viernes, 28 de octubre de 2011

Las 25 Noticias Más Censuradas 2010/2011 (N° 16): En China fabrican el “iPod” de Apple con intoxicación y suicidios

Ernesto Carmona (especial para ARGENPRESS.info)

Los discretos proveedores chinos de Apple, como Foxconn, Dafu y Lian Jian Technology, violan rutinariamente la “Ley Sobre Prevención y Control de Enfermedades del Trabajo” de su país, según la noticia más ignorada N° 16 sacada a la luz este año por el Proyecto Censurado de California. Varios fabricantes substituyeron el alcohol por el n-hexano, una sustancia química que da mejores resultados al limpiar piezas pero es un veneno para los operarios. En esas fábricas obligan a los trabajadores, a menudo mujeres adolescentes y veinteañeras, a trabajar con el veneno en recintos sin ventilación.

Según un informe de Dan Margolis, publicado en enero 2011 en “PeoplesWorld.org” y seleccionado por el Proyecto Censurado, la sustancia química utilizada en la planta de Lian Jian Technology condujo al hospital público N° 5 de Suzhou a 49 operarios que cayeron enfermos. Probablemente se envenenaron más trabajadores, pero muchos fueron “desvinculados” antes de mostrarse aquejados y la empresa Lian Jian los forzó a firmar papeles donde se comprometen a no llevar a cabo acciones legales contra la compañía. Se fueron con 80 a 90 mil yuanes (12.000 a 14.000 dólares) que consiguieron a cambio de su salud, para financiar gastos médicos por el resto de sus vidas.

Por su renuencia y negativa a trabajar con los grupos ecologistas, Apple sobresale entre otras compañías de tecnologías de la información (TICs) que rutinariamente causan problemas de contaminación con metales pesados. Y China, como muchos otros países en vías de desarrollo, fabrica y exporta productos baratos, pero descarga la contaminación en su propio patio trasero.

Suicidios en cadena

Famosa por sus computadores Mac y los celulares iPhones, Apple gasta millones de dólares en crearse una imagen de gigante corporativo benévolo que mientras gana dinero hace bastante de su parte por mejorar el mundo, escribió Margolis. Pero un nuevo estudio del Instituto de Asuntos Públicos y Ambientales de China revirtió totalmente esta propaganda. El informe “El otro Lado de Apple” dice que el gigamte corporativo maltrata a sus trabajadores y envenena el ambiente. “Detrás de su imagen elegante, los productos Apple tienen un lado que muchos desconocen: contaminación y veneno. Este lado oculta profundamente de la visión del público la secreta cadena de proveedores de la compañía”, acusa la introducción del documento.

La propaganda del sitio web de Apple afirma que su responsabilidad social garantiza “que las condiciones de trabajo en la cadena de proveedores son seguras, tratan a los trabajadores con respecto y dignidad y los procesos de fabricación son ambientalmente responsables”. Apple no tiene fábricas propias en China, sino que subcontrata proveedores un tanto “secretos”. El reporte despeja “la densa niebla de misterio” que discretamente encubre la compañía respecto a sus proveedores y asegura que puede ofrecer una lista de suplidores “sospechosos”. Parece verdad que estos “sospechosos” realmente son proveedores Apple por varias razones. Por ejemplo, los empleados dicen que los representantes de Apple visitan a menudo las fábricas. Además, muchos productos se elaboran con el icono o logotipo de la manzana.

Xiao Zhan, una trabajadora de 19 años que fue envenenada en Yun Heng Hardware and Electrical, donde pulen los logotipos Apple, describió en su blog cómo ella y sus compañeros (as) de trabajo se sintieron cada vez más enfermos por el veneno, hasta que necesitaron tratamiento médico intensivo. En menos de seis meses, 12 empleados de Foxconn, “el proveedor más grande de Apple en China”, cometieron o intentaron suicidio saltando de los edificios. Según el estudio, esto “choqueó a la nación. La sociedad china comenzó a repensar en cómo mejorar el trato otorgado a los trabajadores …”

El gobierno local encuestó a 5.044 trabajadores, encontrando que el 72,5% había sido forzado a trabajar más tiempo extraordinario que lo legalmente permitido. Muchos culparon de los suicidios a las duras condiciones de trabajo. En la planta de Dafu sometieron a las mujeres operarias a la humillación extrema de obligarlas a quitarse la ropa cada vez que las descubrieron abandonando el trabajo

Las autoridades chinas obligaron a la planta a establecer sindicatos y las condiciones de trabajo comenzaron a mejorar. Además, han citado a muchos de estos proveedores por exceder de lejos la cantidad de basura tóxica permitida por la ley. Apple practica la “cultura del secretismo”. No sólo oculta secretos comerciales, sino también las identidades de sus proveedores y los abusos contra los trabajadores y el ambiente.

Fuentes:
- “Rotten Apple: iPod Sweatshops Hidden in China,” Dan Margolis, People’s World, January 25, 2011. http://www.peoplesworld.org/rotten-apple-ipod-sweatshops-hidden-in-china/ 

- Proyecto Censurado: http://www.mediafreedominternational.org/2011/03/06/sweat-shops-in-china-are-making-your-ipod’s-while-workers-suffer-from-poisonous-chemical-exposure/
- Student Researcher: Aluna Soupholphakdy, Sonoma State University
- Faculty Evaluator: Elaine Wellin, Sonoma State University

Ernesto Carmona, periodista y escritor chileno.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Los indignados de Wall Street “reflejan el parecer” de una parte importante de la población estadounidense

Ariel Ferrari y Sergio Ferrari (especial para ARGENPRESS.info)

A un mes y medio de la ocupación de Zuccotti Park. A partir del 15 de octubre más protestas en el mundo entero. Los indignados acampan también en Ginebra, Suiza.

A pesar de carecer de una estructura cohesiva y una lista formal de demandas, este brote espontáneo de sensibilización y protesta está generando decenas de experimentos similares más allá de Wall Street.
Subestimado en un primer momento por la derecha norteamericana, el "hecho político” de los ocupantes neoyorquinos ha ido madurando para convertirse en un movimiento con suficiente potencial como para alterar parcialmente el discurso ideológico de la sociedad Norteamericana.
Sin imaginárselo cuando iniciaron la ocupación del Zuccotti Park el 17 de septiembre pasado, los indignados del corazón de Wall Street, han contribuido durante estos últimos meses a profundizar el desenmascaramiento de una histórica falacia norteamericana.
La misma había funcionado relativamente bien para ambos partidos -republicano y demócrata- hasta ahora. Asegura que el capitalismo está intrínsecamente "sano" (“todo OK” en el lenguaje cotidiano) y por lo tanto es capaz de integrar auto-ajustes en momentos de crisis a fin de asegurar su continuidad en nombre de la vigencia del sueño americano.


Una buena dosis de candidez política, que sus críticos denuncian como debilidad, le ha facilitado a los ocupantes de Wall Street la tarea de desenmascarar dicha falacia. Y además denunciar agresivamente la complicidad de legisladores, oficiales y dirigentes de ambos partidos, quienes durante las últimas décadas han aceptado y promovido la enorme brecha entre el "1 por ciento" más rico y el restante "99 por ciento".
Expresión-slogan acuñada por Premio Nobel de Economía de 2001 Joseph Stigliz, quien señaló que el 1 por ciento más rico del país controla el 40 por ciento de la riqueza nacional. Realidad facilitada por políticas de-reguladoras e impositivas sumamente nocivas para los sectores sociales menos privilegiados.
A casi 45 días de la protesta de Wall Street la pregunta esencial es: ¿Cuál es el futuro de este movimiento? ¿Hacia dónde se dirige? Sus mismos protagonistas, muchos de ellos jóvenes desplazados y desempleados por la crisis, sin vivienda e incluso sin seguro médico, prefieren no especular sobre los próximos pasos.


Cada vez más alertas a los peligros que cualquier institucionalización de su insospechada autoridad moral y su visión casi profética pueden acarrear consigo, en su mayoría estos ocupantes y sus pares en muchas otras ciudades y lugares del mundo prefieren seguir multiplicando redes solidarias para que el debate se expanda e intensifique.
Sin una significativa masa crítica de concientización y protesta, sostienen, la tarea de captar la imaginación del resto de los indignados de este país y del mundo se hace muy difícil. Y ahí está, por el momento, la tarea esencial: seguir resistiendo en el Zuccotti Park para que su gesto-altoparlante repercuta lo más fuerte posible.
Tanto simpatizantes como detractores especulan que los primeros fríos y nieves neoyorquinos literalmente congelarán el ardor de los ocupantes. Es posible.


Pero también es posible que sus pares solidarios en muchos otros lugares logren sustentar la continuidad del movimiento. Y aun si eso no ocurre, de todos modos, el impacto de los ocupantes ya es irreversible.
Más y más gente se está identificando con su protesta creativa y pacífica así como sus señalamientos. Una encuesta del New York Times publicada el 26 de octubre parece confirmarlo: la mitad de los entrevistados cree que la preocupación matriz de los ocupantes de Wall Street "refleja en general el parecer de la mayoría de los norteamericanos”.

En el otro lado del Atlántico, decenas de ocupaciones se han mantenido a partir de la Jornada Mundial de los indignados del 15 de octubre pasado que movilizara a centenas de miles de personas en casi 100 ciudades de 82 países.

Una de las más simbólicas, la protesta de los jóvenes indignados suizos que desde entonces mantienen la ocupación -cada vez más concurrida- del Parque de Bastions, en Ginebra, sede europea de las principales instituciones de las Naciones Unidas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Un modelo económico centrado en las personas

Homar Garcés (especial para ARGENPRESS.info)
Ahora que la alianza de las potencias industrializadas se ha propuesto revitalizar el sistema capitalista por medio de sus guerras de conquista a nivel mundial, sobre todo, al proponerse el control directo de los yacimientos gasíferos y petrolíferos tan necesarios para su estilo de vida, es importante que los diversos movimientos políticos y sociales enfrentados a la hegemonía del capital, tanto en nuestra América como en el resto del planeta, tengan muy presente la necesidad urgente de establecer un modelo económico centrado en las personas y la protección del medio ambiente más que en la ganancia de grandes capitales. Por ello es importante que tales movimientos generen un debate que desnude la perversidad intrínseca del capitalismo, así haya defensores que divulguen la creencia de una autoregeneración del sistema que luego redundaría en el bienestar de toda la sociedad.

En este caso, el actual extremado afán destructor del capitalismo ha reivindicado con creces al socialismo revolucionario como la alternativa para frenar sus desmanes y establecer en su lugar algo totalmente diferente que tenga como su principal base de sustentación el accionar de las comunidades organizadas en unidades socioproductivas autónomas, sumadas a una planificación económica de carácter nacional, de manera que su inserción en el proceso productivo tenga realmente un efecto transformador, tanto en las relaciones de producción como en las relaciones de poder, puesto que tal inserción implica también posesionarse de un papel político activo, participativo y protagónico. Esto, sin embargo, no es suficiente. Hace falta romper con los viejos esquemas de la división del trabajo, así como la propiedad social de los medios de producción donde los trabajadores tengan la oportunidad de tomar decisiones, tanto en su rol de ciudadanos como productores. Sin este último elemento cualquier cambio que se proponga no podría calificarse de socialista o revolucionario. Por consiguiente, éste representaría un cambio trascendental que marcaría el avance y consolidación del socialismo revolucionario en contraposición al capitalismo depredador.

