspectiva, los profundos cambios socio-culturales que se experimentan resquebrajan la institución escolar ya que la enfrentan a un mundo que no es aquel para el cual fue diseñada. Es como al modo de una profunda crisis de identidad: lo que la escuela es –esencialmente un centro de disciplinamiento según lo demandaban el capitalismo nacional, el patriarcado y la religión- sufre un desajuste de fondo frente al capitalismo informacional y transnacionalizado; frente al patriarcado en decadencia; frente a la religión en descomposición.

Volveré sobre estos asuntos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Yo, Piñera

Álvaro Cuadra (especial para ARGENPRESS.info)

La figura de los presidentes de Chile ha sido, históricamente, tema privilegiado de la investigación periodística. El flamante presidente, señor Sebastián Piñera no ha sido la excepción. Acaba de aparecer un libro titulado Yo, Piñera, del experimentado investigador periodístico Ernesto Carmona . Se trata, por cierto, de un libro que va más allá de la condición de multimillonario adscrita al nuevo presidente; de hecho, ocupa el lugar 437 entre los hombres más ricos del mundo, según la revista norteamericana Forbes.

El talento de Carmona logra conjugar un tema de gran actualidad con un aspecto poco explorado y hasta desconocido del personaje que podríamos llamar el “Piñera Político” Las interrogantes que se plantea este hábil investigador son tan perspicaces como polémicas y sirven para trazar una silueta del nuevo mandatario, entre ellas destacamos las siguientes: ¿Cómo, cuándo y dónde hizo Piñera sus primeras armas en la política?; Efectivamente, ¿fue miembro del Partido Demócrata Cristiano?; ¿Cómo fue su relación real con Pinochet?; ¿Qué dirección tomará su política exterior?; ¿Qué influencia tendrán en su gobiernos las facciones fundamentalistas católicas –Opus Dei, Legionarios de Cristo, Schöensttat y otros– a que pertenecen varios de sus colaboradores clave?

El libro va respondiendo a cada una de las preguntas que se plantea utilizando una pluma diestra y un amplio espectro documental, desnudando de manera certera una telaraña de relaciones económicas, políticas y sociales que tejen la enmarañada red de poder de la derecha chilena actual. Surge así la imagen de un hombre pragmático, ambicioso y sagaz, con una gran capacidad de trabajo. Como escribe Carmona, citando a uno de los jóvenes que rodea al presidente: “La dinámica de Piñera es establecer proyectos, objetivos, metas, plazos y delivery (resultados). La metodología de gestión es cómoda, flexible, no tiene que ver con marcar tarjeta, no hay dress code (código de vestuario). La clave es que se respeta la libertad del proceso, pero lo que importa es el resultado”

El libro Yo, Piñera no sólo establece las coordenadas de la historia reciente de la derecha chilena sino que, advierte con lucidez el papel en el ámbito regional que pretende jugar el primer gobierno derechista en más medio siglo. Tal como señala Ernesto Carmona: “La condena a Cuba por la defunción del preso cubano Orlando ZapataTamayo, tras una huelga de hambre de 85 días, fue leída como reflejo del interés de Piñera en asumir cierto liderazgo –detrás de Estados Unidos– en América Latina, que sería una de sus pretensiones. La aspiración de tal liderazgo apunta a convertirse en contrapeso antagónico a la influencia del venezolano Chávez en la región”.

Yo, Piñera está destinado a ser un libro de cabecera, texto obligado a la hora de hacer consultas y referencias. Su contenido, si bien condensado, abre una rica perspectiva para el análisis político. Debemos agradecer a Mare Nostrum por este verdadero aporte para el público nacional, tan falto de memoria como ayuno de información relevante sobre estos temas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

España: De aquellos polvos, estos lodos

Xavier Caño Tamayo (CCS, especial para ARGENPRESS.info)

El magistrado español Baltasar Garzón (conocido por su implacable trabajo como juez instructor contra terroristas, narcotraficantes, criminales de guerra y grandes estafadores) fue denunciado por dos asociaciones franquistas: la ultraderechista 'Manos Limpias' y Falange Española, el partido fascista español. Acusado de prevaricar por investigar la desaparición de docenas de miles de españoles durante la guerra civil y la dictadura, a petición de familiares y asociaciones de víctimas del franquismo, así como las responsabilidades franquistas en esos crímenes contra la humanidad.

Lo que parecía una pataleta fascista ha conducido a Garzón al banquillo de los acusados. Contra todo pronóstico y razón el Tribunal Supremo de España juzgará a Garzón, que podría ser inhabilitado veinte años. El instructor (un tal Varela) dice que Garzón ha prevaricado por ignorar la ley de Amnistía de 1977. Una ley española de auténtico punto final. Esa ley de Amnistía permitió regresar a republicanos exiliados y liberó de responsabilidad penal a ciudadanos que habían actuado contra la dictadura de Franco. Cierto, pero sobre todo fue un blindaje contra la verdad y contra la justicia. Y por lo visto aún lo es.

En la transición de dictadura a democracia, esa ley consagró la impunidad total de la criminal dictadura franquista. Jaime Pastor, profesor de ciencia política, ha indicado que fue decisión deliberada evitar la justicia, impedir con esa ley que los crímenes de lesa humanidad (que no prescriben nunca) pudieran ser juzgados. Amnistía Internacional juzga insólito que se procese a un juez que busca la verdad, justicia y reparación de más de 100.000 desaparecidos durante la guerra civil y en la dictadura franquista. Una dictadura impuesta a sangre y fuego sobre la cual ya en 1946 la Asamblea General de Naciones Unidas determinó que “en origen, naturaleza, estructura y conducta general, el régimen de Franco es de carácter fascista, establecido en gran parte gracias a la ayuda recibida de la Alemania nazi de Hitler y de la Italia fascista de Mussolini”.

Y sobre la citada ley de Amnistía de 1977, el Comité de Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha instado recientemente a España a derogarla. Porque España firmó el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y ahí se establece que “nada se opondrá al juicio ni a la condena de una persona por actos u omisiones que, en el momento de cometerse, fueran delictivos según los principios generales del derecho reconocidos por la comunidad internacional”. El Pacto recuerda además que las desapariciones forzadas se consideran crímenes contra la humanidad.

¿Quién incumple la ley? Desde luego Garzón, no; puesto que España está obligada a cumplir la legislación internacional que ha firmado y ratificado.

El diario de Hamburgo Die Zeit ha publicado que el caso contra Garzón (una coalición de herederos del fascismo franquista y enemigos personales de Garzón) no es un bochorno nacional español sino un escándalo internacional. The New York Times ha escrito que la suspensión del magistrado sería una parodia de justicia y que los auténticos crímenes son las desapariciones durante la guerra civil y el franquismo.

Alemania juzgó el nazismo y tras la guerra hubo un proceso de desnazificación: depuración de toda influencia nazi en Alemania y Austria. Y hoy se persigue cualquier exaltación o publicidad de tan nefasta ideología. España es vergonzosamente diferente. Franco continúa venciendo después de su muerte, calles y pueblos españoles aún ostentan nombres de ejecutores de la dictadura y una acusación de Garzón, la fascista Falange Española, organiza actos públicos donde enaltece impunemente la dictadura franquista.

Cabe extraer sin embargo algunas esclarecedoras conclusiones de este bochorno. La transición española no fue modélica sino todo lo contrario. Porque en muy buena medida la controlaron franquistas. Y los demócratas pecaron de miedo excesivo y tragaron demasiado. De aquellos polvos, estos lodos.

Afortunadamente, familiares de víctimas de crímenes del franquismo acudirán a los juzgados federales de Argentina a presentar una querella por el genocidio que el general Francisco Franco perpetró en España entre 1936 y 1977. Es posible hacerlo porque la Constitución argentina reconoce la jurisdicción universal para juzgar delitos contra la humanidad.

Es noticia consoladora. Pero en tanto España no borre de su vida política e institucional hasta la última traza de franquismo, no habrá salida. A los hechos me remito.

Xavier Caño Tamayo es periodista y escritor.

Foto: España - El dictador Francisco Franco junto al actual monarca Juan Carlos de Borbón y Sofía de Grecia.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Papel Prensa, Clarín y el gobierno

Alejandro Guerrero (PRENSA OBRERA, especial para ARGENPRESS.info)

La pelea entre el grupo Clarín y el gobierno por Papel Prensa hiede doblemente porque ambos tienen casi toda la razón cuando se disparan con inmundicias sorprendentes.

Pero, ante todo, tienen toda la razón (no casi) los trabajadores de Clarín, cuando se indignan porque la misma patronal que los reprime y explota –y hasta pretende impedirles organizar una comisión interna– se atrevió a defender sus intereses de monopolio con una nota que, canallescamente, firmó "la redacción".

Ernestina Herrera de Noble se apropió de Papel Prensa con el mismo método que usó para apropiarse de sus "hijos": el secuestro y la desaparición de personas, crímenes que otros cometieron por ella.

