jueves, 6 de octubre de 2011

Las 25 Noticias Más Censuradas 2010/2011 (N° 2): Operación de espionaje de Estados Unidos para manipular redes sociales

Ernesto Carmona (especial para ARGENPRESS.info)

Las fuerzas armadas estadounidenses desarrollan un software que les permite intervenir y manipular secretamente los sitios sociales y foros de los medios mediante personajes en línea de identidad falsa para influir en conversaciones vía Internet y diseminar propaganda favorable a Estados Unidos, según informó el diario británico Guardian UK (17 de marzo 2011), en un artículo firmado por Ian Cobain y Nick Fielding.

Ya está en marcha esta nueva faceta electrónica de la guerra psicológica. Para el alumbramiento artificial de partidarios de Estados Unidos en la red Internet y la posterior gestión y control de su actividad, el Pentágono contrató a una empresa californiana a través del Comando Central (Centcom), que controla las operaciones armadas de Estados Unidos en Oriente Medio y Asia Central, según el diario británico. El plan pretende desarrollar un “servicio de gestión en línea de personas” que permite a un solo militar controlar hasta 10 identidades falsas distintas, de hombre o mujer, por todo el mundo. El contrato de Centcom estipula que cada personaje falso debe tener una personalidad “on line” convincente, más un cierto historial y apariencia política favorables.


Un portavoz de Centcom confirmó un contrato por 2,76 millones de dólares que ya fue otorgado a Ntrepid, una sociedad recién registrada en Los Ángeles, pero no quiso decir si el proyecto de gestión de los personajes múltiples ya estaba en ejecución y más bien anunció que no volvería a hablar sobre ningún contrato relacionado con el tema. En Ntrepid no hubo nadie disponible para comentar el contrato.

El sistema permite que puedan operar hasta 50 controladores o digitadores de unos 10 personajes falsos cada uno, sin moverse de sus puestos de trabajo en Estados Unidos y “sin miedo a ser descubiertos por adversarios sofisticados”. Es decir, irrumpirán unos 500 internautas falsos, físicamente inexistentes. Siguiendo las pistas que ofrece el propio contrato, el diario británico concluyó que estos manipuladores de Internet trabajarán desde la base aérea MacDill, cerca de Tampa, Florida, sede del Comando de Operaciones Especiales de Estados Unidos.

El Guardian piensa que el contrato para el software de personajes múltiples pudo haber sido concebido como parte de un programa llamado Voz de Operación Concienzuda (Operation Earnest Voice OEV), que primero fue desarrollado en Irak como arma de guerra psicológica contra la presencia en línea de partidarios de Al-Qaida y otros insurgentes que resistían la presencia militar y política de Estados Unidos en ese país. Desde su invención, el OEV fue ampliado mediante un programa de 200 millones de dólares para utilizarlo contra jihadistas y otros activistas musulmanes de Paquistán, Afganistán y Oriente Medio. El OEV resultó provechoso, a juicio de Estados Unidos, que ahora lo utiliza intensivamente en varios países del Oriente Medio y más lejos.

Asimismo, y supuestamente, ninguna de las nuevas operaciones planeadas intervendría para manipular sitios web radicados en territorio estadounidense, pues “en casa” sería ilegal usar esa tecnología para “dirigirse a las audiencias de Estados Unidos”. La idea es engañar “desde casa” hacia afuera, dirigiéndose al resto del mundo, en un esquema similar a la hipocresía con la tortura, que no se puede hacer “en casa” porque está prohibida por la ley, pero se aplica en Guantánamo, que está en un limbo “jurídico” porque es un territorio usurpado a Cuba que no ha sido devuelto.

Expertos en propaganda han comparado el proyecto con las tentativas de China de controlar y restringir el libre discurso en Internet, dijo Guardian. El propósito evidente de los militares de Estados Unidos consiste en crear un falso consenso pro-norteamericano en conversaciones en línea, ablandar opiniones incómodas y sofocar comentarios o informes contrarios a sus propios objetivos internacionales. También esos expertos piensan que el plan militar de usar personalidades en línea inventadas podría ser imitado por otros gobiernos de diferente signo, empresas y organizaciones de toda índole, también dispuestas a conducir a los usuarios de medios sociales a interactuar con simples marionetas en su juego de propaganda mundial.

Amenaza a las redes sociales

El comandante Bill Speaks, portavoz de Centcom, según Guardian dijo: “Esta tecnología apoya actividades clasificadas de blogging en los sitios web en lengua extranjera para permitir a Centcom contradecir propaganda extremista violenta del enemigo fuera de Estados Unidos”. Aseguró que ninguna de estas triquiñuelas se haría en lengua inglesa, sino en idiomas como farsi, urdu y pashto. El vocero del Centcom también insistió en que no apuntarán a ningún sitio web radicado en Estados Unidos, sea en lengua inglesa o cualquiera otra, y aseguró que tampoco tienen como blanco a Facebook o Twitter… Pero ¿quién impedirá que las marionetas cibernéticas abran cuentas en esas redes? Y si las abren, ¿quién sancionará el fraude?


Una vez perfeccionado, el software permitiría al personal militar de Estados Unidos trabajar 24 horas al día, 7 días a la semana, en una locación fija -eventualmente la base aérea MacDill- para intervenir las conversaciones en línea emergentes y acceder a grandes cantidades de mensajes coordinados de blogposts, chateos y otras actividades Internet, como opiniones y comentarios en foros de lectores de los medios digitales formales.

El software de Centcom requiere que cada interventor de las redes trabaje desde un “servidor privado virtual” situado en Estados Unidos, pero que en apariencia parezca estar fuera de ese país para dar la impresión de que los personajes falsos son gente real que vive en diversas partes del mundo. El sistema también tiene capacidad de “tráfico mixto”, que permite a los digitadores de personajes falsos compartir el uso de Internet con gente ajena al Centcom, para obtener así una “excelente cobertura” y una “negación más potente” de su verdadera identidad.

Los principales jefes militares de Estados Unidos ven a este programa como vital para el contra-terrorismo y anti-radicalización, explicó el Guardian. El general David Petraeus, jefe de la CIA desde septiembre 2011, cuando era comandante del Centcom el año pasado, hablando ante el Comité de las Fuerzas Armadas del Senado, describió esta operación como un esfuerzo contra la “ideología y propaganda extremistas y una garantía de que serán oídas las voces creíbles en la región”. Agregó que el objetivo militar de Estados Unidos era estar “primero con la verdad”. El sucesor de Petraeus en el Centcom, el general James Mattis, le dijo al mismo comité que el programa “apoya todas las actividades asociadas a degradar la narrativa enemiga, incluyendo el compromiso de capacidad de distribución del producto en Internet”.

En su exposición ante el comité del Senado, según el Guardian, el general Mattis dijo: “OEV intenta interrumpir el reclutamiento y entrenamiento de terroristas suicidas; denegar los refugios seguros para nuestros adversarios; y enfrentar la ideología y propaganda extremista”. Añadió que Centcom trabajaba con “nuestros socios de la coalición” (OTAN) para desarrollar nuevas técnicas y táctica que Estados Unidos podría utilizar “para contradecir al adversario en el ámbito cibernético”.

Según un informe del Inspector General del Pentágono en Irak, el OEV fue bastante manejado por las fuerzas multinacionales OTAN antes que por el Centcom. Al preguntársele si había personal británico involucrado en el OEV, el Ministerio de Defensa (MdD) del Reino Unido dijo que no pudo encontrar “ninguna evidencia”. El MdD rehusó explicitar si estuvo involucrado en el desarrollo de los programas de gestión de personajes falsos: “No comentamos respecto a capacidades cibernéticas”, dijo.

Guerra electrónica + guerra psicológica

El OEV fue discutido el año pasado (2010) en una reunión de especialistas en guerra electrónica en Washington, donde un alto oficial del Centcom dijo a los delegados que su propósito era “comunicar mensajes críticos y contradecir la propaganda de nuestros adversarios”.

La gestión de personajes falsos que se proponen los militares de Estados Unidos haría frente a retos legales si deciden volcarla contra ciudadanos de Estados Unidos, donde ya han sido procesadas judicialmente varias personas que manejaron marionetas cibernéticas, comentó el Guardian. El año pasado sentenciaron con cárcel a un abogado de Nueva York que por personificar a un escolar resultó convicto por “personificación criminal” y hurto de identidad.

No está claro si un programa de gestión de personajes contravendría ley británica, reflexionó el Guardian. “Expertos jurídicos dijeron que podría ofender la Ley de Falsificación de 1981, que indica que ‘una persona es culpable de falsificación si fabrica un instrumento fraudulento con la intención de utilizarlo ella misma u otra para inducir a alguien a que lo acepte como auténtico, y en virtud de su aceptación cometer o no algún acto en su propio perjuicio o de cualquier otra persona”. Sin embargo, esto se aplicaría solamente si un sitio web o una red social puede demostrar haber sufrido como resultado un “perjuicio”, concluyó el Guardian.

Una nota que aparece en la página web del Guardian que reproduce este artículo dice textualmente:

“Este artículo fue enmendado el 18 de marzo de 2011 para quitar referencias a Facebook y a Twitter, introducidos durante la edición, y para añadir un comentario de Centcom, recibido después de la publicación, que no está apuntando a esos sitios”.

Después de la II Guerra, Estados Unidos siempre aspiró a ganarse la buena voluntad de los pueblos de los países que invade o planea ocupar. Hoy, la guardia pretoriana imperial desparramada por el mundo aspira a imponerse de manera tramposa –de paso, una característica esencial del poder en Estados Unidos- en el ámbito de las ideas, incursionando a fondo en tareas “ideológico-políticas”, mientras cosecha continuos y persistentes fracasos militares históricos en todo el mundo desde el fin de la II Guerra. Lo importante para el complejo militar-industrial no es ganar las guerras, sino simplemente hacerlas siempre y alargarlas al máximo, para sostener la prosperidad artificial de una economía basada en el gasto militar, sempiternamente corroída por las crisis cíclicas del capitalismo imperial y hoy enfrentada a lo que parece el último callejón sin salida. (Obviamente, este último párrafo tampoco aparece en el Guardian: es del autor).

Fotografías:
1) Foto de relleno del Proyecto Censurado
2) El general David Petraeus dijo antes que las operaciones psicológicas en línea de Estados Unidos están dirigidas a “contradecir ideología y propaganda extremistas”. Fuente: CSIS

Fuentes:
-Proyecto Censurado: http://www.mediafreedominternational.org/2011/04/11/us-military-propagating-the-social-media/
-“Revealed: US spy operation that manipulates social media.” Nick Fielding and Ian Cobain, Guardian UK, March 17, 2011:
http://www.guardian.co.uk/technology/2011/mar/17/us-spy-operation-social-networks
-Student Researcher: Michael Smith, San Francisco State University
-Faculty Evaluator: Ken Burrows, San Francisco State University
-Student Researcher: Wend-Kouni Deo-Gratias Nintiema
-Faculty evaluator: Professor Julie Andrzejewski, St. Cloud State University; Mickey Huff, Diablo Valley College

*) Ernesto Carmona, periodista y escritor chileno.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Crash de Dexia: ¿Ya está en camino un efecto dominó en la UE?

Eric Toussaint (especial para ARGENPRESS.info)

En estos días de comienzos de octubre de 2011, la quiebra virtual del banco franco-belga Dexia es un signo más de la amplitud de la crisis que lleva a los gobiernos a ponerse completamente al servicio de los intereses privados, abusando de las finanzas públicas. Esta quiebra de Dexia muestra que el eslabón más débil de la cadena de la crisis de la deuda está constituido por los bancos privados mientras que los gobiernos y los medios dominantes ponen el acento sobre la crisis de la deuda pública(3).

En septiembre de 2011, ante la amplitud de las amenazas que se cernían sobre el conjunto del sector financiero privado confrontado a los efectos de su arriesgada política, los Bancos Centrales de Europa occidental (Banco Central Europeo, Banco de Inglaterra y Banco de Suiza) y la Reserva Federal de Estados Unidos tomaron una medida de excepcional importancia: ponen a disposición de los bancos privados toda la liquidez necesaria en dólares y en euros por un período superior a tres meses con el fin de permitir a los organismos financieros pasar el fin de año de 2011. O sea, hasta qué punto los gobernantes y los grandes financieros públicos tienen miedo de lo que puede llegar a pasar durante el cuarto trimestre de 2011. Los bancos europeos que conseguían dinero prestado a corto plazo en los money market funds estadounidenses vieron cómo se les cerraba el grifo. Fue necesario su relevo por los Bancos Centrales, pues en caso contrario se podría asistir al posible derrumbe bancario de entidades como BNP Paribas, Dexia, Société Générale, Crédit Agricole, Natixis, citando sólo a algunos bancos franceses y belgas. Este nuevo crash de Dexia(4) demuestra que esta medida no es suficiente para resolver un problema, que, erróneamente, se supone de simple liquidez. Dexia es la primera ficha de dominó que cae en este cuarto trimestre de 2011.