Aún así, es de reconocerse que la construcción de un modelo económico basado en el socialismo revolucionario no resulta nada fácil. Sin embargo, algunas iniciativas -como la propiedad social de los medios de producción- podrían contribuir a ello. Como lo expone Michael Lebowitz en su obra El camino al desarrollo humano, ¿capitalismo o socialismo?, “la propiedad social de los medios de producción es fundamental porque es la única forma de garantizar que nuestra productividad comunal y social sea dirigida hacia el libre desarrollo de todos en lugar de utilizarse para cumplir los objetivos privados de los capitalistas, grupos de personas, o burócratas del Estado”. Lograr este cometido revolucionario envuelve comprender que no se trata de una simple propiedad estatal, como lo anticipan los apologistas del capitalismo en base a la experiencia distorsionada de la URSS, sino trascender el marco tradicional de la democracia representativa, haciéndola participativa y protagónica, un elemento primordial que no puede obviarse a la hora de hablar de socialismo, menos cuando se trata de un nuevo tipo de economía dirigido a satisfacer las necesidades básicas de las mayorías.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

En España pronto va a arder Troya

Jaime Richart (especial para ARGENPRESS.info)

España siempre y los cafres neoliberales que se aproximan, imitan burdamente a los estadounidenses. Sienten un especial magnetismo hacia la nación hegemónica que algunos llaman imperio. Es una especie de atracción sexual de cada uno y cada una de los y las gobernantes que desfilan por los partidos y los gobiernos. Es más, en los políticos que más predominan hay una inclinación o sentimiento mucho más marcados hacia "lo americano" que hacia la "madre patria" que exigen como un todo indesintegrable aunque esté echa añicos. Patria a la que cada uno para sus adentros ve ajena, con desdén o como un paraíso fiscal doméstico. Eso si no se ha llevado el dinero a otro paraíso de fuera o vive fuera a pesar de presumir de patriotismo superior, como Julio Iglesias y otros conspicuos cantamañanas.

Que en este país Estados Unidos está por encima del ego patriótico lo prueban muchas cosas. Todos cuantos sobresalen un poco e incluso algunos personajes más oscuros hablan de "América" o de Obama con tal obsecuencia que parecen salidos de una agradecida república caribeña a cuyo frente está el fantoche de turno nombrado por America, en espera de “regalitos” como los que prometió a este país Ted Bush, el hermano del asesino, inmediatamente después de la invasión de Irak.

Todos y todas admiran la democracia neoyorquina, pero ni se fijan en el ventajoso lado federalista que constituye el epicentro de algunas porciones de la irrisoria grandeza de esa nación. España tiene todos los ingredientes para ser una confederación de Estados y acabar con tantos problemas territoriales y de todo tipo, por existir muy diferentes sensibilidades según la latitud. Sin embargo todos los políticos se empeñan en mantener una unión política forzada aunque para muchos de las periferias estén que trinan, no se sienten españoles y prefieren gobernarse por sí mismos.

Ahora la Policía americana carga contra los Indignados en California, Estado de Pena de Muerte y usa gases lacrimógenos... Eso de momento. En aquel país las cifras por habitante de policías violentos, maltratadores o torturadores superan las cifras de ciudadanos violentos por cada cien mil habitantes...

Se aproxima el momento de la toma de posesión del Obama gallego español, y es de temer que entre unas cosas y otras, entre la crisis que sufre una gran mayoría de españoles (excepto los que ni se enteran), el fascista que el español lleva dentro y le cuesta mucho reprimir y la "necesidad" que tiene el sistema de defenderse de sí mismo, vamos a tener pronto una gran tangana entre la población y las fuerzas del desorden. Pues esa "necesidad" pasa por mantener a raya a tanta población indignada, descontenta, malhumorada, cabreada, exaltada, iracunda... por tantos abusos, jubilaciones millonarias, fichajes de expresidentes por empresas que crearon cuando fueron presidentes, chulería y bravuconería de ciertos políticos, desempleados a los que se les ha terminado el subsidio, desahuciados, tramas gurteles, crisis que sólo sufre los más débiles, latrocinios públicos generalizados, etc, etc. Por eso, pronto, digo, en este país arderá Troya...

Pero entre tanto estemos atentos para ver cuántos millones de ciudadanos, mientras otros tantos están casi en la miseria o en la miseria, se podrán comprar un Peugeot híbrido con equipamiento Nivel 2 equivalente a Sport Pack por tan sólo 36.000 euros.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Queda mucho camino por recorrer

Carlos Iaquinandi Castro (SERPAL)

.

"...crearon ustedes en las principales guarniciones del país virtuales campos de concentración
donde no entra ningún juez, abogado, periodista, observador internacional.
El secreto militar de los procedimientos, invocado como necesidad de la investigación,
convierte a la mayoría de las detenciones en secuestros que permiten la tortura sin límite
y el fusilamiento sin juicio."
Rodolfo Walsh en su Carta a la Junta Militar, 24/3/77.
"Que todo lo recuerdo, y como todo lo recuerdo,
¿ que carajo me pide Ud. que haga ?
Además, pregúnteles,
estoy seguro de que también
recuerdan ellos".
Fragmento de "Burgueses" de Nicolás Guillén.

Los cánticos y contenida alegría de miles de argentinos, recibieron las sentencias condenatorias de 16 represores juzgados en la "Causa ESMA" ( Escuela de Mecánica de la Armada ). Se trata de una primera tanda integrada por los principales responsables de los secuestros, torturas y asesinatos de miles de ciudadanos durante la dictadura militar, entre ellos personajes como Alfredo Astiz, entonces joven oficial de marina que se inflitró entre las madres que comenzaban a movilizarse en la búsqueda de sus hijos desaparecidos. El fue responsable del secuestro y posterior asesinato de Azucena Villaflor, fundadora de la Asociación de Madres, y de las monjas francesas Alice Domon y Léonie Duquet, secuestradas y asesinadas por los grupos operativos.

La conversión de esa escuela militar de la armada en un centro de torturas y aniquilamiento de los activistas populares en los años setenta ( obreros, delegados sindicales, estudiantes, periodistas, profesores, sacerdotes, profesionales, etc. ) tuvo como principal responsable al ex almirante Emilio Eduardo Massera ( fallecido el año pasado).

El informe "Nunca Más" de la Conadep, describió que la ESMA "no solo era un centro clandestino de detención donde se aplicaban tormentos, sino que funcionaba como el eje operativo de una compleja organización que incluso posiblemente pretendió ocultar con el exterminio de sus víctimas los delitos que cometía".

Por ese centro pasaron unos 5.000 detenidos entre 1976 y 1979 y se estima que el 90 por ciento de ellos no salieron con vida. La ESMA no solamente fue un centro de tortura y exterminio. También en una especie de "maternidad clandestina" nacieron bebés de las mujeres secuestradas, que luego fueron entregados de forma ilegal a familias de militares o próximas a ellos. También allí, se depositaba el botín de electrodomésticos, muebles y diversos valores saqueados de los domicilios allanados clandestinamente por los grupos de tareas. Massera y sus oficiales decidían quienes de los cautivos podían seguir vivos y quienes tenían que ser asesinados. En tal caso, adormecidos con somníferos eran llevados a los denominados "vuelos de la muerte" a bordo de aviones navales. Desde allí eran lanzados al mar, con la intención de no dejar ningún rastro de su macabra tarea.

...35 años después....

El tribunal llegó a las sentencias tras dos años de juicio oral, pruebas, testimonios y también "chicanas" de los defensores que trataron de trabar o enredar el proceso. Transcurrieron más de 35 años de los hechos delictivos. Doce de los procesados fueron hallados responsables de los crímenes y delitos que se les imputaban y fueron condenados a cadena perpetua, la máxima pena que permite la legislación argentina. Ellos son los oficiales de la armada Alfredo Astiz, Jorge Acosta, Ricardo Cavallo, Jorge Radice, Adolfo Donda, Alberto Eduardo González, Oscar Antonio Montes, Antonio Pernías, Néstor Savio, y Raúl Enrique Scheller; el mayor del ejército Julio César Coronel y el oficial retirado de la Policía Federal Ernesto Weber, este último señalado como responsable del asesinato del escritor Rodolfo Walsh. A 25 años, Juan Carlos Fotea, sargento retirado de la Policía Federal y el contraalmirante retirado Manuel García Tallada. A 20 años, Carlos Capdevilla, médico y oficial de marina y a 18 años Juan Antonio Azic, suboficial principal retirado de la Prefectura Naval. Todos ellos integraron las denominadas "Fuerzas de tareas" y en el caso de Weber, oficial de la P.Federal, se lo sindica como "instructor" en el uso de la picana eléctrica para las torturas de los secuestrados. Fueron absueltos los oficiales de marina Pablo García Velazco y Juan Carlos Rolón, que continuarán detenidos porque tienen otros procesos pendientes. Estas sentencias no son el final de las investigaciones judiciales sobre la ESMA. El juzgado federal a cargo de Sergio Torres sigue investigando otros hechos ( los "vuelos de la muerte" o el robo sistemático de bienes de los domicilios de los secuestrados). Un hecho destacable es que el tribunal formuló un pedido para que la Corte Suprema de Justicia de la Nación promueva ante los organismos de Justicia Internacional la inclusión de la figura del perseguido político en el delito internacional de genocidio.

El exterior del edificio de tribunales, fue el espacio donde se agruparon miles de ciudadanos a esperar entre cánticos y consignas el fallo de la "mega-causa". Hubo impaciencia, porque el anuncio se demoró casi dos horas sobre la hora inicialmente prevista. Pero luego estalló la alegría y los abrazos. Otros, con serenidad, dejaban correr su llanto, pero con la certeza de que se cerraba una larga espera de más de 35 años. Emoción, mucha emoción por el final de tanta angustia y esperanza contenidas.

Una de las anécdotas que sintetiza el carácter histórico de la jornada que ayer vivió Argentina, lo constituye la imágen de Lilia Ferreyra, que llegó a la sala de los Tribunales donde se leerían las sentencias guardando en su cartera el original de la Carta abierta a la Junta Militar que escribió y circuló horas antes de su secuestro y asesinato su compañero Rodolfo Walsh. En ese texto, el escritor denunciaba las tropelías de la Junta a un año exacto del golpe. Lilia describía que las sentencias eran una respuesta tardía al alegato contra los represores que Walsh escribió hace 34 años. Tiene razón.

El Plan golpista no se hizo en los cuarteles

Celebremos las sentencias porque son la aplicación de una justicia postergada. Y porque en sus fundamentos reconoce la responsabilidad de los cargos que durante años gran parte del pueblo argentino formuló contra los ejecutores del plan golpista del 24 de marzo de 1976. Pero seamos conscientes que ese plan de exterminio y las posteriores decisiones políticas, sociales y económicas no fueron producto de una conspiración cuartelera.

