jueves, 4 de octubre de 2012

Renán Vega Cantor opina sobre las elecciones en Venezuela: La magnitud del triunfo es muy importante para el futuro de la revolución

Mario Hernandez (especial para ARGENPRESS.info)
.

Mario Hernandez (MH): Escuchábamos “Corazón de mi patria”, una de las canciones emblemáticas de la campaña electoral del Comandante Hugo Chávez Frías quien el próximo domingo enfrentará elecciones presidenciales en Venezuela. Me quedó de la letra eso de “Chávez no se va”.

Renán Vega Cantor (RVC): Yo creo que todo indica que no se va pero hay que ver la magnitud del triunfo, el porcentaje de ventaja sobre su contrincante, porque ese es un elemento muy importante para sopesar el futuro inmediato del proyecto de la revolución bolivariana.
Estas son elecciones históricamente muy importantes, no solo para Venezuela sino para el conjunto de América Latina, incluso me atrevería a decir que tendrán repercusiones que van más allá del continente.

MH: En los últimos días he leído 2 artículos de nuestros comunes amigos, Modesto Emilio Guerrero, el periodista venezolano y otro del sociólogo norteamericano James Petras. Modesto asegura una ventaja de entre 5/8 puntos y Petras la eleva de 8 a 10%, en ambos casos por debajo del optimismo oficialista y planteando, especialmente Petras, una situación de complicación para el panorama de las elecciones legislativas de diciembre próximo. Incluso he notado que ambos artículos coinciden en las razones por las cuales esta diferencia no es mayor. Modesto señala que hay una “congelación del voto chavista”, que si bien no migra a la derecha sería gente que no va a votar, que se quedará en su casa, y esa “congelación” hay que vincularla a una serie de factores como son el malestar por el burocratismo estatal y partidario, la corrupción de algunos funcionarios de alto rango, la inseguridad, la especulación incontrolada y una excesiva centralización del discurso y la imagen presidencial. ¿Cuál es tu opinión?

RVC: Para entender un proceso tan trascendental como el del próximo domingo es necesario relacionar aspectos de la coyuntura con otros que vayan más allá de lo inmediato, examinando lo que ha pasado en estos 14 años. Qué tanto ha influido el chavismo en el cambio político de Venezuela. Creo que ese es un elemento importante, la Venezuela de hoy no es igual a la de 1997. En 15 años ha habido importantes cambios y uno trascendental es que por primera vez en la historia venezolana los sectores populares han sido convocados de verdad a hacer y construir historia. No ha sido un llamado retórico, demagógico sino un hecho real por razones históricas explicables.
Las clases dominantes de estos países se han caracterizado por ser profundamente racistas y el racismo contra Chávez aflora permanentemente, incluso se le califica de manera despectiva como zambo porque el término expresa, tal vez, a uno de los sectores sociales y raciales más despreciados en nuestros países.
Si uno lo analiza en la mediana duración tiene que reconocer que hay un cambio político significativo, sin embargo, como todo proceso, el venezolano está atravesado por una serie de contradicciones que se expresan en lo inmediato y se ponen de manifiesto en esta coyuntura electoral. Algunas de esas contradicciones tienen que ver con que ha habido avances indudables en muchos terrenos pero también obstáculos para que esos avances sean mucho más significativos y se consoliden más rápidamente.
Uno tendría que considerar en la situación venezolana por lo menos 4 variables: política, económica, social y cultural.
En lo que más ha avanzado el proceso venezolano, y eso se podrá ver el próximo domingo, es en el plano político, porque la sociedad venezolana está altamente politizada hasta el punto que se anuncia que la abstención va a ser muy baja, por debajo de los índices históricamente tradicionales en nuestros países.

MH: En un escenario muy polarizado.

RVC: Así es. En el ámbito económico la burguesía venezolana sigue siendo hegemónica porque sus canales fundamentales de dominación no han sido tocados. El capital privado sigue siendo dominante en el conjunto de la economía venezolana.

La clase media se ha ido aprovechando del proceso revolucionario

En términos sociales encontramos que predomina la vieja imagen, de larga duración, de la Venezuela saudita en la cual existía una clase media vorazmente consumidora de productos que venían del exterior, principalmente de EE. UU. Una clase bastante arribista que no tiene un papel trascendental en este momento pero difunde sus valores al conjunto de la sociedad.

MH: Precisamente en el reportaje que le hicieron ayer por una radio montevideana a James Petras señalaba que “tiene una clase media que ha avanzado socialmente pero con miras hacia arriba y no hacia abajo. Es decir, la clase media emergente, que ha mejorado su estándar de vida y ahora quiere ubicarse más cerca de la élite que los de abajo. Y es un sector arribista, que busca no la solidaridad, sino el consumo, el consumismo, el libre mercado, vinculado más que nada a la clase media profesional que está en contra del sector público y defiende la salud privada, la educación privada; etc.”
Petras sostiene que esta clase media sería un emergente del chavismo.

RVC: Yo no lo creo. Es una clase media de vieja data que se construyó en la década del ´60 alrededor de la renta petrolera vinculada fundamentalmente como empleados estatales que aprovechaban esos recursos para consumir lo que Venezuela compraba en el mercado externo.

MH: ¡Qué rico era viajar en una línea aérea venezolana!

RVC: En las décadas de 1970/80 se decía que Venezuela era el primer comprador en el mercado mundial de whisky. La mayor parte de los venezolanos, incluso sectores de la población pobre, podían comprar automóviles. Eduardo Galeano dice que en Venezuela existía la particularidad que los emboladores (lustrabotas) podían ir descalzos pero bajarse de un automóvil.
Estos son hechos representativos de lo que era la Venezuela saudita. Ese país se quebró con la crisis de los partidos políticos y con la imposición del neoliberalismo en la década de 1990, pero en este proceso también ha habido una recomposición de clase.
¿Qué sucede cuando Chávez llega a la presidencia de la república?
El bipartidismo tradicional se desfondó y gran parte de sus cuadros se metieron en el chavismo, no son chavistas ni revolucionarios por convencimiento sino más bien por oportunismo.
Esa es una clase que se ha ido aprovechando del proceso revolucionario. Te doy un ejemplo que es muy revelador: el consumo de energía y petróleo. Como Venezuela es uno de los países petroleros más importantes del mundo, el consumo a nivel popular es masivo y muy barato porque está subsidiado, pero los que más se aprovechan son los sectores medios y la burguesía, incluso porque le abarata el funcionamiento de sus empresas, con una energía subsidiada por el Estado en provecho de sectores medios y altos de la burguesía que en todos los terrenos están contra el proyecto de la revolución bolivariana. Este ejemplo demuestra que estos sectores que ya existían, se han ido fortaleciendo en estas nuevas condiciones aprovechando el carácter redistributivo del chavismo.

