domingo, 6 de noviembre de 2011

Perú: !Muy mala lectura!

Carlos Angulo Rivas

Los cabecillas de la campaña de demolición a Omar Chehade utilizan a su manera las declaraciones del presidente. Ollanta Humala ha sido bastante claro solicitando efectividad y rapidez en la investigación de la Comisión de Ética respecto a Chehade, se supone a fin de evitar la continuidad de un escándalo en gran parte inventado, por la prensa opositora y mafiosa, la misma que apoyó con todas sus armas a la japonesa Keiko Fujimori. Sin embargo, el evangélico fujimorista Humberto Lay y el congresista Díaz han interpretado esta declaración del presidente como un apoyo a su labor y una crítica a la bancada de Gana Perú que denunció con pruebas la parcialización total de ellos dos.

Cada vez se observa con mayor transparencia que los furiosos ataques a Chehade están destinados a salvar a Alan García y sus secuaces, precisamente, a los que hicieron grandes negocios turbios con los grupos de poder. Gustavo Gorriti en vez de perder su tiempo en chismes de segunda como el de las "Brujas de Cachiche, debería emplearlo con su "periodismo de investigación" en ayudar a desenredar la madeja de la real corrupción e inmoralidad en el país, que ahora ayudada por él se defiende. Debería empezar con el por qué Alan García entregó todos los mega-proyectos productivos y de infraestructura, por miles de millones de dólares, a las firmas asociadas Graña y Montero (casi propietaria de El Comercio) y a la empresa brasilera Odebrecht. Si lo hace, el real periodismo de investigación ayudaría a la Comisión del Congreso que investigará los desmanes de la administración alanista, comisión hoy debilitada por la censura de la mafia a dos miembros de alto perfil: Heriberto Benitez y Omar Chehade.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.