No olvidemos nunca que ese zarpazo criminal fué la playa de desembarco de los que querían romper el tejido social, trocear el país, desmantelar su capacidad productiva, y fundamentalmente acallar cualquier disidencia con el proyecto necolonizador que querían imponer. La inspiración golpista surgió de alfombrados despachos, donde se planificó como anular la resistencia popular. De esas cavernas salió la consigna de utilizar todo tipo de violencia, ignorar leyes y normas, pisotear principios éticos y religiosos, y desplegar una serie de argumentos falaces para autojustificar la violación sistemática de los derechos humanos y sociales de los argentinos. Sus artífices no utilizaban uniforme, porque eran empresarios, industriales o rurales, capataces de transnacionales, dueños de medios de comunicación, directivos de corporaciones financieras y bancarias, sin olvidar la implicación de gran parte de la jerarquía de la Iglesia Católica argentina. En definitiva los herederos de la vieja oligarquía argentina con sus modernas variantes ligadas a los intereses del capitalismo internacional y dependientes de los intereses de los gobiernos de los Estados Unidos. En ese crisol se fundieron diversos intereses económicos y políticos para conformar esa amalgama que coincidía en un objetivo: imponer un gobierno dictatorial, anular los derechos constitucionales, disolver partidos, sindicatos y organizaciones sociales. Exterminar a todos los que ofrecieran resistencia e incluso ir mucho más allá: "Primero mataremos a todos los subversivos, luego mataremos a sus colaboradores, después... a sus simpatizantes, enseguida... a aquellos que permanecen indiferentes, y finalmente mataremos a los tímidos." como afirmó el General Ibérico Saint Jean. Y la bendición de una jerarquía eclesial cómplice: " ¿ no querrá Cristo que algún dia las Fuerzas Armadas estén más allá de su función ? El Ejército está expiando la impureza de nuestro país...los militares han sido purificados en el Jordán de la sangre para ponerse al frente de todo el país" como dijo Monseñor Bonamín en una homilía pronunciada seis meses antes del golpe militar.

¿Cuántos de aquellos, cuántos de sus sucesores ideológicos ocupan hoy funciones y cargos en la sociedad civil, en la política, en las grandes corporaciones, en el control de grandes medios de comunicación, en la propia jerarquía de la Iglesia Católica Argentina ? Muchos de ellos se maquillan como demócratas o republicanos, pero siguen alentando soluciones autoritarias y principios elitistas. Ellos están. Siguen estando. Incubaron y pueden incubar nuevamente el huevo de la serpiente.

Celebremos, pero convengamos que hay mucho camino por recorrer todavía. Memoria y Justicia, para construír un país de todos y para todos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

El “como si” de las relaciones laborales tripartitas: Dos perspectivas

Ester Kandel (especial para ARGENPRESS.info)

La justificación del desempleo en esta etapa del desarrollo capitalista viene acompañada de un conjunto de conceptos que ocultan el proceso de acumulación del capital.

Esta concepción, ya presente entre 1900 y 1940, según J. Godio: Desde los años ochenta se ha convertido en la clave para estudiar la lógica del capital. Se trata de un concepto que no es unívoco. La idea de la flexibilidad del mercado del trabajo es parte de la economía neoclásica. Como tal, es parte de modelos económicos cuyos axiomas permiten luego deducir teoremas. Los principales son: la racionalidad de los agentes (búsqueda de la máxima utilidad a través de la relación óptima entre inversión y fines), consideración de las instituciones extraeconómicas como externalidades del mercado, el equilibrio en los mercados surge la competencia perfecta y la teoría de la productividad marginal. (Neffa, 1990)

Desde la teoría de la regulación se propone una flexibilidad negociada en el pro-ceso de trabajo entre empresas y sindicatos y nuevos acuerdos en el nivel macro, orien-tados por el Estado para impulsar el consumo

Para implementar estas relaciones laborales se asignó al Estado un papel distinto con el argumento central por parte de los conservadores y neoliberales: no bloquear el rendimiento del capital y por lo tanto de las inversiones. Con ello, vino acompañado una reconsideración de las negociaciones tripartitas y bipartitas en las implementadas en la posguerra “para frenar el comunismo, reactivar la economía y dotar a los regímenes políticos capitalistas de la base social necesaria y la paz laboral”.

Esta orientación tiene efectos en nuestro país, aunque se declame la promoción de Diálogo social. Las palabras del Ministro Tomada pronunciadas en la 96 Conferencia Internacional del Trabajo, suena como una frase hueca: “no hay posibilidad de imple-mentar políticas perdurables y eficaces sin la participación de los actores sociales.”

Un ejemplo de esto, son en nuestro país, las reuniones del Consejo del Salario cuya actividad se limita a un acuerdo previo de los integrantes, sin mediar una discusión de las verdaderas necesidades de los/as trabajadores/as. A esto se añade el agravante con la intervención del gobierno en las elecciones de la CTA, no reconociendo a sus legíti-mos dirigentes.

Así analizó el Dr. Meguira el funcionamiento del Consejo del Salario:

Una vez más, como ha sido costumbre en los últimos años, debemos denunciar los déficits en el funcionamiento del Consejo del Salario Mínimo, Vital y Móvil, que vienen transformando a esta instancia en una mera formalidad, que no alcanza para modificar sustancialmente el actual patrón distributivo existente en la estructura de ingresos de nuestro país, alejándolo de la fun-ción que le asignara la constitucional nacional.

El artículo 14 bis de la Constitución Nacional reconoce el derecho de los trabajadores al salario mínimo, vital y móvil. En este sentido, el artículo 116 de la ley de contrato de trabajo sostiene que el “salario mínimo vital, es la menor remuneración que debe percibir en efectivo el trabaja-dor sin cargas de familia, en su jornada legal de trabajo, de modo que le asegure alimentación adecuada, vivienda digna, educación, vestuario, asistencia sanitaria, transporte y esparcimiento, vacaciones y previsión”.

A su vez, el Consejo del Salario constituye el ámbito a través del cual se operativiza este dere-cho, y dentro de sus funciones se encuentra “aprobar los lineamientos, metodología, pautas y normas para la definición de una canasta básica que se convierta en un elemento de referencia para la determinación del salario mínimo, vital y móvil”.

Lamentablemente, el Consejo del Salario no ha avanzado en la promoción de acciones que per-mitan determinar la cuantía de la canasta básica, elemento de referencia para la conformación del SMVM (…).

Partiendo de la premisa de la “nueva economía” con su “núcleo duro” en la auto-rrevolución del capital” y el papel de la propiedad. Julio Godio, concatena innumera-bles conceptos para sintetizarlo:

El papel de la propiedad está cambiando. La propiedad privada capitalista –bajo diver-sas modalidades (familiar, accionaria, etc- y los mercados abstractos de bienes y servi-cios son la base de las relaciones capitalistas de producción. Vivimos bajo la mano invi-sible de los mercados.

De ahí parte para justificar, situaciones laborales de inestabilidad, desempleo, precariedad, con una renovación del lenguaje y un conjunto de términos, como “auto-rrevolución del capital”, “crecimiento sin empleo”, “productividad y aplicación masiva de de nuevas tecnologías” y nuevas formas de organización del trabajo”, “nueva cultura del trabajo”.

Lo viejo de lo nuevo

La inestabilidad, desempleo, precariedad, surge de la aplicación de la “flexibili-dad laboral” como la necesidad empresaria de reglamentar el trabajo a los fines de au-mentar la producción y promover la competencia entre sus empleados/as.

Apoyándose en la ambivalencia del término, también se aplica a necesidades puntuales, como es la adecuación del horario a una persona, reconociendo su situación personal.

Un ejemplo de ello es el de las mujeres ejerciendo la maternidad, después de la licencia legal. Efectivamente es un desafío integrarse a la actividad laboral, de ahí la “extensión de la licencia por maternidad en algunas empresas de la industria química”.

Este es el “modelo” de relaciones laborales que se aplica en nuestro país, consi-derándolo, nacional y popular.

Otra perspectiva

Otra perspectiva es las de los/as trabajadores/as quienes plantean la distribución de la riqueza, transformando la desigualdad existente. Según Pablo Micheli:

La herramienta de distribución por excelencia el salario y el Salario Mínimo, vital y Móvil y la justa distribución de la riqueza eran y deben seguir siendo conceptos inseparables. Sin embar-go, poner el eje en la pobreza e indigencia implica sólo plantearse la supervivencia física, sin ninguna relación con la justicia distributiva ni con la finalidad social que el concepto de salario justo persigue .

¿Sobre que bases se puede simular esta orientación?

Asistimos a una manipulación de los sentimientos populares, un mecanismo que suele usarse desde el poder, con la argumentación tendiente a consagrar como ideología dominante la ideología de las clases dominantes en la estructuración económica de la sociedad, en nuestro caso la del “modelo” vigente y cuyas bases de sustentación nunca han sido explicitas. Se trata de un discurso que les sirve como apoyo para el presente como para el futuro, pues los planes que subsidian la pobreza actual de una inmensa población excluida no se realizan como parte de un proyecto cuestionador de este mode-lo de apropiación de la riqueza.

Ester Kandel es Magíster de la UBA en Ciencias sociales del trabajo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Los desafíos a partir del 23 de octubre

Marcelo Ramal (PRENSA OBRERA, especial para ARGENPRESS.info)

Con la votación alcanzada el domingo 23, el Frente de Izquierda recibió un fuerte respaldo al propósito que proclamamos durante toda la campaña: el desarrollo de una alternativa política de los trabajadores a la escala de todo el país. Considerando la votación presidencial y a diputados, el Frente obtuvo 660.000 votos, con resultados sobresalientes en Salta, en la Capital, en Buenos Aires, Córdoba y Neuquén, entre otros distritos. El otro "desafío" que asumimos, el ingreso de diputados al Congreso, no pudo ser alcanzado por sólo 3.000 votos en la Capital, y, en el caso de Buenos Aires, por una disposición antidemocrática del código electoral impuesta bajo la dictadura, que la democracia jamás revocó.