Hay que acordarse de Chile y Nicaragua

MH: Nos quedan pocos minutos, no pudimos abordar la problemática colombiana, en particular la instancia de diálogo abierta entre el gobierno y las FARC, lo vamos a dejar para otro momento. Me queda una pregunta sobre las elecciones en Venezuela. La derecha argentina a través del PRO liderado por el empresario Mauricio Macri va a viajar y han viajado para dar apoyo al candidato opositor. ¿Por qué este interés de la derecha política continental en el candidato Capriles Radonski?

RVC: Primero hay una razón de clase. La derecha, las clases dominantes que tienen mucha conciencia de clase saben qué se está jugando en Venezuela.
Durante los últimos 14 años Chávez ha vuelto a poner sobre el tapete la discusión de temas que se consideran superados, por ejemplo, la intervención en el mercado petrolero mundial con un aumento de precios por parte de la OPEP a través de la regulación. Durante los primeros años de la década del ´90 se decía que eso era imposible porque la globalización y el mercado libre impedían la regulación de precios. Es un elemento importante que tiene que ver con todo el proceso venezolano.
Otro elemento fue la reivindicación del proyecto socialista. Nuevamente se volvió a hablar a nivel mundial del socialismo. También empezó una serie de reformas que han tocado de una u otra manera los intereses del capital transnacional y privado venezolano. Las clases dominantes de América Latina y el mundo están unificadas para que triunfe el candidato que las representa que tiene unos antecedentes terribles: participó en el golpe de estado de 2002, ayudó a sabotear y agredir a la embajada de Cuba durante el golpe y su programa es claramente restaurador.
Aquí uno tiene que acordarse de lo que ha pasado en momentos similares en los cuales por la vía electoral o mediante golpes de estado han sido derrocados gobiernos populares para implantar terribles dictaduras o gobiernos criminales que le han dado todas las ventajas al capital internacional como el 11/9/1973 en Chile o en 1990 en Nicaragua cuando el sandinismo perdió las elecciones. Eso es lo que está en juego.
Para terminar quiero decir que también de ese proyecto participan las clases dominantes colombianas que esperan la derrota de Chávez. Sería lo que más les convendría en el corto y largo plazo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Colombia: Ronald Guerrero relata como vivió el infierno del bombardeo al campamento del “Mono Jojoy”

Dick Emanuelsson - Mirian Huezo Emanuelsson (ANNCOL, especial para ARGENPRESS.info)

Trascripción Ingrid Storgen

El caso de Ronald Guerrero es conmovedor. Él es un guerrillero que perdió una mano como consecuencia de la guerra que comenzó el Estado Colombiano y sin embargo refleja un optimismo increíble.

Mientras los distintos gobiernos anunciaron el fin de la guerrilla, los hombres y mujeres dentro la fuerza guerrillera continúan con el mismo espíritu con que se manifestaron hace 48 años cuando los hombres y mujeres liderados por Manuel Marulanda y Jacobo Arenas crearon las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC.


Foto: El guerrillero Ronald Guerrero en ésta entrevista, “Nosotros no queremos la pax romana, la paz del circo, la paz de pan y agua. Lo que queremos es que se instale un gobierno democrático y socialista y esto a las buenas, nunca va a ser”.

Se refleja en sus dichos el valor de tener esa la voluntad firme de combate contra un sistema injusto y asesino. Los guerrilleros y guerrilleras saben que el camino no es fácil, pero tampoco imposible.

Con Ronald Guerrero conversamos una tarde. Supimos que él había estado en el campamento del Mono Jojoy (Jorge Briceño) el 22 de septiembre de 2010 cuando fuera bombardeado los guerrilleros, quizás en la acción armada más grande de la historia del conflicto armado en Colombia.

Dick Emanuelsson (DE): Estamos aquí, en plena selva un día de calor intenso y húmedo pero con un marcado descenso de la temperatura una vez entrada la noche. Dime Ronald, ¿De dónde proviene tu nombre?

Ronald Guerrero (RG): el nombre Ronald me lo puso el comandante que me ingresó. era muy aficionado al fútbol, entonces Ronald lo uso abreviando a Ronaldo. El apellido Guerrero lo tomé de un compañero caído en combate en Caquetá y en honor a él, tomé su apellido.

DE: ¿Cuándo y dónde naciste?

RG: - Nací el 29 de agosto de 1980, en Agua Chica, (departamento) Cesar.

DE: ¿Fueron ustedes una familia compuesta por muchas personas? ¿Muchos hermanos tienes?

RG: - No, somos una familia revolucionaria, sólo tengo una hermana. Crecí en el ambiente de la revolución, la UP, PC. Desde muy niño incursioné en los pioneros, alrededor de los 5 ó 6 años (organización de niños liderada por la Juventud Comunista-JUCO). Allí fue que empecé a hacer mi carrera política. Luego entré en la JUCO y desde allí di el salto al movimiento revolucionario.

DE: ¿Cuándo fue eso?

RG: - Exactamente en el ’96, en el mes de agosto.

DE: ¿Cómo fue el primer tiempo? Caminando por acá, en la trocha, con esas botas kilómetro tras kilómetro, ¿fue demasiado duro, no?

RG: - Claro, porque uno se crió en Cartagena, viviendo casi como bacán en la ciudad y luego tú das el salto y te encuentras acá, tropezando con una piedra, cayendo, es como si te encontraras empezando todo de nuevo. Es bastante duro pero los compañeros, el ambiente, la gente, te van llenando de solidaridad y apoyándote. Luego te das cuenta que ya eres un profesional y puedes desenvolverte perfectamente.



