jueves, 27 de mayo de 2010

Del “corralito” griego al “corralito” europeo

Jorge Altamira (especial para ARGENPRESS.info)

Desde que fuera anunciado el paquete de rescate para Grecia, la situación financiera internacional no ha dejado de deteriorarse. Mientras los argentinos se paseaban, unos por el país, otros por la avenida Nueve de Julio, las Bolsas caían en picada y hasta la bancarrota de una minúscula Caja de Andalucía, manejada por el clero, desataba el pánico internacional, como una premonición del tipo que había dejado la cesación de pagos de un fondo paraestatal de Dubai, a fines de 2009. Los temblores de esta semana no afectaron el pulso del comentarista financiero de Ámbito, que el miércoles pasado, aseguraba que todo no pasaba de “un desmayo” - una lipotimia menor. Mucho más perspicaces fueron los dueños del Cronista, que ese mismo día habían decidido reproducir un artículo del Financial Times que, a lo María Elena Walsh, caracterizaba que Grecia deberá, en poco tiempo, salir al rescate de Alemania.

En efecto, Alemania se encuentra en la incómoda posición del acreedor al que le deben un billón de dólares. Es que de la penumbra de las cuentas bancarias acaba de emerger que los principales bancos alemanes no han dado de baja a los créditos en cartera que revistan como incobrables o de cobro de dudoso, por una cifra que oscila entre los ochocientos mil millones de euros y un billón doscientos mil de la misma moneda. Esto significa que no han hecho las provisiones para cubrir está pérdida cuando el crédito llegue a su vencimiento. De esto se desprende que el capital que declaran no es tal. Enterado de la situación, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, T. Geithner, decidió reclamar un “stress test” de esos bancos a la Banca Central Europea, o sea, determinar sin los bancos europeos continúan siendo viables. Antes de esto, la Reserva Federal de Estados Unidos había abierto una cuenta a favor del Banco Central Europeo para satisfacer la enorme demanda de dólares que esta situación había provocado en Europa. La deuda europea, entre los doce billones de sus Estados, y los cincuenta billones de sus compañías, se encuentra repartida por todo el mundo, pero principalmente entre los bancos de Europa. La imprevisión por pérdidas de estos bancos ya ha creado un infarto en el sistema financiero internacional, pues los bancos norteamericanos están rehusando otorgar créditos de plazo instantáneo a sus contrapartes europeas, con lo que se reanuda la parálisis del sistema monetario que se manifestó en septiembre-octubre de 2008, cuando se produjo la ya famosa quiebra de la banca de inversión norteamericana Lehman Brothers. Aunque nunca hubo la menor duda al respecto, es claro que el paquete para salvar a Grecia tenía otro destinatario: el rescate del centro financiero de Francfort. El miércoles pasado se vino a saber que China tiene 700 mil millones de dólares invertidos en los bancos europeos y en la deuda pública de los países que se manejan con el euro. Los chinos ahora están con los pelos de punta porque la devaluación del euro es imparable. Los especuladores internacionales se están endeudando en euros, que devolverán a una cotización menor, para reinvertirlos en plazas más rentables o, como es el caso de Estados Unidos, que enfrentan un período de revalorización del dólar. Ante lo crítico de la situación, crece el número de observadores que opina que la señora Merkel se apresta a deshacer su coalición con la derecha liberal y probar segundas nupcias con la socialdemocracia – una nueva Grosse Koalition. Zapatero palpita con el corazón de sus mandantes. Es precisamente un gran banco español, del paño del oficialismo madrileño, nos referimos al BBVA, que acaba de anunciar que no puede refinanciar sus deudas en Estados Unidos, como consecuencia del infarto que la insolvencia alemana está provocando en los mercados monetarios (préstamos o canjes de monedas a cortísimo plazo).

En realidad, el paquete UE-FMI está bloqueando una salida a la crisis, como el default de Grecia, que permitiría desbloquear las arterias de los países endeudados. Aunque el paquete pague las deudas que vencen en Grecia, no puede financiar el déficit de pagos corriente de Grecia, ni los bancos están en condiciones de hacerlo. El stock de “revolving credits”, que se aplican al comercio exterior y renuevan de hecho, comienza a disminuir. España hizo la prueba de ello en la semana que ha transcurrido cuando debió pagar una sobretasa de interés considerable para refinanciar su deuda pública.

A pesar de todo esto, no solamente el cronista de Ámbito bate la tecla del “desmayo”, apelando al argumento de que la “recuperación” norteamericana. Dan la impresión de creer en los partes oficiales, porque el precio de las viviendas y el empleo, en Estados Unidos, sigue cayendo, incluso cuando en el caso de las viviendas hay un incentivo a la compra porque en diez días vencen los subsidios oficiales para ello. La devaluación del euro y la revalorización del dólar ante el conjunto de las monedas, perjudica al comercio exterior de Estados Unidos – una de las vías de una recuperación. Consciente de estos bloqueos la Reserva Federal ha vuelto a decir que no venderá los activos invendibles que ha comprado a los bancos, porque no tienen mercado y porque los bancos no sobrevivirían a una absorción de moneda y a un aumento de los intereses para refinanciar sus deudas. La devaluación del euro también ha desubicado a China, porque afectaría a sus exportaciones a Europa. Pero China, contra lo que dice todo el mundo necesita revaluar, para poder subir la tasa de interés interna y, por esta vía, frenar la especulación inmobiliaria y bursátil que la podría llevar a un colapso. Una reciente misión económica norteamericana ha advertido a China que no alcanza con revaluar su moneda para estabilizar su mercado financiero, sino que tiene que “abrirlo” a los bancos extranjeros. La próxima estación de la crisis será China.

Claro que, por nuestros pagos, todo es sonrisa; ¿o acaso no tenemos un gobierno capaz de ofrecer alternativas al resto del mundo? Sin embargo, uno de los países más afectados por la crisis europea es Brasil, cuya moneda se ha desvalorizado un 25% (desde su tope) al compás de la salida de capitales. De este modo, Argentina es afectada en sus dos mercados principales. Pero Argentina no puede devaluar, porque con una inflación anual del 30% corre el riesgo de desatar una hiperinflación. Los títulos del canje se cotizan a precio de “default”: por ejemplo el Boden 2012 paga 15% de interés, una tasa estratosférica para un título al que le quedan solo tres vencimientos.

Asistimos al fracaso de los rescates estatales y a la necesidad de rescatar al Estado. Esto no lo puede hacer, dada la envergadura de la crisis, ningún “ajuste”, por la simple razón de que ningún pueblo tiene los recursos líquidos para rescatar al capital o siquiera indemnizarlo. Un comentarista del Financial Times caracteriza lo que se está haciendo como “represión financiera”, de nuevo el “corralito”. No ha habido crisis capitalista que haya zafado de la bancarrota capitalista y de la destrucción de fuerzas productivas correspondientes.

Por eso ahora viene el capítulo de la crisis política en grande y de la lucha social a gran escala. Por la nacionalización sin compensación de la banca mundial y del capital financiero internacional.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Conflicto entre las dos Coreas y el tema central

Juan Francisco Coloane (especial para ARGENPRESS.info)

La tensión entre Corea del Sur y Corea del Norte aumenta debido al hundimiento de un barco de guerra de Corea del Sur por medio de un torpedo supuestamente lanzado desde un submarino de Corea del Norte. Una investigación está en curso mientras Estados Unidos desplaza su flota de portaviones en la zona enviando una concreta señal de que Corea del Norte sería atacada, de repetirse un incidente similar.

La secretaria de estado de Estados Unidos Hillary Clinton mientras viajaba a Beijing ha manifestado que “el apoyo de Estados Unidos a Corea del Sur es inequívoco”, según The New York Times del 25 de mayo. China a su vez, el primer sostén de Corea del Norte, no ha reconocido que el barco de Corea del Sur haya sido atacado por un torpedo norcoreano.

Ambas Coreas permanecen divididas desde una conflagración brutal finalizada en 1953 y que dejó varios millones de muertos e incalculables pérdidas, constituyendo el ápice de la Guerra Fría inaugurada en 1947 hasta la guerra de Vietnam. Con todo, la herida abierta en Occidente después de esa guerra no fue la división de la península de Corea, sino haber perdido a China definitivamente.

El barco de guerra norcoreano se encontraba en funciones de vigilancia del tráfico de armas y material nuclear que supuestamente efectúa Corea del Norte por la vía marítima.

El incidente donde perdieron la vida 46 marinos surcoreanos ha dejado a Corea del Norte al borde de nuevas sanciones que podrían ser adoptadas por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Tanto Estados Unidos como la ONU a través del Secretario General, el surcoreano Ban Ki Moon, están calibrando en forma cautelosa una respuesta que signifique una llamada de atención enérgica a Corea del Norte, considerando las sanciones así como la vía diplomática.

¿Qué hay detrás del hundimiento del barco de guerra de Corea del Sur?

En apariencia es el supuesto tráfico de armas y material nuclear que Corea del Norte efectúa a través de su flota marítima. Este tráfico no ha sido bien controlado por Corea del Sur, mientras Estados Unidos hace escalar la guerra internacional contra el terrorismo y ha detectado fallas en el sistema de vigilancia en la zona para bloquear el intercambio de material nuclear que supuestamente lleva a cabo Corea del Norte con otras naciones.

Tanto Irán como Corea del Norte mantienen vínculos de intercambio nuclear que no han sido completamente comprobados por los organismos internacionales de control. Estados Unidos ha sostenido vehementemente desde la administración Bush que con Corea del Norte e Irán se ha formado un “eje del mal” de nuevo poderío nuclear que estaría alimentando redes terroristas.

China por su parte mantiene estrechas relaciones con ambas naciones de poderío nuclear ascendente. En la mirada larga, este incidente responde al objetivo de Estados Unidos y la alianza occidental para que China cese de apoyar a Irán y Corea del Norte.

Este conflicto y el tipo de negociación instalado, expresa una vez más que China se ha convertido en un actor clave para los equilibrios de poder en las relaciones internacionales, con un peso similar al de la ex Unión Soviética. Esta vez, sin la capacidad bélica nuclear que exhibía la gigantesca nación socialista, aunque con un poderío económico significativamente mayor.

En una era de agudas crisis económicas que se suceden década tras década, el peso económico chino a nivel mundial tiene mayor relevancia que la abundancia de ojivas nucleares que ostentaba el anterior poder soviético.

Más aún se ha visto a Rusia haciendo overturas políticas para pactar con la alianza occidental las sanciones que permitan desplomar el régimen islámico en Irán.

La lectura de las decisiones que inciden en las acciones internacionales de los países se hace cada vez más compleja. Lo que parece ser no es, y por general cuando una cuestión emerge como crítica entre los países o una región, por lo general el tema real y más profundo es otro. Gran parte de esta complejidad responde al hecho de que los Estados y sus políticas no han reconstituido su rol de gobernar distendidos de la presión que significó operar bajo una cultura de Guerra Fría cuyo eje es la supremacía a toda costa.