El desempeño del Frente de Izquierda derrumbó las pretensiones de quienes atribuían el resultado del 14 de agosto a un voto oportunista u ocasional, sólo para que pasáramos de turno. Ahora, reiteramos esa votación y ampliamos su alcance en el voto a diputados. O sea que hemos conquistado un voto principista, por un programa. Quedó demostrado que el voto del 14 no fue la defensa difusa de un derecho democrático, sino que ese derecho fue reivindicado para una perspectiva política definida: la de la izquierda independiente del gobierno y los partidos capitalistas. En su campaña, el Frente de Izquierda unió las reivindicaciones obreras inmediatas a una salida anticapitalista y nos hicimos entender por millones de trabajadores, jóvenes y ciudadanos. De este modo, rescatamos la tradición de la política electoral socialista como campo de desarrollo político de la clase o! brera. En manos de los oportunistas, ese mismo instrumento electoral había servido de excusa, en la Argentina y en el mundo, para ensayar todas las combinaciones posibles de sometimiento a los partidos capitalistas. El primer mérito, en ese plano, residió en habernos unido, o sea en establecer un polo único de clase contra los partidos y bloques capitalistas. De ese modo, facilitamos el interés y la comprensión de los trabajadores hacia nuestro programa. El mandato de los 660.000 votos del Frente es muy claro: se vincula con el programa y los propósitos políticos de la campaña.
Kirchnerismo
La votación plebiscitaria alcanzada por el kirchnerismo expresa un mandato contradictorio, como ya lo había sido el de agosto. El gobierno fue votado por la mayor parte de la clase obrera, pero también por los popes empresarios, quienes están exigiendo una devaluación junto a la "moderación salarial". Cristina Kirchner recibió el voto de los sin techo de Jujuy, pero también de los jefes del grupo Blaquier que ordenaron el desalojo sangriento de aquellos; uno de los integrantes de este pulpo ya se ha anotado para un cargo importante en el futuro gabinete económico. La votación en favor de Cristina Kirchner, por un lado, y el acentuado derrumbe de la oposición tradicional, por el otro, acentúa las características de arbitraje (bonapartismo) del gobierno kirchnerista. El régimen de autoridad personal tiene que imponerse sobre las múltiples fracciones del ca! mpo oficial, pero también sobre una oposición disgregada -o sea sobre un régimen político en abierta disolución.
La elección del domingo terminó de dirimir una disputa al interior de la burguesía, que se ha venido desarrollando desde 2008/2009 hasta hoy. Después del choque (perdidoso) con el capital sojero, el gobierno logró imponerle al resto de los explotadores su salida a la gran crisis de 2009, sobre la base de echar mano de los fondos jubilatorios y de las reservas del Banco Central. Pero el resultado electoral favorable no le resta al bonapartismo oficial su carácter tardío -o sea, agotado. El gobierno exprimió todos los recursos a su alcance en la expectativa de subirse luego al carro de una recuperación económica mundial. Pero, al final del camino, sólo se encuentra con el agravamiento de la bancarrota capitalista y con sus cajas exhaustas. Nada de esto será disimulado por la votación plebiscitaria, o por la perspectiva de una mayoría en el Congreso. Desde la misma campaña electoral, los círculos oficiales han agitado la cuestión de una reforma constitucional, supuestamente dirigida a la creación de un régimen parlamentario. Pero el bonapartismo es incompatible con la delegación o la deliberación parlamentaria. Si lo impone, sólo será para trasladar al Bonaparte al lugar del primer ministro y disimular, así, una tentativa reeleccionista. El propósito de la reforma es la prolongación del régimen de decretazos y poder personal, o sea que el gobierno está obligado a otorgarse garantías de perpetuidad a cuatro años, lo que es visto como condición para gobernar hoy. Rechazamos esta tentativa de reforma constitucional, dirigida a reforzar un régimen de rescate al capital y regimentación de la clase obrera.
En lo inmediato, el kirchnerismo tendrá que lidiar con las consecuencias de la bancarrota capitalista. La perspectiva de un ajuste y una devaluación -la que toda la burguesía reclama- va a conducir a un choque y a una escisión en la base social que lo apoyó el 23 de octubre. En este punto, debe medirse el enorme valor político de los cortes de boleta que el Frente de Izquierda recibió el domingo por parte de quienes votaron por Cristina Kirchner a presidente. Ello significa que una porción del electorado manifestó un principio de independencia hacia el gobierno tomando como referencia a la izquierda revolucionaria -o sea que estamos en la disputa por la base social que hoy acompaña al kirchnerismo.
La unidad de la oposición
Apenas terminadas las elecciones, los políticos de la oposición tradicional han hecho votos por la "unidad" que no pudieron concretar en los comicios. A la cabeza de estos pronunciamientos estuvo el "progresista" Hermes Binner, quien deslizó un "reencuentro" con la UCR y, en general, con toda la oposición. Con independencia de sus posibilidades de concreción, estos pronunciamientos revelan los poderosos lazos sociales que unen a la oposición patronal, del centroderecha al centroizquierda. Pinedo se ha paseado por todos los canales de televisión para destacar que la mayor parte de sus electores combinó su voto con el de Binner. El candidato del FAP, por su parte, culminó su campaña con un reclamo a los sindicatos para que no pidan aumentos de salarios. Los opositores serán el lobby parlamentario que actúe en favor de una devaluación de la moneda, acompañada por un freno a los salarios y el consiguiente ajuste presupuestario. El bonapartismo oficial extorsiona a los trabajadores con el derechismo de esta oposición y acostumbra a colocar a todos sus opositores en el mismo campo. Por eso, el Frente de Izquierda debe empeñarse en señalar su hostilidad mortal con la oposición de cuño patronal y, particularmente, con la que posa de progresista. Vamos a desarrollar nuestra oposición al kirchnerismo desde el campo y desde los intereses de los trabajadores, en completo antagonismo con los términos y el programa de los Carrió, Alfonsín o Binner.
La perspectiva que se abre
Por su alcance, la votación al Frente de Izquierda ha dejado plantada una referencia política para la clase obrera en un período político crucial. Es claro que el Frente de Izquierda y sus partidos han conquistado una autoridad que permitirá reforzar su trabajo de organización de la clase obrera en su acción cotidiana. Pero lo decisivo es que hemos creado las condiciones para ejercer una influencia política directa sobre toda la clase obrera, por medio de la agitación y la propaganda de carácter político. La acción del Frente de Izquierda, en este plano, puede abreviar decisivamente la evolución política de miles de luchadores que, en el plano de su acción cotidiana, deben enfrentar a los agentes del capital de un modo aislado o parcial. Esta agitación debe referirse, naturalmente, a las grandes cuestiones que planteará la crisis capitalista. Por eso! , el esfuerzo del Frente debe colocarse en desarrollar, mediante la agitación política, su programa de salida a la crisis en oposición a las medidas oficiales.
Es necesario que denunciemos intensamente la incapacidad del gobierno frente a la acción de los especuladores, exportadores y banqueros. La disposición reciente de obligar a mineras y petroleras a liquidar en el país las divisas de sus exportaciones ha terminado delatando a la propia política oficial, la cual consiste en servirles a los capitalistas todos los dólares necesarios para que los fuguen del país. Ahora -y de un modo improvisado-, el gobierno ha dispuesto una medida intervencionista -que nunca figuró en su agenda de campaña-, obligado por la fuga de capitales galopante. Pero el mismo gobierno que declaraba contar "con las divisas suficientes" para enfrentar los ataques especulativos ha confesado ahora que podría no contar con ellas. El decreto sobre las mineras, por lo tanto, inaugura una disputa por las reservas que tiene como telón de fondo a la crisis mundial. El gobierno le ! ha levantado la voz a los especuladores, pero no tiene ni los recursos ni la disposición política para llevar el juego hasta el final. En oposición a esta sangría, planteamos la apertura de los libros de empresas y bancos, así como el control obrero de las operaciones con el exterior. La campaña política debe ser igualmente enérgica por la prohibición de las suspensiones y despidos; que una reducción de la jornada laboral, sin afectar el salario, sea integralmente costeada por las patronales, las que vienen de muchos años de beneficios extraordinarios. Frente a la tentativa de ir más a fondo en la expoliación de la caja de la Anses, planteamos que ésta sea dirigida por trabajadores y jubilados electos, para que sus fondos dejen de servir a la deuda usuraria y aseguren el 82% móvil.
Con estos ejes, el Frente de Izquierda va a dirigir su agitación política hacia las grandes masas. Promovamos actos, asambleas y plenarios por el desarrollo del Frente de Izquierda, convocando a todos los que militaron, simpatizaron, fiscalizaron o nos votaron en el curso de esta gran campaña.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina. Bienes naturales y modelo productivo: Los sanjuaninos pagan 99 veces más caro el litro de agua que la minera Barrick Gold

PODES DECIRLO - ACTA

Argentina está proclamando una nueva era en minería e hidrocarburos, dando la bienvenida a inversiones foráneas por miles de millones de dólares para explotar vastos yacimientos de gas natural, petróleo, oro, litio y otros metales que antes se pensaba no eran rentables o accesibles.

Sin embargo, existe un factor que amenaza este auge de recursos, algo que tanto políticos como directivos del sector energético rara vez mencionan: se requerirán enormes volúmenes de agua para la extracción de estas riquezas en un país donde la escasez del líquido ha sido durante años un lastre para el desarrollo, y el 16% de las viviendas carece de acceso al agua potable.

Para obtener todo el valor energético prometido de un gran depósito de petróleo y gas de esquisto en Argentina anunciado este año, los expertos dicen que podrían requerirse unos 144.000 millones de litros de agua, equivalentes a la cantidad diaria total de agua suministrada a todo Estados Unidos.

Otros proyectos importantes incluyen Pascua Lama, la mina de oro más alta del mundo, ahora en desarrollo sobre la frontera entre Argentina y Chile. Está programada para inaugurarse en la cordillera de los Andes y producir metales preciosos durante 25 años. La roca será procesada del lado argentino con una mezcla de cianuro y 53.000 millones de litros de agua, de acuerdo con el gigante minero canadiense Barrick Gold Corp.

Barrick Gold dice que ese tipo de mina usará menos de 1% del agua corriente de los ríos vecinos, pero río abajo en la provincia de San Juan, la gente ya enfrenta restricciones en el uso del agua y debe pagar 99 veces más por el agua de lo que la mina pagará bajo un acuerdo con autoridades de la provincia, dijo el legislador Miguel Bonasso, quien encabeza la comisión de recursos naturales en el Congreso y patrocinó una Ley de Glaciares, la cual promete crear un inventario científico de los recursos hídricos de la nación.

Si Barrick Gold tuviera que pagar el mismo precio que los ciudadanos pagan por el agua, no invertiría en la mina, pues no sería rentable, dijo Bonasso.

Litio en Jujuy

En tanto, el Ministerio de Minería calcula que puede obtenerse litio por valor de US$ 50.000 millones tan sólo en las salinas de la provincia de Jujuy, casi el mismo valor que el total de las reservas extranjeras del país. Sin embargo, para extraer ese litio -usado en baterías de celulares y autos eléctricos- es necesario la utilización de agua para preparar una salmuera espesa, que los grupos indígenas temen les destruirá su sustento tradicional de la recolección de sal.

Pero la atención recientemente se ha centrado en el descubrimiento de un yacimiento enorme de gas y petróleo encontrado en una capa de esquisto a gran profundidad en el subsuelo de la cuenca “Vaca Muerta”, en la provincia de Neuquén.

Aunque el 90% de sus principales depósitos está sin explorar, Vaca Muerta podría incrementar las reservas petroleras de Argentina en al menos 750 millones de barriles, y probablemente tres veces esa cantidad, dijo Michael Lynch, analista petrolero y presidente de Investigación Estratégica de Energía y Economía. Según la empresa española Repsol-YPF, Vaca Muerta también tiene unos 4,5 billones de pies cúbicos de gas natural.

El descubrimiento elevó las reservas de gas en esquisto “técnicamente recuperable” de Argentina a 774 billones de pies cúbicos, de acuerdo con cálculos del Departamento de Energía de EE.UU., las cuales tienen el potencial de convertir al país en el tercer mayor proveedor de gas de esquisto tras China y EE.UU.

Después de anunciar el descubrimiento, la presidenta Cristina Fernández señaló que la formación de “Vaca Muerta” permitirá fomentar el desarrollo para todos los argentinos, y la semana pasada procedió a asegurar compromisos de inversiones por US$ 1.150 millones con Exxon Mobile Corp., AES Corp. y Apache Corp., con cuyos ejecutivos se reunió en Nueva York.

Pero la técnica para explotar este yacimiento, conocida como “fracking”, requiere enormes cantidades de agua: precisa entre casi 19 millones y 23 millones de litros de agua por pozo, y serían necesarios miles de pozos para extraer los volúmenes de gas y petróleo que esperan producir, dijo Anthony R. Ingraffea, profesor de ingeniería de la Universidad Cornell y experto en la compleja mecánica de fracturar la roca en lo profundo del subsuelo.

En el árido occidente de Argentina, el agua tendría que extraerse de mantos acuíferos profundos, ríos o de embalses que contienen el agua proveniente de la nieve y glaciares que se derriten en los Andes. Una vez utilizadas en el “fracking”, estas aguas quedan tan contaminadas que ya no se pueden reciclar para agua potable o de riego.

“Estas partes se volverán mucho más secas”, dijo Ingraffea.

“Es evidente que es una cantidad enorme de agua”, señaló por su parte Daniel Tallian, director del Centro de Derechos Humanos y Ambiente en Argentina, quien señaló que hay que evaluar el “peligro” que representan estos proyectos “para los acuíferos subterráneos, que son un recurso crucial y delicado”.

Los grupos indígenas, por su parte, reclaman que las autoridades provinciales no los han protegido de la contaminación de las aguas.