Poder de los terratenientes

DE: El departamento del Cesar es un departamento dedicado a la ganadería, entre terratenientes, donde el tema de la tierra es conflicto central. El campesino no tiene tierra contrastando con el terrateniente que tiene miles de hectáreas.

RG: - Si, Agua Chica, por la planicie es una zona algodonera, eso todo pertenece a familias terratenientes que ostentaban esas tierras y allí teníamos que vivir nosotros, trabajando para ellos.

DE: ¿Tu familia es de origen campesino?

RG: - Si, campesinos de Agua Chica y de Ocaña, santandereanos y costeños.

DE: Cuando llegamos al campamento (guerrillero) y te vimos bañándote en un cañón uno se impresiona verte con una sola mano. ¿Perdiste la mano en un combate? ¿Cómo puede arreglarte con las cosas siendo tan difícil en esa situación?

RG: (risas) - Todo lo hace la práctica, pero más aún lo hace el nivel de conciencia que uno asume en la lucha por la defensa del pueblo. Entonces tú sabes que perdiste una mano, pero esa mano no la perdiste en vano sino en la lucha. Y tu ni piensas en decir “no hago nada”, al contrario, en ningún momento piensas que aquí termina tu carrera revolucionaria sino que piensas que es en ese momento tienes que demostrar todo lo que sabes. Esa misma tenacidad hace que tú aprendas todo de nuevo, a vestirte, a lavar, a reparar tus prendas, a disparar tu arma. Uno de los temores míos era, que al volver al combate, fueran a ganarme de mano. Pero no, todo lo que se adquiere con el entrenamiento y con la lucha, no se pierde.

Perdió la mano

DE: ¿Cómo fue que perdiste la mano?

RG: - La pérdida fue un accidente, estábamos trabajando con explosivos haciendo unas minas para tratar de parar o bloquear un avance que el ejército descargaría sobre nosotros. Entonces, habían llegado unos tésteres nuevos, tú sabes que el téster es un aparatito que sirve para medir amperaje, o voltaje en la corriente alterna o continua. O sea, la corriente de las plantas de electricidad o la corriente de las baterías triple A o doble A que son las que nosotros usamos.

- El enemigo ha utilizado todas las formas como para matarnos o golpearnos lo más que pueda y una de estas maneras es cogernos los aparatos que nosotros mandamos a comprar o a reparar. Ellos aprovechan para colocarles chip o microchip para localizar nuestros campamentos y luego bombardearnos. Otras veces directamente lo que hacen es arreglarlos para que cuando nosotros los usemos, exploten.
Fue cuando llegaron dos tésteres nuevos al campamento, pero ya antes habían pasado por un retén militar. El muchacho que los traía dijo que ya habían llegado hacía un tiempo. A mi me entregaron un tester y traté de hacer el trabajo para enviarlo a los grupos que van a ir a minar.

- Cuando metí el tester en la mina, se detonan 3 y esto funciona así, es decir, cuando detona una mina, se detona otra y esa hará detonar a una tercera y así sucesivamente. De esta manera fue que perdí la mano.

DE: ¿El enemigo utiliza todo tipo de formas para agredirlos?

RG: - Exactamente, todas las formas para golpearnos, sea infiltrándose, utilizando los medios como radios, grabadoras. Es decir, todo lo que nosotros compramos tiene que pasar por una especie de purga y ahí utilizan todas las formas de ataque. Por tierra no les resulta fácil por eso nos bombardean.


Foto: Como en Vietnam, las fuerzas militares se quedan “cortas” en tierra si no tienen un masivo respaldo de la aviación, ayudada por 2.000 asesores del Comando Sur de Estados Unidos. La orden es “bombardear todo para después entrar en terreno con el enemigo”. Y ahí les espera la guerrilla que conoce el terreno.

El bombardeo al campamento del “Mono”

DE: Tú viviste el bombardeo al campamento del “Mono”, o el del comandante Jorge Briceño. Tú estuviste esa noche cuando cayeron toneladas y toneladas de bombas. Relátame,

RG: - Exactamente. Mira, todo ocurrió una tarde normal como cualquier otra dentro del campamento. Yo no me atrevo a decir si entre las cosas que entraron entró un chip o algo similar. Estábamos preparando algo, esa noche habíamos pernoctado ahí. Pasaban aviones, uno de esos era comercial un jumbo, Boeing, no se, porque era una ruta comercial y todos los días pasaba a la misma hora.

- Pero realmente lo que se pudo determinar luego fue que no era un avión comercial. El enemigo utilizó la ruta comercial (violación de tratados internacionales) tratando que nosotros mantuviéramos la frecuencia de ese avión. Nosotros, en ese caso, comunicamos a todos para que bajen a las trincheras y desde allí nos protegemos.

- Nosotros estamos acostumbrados a esto y siempre el avión pasaba todos los días a la misma hora.

- El día 22 (de septiembre, 2010) el avión llegó normalmente, a las 2 de la madrugada. Los guardias lo escucharon pero no dio tiempo a nada porque al momento se picó y lanzó las primeras bombas.

- Luego llegaron aviones SúperTucanos, OB10, helicóptero Harpía, el Fantasma, se supo luego de una concentración de aviones que ese día era como para acabar a toda la Unidad Guerrillera que había allí. Eso fue prácticamente dos horas de bombas tras bombas, no hubo momento de sosiego en esas dos horas de bombardeo.


Foto: En total fueron lanzadas 30 toneladas de bombas al campamento.

DE: Aparte de las detonaciones y la destrucción habría mucho calor ahí generado por las bombas, según los reportes en la prensa. ¿Debe ser una situación desesperante?

RG: - Si, hubo una bomba que cayó cerca de la caleta donde yo dormía y vi que pasó por encima de mi trinchera una bola de candela. Como si no fuera una bomba solo de explosivos sino otra cosa. Nosotros luego decíamos que en esas bombas caía algo más, porque el olor era impresionante, fuerte, un olor que lo mareaba a uno.