Los efectos reales de esta peculiar forma de competir por la supremacía no se han evaluado en toda su dimensión y una buena parte de políticos, académicos y comunicadores simplemente decretaron el fin de la Guerra Fría como si fuera un instrumento manipulable y no una cultura impregnada en el “hacer Estado”. Las relaciones internacionales principalmente han sido objeto de está distorsión, y a pesar de la aparente caída del sistema bipolar representado por la disputa entre la Ex URSS y los Estados Unidos, la estructura de Guerra Fría –estructura como una cultura- no se ha erradicado.

El conflicto entre las dos Coreas, no es más que eso: un regreso franco y directo de la política de la supremacía de un poder por sobre el otro. Estados Unidos y China, ambas naciones centrales en este conflicto, así como las alianzas que representan abiertamente o bajo cuerda, deberían definitivamente acercarse a una postura que les permita definir equilibrios de poder, aunque tengan que ceder frente a las necesidades de naciones emergentes, y el tema central que se evita debatir a toda costa: los equilibrios de poder apuntando hacia la eliminación del arsenal nuclear en el globo.

Foto: Corea del Sur - La proa del buque de guerra surcoreano Cheonan hundido en aguas del Mar Amarillo es levantada por una enorme grúa flotante instalada frente a la isla Baekryeongdo, cerca de la frontera marítima con la República Popular Democrática de Corea (RPDC). / Autor: XINHUA

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Cheonan: Dar un chance a la paz

Jorge Gómez Barata (especial para ARGENPRESS.info)

Además de para exponer a los pueblos de la península coreana a los enormes peligros de una guerra fratricida que pudiera ser la más cruenta y devastadora que ha conocido la humanidad, el hundimiento de la corbeta Cheonan el pasado 26 de marzo, sirve para recordarnos la fragilidad de una precaria paz que, en esa y otras regiones, es rehén de la Guerra Fría.

Como resultado de la II Guerra Mundial quedaron divididos tres países: Alemania, Vietnam y Corea. Dos de ellos Alemania y Vietnam, por sus propios caminos se reunificaron, recuperaron su identidad nacional y son comunidades que viven en razonable armonía. No ocurre así con Corea donde en los años cincuenta, la geopolítica enfrentó a hermanos con hermanos y amenaza ahora con un conflicto de mayores proporciones.

Entre 1950 y 1953 se libro la Guerra de Corea, el primer conflicto armado de la Guerra Fría y el único que, por persona interpuesta involucró a Estados Unidos, la Unión Soviética y la República Popular China. Versiones aparte, lo cierto es que una vez iniciadas las acciones, las tropas de Corea del Norte cruzaron el paralelo 38, literalmente arrollaron a los efectivos sudcoreanos y en dos jornadas, se situaron en las inmediaciones de Seúl, situada a menos de 100 kilómetros de la línea de demarcación formada por el paralelo 38°.

Ante el colapso de las tropas sudcoreanas, el presidente Truman ordenó a las fuerzas norteamericanas apoyar a Corea del Sur y apeló al Consejo de Seguridad de la ONU que, con la ausencia del delegado soviético que podía vetar el acuerdo y la abstención de Yugoslavia, condenó a Corea del Norte y aprobó la formación de una fuerza multinacional, que en realidad fueron tropas norteamericanas al mando del general Douglas MacArthur. En la guerra participaron además “voluntarios” chinos en número que puede haber llegado hasta un millón de efectivos y pilotos soviéticos que estrenaron allí al legendario MIG 15.

Al margen del heroísmo de los combatientes de todos los bandos, nunca se ha librado una guerra tan costosa y absurda. En tres años, en los cruentos combates y las ciudades arrasadas perecieron alrededor de tres millones de personas para, al final llegar a una especie de “empate técnico”, que condujo a un armisticio y al restablecimiento del paralelo 38° como frontera, recreando una situación exactamente igual a la de tres años atrás. Ninguno de los adversarios pudo proclamar una victoria y como suele ocurrir en este tipo de conflicto: sembraron vientos.

Atrapados por los esquemas de la Guerra Fría, los dos estados coreanos, alineado uno a Estados Unidos, Japón y todo occidente y el otro próximo a la Unión Soviética, China y los países del socialismo real; las dos coreas soportaron los sacrificios de la reconstrucción de la industria, la infraestructura, la agricultura y toda la economía devastadas por la II Guerra Mundial, la ocupación japonesa y luego por la Guerra de Corea; a la vez que dedicaban enormes recursos materiales, financieros y humanos a la defensa, incluyendo una carrera armamentista que aunque perjudicó a ambos, resultó insostenible para la República Popular Democrática de Corea.

Con un enorme respaldo económico y militar de Estados Unidos y las potencias occidentales, que concedieron préstamos y créditos blandos, ventajas comerciales y transfirieron tecnologías avanzadas en condiciones privilegiadas a Seúl, aunque con enormes costos sociales, Corea del Sur registró un impresionante desarrollo industrial que se reflejó en los avances de su economía y en el bienestar de su pueblo.

Concluida la guerra, con sensatez y visión abarcadora, el líder histórico de La República Democrática Popular de Corea Kim Il. Sung, que había adquirido enorme prestigio y relevancia internacional por haber conducido la lucha anti japonesa, hizo de la reunificación pacífica del país, una filosofía y una agenda política integral a cuya consecución durante largos años se consagró casi por entero.

También en Corea del Sur, importantes líderes y personalidades, organizaciones juveniles y la sociedad civil, así como algunos políticos moderados, acogieron la prédica de la reunificación que trabajosamente ha conducido a avances expresados en esquemas de colaboración e intercambios familiares culturales e incluso económicos y en la creación de un clima de confianza.

Aunque debido a los antecedentes de la Guerra y la difícil convivencia de un pueblo y una nación dividida en dos estados con sistemas sociales diferentes, los avances logrados sobrevivieron a las tensiones generadas por las pruebas nucleares efectuadas por Corea del Norte. A pesar de incidentes de todo tipo, la agenda de la reunificación significaba una contención para los enemigos del socialismo y los halcones que, en lugar de un proceso pacífico, apostaban a la solución mediante la guerra y la violencia.

Las circunstancias creadas por la crisis del socialismo y la desaparición de la Unión Soviética, el perfil adoptado por Rusia y la proyección internacional de la República Popular China, crearon una situación sumamente crítica para Corea, agravada con la muerte de Kim Il. Sung en 1994.

Los costos de la determinación de resistir, sin apenas apoyo económico ni político, los enormes gastos que implica sostener una capacidad militar disuasiva que incluye a más de un millón de hombres sobre las armas y el desarrollo de la cohetería y de las armas nucleares, han requerido sacrificios que han llevado al pueblo coreano a situaciones de penuria extremas.

Sobre ese fondo tiene lugar el incidente de la corbeta Cheonan, que da lugar a una peligrosa escalada y abre una etapa de tensiones que implicará nuevos y mayores sacrificios para el pueblo de las dos coreas necesitado de paz para, según sus prioridades y disposición respectiva, resolver sus problemas internos y avanzar en consecución de la meta histórica de los hombres y mujeres honrados a ambos lados del paralelo 38: la reunificación pacífica del país.

Lamentar la muerte inútil de 46 marinos sudcoreanos, sacar presión a la caldera, no echar leña al fuego de ese conflicto y procurar un clima de avenencia que permita retomar el camino de las negociaciones, es el mejor servicio que puede prestarse hoy a dos comunidades humanas que forman una sola Nación y un pueblo que nunca debió dividirse.

Tiempo y modos razonables habrá para determinar quien tuvo la razón y quien obró irresponsablemente en torno al incidente del Cheonan y quien mostró la entereza necesaria para no ceder a las provocaciones. Ninguna filosofía hay más sabia que aquella que alienta la idea de que: “El único modo de ganar una guerra es evitándola”.

Foto: Coreas - Línea de demarcación intercoreana desde el lado de Corea del Sur. / Autor: Johannes Barre - WIKIPEDIA

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Pronóstico reservado sobre las elecciones en Colombia

Apolinar Díaz – Callejas (especial para ARGENPRESS.info)

El próximo domingo 31 de mayo se realizarán en Colombia las elecciones presidenciales para escoger y elegir el nuevo presidente de la República. El presidente Uribe Vélez no ha descansado un minuto, recorriendo todo el país para reunirse con pequeñas comunidades urbanas y rurales, defendiendo su “obra de gobierno” como si la elección de presidente pudiera recaer en él mismo.

En el canal de televisión City TV, uno de los más fuertes de Colombia, se han realizado debates importantes sobre la realidad del país y sobre la falta de rumbos y convicciones claras en cuanto a las intenciones del voto de los colombianos para escoger nuevo presidente de la República. Mientras tanto, el presidente Uribe Vélez utilizando los más modernos recursos de transporte aéreo dentro de las fronteras de la nación, ha estado visitando pueblos, analizando la situación política y diseñando lo que podrían ser sus objetivos electorales en el futuro. Por eso la ciudadanía sale a esas reuniones en sitios apartados y rurales a los que nunca iban los candidatos presidenciales y menos el presidente. Uribe ha puesto en marcha el tiempo y vigor de todos los altos funcionarios de su gobierno para organizar encuentros en sitios públicos en que el habla de todos los colombianos de las respectivas regiones guardando la sensación sicológica de que sus programas son los que él repite en esas reuniones rurales. La gente del pueblo alcanza a pensar que están en una nueva campaña de reelección de Uribe Vélez.

Sólo que los temas son programas futuristas que hacen creer a la gente que están promoviendo la cuarta elección presidencial de Uribe Vélez.

Mientras tanto, las regiones del país se deshacen en el entusiasmo de discutir los nuevos programas presidenciales de Uribe Vélez, a quien ya dan por elegido en el futuro. La burocracia presidencial se ha apoderado y movilizado de las provincias colombianas como reales voceros de una nueva candidatura presidencial de Uribe Vélez. En sus discursos, Uribe Vélez ratifica su apoyo a soluciones a problemas de las regiones colombianas que llevan años y siglos de espera inútil. Pero la gente, campesina especialmente, espera que esta vez sí cumplirá el presidente Uribe, al tiempo que apoyan toda la política represiva que se practica por el gobierno nacional a lo largo y ancho del territorio.

Los candidatos presidenciales sobrevivientes ni siquiera tienen tiempo para explicar a la población las mentiras de los planes políticos, económicos y sociales que expone Uribe Vélez como si ya fuera el nuevo candidato presidencial de la república. La gente del campo y de barrios de algunas ciudades cae en un estado de alegría y confianza en el futuro que nunca habían tenido de verdad, pero exigen la paz, la terminación de los asesinatos y muertes de ciudadanos comunes y corrientes, de mayores de edad, mujeres, menores y niños.

En San Onofre, uno de los municipios más grandes del Departamento de Sucre, de notable población negra y mestiza fue asesinado uno de los líderes más importantes de la población desplazada del municipio, quien, según la prensa, había recibido varias amenazas contra su vida. Pero fue asesinado, lo cual levantó la protesta enérgica y desesperada tanto de los habitantes San Onofre como de territorios y municipios vecinos. El crimen ha quedado impune, pese a las manifestaciones populares de castigo a los criminales.