El poder público actúa como el prestamista principal en primera y en última instancia

Se asiste una vez más a esta hermosa demostración: en la UE, los Bancos Centrales de los países miembros y el Banco Central Europeo (BCE) no pueden prestar dinero a los poderes públicos, que, por lo tanto, deben financiarse a través de los bancos y otros inversores institucionales privados. Por consiguiente se supone que el sector privado es capaz de financiar, por sí sólo y sin apoyo estatal, las necesidades de los poderes públicos, de las empresas y de las personas particulares. Sin embargo vemos que los Bancos Centrales, es decir los poderes públicos, aparecen crecientemente como el prestamista principal en primera y en última instancia. Los bancos privados europeos se financian de cinco maneras:

1.- Piden préstamos a los otros bancos en el mercado interbancario;

2.- toman prestado de los particulares que depositan en el banco su dinero en efectivo: salarios y ahorros;

3.- piden prestado a empresas no financieras;

4.- piden prestado dólares a los money market funds de Estados Unidos (que a su vez reciben dinero en préstamo de la Reserva federal);

5.-piden prestado a los Bancos Centrales.

Ahora bien, el mercado interbancario se ha encogido tanto al dudar los bancos unos de otros, debido a la cantidad de activos tóxicos que tienen en sus balances; los depósitos de la población, en período de crisis, también se encogen y, más grave aún, si se pierde confianza en uno o en varios bancos, éstos corren el riego de ver ante sus ventanillas una cola de gente para retirar su dinero e intentar ponerlo a salvo —lo que provoca el pánico de los banqueros, de los Bancos Centrales y de los gobiernos que, como en Francia, limitaron la retirada de fondos por particulares—; empresas no financieras retiran sus fondos de los bancos (en septiembre, el FinancialTimes reveló que la transnacional Siemens había retirado 500 millones de euros del banco francés Société Générale para depositarlos en el BCE),(5) los money market funds cortaron el flujo de créditos a partir de junio de 2011. De golpe, los bancos privados han comenzado a financiarse esencialmente a través de los Bancos Centrales.

El BCE compra masivamente deuda en el mercado secundario

Y no es todo. El BCE prosiguió su política de compra masiva de la deuda, en el mercado secundario, títulos italianos, españoles, griegos, portugueses e irlandeses. Entre el 8 de agosto de 2011 y el 12 de septiembre de 2011, el BCE compró deuda por 77.000 millones de euros, de los cuales 40.000 millones correspondían a títulos italianos.(6) Esto tiene dos objetivos: el primero, tratar de eliminar el lastre que constituye para los bancos privados de Europa occidental los títulos de países que actualmente se consideran de alto riesgo y que compraron a manos llenas hasta 2010; el segundo es tratar de evitar que Italia y España no terminen en la misma situación que Grecia, Irlanda y Portugal, los que, a causa de unos tipos de interés incrementados descomunalmente, no pueden pedir más créditos en los mercados con plazos mayores de un año. Si Italia y España también debían renunciar a pedir dinero en los mercados financieros por unos tipos de interés demasiado altos, el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) no dispondría de medios suficientes para responder a las necesidades de financiación de estos dos países. No hay que olvidar que también tendrá que seguir comprando títulos griegos, portugueses, irlandeses, y puede ser que de otros países miembros de la zona euro…(7) Además, el FEEF es un instrumento muy poco práctico, creado por los países de la zona euro en mayo de 2010 para responder a la tormenta que envolvía a Grecia. Una prueba de la poca flexibilidad del FEEF es que la decisión tomada por los gobiernos europeos, la Comisión Europea y el BCE el 21de julio de 2011, de aumentar el volumen de intervención y permitirle comprar títulos en el mercado secundario, o inyectar capital en los bancos desfallecientes, debe ser ratificada por cada uno de los 17 parlamentos de la eurozona. Diez semanas más tarde, todavía no ha terminado el proceso de ratificación por los parlamentos.

Desde el 21 de julio, la crisis se va acentuando cada vez más: las bolsas continuaron con una gran inestabilidad, con una fuerte tendencia a la baja, en particular por la capitalización de los bancos. El crecimiento económico ha aflojado en todos lados, incluso en Alemania que hasta junio de 2011 podía publicar resultados superiores a la media europea. La caída de la producción y del consumo en Grecia se ha agravado. El desempleo aumenta y los ingresos fiscales bajan en casi todos los países, lo que reduce los recursos de los Estados para reembolsar la deuda. La posibilidad de nuevas quiebras de instituciones financieras privadas está en la mente de todos.

Los gobiernos europeos han caído en su propia trampa

Los gobiernos europeos han caído en su propia trampa: cuando se creó la UE y el BCE, los gobiernos decidieron que el Banco Central Europeo y los Bancos Centrales de los Estados miembros de la UE no tuvieran el derecho de prestar directamente a los Estados. Éstos deben remitirse a las instituciones financieras privadas (bancos, compañías de seguros, fondos de pensiones…) para poder financiarse. Si el BCE y los Bancos Centrales de los Estados miembros pudieran prestar a los poderes públicos, como hace la Reserva Federal de Estados Unidos, la crisis de la UE estaría atenuada. Sin tomar a Estados Unidos como modelo, lejos de eso, hay que señalar que la FED compró al Tesoro títulos de la deuda pública (Treasury bonds) por un poco más de 1,7 billones de dólares, de los que 900.000 millones lo fueron después de la quiebra de Lehman Brothers, en septiembre de 2008.(8)

Otras características de la UE refuerzan la crisis. El presupuesto de la Unión es minúsculo y las transferencias fiscales a favor de las economías más débiles son muy limitadas. Como comparación, si Estados Unidos estuviera regido por el mismo sistema coercitivo y que las transferencias del presupuesto federal estadounidense hacia sus estados miembros fuera tan bajo como el de la UE, una decena de estados se encontrarían en la misma situación que Grecia o Portugal: Virginia, Maryland, Nuevo México, Florida…

Las economías débiles de la zona euro que acusan un déficit comercial respecto a los países más fuertes (Alemania, Francia, Países Bajos, Bélgica, Austria…) no tienen la posibilidad de apoyarse en una variación de los tipos de cambio con el objetivo de aumentar sus exportaciones. La pertenencia a la zona euro se ha transformado en una camisa de fuerza. Y es a causa de esta situación que la eventualidad de un abandono del euro es parte del debate sobre la salida de la crisis, tanto en la izquierda como en la derecha del campo político.

La crisis de la zona euro y, más allá, la de la UE es patente. Es bien conocido el dicho, el pescado se pudre comenzando por la cabeza. La crisis inunda todas las instancias de centralización de la UE y de la eurozona y los gobiernos de los distintos países no se ponen de acuerdo en las políticas a seguir. Nicolas Sarkozy y Angela Merkel no se entienden sobre las mediadas a tomar. El gobierno alemán es favorable a una mayor reducción del valor de los títulos griegos en los balances de los bancos privados tenedores de estos títulos, mientras que el gobierno francés hace presión para que se respete la reducción del 21 %, aceptada el 21 de julio, a propuesta del Instituto Internacional de las Finanzas (IIF), el cartel de los principales bancos acreedores de Grecia. En clara oposición con su gobierno, Josef Ackermann, presidente de dicho cartel y director ejecutivo del Deutsche Bank, afirmó en la reunión anual del Banco Mundial y del FMI, mantenida en Washington a fines de septiembre 2011, que se oponía a cualquier revisión del acuerdo que fijaba la reducción en el 21 %. Insistió: «Si comenzamos a reabrir esa caja de Pandora, perderemos mucho tiempo…».(9) Por lo tanto, hay un malentendido franco-alemán sobre ese tema en el nivel gubernamental,(10) mientras que el frente formado por los banqueros goza de buena salud. De esta forma, la crisis de la UE y de la eurozona repercute también directamente en las instituciones: Jurgen Stara, administrador alemán del BCE, dimitió en forma notoria en septiembre de 2011 y expresó públicamente su desacuerdo con la política seguida por la institución conducida por Jean-Claude Trichet. Denunció la compra de títulos griegos, italianos… por el BCE.

Por su lado, el gobierno británico mantiene sus posiciones autónomas. Muy contento de no estar en la zona euro, los británicos pueden hacer variar el tipo de cambio de la libra esterlina. A pesar de que la deuda pública inglesa es mucho mayor que la de España, el gobierno británico, gracias a la libra esterlina, dispone de un margen de maniobra mucho más amplio que el español. El gobierno británico se opone a la mayoría de sus colegas europeos en lo que concierne a la propuesta de un impuesto sobre las transacciones financieras. Si algún día éste se creara, es probable que sólo sea aplicado por los Estados miembros de la zona euro.(11) La resistencia del gobierno británico no para allí: ¡piensa seriamente en llevar ante los tribunales al BCE por trabar la libre circulación de capitales! Efectivamente, el BCE quiere que las empresas financieras por las que pasan importantes transacciones en euros (especialmente en productos derivados como el CDS) estén domiciliadas en la zona euro, lo que va en contra de los intereses de uno de los paraísos fiscales británicos: La City de Londres.(12)

Desde los gobiernos de los países miembros de la eurozona, algunos como Eslovaquia y Finlandia, han manifestado sus dudas respecto a las decisiones del 21 de julio, lo que genera un clima de incertidumbre en cuanto a la ratificación del acuerdo por sus parlamentos.

La crisis de la deuda en la zona euro produjo, en julio de 2011, una nueva víctima de la que la gran prensa internacional y los dirigentes de la UE han hablado muy poco. Se trata de Chipre, cuyos bancos están directamente afectados por la crisis griega. Una importante razón para este silencio es que el gobierno de Chipre, escaldado por las políticas de austeridad impuestas a Grecia, Irlanda y Portugal, intenta pasar de la ayuda de la troica (Comisión Europea, BCE y FMI) y está en negociaciones con Rusia por un préstamo de 2.000 millones de euros. El gobierno italiano busca también evitar pasar por la humillación de postrarse ante la troica: las autoridades de Roma le hacen la corte a China para que aumente sus compras de títulos italianos.

La experiencia de 2007-2008 no llevó, en absoluto, a los gobiernos a imponer unas reglas prudenciales estrictas. En cambio, tendrían que haber tomado medidas para impedir que las instituciones financieras, los bancos, las compañías de seguros y otros hedge funds, continúen su tarea devastadora. Es necesario llevar ante los tribunales de justicia a las autoridades públicas y a los dueños de las empresas responsables directos o cómplices activos de los derrumbes bursátiles y bancarios. En el interés de una aplastante mayoría de la población, es urgente expropiar los bancos y ponerlos al servicio del bien común, nacionalizándolos y colocándolos bajo el control de los trabajadores y de los ciudadanos. No sólo hay que rechazar de plano cualquier tipo de indemnización a los grandes accionistas, sino que conviene además recuperar sobre su patrimonio global el coste del saneamiento del sistema financiero. Se trata también de repudiar las acreencias ilegítimas que los bancos privados reclaman a los poderes públicos. Por supuesto que se deben adoptar una serie de medidas complementarias: control del movimiento de capitales, prohibición de la especulación, prohibición de las transacciones con los paraísos fiscales y judiciales, implantación de una fiscalidad que tenga como objetivo el establecimiento de la justicia social… En el caso de la Unión Europea, conviene derogar diferentes tratados, entre ellos el de Maastricht y el de Lisboa. También se tendrá que modificar radicalmente el estatuto del Banco Central Europeo. Mientras que la crisis todavía no llegó a su apogeo, es el momento de generar un cambio radical en la situación con el fin de dar una salida anticapitalista a las convulsiones bancarias y bursátiles.

Traducido por Raúl Quiroz y Griselda Pinero.

Este artículo completa la serie «En el ojo del huracán: la crisis de la deuda en la Unión Europea» publicado en siete partes en www.cadtm.org.