Dos guerrilleras cubrían el cuerpo del “Mono”

DE: ¿En ese momento tú lograste ver al Mono?

RG: - No, en ese momento el estaba con sus guardias en su trinchera; lo que si, se escuchaba, era su voz dando orientaciones que indicaban que apenas hubiera un descanso deberíamos sacar a la gente del campamento.

DE: ¿El estaba un poco mal por el tema de su diabetes?

RG: - Si, el estaba con su problema pero aún así tomó fuerzas para continuar. Pero desgraciadamente, en esta oportunidad lo perdimos.

DE: Escuché el comentario de otra compañera que decía que él ordenaba que habría que salvar la tropa e irse del campamento, pero había dos compañeras que se negaron, tirándose sobre su cuerpo (del Mono) como para salvarlo y murieron con él.

RG: - Si, había un grupo especial que le correspondía ir detrás de la seguridad de él. En medio del bombardeo llegaron adonde estaba él.

No les importó arriesgar, la idea era llegar adonde estaba él para sacarlo. Bueno, una manera trágica que no pudo ser, también estaba el camarada Aquino y no pudo pero ellas iban a dar la vida o a sacarlo. Ellas eran las camaradas Xiomara y Diana.

“Todos decían; ¡¡hay que pelear”!

DE: Sabemos que allá en Bogotá, Santos y el mundo del Poder estaban eufóricos, casi lloraban por la alegría de haber abatido al Comandante Jorge Briceño. Pensaron que las FARC ya iban a ser derrotadas después de ese hecho. ¿Qué piensas tú, sigue el espíritu guerrillero luego de haber perdido a un comandante tan destacado como fue el Mono?

RG: - Imagínate, la gente tenía esa tristeza de que hablamos, que por otra parte es normal que la sientan. Pero en medio estaba esa verraquera de decir no se acabó todo sino al contrario.

En ese momento brotó todo aquello que él quería de nosotros, el empuje de echar todo para adelante, continuar este proceso revolucionario y eso mismo transmitía la gente. Todos decían; ¡hay que pelear, hay que hacer algo, tenemos que demostrarles que estamos aquí y eso se demostró en el terreno!


Foto: Homenaje al comandante guerrillero del Movimiento Bolivariano del Suroccidente en el aniversario de su caída en combate

- Fíjate que por monitoreo se escuchaba a los pilotos, llorar, parecía que aullaban, decir que lo peor que podrían haber hecho fue torear a semejante culebra. Allí no fue como ellos pensaron, que la guerrilla huiría despavorida. No, salimos, sí, pero para tomar puestos en el campamento listos para el combate. Y ahí se miró bastante la cantidad de soldados muertos que había, nosotros mismos los mirábamos.

DE: Hubo un general que dijo “con el bombardeo no terminaron las cosas”. Siguieron peleando por los alrededores (del campamento) durante más de 48 días y hubo bajas importantes del ejército (Según cifras oficiales fueron muertos o heridos más de 130 militares en los combates con los guerrilleros sobrevivientes).

RG: - Bastantes. Después del bombardeo el ejército no logró salir del campamento. O sea a ellos los desembarcan ahí y luego del bombardeo los recogen, lo que los sostiene allí es el apoyo del bombardeo.

La guerrillerada anilló ese campamento, lo bloqueó a esos de la Fuerza Jungla que ellos tienen como lo mejor de lo mejor. Es un comando de la policía y ellos quedaron allí, encerrados.

- El bombardeo era constante, con los aviones, el helicóptero Harpía, descargaban bombas constantemente pero no pudieron salir de allí. No les valió su fuerza, los desembarcos que hicieron quedaron por fuera de ese anillo

El reportaje del reportero Romeo Langlois

DE: En estos días vimos el reportaje que hizo el reportero francés, Romeo Langlois, y lo que escuchamos y vimos es que no tenían mucha valentía los oficiales y soldados de ese Comando Jungla del Ejército que Langlois acompañaba. Inmediatamente cuando escucharon el primer tiro se pararon, casi paralizados y llamaron por refuerzos de la aviación. Había 3 ó 4 helicópteros, más el avión Fantasma y pedían refuerzos.

RG: - Si, tú miras por los medios de comunicación y ellos justifican cualquier ataque nuestro como si fuera hecho por mil guerrilleros, 500 guerrilleros, 200 guerrilleros que atacaron la población y en ese sentido queda demostrado que es mentira.

O sea, pregonan una cantidad de cosas por los medios de comunicación pero a ellos les suena un disparo nuestro y automáticamente piden la aviación. Si las fuerzas militares no hubieran desarrollado un poco más de lo que ha hecho con la fuerza aérea colombiana yo creo que esto terminaría de otra manera.


Foto: La guerrillera holandesa Tanja Nijmeijer, alias Tania, también sobrevivió y peleó contra las tropas desembarcadas del ejército en el campamento.

DE: Justamente fue aniquilado ese grupo de unos 20 ó 25 soldados de las Fuerzas Especiales y el reportero tiró el casco y el chaleco militar y se fue para el otro lado (al 15 Frente de las FARC). Para un periodista debe ser una experiencia increíble estar de un lado y después pasar al otro lado y ver la guerra de ambas partes.

RG: - Muy rica la experiencia que tuvo Romeo Langlois. Además revela un poco la posición nuestra cuando dentro del combate capturamos a un militar o a un civil.

La guerra de la oligarquía colombiana


Foto: (c) Calarcá (VOZ)

DE: Cuéntanos un poco qué tipo de sueños tiene un guerrillero que está en un campamento que es bombardeado, que ve caer bombas de una tonelada. ¿Siente odio contra el enemigo?

RG: - Si, pero realmente no es ese odio que tu sientes hacia alguien. No. Es el odio que se siente de mirar como personas que son como nosotros, campesinos de bajos recursos, obreros de bajos recursos, hijos de un carpintero, de un tipo que barre una escuela para poder vivir, cómo esos tipos atropellan a su propio pueblo. Como llegan a los caseríos, a la parte rural y como miras tú el trato suyo para con la población civil. No es justo eso. Eso realmente a uno le hierve la sangre.