En San Benito Abad, un municipio de muy antigua tradición histórica y de existencia en el ambiente de un Santo Milagroso, ha continuado abiertamente el asesinato de personas de todas las razas, género y edades. Son matanzas implacables contra mujeres y sus propios hijos sin que se sienta siquiera el rechazo de la Fuerza Pública. De esta misma manera se cometen día a día crímenes y crímenes en todo el territorio rural y nacional, no solo en Sucre y San Onofre sino en Barranquilla, Departamentos de Córdoba, Magdalena, Cesar, Antioquia, Chocó, Valle del Cauca y departamentos formados por los antiguos territorios nacionales. La atmosfera actual en Colombia es de crímenes y crímenes políticos sin que la protesta ciudadana logre frenar esas masacres criminales y abrir un rumbo de paz a la nación. Por ello, frente a las elecciones del próximo domingo 31 del corriente mes y año, se están desarrollando en una atmosfera de terror y de miedo por la violencia que recorre a Colombia. Nuestra gente camina a la ligera, por las calles, por temor a asaltos y atracos crimínales. Hay miedo, hay temor y las ofertas de paz y de tranquilidad del presidente Uribe Vélez quedan en el aire, se pierden en la atmosfera de las mentiras .Da realmente espanto constatar que en Colombia actualmente se cometen decenas y decenas de crímenes y muertes de personas de todas las edades y sexos, bajo el régimen de Uribe Vélez, pero día a día crece la reacción nacional de las ciudades y del campo contra esa ola de crímenes. Confiemos en que la valentía cívica y moral de nuestro pueblo sea capaz de contener esa avalancha de matanzas y crímenes para que Colombia recupere su tradición de una nación pobre pero valiente en la defensa de su democracia, de sus convicciones, de su lucha por el progreso y por embarcarnos en una nueva nación del siglo que estamos viviendo. Yo, en el próximo mes de junio, cumpliré mis primeros 88 años de vida y confío que tendré energías, vigor y capacidad de lucha por la transformación de Colombia, que me permitan participar en la creación de esa nueva Colombia por la que tanto he luchado, casi que inútilmente, en mis decenas de años de estudio y reivindicación de la democracia y de las causas más populares y fundamentales para el pueblo colombiano. En esa lucha me identificaré también con todos los colombianos de todas las razas y edades que estemos dispuestos a no dejarnos vencer por el crimen, la subordinación política y social y la dependencia del poder imperial de los Estados Unidos de Norteamérica.

El diario, hoy español, El Tiempo, de Bogotá, dice en la fecha del 26 de mayo, informa en primera página que “Según el censo del Jardín Botánico de Bogotá, hay 900 árboles en riesgo de caerse por su altura, su vejez y su inclinación. Al mismo tiempo informa que los problemas de la naturaleza han dejado 421 damnificados en solo Bogotá”. Todo el pueblo colombiano ayudará a salir de las desgracias que cayeron sobre Colombia desde la llegada al gobierno del presidente Uribe Vélez.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

México: El desconcierto

Gerardo Fernández Casanova (especial para ARGENPRESS.info)

“Que el fraude electoral jamás se olvide”

Uno de los más significativos síntomas de la descomposición del entramado social mexicano es el desconcierto en que se halla envuelto. La institucionalización de la mentira como instrumento de gobierno provoca un grave desasosiego entre la gente, independientemente de su condición social o su preferencia política. Cualquiera que finque un proyecto sobre la mentira y el engaño está destinado al fracaso; tarde o temprano la estructura así construida se derrumba ante la realidad o, al menos, ante la creciente duda y la desconfianza: el desconcierto. Esta, es la lamentable característica del régimen espurio que dice gobernarnos, tocado desde el origen por el estigma del fraude electoral. Ahora, más que nunca, toma sentido el machacón recordatorio que encabeza todos mis artículos: “Que el fraude electoral jamás se olvide”.

Calderón sale al extranjero, con frecuencia propia de un agente de ventas, para recibir homenajes que le son negados en México. Recibe premios españoles de parte de organismos patrocinados por las empresas de la reconquista las que, afanosas por lograr consolidar sus grandes negocios de energía e infraestructura en suelo mexicano, no paran en mientes para agasajar al que se los ofrece en bandeja de plata, a despecho de lo que establezca la Constitución y las leyes. Igual sucede con los aplausos ofrecidos por los congresistas gringos, que con ello avalan al gerente que les garantiza la protección de sus intereses en el vecino colonizado. Ahora va a Canadá a dar su discurso ante la Cámara de los Comunes de ese país, para dar un nuevo impulso a su objetivo de anexión a los intereses norteamericanos. De paso dará un discurso magistral en su alma mater, la Escuela de Administración Pública de Harvard, que lo recibe como muestra de que a México se le podría dominar sin disparar un tiro, mediante el simple hecho de educar a sus dirigentes conforme al estilo de vida “americano”.

No hay que ir muy lejos para comprender la razón de que, mientras aquí se le rechaza, afuera se le celebra: Calderón sirve a los intereses de fuera, frecuentemente contradictorios con los intereses de México; por lo menos eso es lo que intuye la escasa conciencia popular. Así quedó de manifiesto en la consulta por la revocación del mandato a Calderón, realizada el pasado fin de semana. Por encima de las actitudes mezquinas de quienes, diciendo apoyarla, obstaculizaron la consulta, el resultado fue abrumador: somos muchos los mexicanos que le exigimos a Calderón que se vaya a su casa.

El tema de la seguridad y de la administración de la justicia es paradigmático del desconcierto. El desastroso caso de la niña Paulette y las inverosímiles conclusiones de la Procuraduría de Justicia mexiquense; las inagotables conjeturas en torno al caso de Fernández de Ceballos y los casos de víctimas civiles de los abusos del ejército, contribuyen a colocar al ciudadano en la sensación de estar indefensos ante el crimen, sea el de los delincuentes particulares o el de los oficiales. Para rematar, este martes fue detenido y enviado a un presidio de mediana seguridad el candidato de los partidos del DIA a gobernador del estado de Quintana Roo, acusado de estar vinculado con el narcotráfico, a cuarenta días de que se celebren las elecciones en ese estado; no puedo apostar a la inocencia del indiciado, pero sí puedo poner en absoluta duda la honestidad de una autoridad que guarda una averiguación criminal para aplicarla cuando sus efectos políticos son funcionales al objetivo de detener a un candidato opositor. Ya se tuvo el ejemplo cuando se trató de someter al gobierno opositor de Michoacán mediante la detención simultánea de varios alcaldes, por sospecha de vínculos con el negocio de las drogas, los que después fueron liberados por “falta de elementos probatorios”. Pareciera ser una receta de contención de la oposición, vestida de administración de justicia.

En una escala técnica de sus continuos viajes, Calderón se atrevió a declarar que: aún con la aprobación de las leyes en materia de seguridad, de nada servirán si prevalece la corrupción en la administración de justicia. ¡Vaya cinismo! Si la corrupción está en la cúpula, cómo se atreve a denunciar la de sus subordinados. No tiene lo que hace falta: autoridad moral. En algún otro foro, el espurio se auto elogia diciendo que “su” gobierno hace la tarea y gana las batallas, excepto una: la de la percepción social. Tácitamente admite que nadie le cree ¿Por qué será? Calderón, habrá que reconocérsele, está logrando eliminar el desconcierto: cada día más mexicanos llegamos a la certidumbre de que todo lo que diga el régimen es absolutamente falso.

Mientras aquí vivimos el mundo al revés y el imperio del engaño, en Europa se viven momentos de enorme trascendencia. Un nuevo estallido del fracasado neoliberalismo coloca a los países mediterráneos en condición de república bananera y repite el ya conocido instrumento depredador de la deuda externa, con el consabido remedio del FMI que cancela las expectativas de bienestar en países que ya lo habían alcanzado. Griegos y españoles, particularmente los trabajadores de esas nacionalidades, están dando su batalla; cunden las amenazas de huelga nacional y ya se han dado sus prolegómenos. Más pronto que tarde los seguirán los portugueses, italianos y hasta los ingleses están en pie de guerra. Algún día aprenderemos la lección.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

El Bicentenario, los embargos del juez Griesa, la responsabilidad del Congreso, y el canje fraudulento de deuda

Mario Cafiero - Javier Llorens

La prensa nos anoticia que el juez Griesa de Nueva York ordenó el embargo (o bloqueo) de los fondos del Banco Nación en el extranjero, además de otros que había dispuesto previamente.

Pese que supuestamente somos una nación soberana, desde la década del `70 quedamos bajo la jurisdicción del juez Griesa, por obra y gracia de Videla y Martínez de Hoz. Ambos están hoy presos, por haber sido condenados o enjuiciados por crímenes de lesa humanidad. Habiendo cometido esos horribles crímenes, a la par de que ponían a la Argentina -y a todos los argentinos y a lo argentino- bajo la férula del juez de Nueva York.

Ellos posteriormente fueron sentados en el banquillo de los acusados, pero previamente se encargaron de poner a Argentina en el banquillo de los demandados por parte de los jueces de Nueva York. Un absurdo total, que viola flagrantemente el concepto de soberanía, para una nación que en algún momento postulaba en su Constitución, que aspiraba a ser socialmente justa, económicamente libre, y políticamente soberana.

Pero como en los últimos treinta años no fuimos económicamente libres, tampoco pudimos ser una nación políticamente soberana (como se puede ver hoy con los embargos de Griesa. Al respecto hay un sencillo dicho africano que resume la cuestión: "el que da es el que dirige"). Y menos aun socialmente justa. Como se puede corroborar con las estadísticas sociales. Según las cuales pasamos de un índice de pobreza e indigencia del 6 % del total de la población en la década del '70, a un índice actualmente superior al 30 %. Con todas las secuelas que esto ha generado, comenzando por la seguridad ciudadana.

(Un reconocido economista de la deplorable Fundación Mediterránea, en la década de los '90 publicó un sesudo estudio afirmando que el auge de la delincuencia era la forma de redistribución de un ingreso, que previamente se había distribuido regresivamente o inequitativamente. Cualquier persona medianamente inteligente redistribuiría socialmente el ingreso, en una forma mucho menos traumática, y mucho mas armónica, que la consentida por la Fundación Mediterránea).

Sin embargo el Congreso, desde el inicio de la democracia, nunca corrigió esa aberración de someter a la nación a la jurisdicción de un juez comercial extranjero, que lesiona directamente nuestra soberanía, de la que acabamos de festejar sus primeros doscientos años.

Y menos lo hizo el Poder Ejecutivo Nacional. Ni Alfonsín (con la colaboración de Sorrouille y Machinea). Y menos aun Menem (con la estrecha colaboración de Cavallo y Roque Fernández). Ni tampoco De la Rúa (con la estrecha colaboración de Machinea y Cavallo). Ni KIRCHNER (con la colaboración de Lavagna). Ni Fernández de Kirchner (con la actual colaboración Boudou) se animaron a cuestionar dicha absurda medida otorgada por los criminales Videla y Martínez de Hoz. Por contrario la ratificaron plenamente. Como lo hizo a fines del año pasado nuestra actual Presidenta con el decreto 1.953/09. Con el que dispuso emitir bonos por 15.000 millones de dólares para destinarlos al actual canje de deuda, poniéndolos bajo la jurisdicción de Nueva York.