No miente "la redacción" cuando dice que Lidia Papaleo de Graiver asistió en nombre de su familia –hasta entonces propietaria de Papel Prensa– a una asamblea de accionistas en marzo de 1977. "La redacción" sólo omite un detalle: la señora de Graiver en ese momento estaba secuestrada y en poder de la policía de Ramón Camps. Por eso acierta el embajador de los Kirchner en Estados Unidos, Héctor Timerman, cuando se pregunta: "¿En qué llegó la señora Lidia Graiver a esa asamblea de accionistas? ¿en un taxi o en un Falcon verde?". Con ese sencillo recurso, la dictadura cedió Papel Prensa, a precio vil, al trust constituido por Clarín y La Nación.

Tampoco miente "la redacción" al recordar el papel del propio Timerman en el golpe de 1976, cuando dirigía el miserable diario La Tarde. En su respuesta, Timerman apenas alcanza a recordar que en la mesa de noticias de aquel medio golpista estaba Ricardo Roa, actual editor de Clarín y viejo alcahuete de la burocracia sindical. También tiene razón Timerman cuando habla en su solicitada de "la historia de un asco". Es cierto: el intercambio entre él y la Noble y Héctor Magnetto repugna.

Esto sin empezar a hablar aún del papel del papá de Timerman, Jacobo, quien no sólo transformó su diario La Opinión en portavoz del golpe sino que asesoró personalmente a los militares golpistas, con quienes se reunía en el comedor del hotel Plaza como él mismo confesó en su libro "Caso Camps: punto inicial".

Sí, una historia asquerosa

Papel Prensa SA se constituyó a fines de la década de 1960. La familia Graiver tenía el 75 por ciento del paquete accionario y el Estado nacional el otro 25 por ciento. La firma construyó una gran pastera –más contaminante que Botnia, dígase al pasar– en la zona de San Pedro y Baradero, al norte de la provincia de Buenos Aires. En marzo de 1977 fueron secuestrados por la dictadura el padre, la madre y la esposa de David Graiver, quien, entre otras cosas, había manejado parte de las finanzas de Montoneros y se robó el dinero. En agosto de 1976, David Graiver murió en un extraño accidente de aviación, en México.

Entre agosto de 1976 y marzo de 1977, la familia Graiver negoció con Clarín, La Nación y La Razón la venta de Papel Prensa. Lidia Papaleo e Isidoro Graiver fueron secuestrados en marzo de 1977, después de una reunión con representantes legales y miembros de los directorios de esas empresas periodísticas. Casi de inmediato, los militares comenzaron a perseguir –lo secuestraron y torturaron– a Jacobo Timerman, porque los Graiver eran dueños de La Opinión. Como se ve, aquella persecución no obedeció a la línea editorial "democrática" de Timerman: fue parte de una pugna entre mafiosos.

Los Graiver fueron "juzgados" y condenados, después de "blanquearlos", por un tribunal militar. La condena se dictó sobre la base de testimonios arrancados bajo tortura en el Pozo de Banfield y en el Puesto Vasco, en Bernal. Así consiguió Ernestina Herrera quedarse con Papel Prensa a cambio de monedas. Esto es: se quedó con el monopolio de la fabricación y venta de papel para diarios.

Aquel crimen no estuvo libre de "internas". Por ejemplo, Eduardo Massera se opuso a la compra hostil de Papel Prensa por parte de Clarín y La Nación, porque quería controlar él mismo la producción de papel para diarios en el país y apoderarse de las acciones del grupo Graiver. Cuando el asunto amenazaba pasar a mayores, Jorge Rafael Videla firmó el decreto ley 21.618, en agosto de 1977, que designó interventor en Papel Prensa al capitán de navío Alberto D'Agostino, un compinche de confianza de Massera.

Clarín y sus trabajadores

Tiempo atrás, como para recordar que ante todo es un patrón periodístico, Héctor Timerman conminó a los trabajadores de prensa de Clarín a renunciar para no ser "cómplices" de Noble, Magnetto y compañía.

En principio, se debe recordar una obviedad: la "libertad de prensa" es la libertad de los grandes empresarios para organizar lobbies y campañas sucias en defensa de sus propios intereses, ajenos y opuestos a los del país, a los del pueblo trabajador y, por supuesto, al de sus propios periodistas.

La libertad de prensa sólo será posible en una Argentina reorganizada sobre nuevas bases sociales y económicas, cuando los medios estén en manos de las organizaciones populares y de las expresiones políticas del pueblo en lucha. Entretanto, la "libertad de prensa" sólo será reflejo de pugnas mafiosas como ésta entre Clarín y el gobierno por el manejo del "triple play" y otros negocios y negociados, para lo cual utilizan falazmente conceptos extraños a unos y a otros, como la libertad de expresión y los derechos humanos, que causan repulsión en boca de cómplices, socios y beneficiarios de la dictadura militar.

Foto: Argentina, dictadura militar, medios de comunicación - Jorge Rafael Videla y Ernestina Herrera de Noble (27 de septiembre de 1978).

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Educados, con calidad y equidad empresarial…

Andrés Sarlengo (CONTRAPUNTOS, especial para ARGENPRESS.info)

En la Argentina las escuelas del Bicentenario son galpones a informatizar.

Carlos Del Frade es contundente: “Una cifra que empalma con la realidad nacional: la mitad de las argentinas y los argentinos adultos no terminaron la educación media. La mitad de la población argentina es, en los hechos, semianalfabeta aunque sepa sumar, restar, leer y escribir. Un fenomenal proceso de ingeniería social que hizo de las mayorías populares un espectador del destino impuesto por las élites dominantes (1)”.

La plutocracia nos educa para sus intereses. Asignación universal por hijo, secundario obligatorio y “Un alumno, una computadora”. Pan e Internet como una Roma tecnoinformacional. Entre paredes y bajo techo los chicos no molestan: si aprenden es otra cuestión.

Quizás redunde en esta serie de artículos sobre educación, democracia y política; pero lecciones inolvidables de dos maestros fluyen en mi sangre guaraní: Rodolfo Walsh y Francisco Isauro Arancibia. Rodolfo por su oficio, genio y opción; Francisco por su coherencia inmarchitable.

Roberto Ferro en el prólogo de Caso Satanowsky (de Rodolfo Walsh) afirma: “Antes que una estética de cualquier orden, hay una ética de solidaridad histórica que se impone en la investigación de sucesos borrados, tachados de la memoria colectiva; la marca de Walsh es la politización extrema de la investigación: el enigma está en la sociedad y no es otra cosa que una mentira deliberada que es preciso desvelar con evidencias (2)”.

Así es. Es imprescindible desentrañar quien es quien en política educativa. Los nombres y apellidos de funcionarios y dirigentes son tan importantes como el entramado de decisiones.

Desde Sarmiento a Alberto Sileoni la plutocracia es obsesiva (y perversa) con las normas y su mandatos. Armand Mattelart en la Historia de la Sociedad de la Información cita a G. Canguilheim: “La norma es la que fija lo normal a partir de una decisión normativa (…) Se comienza por las normas gramaticales para terminar por las normas morfológicas de los hombres y de los caballos a los fines de defensa nacional, pasando por las normas industriales e higiénicas. La definición de normas industriales supone una unidad de plan, de dirección, de trabajo, de destino del material construido (3)”.

Del burgués y normalizador Sarmiento al Juan Carlos Tedesco donde “estaríamos ante una circunstancia histórica inédita, donde las capacidades para el desempeño en el proceso productivo, serían las mismas que se requieren para el papel de ciudadano y para el desarrollo personal (4)”.

María de Pauli en su apunte Reforma educativa ¿ilusiones o razones? señala: “Precisamente como expresión de esta celebrada alianza entre el mercado y la educación apareció en la escena pedagógica el binomio conjugado “calidad y equidad” y adquirieron, bajo su tutela, un singular sentido los contenidos del Área Formación ética y ciudadana (4)”.

Más claro: hay que formar jóvenes “competentes, flexibles y diestros en las nuevas tecnologías” (para la obediencia empresarial) y revestidos de una “ética ciudadana”.

María de Pauli es polémica: “El término “calidad (educativa)” fue trasladado casi sin mediaciones del mundo de las mercancías al campo pedagógico… y… se trata de una ponderación de las acciones y sus productos, como medios adecuados para causar determinados fines (4)”.

Más claro: la “calidad educativa” son las habilidades que los alumnos aprenden y las corporaciones demandan y aplauden.

El investigador Andrés Brenner es oportuno: “En el año 1993 se sanciona la Ley Federal de Educación, hay un artículo clave, el número 2, que establece que la función del Estado en materia de política educativa es la de establecer los lineamientos de la calidad educativa y controlar su efectivo cumplimiento (…) El Estado escribe y controla, nada más. ¿Y qué escribe?, que los alumnos deben lograr competencias educativas. La palabra competencia es antigua en la lengua española; pero ¿de dónde se origina esta expresión? En el año 1991, el Departamento de Trabajo de los EE.UU. presenta un estudio en donde se muestran las competencias que requieren las empresas de alto rendimiento y desde ese modelo aparecen las competencias educativas. En la Argentina son promocionadas por intelectuales aparentemente progresistas, muy leídos en las instituciones de formación docente. Esa idea del artículo 2 (LEF) también aparece en la Ley de Educación Nacional (5)”.