- Que lo haga un oligarca, que lo haga un Santos, que lo haga un Ardila Lülle (uno de los cuatro clanes económicos de Colombia). Es normal porque ellos se criaron en cuna de oro y están acostumbrados a atropellar al pueblo desde niños. Pero que lo haga alguien que se levantó en medio del estiércol que nos hace comer el gobierno a los pobres, en Colombia. Ir a defender a esa patraña de ricos, eso para nosotros es algo que nos llena más que de un odio hacia el soldado colombiano, es una tristeza de ver como se han vuelto unos tontos útiles. Eso nos hace sentir rabia, nos da rabia ver como esos soldados defienden un sistema que nos está matando.

DE: Y que son de la misma clase social que son ustedes y se vuelven carne de cañón por la oligarquía, el poder fáctico.

RG: - Por un sueldo que realmente es una miseria porque eso es lo que gana el soldado colombiano.

DE: ¿Es la guerra de ellos?

RG: - Si, la guerra de ellos es el dinero, el poder.

Los sueños de la Nueva Colombia

DE: ¿Qué sueñas para el futuro de Colombia?

RG: - Lo que nosotros, los guerrilleros, soñamos, es llegar a ver el triunfo de la revolución. Ver la Colombia liberada. Ver a la guerrilla en la Plaza de Bolívar echando los últimos tiros para tomar el poder e instaurar un régimen socialista.

- Un régimen que cambie la situación política del país. No van a ser pañitos de agua tibia como han querido hacer todos los gobiernos para decir: las FARC no tienen poder, tienen que desmovilizarse. No, nosotros queremos cambios fundamentales, que el rico deje de ser el que lo tiene todo y el pobre, al que no le toca nada. Repartir de forma equitativa el dinero y los bienes del estado. Que la inversión social se centre en la educación, en la salud, sea en estos factores que están agobiando al pueblo.

DE: Santos dice que “si la guerrilla, el Secretariado hacen la paz conmigo, los comandantes podrán estar haciendo política en la plaza pública pero no van a poder votar”. ¿Esa es la política de paz que quiere la guerrilla?

RG: - No, nosotros no queremos la pax romana, la paz del circo, la paz de pan y agua. No.

- Nosotros queremos la paz no donde nosotros, los guerrilleros, resultemos beneficiados, sino donde el pueblo colombiano sea el beneficiado con esa paz.

Porque no tendría razón de ser que nosotros, 48 años luchando contra los gobiernos para cambiar el régimen y luego decir acá están las armas, vamos a hacer una campaña. No, nosotros no queremos eso.



La tierra a los campesinos

- No queremos el reconocimiento de que cuando triunfe la revolución tengamos que ser dirigentes del pueblo todos los comandantes guerrilleros. Lo que queremos es que se instale un gobierno democrático y socialista y esto a las buenas, nunca va a ser.

El gobierno se aferra al poder de todas las maneras posibles, ahora lo vemos con la Marcha Patriótica y el esfuerzo por tumbarla y el único medio para lograrlo es vincularla directamente con las FARC. Ya empezaron a desaparecer líderes, lo mismo que pasó con la UP. Esto va a pasar.

DE: Después del triunfo, cuando tú regreses al departamento del Cesar ¿Qué pasará con la tierra de los terratenientes?

RG: - Esa tierra automáticamente va a pasar a ser de todo el campesinado, de cada uno de los que la trabajen y quieran trabajarla. A esa gente se le repartirá equitativamente esa tierra. Y no solamente la tierra, sino los medios para producir, sembrarla y poder sacar los productos a la ciudad y con precios estables.

- Hay campesinos que se matan trabajando todo un año para sacar una carguita de maíz y reciben, ni siquiera, lo que vale el abono para echarle al maíz cuando eso debería ser remunerativo. El trabajo del colombiano, vale y eso, precisamente, es lo que esperamos lograr.

Video: http://www.youtube.com/watch?v=WFEbcK2E5pw&feature=share&list=UUD-CrDORRxvPMxLcOMqJCcA.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

La crisis de los gendarmes y prefectos

Marcelo Ramal (especial para ARGENPRESS.info)

El levantamiento de los efectivos de Prefectura y Gendarmería se ha incubado al interior del gabinete nacional, en medio de la lucha feroz entre la ministra Garré, por un lado, y el militar Sergio Berni, por el otro.

Para la política de la “seguridad democrática”, lanzada por el gobierno hace dos años, Garré acudió a la Gendarmería y la Prefectura, como recurso de emergencia frente a la descomposición de la Federal y la Bonaerense. El escándalo del “Proyecto X” puso en crisis este armado y dejó a Garré en desgracia. Cristina Kirchner, entonces, alentó el ascenso político del militar Berni, que envió a la Gendarmería a Chubut contra los Dragones y a la Panamericana contra los desocupados, a quienes detuvo en Campo de Mayo.

La cuestión de las liquidaciones salariales de los prefectos ya se había filtrado en esta lucha al interior del gabinete de Seguridad. La crisis no es nueva: como ocurre con la policía, las fuerzas de la “seguridad democrática” componen su salario con una parte sustancial de adicionales e incentivos en negro, sujetos a la discrecionalidad de sus jefes. Según los medios, Garré anunció estos recortes hace dos meses, con la oposición de Berni. Ahora, la decisión de recortar esos adicionales hizo estallar la crisis. Según el gobierno, el decreto del gobierno fue aplicado “aviesamente”, para desatar el conflicto. En ese caso, están confesando una guerra de camarillas al interior del gabinete. Garré se ha cobrado el retiro de la cúpula de gendarmes y prefectos, a quienes culpa por la “mala liquidación de haberes”. Pero la crisis no se ha cerrado.

El recule oficial sobre los recortes, o los planteos de la oposición patronal para que se ‘atiendan’ los reclamos tienen un objetivo preciso: cerrar una crisis en el aparato de represión. La oposición reclama una “revalorización” de los cuerpos militares y policiales. Pero ese mismo rescate es ejecutado desde el Ministerio de Seguridad, como lo demostró Berni en la Panamericana, en el Inti y en Cerro Dragón. La Semana Santa de Cristina Kirchner tiene a sus instigadores adentro del gabinete nacional.

