martes, 7 de septiembre de 2010

No fue un “martes negro” cualquiera

Jorge Altamira (especial para ARGENPRESS.info)

Desde hace varios años hemos estado escribiendo sobre la crisis capitalista mundial en diversas publicaciones partidarias y otras nacionales e internacionales. Lo hemos abordado también en distintos foros y conferencias con bastante anterioridad al estallido de la bancarrota que acaba de ingresar en su cuarto año.

La elaboración de este asunto ha sido una línea distintiva de nuestra corriente política. La atraviesa el derrumbe sin precedentes de Wall Street, en 1986, las recesiones posteriores, la crisis asiática de 1997-99 y las de Rusia y Brasil, la cuasi quiebra bancaria de Estados Unidos, en el 2000 (bancarrota del fondo LTCM) y, naturalmente, los numerosos escritos que anticiparon el colapso de Argentina. En la edición que el lector tiene en las manos se encuentra una parte ínfima de ese largo trabajo – la publicación de la totalidad de ese material insumiría, de acuerdo a los compañeros que se tomaron el trabajo de recopilarlo, entre cuatro y cinco volúmenes. La urgencia por publicar una parte menor de ese material obedece a la necesidad de ofrecerlo a la discusión de una conferencia cuartainternacionalista en América Latina que tendrá lugar a mediados de noviembre de 2010. Es decir que está vinculado a una actividad militante, así como a la reposición de documentos agotados. Nos identificamos con aquellos para quienes se trata de transformar el mundo y no de interpretarlo para que quede osificado en un nuevo sistema.

Son varios los aspectos que diferencian nuestra caracterización de lo que llamamos la bancarrota capitalista. El más obvio y criticado es el recorrido de la crisis como etapas de una tendencia al colapso de las relaciones sociales capitalistas; nos reconocemos como catastrofistas mucho antes de que nos apostrofaran con este vocablo como si él fuera la prueba de algún pecado. Como le escribe en una carta el gran teórico que fue Román Rosdolsky al trotskista belga Ernest Mandel, este punto es la esencia inextricable del marxismo. (¨Aunque Mandel había subrayado la inevitabilidad de crisis y recesiones, no había ofrecido un tratamiento sistemático de la teoría del colapso, que Rosdolsiky consideraba el corazón del marxismo¨; en ¨Ernest Mandel¨ de Jan Willem Stutje). Se trata del punto más alto de la contradicción entre el desarrollo de las fuerzas productivas y las relaciones de producción existente, la premisa histórica y económica de la revolución social. Se trata de un proceso que se desarrolla bajo nuestros ojos y que se manifiesta en la presión que sufre el Estado para nacionalizar (con resarcimientos) a gran parte de la banca y de la industria. El punto más alto de esta tendencia se alcanzó, en la presente crisis, en dos oportunidades: una, cuando la quiebra de Lehman Brothers y la inminencia de que ocurriera algo similar con la aseguradora AIG y el Citibank, en el tránsito del gobierno de Bush a Obama, planteó la discusión en los círculos de poder norteamericanos de la posibilidad de una nacionalización generalizada de la banca, pero que se contuvo en los límites de semi-nacionalizaciones parciales – como los mismos AIG y Citibank, las enormes agencias hipotecarias Fannie Mae y Freddie Mac, y las que ocurrieron en Gran Bretaña y Alemania. El colapso no significa que la Tierra deja de girar sobre su eje imaginario, sino de que el capitalismo no puede funcionar sobre sus propias bases – que es cuando el Estado utiliza su monopolio del poder para operar un rescate transitorio del régimen social afectado a ese extremo. Para proceder de esta manera el Estado abandona sus formalidades constitucionales y opera por decreto: el departamento del Tesoro concentra las decisiones; se suspende en los hechos la ley de quiebra; se violan las leyes financieras y se emite dinero espurio; y se crea de este modo las condiciones para estallidos de mayor envergadura. La intervención despótica del Estado politiza la bancarrota capitalista, que de este modo se transforma en un asunto de poder para todas las clases sociales, incluida la burguesía. En el límite, este rescate capitalista amenaza con la bancarrota de las bancarrotas, la del propio Estado y del Banco Central, bajo la forma de una inflación galopante, es decir la pérdida de control sobre la moneda. Es lo que quedó planteado en la segunda manifestación de la tendencia al colapso, la reciente crisis de la zona euro a partir de la exposición del derrumbe fiscal de Grecia. Se inició el período de las ¨crisis soberanas¨, que ha puesto en la picota a todo el sistema bancario, propietario de la deuda pública. Europa reprodujo, además, una característica que ya se había visto en la crisis asiática: el derrumbe financiero de Estados con escaso déficit fiscal o incluso superávit, esto debido al enorme endeudamiento de los bancos y de las empresas. Es el caso notorio de España. Lejos de una superación la crisis europea es hoy más intensa que nunca; China tuvo que intervenir mediante la compra de deuda de las bancas en España y Grecia. No es correcto llamarlas españolas o griegos, porque no son ni unas ni otras: el 75% del Santander se encuentra en manos de fondos institucionales norteamericanos y por sobre todo ingleses; la de Grecia es propiedad de bancos franceses y alemanes. China intervino en socorro de si misma, esto porque la devaluación del euro provocado por el derrumbe de las ¨deudas soberanas¨ amenazaba con hacer colapsar el comercio exterior de China. En la Unión Europea se discutió durante varias semanas la separación de Grecia de la zona euro, o sea un principio de disolución de la Unión Europea. Como decimos en las manifestaciones populares: ‘si esto no es un derrumbe el derrumbe dónde está`. La velocidad que ha desarrollado la crisis mundial desde la quiebra de Wall Street y luego de la crisis asiática, es una expresión aguda de la tendencia al derrumbe.

Otro aspecto que distingue nuestro análisis, el más decisivo desde el punto de vista estratégico, es que la bancarrota capitalista se desarrolla en la época de declinación del capitalismo; en una época en que esta declinación ya ha dejado enormes huellas en la conciencia de la humanidad – desde el fascismo y la guerra mundial con su holocausto, y las guerras ininterrumpidas posteriores hasta las actuales salvajerías en la ex Yugoslavia, Irak, Afganistan, el Cáucaso, Palestina – y el reiterado anuncio del ataque (¿nuclear?) a Irán. El desarrollo gigantesco del ¨capital ficticio¨ es una manifestación rotunda de la descomposición del capital: la relación entre el crédito y el PBI de los países desarrollados es del 400%, cuando en los años 50 era del 50%. Las transacciones brutas de derivados mueven un mercado de unos 600 billones de dólares. El crédito ha ido jugando un papel determinante en la expansión del mercado mundial, incluso en la integración mayor de las economías menos desarrolladas. El incremento impresionante de la productividad del trabajo y de la tasa de plusvalía ha sido contrarrestado por la tendencia a la sobreproducción, en tanto que el poder adquisitivo de los trabajadores se ha estancado. El desarrollo del capital ficticio, en oposición al capital efectivamente aplicado a la creación de nuevo valor, ha reforzado la posición del rentista y del especulador financiero; incluso la gran industria obtiene su mayor tajada de beneficios de los llamados ingresos extraordinarios que resultan de la aplicación de sus ganancias a la especulación financiera (por eso la gran industria se opone a la regulación del mercado de derivados, que es el corazón del capital ficticio). Se impone aquí, sin embargo, otra precisión: la bancarrota capitalista que se encuentra en curso es la culminación de un proceso cíclico; ella no debe ser confundida con la categoría histórica de la decadencia de la formación capitalista. El corazón no deja de latir en una persona de mayor edad; por eso para entender la bancarrota actual es necesario analizar el ciclo del cual ha resultado; el carácter del ciclo le imprime su peculiaridad a la crisis. La bancarrota actual está encadenada al ciclo iniciado luego de la crisis asiática (rusa, brasileña, argentina) y al derrumbe de la burbuja bursátil conocida como punto.com.; tiene multiplicados todos los genes de aquella. El otro gran factor de este ciclo es el enorme salto de la integración de China al mercado mundial, precisamente porque sus nuevas instituciones restauracionistas habían logrado resistir, en 98-2002, la colosal crisis de su entorno (incluida la larga crisis de la economía de Japón). Las crisis pasadas se desenvolvieron en un espacio local o regional, aunque su naturaleza fue siempre internacional y su epicentro se encontró siempre en Estados Unidos. Lo que distingue a la bancarrota actual es que parte de Estados Unidos y tiene un carácter generalizado que supera a la bancarrota de los años 30 del siglo pasado. De los colapsos pasados pasamos al desarrollo del colapso a partir de los centros de la economía mundial.

El tercer elemento distintivo de nuestro análisis ha sido la previsión de que la restauración capitalista en la ex URSS, China y Europa del este, se convertiría en un factor poderoso de la crisis mundial, aunque apareciera, en una primera etapa, como lo contrario: como la salida para el capital que conquistaba un área de casi dos mil millones de personas para el campo de la explotación capitalista mundial. Distinguimos lo que es la incorporación de nuevos mercados en el período de ascenso del capitalismo de lo que ocurre en la época de decadencia, y en estos casos concretos (Rusia, China) sobre la base de la destrucción despiadada de conquistas sociales extraordinarias, que en su mayor parte habían sido obtenidas por medios revolucionarios. En efecto, en el ciclo económico que arranca en 2002, China inunda el mercado mundial como factoría tercerizada del capital internacional, que se vale de una gigantesca confiscación de las masas campesinas y de una elevación extraordinaria de la tasa de explotación del proletariado. El ingreso de China agudiza la competencia de los monopolios capitalistas y financia la mayor especulación financiera que se conozca. Seamos más precisos: el capital mundial expropia a China de gigantescos recursos a cambio del más ficticio de los capitales – los dos billones y medio de dólares que China recibe como contraprestación. Se trata de una masa irrealizable de dinero, sometida a la deriva de la devaluación del dólar, cuya utilización para importaciones devastaría a la economía china y su transformación en inversiones internacionales destruiría a la economía mundial. La distinción entre capitalismo en ascenso histórico y capitalismo históricamente decadente o en declinación, revela su pertinencia como instrumento de análisis.