Actualmente 33 comunidades indígenas afirman que las provincias de Jujuy y San Juan efectúan explotación de minerales y les arruinan sus recursos hidráulicos sin consultarles. La mayor parte de estos casos están en la Corte Suprema, que debe decidir qué es más importante: la protección ambiental o los derechos mineros de las provincias. 144.000millones de litrosde agua se necesitarían para extraer todo el valor energético del depósito de petróleo y gas de esquisto descubierto en la cuenca “Vaca Muerta”. Es equivalente a la cantidad diaria de agua suministrada por los sistemas públicos a todo Estados Unidos.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

La crisis de las estadísticas públicas en la Argentina

David Muratore (ACTA)

Es la precarización. El problema de las estadísticas públicas en la Argentina no es la Intervención al Indec. Esta es una consecuencia. Si este argumento es verdadero (cosa que intentaremos probar), nos ayudará a tener una visión más amplia del problema.

Tanto de las estadísticas como de las dificultades que los trabajadores y trabajadoras de las estadísticas públicas tienen en todo el territorio nacional, incluyendo además del INDEC a los institutos y departamentos provinciales y municipales.

Entonces, partamos de la siguiente premisa, para luego intentar probarla: El principal inconveniente de las estadísticas públicas en la Argentina es que nunca se desmontó la carcasa neoliberal sobre la cual están montadas. Planteado entonces que la Intervención al INDEC es una “consecuencia” y que el problema es que las políticas estatales neoliberales siguen vigentes e impactan de manera directa en las precarias condiciones de trabajo, trataremos de probarlo con ejemplos concretos.

La Intervención

Inmediatamente de intervenido el Instituto Nacional de Estadística y Censos, desde la Junta Interna de ATE de ese organismo estatal se planteaba que la precarización sufrida por los trabajadores y trabajadoras era condición sine qua non para la entrada a “sangre y fuego” del gobierno nacional, o más bien… con “guita y prebendas” al Instituto.

Con la voluntad de muchos se intentó ( y a veces se logró) quebrar con el manual de la patronal: horas extras a quien se portara bien, a los sumisos y dádivas de trabajo basura a los acólitos, o simplemente a quien estuviese en la necesidad de llevar un mango a la casa, y por supuesto persecución a quienes se opusieran.

Es decir; si en el INDEC no hubiera habido trabajo en negro, si en el INDEC los salarios no dependieran de una serie de estipendios que pueden (y de hecho son) manejados arbitrariamente, las posibilidades de Intervención no hubieran sido de ninguna manera imposibles, pero sí bastante más difíciles.

Precarización en todo el país

Ahora, esto de ninguna manera se agota en el INDEC. Si se hace un recorrido por las provincias se verá que dificultades similares, aún peores, sufren los trabajadores y trabajadoras de las estadísticas.

En principio, hemos comprobado una forma de atropello que se repite a lo largo y ancho del país. Los Encuestadores/as –que son quienes brindan el insumo fundamental sin el cual sencillamente no habría estadísticas– no son considerados trabajadores.

En el 90 por ciento de los casos son trabajadores/as precarizados, con contratos de locación y servicio con sus distintas modalidades y tiempos que van desde la renovación mensual (es decir, el encuestador/a no sabe si al mes siguiente va a poder comer), hasta contratos por tres meses o un año.

Siguen vigentes en la mayoría de las provincias y municipalidades las “pasantías” y la figura de “becario”, y por último el paraíso del encuestador: “El transitorio”. Todas estas figuras laborales pueden encuadrarse jurídicamente de manera sencilla: fraude laboral.

Las modalidades de trabajo basura descriptas son la fiel expresión de que las políticas neoliberales tanto en la nación, como en las provincias y municipalidades gozan de excelente salud. Y con esto empezamos a pagar, comenzamos a probar la premisa de la cual partíamos.

El trabajo inestable genera miedo y por ende es un gran disciplinador, y por último, es muy barato, en este caso para el Estado.

En Rosario

Veamos. En la provincia de Santa Fe, si bien se han ido dando pasos en cuanto al blanqueo de los trabajadores, impulsados por la lucha que desde hace 7 años dan los compañeros de ATE Rosario en ese Instituto, siguen aún pelando para que en la delegación rosarina haya una carrera administrativa para los más de 70 compañeros y compañeras que desarrollan sus tareas allí.

Uso político de las estadísticas públicas en Santa Fe

En la provincia de Santa Fe se ha usado el trabajo de los compañeros del IPEC que el Estado paga muy mal para hacer política.

Como un espejo invertido con el INDEC, funcionarios del Gobierno provincial han cansado a la población con que “las de Santa Fe son las estadísticas de un Gobierno que no miente, que no interviene”, haciendo de las estadísticas un uso político, sacándoles a sus trabajadores una “plusvalía” que obviamente no pagan.

Las estadísticas son en Santa Fe más utilizadas para hacer política electoral que para lograr entender cuáles son las reales necesidades del pueblo, que es para lo que deberían servir las estadísticas públicas.

Mientras tanto, en los cuatro años que van de gobierno socialista, no se ha solucionado uno solo de los problemas planteados desde ATE.

Neuquén, Jujuy y Buenos Aires

En tanto que la situación planteada se repite en Neuquén, en donde también se organizaron en ATE para poner freno a la precarización y a los bajos salarios. También en Jujuy se están organizando, al igual que en la provincia más grande del país, Buenos Aires.

El común denominador en todas partes es obviamente el mismo. Si bien desde lo discursivo, e incluso desde lo simbólico se ha dado un proceso de revitalización de la idea de Estado, en los hechos, lo que prima para dentro del mismo es el neoliberalismo más rancio.

Precarización, contratos basuras, fraude laboral, bajos salarios e incumplimiento, obviamente, de las leyes laborales, e inclusive del Art 14 bis de nuestra Constitución que plantea que debe haber una igual remuneración a una igual tarea. Todos estos incumplimientos se agravan porque es el mismo Estado que debería garantizarlos quien los incumple.

El Espacio Nacional de Trabajadores/as de las Estadísticas Públicas en ATE

Es en este marco que surgió hace un año y medio un espacio, denominado por ahora Espacio Nacional de Trabajadores/as de las Estadísticas Públicas en ATE que intenta en principio hacer un paneo de la realidad de estas compañeras y compañeros a lo largo de todo el país para luego transformar la realidad que más arriba describíamos.

Lo importante de este espacio es que surgió de la lucha misma, en la calle, en las calles de la Capital Federal, de Rosario, de Jujuy y de Neuquén, es decir; es un lugar nacido en el seno mismo del conflicto.

Es desde este ámbito –la calle con los trabajadores organizados en ATE- de donde surgió la lucha en contra de la Intervención del Indec y de los desmanejos de las estadísticas oficiales; es desde este lugar desde donde nació la lucha contra la precarización en Rosario, Neuquén y Jujuy.

Es éste el espacio al cual invitamos a todos los/las laburantes de las estadísticas públicas del país para luchar en unidad contra la precarización, por mejores salarios, por carrera administrativa, por mejores convenios colectivos y para terminar definitivamente con la Intervención al INDEC y desmontar de una vez y para siempre las políticas neoliberales que siguen generando inmensas desigualdades.

Creemos que la premisa está probada, por lo que te invitamos a luchar, juntos/as.

David Muratore es Secretario de Comunicación de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE-CTA) de Rosario.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Chaco: El cinismo sin límites del represor Tozzo: “No estaba para nada de acuerdo con el golpe militar del 1976”

CHACO DIA POR DIA

El represor aportó poco y nada este jueves en la primera parte de la indagatoria que realizó ante el juez Skidelsky. Habló sobre el pase a retiro que sufrió en 1980 por su supuesta filiación peronista. Reconoció que en el país hubo una “ola represiva”.

La primera parte de la declaración indagatoria que se le tomó este jueves al represor Norberto Tozzo aportó poco y nada a la causa en donde se investiga su responsabilidad en la Masacre de Margarita Belén. Sí quedó en claro el alto grado de cinismo que maneja el ex capitán del Ejército: dijo que estaba en contra del golpe de Estado de 1976, al tiempo que reconoció que hubo una “ola represiva” en el país. Además aseguró que siempre fue peronista y que el dictador, Leopoldo Galtieri, lo pasó a retiro en 1980 justamente por sus inclinaciones políticas. Este viernes continúa la indagatoria.

El juez Federal de Resistencia, Carlos Skidelsky; el fiscal subrogante, Horacio Rodríguez y el defensor oficial, Gonzalo Molina fueron testigos privilegiados del inflamado alegato que dio Tozzo en la en la Secretaria de Derechos Humanos Penal III del Juzgado Federal de Resistencia durante poco más de tres horas y media. Mientras tanto, en la vereda de Perón 636, familiares de víctimas del Terrorismo de Estado y expresos políticos coreaban a viva vos: “Tozzo al calabozo”.

Durante toda su exposición, a la que tuvimos acceso, Tozzo evadió responder sobre su participación en la matanza de al menos 22 presos políticos ocurrida el 13 de diciembre de 1976, de la cual, participó como ejecutor, según consta en la sentencia de la primera parte del juicio. Sí apuntó a las internas que se vivían en el Ejército y por la cual lo pasaron a retiro en 1980. Según él, por ser peronista.

“Fui pasado a retiro obligatorio con el grado de capitán, el grado de Mayor me fue concedido por el Dr. (Raúl) Alfonsín, primer presidente democrático, luego del período de la dictadura, como consecuencia de la promulgación de la ley 23.223, donde el Congreso de la Nación, aprueba por mayoría la restitución de mi grado, en un acto de agradecimiento por mi trabajo para lograr la democratización del país”, arrancó arrogante Tozzo.

Prosiguió su alegato analizando los pormenores de esa degradación por parte del propio Ejército el cual lo dio de baja clasificándolo de “inepto para las funciones de su grado”, a raíz de que se consideró que “su permanencia en la fuerza perjudicaba la cohesión espiritual de los cuadros por no encontrarse adecuadamente compenetrados con la filosofía y el sentir institucional del Ejército”.

“La Junta de Clasificaciones realizó un estudio sobre mi pasado político que incluyó a figuras de mi familia (…) también habla de mi presente en ese momento en la fuerza, cuando dice que revistando en situación de actividad ‘perjudica la cohesión espiritual de los cuadros’, y esto es así, porque cualquiera que estudie mis legajos, verán que mis calificaciones profesionales eran excelentes, por lo que yo tenía gran influencia sobre mis camaradas, subalternos y algunos superiores”, señaló.

“En lo que se refiere al tramo que dice no encontrarse compenetrado con el sentir del Ejército, es porque evidentemente yo no estaba para nada de acuerdo con el golpe militar que se instauró en 1976, como tampoco lo estuve con el período dictatorial desde 1966 hasta 1973, momento éste en que inicié mi militancia política en el peronismo”, afirmó el represor capturado en Río de Janeiro en 2008, tras estar prófugo por más de un lustro de la Justicia argentina.

Familia peronista

Posteriormente, Tozzo hizo un detallado racconto de la vinculación de su familia con el peronismo. Dijo que su padre, el suboficial mayor, Juan Tozzo, fue “íntimo colaborador del General Perón” y que incluso se desempeñó como jefe de despacho de la presidencia de la Nación, lugar en el que ingresó en 1946. Además dijo que su padre tenía una “estrecha amistad” con Eva Duarte y su hermano Juan Duarte.

Luego señaló que en los distintos “gobiernos dictatoriales” sus hermanos, Juan Carlos y Guillermo, tuvieron problemas para ingresar al Ejército lo que refleja “la persecución política que había hacia mi familia, puesto que mis hermanos son excelentes y exitosos empresarios que viven hace mucho tiempo en España”, dijo, cínico.