En oposición al reforzamiento represivo que propugnan oficialistas y opositores, reclamamos el fin del espionaje oficial y de la criminalización de la protesta; el desprocesamiento de los luchadores y la derogación de la ley antiterrorista. Que se abran los archivos de Gendarmería, de la Side, de las direcciones de inteligencia provinciales y de todas las fuerzas de seguridad. Una vez más, es el derrotero de este gobierno agotado el que entrega el país a la derecha. En oposición a ese rumbo, luchemos por una salida de izquierda.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Con ellos, no...

Prof. Juan Carlos Sánchez (especial para ARGENPRESS.info)

En el medio de una coyuntura signada por las consecuencias del cacerolazo de la burguesía porteña y de las capitales provinciales, surge este conflicto entre el Gobierno Nacional y los efectivos de la Prefectura Naval Argentina y de la Gendarmería Nacional bajo un ropaje de índole salarial que, una vez más, pretende contribuir a la campaña burguesa en la búsqueda de los caminos para desandar los caminos democráticos.

No se nos puede escapar, teniendo en cuenta las cadenas de correo electrónico y las publicaciones en las redes sociales, la posible manifestación cacerolera prevista para el 8 de noviembre, la que iba a tener lugar el pasado viernes.

Sin dudas, nos encontramos ante un grosero intento de condicionar al gobierno de Cristina Kirchner. Podemos estar o no de acuerdo con sus políticas, pero tampoco debemos permitir que estas acciones lesionen la vida democrática.

Por eso, debemos afirmar que, con ellos no...

Con ellos, no... porque, si bien provienen del pueblo, se transformaron en seres desclasados.

Con ellos, no... porque son los mismos que reprimen la protesta social en cuanta ocasión son convocados, por cuanto forman parte de la superestructura capitalista para la dominación.

Con ellos, no... porque no podemos avalar un motín que pretende, bajo una excusa salarial, obtener más recursos para reprimir más y mejor.

Con ellos, no... porque no son trabajadores, sino meros ejecutores de la necesaria violencia para espiar, como lo demostró la existencia del "Proyecto X", a dirigentes políticos, sociales y sindicales, como en el pasado reciente.

Con ellos, no... porque supondría acompañar la estrategia burguesa que aparenta buscar la caída de la Presidenta de la Nación aunque, en realidad, implica una acción destinada a una nueva represión sistemática contra el pueblo y las y los trabajadores.

Con ellos, no... porque, aunque parezca necesaria su existencia, no podemos olvidar el gatillo fácil y los negocios paralelos en las cajas ilegales que están en manos policiales.

Con ellos, no... porque significaría olvidarnos que muchos de ellos participaron de la represión ilegal durante la dictadura cívico - militar - eclesiástica y empresarial de 1976, tal como lo vienen señalando desde el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia.

Con ellos, no... porque sería deshonrar la memoria a nuestras y nuestros 30.000 compañeros detenidos - desaparecidos.

Con ellos, no... porque sería olvidarnos de las desapariciones en democracia de Jorge Julio López, Luciano Arruga y Miguel Bru.

Con ellos, no... porque un revolucionario no puede estar junto a los represores de su pueblo.

No podemos ni debemos apoyar esta asonada, más allá de los disensos con las políticas llevadas a cabo en determinadas cuestiones por el Gobierno Nacional, pues ello significaría permitir una escalada significativa a las pretensiones burguesas.

Con ellos, no... porque tenemos memoria, buscamos la verdad y exigimos justicia, y por ello se impone el repudio generalizado desde toda la sociedad, incluído los sectores de izquierda.

Solamente ello permitirá continuar con esta democracia que, aún siendo burguesa, nos permite expresarnos con libertad y ello no es poca cosa, en tiempos de cacerolas batientes para perpetuar los privilegios de clase...

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: Desclasados, nunca trabajadores

CORREPI

CORREPI repudia la asonada del aparato represivo del Estado.

El conflicto por la paga de los prefectos y gendarmes, que se ha extendido por todo el país, y que amenaza con extenderse a otras fuerzas represivas, pone en evidencia la verdadera naturaleza de su despreciable función.

Con este motín, una falsedad queda al descubierto: no existe la profesionalización ni la democratización de las fuerzas represivas como garantía de paz social. La represión es, antes que nada, expresión del monopolio de la violencia del Estado, en una sociedad con privilegios de clase.

La naturaleza del reclamo (estrictamente monetario) pone también en evidencia otra falsedad: no es sindicalizando a las fuerzas de represión como se logra desbaratar su enorme capacidad de violencia sobre el pueblo pobre. La sindicalización, sólo mejora su relación con el Estado, pero no cambia la perversa naturaleza de su razón de ser.

Los prefectos, gendarmes, y el resto de los represores, no son trabajadores; no se trata de una huelga, sino un motín o asonada. La obtención de sus objetivos, más que acercarlos al pueblo, los envalentonará aún más para ejercer la función para la que existen: reprimirlo.

El hecho de que los policías provengan en gran medida del pueblo no significa nada. Es la existencia la que determina la conciencia. Y la existencia no se encuentra determinada por la percepción de un salario sino por la función social que se ejerce. Aquél que, perteneciendo por origen a la clase trabajadora, se vuelve policía, es un policía de la burguesía y no un trabajador. Todo policía está entrenado para reprimir al pueblo cuando éste se moviliza por sus justas reivindicaciones. Además, saben que los gobiernos cambian, pero la policía permanece.

La relación entre la clase dominante y el pueblo pobre es la de una guerra de clases, algunas veces más evidentes, otras, más larvada. Aunque se la disfrace mediante discursos que apelan a la paz social o a la justicia social, a la igualdad de oportunidades o de derechos, a la naturalidad del dominio de un ser humano por sobre otros, no significa que, porque las fuerzas represivas encaren un reclamo salarial, hayan abandonado, por un segundo, su función de perro guardián. Morder y cumplir la función del perro, no implica ser el amo. El perro le pertenece al amo, le obedece, cumple.

