jueves, 23 de junio de 2011

Israel incrementa demoliciones de casas palestinas en Cisjordania

PL

Israel incrementó este año las demoliciones de viviendas de palestinos en Cisjordania, denunció hoy una organización humanitaria después de que el Estado sionista concedió un discreto permiso para construir mil 200 hogares en Gaza.

El grupo israelí de derechos humanos B'Tselem presentó un informe en el cual documentó que militares de Tel Aviv han destruido en el transcurso de 2011 un total de "103 estructuras residenciales en las que vivían 706 personas" el territorio ocupado.

Según destacaron este jueves las dos principales agencias de noticias de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), la agrupación precisó que los nuevos datos muestran un aumento sustancial de derribos de casas respecto a las 86 destruidas en 2010.

Los activistas solidarios con los derechos de los palestinos alertaron que ese pueblo "no tiene elección, porque Israel, que controla la ocupada Ribera Occidental (desde 1967), raramente les da permisos para construir".

El Estado sionista alega que sólo demuele estructuras edificadas sin debidos permisos, aunque la ANP sostiene que esa política es parte del plan de "judaización" de los territorios ocupados para contrarrestar la alta densidad poblacional árabe y perpetuar la usurpación.

Precisamente, soldados israelíes utilizaron el martes buldózer para arrasar casas palestinas cerca de Hebrón, en el sur de Cisjordania, con el propósito de construir y expandir asentamientos en esa área, una práctica que mantiene estancadas las negociaciones de paz.

Esos derribos coincidieron con un permiso para edificar mil 200 casas en la Franja de Gaza, concedido por la Administración Civil de Israel, órgano militar que monitorea temas civiles en las áreas palestinas, incluida Jerusalén Este, también ocupada desde 1967.

Además, se reconstruirán 18 escuelas en mal estado con fondos sauditas y japoneses, a partir de la autorización anunciada por Tel Aviv como un gran gesto para el territorio que devastó durante 22 días de bombardeos aéreos y terrestres de diciembre de 2008 a enero de 2009.

La ONU estimó que 60 mil casas fueron dañadas o destruidas durante la denominada "Operación Plomo Fundido", que provocó entonces más de mil 400 muertos y unos cinco mil 300 heridos, además de destruir numerosos inmuebles gubernamentales y privados.

Si bien las autoridades militares lo consideran uno de los mayores proyectos de viviendas en la franja costera, medios locales recordaron que prevalece el bloqueo israelí de los cruces fronterizos por donde deberán entrar los camiones cargados de materiales de construcción.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.