jueves, 7 de abril de 2011

Socialistas franceses consolidan plataforma con críticas

PL

El Partido Socialista (PS) de Francia acaba de presentar su plataforma de cara a las elecciones presidenciales de 2012, con críticas de todos sus opositores aunque con un soplo de aire fresco que reclamaban sus adeptos.

Luego de lanzar el programa el fin de semana, la primera secretaria del PS, Martine Aubry, logró la aprobación del Buró Nacional de la organización y se manifestó satisfecha con el sentimiento de cohesión que se percibe en la militancia.

"Las huestes de la UMP de Nicolás Sarkozy (partido del jefe de Estado) no puede hacer otra cosa que fustigarnos, pero en verdad, es irrelevante, porque simplemente el Gobierno incumplió con todas las promesas electorales", argumentó Aubry.

El primer ministro, Francois Fillon, calificó el plan de los socialistas de "anestesia para la opinión pública" y la líder de Europa Ecología-Los Verdes, Cecile Duflot, señaló que ofrece apenas "pequeñas recetas" a grandes problemas del país.

Por su lado, el presidente del Partido de Izquierda, Jean Luc Melenchon, opinó que no enseña líneas "ni socialistas, ni realistas", y la jefa de los ultraderechistas del Frente Nacional, Marine Le Pen, dijo que el PS vive de espaldas a los franceses.

Tampoco fue bien recibido por el Partido Comunista Francés (PCF), que calificó el programa de "absolutamente decepcionante", lo mismo que el centrista MoDem, el cual percibió un intento de cambios cosméticos a plataformas de vieja data.

El asunto es que de todas formas, el PS logró un triunfo abrumador en los comicios cantonales, si bien con una alta abstención, y vuelve a perfilarse como uno de los pesos pesados en los comicios por el Palacio del Elíseo el próximo año.

De momento, los aspirantes a obtener la candidatura presidencial de la agrupación expresaron su acuerdo con el plan que será adoptado por completo en las primarias internas del verano.

Son ellos Dominique Strauss-Kahn, favorito y actual director-gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI); Francois Hollande, ex primer secretario, Ségoléne Royal, perdedora en 2007 contra Sarkozy; Arnoud Montebourg y Manuel Vals,

Entre los aspectos delineados destacan la creación de 300 mil puestos de trabajo para los jóvenes, la eliminación gradual de la plantas de generación nuclear en el curso de 20 años y poner límites a los salarios de los patrones.

Asimismo, reformas fiscales, creación de un banco público de inversiones, e impuestos al valor agregado (TVA, siglas en francés) con fines a un fondo ecologista, entre otras cuestiones.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.