Es la naturaleza misma de su despreciable función, la que torna insostenible el argumento de "si los ganamos, si los aparateamos, si conseguimos que se autodepuren y defiendan organizados, como trabajadores, entonces quebramos al sistema opresor".

Casi la misma "lógica-absurda" que los quiere profesionales y democráticos.

Estamos ante quienes postulan el posibilismo, esa despreciable posición para legitimar al capitalismo desde posiciones presuntamente progresistas; es decir, de quienes no se atreven a ser abiertamente capitalistas.

Todas las experiencias de sindicalización (en Argentina existen varias agrupaciones o asociaciones de policías y miembros del aparato represivo del Estado) conducen inexorablemente a mejorar la capacidad de fuego, y las condiciones en las que ejercen la represión.

El sistema capitalista no se concibe sin trabajadores disciplinados para tolerar los niveles de explotación y alienación. Cualquier atisbo de levantamiento provoca la suelta de la jauría. Porque no pueden prescindir de los trabajadores, necesitan todavía más de la policía, gendarmes, prefectos y todo pedigree por el estilo.

Los reclamos por la paga, son mostrados por derecha, y por alguna izquierda también, como un reclamo laboral más. Con esposas e hijos aplaudiendo a columnas de uniformados que entran vociferando mientras entorpecen el tráfico, el panorama se parece mucho al de los numerosos reclamos que se formulan los trabajadores.

La diferencia - entre otras- es que en estos reclamos no hay nadie legitimado con balas y gases amenazando con reprimir.

Los reclamos por la paga de prefectos y compañía, llevan a graves preocupaciones de funcionarios y legisladores, que intentan rápidamente disolver el conflicto cumpliendo con cada uno de los requerimientos, a diferencia de cuando el recorte se opera sobre los salarios de los empleados públicos.

Se trabaja en las fábricas y en los comercios, se trabaja en las obras y en el campo, en la montaña y en el agua, se trabaja en las oficinas y en los hospitales, en espacios públicos y privados.

Formando parte del aparato represivo, NO SE TRABAJA, SE CUMPLE LA FUNCIÓN DE DISCIPLINAR Y CONTROLAR A LOS QUE TRABAJAN, lo que impacta en la subjetividad de la clase trabajadora.

Eso se hace, con o sin profesionalismo, con o sin instrucción democrática, con o sin cursos de derechos humanos, con o sin sindicalización. En todos los casos, quienes cumplen esa función inherente al monopolio de la fuerza por parte del Estado, reciben también otros favores de parte del mismo Estado a la hora de examinar sus conductas (impunidad, ventajas, beneficios procesales, asistencia jurídica, etc). Y no es casual que salgan a exigir más beneficios cuando más visible se hace la necesidad que el gobierno de turno tiene de las que la ministra llama sus "fuerzas de confianza", las "profesionales", las "no corruptas", para invadir los barrios, patrullar las calles y prevenir, con la invasión uniformada, cualquier atisbo de más organización popular.

Lo que verdaderamente importa, es que esté garantizado ese monopolio del ejercicio de la fuerza para desplegarla contra las masas.

Recordamos que los que reclaman, son los mismos que hace poquitos días desalojaron salvajementela Panamericana y apalearon y metieron presos a 60 trabajadores en Campo de Mayo (por primera vez desde 1983), cuando se conmemoraba el día del detenido desaparecido, por orden de un ex carapintada, segundo de la ministra más "progre" del "gobierno de los derechos humanos"; los mismos que en 2005 y 2006 militarizaron y torturaron en Las Heras y reprimieron a los trabajadores pesqueros en Mar del Plata; los mismos que, en 2007, reprimieron a los trabajadores del Casino; los mismos que se infiltran y espían trabajadores con el "Proyecto X"; en fin, los mismos que, en 1999, asesinaron a Mauro Ojeda y Francisco Escobar en el puente de Corrientes, cuando la ministra más "progre" del "gobierno de los derechos humanos", era la viceministra del Interior del gobierno de la Alianza.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Caso Mariano Ferreyra: ¿Dónde está un testigo?

Diego Rojas (PLAZA DE MAYO - ANRED)

Alarmante: Se desconoce el paradero de un testigo muy importante en el caso Mariano Ferreyra. Debe declarar hoy jueves a mediodía. Sufrió amenazas de la patota.

Una fuerte preocupación acoge a la familia de Alfonso Severo, ferroviario, testigo que debió declarar hoy jueves 4 a mediodía en el juicio que investiga el asesinato de Mariano Ferreyra. Desde anoche se desconoce su paradero.

“Anoche habló con la mamá de mi hijo, que había sido operado, y le dijo que lo iría a visitar y lo mismo le dijo a mi mamá. Eran las diez y media. Nunca llegó a destino y desde las once que llamamos a su celular y da directamente el contestador”, cuenta Gastón, hijo del testigo. Alfonso Severo es un ferroviario, trabajador de Ferrobaires -con sede en Constitución- que fue desalojado de su puesto de trabajo en Mantenimiento por una patota armada en 2009. El acontecimiento fue una de las primeras muestras de la degradación violenta que había copado el ferrocarril. Severo partió de su hogar a bordo de un Renault Clío negro placa HGA-137. “Recorrimos hospitales e hicimos denuncias en las comisarías 4° y 6° de Avellaneda, incluso recorrimos con un patrullero el trayecto hasta la casa de mi hijo para ver si había algún rastro, pero no encontramos nada -continúa Gastón-. A la tarde lo habían llamado al celular y se escuchaba el sonido de la tele y de una radio, según me contó. ‘¿Qué se piensan, que me van a intimidar?’, me dijo “.

El testimonio de Alfonso Severo cobra vital importancia en este tramo del juicio que se desarrolla en Comodoro Py. Este cronista se entrevistó recientemente con Severo para recabar datos sobre los posibles vínculos de la patota de Constitución con Favale y la trama que envuelve el destino de las armas que se usaron en el ataque que costó la vida a Mariano Ferreyra e hirió gravemente a Elsa Rodríguez. El testigo conoce de primera mano los vínculos entre las patotas delictivas de Constitución y la dirección sindical de la Unión Ferroviaria.