La Agencia Periodística del MERCOSUR (APM) en mayo de 2008 subrayó: “El poder blando de Estados Unidos: siete de cada diez conceptos teóricos son producidos por el país del norte (6)”. Y acierta…

De Braslavsky a Skliar, FLACSO y UNESCO mediante, hay que ser competentes.

Me pregunto qué comprenderán CTERA Y AMSAFE (Asociación de Magisterio de Santa Fe) por “calidad y equidad educativa”.

Me pregunto qué “educación integral, permanente y de calidad para todos/as los/las habitantes de la Nación, garantizando la igualdad, gratuidad y equidad en el ejercicio de este derecho, con la participación de los organizaciones sociales y las familias (Artículo 4 de la Ley de Educación Nacional 26.206)”… recibirán los dos millones de adultos y pibes que sobreviven hacinados y empobrecidos en los asentamientos precarios del Gran Buenos Aires (7).

Mientras tanto, según la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL), la inflación de precios en los tres primeros meses del año elevó a 1.835.5 pesos el ingreso mínimo mensual para que una familia tipo no recaiga en la pobreza (8). Pesos de diferencia: es lo que acordó CTERA con el gobierno K como salario inicial docente para el 2010.

María Beatriz Jouve es original en sus Crónicas de una maestra: “A la semana de recién llegadas, una jornada del Ministerio nos estaba esperando. El debate de la nueva ley (26.206) era el único punto del temario (…) La educación de calidad sería la base de una sociedad más justa, y para eso había que volver al primario y al secundario. Lo raro era ver los nombres de los que habían escrito la otra, esta vez diciendo lo contrario (…) Una escuela inclusiva, era el sueño desde hacia tantos años. Ahí estábamos de acuerdo. ¿Pero qué hacíamos para lograrlo? Recomponer la trama, sonaba lindo… pero ¿cómo hacerlo si los padres seguían sin trabajo, si los pibes deambulaban por las esquinas, si los mayores, esos que conservaban el empleo, estaban ausentes por el incremento de las horas de trabajo…? (9)”.

En definitiva, si de Rodolfo Walsh aprendí el oficio de revisar archivos e intentar desvelar las mentiras deliberadas; del maestro Arancibia algunos únicamente se acuerdan los 24 de marzo.

Pero dígame – en efecto- si Arancibia no es aleccionador en estos tiempos con sus definiciones de 1972: “Lo que el Ministerio de Educación llama “Reforma Educativa”, es acentuar los privilegios de clase, y hacer de la educación un monopolio de las clases pudientes, por medio del afianzamiento de las empresas privadas dedicadas a la explotación de la educación (10)”.

Dígame si no es cierto que las escuelas del Bicentenario son esencialmente paredes y techos contenedores de pibes…

¡Por una educación distinta hay seguir luchando, puños apretados!

Notas:
1) Citado en prólogo de Cine y educación. Editorial Ciudad Gótica. Abril 2008.
2) Caso Satanowsky. Rodolfo Walsh. Ediciones de la flor. Quinta edición. 2004.
3) Historia de la sociedad de la información. Armand Mattelart. Paidos comunicación. Junio 2002.
4) Citado en Reformas Educativas… ¿ilusiones o razones? María de Pauli. Amsafe Rosario.
5) Continuó en Uruguay (Seccional de Agmer) el debate educativo con la participación del pedagogo Miguel Andrés Brenner. Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (AGMER). 16/10/09
6) Artículo de Diego Hernán Córdoba.
7) El aumento de la pobreza. Viven más de dos millones en las villas bonaerenses. Corresponsal en La Plata. La Nación. 05/04/2010.
8) Los alimentos acumulan una suba de 15,3 % en tres meses. Según FIEL, en marzo la canasta básica registró un alza de 5,8 %. La Nación. 09/04/2010
9) ¿Se nace o se hace? Crónicas de una maestra. María Beatriz Jouve. Editorial Ciudad Gótica. Julio 2009.
10) La oruga sobre el pizarrón. Francisco Isaura Arancibia, Maestro. Eduardo Rosenzvaig. Ediciones del Pensamiento Nacional. 1993

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

La salud es un bien social, su implementación como tal es una decisión política de los estados... Conversaciones con Floreal Ferrara (IV)

Elena L. González Bazán (especial para ARGENPRESS.info)

.

Los hospitales y la salud son del pueblo,
Como decía Eva.
Floreal Ferrara

16 de junio del 2009

En esta larga conversación con Floreal Ferrara vamos y venimos por los temas que él domina con claridad, para que no nos queden dudas nos explica todo lo referente a que es una política de salud, que es mucho más que planes como el Federal, Remediar u otras facetas. La salud es un bien social, una política de Estado y en manos de la comunidad es la garantía de llegar a los logros esperados.

HABLAMOS DE CHICOS

A.A.: Podemos hablar de los institutos de menores, lugares como el Tovar García y otros.
F.F.: Si esos establecimientos estuvieran en manos de la comunidad se podrían cambiar las cosas. Hace mucho tiempo el que era director del Melchor Romero me informó que tenía unos 800 pacientes que los podía mandar a la casa... Le pregunté si tenía todo lo necesario y estaba decidido.
Me contestó que tenía los familiares, equipos, tengo todo, -me dijo-, volvieron a sus hogares, muchos de ellos con dificultades económicas, pero los apoyamos.

También nos comenta una experiencia en 1987, en una ciudad italiana y otra experiencia en nuestro país, en la provincia Río Negro. "En este caso los mandamos a la casa y luego no los apoyamos", y entonces la realidad es aún peor porque los chicos terminan en lo más grave".
Evidentemente no pueden salir de ese círculo diabólico de un sistema que los condena de antemano.
"Lo más pernicioso es mandar a un niño a un chico a un instituto, hogar de niños, orfanato o cualquiera de esas instituciones" nos repite dice Floreal.
Recuerda al padre Eliseo Morales que hizo con los chicos un trabajo impresionante porque los saco del orfanato. "Los sacó, los hizo jugar, los sociabilizó y los sacó de ese desastre que es como un campo de concentración. No son lugares de readaptación, son para terminar con los chicos..."

Y Floreal está lleno de anécdotas, de experiencias vividas, que recrea permanentemente en la charla, son el mejor ejemplo de que la teoría se concreta en la práctica, y esta, es la comprobación viva de su militancia por la salud.

F.F.: Una anécdota de mi experiencia, en el orfelinato que estaba en Punta Lara, en un lugar que era como un castillo, luego fue un casino y después lo abandonaron. El director del lugar había golpeado a un chico, tremendamente, llego hasta el lugar veo lo que ha pasado y decido cesantearlo bajo mi responsabilidad y el jefe de personal me dice que hay que hacerle un sumario. Mi sanción no fue aplicada, apareció la impunidad que da la mala política, a los 8 días estaba de vuelta. En estos lugares los abusan, los violan.
La comunidad es la única que puede salvar a los chicos.
Como se decía hace tiempo: Solo el pueblo puede salvar al pueblo. Estas son las cosas magistrales del peronismo... dice. La creación de las obras sociales fue el fenomenal momento de automatización. La obra social de los ferroviarios, cuando Perón era interventor, las obras sociales fueron autonomía de los trabajadores en el mundo. Luego se degeneró en una corrupción fenomenal. Los orfelinatos son iguales a cualquier campo de concentración.
Sigue pensando en aquellos momentos de Ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires y nos cuenta otra experiencia, profundamente vivida...

F.F.: Siendo Ministro iba a estos lugares y me encontraba con la metralleta del administrador, me entendés, con la metralleta sobre la mesa, y yo le preguntaba que hacía.

A.A.: ¿Y que le dijo?

F.F.: Yo la tengo acá para que se asusten -contestó el administrador.
Tomé cartas en el asunto y lo saqué, pero cuando me fueron (me cesantearon) estos volvieron.

A.A: Nos cuenta otra anécdota, en este caso en el Hogar Los Grillitos en Villa Elisa.

F.F.: Voy un día domingo, con Luis que era el secretario y un amigo. Ese día llovía y había una escalera muerta, y ahí estaban sentaditos todos los chicos. El administrador dispuso esto, me dicen y cuando lo convoco al Administrador le pregunto como es que tiene a los chicos ahí, que se están mojando.
Y me dice que estaban gritando mucho.
Pero esta lloviendo, dice Floreal como si reviviera aquel momento.
Y me contesta, sí pero así se van a calmar.
Le digo, usted tiene un hijo medico que fue alumno mío. Y le digo, no lo quiero ver más.
Vino el hijo a pedir por el padre, y le dije: A tu viejo no lo quiero ver más acá, y se fue, pero el engranaje hizo que cuando a mí me cesantearon, él volvió a los dos meses.

A.A.: Lo más saludable es que griten, lloren, jueguen, lo más insalubre es un chico este quieto...

F.F.: Esto es así, que puede hacer un chico sino gritar, jugar y vivir...
Ninguno de los institutos puede ser eficaz para nadie sino está dirigido por la comunidad. Yo digo como Eva: los hospitales deben estar conducidos por la comunidad, ¿cómo se hace esto?, Y bueno hay que buscarlo.