Por un lado el actual gobierno acusa al juez Griesa de "embargador serial". Y por el otro lado infantilmente parecería decirle "vení embargame". Al cumplir los doscientos años ya deberíamos haber aprendido que la soberanía, igual que el movimiento, no se demuestra declamando ni quejándose, sino andando.

La primera vez que la Cámara de Diputados de la Nación esbozó un cuestionamiento a dicha "prorroga de jurisdicción" (como se la denomina leguleyamente para disimular sus verdaderos efectos, en vez de decir "cesión de soberanía") fue a principios de este mes, cuando rechazó el mencionado decreto 1.953/09 de Fernández de Kirchner y Boudou. (Asunto que la gran prensa, pese a ser una ferviente opositora del actual gobierno, se encargó de disimular enteramente. La prensa opositora puede ser feroz, pero esa ferocidad no llega a determinados asuntos de alta sensibilidad económica o financiera.)

Sin embargo la Cámara de Diputados no se pronunció respecto la cuestión de fondo: la absoluta anticonstitucionalidad de ese mecanismo aberrante. Y menos aun los legisladores han recuperado el control efectivo del endeudamiento público, al punto que se han enterado de las condiciones de la propuesta del actual canje de deuda, leyéndola en los diarios.

Por su parte los ahorristas, simultáneamente que promovieron dicho embargo contra el Banco Nación, expresaron sus cuestionamientos, tanto respecto el actual canje de deuda, que ha sido orquestado solamente en beneficio de determinados fondos buitres allegados al gobierno; como la falta de control constitucional de ese canje por parte del Congreso.

En el Bicentenario de nuestro primer intento de autodeterminación y soberanía como Nación.

Al respecto reproducimos la carta que el 12 de mayo pasado enviamos personalmente a cada uno de los legisladores, con motivo del fraudulento canje en cuestión.

Sres Legisladores Nacionales:

Asunto: promoción de acción penal por el canje de deuda dispuesto por decreto 563/10, en abierta violación a lo dispuesto en la ley de suspensión del “cerrojo”

De nuestra mayor consideración:

La gravedad que para el patrimonio nacional implica lo dispuesto por el decreto 563/10 y lo decidido por el Ministro de Economía Amado Boudou, y la inercia por parte de la mayoría los Srs. legisladores en advertir los inusitados ribetes de esa operación, nos ha obligado a los firmantes de la presente, el ex Diputado Nacional MARIO CAFIERO; el autor de numerosos trabajos económicos JAVIER LLORENS, y el Presidente de la Asociación Civil Anticorrupción RICARDO MONNER SANS, a radicar una acción penal ante el Juzgado en lo Criminal y Correccional Federal Nº 5, a cargo del Dr. Oyarbide, con intervención de la Fiscalía Nº 2, a cargo del Dr. Rívolo (CAUSA Nro.6197/2010).

Promovimos la misma en base al informe que se adjunta: “Los fraudes y defraudaciones en la reapertura del canje de la deuda en default” de Mario Cafiero y Javier Llorens, donde se demuestra la existencia de gravísimas irregularidades de clara connotación penal en esa operación en curso. Desde el posible delito de violación de deberes de funcionarios públicos, hasta el ilícito de negociaciones incompatibles por parte de funcionarios del gobierno nacional.

Aprovechando la laxitud con que se sancionó -por parte de la anterior composición parlamentaria- el texto de la norma mediante la cual se devolvió al Poder Ejecutivo la facultad de renegociar los bonos en default (Ley 26.547), sin imponer límites precisos a la oferta, ni exigir ninguna comprobación respecto de los tenedores de bonos; el Sr. ministro de Economía Amado Boudou, burlándose de la ley, ha lanzado un canje con una sideral mejora en relación al canje del año 2005, respecto una determinada categoría de tenedores de bonos: concretamente los especuladores que compraron bonos después del default. Ha posibilitado así que determinados fondos buitres consumen una maniobra que les permitirá una diferencia por arbitraje de bonos, estimada en el orden de los 3.500 millones dólares.

Los Sres legisladores pueden encontrar en el informe las pruebas de quiénes son concretamente algunos de los fondos vinculados y beneficiados con la maniobra (principalmente Fintech, Fidelity y Gramercy). Como así también la de estudios de abogados donde participan ex funcionarios como Horacio T. Liendo. O sea los mismos personeros del escandaloso endeudamiento externo que el Congreso nunca se animo a investigar; cuyas maniobras llegaron a su climax con el megacanje del 2001, que tuvo como uno de sus autores intelectuales al mencionado Liendo.

Ahora bajo las barbas del Congreso, nuevamente está sucediendo lo mismo. Y el ciudadano común se pregunta si la cuestión del matrimonio gay, que afecta según las estadísticas mundiales, a menos de una cada cincuenta mil personas, no ha sido una maniobra de divertimento del oficialismo para distraer la atención del Congreso respecto temas mucho mas trascendentes. Como el de la deuda y el canje de ésta, cuestiones que afectan de una u otra manera al 100 % de la población y a la calidad de vida de ella. Resulta incluso notable la importancia dada al tema del matrimonio gay, en momentos en que la mayoría de las parejas heterosexuales nuevas optan por juntarse y evitar el matrimonio. Muchas de ellas por las dificultades y el incierto horizonte económico que afrontan. (De esta manera en un futuro es probable que se defina al matrimonio, como la unión de dos personas del mismo sexo, y al concubinato la unión de dos personas de sexo distinto…).

Si los Srs. Legisladores representantes del pueblo hubiesen prestado atención a los problemas que en realidad interesan y repercuten en todos los argentinos (y que por ausencia de esto nos estamos convirtiendo en un país insignificante, que no se anima ni siquiera a afrontar el conflicto de Malvinas, ni aún ahora que ha aparecido las verdaderas causas de él) habrían advertido en los 19 anexos y más de mil páginas que acompañan al Decreto 563 y la Resolución 230 del Ministerio de Economía, que además del canje de los bonos en default, se ha instrumentado de manera subrepticia un RECANJE de los bonos emitidos en el canje del 2005, de inusitados alcances.

El mismo, a la luz del decreto 1.953/09 rechazado recientemente por la Cámara de Diputados, involucraría nada menos que la cifra de 6.000 millones de dólares. Y estaría destinado a beneficiar inusitadamente a determinados tenedores de bonos que en aquella oportunidad eligieron títulos en pesos ajustados por inflación, bajo legislación argentina, y luego se vieron perjudicados por el índice CER, como consecuencia de la intervención en el INDEC. Y ahora el ministro Boudou solapadamente les ha abierto la posibilidad de canjearlos por bonos en dólares, bajo legislación de Nueva York.

Los autores del referido informe, tras décadas de haber analizado este tipo de operaciones y sus instrumentos, manifestamos que nunca hemos visto una documentación tan enrevesada, opaca, y abstrusa casi hasta lo ininteligible, como la documentación en cuestión. Supera en falta de transparencia a las emitidas en el período más aciago de predominio de los intereses financieros, como fue la década de los ‘90.

La falta de transparencia abarca también a todo el proceso de canje, que está contaminado de inconfesables entendimientos y arreglos entre altos funcionarios del Poder Ejecutivo Nacional e interesados directos, como bancos internacionales, fondos buitres, y consultoras. Le cabe –según ha quedado públicamente difundido y nunca desmentido- al Coordinador de Asuntos Políticos de Presidencia, Juan Carlos Mazzón, la responsabilidad de haberle abierto la puerta a la participación del Barclays Capital Inc, entidad inglesa que ilícitamente eludió inscribirse en los registros petroleros relacionados con la cuestión Malvinas, para poder encabezar sin cuestionamientos la operación. Pese a que esta situación fue denunciada ante la Justicia y por algunos legisladores nacionales.

La opacidad prosigue con la inusitada aparición en los prospectos de Arcadia Advisors, una consultora insignificante en relación a la magnitud de la operación y de los bancos internacionales intervinientes, pero cuyos honorarios (que son parte de un paquete de 120 millones de dólares) se mantienen sin embargo velados al conocimiento público. No sería la primera ni la única vez en la larga historia de la corrupción argentina, que una consultora es el vehículo para el pago de sobornos. O peor aun, que haya sido Arcadia Advirsors quién redactó la letra artera de las bases del canje en cuestión. Habiendo terminado así la crónica delegación de funciones por parte de ese Congreso en lo referido a la deuda publica, no en el Poder Ejecutivo, sino en una consultora de cuarto orden. Concretándose así una inaudita privatización de la administración de ella.

Para terminar de perpetrar este enorme negociado y maximizar sus ganancias (consistente en comprar bonos en default a precios irrisorios, para canjearlos al Tesoro a mas de tres o cuatro veces su precio de compra) los fondos especuladores buitres necesitaban que el Poder Ejecutivo no solo suspendiese la ley cerrojo, sino que mostrara una firme voluntad de pago de la deuda, poniéndola en sus prioridades absolutas (como en su momento fue la ley de déficit cero en el año 2001). Con esa finalidad se habría instrumentado la utilización de las reservas del Banco Central para el pago de la deuda, a través de los ya famosos DNU 210 y 298. A los efectos de bajar la tasa de riesgo país y subir concomitantemente el valor de los bonos a canjear. Dejaron así la mesa servida para que los fondos buitres consumaran un enorme negociado basado en la valorización de “bonos tirados a la basura” (por el art.4 de la ley 26.017 debían ser retirado de los mercados; lo que no por casualidad nunca ocurrió) posibilitando que los mencionados fondos especulativos compraran los bonos a canjear a precios de ganga.

Lamentablemente para los argentinos, el gobierno parece haber concretado en beneficio ajeno, la picardía del viejo Vizcacha del Martín Fierro, de escupir el asado (los bonos en default) para que luego los fondos buitres se lo comieran. Alzándose con una ganancia del orden de los 3.500 millones de dólares. Y como si ese banquete no fuera suficiente para los bancos y fondos buitres agasajados en él, el menú viene aderezado con un recanje de los bonos emitidos en el 2005, para pasar deuda interna en pesos ajustada por CER, a deuda externa en dólares con altos intereses, por un monto de 6.000 millones de dólares.

Luego de radicar la denuncia penal ya individualizada, con esta presentación cumplimos en advertir a los Sres. legisladores nacionales representantes del pueblo, respecto los alcances inauditos de la operación de canje en curso; ya que por mandato del art 75 inc 7 de la Constitución, son los Srs. Legisladores quienes están funcionalmente obligados a poner límites a esta situación, e impedir que se consume esta escandalosa maniobra.

Ing.Mario Cafiero y Javier Llorens

Ver también:
- Argentina: Los fraudes y defraudaciones en el nuevo canje de deuda de bonos en default (Parte I)


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Precariedad laboral en el Centenario

Ester Kandel (especial para ARGENPRESS.info)

El trabajo a domicilio – sastres y costureras

Sweating system: sistema de hacer sudar al prójimo o pressurage et la vie sans fin, prensadura como lo llamaban los franceses.

El desarrollo desigual de nuestro país era evidente en la época del centenario: por un lado la oligarquía agroexportadora y los nuevos emprendimientos industriales y por el otro una clase obrera que luchaba cotidianamente por mejores condiciones de vida.

