miércoles, 29 de junio de 2011

Inicia India un censo sobre pobreza y castas

PL

El gobierno indio inició hoy un censo para conocer el número de personas que viven por debajo de la línea de pobreza en el país, la religión y la casta a que pertenece cada uno de sus habitantes.

Aunque hace nueve años las autoridades confeccionaron un padrón para determinar cuántos ciudadanos eran pobres extremos, será la primera vez que esos datos se comparen con la religión y la casta.

La hercúlea tarea -la población de la India es de mil 210 millones de habitantes- consumirá unos seis meses y permitirá al gobierno redefinir su propia concepción de la pobreza y elaborar un más preciso plan quinquenal para el período 2012-2017.

Según el Banco Mundial, cuatro de cada 10 indios vivían en el 2005 con menos de 1,25 dólares diarios, cota que marca la línea internacional de pobreza, pero que el gobierno indio reduce a 12 rupias (un cuarto de dólar).

Los parámetros del censo fijan que quien posea un vehículo, casa propia, teléfono fijo, trabaje para el gobierno o reciba más de 10 mil rupias al mes (unos 220 dólares), no vive por debajo del umbral de pobreza.

Hace unos meses el anuncio del empadronamiento desató una encendida polémica en la sociedad india.

Sus partidarios, entre ellos varios partidos políticos opositores, alegan que ayudará a implementar los programas de desarrollo socio-económicos diseñados para los sectores más pobres, incluida la elaboración de una Ley de Seguridad Alimentaria tenor con la cual los más necesitados recibirán subsidios.

Otros, por el contrario, consideran que profundizará la división social y contribuirá a arraigar un milenario y rígido sistema de estratificación social que se resiste a desaparecer pese a que fue abolido por la Constitución de 1950.

A despecho de sus cifras macroeconómicas, el gigante surasiático sigue lastrado por un rosario de miles de pequeños grupos endógenos ("jatis") con diferentes niveles de poder según su distribución en el mapa indio.

El último censo de castas en la India data de 1931, cuando todavía el país estaba bajo el dominio británico.

El de ahora será realizado por los ministerios de Desarrollo Rural y de Vivienda y Pobreza Urbana, en colaboración con el Registro General de la India.

Está previsto iniciarlo por la ciudad de Chandigarh, que con una población algo inferior al millón de habitantes, es la capital compartida de los estados de Punjab y Haryana.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.