Mirá Elena, me dice, la salud es la expresión más profunda de lo que le pasa a la población. O cambiamos la sociedad o no se cambia la salud. Lo demás solo son condiciones tecnocráticas, como esto del plan de salud, la lucha contra los parásitos, el Plan Remediar, son golpes de efecto, quien se acuerda de remediar... Se siguió favoreciendo a los laboratorios.

VOLVIENDO CON EL PLAN REMEDIAR

En el 2002 se hace una encuesta para ver el patrón de utilización de los servicios de salud en el conurbano bonaerense.
En el caso de las personas sin cobertura, estas destinaban el 56 por ciento del gasto normal en salud a los medicamentos.
En el caso de los que tienen cobertura entre un 41 y 42 por ciento del gasto en salud eran medicamentos.
Por otro lado, para aquellos no tienen cobertura emplean el 16,4 por ciento del presupuesto en salud familiar, en consultas y, el 10 por ciento en estudios y tratamientos.
Los que tienen cobertura, un 23 por ciento en consultas y un 42 por ciento en estudios y tratamientos.
Esto plantea en los papeles, que tan atentamente nos entrega Floreal, que los que no tienen cobertura caen en la automedicación. Hacen menos consultas médicas y menos utilización de estudios y diagnósticos.
En 1997 Diana Braceras afirma que la Argentina era una PATRIA PASTILLERA, porque el 30 por ciento del gasto en salud son medicamentos. Mientras Estados Unidos de América gasta el 10 por ciento, Canadá el 9 por ciento y Francia el 13 por ciento.
Por otro lado el aumento de psicofármacos entre el 2001 y 2002 es notable.
Remediar se asienta sobre cuatro aspectos:
a) Medicamentos considerados esenciales por el Ministerio.
b) Licitación pública
c) Pagado por préstamos del BID – Banco Interamericano de Desarrollo.
d) Se pagó adelantado, y con fondos de la deuda externa en crecimiento.

Por otro lado es bueno entender porque Ferrara afirma que Remediar es el rescate de los laboratorios, primero, porque estos tenían menos ventas, entre el 2000 y 2001 las ventas cayeron en 100.000 unidades de envases, otro tanto entre el 2001 y 2002.

Remediar tiene solo una nómina de 55 medicamentos y las cifras más exactas de la OMS son 309, estos son los medicamentos esenciales para los pobres.

Y cuando le preguntamos a Floreal cuanto cuesta el Plan Remediar nos dice: "En el 2002 se le asignaron al Plan Remediar 90 millones de dólares, dentro de un paquete del BID (préstamos) por un total de casi 700 millones de dólares para proyectos de EMERGENCIA SOCIAL. Recordemos, nos dice Floreal: ¡¡Se paga por adelantado!! ES DEUDA EXTERNA.

A.A.: Y entonces Floreal...

F.F.: Bajemos a la tierra... Son 18 millones de argentinos sin cobertura de salud, arreglarlos con 55 medicamentos es una ilusión de nosotros. No es profesional. Esto lo dijo el doctor Gianni Tognoni del Instituto Mario Negri del Instituto de Farmacología de Milán en Buenos Aires.

A.A.: Pero usted nos dijo Floreal, que sólo llegó a 2 millones de personas.

F.F.: Así es, fueron 90 millones de dólares para 2 millones de personas, si alcanzó, en 24 meses. O sea, 56 pesos mensuales. Y la Historia Oficial dice que han sido avances relevantes y positivos.

A.A.: Que concluye con todo esto...

F.F.: Es un espectro restringido de medicamentos, insuficientes que no cubren las necesidades. Se salvan a los laboratorios con más deuda externa.
Se pone énfasis en los medicamentos y no en la Atención de la Salud y menos, que menos la prevención.
No hay anticonceptivos, ni ácido fólico para proteger el embarazo.
Es un gasto insuficiente y mal distribuido. No todos requieren broncodilatadores, ni antidiarreicos.
No hay dedicación a los laboratorios de producción pública de medicamentos, con esto hubiéramos bajado el costo en decenas de veces y eliminado "comisiones" por gestión del préstamo. Y además, no hubo control de los medicamentos comprados: bioequivalencia.

Como conclusión, pensamos que como decía Evita: los hospitales son del pueblo, la salud es del pueblo, tendremos que pensar en apropiarla, como fueron los ATAMDOS...

• Este 11 de abril del 2010 falleció el médico sanitarista Floreal Ferrara. Volvemos a entregar la entrevista que hicimos y que está dividida en cinco partes. La misma fue publicada a partir del 12 de marzo del 2005 en ARGENPRESS.

Ver también:


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Ved en trono a la noble maldad

Alfredo Grande (APE)

.

“además de romper las cadenas de la esclavitud, también
hay que analizar las del ADN”
(aforismo implicado)

La Justicia no hizo lugar a un recurso de la defensa de Felipe y Marcela Noble. La Sala II de Casación avaló una decisión del juez de primera instancia y ordenó que las muestras tomadas sean cotejadas con las depositadas en el hospital Durand. Consideró que la presentación tenía defectos formales que impiden analizar el fondo de la cuestión. La sala II de la Cámara Nacional de Casación no hizo lugar a un recurso presentado por la defensa de Felipe y Marcela Noble Herrera, al avalar -por defectos formales que impiden analizar la cuestión de fondo- una decisión de primera instancia que dispone el cotejo de sus muestras de ADN con las depositadas en el hospital Durand.
Los hijos adoptivos de Ernestina Herrera de Noble habían aceptado ya en 2004 someterse al estudio comparativo con dos grupos de familiares querellantes en la causa en la que se investigan sus respectivas adopciones (..) El juez Bergesio ordenó obtener compulsivamente, en el domicilio de los Noble Herrera, las mismas muestras de ADN que habían entregado voluntariamente el día anterior. Y luego ordenó cotejarlas en el Banco Nacional de Datos Genéticos con todas las familias que dejaron allí sus muestras. La apelación a esa decisión fue la que hoy no hizo lugar Casación.
(Diario Clarín 10-04-10)

APE
Aldo Cammarota, un humorista de otros tiempos, decía que el drama del hombre es que se enamora de la novia pero se casa con la esposa. Lecturas de género mediante, es aplicable a la mujer que se enamora del novio pero se casa con el marido. Los demócratas bien pensantes se enamoran de la justicia pero se casan con el derecho. Y los principios mas elementales de la cultura tienen que ser dirimidos en los estrados judiciales. Como siempre se dijo, la mitad de la jurisprudencia va para un lado, la otra mitad va para el otro. Desde esta concepción, la justicia es un promedio de leyes y sentencias. A lo sumo, el mal menor. Nunca el bien mayor. El debido proceso, que no es la obediencia debida, pero a veces se le parece, esconde infinidad de recursos para que la justicia sea cada vez mas lenta, y, como todos saben, entonces deje de ser justicia. Con el agravante que el furor de judicializarlo todo, incluida la protesta social, estudiantil, gremial, sepulta el debate fundante, sea cultural, político e ideológico. Los “defectos formales” interesan menos que los “defectos no formales”, o sea, las aberraciones de fondo que esta cuestión del análisis de ADN está evidenciando. La impunidad sigue estrenando máscaras, desde la impugnación a Baltasar Garzón, la continuidad de Challú y el supuesto derecho de Felipe y Marcela de no aceptar la prueba de ADN, o en todo caso, aceptarla pero para ser cotejada solamente con las familias querellantes. Pero hablar de querella familiar, es colocar el tema en la esfera de la privacidad. Como si se tratara de la identidad de un hijo concebido fuera del altar del lecho matrimonial.. Entonces el ADN que se les pide, exige, o ellos proponen, ya todo está “en un mismo lodo, todo manoseado” no tiene que ver solamente con la identidad de Felipe y Marcela. Insisto: no solamente. Ellos son también hijos del terror, en la cual oficiales escribieron una historia oficial en donde secuestrar y robar pasó a ser adoptar y amar. Hijos, hermanos, familiares de detenidos desaparecidos son las víctimas necesarias para que terrorismo de Estado exceda el territorio en el cual fue mal parido. El terror tiene como marca de origen aterrorizar mas allá de sus víctimas directas, porque el objetivo es el control total de la población inoculando el horror, para lograr el sueño absoluto del represor: que sólo una el espanto y nunca más una el amor. Ellos, los represores, fracasaron. Pero no del todo. Ni en todos los frentes. La lectura de “Poder - Guerra” de Beba Balvé, (su último libro que en realidad es el primero porque ella seguirá escribiendo) es absolutamente necesario para entender de qué guerra en realidad estamos hablando. Y es necesario pensar y sentir en qué ámbitos de la cultura y la política han tenido algo así como éxito. Es sabido que el enemigo triunfa cuando pensamos con sus categorías más allá de la derrota que pudiera haber sufrido. Y en este caso de los hijos de la Ernestina Clarín, huelo algo del insoportable perfume de las flores podridas. ¿Tienen el derecho Felipe y Marcela de no aceptar el análisis de ADN? Sacar una muestra de sangre ¿es invasivo? El derecho de no saber: ¿es un derecho o es un mandato cultural represor? Pienso que no se trata de la decisión de encubrir un origen, mi origen. De tomar lo dado por verdadero. El gato por liebre. Pero acá no hay gato encerrado, acá está encerrado el secreto de los miles de ojos de los desaparecidos. León Rozitchner escribió: “el sujeto es núcleo de verdad histórica”. Entonces, de lo que se trata, es de que esa verdad histórica, que no es posible de ser apropiada en forma individual, verdad histórica que solo encuentra su plena ratificación en el agenciamiento colectivo, sea desplegada por la compleja sencillez de la molècula de la vida: el ácido desoxi ribonucleico. El poderoso ADN, el terror de represores y apropiadores. En 1992, en un Congreso de Abuelas de Plaza de Mayo, presenté un trabajo: “Matar el Futuro”. En ese momento, todos sabíamos que en la antropología forense y en el coraje de las abuelas, había una cita, para nada a ciegas, entre verdad y justicia. Esa cita hay que sostenerla. No se trata solamente de la identidad de dos personas. Si continúa vigente que la verdad nos hará libres, y no sigue vigente que el silencio es salud, entonces el conocimiento por parte de Felipe y Marcela sobre su origen no podrá imponerse sobre su destino. Serán, en todo caso, víctimas que aceptaron vivir, comer y dormir con los aliados y copartícipes necesarios del exterminio de su verdad histórica, que también es de su verdad biológica. Esa elección podrá ser discutida, pero deberá ser aceptada. En una cultura no represora, uno es dueño de sus palabras y esclavo de sus silencios. Pero no debe aceptarse, porque entonces los derrotados celebrarán uno de sus pocos triunfos: que Marcela y Felipe tienen el derecho a no saber. Porque en ese ocultamiento, someten por acción y omisión a familiares directos, compañeros, amigos, a los que somos solidarios con todas las luchas por la verdad, al más espantoso de los destinos: no poder subvertir la historia oficial de los oficiales. No está legislado el delito de genocidio. Pero ya sabemos que hubo un plan de exterminio, que empezó antes del 24 de marzo de 1976, y que la tiranía cívico militar perfeccionó en su brutalidad asesina. Si esa realidad no conmueve, no moviliza mi deseo de saber, mi necesidad de ayudar a que otras víctimas encuentren calma a su infinito dolor, si me refugio, abogados defensores mediante, en los dimes y diretes del código de procedimientos en lo penal, si apelo, apelo, apelo que algo quedará, entonces, deberemos aceptar, mal que nos pese y les pese, que Felipe y Marcelo siguen eligiendo la noble maldad. Y que no han querido, a pesar de haber podido, entender que la subjetividad que tiene como cimientos el aullido de las víctimas, termina siendo subjetividad-piedra. Ellos han preferido no mirar para atrás, mirar sólo hacia delante, hacia donde el monopolio mande. También se convertirán en estatuas de sal. Y entonces dejarán de ser víctimas para ser, mal que nos pese y les pese, victimarios.