El cuarto punto que distingue nuestro análisis está ligado al anterior: la restauración del capital en aquellas naciones en que fuera expropiado revolucionariamente, producida en el periodo de la declinación histórica del capitalismo, no puede ser sino un fenómeno transicional entre nuevas revoluciones y contrarrevoluciones. El capital mundial no ha completado su trabajo confiscatorio, lo cual supone la colonización de esas naciones y la expropiación completa de sus recursos decisivos: de los obreros y campesinos en China; del proletariado y de las reservas industriales y tecnológicas en la ex URSS. Toda la periferia de la ex URSS es un campo de pillaje internacional que está muy lejos de haber concluido. La ocupación de esa periferia es el motor fundamental de las guerras que se disfrazan como una cruzada contra el terrorismo o aún, el islamismo. El imperialismo todavía debe demostrar que puede quebrar las resistencias de las masas para consumar la restauración del capital en todos sus términos. No basta llamar burguesía a la burocracia de la ex URSS y ni qué decir de China, para proclamar el triunfo irreversible del capitalismo, cuyo objetivo histórico tiene una amplitud que parece no entenderse. No hay burguesías nacionales que puedan presidir un régimen capitalista; la restauración corre por entero por cuenta de la alianza entre el imperialismo y la burocracia estatal. Asistimos a una suerte de desarrollo combinado: en China, una nación donde las dos terceras partes de sus mil cuatrocientos millones de habitantes se encuentran por debajo del nivel de la pobreza, se desarrolla en el momento actual una especulación inmobiliaria que supera varias veces el nivel de la que llevó a los Estados Unidos al crack. Para contrarrestar esta tendencia a la quiebra, la burocracia china abre el mercado financiero y apunta a la convertibilidad de su moneda, el yuan, aun a sabiendas de que esto convertirá a China en presa de saqueo por parte del capital mundial. La bancarrota capitalista mundial está infiltrada en todos los poros de la restauración capitalista.

Precisamente porque es la culminación de varios ciclos de crisis, y precisamente porque ha capturado en sus redes a la tercera parte del globo que en el pasado reciente se encontraba sólo marginalmente integrado a la economía mundial, la bancarrota actual deberá remover, necesariamente, todas las relaciones entre las clases que se han conservado en forma precaria en el último medio siglo. Es la premisa de las situaciones revolucionarias. Llegamos así al quinto planteo que distingue a nuestro análisis. Sin una teoría del derrumbe capitalista, la perspectiva revolucionaria se reduce a una aspiración moral o a una utopía. No estamos hablando de un acto único, eso sería una revolución, sino de una etapa de crisis políticas crecientes y movilizaciones populares. El camino promete toda suerte de argentinazos. Los tumbos del gobierno kirchnerista, que había asumido para reconstruir el Estado e imponer la primacía de la política sobre la acción directa, es una buena ilustración del punto. Este desarrollo se ve en Grecia, pero aún más en las huelgas obreras en Asia (China, Vietnam, Indonesia, India), incluso en insurrecciones obreras, como las de los tres millones que componen el joven proletariado de Bangladesh.

Esperamos que este resumen apretado del contenido de este libro motive al lector y a los militantes que participarán de la Conferencia Internacional. Como militantes exponemos nuestros análisis y pronósticos a la verificación de los hechos, algo que no podría hacer quien contempla la historia desde afuera. El contenido de este libro es ya una corrección de pronósticos anteriores, de nosotros mismos y de nuestros maestros. Esto es lo que debe entenderse por programa, una praxis, una unidad de teoría y acción. Pero la praxis no puede ser individual, solo puede emerger como tal si es socializada. Por eso convoca a construir partidos revolucionarios internacionalistas y a refundar la IV Internacional. ¿Qué es esta? La organización que lucha por convertir a la bancarrota capitalista en terreno fértil de la revolución socialista mundial.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Costa Rica: Más allá de un acuerdo aceptable. Desafíos para las universidades públicas

Luis Paulino Vargas Solís (especial para ARGENPRESS.info)

Es uno de esos casos donde vale aquello de “se hizo lo que se pudo”. En efecto, las rectoras y rectores de las universidades públicas lograron firmar un acuerdo con el gobierno que, dentro de las circunstancias económicas y políticas de la Costa Rica actual, resulta bastante aceptable. No es un acuerdo perfecto y, quizá, tampoco sea el óptimo, aunque esto último es discutible. Al fin y al cabo, se trataba de una especie de operación de maximización de una función sujeta a restricciones. Más o menos eso fue lo que se hizo.

En principio el acuerdo le permitiría a las universidades sacar provecho de una eventual, aunque improbable, expansión económica en los próximos años, como también las proveería de una nada despreciable protección en el caso de un bajón de la economía. Pero aquí aparece, de nueva cuenta, otra función cuya optimización está sujeta a restricciones. Es importante tenerlo claro. Intento aportar al respecto con los siguientes 8 puntos.

1) El compromiso central es, evidentemente, el de elevar el Fondo Especial para la Educación Superior (FEES) al 1,50% del PIB, desde el 1,23% actual. En principio, es esto lo que garantizaría un crecimiento de los presupuestos universitarios mucho más alto que el crecimiento de la economía en su conjunto. El compromiso de una tasa mínima garantizada del FEES (7% los primeros dos años; 4,5% los siguientes), representa una inmunización relativa frente a la eventualidad de una recesión como la de 2009. Sin embargo, es importante no olvidar un detalle crucial: la meta del 1,5% está ligada a otra: la elevación de la carga tributaria (relación porcentual entre ingresos tributarios del gobierno y PIB) del 13,4% al 15,9%. La imposibilidad de cumplir con esta última meta generaría, por parte del gobierno, una justificación para no dar cumplimiento al compromiso del 1,5%.

2) El que no se cumpliera la meta de elevar la carga tributaria al 15,9% no implica que no vaya a aumentar el porcentaje FEES/PIB. Podría aumentar, aunque no necesariamente hasta el techo del 1,5%. Lo que sí es claro es que ello abre un espacio de negociación política que, con seguridad, será complejo y, con alguna frecuencia, conflictivo. El gobierno se resistirá a incrementar los presupuestos universitarios a la tasa que se requeriría, aduciendo que la recaudación tributaria no alcanza las metas propuestas, y a las universidades no les quedará de otra sino presionar en sentido inverso.

3) Alcanzar esa meta de una carga tributaria equivalente al 15,9% del PIB no será, con seguridad, tarea fácil. En su contra juegan tanto factores económicos como políticos.

4) Los factores económicos están vinculados a la posibilidad, nada descabellada, de que tengamos al frente un período prolongado de relativo bajo crecimiento económico mundial, lo cual, en el caso de Estados Unidos, Europa y Japón, arriesga ser de virtual estancamiento, con probables recaídas en la recesión. Visto el elevado grado de vinculación entre nuestra economía y la de Estados Unidos, es muy seguro que si este país no sale del agudo marasmo económico en que está hoy día atrapado –y no le será fácil lograrlo - la suerte de nuestra economía será mucho menos halagüeña de lo que querríamos. Entonces podría estar cuesta arriba la posibilidad de lograr un incremento sostenido y significativo de los ingresos tributarios del gobierno.
5) Por su parte, los obstáculos políticos son obvios: una reforma tributaria seria y de contenido realmente progresivo (y progresista), choca con intereses muy poderosos que, por supuesto, se movilizarán en su contra. En ausencia de tal reforma –incluyendo, por supuesto, el problema de la evasión de impuestos- lograr aumentar la carga tributaria se vuelve tarea improbable, menos aún en un contexto económico poco favorable. Por lo demás, es esta una historia muy vieja: la del fracaso reiterado de cualquier intento por cuanto menos atemperar el sesgo regresivo e injusto del sistema tributario de Costa Rica.

6) Si quisiéramos buscar en todo esto alguna faceta positiva, esta podría estar en el esfuerzo propositivo que las universidades deberíamos desarrollar. De la academia deberían salir propuestas que alienten un debate serio y responsable sobre el tema fiscal, las cuales, además, deberían brindar insumos que puedan ser aprovechados por los sectores progresistas que promueven una reforma tributaria justa.

7) Supongamos, con cierto grado de optimismo, que se dieran condiciones económicas y políticas que permitieran hacer valedero el compromiso de elevar la relación FEES/`PIB al 1,5%. En tal caso, habría que reconocer que las universidades estaríamos gozando de una posición relativamente ventajosa. La pregunta clave ahí debería ser: ¿cómo lo justificamos ante el pueblo de Costa Rica? Planteo esto intentando llamar la atención sobre lo siguiente: la necesidad de la autocrítica por parte de las universidades y la exigencia –ineludible en grado cada vez mayor- de profundizar el compromiso con las necesidades de nuestro pueblo. Es indudablemente cierto que el cultivo del pensamiento, la ciencia, el arte y la cultura es un valor en sí mismo, deseable en cualquier sociedad que aspira a niveles superiores de desarrollo civilizatorio. Mas, sin embargo, no basta con que digamos ser grandes universidades. Es igualmente necesario que efectivamente lo seamos y, sobre todo, que dejemos testimonio vivo de que es así.

8) A lo largo de su historia, las universidades públicas de Costa Rica han vivido reiterados episodios de acoso financiero y mediático. Nunca les hemos agradado demasiado a los grupos conservadores ni a los grandes intereses económicos y ello, sin duda, habla bien de nuestro trabajo. Al cabo siempre hemos salido airosas de esas dificultades. Ese es un bagaje que debe ser aprovechado y potenciado para enfrentar exitosamente los desafíos que planteará el próximo quinquenio, el cual será posiblemente un período turbulento.

Ver también:


Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Venezuela. Elecciones parlamentarias. Un momento democrático

Orlando Maniglia

Haciendo un particular énfasis en la historia de Venezuela y en la cual estamos escribiendo día a día, nos encontramos esta vez en un nuevo periplo de vida republicana con la finalidad de escoger mediante el proceso de votaciones, a los hombres y mujeres que harán vibrar la Asamblea Nacional para el próximo período y por espacio de cinco (5) años.

De esta manera viene en su parte final, expirando una difícil etapa para el pueblo de Venezuela, pero con una plenitud de valentía y coraje ha sabido llevar a cabo a pesar del intento de sabotaje institucional que se intentó en las pasadas elecciones parlamentarias del 2005; me refiero a los hechos en donde una gran mayoría de partidos de oposición optó por retirarse del proceso comicial justo días antes de llevarse a cabo dicho evento. Indudablemente que esto fue una acción poca ingeniosa y muy lejos de la democracia, puesto que le impidieron a algunos venezolanos ejercer su voto por ellos, lo cual era razonable y ético que así fuese.

Cabe preguntarse ¿Qué pretendían en ese momento esos actores políticos? , ¿Su finalidad era propiciar un nuevo intento de Golpe de Estado? ¿es que sencillamente era una forma de evadir una nueva derrota electoral?... a pesar de ello y cualquiera que fuese la respuesta, pienso que el error político cometido es de dimensiones considerables, aunado a la carencia de un liderazgo contundente y que aún no ha logrado la tan ansiada unidad política.