A los reclamos por salarios y mejores condiciones de vida (vivienda, edificios escolares, etc.) para las que se organizaron innumerables protestas (1), agregaban las denuncias y propuestas sobre del trabajo a domicilio.

La precariedad laboral iba acompañada con represión a los reclamos del movimiento obrero organizado y para mostrar la canallada de la clase dominante, vale un párrafo sobre el salvaje atentado de las llamadas “manifestaciones patrióticas” de estudiantes en los días previos a los festejos del centenario de la Revolución de Mayo. (2)

Se tiene registro de talleres domiciliario a partir del censo de 1887 y posteriormente el Departamento Nacional del Trabajo (3) continuó relevándolos, muchos de ellos sistematizados como el de las costureras. (4)

La falta de seguridad y estabilidad era un rasgo del trabajo a domicilio, estudiado por las autoridades en el año 1904 fundamentaban el proyecto de Ley Nacional del Trabajo, al referirse a las habitaciones de conventillo destinadas a los múltiples usos cotidianos, del que formaba parte de la industria doméstica:

“fuente de contagios e influencias malsanas de toda clase, transmitidos por las telas y otros objetos fabricados a destajo, con más frecuencia por la mujer obrera y en el sentido económico, desequilibrando la ley general de los salarios en la industria organizada del taller o la fábrica (…)(5)

Se registraban enfermedades infecto-contagiosas como tisis y tuberculosis.

Uno de los primeros informes del Departamento Nacional del Trabajo (6) publicado en 1907, discrimina los datos del personal que trabaja en establecimientos de la confección, en la Capital Federal entre los que pertenecen a los talleres y los de domicilio



El cuadro publicado por el sociólogo Héctor Recalde (7) se completa con una cita del Boletín de dicho organismo:

“Es digno notarse que existen casas que emplean 50 o más mujeres que se encargan de llevar a sus domicilios trabajos para trescientas o más obreras. Cada una de aquéllas se convierte así en el jefe de un pequeño taller en el que las obreras se encargan de la confección y ellas de recibir y entregar el artículo. La casa remunera el artículo al precio de antemano convenido, pero en la mayor parte de los casos la remuneración llega a manos de las obreras notablemente disminuida.”

En 1907, ya se tenía conocimiento que el 95% del personal que trabajaba en la confección lo hacía en domicilios, que los salarios era menores al promedio de los salarios industriales y a su vez la remuneración pactada no se cumplía.

Trece años después de hacerse públicas las condiciones del trabajo a domicilio, en el Congreso de la Nación, se comienza a discutir las condiciones de vida de las personas que trabajaban a domicilio y un proyecto de ley.

Para completar la comprensión del modo cómo se abordaba la cuestión obrera en ese período, citamos otros informes, como el de 1914:

"se recogieron datos complementarios de la situación de 1000 obreros a domicilio, llenando una ficha especial para cada uno de ellos. Los efectos de la crisis, que se hicieron sentir en las fábricas y talleres, no pasaron desapercibidos para esta clase de trabajadores cuya situación se hizo más llevadera debido a que sólo una gran casa de confecciones dio trabajo a 14000 costureras. Para una docena de tiendas trabajaron 16.789 obreros y para 42 fábricas de tejidos en sus domicilios, 800 mujeres. En establecimientos de beneficencia y caridad se dio trabajo a 8.000 mujeres.

El cuadro de situación se completaba con un informe de huelgas, trabajo de menores, infracciones a la ley 5291, aumento del costo de vida, desocupación y participación gremial. (8)

Para caracterizar esta forma de trabajo se usaba la expresión inglesa, sweating system, traducido: sistema de hacer sudar al prójimo

Esta forma de explotación que fue aumentando al compás de la crisis internacional, fue denunciada por las organizaciones sindicales y en las páginas de La Vanguardia era frecuente la alusión al tema, especialmente cuando decidieron abordarlo desde el parlamento.

Las denuncias sobre estas condiciones de trabajo era frecuente porque se daban en cientos de lugares, dispersos y difíciles de sindicalizar. En 1910, la abolición del trabajo a destajo figuraba como parte de otras reivindicaciones como la jornada de ocho horas, responsabilidad patronal por los accidentes de trabajo con el pago íntegro del jornal, supresión de las horas extras, pago de los gastos originados al operario por realizar labores fuera del taller o la ciudad, libre acceso del cobrador sindical a los lugares de trabajo.

El Departamento Nacional del Trabajo desde su creación por decreto en 1907 y luego por la ley 8999 en 1912, continuó con los relevamientos pero no estaban acompañados por una política estatal activa para modificar la cuestión obrera. Como bien señalió Julio Godio: “el Estado mantenía su tradición contraria a estimular la sanción de una legislación”. Nuestra investigación sobre el debate de la ley 5291 y su posterior implementación corrobora esta afirmación.

A modo de ejemplo citamos un párrafo de la inspectora Celia Lapalma de Emery el 26 de diciembre de 1911 informaba:

El trabajo a domicilio de la mujer, en general lejos de mejorar en sus condiciones, tiende a empeorarse a medida que ella se hace más diestra, porque se emplean sus habilidades en general para elaborar artículos baratos, no pudiendo regir en ella el principio aplicado al trabajo industrial de fábrica: de que una mayor habilidad de ejecución se sigue elevación del salario. Y esta circunstancia hace que se imponga la urgencia de medidas de protección que me vengo refiriendo. Y sobre la confección de lencería por las costureras: “a costa de gran sacrificio, alcanzan una ganancia de 1 peso 50 centavos y de 2 pesos y a veces trabajando 13 horas diarias.”

Este registro oficial, no llevaba por sí solo al cambio de la situación y así vemos que este tipo de informes se reiteran.

Por parte de las autoridades, se observaba más una actitud comprensiva con los avatares del mercado. Por ejemplo, continuando con la descripción del rubro de la lencería, la autora del informe señala:

“Se ha hecho costumbre en todas parte, el tratar –durante los primeros días de cada estación del año- de atraer las miradas sobre las vidrieras para conseguir, con su agradable presentación, el fascinar el ánimo de los compradores, exhibiendo, para fines de competencia, lencería y confecciones con precios indicados de reclame. Y esta costumbre viene influyendo también en el descenso de los salarios de trabajo a domicilio, cuyos pagos, por razón de sostener esa misma competencia se extreman en lo posible. Además, como lo que llega ahora confeccionado de Europa deja todavía mayor ganancia al comerciante, la costura hecha a domicilio no puede pagarse mejor”

Cabe destacar que en el rubro de la lencería y la confección, que tuvo gran desarrollo desde fines del siglo XIX (9), mientras los modistos diseñaban los nuevos modelos se producía una discontinuidad laboral.

Esta industria orientada hacia la nueva mujer, o sea a las señoras de la burguesía, tenía como contrapartida una situación de precariedad laboral de los trabajadores/as. Al año siguiente, en 1916 se completó con un registro de las personas (10) dedicadas a la confección de prendas de vestir:

“El oficial sastre necesita trabajar una de 14 a 16 horas para terminar un saco, por cuyo trabajo se le abona cinco o seis pesos. Descontando los gastos de seda, hilo, carbón, etc. resulta que el oficial viene a ganar, generalmente, $2.20 por cada ocho horas de trabajo.”

Las mujeres que confeccionaban pantalones y chalequeras estaban en las mismas condiciones que los sastres, no así las que confeccionaban ropa blanca cuya retribución era mucho menor.

Para ejercer esta explotación, los talleristas reclutaban mujeres rusas y griegas. A esta situación hay que agregarle las condiciones de trabajo, lugares que carecían de luz y ventilación, donde se concentran 20 ó 30 obreras en un solo ambiente.

Las condiciones y medio ambiente del trabajo a domicilio pasó a ser una preocupación para los obreros de los grandes talleres y fábricas y para los legisladores socialistas. La competencia con los/as trabajadores/as de los talleres, disminuía los salarios y o impedía sus aumentos.

Los estudios de la época, caracterizaban los trabajos a domicilio por:

1. mayor duración de la jornada;

2. malas condiciones de higiene y comodidad en donde se efectúa;

3. menor salario con que es retribuido

El trabajo a domicilio fue la vía que usaban los industriales para obtener máximas ganancias, dado el poco trabajo mecanizado. Los establecimientos tenían pocos empleados internos para determinadas tareas y el resto se realizaba en talleres domiciliarios. Aunque se usaba la máquina de coser, la mayoría de las tareas eran manuales. Así caracterizaba S. Pascucci la situación laboral:

“El carácter atrasado de la industria de la confección, cuya composición orgánica es siempre inferior a la de otras ramas económicas. Por consiguiente, nuestra rama debe compensar este atraso tecnológico a partir de un aumento en la extracción de plusvalía absoluta. Esto explica que en la industria del vestido sean características las largas jornadas laborales, los bajos salarios, la explotación y sobre todo el trabajo a domicilio.”

La falta de higiene de los pequeños talleres domiciliarios, generalmente a cargo de varios integrantes de la familia, las bajas remuneraciones y la mortalidad de sus miembros agravaba el cuadro de situación. Entre sus causas la tuberculosis, afectaba a la población de este gremio fundamentalmente constituido por mujeres costureras

La situación del trabajo a domicilio se agravó como consecuencia de la situación internacional. Así leemos en La Vanguardia del 15 de mayo de 1917:

“La situación internacional que ha afectado profundamente la producción en todas partes y ha hecho más numerosa la legión de los desocupados, determinando la reducción de los salarios, encareciendo las subsistencias, ha repercutido también y más intensamente en el trabajo a domicilio, haciendo más miserable el nivel de vida de miles de familias obreras.”

El problema de los talleres a domicilio se extendía más allá de la capital, existía en los centros industriales del litoral, centro y norte de la República.

Se registraron conflictos, como el de Gath y Chaves: “los obreros devolvieron sin concluir todo el trabajo empezado que tenían en sus domicilios, negándose a cobrar lo que les correspondía”. Esta medida fue resuelta en una asamblea convocada por la Unión obreros sastres, costureras y anexos, según La Vanguardia del 1º de agosto de 1917.

El Congreso y el trabajo a domicilio

Después de un largo proceso, y de innumerables denuncias informes por parte del Departamento Nacional del Trabajo, en 1913 el Congreso autoriza el nombramiento de una Comisión Interparlamentaria para estudiar las condiciones del trabajo a domicilio, cuyas características ya describimos. Esta comisión discutió y elaboró un informe, redactado por el senador socialista Del Valle, quien con el diputado Jiménez presentaron el proyecto en septiembre de 1917.

Se denunciaba la resistencia en el parlamento:

“Era público que el proyecto de ley presentado para reglamentar el trabajo en las industrias domésticas era resistido, tal es así que el presidente del Departamento Nacional del Trabajo se rehusaba en las primeras reuniones de la comisión interparlamentaria, a investigar las condiciones de trabajo de las personas que trabajaban con esa modalidad y luego de comprometerse a realizarlo no lo presentaba. (11)

Recién el 27 de agosto de 1917 se publica en la Vanguardia el despacho, aunque un mes después todavía no se había reglamentando, ya que postergado su tratamiento a propuesta del senador Crotto. (12)

Es muy probable que el auge de las luchas en el movimiento obrero haya influido en la disposición para abordar este tema, auge iniciado en 1916, con jornadas que culminan en la Semana Trágica de 1919.