Fuente imagen: APE

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Una herramienta para el trabajador: Los sindicatos son indispensables para la vida democrática

Diego Tomas (PRIMERA FUENTE)

Desde el punto de vista de un patrón, los sindicatos son organizaciones no queridas. Estar sindicalizado es mala palabra. Aunque saben que no son necesariamente algo negativo para su negocio. Su peor pesadilla, obviamente, es que sus trabajadores se organicen.

En la actualidad, la sociedad en su mayoría desconfía de la actuación de los sindicatos como defensores de los intereses de los trabajadores y tienen dudas sobre la libertad interna en los gremios, aunque una buena parte de los sindicalizados considera aún que son democráticos y que se necesita de los gremios para defender sus derechos.

En estos momentos difíciles que vivió la provincia y el país los gremios fueron alternativas compactas con propuestas para salir de las diferentes crisis y que se articularon a raja tabla en la protección a las personas, el impulso a la actividad económica, con inversiones en infraestructuras, sanidad, educación y dependencia laboral. No es cierto lo que siempre nos quieren hacer creer, que el mejor sindicalista es el muerto. Los sindicatos han encabezado las batallas más importantes en la historia moderna para lograr que las riquezas generadas en parte por el trabajador le beneficien a él también. Y que su voz se escuche y no sea una simple herramienta de los dueños del poder económico y político.

Los sindicatos son indispensables en una democracia porque como representantes auténticos del trabajador son interlocutores valiosos en las discusiones y en las decisiones para un mejor futuro.

Los gremios surgieron en Europa durante la Baja Edad Media. Sus fines tuvieron esencialmente un carácter económico y social, que consistía en controlar la oferta y los precios de los productos que manufacturaban. Regulaban la actividad laboral, la formación y aprendizaje de sus asociados.

A lo largo del siglo XVIII, los gremios de carácter feudal, ya muy debilitados, fueron desapareciendo, siendo sustituidos por la iniciativa privada, la libertad de industria y comercios propios del capitalismo. El trabajo infantil, la total desprotección de éstos frente a los abusos de los capitalistas con prolongadas jornadas de trabajo, mujeres mal remuneradas, fábricas insalubres, hacinamiento, despidos sin indemnización, miseria, y otras injusticias sociales, los empujó a organizarse en asociaciones para protegerse en caso de enfermedad, paro o inactividad huelguística.

A finales del siglo XVIII, en Inglaterra, nacieron las primeras asociaciones de trabajadores, las llamadas sociedades de ayuda mutua o "socorro mutuo". Su objetivo era la unión de los obreros para conseguir mejoras laborales y salariales resistiendo las adversidades como la enfermedad o el desempleo.

En nuestro país, el Virrey Juan José Vertiz, en el año 1780, intimó a los artesanos de Buenos Aires a constituirse en gremios. En primer lugar se ordenó el gremio de los zapateros de Buenos Aires, con posterioridad y sobre la base de un dictamen del Síndico Procurador del Cabildo, don Cornelio Saavedra, los gremios quedaron abolidos. En 1877 se creó la estructura gremial moderna, la Asociación Tipográfica Bonaerense, que al año siguiente realiza una huelga por la reducción de salarios que afectaba a sus afiliados y que con el triunfo de sus trabajadores marcó la celebración del primer convenio colectivo de trabajo.

Hipólito Yrigoyen, asumió la presidencia en 1916, representó un frente de clases con la presencia de peones, artesanos, pequeños industriales, pequeños ganaderos, militares y grupos médicos, y fue el primer intento de limpiar el poder de la oligarquía. Yrigoyen, se vio sometido a una serie de vaivenes que hacían contrastar su política general con las medidas impulsadas por el a la oligarquía de su partido, que trajo como consecuencia, la semana trágica en 1919 y la masacre de obreros en Santa Cruz en 1921/1922.

Ante todos estos hechos históricos, los Derechos Humanos es una de las luchas más importantes que los trabajadores pueden realizar desde sus organizaciones sindicales. El reconocimiento de los derechos de libre sindicalización, de pensamiento y de expresión implica luchar por la democratización. También es importante que los sindicatos sigan participando en la vida política, para que los gobiernos sean justos en sus políticas económicas y sociales y que a su vez el conjunto de los trabajadores participe directamente en el interior de sus mismas organizaciones, así la lucha por la democratización sea total dentro de los sindicatos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Atrapados en la mitad del túnel

Juan Pablo Durán (PRIMERA FUENTE)

Durante la década del 70 y principios de los 80 los grandes grupos concentrados de la comunicación, gracias a la dictatorial Ley de Radiodifusión lograron adueñarse de frecuencias de radio, de canales de televisión y de medios de prensa escrita en virtud de que contaban con un sólo requisito: el capital necesario para hacerlo.

Los grandes multimedios se llenaron la boca hablando de “libertad de prensa”, pero lo que históricamente defendieron fue la “libertad de empresa”. También enjuagaron sus fauces repitiendo hasta el cansancio la defensa de la “libertad de expresión”, cuando es la “libertad de presión” la que en realidad sostienen con desmesurada hidalguía.

Quienes defendemos la posibilidad de que todos podamos expresarnos libremente y sin censura, abogamos por el derecho a la información. Esto supone asegurar la diversidad y pluralidad de los medios y en los medios. Muchos de los actuales defensores de la libertad de prensa fueron cómplices ayer de los gobiernos militares, ya que nunca denunciaron la censura reinante durante los años de plomo. Sino que además, como un elemento agravante, hicieron negocios con los jerarcas de turno. Al defender la “libertad de empresa” los monopolios buscaron históricamente que el Estado no se metiera en los negocios de quienes ven a la comunicación como una mercancía.

Como trabajadores de prensa debemos rechazar de plano ese viejo y errado paradigma comunicacional. En igual estatus que la educación, la salud y la vivienda, el derecho a una información veraz y plural es un bien social que debemos defender con convicción. Hoy, la ley que germinó luego de más de 20 años de democracia está siendo cuestionada por jueces de dudosa procedencia y que defienden lo indefendible.

El último fallo de la Cámara Federal de Mendoza que suspendió la aplicación de la Ley de Medios Audiovisuales tira por tierra años de lucha en eliminar el engendro que fue pergeñado por los dictadores Videla, Massera y Agosti.