Éric Toussaint, doctor en ciencias políticas por las universidades de Lieja y de París VIII, presidente del CADTM Bélgica, miembro de la Comisión presidencial de una auditoria integral de la deuda (CAIC) del Ecuador y del Consejo científico de ATTAC Francia. Dirigió con Damien Millet el libro colectivo La deuda o la Vida, Icaria Editorial, Barcelona, 2011. Participó en el libro de ATTAC: Le piège de la dette publique. Comment s'en sortir,Ediciones Les liens qui libèrent, Paris, 2011.

Notas:
3) Por supuesto que la crisis de la deuda pública es muy grave y necesita de soluciones radicales pero es importante insistir en la crisis de los bancos privados que no es el resultado de la crisis de la deuda pública de los Estados, ya que lo contrario es precisamente lo cierto.
4) Dexia, que a comienzos de octubre de 2008 estaba en quiebra, fue reflotada por la acción conjunta de los gobiernos francés, luxemburgués y belga. Ese rescate, costoso para los Estados y las colectividades locales, dejó intacta la estructura de dirección y funcionamiento de este banco privatizado durante los años noventa del siglo pasado.
5) http://www.lepoint.fr/economie/banque-siemens-a-retire-500-millions-d-euros-de-la-societe-generale-20-09-2011-1375288_28.php
6) Véase Financial Times, «Central banks walk a monetary tightrope», 23 de septiembre de 2011; véase también en la misma edición «Italy: Fight for credibility continues». El monto total de las compras efectuadas por el BCE entre mayo de 2010 —comienzo de las compras de títulos griegos en el mercado secundario—, y el 12 de septiembre 2011, se eleva a 143.000 millones de euros. Entre mayo de 2010 y marzo de 2011, el BCE había comprado títulos griegos por 66.000 millones de euros. Luego, no pudo continuar la compra hasta el 8 de agosto, según sus propias declaraciones. Véase sobre esto: Éric Toussaint «El BCE, fiel servidor de los intereses privados» http://www.cadtm.org/El-BCE-fiel-servidor-de
7) En septiembre de 2011, cerca de la mitad de la deuda pública de la eurozona (que totaliza 6,5 billones de euros o sea 6 500 000 000 000 €) pasó a la categoría de riesgo elevado. La novedad es que la deuda pública de Bélgica es desde ahora considerada por los mercados financieros como de riesgo elevado. La deuda pública belga representa el 5 % de la deuda pública de la eurozona, la de Grecia el 4 %, de Portugal el 2 %, de Irlanda el 1 %, de España el 9 % y ¡de Italia el 26 %! (Véase Martin Wolf, «Fear and loathing in the eurozone», Financial Times, 28 de septiembre de 2011).
8) Financial Times, «Central banks walk a monetary tightrope», del 23 de septiembre de 2011. Uno de los grandes fallos de la FED fue de haber comprado activos tóxicos (ligados al mercado de las subprime) a las instituciones financieras privadas por una suma de 1,25 billones de dólares y de haber prestado sumas astronómicas a esas mismas instituciones con el fin de mantenerlas a flote mientras que el Estado debería haberlas expropiado.
9) Véase el Financial Times «IMF/World bank meeting: Debt talks fail to agree solution» del 26 de septiembre de 2011.
10) Véase el Financial Times «Splits over Greek bail-out», del 28 de septiembre de 2011.
11) Que, sin embargo, representa una masa crítica suficiente. El defecto de este impuesto es su timidez.
12) Véase el Financial Times del 14 de septiembre de 2011.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Las organizaciones sindicales ante la desocupación y los desocupados

Nicolás Iñigo Carrera (especial para ARGENPRESS.info)

Una de las bases fundamentales en la que se asienta el capitalismo como modo productivo que organiza la sociedad en que vivimos es la competencia entre los productores de la riqueza: los expropiados de sus condiciones materiales de existencia, que sólo pueden existir mediante el salario. Competencia en la que se ven involucrados, más allá de su voluntad y por la necesidad reproducir su vida, no sólo los trabajadores ocupados sino también los desocupados, esos expropiados que ni siquiera pueden obtener sus medios de vida bajo la forma del salario.

Ya Marx había señalado que la competencia entre los trabajadores, y, como una manifestación particular, la competencia entre los trabajadores ocupados y los desocupados, constituye una de las condiciones de la perduración de la forma de organización social capitalista. Y también la función disciplinadora sobre el conjunto de la clase obrera que la masa de desocupados cumple, a través de la competencia, para permitir la disminución de los salarios y el empeoramiento de las condiciones de trabajo de los trabajadores ocupados. La inteligencia entre el activo y la reserva de la clase obrera es condición necesaria para un proceso de transformación de raíz de la sociedad, pero también en la lucha cotidiana, dentro del mismo capitalismo, por obtener mejores condiciones por la entrega de la fuerza de trabajo.

La cuestión de la relación entre trabajadores ocupados y desocupados ha ido ganando creciente importancia en sociedades como la argentina, donde el capitalismo ha alcanzado su madurez y tiene como uno de sus rasgos característicos la generación de una creciente masa de población sobrante para las necesidades del capital. Tendencia general que, como toda ley social, es modificada por diversas influencias, entre ellas los paliativos que las políticas de gobierno generadoras de empleo pueden imponer, aplacando en lo inmediato el problema de la subsistencia de esa masa de superpoblación relativa y, a la vez, generando, junto con otras medidas, una demanda de medios de consumo para los productos de capitales menos concentrados. Los reiterados reclamos de los voceros del capital más concentrado, como por ejemplo el diario La Nación, acerca del crecimiento del empleo público y el gasto social, no hacen más que señalar el carácter de sobrante que tiene la población subsidiada y una parte del empleo público para el gran capital.

Pero, como se señaló más arriba, resulta fundamental la relación que se establezca entre las dos partes de la clase trabajadora. Y la fisonomía de esa relación se hace particularmente observable en los momentos en que la parte más visible de la masa de población sobrante para el capital se hace más evidente: los momentos en que crece la desocupación abierta. En la última década del siglo XIX, en los años ’30 del siglo XX y en la segunda mitad de la década de 1990 del siglo pasado y primeros años del actual se hizo patente la preocupación del movimiento obrero organizado sindicalmente frente al crecimiento de la desocupación.

Así, por ejemplo, en enero de 1891, cuando había en la ciudad de Buenos Aires 10.000 desocupados (1), los gremios obreros convocaron a un “mitin de protesta” reclamando al gobierno “medidas para mitigar la escasez de empleo” (2). En 1895 el Comité Federal de la Federación Obrera Argentina, donde coexistían socialistas y anarquistas, denunció el incremento de la desocupación con la consiguiente caída de los salarios y empeoramiento de las condiciones de trabajo, y dos años después, la nueva FOA realizó un acto de protesta contra el gobierno para exigir trabajo, donde se reunieron entre cuatro mil y cinco mil personas.

Ante los efectos de la crisis capitalista que estalló en 1929, que en Argentina se sintieron desde el año anterior, el movimiento obrero organizado sindical y políticamente, notablemente más institucionalizado que cuarenta años antes, reclamó y promovió distintas medidas frente a la desocupación. La CGT y el Partido Socialista propusieron la disminución de la semana laboral y la realización de obras públicas o privadas; la CGT, además, planteó la sustitución de importaciones, la participación sindical en reparticiones públicas de control de las condiciones de producción y rentabilidad de las empresas para imponer la semana de 40 horas y enfatizó el control de las condiciones en que se empleaba a los desocupados para evitar la competencia con los ocupados; los socialistas impulsaron la realización de los censos de desocupados y la formación de una Junta oficial para intervenir en la implementación de políticas que ayudaran a paliar el problema. Todas las organizaciones vinculadas a los trabajadores dejaron en claro que la desocupación surgía del carácter capitalista de la sociedad y coincidieron en la necesidad de implantar otro régimen social, pero en lo inmediato todas reclamaron subsidios para los desocupados.

En la segunda mitad de la década de 1990 y los primeros años de este siglo, cuando la desocupación abierta alcanzó magnitudes nunca vistas antes en Argentina, los principales sindicatos y la misma CGT manifestaron su preocupación, y, al igual que en los años ’30, hicieron propuestas para bajar el desempleo.

Este es el rasgo común de la política de las principales organizaciones sindicales tanto a fines del siglo XIX como durante la crisis de 1930 y hace una década: su preocupación por la desocupación y sus efectos negativos para los trabajadores ocupados. Pero, en ninguno de los momentos considerados a los largo de cien años esa preocupación llevó a intentar organizar a los trabajadores desocupados. El problema era la desocupación, no los desocupados. La única excepción fue la CTA a fines de los años ’90.

Podría pensarse, entonces, que el movimiento obrero organizado sindical y políticamente fue ajeno a la organización y lucha de los desocupados, tanto en la primera mitad de la década de 1930 como en los años ’90 y hasta 2004. Sin embargo no es así.

En un libro que se acaba de publicar (Nicolás Iñigo Carrera, María Celia Cotarelo, Fabián Fernández, Elizabeth Gómez, Elida Luque, Susana Martínez y Agustín Santella Sindicatos y desocupados. 1930/35 – 1994/2004. Cinco estudios de caso; Vicente López, PIMSA-Dialektik, 2011) se presentan una parte de los resultados de una investigación que desarrollamos entre los años 2004 y 2010 sobre la relación entre las organizaciones sindicales y los desocupados. Allí se muestra que, tanto en los años ’30 como hace quince años, las organizaciones de desocupados surgieron en estrecha relación con organizaciones sindicales o políticas que formaban parte del movimiento obrero organizado. Fueran los mismos sindicatos, como es el caso del SEOM y ATE en la provincia de Jujuy, o listas opositoras dentro de ellos, como ocurrió en la provincia del Chaco, u organizaciones político-sindicales como la CCC. La investigación también hizo observable que las organizaciones políticas y sindicales que emprendieron la organización de los desocupados, tanto en la década de 1930 como en las más recientes fueron las que se encontraban menos institucionalizadas o, incluso, en los años ’30, fuera de la ley.

Tanto en Jujuy como en Chaco, dos de los casos investigados para el período más reciente, surgió de la investigación que la superpoblación relativa movilizada y organizada en el llamado “movimiento piquetero” excedió a “los desocupados” para abarcar, en determinadas situaciones, a otros pobres del campo y la ciudad, como los pobladores de asentamientos en tierras ocupadas y los indígenas, e, incluso, a individuos provenientes de aquello que Federico Engels definió como la forma más incivil e ineficiente de rebelión: el delito. (3)

En la década de 1990, una vez conformadas las organizaciones de desocupados, se dio una relación variable en la movilización de trabajadores ocupados y desocupados, aunque ambos se manifestaran contra las políticas de “ajuste” de los gobiernos de la época: hubo momentos de acciones conjuntas, otros de aislamiento de los desocupados, otros de distanciamiento entre ambos y momentos en que se movilizaron simultáneamente pero en territorios diferentes. Y aún en aquellos hechos en que se manifestaron juntos, lo hicieron, en primer lugar cada uno por su interés económico inmediato: unos y otros manifestaron una concepción “sindical” de su organización y sus reivindicaciones. De manera que, con la mayor institucionalización del movimiento obrero, aquella “inteligencia” entre las dos partes de la clase obrera existió sólo en momentos puntuales y casi siempre limitada a reivindicaciones inmediatas.

Notas:
1) Oddone, Jacinto; Gremialismo Proletario Argentino; Buenos Aires, La Vanguardia, 1949; p.76.
2) López, Alfredo; Historia del movimiento social y la clase obrera argentina; Buenos Aires, A Peña Lillo Editores, 1975; p. 117. Oddone; op. cit. p. 75.
3) Engels, Federico; La situación de la clase obrera en Inglaterra.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Pollo Rojo

Alfredo Grande (APE)

.