Según J. Godio “las huelgas se motivaron principalmente por caída del salario real, por los efectos de la inflación durante la guerra y la post-guerra: si en 1919 se calculaba que el salario necesario para cubrir el costo de vida de la familia obrera oscilaba entre 160 y 180 pesos, la mayoría de los trabajadores recibía salarios nominales de 50 a 100 pesos.”

Entre los datos arrojados por la comisión interparlamentaria, sobre los salarios se cita el de una obrera cordobesa a domicilio (13) que trabaja 300 días en el año:



Los legisladores realizaron una estimación de los gastos de un jornalero, casado con dos hijos, vive en la ranchería del Alto General Paz, sin considerar vestimenta, remedios, esparcimiento, que gana entre $ 62 a $65 por mes:



Diferencia salarial entre varones y mujeres

En el relevamiento realizado en 1915 por el Departamento Nacional del Trabajo, los obreros padres de familia percibían un salario medio de $3.16 m/n, en tanto que las obreras madres de familia, sólo alcanzaban a un promedio de $1.38 m/n. El promedio general de los salarios de los mayores de 16 años era de $1.50 m/n. de las mujeres menores de16 años, es de $0.90 m/n., y el de las mujeres mayores de 16 años, de $1.49. sobre los 732 casos investigados, 706 trabajan todo el día (…)

También existía una diferencia salarial entre obreros padres de familia y las obreras madres de familia; según los datos consignados en el informe de la comisión interparlamentaria, los primeros percibían un salario medio de $3.16 m/n, en tanto que las segundas, sólo alcanzaban a un promedio de $1.38 m/n.:

“Sobre 732 casos investigados, 706 trabajaban todo el día. Hubiera sido interesante calcular el salario por hora, y entonces se habría visto con toda evidencia la inicua explotación de que son víctimas los obreros a domicilio. Hay millares de mujeres que trabajando durante casi todo el día, desde el amanecer hasta la media noche , perciben un salario miserable y para mayor desgracia, ni siquiera pueden percibirlo durante todo el año, pues la mayoría no encuentra ocupación durante más de 120 días al año.”

Otros datos:

• “La mayor parte de los obreros a domicilio son mujeres. De 598 casos observados por el departamento del trabajo en la investigación de 1914, 468 eran mujeres y de éstas, en 135 casos trabajaba en el domicilio la madre sola, en 9 con el esposo, en 2 con el esposo y los hijos. En 146 la madre con uno o varios hijos. En 146 trabajaban una o varias hijas; en 32 trabajaban con otras familias. En 1915, sobre 732 casos investigados, 675 eran mujeres.

• La edad: “en 1913 de los casos investigados, 739 obreros tenían de 21 a 55 años y 229 eran menores de 21 años, siendo 50 los de 13 a 15 años; en 1914 sobre 820 casos investigados, 558 obreros tenían de 21 a 55 años y 271 eran menores de 21 años, siendo 58 los de 13 a 15 años; y en 1915, sobre 732 casos investigados, 575 tenían de 21 a 70 años, siendo 26 los de 50 a 70 años, y 187 eran menores de 21 años, siendo 17 los de 13 a 15 años.”

Tipos de tareas en el trabajo de confección

Se podía diferenciar tres tipos de tareas: medida, confección y registro.

El primero requería mayor cuidado y perfección y se pagaba relativamente mejor; el segundo, en general la confección de trajes según modelos para la venta de ropa hecha de clase inferior y el trabajo de registro llamado vulgarmente de cargazón, que emprende la confección por mayor, de artículos baratos.

El anteproyecto

Bajo la presidencia del senador Olaechea y Alcorta, se reunió ayer la comisión (…) aprobándose con ligeras modificaciones el anteproyecto (…)

Sus disposiciones regirán en todo el territorio de la nación comprendiendo en sus cláusulas no sólo s todos los que trabajan en sus domicilios, sino también a los pequeños talleres que ocupen menos de diez obreros y a los establecimientos de asistencia social, escuelas profesionales, asilos, cárceles, que sabemos por la forma que tienen organizados los trabajos realizan una competencia ruinosa a la labor femenina en particular.

Se estatuye la inscripción obligatoria de los establecimientos que den trabajo y de los obreros que empleen, penándose a los que ocupen a personas inscriptas.

Se garantiza la forma en que se da y reciben los trabajos, la publicidad de las tarifas de precios y las libretas de trabajo, rodeándola de todas las seguridades que impidan los fraudes o engaños.

Se prohíbe establecer multas que rebajen los salarios estipulados.

En los artículos 5º y 6º se reglamenta las condiciones de higiene y seguridad en los pequeños talleres; su limpieza, servicios sanitarios, iluminación, ventilación y el cubaje de aire por obrero.

Se prohíbe el establecimiento de talleres en sótanos o locales que estén a nivel más bajo de 50 centímetros de la calle.

Los motores y máquinas deberán estar protegidos y contraloreados; los braseros, estufas, planchas, etc. que produzcan emanaciones peligrosas deberán estar provistas de aparatos de rápida eliminación de los gases.

Se disponen medidas para los casos de enfermedades infectocontagiosas y para garantizar a los obreros contra ciertas explotaciones en que se emplean sustancias peligrosas o ropas viejas, trapos o desperdicios, se hace intervenir a las autoridades sanitarias a las que se autoriza a clausurar los locales o prohibir la industria cuando constituya un peligro para la salud pública o de los mismos obreros.

El establecimiento de marca, debe indicar que un objeto ha sido fabricado a domicilio (…) para evitar los fraudes de los comerciantes que presentan las mercaderías como fabricadas en Europa.

Se crean comisiones de salarios compuestas de obreros y patrones encargadas de fijar el salario mínimo por hora o por pieza. Los salarios mínimos deberán ser pagados íntegramente al obrero sin ninguna reducción para la retribución de empresarios o sub-empresarios. Los patrones serán responsables de la insuficiencia de los salarios pagados por los intermediarios, dejando a salvo la acción del patrón contra el intermediario que defraudara a los obreros.

Se estatuyen diversas medidas para firmeza y cumplimiento a las tarifas que establecen las comisiones y las penalidades a los patrones que no la acataran.

Se crean consejos judiciales compuestos de miembros de ambas partes, nombrados por el poder ejecutivo, los que deberán ser personas de uno u otro sexo mayores de edad, que ejerzan su oficio o profesión en la misma localidad y no pertenezcan a ninguna comisión de salarios. Estos aplicarán el procedimiento sumario, verbal y actuado, debiendo cumplirse sus resoluciones por intermedio de su presidente, siendo apelables ante los jueces civiles en caso de incompetencia por razón de la materia, la cantidad o la jurisdicción.

En 1918 se sancionó la Ley 10505 sobre talleres formados por familias o extraños, escuelas e institutos de beneficencia que trabajaran para casas de comercio o establecimientos industriales. Su aplicación se extendía al orden nacional.

Al año siguiente se inicia un conflicto en la tienda Gath y Chavés y otras 20 casas de confección y se mantiene por cuatro meses, desde abril hasta julio.

Los reclamos prioritarios eran el salarial, y por las 8 horas de trabajo, descanso dominical, libreta de control para el trabajo a domicilio, control del sindicato de los puestos de trabajo, no obligación de hacer horas extras.

Lo nuevo fue el planteo del control obrero por parte del sindicato, a diferencia del control directo implementado por el comité pro-reglamentación de la ley 5291, primero y luego del trabajo, promovido por los socialistas

Son una constante las infracciones de las leyes de nuestro país y la inoperancia del Departamento Nacional del Trabajo a través de sus inspectores. Las 235 infracciones a la Ley de Trabajo de mujeres y menores (5291) desde 1908 hasta 1915 y las de ley de descanso dominical publicadas en La Vanguardia, son un termómetro de la hipocresía del aparato estatal.

Del listado que disponemos encontramos el Taller de costura, sito en la calle Ituzaingó 216 por infracción a la ley 5291 –La Vanguardia del 15de enero de 1910 y de Gath y Chavez -se constató trabajo nocturno de mujeres –La Vanguardia del 2de agosto de 1915

Tampoco se puede analizar este tema, al margen de la política nacional del gobierno de Irigoyen, tal como señaló Don Vergara en conversaciones con J. Godio (14):

“La verdad es que socialistas y comunistas comenzamos a fracasar en este país desde el momento en que despreciamos al irigoyenismo. Para Justo la UCR era un ‘partido caudillero’, una expresión de la despreciable política criolla”.

En las páginas de La Vanguardia, se advierte desconfianza hacia gobierno de Irigoyen, por ejemplo durante el conflicto de los obreros marítimos:

“Cuando se llega a la actual situación de los obreros marítimos, declarando la huelga en uso de un legítimo derecho, el gobierno nacional no puede intervenir para entorpecerla, ni empleando la fuerza –lo cual es un crimen – ni colaborando a favor de los capitalistas en litigio – lo cual es una traición para los trabajadores. (…)

El gobierno radical no puede apelar a los procedimientos que fueron las características de las corruptas oligarquías. El señor Irigoyen (…) no puede convertirse hoy en rompehuelgas, persiguiendo a los obreros huelguistas y protegiendo a la clase patronal.” La Vanguardia, 5 de diciembre de 1916.

Para finalizar, consideramos necesario relacionar las variables intervinientes tales como la producción interna y la externa, las necesidades de los trabajadores/as, el funcionamiento del parlamento y el papel del Departamento Nacional del Trabajo.

Uno de los informes citados aludía al funcionamiento de la economía mundial destacando su interdependencia, tal como señaló E. Hobsbawm (15) “la unidad del mundo implicaba división” por el engranaje de la oferta y la demanda:

“No es de extrañar que los observadores no consideraran meramente al mundo económico como un sencillo engranaje, sino como un complejo en el que cada parte era sensible a lo que ocurría en otros lugares.”

En nuestro país se agregaba la subordinación, como decíamos al comienzo, de la oligarquía agroexportadora, al sistema mundial del capitalismo.

La idea de progreso predominaba desde el siglo XIX, a través de la empresa privada pues potenciaba el desarrollo de la industria y la confianza en el liberalismo económico aceptado por todos los países.

“Dentro de cada país –dice E. H. – esto no sorprendió demasiado, puesto que la libre empresa capitalista floreció claramente de forma impresionante. Después de todo, la libertad de contratación para los obreros, además de la tolerancia de sindicatos obreros tan fuertes que se podían establecer mediante el absoluto poder de negociación de sus trabajadores, apenas daban impresión de amenazar la rentabilidad (…)

¿Qué podía justificar el tiempo transcurrido entre la detección de los problemas, como en el caso que nos ocupa, del trabajo a domicilio, y su tratamiento en el parlamento?

¿Qué podía justificar la acumulación de informes por parte del organismo para relevar e inspeccionar las condiciones de trabajo?