No obstante esta Asamblea Nacional y que ya está llegando a su final, utilizó una interesante fórmula de discusión que se conoce como el “Parlamentarismo de Calle” que en mi modesta opinión pienso que los próximos diputados deberán seguir utilizándola y hacerlo de manera cotidiana; curiosamente el pueblo con este ensayo encontró una novedosa forma de intercambiar opiniones con sus candidatos escogidos ¿no será que esta es la verdadera fórmula para que el pueblo sea escuchado y no la vieja práctica de discusión a puertas cerradas?...

Definitivamente estamos viviendo los nuevos tiempos, aires de revolución, rupturas de paradigmas, nacimiento de nuevos partidos políticos y surgimiento de un nuevo liderazgo renovador claro todo ello en perfecta y auténtica democracia, es decir “todo el poder para el pueblo”, esa es la gran verdad.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Tecnología de la barbarie

Jorge Majfud (especial para ARGENPRESS.info)

Hoy capamos a éste -dijo uno-. Mañana te toca a vos.
Al día siguiente Caíto tenía la ingle monstruosamente hinchada. Había pasado toda la noche tratando de esconderse los testículos.

El tío Caíto tenía treinta y pocos años cuando lo agarraron en 1972. Dicen que había colaborado con unos tupamaros que andaban prófugos en el campo donde trabajaba.

De él recuerdo su incipiente calvicie y su gran bigote. Todavía tartamudeaba cuando se ponía nervioso.

Si viviera seguramente andaríamos medio peleados, tal vez por alguna discusión política. ¿Por qué te metiste en eso? ¿Cómo no te diste cuenta que también los rusos tenían su dictadura, sus propios crímenes, sus propias injusticias, su propia mierda?

Claro, qué fácil pensarlo ahora. Qué fácil es solucionar el pasado. Si al menos viésemos por donde caminamos con la misma claridad que podemos ver hacia atrás, donde ya nada podemos hacer. Pero es una condición humana: vamos aprendiendo a medida que dejamos de necesitarlo. Aprendemos a criar a un hijo cuando ese hijo ya ha crecido o comprendemos realmente a un padre cuando ya es un anciano o ya no está entre nosotros.

Al tío Caíto lo agarraron en un campo de Tacuarembó, Uruguay, y lo arrastraron con un caballo como si su cuerpo fuese un arado. Probaron ahogarlo varias veces en un arrollo. No pudo confesar nada porque sabía menos que los militares que querían saber algo, además de divertirse, porque los días eran largos y los sueldos eran magros.

Tal vez Caíto inventó algún nombre o algún lugar o alguna cifra que lo aliviara por un momento.

En la cárcel tuvo que pasar varias. Un día de visita le confesó a su madre que se había vuelto tupamaro allí adentro. Al menos desde entonces la dictadura militar tuvo una razón seria para retenerlo.

La justicia militar habrá tenido otras razones para usar la diversión y el placer por el sufrimiento ajeno, como los respetables espectadores sienten placer con la tortura de un animal en una corrida de toros.

Los militares de entonces eran muy ingeniosos cuando estaban aburridos. Algunas veces he propuesto la creación de un Museo de la Guerra Sucia, como monumento a la condición humana. Pero siempre me han contestado que eso sería algo inconveniente, algo que no ayudaría al entendimiento entre todos los uruguayos. Tal vez por eso hay muchos museos sobre los indios charrúas donde se acumulan vasijas y flechitas de aquellos simpáticos salvajes, pero ninguno sobre el holocausto charrúa realizado por algunos héroes que todavía cabalgan como fantasmas multiplicados en sus caballos de bronce por las calles de varias ciudades. Estoy seguro que el material de dicho museo sería muy diverso, con tantos documentos desclasificados aquí y allá (esas estériles confesiones psicoanalíticas que las democracias hacen cada treinta años para aliviar sus conflictos existenciales), con tantos juguetes sexuales y otras curiosidades tan didácticas para académicos y escolares.

Por ejemplo. Un día los militares castigaron a un preso y simularon que lo habían castrado. Luego pasaron por donde estaba Caíto y le mostraron un riñón, un recipiente usado en cirugías, lleno de sangre.

-Hoy capamos a éste -dijo uno-. Mañana te toca a vos.

Al día siguiente Caíto tenía la ingle monstruosamente hinchada. Había pasado toda la noche tratando de esconderse los testículos.

Supe de esta historia por algunos que habían estado con él. Entonces recordé y comprendí por qué mi abuela Joaquina le decía a alguien, en secreto, que a su hijo no le habían podido encontrar los testículos. De chico yo imaginaba que el tío tenía un defecto congénito y por eso nunca había tenido hijos.

A Marta, su mujer, le dijeron algo parecido:

-Hoy lo capamos a él. Mañana lo fusilamos.

Por supuesto, los soldados de la patria no hicieron ni una cosa ni la otra. No llegaron a semejante extremo porque en Uruguay los desaparecidos no eran tan comunes como en Argentina o en Chile. Los uruguayos siempre fuimos más moderados, más civilizados. Más sutiles. Siempre nos sentimos tan pequeños entre Brasil y Argentina y siempre tan aliviados y tan orgullosos de no llegar a las barbaridades de nuestros hermanastros. Al fin y al cabo, si de eso no se habla, eso no existe, como en La Casa de Bernarda Alba: “silencio, silencio, silencio he dicho...”

Por esos días mi hermano y yo andábamos en la casa de campo. Yo tenía tres años y mi hermano casi el doble. Jugábamos en el patio, al lado de las ruedas de una carreta, cuando sentimos un ruido muy fuerte. Recuerdo el patio, la carreta, el árbol y casi todo lo demás. Salimos corriendo y llegamos primero que todos al cuarto de la tía Marta. La tía estaba boca arriba sobre la cama, con un agujero en el pecho.

Enseguida alguien mayor nos arrastró afuera para evitar lo inevitable.

Se supone que debíamos traumarnos, convertirnos en delincuentes o algo por el estilo.

De lo primero no sé, pero doy fe que lo más fuera de la ley que he hecho en mi vida fue cuando tenía cinco años. Subí a la torre de control de una cárcel y toqué las alarmas. Luego del revuelo de agentes de seguridad que corrían a mis pies, me bajaron colgando de un brazo. También de niño pasé mensajes clandestinos en la cárcel más segura del país, dada mi memoria de entonces que mis amigos de la universidad elogiarían más tarde.

Caíto murió poco después de salir en libertad. Que es una forma de hablar. Estaba preso en la mayor cárcel de presos políticos en un pueblo llamado Libertad. Digamos, para ser más exactos, que murió en medio del campo, poco después de salir de la cárcel, a los 39 años. Tal vez de un ataque al corazón, como dijo el médico, o por un golpe en la cabeza, como le pareció a su madre, o por las dos cosas. O por todas las demás cosas.

Si hoy viviese, nos andaríamos peleando por razones políticas. Yo, echándole en cara sus errores. Él llamándome “pequeño burgués” o algo merecidamente por el estilo. O tal vez me equivoco y seguiríamos siendo tan buenos amigos como éramos hasta que se murió.

Porque en el fondo lo que más importan no son las razones políticas. El sadismo que ejercitaron con él no tiene ideología, aunque eventualmente puede servir a las dictaduras de izquierdas o de derecha, a las democracias del Norte o a las del Sur.

Los caítos y las martas del Uruguay no importan demasiado. No fueron desaparecidos y murieron por causas naturales o se suicidaron. Por otro lado, aquellos soldados con sentido del humor que jugaban a castrar presos hoy en día deben ser unos pobres viejitos que cuidan que sus nietos no vean escenas violentas en la televisión, mientras les explican que la violencia y la falta de moral de la sociedad hoy en día se debe a que se han perdido los valores fundamentales de la familia.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Trabajadores de Paraná Metal resisten a los despidos: Luchando por el metal

PRENSA DE FRENTE

Desde el jueves 2 de septiembre los trabajadores de Paraná Metal mantienen cortada la autopista Rosario-Buenos Aires a la altura de Villa Constitución. Reclaman contra el proyecto de la empresa Oil M&S -propiedad del empresario kirchnerista Cristóbal López- de reducir el personal de 900 a 300 operarios y exigen la continuidad de todas las fuentes de trabajo. Hoy la UOM Seccional Villa Constitución tuvo una nueva reunión en el Ministerio de Trabajo de la Nación con el objeto de destrabar el conflicto que pasó a un cuarto intermedio para el miércoles a las 12.

“La medida de fuerza en la autopista sigue vigente ya que no hay una definición”, afirma Guillermo Frascarelli, delegado de la Unión Obrera Metalúrgica de Villa Constitución y obrero de Paraná Metal, sobre las negociaciones entre el sindicato, la empresa y el ministerio de trabajo de la nación. La empresa se mantiene intransigente y no se baja de su posición inicial de reducir a un tercio el total de trabajadores y que eventualmente el estado nacional se haga cargo del salario del resto de los obreros.

Las reuniones entre el sindicato, la empresa y representantes del Ministerio de Trabajo comenzaron el viernes en Buenos Aires. Sin haber llegado a un acuerdo, se resolvió un cuarto intermedio, para seguir discutiendo a partir del lunes.

Ante esta situación, los trabajadores realizaron una asamblea el sábado sobre la misma autopista. Allí resolvieron mantener por tiempo indeterminado el corte en la autopista, interrumpiendo totalmente el tránsito durante dos horas y habilitando la circulación por las colectoras del puente de acceso a Villa Constitución. También decidieron realizar un corte en la ruta provincial Nº 21 frente a Paraná Metal, deteniendo el tránsito en forma alternada: diez minutos de corte en una mano, y luego diez minutos en la otra.

Por su parte, en la asamblea los trabajadores mocionaron que “se solicite al Secretariado Nacional de la UOM un paro nacional de este sindicato en apoyo al reclamo de los metalúrgicos villenses. A la vez propusieron que se pida igual medida a la CTA y que también se convoque a un plenario regional de gremios para tratar un paro de todo el cordón industrial para que se solidarice con esta lucha”, según afirma un comunicado de la UOM Villa Constitución.

Los conflictos en la ex Metcon no son recientes. A finales del 2008, los trabajadores de Paraná Metal dieron una larga batalla y resistieron contra el cierre de la fábrica. Pocos meses más tarde, el empresario -estrechamente ligado al gobierno nacional- Cristóbal López se hizo cargo de la empresa. Las inversiones anunciadas nunca llegaron, los mercados se fueron cerrando y bajó la producción. Finalmente, el 4 de agosto, López se negó a presentar un plan de negocios para continuar con su gerenciamiento y desde entonces la planta está paralizada. “Hace un mes que no estamos cobrando un peso” afirma Frascarelli, y critica la lentitud del Ministerio de Trabajo: “tendría que actuar con mayor celeridad, estamos sufriendo un desgaste importante”.