En el tramo final de su indagatoria, Tozzo explica lo que fue el Ejército Nacional, una supuesta línea interna de militares filoperonistas de la cual, da a entender, formó parte y por la que Galtieri lo pasó a retiro. Es notable como habla abiertamente de “represión” como si fuera algo que realizaban “los otros” y no él.

“Ante los continuos golpes de estado dado por las fuerzas armadas, luego de 1955, organizadas principalmente por el ala Liberal que conducía el Ejercito argentino cuyo principal objetivo era mantener la proscripción de Perón y del movimiento peronista, utilizando la represión sobre las clases más desprotegidas de la sociedad, los dirigentes y pensadores, nace en la oficialidad joven del ejército, la necesidad de promover y provocar un cambio a los efectos de poder desarrollar, junto al pueblo de la nación argentina, un proyecto nacional y popular que hasta ese entonces les era vedado y reprimido”, aseveró.

El final de su declaración es para el bronce: no sólo que reconoce la “ola represiva” que se produjo en el país, sino que aseguró que justamente por eso dentro de su línea de militares filoperonista se debió entrar en un “impase”. “No se perdieron las convicciones a partir del 24 marzo de 1976, pero es evidente que ante la ola represiva que vivió la sociedad y sacudió las estructuras del ejército nacional, se debió entrar en un impase”, dijo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina, Córdoba: Los trabajadores de la salud coparon nuevamente las calles

PRENSA RED

El jueves al mediodía se realizó un acto en Colón y General Paz en reclamo de mejoras salariales. Participaron trabajadores de ATE, UTS, la Interhospitalaria y enfermeras unidas. También hubo cortes en el interior provincial.

Otra jornada de lucha culminó ayer con una masiva movilización por el centro de la ciudad de Córdoba en reclamo de una recomposición salarial que eleve el básico inicial al nivel de la canasta familiar que calcula la CTA. Hubo cortes en el interior provincial.

Con la participación de ATE, UTS, la Interhospitalaria y enfermeras unidas, se realizó una marcha que partió desde el Polo Sanitario y concluyó en la céntrica esquina de Colón y General Paz.

Alrededor de un millar de trabajadores salieron a la calle en un contexto de máxima tensión, debido a las seis semanas que lleva el conflicto sin que el gobierno provincial de Juan Schiaretti acuse recibo e interponga alguna propuesta de solución.

Por el contrario, la Provincia se mantiene en la negativa a reconocer a las organizaciones sindicales que encabezan el conflicto, a pesar que la gran mayoría de los hospitales se encuentran paralizados, sólo atendiendo emergencias y guardias mínimas. Sin embargo, los trabajadores dieron una muestra más de unidad y convicción para continuar con las medidas de fuerza.

“Le digo al gobierno que es su responsabilidad que se estén afectando nuestro derecho humano a la salud. Qué Schiaretti dé la cara”, gritó conmovida una vecina que se acercó a la concentración, ante el aplauso general de los presentes.

En la oportunidad estuvieron presentes, María Teresa Romero, secretaria General de ATE Córdoba, Cacho Mengarelli y Guido Dreizik, secretarios generales de CTA Provincia y CTA Capital, respectivamente, Carlos Altamirano de UST, así como compañeros del MTS, la CCC, Izquierda Unida y Libres de Sur.

“Sabemos que el gobierno apuesta al desgaste, por eso es clave esta demostración de fuerza, de unidad y compromiso”, señaló en el acto de cierre de la marcha Daniel Pawluchuzk, secretario de Prensa de ATE y coordinador del sector salud en conflicto.

El dirigente afirmó que hay que poner en práctica alternativas de protesta para evitar el desgaste y continuar convocando a la comunidad a que se sume al conflicto, toda vez que es la población la gran afectada por la falta de respuestas de la gestión de Schiaretti.

“Planteamos que cuando se apruebe el presupuesto provincial en diciembre, vamos a estar en la Legislatura, para decirles no sólo los graves problemas del sector salud en infraestructura e insumos, sino que los salarios de los trabajadores deben discutirse para incluir una nueva pauta salarial que lleve todos los remunerativos al básico”, dijo Pawluchuzk

Por otra parte adelantó que el lunes próximo debe coordinarse una propuesta para llevar a la Asamblea General que se realizará el martes.

Según se informó durante el acto, en Río Tercero los trabajadores del Hospital Zonal cortaron la calle frente a la puerta del nosocomio.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Crisis de la educación, uno de los múltiples rostros de la crisis global

Miguel Guaglianone (BARÓMETRO INTERNACIONAL, especial para ARGENPRESS.info)

Ponencia presentada por el autor en el foro “Crisis Sistémica, retos de la Educación Superior”, auspiciado por el Foro Mundial Temático (capitulo Venezuela), Radio Fe y Alegría, Nodo Libre, COtTRAIN y Barómetro Internacional, el 21 de octubre de 2011, en el Auditorio Naranja de FACES, Universidad Central de Venezuela.

Educación y Crisis

Siendo este un fenómeno tan complejo, y teniendo por objetivo esta reflexión ir desde la crisis educativa, a nuestra crisis global y sus alternativas, haremos solamente una breve mención de distintos aspectos de la crisis educativa y de aquella de generación del conocimiento que la acompaña.

Los problemas de la educación en nuestra sociedad actual tienen a nuestro entender un origen temprano. Los grandes cambios producidos por la revolución industrial y sobre todo por la llegada de la sociedad de masas y el desmesurado crecimiento de la población urbana en nuestra cultura a principios del siglo XX, trajeron entre otras consecuencias el quiebre de instituciones sociales tradicionales (familia ampliada, comunidades provinciales, centros cívicos, comunidades religiosas) y el nacimiento de nuevas formas de interrelación social. Si entendemos por educación, -en una definición amplia- al proceso e instituciones por los cuales toda sociedad se encarga de proporcionar a niños y jóvenes las pautas, conocimientos comunes y valores sociales colectivos, vemos que precisamente esas instituciones que colapsaron y tendieron rápidamente a desaparecer, eran las que en la sociedad tradicional cumplían este rol.

Con el progresivo colapso de estas instituciones, la introducción de niños y jóvenes a la sociedad quedó en manos de los sistemas de enseñanza, que hasta aquel entonces, y prácticamente desde la Edad Media, venían encargándose sobre todo de proporcionar a determinados estamentos sociales conocimientos específicos para el desempeño de labores determinadas. Estas instituciones sociales no estaban en capacidad, con sus estructuras, métodos y sistemas, de cumplir con objetivos que las desbordaron. Esto fue percibido tempranamente por diferentes educadores y filósofos, quienes intentaron desarrollar nuevos modelos educativos que pudieran enfrentar la situación. Algunos ejemplos en la larga lista de estos pioneros van desde la temprana María Montessori, pasando por Ovide Decroly o John Dewey, hasta la experiencia de Alexander Neill en Summerhill que tuvo su mayor difusión a fines de los años sesenta.

Mientras fue avanzando el siglo XX, la sociedad de masas naciente se fue transformando en sociedad de consumo, sobre todo luego de terminar la Segunda Guerra Mundial. El progresivo desarrollo del originario sistema de producción capitalista industrial hacia un nuevo sistema que permitiera la producción masiva abastecedora de esa sociedad de consumo, y las modificaciones estructurales que esto produjo en las sociedades de los países centrales (sobre todo en los EUA) implicó también nuevos cambios que dieron una nueva faceta a la crisis educativa. Por ejemplo, la necesidad de disponer de cantidades ingentes de individuos de mayor capacitación para abastecer las necesidades tanto la industria como de los servicios en creciente expansión, fue convirtiendo a las universidades, en fábricas cada vez más estandarizadas productoras de progresivos volúmenes de profesionales técnicos, abandonando su rol (que mantenían desde la edad media) de instituciones sociales creadoras y atesoradoras de conocimiento. En este complejo proceso las universidades fueron perdiendo sobre todo su capacidad de investigación, mientras el capitalismo productivo fue convirtiéndose en las cercanías de los tres cuartos del siglo pasado, en el actual neocapitalismo corporativo. Fueron apareciendo entonces fenómenos actuales que continuaron afectando la educación y el conocimiento.

1) La acumulación de poder y capital trajo el crecimiento en poder y tamaño de las grandes corporaciones, que se han ido transformando en las verdaderas dueñas del planeta, así como el advenimiento de la globalización que intentan imponer. Ellas se fueron haciendo cargo de la investigación y producción de nuevo conocimiento, llevando estas actividades a estar orientadas específicamente al lucro. Las consecuencias han sido muy graves, como por ejemplo el desarrollo desbordado de la tecnología como un fin en sí misma y la pérdida progresiva de la creación de nuevos conocimientos cualitativos (ver Daniel Bell). Hace ya prácticamente más de seis décadas que no se producen descubrimientos fundamentales ni nuevas teorías generales (con consabidas excepciones como la Teoría del Caos o el desarrollo de las Ciencias Sociales). Esta es otra faceta de la crisis general que está relacionada directamente con la educación.

2) Este mismo proceso y el predominio absoluto de la lógica del capital corporativo y el lucro, ha provocado una tendencia hegemónica, sobre todo a partir del predominio mundial desde los años 80 de lo que hemos llamado la propuesta neoliberal, que es la mercantilización de la cultura. Ya no basta con producir bienes de consumo masivo tradicionales, es necesario conseguir nuevos “productos” para ampliar los mercados y las ganancias en su producción y comercialización. Los hechos culturales son estos nuevos “productos”, que por supuesto estarán “elaborados” en forma industrial para su mayor rentabilidad. No solo el conocimiento (que además se protege con un sistema de marcas, patentes y “propiedad intelectual” controlado por las corporaciones) sino todas las demás actividades culturales, como la producción de música o de publicaciones, para no hablar de la producción tanto de las artes más tradicionales como de los lenguajes audiovisuales.

3) Dentro de esa desenfrenada carrera por convertir todos los hechos humanos en mercancías comercializables, el proyecto neoliberal incluye la “privatización” (la conversión de su operación en un negocio en manos de empresas privadas) de todos los servicios sociales. Para ello debe propender a quitar al Estado funciones tradicionales, para así poder manejar los servicios públicos (agua, telecomunicaciones, energía), la Seguridad Social, la Salud Pública, las cárceles, la producción agropecuaria (a través de los transgénicos y los monoculitivos industriales) y por supuesto la educación. Una nueva variable que alimenta la crisis educativa, la conversión de sus instituciones a todo nivel (desde el preescolar al postgrado universitario) en rentables empresas de negocios.

La Crisis global

Baste entonces lo expuesto para apreciar como la crisis sistémica de nuestra educación contemporánea es parte de la crisis general de todo un sistema, que sospechamos que va aún más allá de lo que algunos definen como “crisis del capitalismo” Nuestra sospecha es que estamos viviendo un proceso de quiebre y desmoronamiento que por estar motorizado por lo cultural, más que por lo puramente económico, se refiere a un derrumbe de propuesta civilizatoria. Quien parece estar colapsando, más que el sistema capitalista, es la Cultura Occidental y Cristiana.

Esta civilización que naciera en Europa, y a partir del Renacimiento comenzara una expansión inusitada por el mundo, apoyada en el desarrollo de las ideas racionalistas que llevaron al desarrollo de la ciencia, en el crecimiento desmesurado de una tecnología utilitaria basada en ella, y en la secularización de su cultura, que abandonando la contemplación religiosa promovió el individualismo, el logro y la conquista del mundo; parece estar llegando en este principio del siglo XXI a los límites finales de su crecimiento.