Rentabilidad y competitividad

La alianza de los parlamentarios con los representantes de los empresarios, preocupados por la rentabilidad y la competitividad en el mercado nacional e internacional, hacían demorar el tratamiento de la cuestión obrera. Para ello utilizaban distintos artilugios, como lo hemos corroborado con motivo del tratamiento del proyecto de ley de Trabajo de mujeres y menores y de este modo avalaban la precariedad laboral.

Notas:
1) Argenpress, 14 de julio, 19 de junio y 11 de noviembre de 2009
2) Iñigo Carrera, Nicolás. La clase obrera en el Centenario de Mayo. Argenpress, 14 de mayo de 2010.
3) Algunos producían desconfianza como por ejemplo el censo relevado en 1916, pues la gente tenía que ir a anotarse a las comisarías: “La preparación censal ha adolecido de un serio defecto, que la ha hecho fallar por su base. Se debía suponer con toda lógica que, por razones explicables numerosas personas no acudirán a las comisarías para anotarse como desocupados.” Los sin trabajo, La Vanguardia, 3 de diciem-bre de 1916.
4) Pascucci, Silvina (2007), Costureras, monjas y anarquistas, Ediciones ryr.
5) Citado por Héctor Recalde, (198 8), La higiene y el trabajo/2 (1870-1930), Centro Editor de América Latina.
6) El Departamento Nacional del Trabajo se creó el 14 de marzo de 1907, por un decreto firmado por el presidente Figueroa Alcorta.
7) Héctor Recalde (198 8), op. cit.
8) Huelgas: El número de las huelgas fue menor en 1914 que en 1913.
Se produjeron 64 huelgas, con un total de 14.056 huelguistas. En el año 1913 estos números fueron respectivamente 95 y 23.698. La huelga de mayor importancia fue de la chauffeurs; afectó a 5.300 obreros, que pedían la derogación de algunas de las disposiciones de la ordenanza de tráfico. Duró 6 días y tuvo resultado parcial. Desocupación: descendió un 26%, en la capital, donde era de 30.000 personas. Artículos de consumo: en la primera quincena de agosto sufrieron una suba considerable en los precios al por mayor (15%). Al menudeo subieron el 23%. Trabajo de menores: durante el año 1914 se ha puesto en vigencia por primera vez la disposición reglamentaria de la ley 5291, que estable-ce que todo menor de 16 años varón o mujer, debe proveerse de una libreta de trabajo como requisito indispensable. Concurrieron al DNT. 5585, predominando los varones sobre las mujeres. Cada uno de estos menores ha sufrido un examen médico para la comprobación de su aptitud física. Se les ha exigi-do también presentación del certificado de cumplimiento de la obligación escolar. El promedio de los salarios resultó ser de pesos 1.12 m/n. para los varones y pesos 1.11 para las mujeres, por día. La mayor parte de estos niños trabajan ocho horas diarias. Cobro de salarios: intervino en 5579 asuntos y formu-ló 2647 demandas por cobro de salarios. Sociedades obreras: En 1914 han funcionado en la capital federal 45 sociedades gremiales, autónomas o afiliadas. En 23 de ellas, hay 22.042 afiliados. En 1908, 45 sociedades netamente obreras manifestaron tener en conjunto 23.438 asociados. Infracciones a las leyes obreras: las infracciones han sido mucho más numerosas que las de 1913. Las infracciones al descanso dominical (ley 4661) llegaron a 292, predominando las peluquerías. Por vez primera entró en vigencia en el año pasado la ley 9105, que hace obligatorio no trabajar en los días de fiestas patrias. Comprobáronse 9 infracciones a esta ley. La ley reglamentaria del trabajo de las mujeres y de los meno-res (5291), dio lugar a la comprobación de 49 infracciones y finalmente, la ley sobre funcionamiento de agencias particulares de colocaciones (9148) dio motivo a 470 casos de intervención. En conjunto, pues en 1914, el Departamento Nacional del Trabajo ha intervenido en 820 infracciones contra 170 en 1913. Colocación de obreros: Al registro nacional de colocaciones se ofrecieron: 35.517 obreros y 31.522 patrones solicitaron trabajadores. Se procuró colocación a 28.416 obreros. De enero a julio hubo una buena demanda de trabajadores. Siguió después una merma considerable en los pedidos hasta octubre. En noviembre y diciembre la demanda volvió a cobrar animación (…).
9) Kandel, Ester, De las grandes tiendas a los shopping: la industria y el comercio mirando a las mujeres, Argenpress, 21 de abril de 2010.
10) La Vanguardia, 27 de enero de 1916.
11) La Vanguardia, 4 de agosto de 1916.
12) La Vanguardia, 29 de septiembre de 1917.
13) La Vanguardia, 22 de septiembre de 1917.
14) Godio, Julio (2000), Historia del movimiento obrero argentino, Ediciones Corregidor.
15) Hobsbawm, Eric (1975), La Era del Capital 1848 – 1875, Edición Paidós/Crítica, 2007.


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Salta: Pobladores se agrupan en ruta nacional 34: Detienen a “Pepino” Fernández en Salta

COPENOA

“Pepino” Fernández se presentó por la mañana en el juzgado a cargo del Juez Nelson Aramayo, magistrado que había solicitado la detención del dirigente, por una denuncia falsa contra este. Aramayo le informo a Fernández que debía presentarse en la Comisaría de Mosconi para realizar trámites sobre la causa, y que no estaba detenido, pero cuando el dirigente se presento en dicha Comisaría, quedo preso, para luego ser trasladado a una dependencia policial de la ciudad de Tartagal donde se encuentra privado de su libertad.

COPENOA emite un comunicado enviado por la Unión de Trabajadores Desocupados de Gral. Mosconi, organización social que lidera José “Pepino” Fernández. Luego de la detención del dirigente salteño.

"Pepino" Fernández de la UTD de Mosconi fue detenido

El compañero "Pepino" Fernández, ha sido detenido en el día de la fecha, cuando se presento espontáneamente ante el juez Nelson Aramayo quien advirtió a nuestros representantes que su situación seria bastante difícil ya que se le sumaran las causas en las que no se haya presentado con lo cual quedaría en prisión.

No es difícil comprender la mano política y de intereses que mueven las decisiones judiciales de la "tolerancia cero" impuesta por el gobernador Urtubey, para los reclamos sociales donde, después de la represión, gases y balas de goma, le siguen la cárcel para los que reclaman por trabajo para nuestro pueblo; o, es que acaso este juez o algún otro, reprime y encarcela a los gerentes de las empresas que no cumplen con los convenios firmados de buena voluntad ante escribano publico para lograr la paz social y, por lo contrario, en actos desleales incumplen con lo convenido engañando la buena fe de los desocupados, obviamente con la complicidad de los poderes públicos de turno dando lugar a los reclamos totalmente justos de los mas humildes y desprotegidos de nuestra sociedad que desesperados por el hambre de sus hijos, solo tienen a un líder humanitario como pepino Fernández para gestionar la solución parcial de sus problemas y el poder de turno, no solo no comprende a este vocero de los desocupados, sino que ahora les quita la única voz que puede hacerlos oír!

Por ello, quienes estamos a la par de pepino Fernández, solicitamos todo el apoyo necesario para lograr la libertad de nuestro conductor a la brevedad!

Las mujeres y hombres desocupados, nos constituiremos en el lugar de detención de Pepino Fernández hasta que se le de la libertad absoluta.



Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

El mar y otros derechos de la infancia

Oscar Taffetani (APE)

Cualquier casa, cualquier barrio y cualquier ciudad del planeta es capaz de contarnos su historia, si es que estamos dispuestos a escucharla. Del mismo modo, una casa, un barrio y una ciudad podrían revelarnos un país entero, un continente, y hasta la completa evolución del género humano, grado por grado y edad por edad. Sólo es necesaria la voluntad de leer, de oír, de mirar y de dar palabras y sentido a ese pasado, para que se convierta en memoria viva de la tribu.

Tomemos, por ejemplo, Mar del Plata, bellísima ciudad de la costa bonaerense conocida como La Biarritz del Sur, La Perla del Atlántico y La Ciudad Feliz. Si estudiamos sus capas geológicas, hallaremos que junto a las puntas, los cabos y mogotes que registraron los adelantados españoles en el siglo XVI, hoy se alzan las torres de los hoteles y emprendimientos turísticos. En esa misma piedra de Mar del Plata que ornamenta los frentes de los chalets, podemos encontrar huellas de amonites y caracolas de millones de años. Y en los acantilados y barrancas poblados de grafitis e inscripciones de los enamorados, es posible hallar los restos de un taller lítico o de un fogón en el que entibiaron sus manos los primitivos marplatenses, hace ocho o diez mil años.

Cuando Mar del Plata se convirtió en ciudad balnearia de las clases más acomodadas de la Argentina (usemos un eufemismo, para no romper el hechizo), las damas patricias decidieron establecer una suerte de apartheid con los pescadores genoveses y los inmigrantes pobres (en su mayoría italianos) que se querían establecer. Así fue creada, al otro lado del arroyo y hacia el sur, la primera Banquina de Pescadores, el primer Barrio de Pescadores y otros ghettos que la historia iría después confundiendo y disolviendo, para bien de esa comunidad.

En la segunda mitad de los ’40, fruto del aguinaldo justicialista, de las vacaciones pagas y la hotelería gremial, surgió el llamado turismo social, por el que decenas de miles de familias trabajadoras conocieron esa rareza oligárquica llamada tiempo libre, y sus hijos se dieron el gusto de ponerse una malla y pegarse los primeros chapuzones en aguas atlánticas. Aunque, sobre todo, se dieron el gusto de conocer el mar.

Dos décadas después, se produjo el boom inmobiliario de Mar del Plata, con una tasa de construcción edilicia superior a cualquiera del país. La clase media ampliada, en aquellos tiempos de bonanza, podía permitirse el lujo del departamento o la casa propia de veraneo, en la Ciudad Feliz. Además de la construcción, a lo largo de veinte años, la ciudad fue un polo para industrias del ramo alimenticio y textil, dando oportunidades de radicación a innumerables familias de otras provincias argentinas.

Todo esto es historia conocida, y la reseñamos al solo efecto de mostrar que Mar del Plata, como cualquier joven ciudad del país -y ni hablar de las que son antiguas- tiene un sedimento histórico que permanece. Y tiene además (aunque suene metafísico) un destino.

Vieja y nueva pobreza

La desaceleración y el estancamiento económico de fines de los ’70 produjeron desempleo y aumento de la pobreza. Sin embargo, Mar del Plata no conocía las villas miseria ni los asentamientos precarios hasta entrados los ’90. Fueron las quiebras y los cierres de fábricas y talleres, así como la privatización de las grandes empresas del Estado, lo que produjo desempleo, éxodo de los jóvenes y nuevas migraciones desde los pueblos cercanos (muchos de ellos, liquidados por el desmantelamiento del ferrocarril).

Todavía no ha podido recuperarse la Feliz de aquel golpe asestado cuando terminaba el siglo XX. La pobreza estructural, la nueva pobreza y un desempleo que se mantiene desde hace un lustro en los dos dígitos, sumadas a la des-escolarización de niños y jóvenes y al crecimiento inevitable de las mafias y el crimen organizado, oscurecen su futuro.