“Si la vida siempre te da sorpresas, a lo mejor no es la vida, a lo mejor sos vos”
(aforismo implicado)

“Se encontraron en la arena, los dos gallos frente a frente, el gallo negro era grande, pero el rojo era valiente”
(cancionero de la guerra civil española)

Sobre la detención del Pollo Sobrero. En Télam los trabajadores garantizan el derecho a la información El lunes 3 de octubre la conducción empresaria "militante" de Télam prohibió a los compañeros redactores de la sección Política informar sobre la repudiable detención del dirigente ferroviario Rubén Pollo Sobrero y las consecuentes movilizaciones obreras que reclamaban su inmediata libertad. Tal actitud, según Martín García, presidente del directorio de la agencia de noticias, obedecía a órdenes del secretario de Medios, Juan Manuel Abal Medina. La indignación de los trabajadores y su responsabilidad profesional hizo que finalmente la empresa retrocediera (mientras miles de trabajadores marchaban a Plaza de Mayo) y con ciertos retaceos la información finalmente salió. Felicitaciones a los compañeros. No es la primera, ni será la última batalla que se libró y que se habrá de librar en Télam en defensa del derecho a la información y contra la censura. (La Naranja de Prensa)
MAYOR VIGILANCIA Ciudad de Buenos Aires 2800
Será el total de las cámaras que estarán instaladas para fines de año. Municipio de San Isidro 900
Prevén tener instaladas en diciembre. Hoy funcionan 620. Municipio de Tigre 800
Habrá esa cantidad en funcionamiento para diciembre próximo. Mun. de Esteban Echeverría 150
Alrededor de 50 cámaras están ubicadas en zonas comerciales. Municipio de Morón 182
Es la cantidad total prevista para antes de fines de año. Municipio de Quilmes 210
Para 2012, prevén extender la instalación de cámaras. (La Nación)

La sociedad de control. Para impedir el caos. Al menos, para disimularlo. Todo se registra con minuciosidad de Indec (es un decir) todo se “sube” a los programas expertos, todo se cuali y cuantifica. Pero lo más importante de la sociedad de control es que nada cambie. Si no queda otra, algo cambiará para que todo quede casi igual. En esa sutil diferencia entre la eterna repetición y las remakes con algunas escenas modificadas, la vida de cientos de miles de personas está en disputa. La profecía fundadora de Néstor Kirchner fue la unión, para mi criterio paradojal, entre derechos humanos y capitalismo serio. Nunca me pareció serio. Sin embargo, las ilusiones necesarias, al decir de Noam Chomsky, funcionaron y siguen funcionando. De lo contrario, Amado Budou apenas sería un tecnócrata afortunado, una especie de caza fortunas, que pasó de la UPAU a estar en UPA de la Presidenta. Algo así como la versión actualizada del niño bien, pretencioso y engrupido. Pero nada mejor que asegurar el poder de compra de las clases medias (o sea, que sostienen el ideal consumista de la clase media) para invisibilizar que la ecuación fundacional empieza, como la piedra movediza de Tandil, un irreversible tránsito hacia el cambio catastrófico. A mí también la vida me da sorpresas, por eso debo admitir que hemos pasado de la discreta impunidad del voto, a la obscena impunidad de los que se esconden en los votos. Las internas abiertas con el apoyo masivo a la Presidenta, ha desatado un salvoconducto para que los “Clark Kent” de la democracia, se sacan el traje para volar como los “super macartos del sistema”. El Jefazo del Gabinete, sobrevuela no ya metrópolis, ya no Tecnópolis, sino Boludópolis, una ciudad que vota al Godzilla que Deshace Buenos Aires, pero que luego le da voto mayoritario a la garantista de la utopía K. O sea: los votos, como los designios de Dios, son inescrutables. Parecería ser que en nuestra democracia, el efecto rostridad es hegemónico. Rostridad que no es rostro, aunque puede ser uno de sus componentes, y que es una de las formas de pensar “lo carismático”. Podría hablarse más que de intención de voto, de rating partidario. Si al “peludo Hipólito” le armaban un diario, al hijo del padre de la democracia le arman un video. Su mensaje publicitario electoral es una evidencia de lo que llamo “alucinatorio social” y la comparación con Kennedy poco feliz pensando en el destino trágico del clan. El “cabezón” sigue diciendo que la tiene clarísima, pero, como el sánscrito, nadie lo entiende. No deja de ser una sorpresa, en este caso con efecto retroactivo, que cuando Néstor aceptó ser el delfín, perdón, el pingüino del Presidente Asimétrico, no tuvo presente la valiente denuncia que Hernán López Echague había realizado en su imperdible libro “El Otro”. Por el cual fue recompensado con un exilio forzado dado el éxito editorial de la denuncia. ¿Quién se acuerda de eso ahora? Yo. Y muchos. Porque si bien el origen no es el destino, tampoco puede ningunearse el rincón donde empezó tu existencia. ¿O podemos negar (siempre podemos) que el SuperK que arremete contra el Pollo Rojo fue baluarte de las políticas que avalaron a la “mejor policía del mundo”. Un colega, analista institucional, y que da clases en una universidad en la cual asisten cuadros de la policía bonaerense, me contaba que asumen que son: “la maldita policía. Pero la mejor maldita policía”. A pesar de la confesión de parte, no hagamos el relevo de prueba. Los registros que tiene la CORREPI son lapidarios para todo intento de sepultar el arrasamiento de los derechos humanos solamente durante el terrorismo de estado. El paradigma de la seguridad, entendida como defensa irrestricta de la propiedad privada, ha logrado universalizar la asignación por robo. Más allá de rejas, puertas blindadas, cámaras espías, agentes “maxwell smart” infiltrados en las ferias comunitarias, autos patrulleros con luces azules para encandilar a los conductores que tienen la maldita suerte de alinearse detrás, hasta que todos los conductores pierdan la visión completamente. Supongo que las cámaras no registrarán los cohechos activos y pasivos, ni tampoco habrán filmado cuando lo desaparecen a Luciano Arruga o a Julio Jorge Lopez. El Jefazo de los Ministros habrá maldecido que a pesar de los avances que tecnópolis evidencia, tenga que recurrir a un testigo de identidad reservada, y además, identidad precaria. O sea: apto para las manipulaciones mas atroces. Sin embargo, pollo que se encarceló, salió, y además logró un milagro para el sindicalismo: tres centrales obreras , aunque no podamos decir unidas, al menos urgidas para frenar el irresistible ascenso de la judicialización y militarización de la protesta social, política y sindical. Estuve en la marcha, de acá para allá, y puedo decir que esperaba y deseaba más convocatoria. Al menos, hubo una respuesta inmediata y contundente. Todo enfrentamiento con la cultura represora en los momentos de la hegemonía triunfalista del capitalismo de consumo, puede traer algunas penas, pero no necesariamente llegarán olvidos. Las luchas pasadas, de pasados bien cercanos, siguen latiendo en la memoria de los que luchan. Hay un hilo conductor que une el asesinato de Mariano Ferreyra con el accidente del micro cruzando la barrera baja. Desde Menem a la fecha los ferrocarriles se han evaporado por culpa directa del Estado. Culpar por la quema de dos vagones a un dirigente sindical en base a las pruebas irrefutables que son refutadas, es una muestra de lo que llamo la “peligrosa debilidad”. La derecha sabe prevenir y sabe que ha llegado el momento de acordarse de que la izquierda existe y forma parte de una trama social y política que incluso resistió al genocidio. Las asignaciones y los subsidios, a diferencia de los laureles, no son eternos. Y el mayor problema que tendrán los gerenciadores del modelo capitalista, no será el Pollo. Será el Gallo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Caso Sobrero: ¿Quién es el juez Juan Manuel Yalj?

INFOSUR

La verdad sobre el magistrado encargado de la causa del líder gremialista.

¿Quién es el juez Juan Manuel Yalj?

“Ha sido tan armada esta causa que el magistrado que interviene no fue nombrado por el Senado para desempeñarse como juez federal de San Martín. Además de ser funcionario judicial en la dictadura, fue propuesto por el Gobierno pocos días antes de la detención de Sobrero y sin jurar su cargo. Es un juez utilizado por el kirchnerismo para sus casos particulares”, con estas palabras, el líder de Proyecto Sur, Fernando “Pino” Solanas denunciaba al juez Yalj, a cargo de la detención de Rubén “Pollo” Sobrero.

Los datos aquí expuestos pueden corroborarse en la página web del Poder Judicial de la Nación.

- Es un juez puesto por el Consejo de la Magistratura -dominado por el kirchnerismo- como Juez Suplente. No tiene acuerdo del Senado de la Nación para este cargo, y generalmente se desempeña en los casos en que el kirchnerismo lo necesita; en especial Juzgado Federal de San Martín.

- Ocupa el cargo de Juez Federal Suplente, pero no está juramentado.

- Es juez en la causa "Riveros, Santiago Ornary otros s/privación ilegal e la libertad, tormentos, homicidio, etc. - Caso Nro. 280" por la que cobró por 6 días de viáticos en el exterior $ 30.000 + sueldo, en Abril de este año.

- A pesar de no integrar ternas judiciales, Cristina Fernández lo propuso como Juez de la Cámara Federal de San Martín y lo designaron días antes de la detención de Sobrero.

- Fue funcionario judicial en la dictadura: fue secretario del Juzgado Penal Nº 3 de San Martín entre 1976 y 1980, y del Nº 1 entre 1980 y 1984.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Plan Estratégico Industrial 2020. ¿Es real o ficticio?

Martín Scalabrini Ortíz (INFOSUR)

El candidato a diputado nacional por la CABA de Proyecto Sur analiza la estrategia oficialista sobre el anuncio del Plan Estratégico Industrial 2020.

Existe una gran expectativa en el ambiente industrial por el anuncio del Plan Estratégico Industrial 2020. Más allá de que su presentación se realiza en medio de una campaña electoral con el acompañamiento de grandes y medianos grupos empresarios, es necesario analizar los objetivos y la forma en la que quiere llevarse a cabo.

Se ha publicado un libro con la reseña de los 11 foros sectoriales y un diagnóstico que se encuentra bastante ajustado a la realidad y una serie de objetivos ambiciosos para cada sector. Son objetivos loables y necesarios con algunos ejes acertados como la fuerte presencia estatal y una adecuada provisión de insumos difundidos.

Sin embargo, no están claras las medidas que se tendrán en cuenta para llevar adelante este plan, con lo cual es de difícil evaluación. Algunas pautas que se han declamado, por ejemplo, en el sector Bienes de Capital, muestra que se van a continuar con políticas anti-dumping y licencias no automáticas, que si bien son necesarias, no son suficientes. Estas medidas no alcanzan para revertir el proceso de concentración y extranjerización del sector industrial.

Respecto del financiamiento, que se declara como un problema, no se menciona en absoluto la creación de una Banca de Fomento Industrial.

La pregunta es cómo puede llevarse a cabo este plan cuando la realidad indica que se afianza un modelo de “dualidad estructural” en el sector industrial. Por un lado, las ramas ligadas al procesamiento de recursos básicos (siderurgia, aluminio, productos químicos, alimentos y bebidas, armaduría automotriz) con una balanza comercial superavitaria, lo cual explicaría la presencia y apoyo de la UIA. Por el otro lado, las industria más complejas de alto valor agregado, como el sector de Bienes de Capital (maquinarias y equipos con ingeniería incorporada), con una balanza comercial deficitaria.

Es altamente cuestionable que se logre llevar adelante un “modelo de acumulación con inclusión social” mientras se fortalece, generando cada vez mayor capacidad de veto a las políticas públicas, a aquellos sectores relacionados con actividades de bajo o nulo grado de industrialización.

Es evidente que el Gobierno Nacional está convencido de que un proceso industrializador puede llevarse a cabo mediante una “sintonía fina” del modelo actual, cuando en realidad lo que se necesita son reformas estructurales.

Entre ellas la creación de una Banca de Fomento Industrial orientada a las PYMES, con fuerte apoyo estatal mediante, no sólo el financiamiento, sino en la articulación con las universidades e institutos de investigación para el desarrollo de tecnología propia.

Asimismo, se hace imprescindible la derogación de la Ley de Inversiones Extranjeras de la Dictadura Militar que mantiene una libertad absoluta para los inversores extranjeros y enormes restricciones para el país receptor.

Es necesario reformar la Ley de Entidades Financieras, también de la Dictadura, que sigue vigente. También modificar las políticas que favorecen la importación de maquinarias con toda su legislación relacionada (Ley de Inversiones Mineras, Ley de Incentivo a la exploración hidrocarburífera, Leyes de incentivo a la inversión de Bienes de Capital, etc.) y reemplazarlas para incentivar el desarrollo de máquinas nacionales.

La reformas estructurales deben ser llevadas adelante mediante una fuerte voluntad política emancipadora y soberana, modificando el entramado legal existente y las políticas públicas que actualmente existen.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

El Juicio: Desahogo y no venganza tras décadas de dolor contenido en el aliento

Gabriel Conte (MDZOL)

Se conoció la sentencia de los juicios por delitos de lesa humanidad cometidos en Mendoza. pero más que la sentencia, conocimos mucho de lo que pasó. No todo, pero gran parte. Un gran paso la una democracia que arrancó sosteniendo a las viejas estructuras del terror en su vientre, pero que terminó pariendo justicia. La reflexión del director de MDZOL.