El miércoles 18 de agosto los trabajadores realizaron una masiva movilización por las calles de Villa Constitución, acompañados de familiares y vecinos. Una imagen que recordaba las imágenes del “Villazo”: la resistencia de la UOM Villa Constitución y de toda la ciudad a la intervención del sindicato dispuesta por la burocracia encabezada por Lorenzo Miguel. El 26 de agosto, los obreros de Paraná Metal viajaron a Capital junto a los trabajadores de Sancor –que luchan por la reincorporación de 5 compañeros despedidos por su actividad gremial- para participar de la jornada nacional de lucha de la CTA.

Luego de la decisión de Cristóbal López de no continuar al frente de la fábrica, se lanzó en la justicia un plan de salvataje. Finalizado el plazo de inscripción de interesados para hacerse cargo de la compañía, la única registrada era Villa Metal, la cooperativa con la que los propios trabajadores se harían cargo de poner a producir y gestionar la fábrica. “Es uno de los posibles pasos a seguir”, afirma Frascarelli.

Al mismo tiempo, el delegado de Paraná Metal se refirió a posibles acciones: “nosotros vamos a ir paso a paso, esperamos ver la buena voluntad de todas las partes, para no tener que seguir aumentando las medidas”. Sin embargo, señaló que existe la “posibilidad de cortar en el casino City Center y en la refinería San Lorenzo”, ambas propiedad de Cristóbal López.

Fuente imagen: Daniel Pito Campos - PRENSA DE FRENTE

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Paraná Metal: cuarto intermedio hasta el miércoles

REDACCION ROSARIO

El ministro de Trabajo y el Jefe de Gabinete de la cartera laboral, Carlos Tomada y Norberto Ciaravino, recibieron este lunes durante varias horas a directivos de la empresa Paraná Metal y a representantes de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y acordaron un cuarto intermedio hasta el miércoles próximo, informaron fuentes oficiales. Trabajo indicó que las negociaciones entre las partes continuarán a partir de las 10, en Alem 650. El corte parcial de las rutas continuará.

Los obreros demandan la preservación de 900 fuentes de trabajo y en procura de su reactivación plena. La autopartista atraviesa problemas de "rentabilidad" y corre riesgo de que caiga sobre ella la quiebra.

Previo a la reunión, voceros gremiales de la autopartista habían advertido sobre la posibilidad de endurecer las medidas si no había avances en el cónclave. Este es el quinto de día de protesta de los empleados de la planta autopartista que cortan el acceso a la autopista que une las ciudades de Rosario-Buenos Aires.

A partir de las 16, cuando se inició el encuentro en la cartera laboral, los trabajadores liberaron el tránsito en las colectoras, la ruta provincial 21 (ex nacional 9) frente a la planta industrial y los caminos alternativos.

El bloqueo en el kilómetro 246 de la autopista, debajo del puente, se mantiene con 50 operarios, que son acompañados por otro grupo de 600 compañeros que rotan en tres turnos.

Alberto Churichi, de la comisión interna de Paraná Metal, recordó antes de la formalidad que la situación es imposible de sostener: “esto ya lleva dos años de problemas, después de que ven que la planta es viable y el dos de agosto, cuanto tienen que hacer frente a la convocatoria de acreedores, Cristóbal López nos llama a reunión y nos dice que no lo va a hacer”.

En ese sentido aseguró que para el personal, la única salida segura es el salvataje que propone que la firma sea entregada a la cooperativa.

Por otra parte, Churichi pidió disculpas a los eventuales transeúntes de la autopista por los cortes intermitentes que realizan cada 30 minutos, pero recordó que no es una situación generada ni querida por los manifestantes: “la planta la cierran ellos y nosotros nos vemos forzados a molestar a los que pasan” se quejó. No obstante afirmó que “es la herramienta que nos queda a los trabajadores para ver si podemos reabrir la planta”.

Consultado sobre la modalidad de la interrupción al tránsito, el delegado comunicó que la calzada se corta por espacio de media hora y queda habilitada por otros 30 minutos. En tanto, personal de Gendarmería se encarga de desviar el tránsito hacia otros caminos alternativos para evitar un caos mayor.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Cuando nos enseñan los estudiantes

Prof. Juan Carlos Sánchez (especial para ARGENPRESS.info)

Las continuas evasivas del gobierno macrista y el importante deterioro de la infraestructura escolar porteña fueron las causales de la importante protesta estudiantil que se evidenció en la toma de 10 establecimientos educativos durante la semana pasada.

Si bien decidieron suspenderla en algunos colegios, el malestar sigue flotando en el ambiente estudiantil, a lo cual se sumó el de los estudiantes universitarios que se refleja en la Facultad de Ciencias Sociales y el IUNA.

Promesas van y vienen, mientras los techos del Mariano Acosta están a punto de caerse; el Normal 7, sigue en la eterna espera por la conclusión de las obras mientras la institución ya ha cumplido los 100 años y ni hablar de la situación del Fader o del Esnaola.

La única respuesta del poder político fue un memorándum firmado por un Director General de Educación, más lindante a los memos de la educación de la dictadura que a los que deberían emitirse en una democracia. Desde luego, la impronta derechista vinculada a lo dictatorial pretendió atemorizar a los estudiantes y la agrupación Lobo Suelto expresó su repudio y sus exigencias en su nota "No somos payasos de ningún circo".

La solidaridad de padres de estudiantes del Mariano Acosta y del Julio Cortázar, por ejemplo, no se hizo esperar al igual que la de Ademys. Más en silencio, el resto de los gremios docentes apoyaron a sus alumnos y no es casual porque la repartija de cargos y comisiones en el Ministerio dirigido por Bullrich es clave para su funcionamiento. Le pueden preguntar a los dirigentes de UTE, UDA, AMET y otros gremios menores cuyos cuadros dirigentes se encuentran insertos en el organigrama ministerial...

A días de un nuevo aniversario de la Noche de los Lápices, ellas y ellos nos vuelven a dar clase. Nos vuelven a señalar el camino de la lucha por sus derechos, mientras muchos dirigentes políticos y funcionarios tan sólo pretenden que se deje sin efecto la protesta porque "ya está instalada en la agenda". Y a pesar de la feroz embestida mediática que pretendió demonizarlos, nuestros pibes siguieron adelante y hoy volverán a marchar para esperar alguna respuesta que, desde luego, puede ser nada más que humo.

Al igual que Claudia Falcone, nos están dando clase a padres y a docentes para que comencemos a pensar que el único camino hacia la verdadera vigencia de nuestros derechos se encuentra en la lucha permanente contra los desatinos del poder. Ayer, fue el paradigma del boleto estudiantil y de un proyecto educativo superador y hoy, es simplemente el derecho a aulas calefaccionadas y colegios con una infraestructura adecuada para las necesidades de docentes y estudiantes. Sí, también de docentes... a pesar de la denuncia que algún directivo hizo a la policía en aplicación del memorándum represor.

Seguramente, hoy nos volverán a enseñar, cuando han ratificado que no les importa volver en febrero si tienen los colegios en condiciones. Mientras tanto, en un intento de condicionar la protesta, solamente se establecen soluciones estatales para aquellos que están por finalizar su ciclo secundario y se olvidan de quienes todavía deberán permanecer en las aulas.

Van marchando y no son blancas palomitas. Van cantando y no son gorriones. Van gritando y no son forajidos. Simplemente, son estudiantes que merecen el respeto de un gobierno que se especializa en no respetar los derechos y que los viola a cada instante.

¡Vamos los pibes! ¡Qué nos sigan enseñando!. Tal vez, deberemos dejar que, algún día, ocupen nuestro lugar en el aula del colegio y de la vida para aprender lo que olvidamos: la lucha permanente.
Prof. Juan Carlos Sánchez es Ciencias Jurídicas, Políticas y Sociales ( I. S. P. "Dr. Joaquín V. González")

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Malas palabras

Miguel A. Semán (APE)

.

mi tío Fermín lo exhumaron de la Recoleta,
le pasaron un plumero,
lo sentaron frente a un escritorio ministerial,
lo gastaron en tres meses,
y lo devolvieron a su tumba,
no sin agradecerle los patrióticos servicios prestados.
Leopoldo Marechal
Megafón, o la guerra

A los pibes que hoy toman colegios secundarios en la ciudad de Buenos Aires el macrismo quiso imponerles como ministro de educación a un señor que se llama Abel Posse, quien al finalizar los pocos días de su “no mandato” justificó su fracaso diciendo: “No soy político, soy un intelectual”.

No debería llamar la atención, entonces, que desde el gobierno porteño y desde los medios, casi independientes, se reproche a los estudiantes rebeldes su alto grado de politización, como si política fuese el nombre de alguna de esas enfermedades infamantes que a comienzos del siglo pasado todavía provocaban repugnancia y horror.

A veintisiete años del fin de la dictadura, periodistas, docentes, padres y sobretodo políticos siguen mirando a la política con desconfianza. Cada vez que alguien enarbola una protesta, corta una calle o toma una escuela o una fábrica la forma más común de descalificarlo es tildar el reclamo de político e indagar sobre la ideología de los disidentes.

En la última semana periodistas de diversas radios montaron en cólera varias veces al día porque los estudiantes en vez de desvelarse por la nota de matemática o lengua, alzaron los ojos de los libros y los llevaron hacia las paredes y los techos averiados de sus escuelas, hacia las becas impagas y las viandas que no les llegan a los compañeros más pobres.

Al mismo tiempo hombres que hace más de cuarenta años se han ido de las aulas y vaya uno a saber con cuántas materias al hombro, levantan el índice amenazante y dicen que en sus tiempos no había estufas ni ventiladores y nadie se quejaba de nada. No se acuerdan que hace cuarenta años la televisión era en blanco y negro, no había computadoras, la vida se nos pasaba de general en general y nadie se quejaba de nada.

Gobernantes que se supone han llegado al poder haciendo de la política un modo y un medio de vida, en vez de reivindicarla, se indignan de que otros la practiquen y mucho más cuando esos militantes, además de opositores a su pensamiento, son jóvenes y les apuntan a la cabeza con proyectos que van más allá del próximo cuatrimestre.

Cuando los adolescentes, con sensatez y claridad, dicen: “Todos tenemos conciencia de que se trata de un problema político al que hay que darle respuestas políticas” (Florencia Sacarelo, presidenta del Centro de Estudiantes del Normal 5 de Barracas), ministros y secretarios se escandalizan como si fueran monjas, maldicen al cielo y reclaman hogueras para los desobedientes.