Aquella barrera invisible y aquel apartheid de ricos y pobres que casi había desaparecido al promediar el siglo XX, volvieron a surgir en los últimos tiempos, dividiendo social y económicamente la geografía de la ciudad.

Mientras el casco céntrico y el litoral conforman lo que podría llamarse ciudad-hotel, una meca turística que desborda de paseantes en las temporadas y puentes de fin de semana, el grueso de la población estable marplatense (hoy estimada en 700 mil habitantes) se distribuye en el Gran Mar del Plata, un conurbano que crece en distintas direcciones (a razón de cinco familias por día), y muestra la misma fisonomía de miseria y desamparo que otras grandes ciudades argentinas.

Santa Rosa del Mar, Newbery, Libertad, Parque Peña, Don Emilio, La Heras, Parque Palermo, San Jorge, La Herradura, Barrio Autódromo, Barrio Hipódromo. Uno podría pensar que se trata de nuevos complejos veraniegos y residenciales de Mar del Plata. Pero en realidad, son los enclaves dramáticos de la nueva pobreza. Aunque los bañe el sol cada mañana, representan la cara oscura de la Feliz. En esas barriadas y ranchos –cuentan los compañeros marplatenses- hay niños que nunca han visto el mar.

Una deuda impostergable

Trabajadores del Estado, trabajadores sociales, militantes de base y referentes de distintas organizaciones, que son integrantes o simpatizantes del Movimiento Chicos del Pueblo, convocan a una Marcha en Mar del Plata, este viernes 28 de mayo.

En medio de los fastos del Bicentenario, entre los desfiles, los fuegos artificiales y las deslumbrantes puestas en escena, hay quienes les recuerdan a los gobernantes –y también a los felices y a los satisfechos- que existe una deuda impostergable con la infancia.

Los niños de Mar del Plata, como todos los niños de la patria, tienen derecho al pan y las caricias. Tienen derecho a crecer en un país con justicia. Y tienen también el derecho –poético, filosófico, inalienable- al mar.

Fuente imagen: APE

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Córdoba: “Tenemos que recuperar el Sistema Integrado de Salud”

Katy García (PRENSARED)

Se realizó en el Hospital Colonia Santa María de Punilla, un homenaje a los trabajadores sobrevivientes de la dictadura, que fueran secuestrados y mantenidos cautivos en un centro de detención clandestina perteneciente a la Fuerza Aérea.

A 34 años del secuestro, tortura y cárcel experimentada por decenas de trabajadores entre los que se encontraban los integrantes de la comisión directiva de la seccional Punilla de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), en la Plazoleta Central del Hospital Colonia de Santa María, se realizó un acto en conmemoración de los sobrevivientes.

Asimismo se realizó una señalización, descubrimiento de placa recordatoria y la proyección de un video documental. No solo hubo emoción. La necesidad de un sistema integrado se salud universal y de otros derechos atravesó el acto.

En una fría mañana unas 150 personas participaron de la actividad organizada por el sindicato de ATE, la Mesa Permanente por los Derechos Humanos de Santa María de Punilla y localidades aledañas y la Asociación de ex Presos Políticos delegación Punilla.

El acto contó con la presencia de sindicalistas, funcionarios de gobierno y miembros del Archivo Provincial de la Memoria. En uno de los establecimientos de la colonia funcionó durante la dictadura un centro de detención clandestina controlado por la Fuerza Aérea.

El 26 de mayo de 1976, un megaoperativo militar secuestró a 70 compañeros, quienes fueron maltratados en el hospital, trasladados al Campo de la Rivera y posteriormente ‘legalizados’ en la Penitenciaría de San Martín.

No nos doblaron

Carlos Alberto Carranza, en ese entonces secretario general de la comisión directiva de la seccional, recordó que “éramos un grupo de jóvenes cargados de compromiso, mística, solidaridad y esperanza no solo en la búsqueda de reivindicaciones porque por mucho tiempo fuimos la sana envidia de compañeros de esta región. Pero nuestro compromiso iba mucho más allá: con la calidad de vida y la dignidad que se merecían los enfermos mentales que eran la razón de nuestro trabajo, no nos quedábamos en la chiquita, íbamos por más”, subrayó.

En esa línea ponderó el accionar profesional y técnico que los convirtió en un centro de salud mental que brindaba prestaciones de calidad en el país. “Un 26 de mayo, un día tan nublado y tan frío como hoy, apareció la garra artera disfrazada por los hombres que representaban a las FF AA que no solo vinieron a aplastar nuestros proyectos sino a parar este trabajo con otras organizaciones porque estábamos luchando por una pluralidad ideológica”.

Más adelante recordó cómo lograron con la lucha que la primera detención clandestina del doctor Alberto Sassatelli fuera blanqueada. “No nos han doblado”, afirmó y trajo a la memoria la panfleteada realizada por la Triple A, los intentos fallidos de secuestro contra su persona y “la torpeza verbal y amenazas del brujo López Rega que nos citó para amenazarnos, para que paráramos el avance de nuestra organización. Tampoco pudieron cuando destrozaron el local sindical con una bomba de trotyl y cuando amparados en la noche asaltaron la casa del compañero Julio García junto a sus tres niños”.

Manifestó también que se siente esperanzado cuando observa “a los miles de jóvenes y a militantes de ATE luchando por la justicia social”. Un fragmento del tema La Cigarra clausuró el discurso. “Cuantas veces me mataron y sin embargo estoy aquí resucitando…Y digo: ¡hay tiempo para las utopías, para el amor Carajo! Porque arde la llama de los jóvenes de ATE en su lucha por lograr la identidad y la democracia”.

Seguidamente y en representación de la secretaría de Derechos Humanos de la provincia tomó la palabra Juan Villa. El ex dirigente de Perkins condenó al Golpe de Estado y dejó en claro que “aquí hubo una lucha de intereses y nosotros como movimiento obrero les molestábamos porque veníamos de la CGT de López y de Tosco”.

Señaló además que muchos de los presentes participaban de la Mesa de Gremios en lucha. “Hoy la derecha nos quiere dar el golpe y advirtió que “cuando ellos nos reprimieron no hacían distinciones” y llamó a la unidad. Ponderó el trabajo que realizan los trabajadores de la Comisión de la Memoria en la recuperación y construcción de la memoria colectiva. Sara Waitman habló en representación del Archivo Provincial de la memoria. La ex presa política sostuvo que sibien ese sitio estaba integrado por organismos de derechos humanos y de los poderes del estado le pertenecía al pueblo y convocó a todos a colaborar en la construcción colectiva.

En nombre de ATE nacional dirigió unas palabras su secretario adjunto Julio Fuentes. El dirigente valoró la presencia de funcionarios públicos en el homenaje porque “le otorga otra dimensión”. “Para nosotros no es menor que estén las escuelas, autoridades y organizaciones porque los poderosos han negado nuestras luchas”. En ese sentido estimó que es importante que “en los documentos y declaraciones de las instituciones públicas esto quede plasmado porque contribuirá a la memoria”

Reivindicó la valentía de los dirigentes que actuaron en esa época porque enfrentaron a la dictadura poniendo en juego su vida. “Para ATE y este Consejo directivo nosotros teníamos hombres como éstos –valientes- pero también había de los otros: los traidores”. En aquél momento el gremio estaba en manos de Juan Horvach que no hizo nada al respecto. “Incluso hubo un congreso en La falda y no se tocó el tema”, ejemplificó.

Recuperar derechos

Por su parte, el médico psiquiatra Alberto Sassatelli eludió las presentaciones formales y se dirigió a los “compañeros”. Visiblemente emocionado apeló a la sabiduría popular para explicar este momento: “Perdoná si al evocarte se me escapa un lagrimón. Eso es lo que pasa cuando veo compañeros de entonces que hoy siguen”, expresó desde el palco mirando a los presentes entre los que se encontraban el actual y anterior director del hospital.

Uno de los puntos salientes del discurso fue la apelación a la construcción de una memoria activa. “A veces cuando nos situamos en situaciones penosas les recuerdo que los que dieron la vida, la dieron para el futuro. No para que les construyamos mausoleos sino para que cumplamos sus sueños. Entonces, empecemos a pensar en que es lo que falta de ese sueño, y les digo: tenemos que recuperar un sistema de salud para todos, recuperar los derechos, recuperar la constitución para que deje de ser una letra muerta que enuncia lo que debería ser”, señaló.

Hizo referencia a los festejos por el Bicentenario y a los millones de jóvenes a quienes les tocará saldar cuestiones pendientes que en 200 años no se han cumplido.

Precisamente, una de ellas es el proyecto de un sistema integral de salud, gestado en Punilla luego convertido en ley y firmado por el general Perón. Rescató la figura del médico Baigorrí que luchó por plasmar esas ideas. “Tenemos que exigirle a peronistas y radicales que recuperemos esa ley”, enfatizó. “He pasado mi vida peleando por esto. Y como decía el cabezón (Carranza) no puede haber una lucha gremial desprendida de las demás cuestiones sanitarias”. Y remató con unas líneas del poema Elegía de Miguel Hernández.

El secretario de derechos humanos de la municipalidad de Córdoba comenzó recordando que hace unos años había participado de otro homenaje en este lugar y que en ese momento se le vino una frase que hoy volvía a pronunciar. “De poetas y de locos todos tenemos un poco y me parece importante recuperar la locura porque los cuerdos generalmente quieren que todo quede como estaba. No son posibles los cambios revolucionarios sino incorporamos a nuestras convicciones un poco de locura”, disparó.

En esa perspectiva afirmó que un sesenta por ciento de los trabajadores en Córdoba llevaban consigo esa pizca de locura para intentar cambiar la sociedad capitalista en que vivían. “El mismo capitalismo que existe hoy” reflexionó. Y trajo al presente la lucha de los trabajadores de ATE que “continúan perseguidos porque no tienen siquiera el código de descuento”. Luego abundó en que “debe mantenerse esta memoria presente porque no basta con placas solamente. A la memoria hay que ejercitarla y actualizarla retomando las convicciones y poniendo el cuerpo en el compromiso concreto”.

Sobre el método de la desaparición dijo que no era casual porque sin cuerpos no hay historia, no hay memoria, no hay cambios revolucionarios. “Por eso nuestra memoria tiene sentido porque traemos esos cuerpos, no para convertirlos en héroes, ni mártires, ni víctimas del pasado. Por eso, en la medida en que retomamos esas convicciones, en que incorporamos esas locuras, vamos a honrar la memoria no solo de los desaparecidos sino de otros como los que veo aquí mismo”.

Cerró el acto el secretario general de la CTA provincial Oscar Mengarelli quien abogó porque el ciclo de los derechos humanos acabe con la desnutrición infantil y promueva el trabajo decente. “A pesar de los genocidas, de las guerras del capitalismo, la amada vida siempre le gana a la muerte. Libertad, derechos, constitución, y derechos del pueblo. Por eso se los llevaron y por eso tenemos que continuar nosotros”, finalizó.

Tras la actuación de alumnos de la escuela local se proyectó el video institucional que narra esta experiencia de lucha y que pone el foco en cuestiones centrales como el derecho a la salud y a las organizaciones de los trabajadores atacadas ferozmente por la dictadura.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...