No sabemos toda la verdad sobre lo que pasó en la dictadura militar, pero ya conocemos un poco más sobre quiénes fueron los que usaron sus cargos en el Estado para perseguir, torturar y matar. Un puñado de esos miserables acaban de ser juzgados en Mendoza en un hecho histórico y la Justicia ha ventilado, en el proceso de acusación y defensa, detalles escabrosos, a pesar de los gambeteos con los que la memoria le esquiva en estos casos a la verdad.

Muchos de los acusados olvidaron el pasado. Algunos, intencionadamente. Otros, probablemente de manera involuntaria. Ese olvido no es endilgable exclusivamente a ellos, debido a que muchos dirigentes políticos y sociales también sufrieron un golpe de desmemoria. ¿Solo ellos? Bueno, es científica la opinión en torno a que los seres humanos tratamos de bloquear las evocaciones negativas de nuestra memoria. Imaginemos, entonces, cuánta tarea de “borrón y cuenta nueva” ha tenido nuestro cerebro luego de tanto terror.

Es que además de víctimas y victimarios, hubo testigos directos e indirectos, casuales, presenciales y de aquellos que conocieron que algo pasaba y de los que pensaban que algo habían hecho, que olvidaron, sin más.

De hecho, quienes se detienen a repasar cómo fue que se comenzó el recuento de los casos de desapariciones y asesinatos se dan cuenta de las condiciones en aquello sucedió. Más allá de la ciclópea tarea de las organizaciones que agruparon a los familiares de las víctimas, de los partidos políticos que no permanecieron distraídos y de las entidades que consiguieron respaldo internacional para investigar, el Estado lo hizo con lo que tenía. Por ejemplo, los empleados de la Legislatura (que había permanecido cerrada, obviamente) fueron los encargados de recibir las denuncias y de agruparlas, clasificarlas y guardarlas. Mucha gente –por esa misma razón- no fue a denunciar nada: ¡no confiaban en los empleados nombrados por un gobierno asesino e ilegal que llevaba más de un lustro en el poder!

En el año 2009, en ocasión de conmemorar el 24 de marzo, propusimos desde MDZ que los lectores nos contaran su “Nunca más”. Es decir, que hicieran memoria y recordaran hechos que podrían haber sido “raros” transpolados a esta época.

Muchos lo hicieron. El mismo autor de estas líneas lo hizo (lo hice, claro) en una columna sincera y brutal, construida por recuerdos a flor de piel más que con “conocimiento”. La titulamos “Silencio tras la dictadura: Mendoza y sus historias jamás contadas”.

Algunos de los párrafos recibieron la urgente respuesta de un grupo de personas que, en silencio, investigó, por ejempolo, desde la Fundación Ecuménica de Cuyo. Sabían de quién hablaba en anécdotas traspasadas de un miembro a otro en la mesa familiar.

Es que fue eso lo que pasó con mucha gente: cuando no le contaste a nadie lo que viste desde la ventana de tu casa, y cuando mucho menos lo confiaste a la Justicia, probablemente ese olvido, ese bloque mental o esa deliberadamente borrado recuerdo (por miedo, por bronca, por complicidad o por lo que haya sido) impidió que se descubra la verdad.

Fue un gran silencio. Una especie de llanto contenido que todavía podríamos decir que está latente, aun con el paso de los años y el derribamiento de los mitos y muros de prejuicios que construyó –con gran solidez- la dictadura.

Muchos funcionarios de la primera época de la democracia recuerdan hoy lo difícil que les resultaba llegar todos los días al trabajo. Ese recuerdo más reciente también sirve para entender que todavía en “democracia” resultaba difícil y riesgoso, cuando no imposible avanzar en la búsqueda de verdad y justicia. Hace unos días lo atestiguó Rodolfo Montero, ex ministro de Felipe Llaver y secretario de Estado de Raúl Alfonsín.

En un diálogo por MDZ Radio Montero habló de gestión, pero recordó cuan dramático era convivir con personas que venían haciendo funcionar los engranajes del poder político desde la dictadura. Todos los días, contó, se corría el riesgo de volver atrás.

El miedo, entonces, demostraba su triunfo a destiempo.

De hecho, las estructuras policiales fueron respetadas por el poder político por miedo o por falta de equipos en algunos casos, por falta de conciencia en torno a lo que representaban y hasta por complicidad, (una vez más esta palabra, necesariamente).

Los hijos, las nueras, esposas, amantes y concubinas de decenas de policías y militares pasaron a engrosar las estructuras del estado y alimentaron la maquinaria –aun vigente, por cierto, aunque atenuada y tímida por las circunstancias- de justificación y control social hacia adentro de las instituciones que fueron violadas por sus parientes poderosos.

Por todas estas cosas de las que hoy resulta tan sencillo hablar y analizar es importante que la Argentina haya avanzado y siga haciéndolo, en adelante, en la identificación de los responsables y su sometimiento a juicio, con el auténtico derecho que les asiste (aunque ellos lo hayan negado en su momento) a la defensa.

Y es necesario puntualizar la santa paciencia de familiares que, aun en medio del más grande dolor que pueda sufrir un ser humano, optaron por el camino de la justicia y no por el de la venganza.

Algún día le daremos la dimensión que tiene a esta página de la historia. Nos reiremos de los prejuicios y de las peleas absurdas que se han desencadenado alrededor del más oscuro trayecto de la línea del tiempo en la Argentina. Y probablemente, podamos disfrutar de un país en donde nadie, nunca más, intente justificar, explicar o negar la violación sistemática de los derechos fundamentales de toda persona.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Piedras de escándalo

Claudia Rafael (APE)

El zoom de la cámara enfocó el rostro cada vez más. Sus ojos niños concentraban la historia entera de la humanidad. Los dolores, las angustias, los miedos extensos en el tiempo. Su gesto hosco esconde el espanto de la vida impugnada durante cada uno de los días. Por su memoria atraviesan túneles de olvido. Intenta arrinconar al olimpo de la desmemoria los recuerdos de fragilidad. No le sirve ahora. Le urge recubrirla de imágenes que le son ajenas para no sentir. Es ahora o nunca. La cámara con su ojo controlador detecta el más nimio de sus movimientos. El instante exacto en que levanta la piedra. El gesto desmedido de impulsar el brazo derecho hacia atrás mientras el izquierdo se dobla y eleva el codo apenas unos centímetros por encima del hombro, la mueca de desagrado y el mechón de pelo de un rubio ficticio que salta salvaje y rebeldón sobre su frente.

El ojo de la cámara visualiza sin piedad el momento en que la mano derecha se fue corriendo hacia delante. Sólo queda fuera de su órbita el imperceptible despegar del dedo índice de la piedra. Casi como buscando una perfección en el tiro que fue ensayando en el terreno baldío de vida ahí nomás de la casucha desmadrada de ternuras.

El zoom de la cámara se aleja pausadamente y busca la panorámica que lo ubique en el sitio exacto a esa hora exacta. El no lo sabe. Es ajeno a todo en ese instante de fuego. Sus ojos fijan en la vidriera de cuatro metros de largo con letras blancas sobre fondo azul del banco y mide la distancia. Después, exactamente diez segundos después, deja salir la piedra con la fuerza de la rabia amasada por siglos de marginación. El golpe seco sólo alcanza a astillar el doble vidrio opaco. Una telaraña se dibuja y el zoom de la cámara se detiene allí y capta en dimensiones macro cada uno de los dibujos. Casi al mismo tiempo se escucha –demoledora- la sirena que amenaza con paralizar sus pies largos y adolescentes. Apenas tres o cuatro segundos. Después emprende la huída y se pierde en la oscuridad. Sólo su firma espiralada de tajos sobre la vidriera anunciarán su paso por allí.

Es uno entre el millón 225.000 en la provincia entre los 15 y los 19 años. Desnudo de corazas y potente en miedos. La piedra en su mano fue el cañonazo al sistema. El fusilamiento feroz a la inequidad en apenas un segundo que no alcanzó a derrotar a ese Goliat de fuego y miseria que le barrió las esperanzas.

“Los niños nos transmitieron un mensaje que a mí me toca profundamente, que es el mensaje del miedo. Al describir su cotidiano, era la noción del miedo a lo que siempre están expuestos: miedo de jugar en la calle, miedo de caminar hasta la escuela, miedo de quedarse solo en la escuela, miedo de estar en la familia, miedo a los centros de protección, miedo de estar detenido en los centros de detención, etcétera. Pero al mismo tiempo, contando historias muy preocupantes del impacto de la violencia que nos golpeaban a todos, por su profundidad, por su carácter dramático”. Así describió Marta Santos Pais, relatora especial del Secretariado General de Naciones Unidas sobre Violencia en contra de la Niñez, las historias de miles de manojos de pibes arrinconados de la vida.

La salva de rabia sobre la vidriera le provoca un alivio que sólo lo liberará por un rato de tanta mochila precozmente desigual y cruel. No hay cobijo para su cuerpo tenue, que ostenta sobre sus hombros –por apenas unos pocos minutos- la rebeldía feraz de esclavos sedientos de justicia.

Esta vez tuvo suerte. Se sabe hermanado con esos cientos de miles que caen desnudamente a los pies de la intemperie. La suya, después de todo, es una historia de intemperie. Relato de estadística vulnerable es su vida. Donde el 58,6 por ciento de los adolescentes que mueren en la provincia, lo hacen por causas “externas”: 14 de cada 100 suicidas que jamás encontraron consuelo en los días de tiniebla eterna; 18 de cada 100 asesinados por balas que arremetieron su piel quebradiza hasta devorarla. Balas policiales, balas perdidas, balas narcotraficantes, balas hijas de otras balas, balas que no matan pero encierran. El 81,5 por ciento de esas muertes recae sobre varones. “A partir de una construcción mediática, pero no solo mediática porque sería muy cómodo, sino a través de una construcción política del enemigo en términos securitarios, el joven varón pobre es el sujeto privilegiado para focalizar todo los ´tratamientos´ del sistema penal, desde la policía hasta el encierro punitivo, pasando por la justicia”. Define Alcira Daroqui en “La práctica local y el seguimiento de las leyes”.

Son esa porción del sistema social que se retrae hasta una contracción cruenta que expande hasta límites impensables el sistema penal. Son esa pieza del puzzle sistémico que es concebida como excedente. “Cuerpos que ya no son productivos en el ordenamiento socioeconómico actual: imposibilitados para consumir, parecería ser que son solamente clientes potenciales de un mercado en particular, el mercado penal y nunca más del mercado social o del mercado laboral. Sin dudas, esto tiene que preocuparnos, tiene que preocuparnos principalmente por los jóvenes y por los adolescentes, claros privilegiados en el despliegue selectivo de la violencia estatal en manos de la policía y otras fuerzas de seguridad”, argumenta Ana Laura López, investigadora de la UBA.

Académico de la Universidad Nacional de Cuyo, Eduardo Bustelo Graffigna plantea que “la biopolítica puede ser pensada como la capacidad regulatoria del poder sobre la vida pero también como "tanatopolítica" o sea, la negación de la vida o la política de expansión de la muerte. La mortandad de niños, niñas y adolescentes es la forma más "silenciada" de la tanatopolítica moderna. Denomino entonces forma superior de biopolítica a la que se "aplica" a las nuevas generaciones. En este caso, la muerte masiva y cotidiana de 30.000 niños/as y adolescentes por día, lo que aparece completamente "naturalizado" y nadie podría ser condenado por esta situación”. Esa forma “tanática” moderna que termina por hacer natural a los ojos de la sociedad la muerte de 10,6 millones cada año de niños, niñas y adolescentes.

Una forma que muta crudamente entre la lástima y el exterminio. Entre el olvido y el arrinconamiento a la sobrevivencia más aguda en la que no pueden intervenir más formas que las de la compasión y la misericordia o bien el poder de la fuerza represiva, el sometimiento, la victimización, el golpe, la institucionalización, el encierro, el objeto perfecto de la tolerancia cero hacia esa clase peligrosa que osó asomar la cabeza.