Cuando ellos y yo íbamos a la escuela los colegios secundarios eran casi cuarteles, casi cárceles y casi monasterios. El nivel de enseñanza no era mejor que ahora. San Martín cruzaba la cordillera con cara de viajar en la proa de un transatlántico, Perón era innombrable, Evita una puta y Sarmiento un pelado al que nadie quería parecerse. Y nosotros, los educandos, éramos una manga de timoratos que no nos atrevíamos a decir más que “Buenos tardes, señorita” a la vestal de turno, y nuestra mayor hazaña consistía en escribir malas palabras en las paredes del baño cuando nadie nos veía.

Hoy los adolescentes se han vuelto visibles. Los reclamos legítimos abandonaron la clandestinidad del baño. El ejercicio del poder produce poderes inclasificables y a nadie le importa demasiado el teorema de Pitágoras. El aprendizaje aspira al dominio de materias más trascendentes que las que figuran en los planes de estudio. Y ya no se trata sólo de aprobar o quedarse. Tampoco es un problema de ladrillos o de viáticos. Es mucho más profundo. Se trata de las malas palabras de costumbre: política, solidaridad, compañerismo. Las palabras que todos tenemos derecho a pronunciar como si recién llegáramos al mundo y a partir de nosotros empezara todo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Los grandes empresarios y banqueros se quedan con la parte del león

Emilio Marín (LA ARENA)

La economía argentina viene creciendo de forma tal que a fin de año estará por encima del 7 por ciento. Y para 2011 se pronostica otra suba. Lo que no hay es una justa distribución de la riqueza.

Una serie de informaciones oficiales y privadas confirman que la economía local atraviesa por uno de sus mejores momentos. Es así, aunque sea de muy difícil digestión para la oposición conservadora, según la cual todo marcha mal. En contadas ocasiones, cuando esos opositores son puestos contra la pared por datos incontrastables, su respuesta suele ser que "se trata de viento de cola" mundial. Como las mayores economías del mundo, excepto la china, están de capa caída por la persistencia de la crisis internacional de 2008, aquella explicación suena hueca.

El nunca bien ponderado Indec informó en agosto que la actividad económica creció 9 por ciento en los últimos doce meses. El resultado del año 2010 estará seguramente por encima del 7 por ciento.

Sobre esa base, Economía fijó en el borrador de Presupuesto Nacional 2011 una pauta de crecimiento del PBI del 6 por ciento. Esos objetivos suelen ser moderados y los números finales estar por encima.

El ministerio de Industria dio a conocer el 29 de agosto que el empleo sigue mejorando. Indicó que en el primer trimestre del año hubo un mayor número de horas trabajadas, que en la industria automotriz llegó al 30 por ciento más que en igual trimestre de 2009. Casi todos los rubros aumentaron el empleo en ese cotejo interanual, siendo maquinaria y aparatos eléctricos el que llevó la vanguardia con 8 por ciento. Lo siguieron papel y cartón, y cuero, marroquinería y calzado, con 5 por ciento.

Sobre la base de esos resultados, al firmar un convenio con la UOM, Cristina Fernández, expresó: "ya recuperamos todos los empleos que la crisis nos había cobrado el año pasado" (LA ARENA 26/8).

Dos semanas antes la presidenta había tomado de referencia el consumo de energía para llegar a la misma conclusión. Al firmar un convenio para el gasoducto "Juana Azurduy", que traerá gas boliviano para las provincias del nordeste, sostuvo que "el crecimiento del consumo de energía refleja el crecimiento de la economía pero también de la mejor calidad de vida".

Otro elemento a tener en consideración para evaluar la performance de la economía es el de sus exportaciones. Débora Giorgi, de Industria, adelantó que el año próximo se andará muy cerca del récord de ventas externas de 2008, exportando por 68.000 millones de dólares. Sus palabras fueron aplaudidas por los empresarios top agrupados en la Cámara de Exportadores de la República Argentina (CERA).

Como consecuencia de todos esos números de color azul, la recaudación tributaria subió en julio 38,4 por ciento en cotejo con mismo mes del año anterior. Y eso que hay varios sectores que son campeones de la evasión, sobre todo el impuesto a las ganancias, como lo viene demostrando la AFIP en referencia al campo y el aluminio.

Los evasores

La cosecha de cereales y oleaginosas del ciclo 2009-2010 será una de las más importantes de la historia, con poco menos de 100 millones de toneladas de granos. La soja, con 55 millones de toneladas, aportará algo más de la mitad más uno, con un rendimiento excepcional por la mejoría del clima y el aumento del área sembrada, que evidentemente no se inhibió pese a las retenciones del 35 por ciento. Algunos pocos miles de grandes productores y los pooles de siembra, más el rey de la soja (Gustavo Grobocopatel, con 280.000 hectáreas de cultivo en el país y la región), están "con los cubiertos en la mano", como dice un relator de fútbol. O sea, listos para embolsar superganancias sojeras.

Con rindes del poroto de hasta 37 quintales por hectárea y los mejores precios, más el hecho de que los costos no aumentaron en esa proporción, la capa superior de los sojeros está de parabienes. La revista Márgenes Agropecuarios y el Ministerio de Economía, citados en un artículo de Roberto Navarro, prevén que los cuatro cultivos más importantes del agro generarán a los productores una rentabilidad neta de 9.399 millones de dólares (Página/12, 9/8). Semejante ganancia será un 88 por ciento superior a la del año pasado, pese a lo cual sigue campeando un clima de beligerancia entre las cuatro entidades de la Mesa de Enlace.

A esos sojeros, pero también a los dueños de alimentarias, bancos, terminales automotrices, exportadoras, petroleras, etc, les cabe perfectamente el desafío que les hizo la presidenta desde San Juan, donde se celebraba la cumbre del Mercosur. "Desafío a cada uno de los actores económicos a que me digan si en la década del '90 u '80 tenían la rentabilidad y el crecimiento que se ha incrementado desde 2003 a la fecha", dijo.

Es posible que las privatizadas, entre ellas las telefónicas y petroleras, así como los bancos, tuvieran también en ese tiempo beneficios tan elevados como los de hoy. Esa circunstancia amerita que no se permita sigan siendo los grandes succionadores de la riqueza nacional y del ingreso total.

Muchos de esos sojeros han sido denunciados por la AFIP como evasores y los responsables de un 70 por ciento de su personal en la negritud laboral. Encima, con el apoyo de la oposición conservadora, están buscando eliminar las retenciones, con lo que una mayor fortuna caería en sus bolsillos.

La Mesa de Enlace trata de justificar el cese de las retenciones diciendo que prefieren les cobren impuestos a las ganancias. Sin embargo, de la última información de AFIP sobre el aluminio, surge que ese impuesto es bicicleteado. Ricardo Echegaray indicó además que en el bienio 2008-2009 las ventas del sector crecieron en 3,5 puntos porcentuales, pero el impuesto determinado del mismo período descendió el 97,3 por ciento. ¿Hablaba de Aluar?

¿Milanesa de soja?

Los estropicios que está haciendo la soja en el medio ambiente y la salud de los argentinos, son enormes. El I Encuentro Nacional de Médicos de Pueblos Fumigados, realizado en la Universidad Nacional de Córdoba a fines de agosto, concluyó con una carta pública a la presidenta donde le dicen que las fumigaciones son una agresión a la salud humana en las poblaciones afectadas, donde viven 12 millones de compatriotas.

Veinte días antes de esa misiva, Cristina Fernández había de hecho convalidado la sojización de la tierra, aunque dándole un toque "industrialista". En un acto en la localidad de Bragado, ella planteó que lo más conveniente es que "la soja salga hecha milanesa o hamburguesa; no tenemos que pretender ser el granero del mundo sino la góndola del mundo".

Cabe subrayar que en la polémica que vienen sosteniendo Gustavo Grobocopatel, Mempo Giardinelli y Aldo Ferrer, el titular de Los Grobo acuñó la expresión "góndola del mundo".

No es el único tópico donde el programa kirchnerista choca contra criterios ecológicos. Son públicos y notorios sus acuerdos con la canadiense Barrick Gold y otros proyectos de minería cuestionados por contaminantes.

Afortunadamente el gobierno se desembarazó de Beatriz Nofal y disolvió la Agencia de Inversión que tramitaba la llegada de inversores extranjeros. Entre esta mujer y Martín Redrado era difícil decir quién era más proestadounidense.

Pero Débora Giorgi, la jefa a la que se reportaba Nofal, tiene una concepción con puntos de contacto con ésta. Así fue que en el seminario del Consejo de las Américas, del grupo Rockefeller, invitó a los inversionistas con el argumento de que aquí no se distingue entre empresa nacional y extranjera a la hora del apoyo estatal.

La responsable de Industria ya aprobó los primeros créditos subsidiados por el Estado a tasas anuales fijas en pesos del 9,9 por ciento. Hay un pozo a prestar de hasta 8.000 millones de pesos, vía bancos privados que cobrarán su parte. Estaría bueno que elijan a firmas nacionales, sobre todo pequeñas y medianas, y no monopolios, en particular no multinacionales.

Lamentablemente los subsidios del Estado para inversiones productivas entregados desde tiempos de Roberto Lavagna en adelante, la mayor parte fue a grandes firmas, muchas foráneas. Y entre las locales, se benefició a Aluar, un pulpo del aluminio que ahora la AFIP sospecha de evasora.

Si la mayor parte del auge económico devenga fabulosas ganancias a Repsol, Petrobras, Monsanto, Arcor, Banco Santander-Río, BBVA-Francés, Macro, Molinos, Swift, Los Grobo, Cargill, Fiat, Volkswagen, General Motors, etc. entonces la redistribución del ingreso es una asignatura pendiente. Hubo avances parciales, pero a este ritmo K no se llega a la meta ni en el Tricentenario.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

SanCor: paro y piquete por la reincorporación de obreros despedidos

INDYMEDIA

En la madrugada de ayer, los trabajadores del Centro de Distribución SanCor Rosario iniciaron un paro con bloqueo de salida de mercadería exigiendo la reincorporación de cinco obreros despedidos y la reubicación de otros trece que trabajaban mediante una contratista y fueron cesanteados. El paro y piquete serían hasta que los obreros ingresen a sus puestos. Denuncian persecución gremial, complicidad del gremio ATILRA con la empresa y una actitud “insuficiente” por parte del Estado. El viernes se realizará una marcha en apoyo por el centro de la ciudad.