Al suspender los jueces cipayos del poder económico la nueva norma concebida con la semilla de la democracia, quedó en vigencia la vieja ley hasta que la Corte Suprema de Justicia decida lo contrario.

Los jueces que hoy defienden a la “ensangrentada” ley de la dictadura son funcionales al poder monopólico que quiere seguir manejando a la opinión pública, derramando un claro mensaje golpista y destituyente al gobierno democrático.

Tal es el caso de los magistrados Miguel Medina de Salta y Olga Pura de Arrabal de Mendoza. El primero de ellos, es un archicuestionado juez salteño que históricamente se lo vinculó al senador antikirchnerista Juan Carlos Romero y propietario de innumerables medios de comunicación de Salta. A su vez, la jueza Pura de Arrabal moralmente cuestionada al igual que Medina, también es sindicada como una allegada al grupo Vila, propietario de incontables medios de comunicación en Mendoza.

Estos magistrados de la democracia, al avalar leyes de la dictadura no hacen otra cosa que mancillar la memoria de las 30 mil víctimas que los genocidas se encargaron de silenciar. La decisión está ahora en manos de quienes tienen la última palabra en la pirámide jurídica del país. Confiamos en que los magistrados que nos miran desde la cima del Poder Judicial se pronunciarán a favor de una ley que nació en la luz de la democracia y dejarán atrás una norma que representa la censura, la impunidad y la muerte. Nos encontramos atrapados en la mitad del túnel.

Juan Pablo Durán es periodista y secretario de Prensa de la APT.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Textil Luis Viale, 6 muertos entre ellos cuatro niños: Cuatro años no son nada o son mucho…

Elena Luz González Bazán (especial para ARGENPRESS.info)

El 30 de marzo pasado se cumplieron cuatro años del incendio del taller textil de Luis Viale 1269, a partir de allí, la situación de la precariedad y súper explotación en los talleres clandestinos adquirió otros matices y más centímetros y minutos de información.

Con el motivo de recordar los talleristas se movilizaron y recordaron a las víctimas, entre ellas, cuatro niños, en horas de la tarde de ese 30 de marzo.

Alrededor de ciento cincuenta costureros se dieron cita frente al taller incendiado. Además de los sobrevivientes estuvieron presentes: los cuerpos de delegados de la fábrica de Soho, la de Puma y Adidas, la de Agrest, Cristian Dior, Etiqueta Negra y los dirigentes de Levis, miembros de las cooperativas del Polo Textil que Barracas que administra el INTI, “que funciona con maquinaria confiscada judicialmente a los esclavistas y miembros de la cooperativa la Alameda” afirman.

En ese taller trabajaban y vivían más de 50 trabajadores con sus familias. Esa noche murieron seis personas al incendiarse el taller y la impunidad continuó su camino, ya que los talleres clandestinos no fueron cerrados, por el contrario, lucen vigorosos.

La Unión Trabajadores Costureros La Alameda ha llevado adelante un trabajo denodado. Esa noche afirman hubo cómplices, en su comunicado afirman: mientras acompañamos a los pocos sobrevivientes del incendio que no se dejaron ocultar por la mafia que, rápidamente y aún con las paredes y los cuerpos de las víctimas candentes, se encargó de dispersar a la mayoría de ellos y trasladarlos lejos para que no hablen con la prensa; el propio Cónsul de Bolivia, Álvaro González Quint, su lugarteniente Alfredo Ayala y compañía, trataron de que no se dijera ante los medios de comunicación presentes lo que realmente desencadenó esa tragedia. Por eso, no hubo nadie preso y la causa está archivada.

La causa está archivada, nadie fue preso. “Es obvio que responden a la mafia explotadora que los banca para tener a los trabajadores sometidos con la consigna de que «los bolivianos son así, les gusta trabajar así y que nadie se meta con ellos», nada más absurdo y complaciente con un régimen de esclavitud que se abolió en 1813”, concluyen.

Este hecho doloroso, sacó a la luz, como sostenemos más arriba y coincidiendo con los integrantes de La Alameda, “un sistema perverso de explotación salvaje y de acumulación de capital en base al tráfico de trabajadores emigrantes que son reclutados por los tratantes de personas, con la complicidad de un Estado que se nutre de éstas prácticas y apaña a quienes las ejecutan”.

Asimismo, y teniendo en cuenta que ya las denuncias de La Alameda arreciaron unos meses antes, donde están involucradas las grandes marcas de ropa, sometiendo a largas jornadas de 18 horas, hacinados, sin ventilación, indocumentados y por una paga miserable; debió suceder lo de Luis Viale para que los medios, los políticos y los jueces dejaran de mirar para un costado y lo incluyan en la agenda de temas importantes.

SE DIJO MUCHO: PERO SON MUCHOS LOS SORDOS

Lourdes Hidalgo y Cristina Mamani, son sobrevivientes del taller de Luis Viale, por ello, recordaron las espantosas condiciones en que vivían y trabajaban las 60 personas.

La causa a cargo del juez Baños sólo se circunscribió a analizar las causas técnicas del siniestro, no se tuvo en cuenta las condiciones misérrimas de esclavitud y sometimiento. Víctimas de trata, captados desde Bolivia y reducidos a servidumbre.

Las sobrevivientes recordaron el papel de Jaime Geiler y Jaime Fisher, los dueños del local, fabricantes del taller y principales beneficiaros económicos del mismo que nunca fueron citados a declarar y jamás se los involucró en la causa.

En tanto, la pena que sufrieron los talleristas Sillerico y Correa fue insuficiente y se circunscribió a la coyuntura técnica del siniestro, o sea, se obvió las condiciones laborales. Por ello, la esperanza está en Casación y sino seguir exigiendo justicia.

Por su lado, Concepción Pajarito, una ex victima de trata que era reducida a servidumbre en un taller que trabajaba para Kosiuko denunció el papel de las grandes marcas en todo este régimen de producción esclavista. Y que los jueces y el gobierno siguen encubriendo su verdadera responsabilidad en el trabajo esclavo.
Luis Quispe, otra ex victima de trata rescatada en un taller el año pasado, donde el dueño del mismo ahora está preso y procesado en Salta por tráfico de personas, recordó las violentas agresiones que sufrió su familia.
Olga Cruz de la cooperativa la Alameda reseñó la larga lucha de la Alameda en la que lograron descubrir y llevar al banquillo de los acusados a 103 grandes marcas que basan su producción en el trabajo esclavo; de cómo se logró la confiscación de cientos de maquinarias a los esclavistas para que el INTI organice el Polo textil y cooperativa en Barracas y próximamente el que planea inaugurar en La Matanza.
Ezequiel Conde, delegado de Soho sostuvo: que su propia patronal utilizan talleres clandestinos con trabajo esclavo, reivindicó la unidad costurera que comienza a forjarse en la lucha donde los que vienen de talleres clandestinos, los que están en cooperativas y los que están registrados comienzan a comprender que sólo unidos será posible salir del infierno de la esclavitud, la precarización laboral y los pésimos sueldos que se cobran en la industria. Que poco a poco la Unión de Trabajadores Costureros vienen recuperando los cuerpos de delegados de las fábricas y que está llegando la hora en que esta unidad posibilite la recuperación de la dirección del SOIVA para que el sindicato vuelva a ser una herramienta al servicio de los trabajadores, capaz de mejorar los salarios y erradicar los talleres clandestinos.
Gustavo Vera de la Alameda cerró el acto y responsabilizó al gobierno porteño que se niega a aplicar la ley de trabajo a domicilio.

GENTILEZA DE EL SINDICAL

Lo que exigen:
1) el acceso a la documentación de los trabajadores emigrantes con el Patria Grande,
2) el incremento de trabajo en blanco en las fábricas,
3) la clausura de cientos de talleres clandestinos,
4) el procesamiento de decenas fabricantes y talleristas,
5) la denuncia de un centenar de marcas de ropa,
6) la creación del Polo Textil de Barracas,
7) la elección de delegados gremiales en importantes fábricas textiles,
8) las mejoras salariales, aunque insuficientes, obtenidas desde 2006 a la fecha,
9) que los costureros de los talleres se revelen más rápido contra sus patrones y sepan cómo defenderse o a quién recurrir y
10) la confiscación de las máquinas de los esclavistas procesados para que las aprovechen quienes fueron explotados por esa mafia.

Como cierre sólo reflexionar que: en la Ciudad de Buenos Aires entre 3.000 y 3.500 talleres clandestinos, pero en lugares como La Matanza, provincia de Buenos Aires también hay entre 3.500 y 5.000 talleres clandestinos.

En la Ciudad de Buenos Aires existen entre 150.000 y 200.000 trabajadores informales y cifras aún más elevadas en la provincia de Buenos Aires.

El 24 de marzo pasado, en Villa Adelina, un taller con 40 trabajadores bolivianos que laboraban más de 14 horas en forma clandestina fue allanado.

El 8 de abril otro local en La Matanza fue allanado con los mismos resultados, si bien y es claro que el gobierno porteño tiene enormes responsabilidades en este tema de los talleres, lo tiene el gobierno provincial y el nacional ni que hablar. Las cargas son compartidas, no se puede disculpar a ninguno.