Es la infancia no previsible. El germen certero e imparable de la emancipación y la transformación desde la raiz. Allí donde semilla la vida nueva. El nutriente inmanejable de fuerzas que pujan por deconstruir el control y que arremeten al corazón del sistema. Que intentan parir telarañas en las vidrieras como símbolo del gran partido de la historia. Los desechables, los marginales, los desesperanzados que intentan a manotazos ciegos quitar la venda de los ojos son el campo de ese partido desigual. Allí donde incuba la rebelión. Donde emerge la fuerza contrapoder y en donde el sistema perfecciona cada uno de sus artilugios necesarios para sostener su dominio. Puliendo las garras portentosas para matar con la certeza de que –diría Agamben- jamás será imputado por homicidio.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Arrollados por el progreso

Juan Diego García (especial para ARGENPRESS.info)

El conflicto que enfrenta a las autoridades bolivianas con un sector del movimiento indígena por la construcción de una vía a través de un parque nacional aparece con similares características en otros países de la región y afecta por igual a poblaciones afrodescendientes, colonos pobres o colectivos urbanos: explotaciones mineras, extracción de gas y petróleo, siembra masiva de cereales u otros destinados a la producción de biocombustibles (generalmente para la exportación), ganadería extensiva, grandes obras de infraestructura, hidroeléctricas gigantescas, tala masiva de bosques centenarios y selva tropical y otros se naturaleza similar. En todos y cada uno de los casos aparece la abierta contradicción entre los intereses de las comunidades afectadas y los reales o supuestos beneficios que esas actividades económicas han de reportar al conjunto de la nación.

El discurso oficial más corriente afirma el enfrentamiento entre la modernidad y la tradición,el progreso y el atraso y en no pocas ocasiones se enfatiza en la prioridad indispensable del bien común sobre los intereses particulares. Por supuesto, poner de relieve que la opinión del conjunto de la población ha de tener preferencia sobre los designios de una minoría -por respetable e importante que ésta sea- corresponde al normal funcionamiento de un sistema democrático. Desde esta perspectiva resulta razonable que el presidente Morales haya condicionado la decisión sobre dicha vía a la más amplia consulta popular de manera que sea la ciudadanía boliviana en su conjunto la que tenga la última palabra sobre el asunto.

En realidad, este tipo de conflictos aparece en cualquier sociedad y no es en modo alguno extraño a las democracias maduras de Occidente. Tampoco faltan aquí la protesta airada de los afectados ni la represión (desmedida tantas veces) de las autoridades, aunque casi munca se ve a un gobernante pidiendo perdón por los excesos de la fuerza pública. Tampoco es muy común que se sometan este tipo de decisiones a la voluntad directa de la ciudadanía mediante referendos o plebiscitos. Morales ha hecho ambas cosas: pidió perdón a los afectados y remitió la decisión final al veredicto de la ciudadanía en una próxima consulta.

La cuestión, sin embargo, no se agota en el debate sobre el mejor o peor funcionamiento de la participación política y social. Remite, por su naturaleza, a consideraciones de mayor calado, relacionadas íntimamente con la idea misma de progreso y con la relación entre el desarrollo de las fuerzas productivas y el coste humano y medioambiental que tales empresas suponen. Más aún, llevan inevitablemente a la consideración crítica de la misma racionalidad del sistema económico y la necesidad de introducir consideraciones de tipo axiológico (en la medida en que resulten compatibles con el mismo).

El discurso de los afectados, ya se trate de comunidades tradicionales (minoritarias o no) por lo general marginadas y pobres, o se trate de sectores plenamente integrados al sistema como la ciudadanía de un núcleo urbano moderno amenazada por obras que afectan su seguridad, puede no estar siempre en armonía con el lenguaje de la cultura imperante o sencillamente contradecirla por completo. Así, convertir por ejemplo el medio natural de objeto en sujeto -si entendemos correctamente la idea de “la madre tierra” recogida en las propuestas indigenistas en boga- o proponer un regreso romántico a modos de vida de un lejano pasado, supuestamente “en plena armonía con la naturaleza” suenan seguramente utópicas y hasta reaccionarias a muchas personas. Sin embargo, haciendo caso omiso de la retórica o del lenguaje pintoresco que tantas veces acompaña estas propuestas lo cierto es que permiten cuestionar el sentido mismo del progreso introduciendo consideraciones que van más allá de la simple y fría lógica del capital (que es la lógica básica inherente a la actual civilización).

Son muy sólidos los argumentos contra estas empresas “modernizadoras” y para convencerse tan solo hace falta revisar con algún detenimiento las características de los proyectos, inclusive con la “fría lógica” del coste-beneficio, no tanto para la empresa que las impulsa como para la comunidad nacional que las soporta hoy y sobre todo para las futuras generaciones de cuya suerte la presente generación no debe desentenderse.

Los ejemplos abundan. La minería a cielo abierto, con la utilización masiva de venenos y la destrucción física del entorno, el desplazamiento de comunidades enteras y el pago misérrimo de regalías a estos países tan solo es un buen negocio para las multinacionales que solo dejan corrupción y miseria; la tala indiscriminada de bosques milenarios y selvas tropicales para la siembra masiva de palma africana (biodiesel), soja, maiz y otros cereales (para alimentar cerdos en Europa y Estados Unidos); la ganadería extensiva, la extracción de petróleo, gas y carbón, la explotación de la biodiversidad (una de las mayores riquezas de esos países) y otras actividades extrativas similares además de la destrucción del medio (a veces irreparable) refuerzan el vínculo tradicional con el sistema mundial en calidad de economías supeditadas, proveedoras de materias primas y mano de obra barata. La consecuencia, estar siempre sometidas a los vaivenes de unas exportaciones que hoy reportan elevadas ganancias a las minorías locales y mañana hunden las economías en recesiones profundas.

No es solo entonces que el beneficio resulta muy dudoso y las pérdidas, por el contrario, siempre están aseguradas; es que este tipo de proyectos dilapidan recursos que deberían servir más bien para el desarrollo interno, algo que no excluye para nada la exportación (por ejemplo de productos más elaborados) y antes por el contrario asegura a mediano y largo plazo la sostenibilidad de un mercado local dinámico, en mejores condiciones para hacer frente a las variaciones extremas del mercado mundial. La estrategia de mantener y hasta de impulsar -con un entusiasmo digno de mejor empresa- los proyectos extractivistas, las economías de exportación y las inversiones extranjeras, todo ello haciendo caso omiso de los muchos perjuicios que acarrean a los recursos naturales, al medio ambiente y a la misma población, legitiman sin ninguna duda que los afectados opongan tenaz resistencia, ya sean éstos indígenas, afrodescendientes, colonos y campesinos pobres o las mismas poblaciones urbanas amenazadas por el “progreso”.

Al final, no parece tan importante que su lenguaje resulte florido y hasta incomprensible para los oidos de muchos; tampoco lo es que sus marchas y protestas incomoden y perturben la tranquilidad de los sectores de la ciudadanía que por ahora gozan del privilegio de no verse directa o inmediatamente afectados por los estropicios del “desarrollo”. Siempre hay derechos prioritarios que se deben privilegiar. Si cualquier actividad humana afecta indefectiblemente al medio natural y si en juego no entran tan solo intereses inmediatos o particulares, es por demás razonable que a la hora de tomar decisiones se sopesen ventajas y desventajas para el interés colectivo, ahora y en el futuro. Inclusive, resulta necesario que algunos proyectos consideren su impacto igualmente sobre las naciones vecinas, algo que bien puede constituir un capítulo importante en el actual proceso de integración regional en Latinoamérica.

Si se trata de salir del atraso y superar la pobreza, sin duda que en la agenda de estos pueblos aparecen muchos proyectos necesarios de infraestructura, indispensables para una vida más cómoda; igual sucede con los avances en industria y servicios modernos de suerte que las mayorías sociales -siempre postergadas- puedan por fin disfrutar de los beneficios de una vida digna (salud, educación, cultura, protección social y otros). La cuestión será entonces con qué criterios se adelantan estos proyectos, cómo se alcanza un razonable grado de armonía entre la utilización de los recursos y el menor impacto sobre la naturaleza (incluyendo, por supuesto, a la misma especie humana).

Razones les sobran a los indígenas y demás gentes del pobrerío de este continente para recelar del progreso, pues siempre significó el beneficio de las minorías dominantes criollas y sus aliados extranjeros y el sufrimiento, la muerte, el despojo y la desolación para el resto. Así ha sido desde aquel aciago 12 de octubre que para tantos significó experimentar en carne propia el ser arrollados por la civilización.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Costa Rica frente a la crisis mundial. Vamos mal

Luis Paulino Vargas Solís (especial para ARGENPRESS.info)

Cuando uno leen las notas sobre la crisis económica que circulan a nivel mundial siempre se encuentra con una referencia obligada: “los mercados”. Es un concepto inaprensible, abstracto, dotado de misticismo y un aura mágica. Evoca una suerte de fuerza misteriosa a la que se le atribuyen los más terribles poderes: lo mismo para destruir que para crear.

La incapacidad para comprender que tan solo se trata de una institucionalidad creada por seres humanos y que refleja intereses, visiones ideológicas, proyectos políticos y, sobre todo, relaciones de poder, es quizá lo que hoy en mayor grado dificulta encontrar alguna salida sensata y humanizada a la crisis. Se insiste –y ello vale también para los gobiernos de países ricos y los llamados organismos financieros internacionales- en imaginar “los mercados” como una especie de condición sine-qua-non. O sea: la economía existe en virtud de ellos y en función de ellos, por lo no es posible ninguna salida de la crisis fuera de ellos. Paradójicamente, lo contrario es lo correcto: salir de la crisis exige someter esa institucionalidad a criterios superiores: los de la democracia y el control ciudadano y, por lo tanto, los de las necesidades de las personas de carne y hueso y de las comunidades humanas concretas.

Mientras no se entienda esto tan básico la crisis seguirá profundizándose de forma que, en realidad, todas las “soluciones” serán simplemente formas de agravar la crisis en términos de sus consecuencias humanas y sus costos sociales.

(Aclaro, sin embargo, que lo de que “no se entiende” es simplemente una metáfora. No se entiende porque no conviene que se entienda. El poder del capital –y en particular del capital financiero globalizado- hacer ver como natural todo esto, y detrás de esa fachada, y con esos ropajes mitológicos, esconde y legitima sus intereses).

Según parece, los grupos dirigentes en Costa Rica –políticos, empresariales, mediáticos- andan muy gustosamente atrapados en esa misma neblina ideológica. Lo cual resulta preocupante, ya que ello tan solo anticipa una cosa: no podemos contar con que esta gente esté dispuesta a hacer lo que se requiere para prevenir y minimizar, hasta donde sea posible, el golpe que esta crisis infringe a nuestro país.

Intentaré ilustrar lo que acabo de decir.

En su reciente gira europea, la Presidenta Chinchilla, en un discurso ante la Organización Mundial del Comercio en Suiza, declaró –según La Prensa Libre- que “el comercio sigue siendo el motor del crecimiento económico internacional” y “la receta de nuestra hora es más apertura, menos proteccionismo, menos subsidios, menos barreras”. Ello tiene cierta correspondencia con lo que la propia señora Chinchilla me decía en una conversación al que la Presidenta me hizo el honor de invitarme días atrás, cuando comentaba que frente a los agudos problemas económicos a ambos lados del Atlántico Norte, su gobierno había optado por la “diversificación”, entendida tal cosa como la firma de nuevos tratados de esos equívocamente llamados de libre comercio. Así, la Presidenta quería ilustrar su “amplio acuerdo” con las ideas que modestamente intenté exponerle, sin al parecer percibir el desacuerdo radical entre mi planteamiento y el de su gobierno.

Un par de ejemplos adicionales, pero estos provenientes de dos de los ideólogos favoritos del buque insignia del neoliberalismo criollo, es decir, el diario La Nación.

Primero Luis Mesalles en su columna semanal, donde comenta las recientes medidas de la Reserva Federal estadounidense (la FED) tratando de hacer bajar las tasas de interés a largo plazo. Al respecto anota: “Lejos de estimular, el anuncio de la FED puso todavía más nerviosos a los inversionistas. Esto refleja lo sensible que se ha vuelto el capital financiero, que está listo para salir volando ante señales negativas”. Como se sabe, “inversionistas” es otro nombre para ese mismo temible demiurgo llamado “mercados”. Como decir Zeus para los antiguos griegos que era Júpiter para los romanos. Por otra parte, ya he contado la anécdota de la Ministra de Planificación, cuando en aquella misma conversación con la Presidenta Chinchilla, lanzaba angustiados conjuros intentando aplacar las furias de tan misteriosas deidades.

La idea es tan simple como implacable: nadie –ni siquiera el poderoso banco central gringo- puede permitirse inquietar la tranquilidad de “los mercados”. Lo que ya va siendo menos claro, es hacia dónde se supone que esos inversionistas salen “volando” (según lo afirma Mesalles). Si esos mismos “inversores” se encargan de sumir al mundo entero en una crisis pavorosa ¿adónde más podrán “invertir”? Quizá ello permita entender los afanes del mediático Franklin Chang con su motor de plasma. Acaso algún oráculo le hizo entender que los dioses quieren explorar otros planetas donde invertir.