A las 4 de la mañana se inició el paro y el piquete que se instaló en la puerta “por tiempo indeterminado”, afirmaron los trabajadores. Sucede que en el depósito de José María Rosa 3509 bis, los lecheros decidieron hacer oir su reclamo en torno a “la política de achique y persecución” por parte de SanCor. Según denuncian, la firma que maneja el 15% del mercado lácteo nacional, lleva desde 2002 “un plan de reducción que llevó al cierre de 11 sucursales y la pérdida de 1500 puestos de trabajo” en todo el país.

El 17 de mayo cinco activistas gremiales fueron despedidos de la sucursal local bajo la causa de “alteración del orden interno”. SanCor violó consecutivamente las instancias conciliatorias dictadas por la cartera de Trabajo por este conflicto. La semana pasada decidió prescindir de los servicios de otros trece obreros que trabajan “para una contratista distribuidora directa de SanCor”, comentó Ariel Chávez, uno de los cinco despedidos de SanCor Rosario en mayo pasado y ex Secretario Adjunto de la Seccional Rosario de la Asociación de Trabajadores de la Industria Láctea (ATILRA).

“Hay más compañeros que están quedando en la calle. Además de los cinco que hoy ya estamos peleando por vía judicial, hay compañeros de una concesionaria distribuidora directa de SanCor que quedaron en la calle. El plan de achique y cierre de la sucursal sigue por parte de SanCor”, denunció el referente sindical.

“Vemos que no solamente el despido tiene una causal laboral, sino que hay persecución con estos compañeros porque al ser identificados por la patronal como compañeros combativos o que defienden sus derechos, la empresa limpia ese grupo”, apuntó Chávez y denunció: “hay una persecución dentro de SanCor y de la industria láctea. Estamos hablando de persecución con el aval del gremio a nivel nacional. Hay una complicidad directa del gremio”.

Cabe recordar que los trabajadores pertenecientes a la ex Seccional Rosario de ATILRA son opositores al Consejo Directivo Nacional encabezado por Héctor Ponce, quien el 27 de noviembre de 2008 ingresó al Centro de Distribución SanCor Rosario con alrededor de 300 personas que golpearon ferozmente a los referentes locales. Cinco días después, desembarcaría nuevamente en nuestra ciudad acompañado de 900 personas con el objeto de tomar la sede sindical rosarina. El saldo de aquel intento fue un trabajador muerto. Luego, el desguace de la seccional local opositora.

“El golpe a los trabajadores de SanCor Rosario es el intento de destrucción de la organización gremial de los trabajadores de la industria láctea local y el cierre de una sucursal rentable, pero molesta tanto para el gremio como para la empresa”, remarcaron los trabajadores que desde 2008 manifiestan el temor de cierre de la Sucursal Rosario.

La situación descripta se contrapone con la valoración que en Diario La Opinión brindó el Presidente de SanCor CUL, Vicente Bauducco, sobre el momento actual de la firma. "Después de haber atravesado un momento bastante difícil, hoy la cooperativa está nuevamente muy bien posicionada, no sólo en el mercado interno con sus productos, que están migrando cada vez más a los productos de valor agregado, lo cual nos posiciona en los primerísimos lugares del mercado en la Argentina, sino también con un excedente exportable que lo estamos colocando, no sólo en commodities, como fue siempre la tradición de SanCor, sino que ya estamos yendo a mercados de Latinoamérica con productos de valor agregado y específicos", declaró. Además, resaltó el “desarrollo de iniciativas interesantes” para “penetrar en el mercado de Latinoamérica con muchos más productos de valor agregado y proyectos que van a consolidar a la cooperativa, en poco tiempo más". (http://www.laopinion-rafaela.com.ar/opinion/2010/08/14/p081415.php)

Pasos a seguir

Luego de los despidos, los trabajadores rosarinos recorrieron sucesivas negociaciones en el Ministerio de Trabajo Provincial y Nacional. “Vemos que las acciones del estado han sido insuficientes. Hay una falta de poder del estado ante una empresa como SanCor. No querría pensar que la empresa avanza y produce despidos con su aval, pero a veces es eso lo que queda a la vista”, consideró Chávez. Los cinco echados en mayo hoy decidieron apostar a la intervención judicial en este conflicto, solicitando una cautelar que les permita reintegrarse a sus puestos de trabajo.

A la espera de una resolución judicial favorable y una mediación positiva del Ministerio de Trabajo Provincial en torno a los contratistas, el referente gremial aseguró que “la medida es por tiempo indeterminado. Hasta que los compañeros no vuelvan a trabajar, no vamos a parar. Tenemos el apoyo interno de los compañeros, del cuerpo de delegados. Desde acá afuera con los despedidos y las organizaciones que se solidarizan con nosotros”, remarcó Chávez.

El viernes próximo a partir de las 17hs se realizará una marcha que partirá desde el Centro Cultural La Toma (ex Tigre) con el objeto de exigir la reincorporación de los trabajadores despedidos de SanCor. “Pedimos que la gente participe para denunciar lo que nos pasa a nosotros y otros compañeros, como los de Paraná Metal”, apuntó Chávez.

SanCor anuncia cierre de sucursal Rosario como represalia ante paro de obreros

A las 18 de ayer, la empresa SanCor anunció el cierre del Centro de Distribución SanCor Rosario como represalia ante el paro y piquete que realizan los trabajadores de dicha sucursal, exigiendo la reincorporación de cinco obreros despedidos y la reubicación de otros trece que trabajaban mediante una contratista y fueron cesanteados por persecución sindical.

A las 18 horas, desde la directiva de la empresa se anunció que ante la protesta, se cerrará el Centro de Distribución SanCor Rosario, destruyéndose así casi cien puestos de trabajo.

Ver texto completo...

Río Turbio, Nueva Córdoba y Copiapó

César Arese (ACTA)

El 14 de junio de 2004, catorce mineros argentinos fueron devorados por la mina de carbón de Río Turbio. Dos semanas después fueron rescatados sus cuerpos sin vida. Habían muerto calcinados, bajo toneladas de carbón, en la oscuridad más absoluta de la mina y, luego, del olvido del país. No se aprendió demasiado de esa tragedia y, por supuesto, no se conoce la condena de los responsables.

Desde entonces no se encaró en Argentina un verdadero proceso de revisión de las reglas en materia de mejoramiento de condiciones de trabajo. La Ley sobre Riesgos de Trabajo da que hablar por la gran cantidad de pleitos (y presuntos fraudes) que provoca y poco por los 700.000 siniestros y casi 1.000 muertos anuales por motivos laborales que debería evitar.

Días pasados la industria de la construcción de Córdoba rebasó las tragedias de sus propios obreros, los de mayor cantidad de accidentes junto con las ramas de industria manufacturera y la agropecuaria. Una estudiante universitaria se arriesgó a transitar por debajo de una de las obras de Nueva Córdoba. Una pared mal calzada cayó y le provocó la muerte luego de una larga y angustiosa agonía.

Lo que se hace en la materia de prevención parece muy poco y, en fin, con disculpas para su memoria, la hecatombe humana de los obreros de Río Turbio, parece inútil.

En Copiapó, Chile, después de dos semanas de permanecer sepultados a 700 metros de profundidad por otro accidente de trabajo, treinta tres mineros dieron muestras de su guapeza de sufridos mineros y se mostraron sobreviviente a otro grave y condenable accidente de trabajo. Fundamentalmente están salvando sus vidas porque hubo medidas de seguridad consistentes en la creación de un refugio con elementos de subsistencia y, luego, los intensos trabajos de rescate.

Con todo, se trata de un incidente que, en materia de trabajo, es siempre previsible, evitable y condenable. Chile debate hoy las condiciones de trabajo y los efectos de su modelo de flexibilización o desregulación laboral. Las secuelas de supresión de reglas laborales dejadas por la dictadura pinochetista se han puesto en cuestión. Es que "accidente"pudo haber sido el terremoto de febrero pasado. Pero el derrumbe de una mina donde se trabaja programadamente para que una empresa obtenga ganancias, no es ninguna eventualidad.

No cabe duda que el día en que estos 33 trasandinos puedan pisar nuevamente las playas del pacifico y bañarse con el bendito sol de la cordillera, se convertirán en símbolo de la vida emergiendo frente a la muerte de la inseguridad laboral. Se aprenderá mucho de su experiencia.

Por ahora, hay quienes parecen confiar más en la Virgen de la Candelaria o del Socavón, la encargada de cuidar a los trabajadores de las excavaciones, que adoptar el sencillo método que el Derecho del Trabajo propone desde hace un siglo para asegurar el derecho fundamental a la integridad psicofísica: generar condiciones de trabajo seguras y saludables.

César Arese es Profesor de Derecho del Trabajo en la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), Juez de Cámara de la Provincia de Córdoba.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Nosotros y la mafia de los medios

Arturo M. Lozza (ACTA)

Escribo estas líneas firmemente apoyado en más de cincuenta años de periodismo sin traición a mis principios. Y desde esa trinchera es que debo decir públicamente que ahora, más que en cualquier otro momento, siento orgullo y profunda satisfacción ante el hecho de que Clarín, La Nación y Papel Prensa comiencen a ser despojados de ese manto de impunidad que les ha permitido conformar, a mi criterio, la más poderosa mafia.

Aquella mafia que no se limita a la defensa de las multinacionales, a promover políticas desde el poder económico sino que, sobre todo, ha apuntado y lo sigue haciendo, hacia lo más profundo: las conciencias, la formación de opinión pública, la imposición de la cultura de la dominación.

Estamos hablando de una mafia cuyo poder se ha cimentado en el terrorismo de Estado y desde ese sitial de privilegio diseminó el terrorismo de la información. Por eso, yo hubiera preferido, sin más trámite, nacionalizar Papel Prensa. De todos modos, se ha enviado al parlamento un proyecto de ley declarándose de “interés público” la producción de celulosa para papel de diario, lo que se complementa con la nueva ley de Medios, con lo cual se ha abierto un debate en torno al papel del periodismo como nunca antes.

Es un debate por la verdad que siempre impulsé desde los distintos medios en donde me desempeñé durante demasiados años, pero que –en buena hora- muchos recién están descubriendo ahora. Y en esta hora, donde por fin estamos librando batalla, ningún periodista debe callar.

Reitero: siento que ahora somos más los que, también en este plano, exigimos justicia. Y yo, como algunos otros, lo podemos exigir desde una trayectoria donde recibimos escasísimos salarios y furibundos garrotazos en nuestra vida laboral para impedir que nuestra voz pudiera siquiera empañar la voz del poder dominante.