Todo el sistema parece estar desmoronándose. Ya a fines de los años sesenta aparecieron los primeros síntomas. Los movimientos sociales, las protestas, la crisis petrolera, constituyeron los primeros indicios generales y evidentes de que las propuestas que intentaban imponerse al mundo estaban siendo cuestionadas, no solamente desde la periferia, sino desde los mismos países centrales.
´
La respuesta agresiva por parte del poder establecido, conjuntamente con la caída de la Unión Soviética y el fin de la Guerra Fría, le permitieron al sistema generar la “primavera neoliberal” de los años 80. Habiendo eliminado las resistencias de las décadas anteriores, algunas veces a sangre y fuego como en nuestra Latinoamérica con la imposición en serie de terribles dictaduras militares apoyadas por los poderes centrales, habiendo apagado las protestas en el centro del sistema con un cierto “éxito” del Estado de Bienestar y la ilusión del consumo como panacea de vida impuesta a través de un sistema cada vez más corporativo de medios de comunicación, o promoviendo sangrientas guerras de conquista, durante casi veinte años el mundo pareció encaminarse hacia los anti-paraísos profetizados por “1984” o “Un mundo feliz”, bajo la tutela de una presencia hegemónica y totalizadora.

Las nuevas alternativas

Sin embargo, ya a partir de la última década del Siglo XX, las cosas parecieron tomar otro cariz. Comienzan a aparecer en el panorama global nuevas alternativas, que no solo son ajenas a esa propuesta globalizadora, sino que se le enfrentan con cada vez mayor éxito.

El mundo islámico se va convirtiendo en un problema para el control central. Problemas que van desde la caída del Sha de Irán y el advenimiento del régimen de los Ayatolá, a la sucesión de gobiernos que se han resistido a ser manejados por los intereses de las potencias centrales y las corporaciones transnacionales, algunos de ellos como el de Irak o el de los Talibanes en Afganistán, que fueran apoyados y promovidos por los propios EE.UU. y que se convirtieron en sus opositores u otros como el de Libia (al que hoy se le quiere hacer pagar bien cara su rebeldía) que fueron producto de movimientos nacionalistas propios.

Es bien curioso lo que sucede con el Islam. En el año 1964 tuvimos la oportunidad de escuchar una conferencia del gran historiador británica Arnold Toynbee, en la cual entre otras cosas el decía que la situación de Occidente con el Islam no estaba todavía definida. Que por su conocimiento en el tema, cuando entre dos civilizaciones sucedía lo que aconteció entre estas, que una avasalla a la otra, la historia presentaba tres alternativas posibles: a) La civilización avasallada era absorbida por la otra y desaparecía b) La civilización avasallada conquistaba el alma de su agresora y la impregnaba de sus valores, o c) La civilización avasallada resurgía de sus cenizas y derrotaba a su agresora. Los hechos actuales parecen destacar la última alternativa.

Respecto al Lejano Oriente, lo que en un principio durante los 80 preocupó a Occidente, el desmesurado crecimiento de la capacidad productiva y competitiva de aquellos a los que se llamó los “tigres asiáticos” que sin embargo fue controlado por los poderes centrales a través de una mezcla de presión política y apoderamiento por parte del poder corporativo de las riendas de la producción, hizo eclosión con la explosión de desarrollo industrial y económico de China. Allí emergió entonces quien es hoy la nación que parece estar comandando los destinos económicos del planeta. Que el motor principal que produjo este fenómeno es cultural, no es difícil de apreciar. A pesar de que las corporaciones se han instalado en China, el control económico sigue en manos de su gobierno. Y no es ninguna casualidad, que una misma nación haya producido en dos épocas diferentes, con distintas tecnologías y con regímenes políticos distintos las dos únicas obras humanas que pueden verse a simple vista desde el espacio (La Gran Muralla y la Represa de las Tres Gargantas), el secreto parece estar en sus características sociales y culturales.

Y finalmente, lo que nos toca más de cerca y de lo cual somos protagonistas, es el nuevo rol que está empezando a desempeñar nuestra región latinoamericana en el contexto internacional. En los últimos tiempos nos hemos convertido de aquellos que Mao Tsé Tung llamara “el patio trasero del imperialismo”, en un conjunto de naciones que comienzan a orientarse hacia una nueva forma de vida, con una visión integracionista que rescata los sueños de las gestas independentistas de hace doscientos años y de los hombres que las llevaron adelante. No es necesario exponer aquí lo que hoy para nosotros es noticia cotidiana de este proceso, basta con mencionarlo como una de las nuevas perspectivas.

Y el escenario final que estamos viviendo tiene sobre todo que ver con el resquebrajamiento del sistema económico-financiero que intenta controlar el planeta. A partir de la crisis financiera que comenzara en los Estados Unidos en el 2006 con el estallido de la “burbuja hipotecaria”, una progresiva espiral decreciente parece ir marcando la caída del sistema, que había llegado a absurdos tales como que más del 70% del dinero que se generaba provenía no de lo producido sino de la pura especulación, o de una concentración de capital que hace que por ejemplo el 1% de la población mundial maneje casi la mitad del capital global. A pesar de todos los esfuerzos hechos por los gobiernos centrales para detener esta caída, ella se ha ido convirtiendo ya en casi una década en indetenible. Claro que mientras tanto todo parece colapsar, las grandes corporaciones son financiadas por esos gobiernos y presentan unos márgenes de ganancias cada vez más disparatados.

Esto está acompañado por la progresiva aparición de movimientos sociales que convulsionan el ámbito internacional. No sólo lo que se ha dado en llamar la “primavera árabe”, donde las protestas masivas en Medio Oriente y el Magreb no sólo han tumbado varios gobiernos tradicionalmente autoritarios, sino que siguen haciendo presión por cambios sociales, sino lo que ahora se nombra como “indignados”, movimientos sociales de protestas generalizadas en los países centrales, en respuesta al colapso del Estado de Bienestar producido por la crisis financiera y las medidas de gobiernos y entidades transnacionales de control económico (FMI, Banco Mundial, Banco Europeo) que cargan sobre los ciudadanos el peso de la crisis económica.

Este es a grandes rasgos el panorama internacional analizado desde una perspectiva general.

Conclusiones

Si este enfoque tiene en alguna medida una perspectiva correcta, podemos establecer ciertas conclusiones provisionales:

1) La crisis general que estamos viviendo tiene un carácter profundo, que va más allá del derrumbe del sistema económico. Lo que está en juego es la validez, no sólo de los sistemas políticos y económicos vigentes, sino sus sistemas de valores y sus objetivos, es decir sus propuestas culturales.

2) Las nuevas alternativas que emergen frente a esta crisis están presentando por ende no sólo la búsqueda de formas económicas y políticas alternativas, sino la conformación y desarrollo de nuevas cosmovisiones, nuevos sistemas de valores, nuevos hábitos de convivencia, nuevas formas de vida.

3) La crisis de la educación, que es parte estructural de esta crisis general, solo podrá enfrentarse de la misma forma, promoviendo y descubriendo desde nuestro lugar nuevas ideas, nuevos sistemas y nuevas formas para rescatar un proceso educativo para una nueva sociedad.

4) En lo que respecta a Nuestramérica, tal como lo dice Aram Aharonian, debemos comenzar a “vernos con nuestros propios ojos”. Ya estamos desde algunos lugares intentándolo. No es casualidad la búsqueda de propuestas que vengan desde nuestros pueblos originarios, cuya cultura fuera barrida y escondida durante quinientos años, y que hoy parecen tener mucho que aportar. Tal como lo propusiera hace ya dos centurias Simón Rodríguez, la alternativa para nosotros en el fondo es muy simple: “O inventamos o erramos”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Cuba: “Damas de Blanco” sospechan a líder fallecida del desvío de 20 000 dólares

Jean-Guy Allard (especial para ARGENPRESS.info)

En La Habana, los rumores circulan a la velocidad del relámpago. Fuentes cercanas a las Damas de Blanco revelan que Berta Soler, la nueva jefa del pequeño grupo, tuvo la mala sorpresa de constatar la desaparición de unos 20 000 dólares al tomar posesión de la contabilidad de esta organización abiertamente financiada por Estados Unidos.

La fundadora de las Damas, Laura Pollán, falleció con 63 años de edad, el 14 de octubre en el Hospital Calixto García, víctima de un paro cardíaco “agravado por un cuadro de diabetes, hipertensión y dengue”.

El descubrimiento del “faltante” en las finanzas del grupo surgió con una reunión donde se “ratificó” como jefa a Soler, de 48 años, quién hasta el fallecimiento de Pollán actuaba de “numeró 2”. Era bien conocida la rivalidad entre las dos mujeres que se disputaban los favores de la Sección de Intereses (SINA), la representación diplomática de EEUU en La Habana.

La veintena de mujeres que constituyen las Damas también confirmaron en su puesto a sus representantes en el exterior, Yolanda Huerga, en Estados Unidos, y Blanca Reyes Castañón, en España.

Las Damas de Blanco son conocidas en el exterior por las dos o tres caminatas semanales en la cercanía de la Iglesia de Santa Rita, en el barrio de Miramar, y sus marchas con gladiolos por la Quinta Avenida de este mismo reparto habanero.

Estas marchas son gratificadas con 30 dólares por participante común. Las jefas tienen un presupuesto aparte cuya repartición es frecuentemente objeto de conflictos internos.

Un financiamiento made in USA

Berta Soler, una técnica en microbiología radicada en Alamar, abandonó en el 2009 su puesto de trabajo en un hospital de La Habana, para dedicarse a tiempo completo a sus tareas mejor remuneradas de opositora.

La organización, es minúscula por el número de sus miembros, pero importante por la cantidad de fondos que recibe, a través de intermediarios, de parte del gobierno norteamericano.

Uno de los patrocinadores de las Damas, financiado por Washington expresamente con este propósito, es un oficial veterano del Ejército norteamericano, Orlando Gutiérrez Boronat, que maneja Directorio Democrático Cubano, una “ONG” que recibe importantes subsidios de los fondos USAID para la subversión en Cuba. Gutiérrez Boronat es también un ex integrante de la terrorista Organización para la Liberación de Cuba.

Tal como el terrorista Luis Posada Carriles, Gutiérrez Boronat mantiene relaciones con los extremistas de derecha del partido ARENA de El Salvador.

El dinero destinado a las Damas y a otros elementos de la red opositora constituida por la SINA había sido “congelado” hace unos meses en Washington a raíz de varios escándalos de fraude descubiertos por la Oficina de Auditoría Federal (GAO) en los cuales estaban involucrados personajes muy conocidos de la mafia cubanoamericana.

Una oposición débil y dividida

El ex jefe de la SINA, Jonathan Farrar se hizo famoso, de manera involuntaria, por un documento "Wikileaks" fechado del 15 de abril de 2009, en el cual comentaba que la llamada disidencia en Cuba está "dividida, dominada por individualistas que trabajan mal en equipo" y personajes que "se interesan más en pedir dinero que en elaborar programas". Fue prontamente revocado por el Departamento de Estado con la salida en la prensa de esta declaración que enfureció la red mafiosa “anticastrista” de Miami.

El 19 de mayo de 2008, las autoridades cubanas denunciaron públicamente, durante una conferencia de prensa en la que se presentaron correos electrónicos, videos y hasta recibos de dinero, como las Damas de Blanco y otros llamados “disidentes” cubanos recibían importantes sumas de dinero de parte del cubanoamericano, Santiago Álvarez, terrorista confeso.