El segundo caso proviene de Alberto Franco, otro de los favoritos en páginas de La Nación, cuando en sus Lecciones desde Grecia indica que todo el extenuante esfuerzo realizado por el gobierno de ese país europeo no “ha detenido la pérdida de confianza de los inversionistas”, en quienes reconoce la singular y divina bondad de ser “quienes han venido financiando el gasto en exceso del Gobierno” (del gobierno griego, se entiende). Al culto señor Franco no se le ocurre que, como mínimo, los “inversionistas” también deberían compartir algo del costo de todo esto. Impensable. Es que la divinidad jamás es responsable de nada, porque ella es perfección absoluta. En cambio, le parece muy natural la barbarie a que está siendo sometido el pueblo griego (al parecer, los mercados son como el Yahvé del Antiguo Testamento: crueles y furiosos).

Bueno, que más o menos en estas manos estamos. Y los ejemplos anotados no son poca cosa.

De un lado, la Presidenta, que recién acababa de establecer un acuerdo con Ottón Solís, jefe del PAC, para impulsar una reforma tributaria progresiva, pero sin al parecer tener mucha idea acerca de la coherencia de esa propuesta dentro de su esquema general de políticas, y sin que ni ella ni su distinguido interlocutor parecieran haber percibido que un acuerdo palaciego como este, está condenado al fracaso justo porque toca al temible demiurgo del cuento, sin disponer de una base ciudadana de sustentación que pudiera darle alguna viabilidad política. Inconcebible que la señor Chinchilla fuese a pensarlo. Pero ¿y el señor Solís? El caso es que la mayor debilidad que históricamente ha mostrado su liderazgo se debe a que ofrece una extraña mezcla de tecnocracia y concepción principesca de la política.

Y, por otra parte, dos de los ideólogos favoritos de un medio de comunicación que por los últimos 30 años ha marcado la pauta en el devenir de las políticas públicas de Costa Rica.

O sea, tenemos razones para preocuparnos muy en serio.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Chile. El Presupuesto de Educación 2012: Mitomanía

Orlando Caputo (especial para ARGENPRESS.info)

En el Mensaje del Presidente Piñera sobre el Presupuesto de la Nación para 2012 que envío al Congreso, en el punto 4, “Un presupuesto para la educación “afirma: “La sociedad chilena ha sido testigo de los nuevos desafíos que presenta la educación en nuestro país. Son miles los jóvenes que sueñan con una educación de calidad, que les abra las puertas al desarrollo y les permita contribuir y ser protagonistas del futuro de Chile. Por eso, parte importante de las medidas incluidas para 2012 están destinadas a garantizar que ningún joven con las capacidades y el entusiasmo por estudiar se quede sin posibilidades de hacerlo.

El presupuesto 2012 destina a iniciativas vinculadas a educación preescolar, escolar y superior un total de $ 5.499.308 millones, que implica un crecimiento de 7,2% respecto de 2011, una de las mayores tasas de crecimiento de todo el Gobierno Central. Este esfuerzo es extraordinariamente relevante y plantea las bases para mejoras sustantivas en todos los niveles”

Cada aspecto de las afirmaciones del Presidente Piñera en el Mensaje sobre el Presupuesto no corresponden a la realidad de nuestro país en la actualidad. Por ahora nos queremos concentrar en la ultima afirmación del Presidente Piñera en relación al Presupuesto en educación: “Este esfuerzo es extraordinariamente relevante y plantea las bases para mejoras sustantivas en todos los niveles”

La información oficial de la Dirección de Presupuestos del Ministerio de Hacienda desmiente categóricamente las afirmaciones del Presidente.

En efecto, el presupuesto para 2012 tiene el menor porcentaje de crecimiento en relación al año anterior. En 2012, el crecimiento del presupuesto del Ministerio de Educación es de solo 7,7%. En 2011 fue de 13,8%, en 2010 fue de 15,5%; en 2009 fue de 15,4%: el de 2008 fue de 24,5% y el de 2007 fue de 14,0%.


Aun mas, en su Mensaje al país, en relación al presupuesto de educación, afirmo, “que es el mas grande en la historia de Chile”. Es algo similar a decir que el próximo año cada uno de nosotros, -si seguimos con vida- tendremos un año mas. No se puede entender que el Presidente Piñera haga afirmaciones tan falsas y engañosas, ya que el crecimiento promedio del presupuesto de educación de cada uno de los cinco años anteriores, desde 2007 a 2011 fue de 16,6%.

Es decir, el crecimiento promedio anual de los cinco años anteriores a 2012, es más del doble, o 117% superior al crecimiento del presupuesto para 2012. En el Diccionario se define como “mitomanía el trastorno psicológico consistente en mentir de forma patológica continuamente ...”.

Solo queremos agregar dos antecedentes adiciónales.

1. En el Mensaje del Presidente Piñera al Congreso, como hemos citado mas arriba, el afirma que el presupuesto para educación es $5.499.308 millones.

a. Sin embargo, en el Presupuesto enviado se entrega la cifra superior de $5.829.131 millones. A todas luces el Presupuesto y la documentación fueron preparados sin el rigor mínimo exigible.

b. La Editorial de El Mercurio de hoy, -1 de octubre-, en Temas Económicos cita la cifra menor, la del Mensaje del Presidente al Congreso.

c. Si estas cifras las hubiésemos utilizado en nuestro cuadro, el crecimiento del presupuesto de 2012 en relación a 2011, en vez de 7,7%, seria solo de 1,6%. Y si se descontara la inflación, el crecimiento real del presupuesto en educación para 2012 seria NEGATIVO.

2. La documentación entregada a los medios informa que: “Luego de largas conversaciones entre los máximos representantes de las diferentes carteras del Estado, esta tarde el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, ingresó el proyecto de Presupuesto para el año 2012”.

a. El presupuesto de educación 2012 no solo tiene un crecimiento porcentual anual bastante menor que en los años anteriores, sino que es el de menor crecimiento en términos absolutos desde 2008.


El Ministro Bulnes y las autoridades del Ministerio de Educación han participado y avalado este magro Presupuesto de Educación para 2012.

Notas.- Las tasas de crecimiento del Presupuesto en Educación en nuestro documento están en pesos corrientes, - o de cada año como se dice normalmente-, en razón que las cifras usadas por Piñera en el Mensaje y las contenidas en el Presupuesto para 2012 están en pesos corrientes.

Si se descuenta la inflación, todas las tasas de crecimiento disminuyen – excepto en 2009 en que la inflación fue negativa-, de tal manera que la tasa de crecimiento del Presupuesto de Educación para 2012 resulta siempre ser bastante menor que las tasas de crecimiento de los años anteriores (tal como se señala en nuestro documento).

Además, como se afirma, - en nuestro documento-, las tasas de crecimiento promedio de los años anteriores corregidas por la inflación son mas del doble de la tasa de crecimiento del Presupuesto para 2012".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Chile y el efecto dictadura: Alguien empaña un funeral

Juan Francisco Coloane (especial para ARGENPRESS.info)

Fue una tarde de encuentros y palpar sentidos. La concurrencia consistía en ese mundo progresista anti oligarquía golpeado en Chile por la dictadura y la reciente reconquista del gobierno por sus representantes más genuinos. Se podía detectar alguna angustia de dudas e inciertos por carecer de un referente claro y un horizonte despejado por la falta de cohesión en las fuerzas democráticas.

El hombre a quien se le rendían honores más allá de haber sido un escritor excepcional, había sufrido más de lo común en su vida. Desplazamientos, sinsabores con una recompensa que no se equiparaba al esfuerzo desmedido frente a tanta exigencia

Tenía su trayectoria definida en una zona del pensamiento. Hubo discursos bellos, conceptuosos, formales, cariñosos, profundos para resaltar su oficio y su persona.

Aunque faltaba la última palabra, la sorpresa de la tarde, la carta cambiada sobre la mesa inadvertida para algunas personas. Para otras se trataba de una arenga personal deliberada.

La que intentaba homenajear con esa última palabra había alguna vez compartido la misma zona de sus ideas con euforia y a veces hasta con rudeza. Desde su temprana militancia comunista se destacó por querer siempre dirigir y aspiraba a estar en la Liga de Gladys Marin. Por eso su histrionismo, su vehemencia, el gesticular inquieto, el lenguaje disonante para llamar la atención. Siempre quiso ser una líder de la política más que una periodista, y por esa confusión de roles fue además un mal discurso, largo y pesado.

Partió diciendo que representaba a la familia del homenajeado porque esta familia - pensaba ella- no estaba entera para discursos. No quise creer lo escuchado. Tanta auto referencia, tanta ostentación, todo lo opuesto a lo que representaba el homenajeado. Sencillez, deferencia, inmunidad hacia la picazón del ego.

Las primeras dos partes del discurso fueron una repetición inocua de lo que ya se había dicho y bien. De pronto comienza a palpitar el verdadero corazón de la idea, y qué culpa tienen las serpientes. Cuando alude a que al homenajeado le costaba decir que no, que no claudicaba frente a las presiones, que no se sometió a ninguna línea, que inclusive abusaron de su generosidad.

Todos rasgos que pudieron afectar su salud. Uno podría pensar que estábamos en presencia de un alegato en defensa de una víctima, más que en un funeral. No se dio ni cuenta que con el tono sombrío del final de su discurso, parecía ser un funeral con lenguaje soterrado en plena dictadura.

El énfasis por ciertos conceptos y la excesiva longitud del discurso hacían ver que en la solemnidad del evento de un funeral siempre hay pleno espacio para el cruce de líneas entre el homenaje propiamente tal y la vociferación de la agenda personal. Como no se les puede hacer callar, es la prerrogativa del impertinente.

Quedó claro que su objetivo consistía en su notoriedad más que el homenaje. El móvil del reclamo fue el partido al cual el homenajeado le había entregado la mayor parte de su vida, y quizás muy directamente quiso decir eso, ese partido le había quitado años de su vida

Ella es Mónica González, ex militante comunista, periodista. Trabaja en la actualidad para el empresario chileno de las comunicaciones Alvaro Sahieh, en el Centro de Investigación e Información Periodística. Fue ruda y procaz. Su voz a veces temblorosa y en los agudos hacía recordar el efecto de las lloronas en templos portugueses o las teleseries de producción barata de los años 60. Reflejaba cómo una dictadura puede descomponer un segmento de la izquierda.

El incomparable escritor chileno José Miguel Varas, tal vez no se habría convencido que en su propio funeral, del último discurso saldría una arenga anticomunista.

No lo sabremos nunca y es probable que no hubiera chistado, como siempre. José Miguel habría puesto su mirada mitad ironía, mitad asombro en la anécdota, esa que relata que su propio entierro fue usado para denostar al partido al que le había entregado, es verdad, gran parte de su vida. Es el efecto dictadura del cual Chile no se deprende y no sabemos por cuánto tiempo estará allí lacerando conciencias.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

La carta de Manuel Zelaya al mandatario hondureño que abre un debate en la Resistencia hondureña: ¿Ingenuidad política o juego político?

Dick Emanuelsson (especial para ARGENPRESS.info)

“Señor Presidente, en la coyuntura en que nos encontramos, estoy seguro de contar con Su Voluntad de culminar el proceso de reconciliación nacional. (…)Estamos listos para el dialogo (…) Cuente con nuestro respaldo”.

Con esas palabras termina el ex presidente de Honduras, Manuel Zelaya Rosales una carta [1] enviada esta mañana al señor Porfirio Lobo, elegido en las elecciones el 29 de noviembre de 2009 bajo las sombras de las bayonetas del ejército y comicios reconocidas por nadie por haber sido organizadas durante el tiempo del golpe militar.

Sorprende el contenido por que es, y disculpa el lenguaje cruel; “hueco”. No trae más que confusión por que llega en un momento cuando el pueblo de Honduras es siendo víctima por un terrorismo de toda índole. . .