El problema de responsabilizar en esto a un gobierno y otro no, se sumaría a esta dicotomía de oficialismo y oposición. En el movimiento obrero nacional, esta dicotomía sólo habla de condiciones miserables de existencia. Ni a la oposición ni al oficialismo, el orden de factores de altera el producto, no les interesa esta precariedad laboral perversa.

Fuente: La Alameda, El Sindical y fuentes propias.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Movimiento Campesino de Córdoba marcha por el derecho a la tierra y la conservación de los bosques nativos

Raquel Schrott - Ezequiel Miodownik (BIODIVERSIDADLA)

«Tierra y bosques en muchas manos, alimento sano para todos» es el lema elegido para la caminata que reunirá a campesinos, productores familiares y trabajadores sin tierra. «Caminamos por la vida porque el modelo agroexportador sojero, ganadero y minero es de muerte, contaminación del agua, exterminio de los árboles, expulsión de las familias campesinas».

«Le vamos a exigir al gobierno que nos reconozcan»

Tres columnas del Movimiento Campesino de Córdoba (MCC) se dirigirán a pie hasta la capital provincial para reclamar por el derecho a la tierra y la conservación de los bosques nativos. Entre el 25 y el 30 de abril, los campesinos atravesarán la provincia participando durante la marcha de eventos culturales y ferias de productos. Desde el norte, una columna campesina hará el recorrido por la Ruta Nacional 9; otra partirá desde la localidad de Serrezuela, al noroeste, y la tercera, cruzará las Altas Cumbres desde la zona del Valle de Traslasierra, en el oeste cordobés.

«Tierra y bosques en muchas manos, alimento sano para todos» es el lema elegido para la caminata que reunirá a campesinos, productores familiares y trabajadores sin tierra. «Caminamos por la vida porque el modelo agroexportador sojero, ganadero y minero es de muerte, contaminación del agua, exterminio de los árboles, expulsión de las familias campesinas», explicó el MCC en un comunicado. «No hay registros de la cantidad de enfermedades incurables que existen desde la implementación de esta forma de producción», afirmaron.

Además, precisaron que hoy son una excepción las góndolas de supermercado que venden comida sin agroquímicos y que encontrarlas es tan difícil como hallar productos provenientes del comercio justo o políticas que promuevan el desarrollo del campo con los campesinos adentro.

En ese campo que pueblan las familias del MCC, advirtieron, se ha perdido el 95% de los bosques, el avance de la frontera agropecuaria provocó el desarraigo de miles de familias por medios «poco claros» y el hambre coexiste con las cosechas récord de alimentos.

«Los campesinos ―dice Susana Rosales, militante del MCC― son los que trabajan la tierra y los que están todos los días en el campo, que quieren seguir viviendo en el campo». Desde la central de APENOC (Asociación de Pequeños Productores del Noroeste de Córdoba) en Serrezuela, a 250 kilómetros de Córdoba, partirá el grueso de los campesinos que irán visitando cada pueblo. «Así van a ser los recorridos esos 6 días; vamos a ir por cada pueblo grande. En cada parada vamos a mostrar nuestros productos, vamos a proyectar documentales y vamos a contar por qué caminamos. Vamos a visitar escuelas, instituciones de cada lugar donde lleguemos, contando quiénes somos», cuenta Rosales, una de las elegidas para llevar la voz de los campesinos durante la caminata.

―¿Por qué eligieron caminar?, ¿qué representa para ustedes esta acción?

Rosales.―Cuando empezamos a pensar esta caminata lo que pensamos primero es que es mucho esfuerzo, son muchos días. El caminar principalmente representa el ir pueblo por pueblo diciendo «somos campesinos», no del campo donde van a cortar rutas con 4x4 y grandes camionetas, sino que somos campesinos que trabajamos en el campo. Es una forma simbólica, una forma de mostrar la lucha, algo pacífico. Creo que es muy demostrativo caminar tantos kilómetros, tantos días, para hacer visible esto. No sé si en Córdoba se ha hecho alguna vez esta clase de caminata de campesinos, si en algún momento de la historia de Córdoba ha pasado esto. Lo veíamos como una forma bien visible, pacífica, de mostrarnos. Esperamos que en realidad seamos muchos, estaremos entre 300 campesinos caminando, y no solamente campesinos, sino gente, conocidos que viven en la ciudad que se van a unir a nuestra lucha.

―¿Harán actividades con los niños de las familias campesinas?, ¿marcharán con ellos?

Rosales.―Sí, la idea es que participe toda la familia, mujeres, niños, seguramente vamos a tener actividades también para los niños, la idea es que marchen las familias.

―¿Hace cuánto tiempo vienen preparando la caminata?

Rosales.―Desde hace como dos años que venimos pensándola; nos pusimos a trabajar a mediados del año pasado. Este año fue lo primero que hicimos después de que nos juntamos todos como organizaciones en febrero. Desde entonces estamos todo el tiempo trabajando en la caminata con gente que coordina, con comisiones encargadas de cada cosa para que se vaya garantizando. La caminata no empieza en el momento en que comenzamos a caminar, sino desde antes, al hacer folletos, al preparar símbolos, al empezar a charlar con las escuelas. Esta semana empezamos a charlar con todas las escuelas de los pueblos cercanos, por escuelas primarias y secundarias, contando por qué caminamos. Comenzar a fomentarla y a hacerla visible a la caminata, que no sea la caminata desde el momento en que empezamos a caminar, sino que venga desde antes y que la gente vaya conociendo lo que vamos a hacer.

―¿Cómo coordinarán la comunicación entre una parada y la siguiente?

Rosales.―La comunicación la estamos coordinando hace tiempo, venimos más o menos juntándonos para ver a dónde nos vamos a parar y en qué horarios nos vamos a juntar con las distintas centrales. Seguramente en ese momento va a ser telefónico para que una central nos esté esperando en el pueblo y que las otras se vayan sumando a medida que vamos pasando.

―¿Al final del recorrido esperan ser recibidos por algún funcionario?, ¿entregarán algún documento o petitorio?

Rosales.―La idea al final del recorrido, además de mostrarnos, es que las autoridades nos reciban, que podamos dialogar con ellos y que seamos escuchados con todos los pedidos que hemos venido trabajando. Lo que vamos a pedirle a las autoridades como campesinos, lo que le vamos a exigir al gobierno, es que nos reconozcan como campesinos. También vamos a ser recibidos por organizaciones estudiantiles, por organizaciones sociales que nos conocen, vamos a ser recibidos por ellos y por músicos que nos vienen conociendo desde que empezó el movimiento campesino. La idea es llegar el viernes a Córdoba y quedarnos hasta el sábado, festejar el día del trabajador ahí con una locreada que vamos a compartir con todas las organizaciones sociales y estudiantiles, acampando esa noche.

―¿Hay algo que te gustaría agregar?

Rosales.―Para nosotros es importante que nos difundan, que nos pregunten cosas; sé que estamos lejos. Vamos a caminar esos 6 días, del 25 al 30, y para nosotros es algo muy importante como movimiento campesino hacer esto. No sé si vamos a salir por los grandes medios, porque los medios grandes no pasan estas cosas, pero quiero que sepan que para nosotros va a ser importante que estén pensando que los campesinos estamos caminando y marchando para ser reconocidos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Jujuy: El Superior Tribunal de Justicia pone freno a la minería a cielo abierto en la Quebrada de Humahuaca

COPENOA

Visiblemente emocionados los valientes Vecinos Autoconvocados de Tilcara y Juella contra la Minería a Cielo Abierto, Julia Rebeca Leaño; Remo Leaño; Victorina Cruz de Mamani; Dámaso Licantica; Víctor Hugo Valenzuela; Roger Lucien Moreau junto a su letrada patrocinante, la Dra. Alicia Chalabe, informaron que el Superior Tribunal de Justicia de la provincia de Jujuy, resolvió a favor de los Vecinos de Tilcara y Juella, el recurso de Inconstitucionalidad interpuesto contra el estado provincia por el tema minero.

De esta manera el máximo Tribunal de Jujuy, revocó una sentencia dictada en abril del 2009 por el cual, el Tribunal Contencioso Administrativo jujeño había rechazado el recurso de amparo presentado por los vecinos autoconvocados de Tilcara y en consecuencia,, ordenó al Estado Provincial de Jujuy que prohíba al Juzgado de Minas de la Provincia, otorgar los permisos de cateo y exploración solicitados por la empresa Uranios del Sur S.A. en el año 2.008; debiendo abstenerse en consecuencia dicha empresa o cualquier otra de realizar cateos, exploraciones, explotaciones mineras a cielo abierto y/o industrialización de minerales metalíferos, en especial el uranio, en la zona comprendida en el reclamo de los pobladores. .