Las pruebas presentadas involucraban directamente al entonces jefe de la Sección de Intereses norteamericana (SINA) en La Habana Michael Parmly que actuaba de “mula” en el caso. Recibos de dinero -por 2.400 dólares- involucraban directamente a la ahora fallecida Laura Pollán.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Panamá: La privatización del sector público

Marco A. Gandásegui (h)

Los médicos panameños han declarado un paro de labores con fines solidarios y políticos dirigido a frenar la avaricia sin límites de los dueños del país. Los grandes empresarios – en el mejor espíritu neoliberal – ahora quieren que todos los bienes públicos sean privatizados. La estrategia de los empresarios es apropiarse sin pagar un centavo – sin riesgo alguno – de todos los servicios públicos: Salud, educación, seguridad social, protección, vivienda, fuentes de agua, el mar, las montañas, calles y carreteras. Todo lo que rinda una ganancia para los que se creen dueños del país en detrimento de los trabajadores y capas medias.

Los empresarios, quienes ya son dueños de los servicios, del comercio y de los negocios especulativos - tanto legales como ilegales – quieren aprobar el proyecto de ley Nº 349 de Asociaciones Público-Privadas. En otras palabras, una ley que privatiza el sector público. Pero la trampa es aún más grande. Quieren privatizar todos los bienes de la república pero con la garantía de que si les va mal todos los panameños (nuestros impuestos) pagan sus pérdidas, incluso las ganancias previstas. Si les va bien, los propietarios se llevan todas las ganancias, sin pagar impuestos.

En muchos países que aplicaron políticas neoliberales recientemente la experiencia ha sido un fracaso. Actualmente, en Chile hay un movimiento social encabezado por los estudiantes para que les devuelvan el sistema educativo a la sociedad. Fue privatizada hace 20 años y sólo ha creado problemas sociales y una educación mediocre. En México y Perú la situación es muy parecida.

Ahora en Panamá se quiere ir por el viejo camino equivocado. ¿Porqué? La respuesta es sencilla: Es una manera fácil y rápida para que los especuladores se hagan ricos a costilla de los panameños. Van a arruinar el sistema educativo, acabar con el sector que presta servicios de salud y, probablemente, vendan el Canal de Panamá. Puede significar un negocio de varios miles de millones de dólares que beneficie a unos pocos especuladores.

Es una trampa a la vista. El gobierno del presidente Ricardo Martinelli no quiere que la iniciativa se presente al público. En la Asamblea, los diputados de los partidos políticos de gobierno y oposición aplauden la iniciativa ya que ambas bancadas están comprometidas con las políticas neoliberales, en quiebra en todo el mundo. Quieren que sigamos por el camino de México, Grecia y EEUU que tienen movimientos de protesta social a lo largo y ancho de continentes enteros.

En Colombia el analista Eduardo Sarmiento, quien escribe en el muy conservador diario de Bogotá, El Espectador, describió el asalto del erario publico en los siguientes términos: “Se presumía que la gestión privada contribuiría a aumentar la eficiencia de las actividades y reducir el tamaño del Estado. Luego de dos décadas, el experimento ha puesto a varias empresas privadas cerca de la quiebra y ha significado enormes subsidios (por parte) del Estado”.

Según Sarmiento, “la idea era muy simple. El lucro individual induciría a las empresas a ampliar la actividad y la competencia las obligaría a transformar sus ingresos en servicios efectivos. Como era perfectamente previsible, por tratarse de actividades necesarias, las entidades adquirieron un claro poder monopólico que las lleva a una actitud muy distinta”.

Como consecuencia “las empresas de salud conceden los mínimos servicios posibles. Gran parte de los servicios especializados se obtienen con tutelas basadas en la universalidad de la salud. Los fondos privados entregan la tercera parte de los beneficios que ofrecen en las campañas de publicidad y no le aseguran la pensión mínima a la mayoría de los cotizantes”.

En el caso de las construcciones escolares “los contratistas modifican los requisitos técnicos de la obra e, incluso, incrementan el monto que sirvió de base para adjudicarlo. La constante es que el valor y los períodos de entrega de los proyectos resultan en el doble de lo estipulado”.

Según Sarmiento, “no han faltado la complicidad y la permisividad oficial. El fracaso de las entidades privadas en los grandes proyectos y actividades lleva muchas veces a los gobiernos a asumir las pérdidas. El presupuesto está plagado de partidas para cubrir subsidios, sobre-costos y pirámides de las entidades privadas”.

Lo mas peligroso es que los defensores de estas empresas especulativas trabajan con una “biblia” en la mano que llaman la ideología neoliberal. No son economistas y desconocen las mínimas reglas de administración de empresas. “Los autores y defensores de las privatizaciones se resisten a aceptar el error conceptual e insisten en profundizar el fracaso”, dice Sarmiento. Con la ley que somete los intereses públicos al despilfarro privado, “se configuró una maraña de instituciones orientadas a obtener la máxima ganancia, favorecer a los sectores altos (especuladores) y trasladar las pérdidas a los contribuyentes”. La conclusión de Sarmiento se puede aplicar a Panamá: Si se aprueba la ley de Asociaciones Público-Privadas, contribuirá a crear mas desempleo, aumentará la pobreza y provocará una desigualdad mayor en la distribución del ingreso.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Como en Argentina y Brasil, comisión independiente de la verdad en México para investigar 52 mil asesinados

Pedro Echeverría (especial para ARGENPRESS.info)

1. Calderón, como Fox y anteriores gobiernos del PRI, se han negado rotundamente a crear una Comisión de la Verdad en México para que investigue lo que ha pasado con las 52 mil muertes ocurridas en los últimos cinco años. El socorrido argumento del presidente ilegítimo Calderón es que “México no es un país de gobiernos asesinos”.

La Comisión de la Verdad tiene la misión de investigar lo que ha sucedido en el país, por lo menos desde 1959 –cuando se reprimió masivamente a los ferrocarrileros llevando a más de dos mil obreros a la cárcel; cuando se reprimió y encarceló en 1965 a los médicos; cuando de asesinó a estudiantes de 1968 y cuando en los años 1971-74 se desarrolló la llamada Guerra Sucia; investigar lo que pasó a partir de 2006 con nuestros 52 mil muertos. La realidad es que conocemos mucho, pero es necesario ir a los archivos para probar o descartar los que la población asegura.

2. En Argentina, después de 35 años, se pudo escuchar el grito: “¡Al fin la justicia!”, que vitorearon al unísono centenares de manifestantes que frente a los tribunales escucharon en una pantalla gigante el veredicto de los jueces del tribunal federal número cinco que, en una resolución histórica, condenó a cadena perpetua a figuras emblemáticas de la pasada dictadura (1976-1983) como los ex marinos Alfredo Astiz, Jorge Tigre Acosta, Ricardo Miguel Cavallo, y otros, por delitos de lesa humanidad perpetrados en el Centro Clandestino de Detención de la Escuela de Mecánica de la Armada (Esma) No olvido, y tuve la suerte casual, de presenciar el plantón de las Madres y Abuelas de la Plaza de Mayo, enfrente del Palacio Nacional de Buenos Aires. La combatividad de aquellas mujeres que reclamaban la aparición de sus familiares y, en su caso el castigo a los militares asesinos golpistas, no cesó durante aquellos largos años.

3. Mientras tanto en Brasil el Senado de aquel país aprobó ayer 26 de octubre, la creación de una comisión de la verdad que tendrá la misión de investigar torturas y asesinatos de presos políticos durante la dictadura militar (1964-1985), entre otras violaciones a los derechos humanos. El proyecto, según se ha publicado -aprobado por votación simbólica, que entrará en vigencia tras ser promulgado por la presidenta Dilma Rousseff- otorga a la futura comisión el poder de exigir documentos de organismos públicos –incluso los considerados secretos–, indagar a testigos y solicitar análisis forenses para identificar los restos mortales de desaparecidos políticos. Aunque no tiene poderes para castigar, la comisión de la verdad INDEPENDIENTE -si lográramos instalarla en México- sería ya un magnífico avance. ¿Por qué se han opuesto los gobiernos, la clase política y los mismos empresarios? Al parecer, por lo mucho que se descubriría.

4. En México, después de la proclamación en 1917 de la Constitución política no ha habido una dictadura militar como en Argentina, Chile, Brasil, Bolivia, Colombia y otros países latinoamericanos, pero obviamente ha habido una dictadura civil de una clase social con mucho dinero y poder que ha reprimido con brutalidad las luchas del pueblo. Lo que los dirigentes priístas repiten de que “el PRI le dio a México una estabilidad social por 70 años” se parece mucho a “la paz de los sepulcros” que garantizó Porfirio Díaz en 35 años (1876-1911) El PRI al gobernar durante 71 años (1929-2000) –incluso el PAN en dos sexenios- impidió los levantamientos armados aplicando de manera variada “la ley fuga porfirista”, es decir, el asesinato por “suicidio”, “por querer huir”, “por fuego cruzado” o “por confusión”. No ha habido dictadura militar pero los gobiernos han mantenido a los militares bien comidos y con altísimos ingresos.

5. Pero en México, por sus tres mil kilómetros de frontera con Estados Unidos, los militares no han tenido la necesidad de un golpe de Estado. Han sido los gobiernos yanquis los que durante décadas –en unas más, en otras igual- han impuesto sus políticas; por el contrario, en Brasil, Argentina y otros países los mandatarios estadounidenses han sentido que los gobiernos civiles se les escapan de sus dominios y por ello han acudido a los militares. Precisamente por ello una real comisión de la verdad autónoma pondrá con toda su paciencia y su capacidad llegar hasta el fondo de los problemas, muchos de ellos relacionados con la intervención política de los Estados Unidos, durante un siglo, en nuestro país. Es el motivo que, según se ha dicho hasta la saciedad, del miedo terrorífico que el gobierno tiene a que se investiguen las cosas oscuras o turbias en el país. Por ello los gobiernos se han opuesto a la creación de la comisión de la verdad autónoma.

6. La comisión de la verdad tiene que estar integrada por personas independientes, capaces y muy trabajadoras. Por lo excepcional de sus funciones la comisión de la verdad deberá disponer de medidas de seguridad. Todas las instituciones deberán prestarle su apoyo. El poder ejecutivo tiene la obligación de coordinarse con otros poderes para pedir colaboración con los comisionados. La comisión deberá entrevistar, recopilar, practicar visitas, inspecciones y contará con apoyo de expertos y peritos. Podrá reservar la identidad de los que colaboran con ella e incluso gestionar medidas de seguridad para las personas que son amenazadas. Es decir, tendrá que ser una comisión que de manera permanente deberá estar dando informes de su trabajo y, al mismo tiempo, garantizar que la población esté informada. Sin duda, si la comisión cumple de manera independiente, ayudará a destrabar los enormes problemas delincuenciales del país.

7. Dado que el gobierno tiene la obligación de tratar con ella para garantizarle las mejores condiciones para su trabajo de investigación, da miedo que el gobierno la cree con personajes a su servicio, con investigadores e intelectuales orgánicos, tal como se han integrado otras comisiones y organismos como el IFE, la SCJN, el TRIFE, Banco de México, la comisión de transparencia y todas las comisiones de vigilancia que funcionan con personajes al servicio del gobierno y del poder. Se dice que “quien no debe, nada teme”, pero los gobiernos mexicanos deben mucho; por ello hablar de la comisión de la verdad en México –sobre todo independiente- es como una amenaza directa al Estado. ¿Puede olvidarse que existe la comisión de la verdad en países como Argentina, Chile, El Salvador, Brasil, Uruguay, Paraguay, Bolivia que –con excepción de Brasil- son países de menor número de habitantes comparados con México.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...