martes, 27 de marzo de 2012

Urbanización de China deja tierra rural desatendida

XINHUA

Un informe de la Academia de Ciencias de China (CAS, siglas en inglés) sobre desarrollo rural insta al país a hacer pleno uso de la tierra rural desatendida y las infraestructuras abandonadas que quedan en el proceso de trasladado de la gente a las ciudades para trabajar.

"La tierra desatendida y las infraestructuras se están convirtiendo en un obstáculo importante para el desarrollo coordinado de las áreas urbanas y rurales", indica el informe publicado ayer lunes por el Instituto de Ciencias Geográficas e Investigación de Recursos Naturales dependiente de la CAS.

La conclusión se basa en una encuesta que abarcó a más de 6.500 familias rurales y 46.000 parcelas de tierra para construcción de viviendas individuales o familiares.

"Las investigaciones muestran que una gran cantidad de tierra rural, originalmente destinada a la construcción de viviendas, se encuentra ahora en desuso, y la explotación agrícola, forestal y para presas de muchas áreas es altamente ineficiente", dice el informe.

Según el documento, se estima que se pueden liberar un total de 7,6 millones de hectáreas de tierra para su reutilización si el país mejora su gestión de la tierra de construcción rural y destina las áreas desatendidas a la agricultura y la silvicultura.

El informe pide al gobierno que incorpore la gestión de las "aldeas vacías" y la distribución optimizada de la tierra rural en su estrategia general de protección de la tierra de labranza y mejore la calidad de vida de la gente.

La población urbana de China superó a la rural por primera vez a finales de 2011, constituyendo el 51,27 por ciento de los cerca de 1.350 millones de personas del país, según muestran las estadísticas facilitadas por el Buró Nacional de Estadísticas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.