- en donde la miseria esta batiendo récord,

- en donde el ejército de desempleados y sub desempleados están tomando tamaño nunca antes visto,

- en donde la canasta básica es una canasta utópica para la mayoría del pueblo

- en donde las masacres laborales y masacres a la organización colectiva de sindicatos es del pan de cada día,

- en donde empleados y trabajadores públicos son bofeteados a la cara negándoles el pago de sus sueldos por meses,

- en donde parte del territorio nacional será entregado por 99 años a las trasnacionales,

- en donde se compra aviones de guerra mientras se muere 15 hondureños por día de enfermedades relacionadas con el hambre, según la FAO,

- en donde los niños de la calle (11.000 en el país) son expulsados a la calle de nuevo por que no hay recursos económicos en el presupuesto,

- en donde se entregan los bosques, ríos y recursos naturales a una oligarquía totalmente rancia y perezosa que no crean fuentes de empleo sino pasan los días y años chupando de la teta del estado, beneficiándose del impuesto pagado por el pueblo trabajador mientras la misma oligarquía es exonerada de esa obligación ciudadana,

- en donde el Fondo Monetario Internacional impone la “receta” económica&política a un país considerado como el segundo país más pobre del continente americano y en donde el trabajador pierde su pobre poder adquisitivo,

- en donde son asesinados, desalojados y torturados los campesinos y sus miles de familias, no solamente en el Valle de Bajo Aguán, sino en gran parte del territorio nacional, por el reclamo a un pedazo de tierra,

- en donde son desaparecidos o asesinados militantes del Frente de Resistencia que Manuel Zelaya ha recibido la confianza de los miles de resistentes a presidir,

- en donde hace...

Podríamos seguir enumerando el contenido y la política totalmente antipopular que representa el gobierno que lidera el señor Porfirio Lobo, una política de confrontación con el pueblo. Y a Lobo ha escrito Manuel Zelaya una carta.

Foto: Campesinos asesinados en el Aguán.

No es una carta de protesta por la política arriba mencionada, sino es una carta y un pedido al mandatario, que en vez de ser receptor de tal carta, debería ser el enemigo político del Coordinador General del Frente Nacional de Resistencia Popular.

El hilo de la carta de Zelaya es la búsqueda de un dialogo, reconciliación, unidad nacional, consensos, o como escribe el mismo Zelaya:

“Si bien las discrepancias políticas son saludables para el sistema democrático, la reconciliación es un imperativo supremo para la unidad nacional, la convivencia armónica y el progreso de nuestro pueblo”.

Sorprende que el ex presidente con toda su dolorosa experiencia que ha pasado desde el 28 de junio de 2009, de tantas traiciones, tanto internos como externos, para no decir durante todo su mandato como presidente, por que desde el primer día de su periodo en la casa presidencial, los actores lo que Mel ha nombrado como el “Poder Fáctico”, quería hacerle trampa. El mismo embajador estadounidense le presentó a Zelaya una lista de ministros que los gringos querían ver en el gabinete, antes de que hubiera asumido la presidencia Mel.

¿Ha tenido tan malos asesores Zelaya antes y después del golpe de estado que todavía no ha entendido la expresión de la naturaleza de las diferentes clases sociales que constituyen una sociedad capitalista y sobre todo un estado como el hondureño que ha tenido que soportar siete golpes militares?

¿Todavía no ha entendido el viejo dicho sobre el carácter político del Imperio que dice que “no tenemos amigos, solo intereses”?

En la década de ´80, la organización APROH, Asociación para el Progreso de Honduras, constituida justamente por el Poder Fáctico, quería disolver el estado hondureño y afiliarlo a los Estados Unidos, al estilo del modelo puertorriqueño. Esta era y es el carácter de la oligarquía en su “amor a la Patria”. No tienen intereses nacionales, solo intereses particulares. Les importan un pepino la soberanía nacional pero si la exportación de sus productos a Estados Unidos. Y eso sabe también Mel, mucho más que un observador internacional.

“La historia de Honduras ha sido empeñada y obstaculizada por luchas intestinas que por diferentes tipos de intereses han dividido a nuestro pueblo”, escribe Mel a Lobo, y éste último representa un partido cuya bancada en el Congreso Nacional aplaudía el golpe de estado y cantaron el himno nacional mientras se abrazaban con los golpistas liberales, encabezados por el dictador Micheletti.

Lobo no dijo ni pío en el golpe de estado por que no quería, dizque, retar a las iglesias católicas y evangélicas y así perder las elecciones el 29 de noviembre de 2009 contra el golpista liberal, Elvin Santos. Pero si uno se queda callado ¿cuál es el término por tal actuación?

“Usted Presidente, como lo ha expresado en múltiples ocasiones, está comprometido a concluir el proceso de reconciliación como una salida final a la crisis; y debemos culminar este proceso, superando la discordia consuetudinaria, para que primen los objetivos e intereses nacionales, sobre las discrepancias políticas y se termine de reconciliar al gran pueblo hondureño.”

Lo que ha divido el pueblo hondureño es lo mismo como en todo el mundo capitalista; la división entre clases sociales. Y aquí hay una división permanente y antagónica; trabajo y capital, clase trabajadora y burguesía. Así de sencillo. No se sorprenda e indigna por que es imposible de unir estas dos clases y hablar de reconciliación por que conciliación jamás ha existido entre estas dos clases sociales, ni en Honduras ni en otra parte del mundo capitalista.

“Como he señalado muchas veces, todas estas agresiones no destruyeron mis valores cristianos, perdono a mis detractores y ´les deseo todo el bien posible´.”

Esta bien, hay que preservar siempre los valores humanistas. Pero no debería uno ser ingenuo. Pero debería preguntar a los familiares de los 200 hondureños asesinados por los autores del golpe de estado antes y durante el gobierno de Lobo Sosa si ellos también comparten el “perdón” de Mel.

Foto: La muerte de la profesora Velazquez, Ilsy, por reclamar lo suscrito por Lobo en el acuerdo con el magisterio el 1 de octubre de 2010.

Mel tiene mucha responsabilidad por que Honduras no ha rendido cuenta con los autores del golpe de estado militar el 28 de junio de 2009. Falló el 5 de julio de 2009, cuando había un millón de personas en el aeropuerto Toncontin en Tegucigalpa, esperando que le diera la señal de rebelarse contra la junta cívica-militar. Falló cuando el mismo pueblo llegó a la frontera de Nicaragua, esperando que el derrocado presidente pasara la frontera el 25-26 de julio de 2009.

Fue imposible y Mel instaló un campamento en la ciudad nicaragüense de Ocotal. Entraron miles de hondureños que esperaban otra vez la señal de levantarse con todos los medios, por que así les respaldaba el artículo 3 de la Constitución el levantamiento popular contra el poder usurpador.

Foto: En Ocotal esperando ¿que?

Pero no. Al contrario, fue bofeteado el derrocado presidente hondureño, tanto por Hillary Clinton como su embajador ante la OEA, Lewis Anselem, que calificó a Zelaya como un “idiota irresponsable” por el intentó de entrar a su patria.

No solamente el pueblo hondureño estaba listo de entrar a la fase de insurrección, pero nunca llegó la luz verde del presidente, sino también los pueblos hermanos de El Salvador, Guatemala y Nicaragua que solo esperaban la orden de pasar la frontera.

Pregunte integrantes de URNG y ANN en Guatemala, o militantes individuales de FMLN o Tendencia Revolucionaría en El Salvador, de sandinistas de Nicaragua o de la izquierda costarricense. Con la ONU y la OEA en la espalda no había poder en el mundo que habría podido impedir el derrocamiento de una junta cívica-militar. Esta se basaba en un ejercito que los mismos hondureños consideran ser cobarde y débil y que el régimen de Obama&Clinton ha reingenerado en todas sus estructuras. Huele a pintura de las nuevas armas y vehículos militares y policiales. ¿De donde salieron los millones de dólares para las nuevas compras para reprimir y aplastar cualquier levantamiento popular?

“En todo tiempo, la unidad nacional es necesaria, pero después de un golpe de estado, la reunificación del pueblo hondureño se vuelve un imperativo categórico, lo cual no es viable si no se garantiza el respeto a los derechos humanos, se reparan las injusticias cometidas, y, en un acto magnanimo, se apoya a los familiares de los caídos; y, como lo ha señalado la Comisión de alto nivel de la OEA se ponga fin a los procesos judiciales promovidos por razones políticas”.

La realidad hondureña es la mejor respuesta que tan errónea son las conclusiones del contenido de la carta de Zelaya. O consulten con los organismos de derechos humanos hondureños como Cofadeh, Ciprodeh, CPTRT sobre el saldo de cómo el gobierno de Lobo en este ámbito “garantiza el respeto a los derechos humanos”.

“He visto con simpatía y solidaridad los esfuerzos que Usted ha hecho en pro de la reconciliación nacional, y además, reconozco el acompañamiento de amigos de Honduras plasmados en diversos y valiosos esfuerzos de dialogo, el ultimo de los cuales es el Acuerdo de Reconciliación, suscrito en Cartagena, que debe culminar en que Honduras alcance la reconciliación, factor esencial para el ejercicio pleno de su soberanía en sus asuntos internos”.

¿Cuál dialogo? Pregunten a los maestros, los estudiantes, los campesinos u otros sectores que se han sentado en la casa presidencial, que han suscrito acuerdos que son violados antes que seque la tinta en el papel.

Foto: Honduras- Víctima, Isis Obed Murillo, 19 años, asesinado por francotiradores el 5 de julio de 2009.

En este momento se encuentra en Honduras Frank la Rue, relator especial para la promoción y protección del derecho a la libertad de opinión y expresión de la ONU. También se encuentra el juez Baltasar Garzón, de la Corte Penal Internacional, CPI, en Honduras. Es por algo, amigo Zelaya. Han sido asesinados 23 periodistas desde el 2008. Solo en el gobierno de Lobo (desde el 27 de enero de 2010) han sido asesinados 16 periodistas. Es el país más peligroso del mundo para ejercer el periodismo.

¿Pero que hace el gobierno de Lobo? Suscribe acuerdos con el estado colombiano y las fuerzas militares colombianas, que tiene un récord en las violaciones de los DD.HH en el mundo. Da permiso a la peor unidad de las FF.MM. colombianas que es el grupo especial GAULA, presuntamente órgano antisecuestro pero que ha estado metido en los peores casos de secuestros en Colombia. Operan libremente en el territorio hondureño, igual como los oficiales estadounidenses con el pretexto de combatir el narcotráfico y el terrorismo.

Es más, ahora informa el Congreso Nacional que la policía hondureña se anexará con las Fuerzas Armadas. Es un hecho casi de calcado de la estructura de las Fuerzas Militares de Colombia, casi único país en el mundo donde la quinta rama es la Policía Nacional y que obedece entonces a los generales militares y no al estado.

Foto: Fuerzas Especiales colombianas. ¿Ejemplo para Honduras?

“Señor Presidente, en la coyuntura en que nos encontramos, estoy seguro de contar con Su Voluntad de culminar el proceso de reconciliación nacional (…) Estamos listos para el dialogo (…) ¡Cuente con nuestro respaldo”!

Si esta culminando “el proceso de reconciliación nacional”, ¿hasta donde y con que materia se ha culminado? ¿Respaldo de quién(es)? ¿Del frente Nacional de Resistencia Popular? ¿Cuándo le ha dado ese mandato?

Si el motivo es aumentar la presión a Lobo para liberar el preso político Enrique Flores Lanza, ex ministro de presidencia de Zelaya, acusado por corrupción en un presunto montaje de los golpistas, pues el método de escribir una carta de coqueteo no es la melodía. La historia misma ha dado miles de ejemplos que el Poder Fáctico desprecia ese tipo de iniciativas pero la aprovecha para dividir y sembrar confusiones en el seno del pueblo. “Toda la historia de la sociedad humana, hasta la actualidad, es una historia de lucha de clases”, decía Marx en Manifiesto del Partido Comunista, 1848, lo que ilustra las experiencias históricas.

La resistencia debería tener una identidad política clarísima en la actual coyuntura en donde el estado hondureño se encuentra en una de las más profundas crisis, en donde un Partido Liberal no sale de su estado de moribundo por ser un partido golpista, rechazado por el pueblo, en donde el partido reinante, el Nacional, esta también dividido por las fuertes corrientes internas. Quieren representar al Poder Fáctico y pelean entre ellos para asumir más poder y control político.

Mientras tanto, el pueblo reclama y anhela una verdadera alternativa política y la Resistencia ha sido, hasta ahora, la respuesta surgida de las mismas entrañas de la lucha popular hondureña.

[1] Carta del Coordinador General del FNRP, Manuel Zelaya Rosales a Porfirio Lobo Sosa
(http://resistenciahonduras.net/index.php?option=com_content&view=article&id=3751:carta-del-coordinador-general-del-fnrp-manuel-zelaya-rosales-a-porfirio-lobo-sosa&catid=95:resistencia&Itemid=334)

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...