Me inicié en el periodismo hace más de cinco décadas y es mucha memoria la que acumulo como militante de las redacciones: diario La Hora (clausurado), Pueblo Unido (clausurado), Soluciones (clausurado), Revista Che (clausurada), Editorial Cartago (clausurada), Distribuidora Impulso (clausurada), Propósitos (varias veces clausurado), Nuestra Palabra (clausurada), Informe (redacción asaltada por un “grupo de tareas” de la dictadura genocida que asesina a uno de mis compañeros, el periodista Román Mentaberry), muchos años pasé cambiando domicilios para despistar persecuciones, muchos años pasé distribuyendo periodismo clandestino y mirando a mis espaldas, he sido víctima de jueces cómplices, conocí cárceles en varias dictaduras y gobiernos civiles “democráticos”...

En esos años pude verificar “en carne propia” lo que significó el monopolio de Papel Prensa a favor de Clarín y La Nación y en detrimento de los que queríamos divulgar otro mensaje, el de la democracia del pueblo, el de la soberanía y la liberación, el mensaje de la unidad antiimperialista.

Ninguna de estas clausuras, cárceles y asesinato divulgaron esos medios que se llenan la boca de “libertad” y “prensa independiente”.

Esa dictadura, por lo tanto, la he vivido, la he sentido en mis entrañas, en mi cotidianeidad.

Han pasado por esa vida periodistas extraordinarios, que han dado la vida por sus principios y por la dignidad en nuestra profesión. Pero además pasaron otros, lo recuerdo bien, que llegaban al ejercicio del periodismo desde posiciones de izquierda, puteando a monopolios y a la censura y que luego, por dinero, se acomodaron a lo que quería Clarín y hoy asoman como columnistas destacados del servilismo informativo de la mafia. Sí, recuerdo cuando desde ese trono donde llegaron alquilándose o vendiéndose, nos trataban de “pelotudos” y de “pobres infelices” porque seguíamos en la difícil, no transando.

Ellos se han traicionado a sí mismos, pisotearon su dignidad, eligieron la mentira del monopolio ¿Qué tienen para dejarles a sus hijos? Sólo herencias materiales y muy poca moral.

Los periodistas, por su condición particular, son propaladores de ideas, son formadores de opinión pública. Papel Prensa, los medios dominantes, el poder político y económico, no me dejaron -a mi y a muchos otros- competir en igualdad de condiciones. Me cerraron caminos durante décadas.

Y por eso hoy me siento bien, creo que es el artículo que he escrito con más satisfacción en mi vida porque comenzamos a darle batalla en escala mayor a esa mafia. De todos modos, falta mucho. Será una pelea durísima, quizás la más dura, porque el Grupo Clarín tiene ramificaciones profundas en todos lados, a nivel político, a nivel judicial y sobre todo en los servicios de inteligencia (nacionales y extranjeros). Pero le hemos abierto una brecha, y ninguno de mis colegas debe quedar al margen: démosle batalla al enemigo principal, el que convierte en “realidad” la mentira que le conviene al poder económico.

Arturo M. Lozza es Periodista; Equipo de Comunicación de la CTA.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Hallan en fosa común restos de militante asesinada en El camino de las Moras

MOMARANDU

El Equipo Argentino de Antropología Forense y el RUV Chaco identificaron los restos de Lucía Gladys Gómez, desaparecida desde el 22 de febrero de 1976 en Santa Fe a los 24 años de edad, tras haber sido en la “Masacre del Camino de Las Moras”.

34 años de incertidumbre llegan a su fin: el martes 24 de agosto se confirmó que los restos de la cuarta víctima y última víctima en identificar de la Masacre del Camino de las Moras pertenecen a Lucía Gladys Gómez, formoseña de nacimiento y chaqueña por adopción, con una activa militancia en la universidad, desaparecida desde el 22 de febrero de 1976, en Santa Fe capital cuando tenía 24 años de edad.

De las cuatro chicas víctimas de la masacre la primera que se identificó fue Olga Teresita Sánchez, el 15 de setiembre de 2004; la segunda, María Cristina Mattioli, el 6 de setiembre de 2007, y la tercera, Graciela Cristina Siryi, en abril de 2008.

Quedaba por averiguar la identidad del cuarto cuerpo, con el pálpito de que podía tratarse de Gladys, pero para saber la verdad era necesario contar con una muestra de sangre de un familiar. Gladys integró la Juventud Peronista en la Universidad, donde era una referente importante de la organización. Además de estudiar en la Universidad, trabajó como recepcionista en una empresa privada.

Juan Argañaraz, militante de la juventud peronista durante los setenta la recuerda así: "Luci Gomez, fue mi última responsable política en la JP del Chaco .Comenzó militando el ciencias económicas de la UNNE de Resistencia. Donde fue incorporado por otro compañero el "Pescado" Sandoval. Luego con el grado de aspirante se hizo responsable de un grupo de cuatro compañeros, entre los que me encontraba. Nuestro trabajo territorial de JP se realizaba en el barrio de Santa Catalina de Resistencia".

Con el golpe de Estado cada vez más cerca, y la represión ilegal haciendo estragos en todas partes, Lucía se vio obligada a abandonar la provincia y viajar a Santa Fe. En septiembre de 1975 su domicilio había sido allanado por la patota de la Brigada de Investigaciones. La mujer no estaba en ese momento, y se sospecha que entonces fue cuando decidió pasar a la clandestinidad. El ex detenido Luis Albano Rossi, testigo en la Causa Caballero, relató que fue sometido a salvajes torturas en la Brigada para que diga dónde se encontraba Lucía Gladys entre otras informaciones.

A la mamá de Lucía Gladys, Sarita Monzón, de 79 años, residente en Pirané, Formosa, la situación le generaba mucho dolor, por lo cual tenía dudas y no se decidía a realizar los exámenes genéticos. Después de varias charlas y encuentros con los trabajadores del Registro Único por la Verdad Chaco donde se le explicó de qué se trata el examen, (una simple muestra de sangre para cotejar el ADN de los restos óseos) para tranquilizarla y darle el apoyo anímico que necesitaba Sarita se animó. En esa entrevista con el RUV se le entregaron fotografías de su única hija, imágenes que le habían sido arrebatadas durante la dictadura asesina que además de desaparecer los cuerpos intentó borrar todo vestigio de los militantes perseguidos y asesinados en la clandestinidad.

La búsqueda de años y el reencuentro; donde hubo asesinato y ocultamiento de los cuerpos de las víctimas, lograr la identificación, devolverle el nombre y la historia personal a esos restos. Y entonces sí; el desaparecido que vuelve, aparece, y se cumple su derecho a una tumba sobre la tierra.

La Masacre del Camino las Moras

En la masacre del Camino las Moras cuatro jóvenes mujeres fueron asesinadas y enterradas en un camino rural cerca de Coronda, provincia de Santa Fe, a fines de febrero de 1976, en el único caso de fosa común descubierta en la citada provincia.

Olga Teresita Sanchez, Cristina Mattiolli, Siryi Numer Graciela y Lucia Gladys Gómez eran militantes de la Juventud Peronista y fueron ejecutadas con disparos en la cabeza mientras se encontraban maniatadas.

Después de que los cuerpos de las chicas fueran descubiertos por un campesino la dictadura intentó encubrir el crimen haciéndolo pasar como el asesinato por ahorcamiento de un grupo de prostitutas.

Lucia Gladys Gómez fue vista con vida por última vez en Santa Fé, escapando de la persecución a militantes políticos en el Chaco, donde era una referente de la Juventud Universitaria Peronista.

Lucía Gladys Gómez 1952-1976 *

Nació el 11 de febrero de 1952 en Pirané (Formosa). Sus padres fueron Rafael Gómez y Sara Feliciana Monzón. Cursó los estudios secundarios en la Escuela Normal Provincial N° 2 en su ciudad natal desde 1966 hasta 1970. Se trasladó a Resistencia y se inscribió en el Profesorado de Letras en la Universidad Nacional del Nordeste en 1971.

También ingresó en la Facultad de Ciencias Económicas. Integró la Juventud Peronista en la Universidad, donde Gladys era una referente importante de la organización. Además de estudiar en la Universidad, trabajó como recepcionista en una empresa privada.

Testimonios afirman que al lograr escapar del allanamiento permaneció en Resistencia hasta el 13 de septiembre de 1975 y luego se trasladó a Santa Fe capital. Al encontrarse en un estado delicado de salud fue internada en el Hospital Cullen donde fue vista por última vez el 22 de febrero de 1976.

* Investigación del Registro Único por la Verdad en base a las siguientes fuentes: Legajo Conadep
Investigación Documental – www.desaparecidos.org
Entrevistas a compañeros de militancia
Legajo Universitario
** Informe: Casa de la Memoria.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: La salud del represor, bajo la lupa. Examinarán a Bussi para determinar si será juzgado en Santiago del Estero

PRIMERA FUENTE

El médico de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Cristian Rando, vendrá el próximo viernes a Tucumán para revisar el estado de salud del represor Antonio Domingo Bussi. El forense determinará si está en condiciones o no de trasladarse a Santiago del Estero, donde el 14 de septiembre comienza el primer juicio por delitos de lesa humanidad. Videla y Menéndez ya fueron separados de este debate.

Otra vez, el médico forense de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Cristian Rando, tendrá que venir a Tucumán para revisar el estado de salud del represor Antonio Domingo Bussi. En esta oportunidad, es para determinar si está o no en condiciones físicas de trasladarse a Santiago del Estero, donde fue citado para el próximo 14 de septiembre.

Ese día se iniciará el primer juicio histórico de derechos humanos en esa provincia, en el cual se debatirá sobre el secuestro y asesinato del estudiante Cecilio Kamenetzky, ocurrido en 1976, durante la última dictadura militar.

Altas fuentes judiciales confirmaron que Rando vendrá el viernes a Tucumán para trasladarse al country de Yerba Buena donde Bussi cumple arresto domiciliario. Allí, con varios exámenes médicos actualizados, el forense revisará al ex gobernador de facto y luego elevará un informe al Tribunal Oral Federal de Santiago del Estero.

En su último paso por Tucumán, durante el juicio por los delitos cometidos en la ex Jefatura de Policía, Rando dio un panorama casi terminal respecto a la salud de Bussi por lo que había recomendado en ese momento que sea separado del debate oral y público, paso que luego fue dado por los jueces del TOF.

Con el dictamen de Rando en la mano, las juezas del Tribunal Oral Federal de Santiago del Estero, integrado por las tucumanas Marina Cossio de Mercau y Graciela Fernández Vecino, y la santiagueña Josefina Curi, decidirán si separan o no a Bussi del juicio. En este debate también participará otro tucumano: el secretario del Tribunal Oral Federal de Tucumán, Mariano García Zavalía.