El reclamo de los pobladores contra la explotación minera de uranio a cielo abierto

Los tilcareños habían presentado un recurso de amparo en agosto del 2008 exigiendo que el Juzgado Administrativo de Minas se abstuviera de otorgar permisos de cateos, exploración, y explotación minera a cielo abierto y la utilización de sustancias químicas como cianuro, mercurio, ácido sulfúrico, y otros tóxicos similares utilizados en los procesos de producción y/ o industrialización de minerales metalíferos, especialmente de uranio, y que se revocaran los permisos concedidos o en trámite en la zona de la Quebrada de Humahuaca, Jujuy. El amparo fue rechazado por el Juzgado Contencioso Administrativo jujeño en el 2009. No obstante los pobladores prosiguieron reclamo ante el Superior Tribunal.

La presentación se basó en los pedidos de cateos y exploración de minerales de 1º y 2º categoría otorgados a la empresa Uranios del Sur S.A., tramitados bajo los exptes 1017-U-2008 sobre una superficie de 9.100 hectáreas y el 721-U-2007 sobre una superficie de 5000 hectáreas en el departamento de Tilcara. Ambos emprendimientos están ubicados en Juella y Yacoraite, sobre los territorios de las Comunidades Aborígenes de «Yacoraite» y «El Angosto de Yacoraite».

En sus consideraciones el Juez Tizón, Presidente del Superior Tribunal , reconoció la plena vigencia del “principio precautorio” consagrado en el art. 4º de Ley General del Ambiente 25.675, del año 2002, que reglamenta el art.41 de la Constitución Nacional, el que dispone que cuando haya peligro de daño grave e irreversible -como lo es la explotación minera a cielo abierto- se debe actuar a favor de la protección del medio ambiente. En este sentido no es necesario esperar que se produzca el daño, ya que el mismo resulta irreversible.

El juez aseveró en su fallo que “los daños causados al medio ambiente, una vez producidos, resultan en la práctica de casi imposible reparación”; …… “cabe presumir, hasta tanto se demuestre lo contrario, que por lo menos existe la posibilidad o el peligro cierto de que las tareas de las mineras en la zona produzcan contaminación, y conlleven un daño ambiental”, agregando que “no es posible prescindir de la preservación del derecho a un ambiente sano y no contaminado, Derecho Humano Fundamental”. También se refirió el magistrado a los “daños generacionales” ,es decir aquellos que por su magnitud repercuten no sólo en la generación actual sino que sus efectos van a impactar en las generaciones futuras.

“Resulta un absurdo contrasentido permitir nuevas explotaciones como las aludidas en autos, en un territorio declarado patrimonio cultural de la humanidad, acto o declaración que, como se sabe, es revocable. Revocación que causaría seguramente daños a la infraestructura turística ya realizada, además de un papelón internacional.”,afirma Tizón , concluyendo entonces :” que debe acogerse el recurso de inconstitucionalidad interpuesto por la Dra. Alicia Chalabe en representación de Julia Rebeca Leaño; Remo Leaño; Victorina Cruz de Mamani; Dámaso Licantica; Víctor Hugo Valenzuela; Roger Lucien Moreau, y otros, para revocar la sentencia dictada por el Tribunal Contencioso Administrativo el 13 de abril de 2.009 y hacer lugar a la demanda de amparo promovida, y en su mérito, ordenar al Estado Provincial prohíba a la autoridad administrativa pertinente, es decir, Juzgado de Minas de la Provincia, otorgar los permisos de cateo y exploración que tramitan por los Expedientes denunciados por la parte actora y solicitados por la empresa Uranios del Sur S.A., a saber: N˚ 721 Letra U Año 2.007 y N˚ 1017 Letra U Año 2.008; debiendo abstenerse en consecuencia dicha empresa o cualquier otra de realizar cateos, exploraciones, explotaciones mineras a cielo abierto y/o industrialización de minerales metalíferos, en especial el uranio, en la zona comprendida en los pedimentos respectivos. “

La Dra. Alicia Chalabe sobre el fallo recaído , quien declaró que ” Constatamos con suma satisfacción que, no solamente, el Superior Tribunal de Justicia ordena revocar el fallo del Tribunal Contencioso Administrativo, sino que también alude claramente a muchos conceptos ambientales que, por nuestra parte vamos sosteniendo y defendiendo contra vientos y mareas desde hace dos años.”

Por su parte los pobladores de Tilcara y Juellla manifestaron que el pronunciamiento judicial viene a reforzar su lucha y así Julia Leaño sostuvo que “ La gran minería a cielo abierto es la peor opción de «progreso» para nuestra provincia, como quieren hacernos creer. Mueve mucho dinero entre pocas personas; contamina el medio ambiente, ahora y para nuestros hijos; usa millones de litros de agua diarios, secando arroyos y napas de agua, perjudicando la agricultura y la ganadería, arruinando definitivamente la vida en el campo y los pueblos de la Quebrada y la Puna.”

Roger Moreau, dijo:” Hoy existen numerosos casos de contaminación en nuestra Puna, reconocidos por el propio gobierno provincial y las empresas, y denunciados penalmente, causas radicadas en las Fiscalías Federales de Jujuy. Exigimos que se investiguen estas causas penales por delitos ambientales que se encuentran cajoneadas en las Fiscalía federales Nº 1 y Nº 2 de Jujuy, a cargo de los Fiscales Batule y Snopek.”

A su turno, Dámaso Licantica manifestó que “reiteramos nuestros reclamos a la Legislatura de la provincia y al Gobernador, para que se prohíba la minería a cielo abierto, con el uso de sustancias químicas.No queremos la minería a cielo abierto contaminante en nuestras tierras y ríos. Estamos por la defensa de la vida, de la tierra y del agua, y por tanto de los cultivos y la ganadería que hacen a la vida tradicional quebradeña, y están fuertemente ligadas a la cultura de la tierra y al paisaje. No toleraremos la explotación minera en la zona. No permitiremos el saqueo de nuestros bienes naturales. Resistiremos con la fuerza que nos da la defensa de lo nuestro y de los nuestros, de nuestra salud y del futuro de nuestros hijos, de nuestras formas de vida, de nuestra cultura y de nuestra Madre Tierra”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Sobre fondos que debía cobrar. Embargo de más de $2 millones a Fundación Madres en el Chaco

DIARIO NORTE - CHACO DIA POR DIA

La Justicia laboral provincial embargó por esa suma los fondos que la Fundación Madres de Plaza de Mayo debería recibir en concepto de aportes o certificados de obra por los proyectos que desarrolla en el Chaco.

Diario Norte señala que la comunicación de la medida judicial fue remitida al Ministerio de Infraestructura, Obras y Servicios Públicos de la provincia desde el Juzgado Laboral Nº 3 de la doctora María del Rosario Barreto.

Según los detalles del oficio librado por la Justicia laboral a la cartera provincial de Infraestructura que conduce el ministro Omar Judis, se trata de un “embargo preventivo contra la Fundación Madres de Plaza de Mayo sobre los fondos nacionales o provinciales correspondientes a pagos a realizarse en concepto de aportes o certificados de obra que la demandada fundación tenga que percibir por la suma de 1.394.044 pesos, en concepto de capital, más la suma de 697.022 pesos presupuestados provisoriamente para intereses y costas”. Así y por ambos conceptos, la entidad que dirige Hebe de Bonafini no podrá disponer temporalmente de 2.091.066 pesos.

La demanda fue interpuesta por la abogada de los 120 obreros despedidos por la Fundación ante el Juzgado Laboral 3 de la doctora Barreto, y la causa quedó caratulada como “Ramírez Roberto Daniel y otros C/Fundación Madres de Plaza de Mayo S/ medida cautelar. Expediente 398/10”. Se trata de una medida cautelar que retiene los fondos girados desde la Secretaría de Obras Públicas de la Nación, como garantía del proceso judicial.

En tanto, es posible que tras la respuesta que la demandada fundación deberá presentar sobre la medida, el juzgado laboral convoque a las partes en conflicto a una audiencia de conciliación, un paso previo al inicio de la instancia probatoria.

“Es una acción que presentamos por los 120 obreros despedidos. Y la medida judicial embarga cualquier monto que la Fundación pudiera percibir por las obras que desarrolla en la provincia y todo cobro que se haga a través del Ministerio de Infraestructura provincial”, comentó la doctora Zulema Wanenson, letrada que representa a los trabajadores del ex Campo de Tiro. Agregando que “son fondos que conocemos que existen y que llegan periódicamente para pagar las obras que tiene la fundación en la provincia”.

“Todos los obreros tienen un problema grave, porque la ley les da un subsidio por desempleo siempre que la Fundación comunique el despido a la Anses”, explicó Wanenson. Reiterando que la institución no entregó la documentación que acreditaba la relación de dependencia laboral y, por tanto, no es posible tramitar un subsidio por desempleo ante el organismo de seguridad social nacional.

“Los obreros no vieron un peso desde que dejaron de trabajar. La patronal no pagó liquidación final ni dio las libretas del Fondo de Desempleo, y tampoco tienen la documentación necesaria para tramitar el subsidio por desempleo. Es una situación desesperante”, planteó la abogada. Así, adelantó que en los próximos días presentarán un pedido de medida cautelar para incautar la documentación necesaria para tramitar el subsidio.

Ver también:
- Argentina, Chaco: Causa Sueños Compartidos - Obreros de Sena piden a la Fundación ser reincorporados

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...