lunes, 23 de julio de 2012

Tribunal Popular condena a Goldcorp por sus proyectos mineros altamente dañinos para los pueblos

CERIGUA

El Tribunal Popular Internacional de Salud condenó las actuaciones de la transnacional canadiense Goldcorp, relacionadas con sus proyectos mineros ubicados en Honduras, Guatemala y México, por considerarlas altamente dañinas para la salud, además de ir en contra de la libre determinación de las comunidades.

El veredicto final del Tribunal señala que las actividades extractivas de los proyectos mineros en esos tres países son altamente dañinas para la calidad de vida de los habitantes y para la conservación del medio ambiente.

Ese órgano, integrado por especialistas en salud, medio ambiente y derechos humanos, condenó la actitud cómplice e irresponsable de los Estados evaluados, por no asegurar el ejercicio de derechos a las y los afectados por la empresa denunciada.

Goldcorp se ha dedicado a la explotación minera en países latinoamericanos durante 15 años; se caracteriza por extraer oro utilizando mecanismos no legítimos y peligrosos que violentan los derechos humanos, manipulan a las poblaciones con el fin explotar la riqueza mineral y dejan daños a la salud y al medio ambiente de las comunidades.

En el marco de las políticas gubernamentales para promover el crecimiento económico en la región, la minería ha encontrado puerta abierta en los diferentes países de Latinoamérica; sus gobiernos facilitan y permiten el desarrollo de esos procesos, lesivos para las poblaciones, sobre todo las indígenas, señala el documento.

Según el Observatorio de Conflictos Mineros de América Latina (OCMAL), la implementación de proyectos extractivos mineros han provocado 165 conflictos sociales en América Latina, 35 han ocurrido en el área mesoamericana.

El gobierno canadiense, a través de su departamento de asuntos exteriores y de comercio internacional, así como de la Agencia Canadiense de Desarrollo Internacional (ACDI) y otros mecanismos, interviene directamente en los asuntos de otros gobiernos para lograr un marco legal y un contexto político favorable para la operación de las mineras, destaca el documento de sentencia de ese Tribunal.

Las y los expertos recomendaron a las poblaciones continuar organizadas y llevar a cabo las medidas legales, pertinentes y pacíficas para denunciar los atropellos cometidos por Goldcorp y otras mineras; también permanecer articuladas con organismos internacionales que velan por la vigencia de los derechos humanos.

A los gobiernos de Guatemala, Honduras y México, recomendaron garantizar la aplicación de los convenios internacionales que protegen la libre determinación de los pueblos indígenas y hacer efectiva sus leyes nacionales que garantizan el derecho a la salud y a la protección de los recursos naturales.

El Tribunal Popular Internacional de Salud exigió a la Goldcorp que repare los daños a la salud que ha provocado, al medio ambiente y en general a las comunidades indígenas y campesinas de las localidades donde ha instalado los proyectos mineros.

La actividad fue realizada el 14 y el 15 de julio de 2012, en San Miguel Ixtahuacán, San Marcos, en Guatemala; las y los expertos escucharon los testimonios de comunitarios y comunitarias de esa localidad, de Carrizalillo, Guerrero, México y del Valle de Siria, Francisco Morán, en Honduras.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.