Cabe recordar que las juezas ya habían dispuesto separar a los represores Jorge Videla y Luciano Benjamín Menéndez. Ambos están procesados en este expediente pero se encuentran siendo juzgados en Córdoba en un debate que aún no finalizó.

Además de Videla, Menéndez y Bussi, en la causa también se encuentran imputados los ex policías Musa Azar Curi, Ramiro del Valle López Veloso y Miguel Tomás Garbi. A todos ellos se les imputan los delitos de privación ilegítima de la libertad, tortura, homicidio calificado y asociación ilícita.

En el juicio participarán como querellantes Rosa Elena Bulgarelli (madre) y Adela Inés Kamenetzky (hermana), la Fundación Liga Argentina por los Derechos Humanos, la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación; la Asociación por la Memoria, la Verdad y la Justicia y Familiares de Detenidos Desaparecidos y ex Presos Políticos de Santiago del Estero.

Fuente foto: PRIMERA FUENTE

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Ciencia y tecnología al servicio de las personas

Bartolomé Fernández (INFOSUR)

La posesión del conocimiento como patrimonio de nuestra soberanía no aplica al bienestar de todos los habitantes sino como elemento de dominación por los imperios.

Estamos acostumbrados a encontrarnos cada día con nuevos avances tecnológicos que provienen de la aplicación del conocimiento científico. La mayoría de estas aplicaciones científico-tecnológicas son utilizadas en beneficio de las empresas que disponen del capital para su desarrollo y comercialización y no siempre satisfacen necesidades reales del ser humano; por el contrario, muchas veces abastecen necesidades creadas con la ayuda de los medios publicitarios con los que comparten intereses. No otra cosa se pretende con la creación de la sociedad de consumo.

La obtención del conocimiento es una actividad esencialmente humana, propia de su naturaleza y originariamente independiente de todo interés pecuniario. Su apropiación por parte del capitalismo le quita su esencia para transformarlo en otro bien a comercializar y como tal le asigna un precio que casi nunca guarda relación con el valor que tiene para el ser humano, destinándose exclusivamente al enriquecimiento de unos pocos. Por esa razón sólo parte del conocimiento se aplica para mejorar las condiciones de vida de la población.

Por otro lado la posesión del conocimiento es utilizada en la actualidad como elemento de dominación por los imperios, privando a sus dominados de la posibilidad de desarrollarse. Podemos concluir previamente que un paso necesario para la verdadera independencia es no sólo desarrollar nuestro propio conocimiento, sino apropiarnos de él y defenderlo como patrimonio de nuestra soberanía para aplicarlo a la obtención del bienestar de todos los habitantes.

La obtención del conocimiento debe ser entonces uno de los más importantes objetivos estratégicos para alcanzar el país que queremos y complementarnos con los hermanos de Latinoamérica en la lucha para erradicar la pobreza y alcanzar un desarrollo digno y sustentable.

Deberemos alentar la aplicación del conocimiento a nuestro desarrollo independiente alentando los procesos de innovación tecnológica con sentido social, para erradicar la pobreza, combatir el hambre y asegurar la salud.

Sabemos que en nuestro país tenemos una gran capacidad de generar conocimiento. Hay suficientes pruebas de ello y sólo la presión de las potencias centrales junto a la complicidad de nuestros gobernantes logró detener los avances obtenidos durante décadas. Nuestras universidades públicas fueron ejemplo ante el mundo y compartieron conocimiento con estudiantes de todo Latinoamérica que concurrieron a las mismas llamados por su prestigio. También nuestros institutos de investigación y desarrollo contribuyeron y contribuyen a un destacado desarrollo científico y tecnológico que manejado responsablemente nos hará salir algún día del atraso en que vive gran parte de nuestros compatriotas.

También es necesario que desde todos los niveles de la educación se haga conciencia de la importancia que tiene el conocimiento para el desarrollo individual y de la sociedad en su conjunto y consecuentemente de la importancia que el adquirido sea volcado desinteresadamente para el desarrollo social. Es lamentable ver profesionales formados en nuestras universidades, vendidos a las transnacionales que se llevan nuestras riquezas, que no sólo defienden públicamente sus actos de “pillaje” sino que no tienen el menor escrúpulo para reprimir o llamar a la represión de los ciudadanos que luchan desinteresadamente por defender los recursos que pertenecen a los argentinos.

Esta conciencia por la adquisición del conocimiento, su difusión y utilización en un marco de justicia social se logrará mediante la formulación por parte del Estado de planes de desarrollo científico y tecnológico complementados con un sistema de educación primaria, secundaria y universitaria pública y gratuita asentado en un plan de gobierno independiente, con sentido social y esencialmente latinoamericanista.

El Estado deberá definir claramente las prioridades en investigación científica, desarrollo e innovación tecnológica de acuerdo a las necesidades de la población, de manera multidisciplinaria y teniendo en cuenta la dinámica de la sociedad en su desarrollo. En función de esas prioridades establecer la política de asignación de recursos, los planes de estudio y fomentar la dedicación de los científicos a la solución de los problemas reales de la comunidad. La implementación de estas políticas requiere de la participación de técnicos y científicos de todas las disciplinas que tengan en común un desarrollado sentido de la solidaridad. Hacia esta actitud también deberá dirigirse la formación.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Misiones: Preocupación por la adaptación del virus de la leishmaniasis

MISIONES ON LINE

El insecto que transmite la variante de mayor letalidad se adaptó a las ciudades y puede vivir en patios de tierra.

Aunque muchos médicos todavía las consideran enfermedades "exóticas", biólogos, entomólogos, sanitaristas y hasta antropólogos están en estado de alerta por el crecimiento de las leishmaniasis, dos parasitosis transmitidas por un insecto muy similar al mosquito, que en la jerga científica se conoce como flebótomo y al que los pobladores de las zonas afectadas llaman jején o carachai.

Aunque prácticamente no había tenido presencia en el país durante la mayor parte del siglo pasado, según registros del Ministerio de Salud de la Nación entre 1984 y 2008 se denunciaron 7947 casos de la variante tegumentaria (que afecta la piel y las mucosas). En 2006, en una vivienda urbana de Posadas, se detectó el primer paciente de la variante visceral (que daña el hígado, el bazo y la médula ósea) y desde entonces hubo casi 80 casos. Sin tratamiento, esta última tiene un 90% de letalidad.

"Nos preocupa y nos estamos movilizando -dice el entomólogo y sanitarista Daniel Salomón, director del Centro de Endemo-Epidemias del Ministerio de Salud y coordinador del Programa Nacional de Leishmaniasis-. Dependiendo de diversos factores, se producen brotes epidémicos que pueden llegar a afectar a 800 personas, algo que no se veía."

Para enfrentar esta situación y coordinar acciones tanto en el plano geográfico como temático, la Fundación Mundo Sano reunió el último fin de semana a más de 40 investigadores para relanzar la Red de Leishmaniasis de la Argentina.

Las huellas de estas parasitosis se remontan a miles de años atrás. Sus lesiones cutáneas están descriptas en tabletas de arcilla del palacio de Nínive, la ciudad asiria ubicada sobre las orillas del Tigris, y en huacos precolombinos. Hace ya aproximadamente diez siglos, el médico y filósofo persa Avicena las atribuyó a la picadura de un insecto.

"En la Argentina fue una enfermedad típica de la colonización de Misiones que reportó Moisés Bertoni, un anarquista, naturalista y taxonomista suizo que hizo calendarios que todavía hoy predicen lluvia", detalla Andrea Mastrángelo, antropóloga social de la Universidad Nacional de Misiones e investigadora del Conicet.

En los primeros años del siglo pasado, la leishmaniasis tegumentaria estaba muy asociada con la entrada en la selva. La padecían deforestadores y leñadores. "En algún momento, incluso se predijo que iba a desaparecer cuando en Brasil se eliminase la Mata Atlántica -afirma Salomón-. De hecho, en la Argentina La Forestal la hizo desaparecer de la cuña boscosa desde Santa Fe. En los años cincuenta se pensaba que iba a ser una enfermedad histórica."

La reemergencia se registra en los años ochenta, asociada con la deforestación y la modificación del ambiente periurbano. "Hubo un cambio en la estructura socioepidemiológica -explica Salomón-: se pasó de la extracción pura de madera a la eliminación de la vegetación primaria para hacer asentamientos agrícolas, lo que dejó a la gente al borde de la zona boscosa. Ahí empiezan a notificarse brotes epidémicos de la enfermedad tegumentaria, que se creía agotada. Por otro lado, descubrimos que una especie del insecto que se encontraba muy poco representada en la selva se había adaptado al ambiente peridoméstico. Había adquirido la habilidad de alimentarse de gallinas, cerdos y perros, y hacía explosiones de población."

Hoy, la leishmaniasis tegumentaria ya volvió a estar presente en toda su área histórica (que abarca unos 500.000 km2 y comprende sectores de las provincias de Salta, Jujuy, Tucumán, Catamarca, Santiago del Estero, Formosa, Chaco, Corrientes y Misiones). Y la visceral se instaló en el medio urbano en cuatro provincias, con casos humanos y caninos autóctonos.

"Con respecto a la primera, la situación es totalmente distinta del escenario histórico -explica Salomón-: ahora vemos pacientes que son niños, adolescentes, mujeres. Si no se trata, la leishmaniasis tegumentaria [que causa una úlcera de muy lenta curación y puede dejar cicatrices similares a las de una quemadura, que generan discriminación social] aumenta la posibilidad de complicaciones con daños en las mucosas. La visceral es urbana, se da en un intercambio completamente distinto. El reservorio es el perro y sabemos que hay muchos canes infectados. En un país con un altísimo tránsito de animales, seguimos monitoreando la velocidad de dispersión."

"Además, el insecto puede vivir en un patio de tierra y tiene hábitos nocturnos -agrega Mastrángelo-. En las provincias en las que hay noches cálidas, muchas veces grandes y chicos duermen en la galería o se quedan «mateando» allí hasta las doce de la noche..."

El flebótomo, de unos dos milímetros de largo, avanza hacia el Sur, pero todavía no se puede predecir hasta dónde.

"Somos nosotros los que vamos a tener que decirle al mundo hasta qué latitud máxima llega -concluye Salomón-. Sabemos que es muy resistente, pero probablemente se va a encontrar con dos obstáculos: las grandes ciudades sin áreas verdes y las temperaturas. Tenemos que hacer que los médicos vuelvan a pensar en la leishmaniasis y capacitar al sector veterinario."

Según subraya el especialista, se trata de enfermedades de notificación obligatoria, y su diagnóstico y tratamiento son gratuitos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...