Plazademayo.com pudo comprobar que el ministerio de Seguridad, a través de la subsecretaria Cristina Caamaño, ha tomado cartas en el asunto. Alfonso Severo debe presentarse en Comodoro Py a mediodía. En estos momentos no hay rastros de su paradero. Esta nota expresa la profunda preocupación de su familia ante la alarmante circunstancia, que no se puede desvincular de las recientes amenazas que profirió la patota de Pedraza a testigos de esta causa.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Entrevista a Claudio Katz: Buscando al burgués nacional

Carlos Saglul (ACTA)

Claudio Katz, profesor de la Facultad de Ciencias Sociales e investigador del Conicet, es autor de numerosos textos sobre la interpretación del capitalismo y la crisis económica global actual como “El porvenir del socialismo” (2004), “Las disyuntivas de la izquierda en América Latina” (2008) y “Bajo el imperio del capital” (2011).

En esta entrevista el economista analizó las marchas y contramarchas de un modelo que trata de recrear una burguesía nacional, subvencionándola con fondos públicos.

Katz advirtió sobre el infantilismo de algunos sectores que terminan siendo utilizados por la derecha, al confundir “el neoliberalismo que hizo estallar el país en el 2001 con un neo-desarrollismo que instrumentó medidas de corte popular”, aunque por otro lado alentó a que “hay otra opción que vendrá de la maduración política de la lucha social, y que cuestiona la existencia misma del capitalismo”.

En crisis, pero armados

- ¿Hasta donde la hegemonía estadounidense se ve cuestionada por la crisis capitalista?

El sistema puede estar en crisis pero no estará muerto hasta que encuentre quien lo entierre. Se sugiere usualmente que el expansionismo chino reemplazará el rol estadounidense. No se tiene en cuenta que desde la Segunda Guerra Mundial Estados Unidos es el garante militar de la reproducción del capital. Ellos llevaron adelante la represión de toda forma de insurrección popular, el genocidio en nuestro continente es un ejemplo. Están más activos que nunca en Medio Oriente. China no va cumplir esa función.

Además contra muchos pronósticos ingenuos el Fondo Monetario Internacional ha resurgido para mantener el orden imperial. China lejos de enfrentarlo, se mostró solidaria en la crisis capitalista. Salió a socorrer a los bancos en quiebra alineándose con el FMI y los préstamos están condicionados a las auditorias de ese organismo. Mientras tanto, Estados Unidos que concentra la mitad del gasto bélico mundial, le recuerda a Pekín su poderío militar con maniobras en Corea del Sur, se entromete en el tema del Tibet y le recuerda a cada rato su papel de gendarme del mundo.

Ezquenazi, Cirigliano, Britos y van…

- En ese marco, en el continente latinoamericano se ensayan dos modelos, el del Socialismo del Siglo XXl y aquel que intenta rejuvenecer al capitalismo, recreando una burguesía nacional…

El tema central es que, en el caso de Argentina, cuando los Kirchner llegaron al gobierno ya no había sectores capitalistas locales importantes ya que la mayor parte de la economía había pasado a manos de las trasnacionales. La cúspide del poder económico está integrada por grupos exportadores y empresas con numerosas inversiones en el exterior. Entonces, lo que se hace es alentar a través de los recursos del Estado el resurgimiento de la burguesía nacional. Aparece el Grupo Ezquenazi en Repsol y todos sabemos como termina eso. Se dilapidan los fondos públicos en subsidios que terminan generando corrupción y ganancias que se trasladan al ámbito privado o se van al exterior. Los desengaños se suceden para el gobierno. Además de Ezquenazi, hay que mencionar a Britos, Eurnekian, Mindil. Cristóbal López también en tanto extiende sus actividades con el petróleo, la electricidad y los medios de comunicación. Un caso paradigmático es el de los trenes, después de la tragedia de Once, anticipada una y otra vez inútilmente por dirigentes sindicales. Le sacan el servicio a Cirigliano para entregárselo a la dupla Roggio-Romero. Nos referimos al mismo grupo que se enriqueció con los subtes y ahora dice que trabaja a pérdida. Es decir no cambia nada, los trenes quedan en manos de los mismos funcionarios, empresarios y la burocracia sindical que asesinó a Mariano Ferreyra. Estamos hablando de transferencia de fondos públicos a sectores privados.

- Convengamos, tomando los ejemplos que menciona, que YPF terminó reestatizada y con los trenes pasará lo mismo.

Sería absurdo no acordar con la reestatización de YPF, como también la política con Aerolíneas o la Asignación Universal por Hijo. El gran problema es que las medidas son tardías y producto de una política zigzagueante. Por años desde muchos sectores, entre ellos la CTA, se le dice al gobierno que mientras Repsol exporta crudo, no abre nuevos pozos y se van millones de dólares en la compra de combustible. Ellos optan por renovar elogios hacia los capitales españoles. Cuando la situación es ya insostenible optan por la estatización y terminan diciendo lo mismo, que por años negaron. Primero tratan de ponerle un tope del 18 por ciento a los salarios en las Paritarias como parte de lo que denominaron “sintonía fina” y cuando son rebasados por los gremios aparece Axel Kicillof y su equipo y su ensayo de reactivación basado en el aumento del consumo. Tampoco se atenúa la remarcación de precios. No nos quejamos de Guillermo Moreno por sus malos modales, sino porque los dueños de las cadenas de supermercados acuerdan con él, le dan la mano y cuando vuelven a sus oficinas dan la orden de seguir remarcando. No sirve, ese es el problema.

Escapar a las presiones devaluatorias pesificando la economía está bien, el tema es que se toma la medida cuando ya se fueron miles de millones de dólares. Y no se puede decir que nadie lo advirtió. Una cosa es tomar las medidas “cuando se puede”, otra es tardíamente. El control de cambios para hacer frente a la inestabilidad global no está mal, el tema es que no sea algo espasmódico y arbitrario. Nadie puede oponerse al plan de créditos para viviendas, pero también hay que recordar qué sucede luego de un largo período en que se hicieron oídos sordos al aliento a las construcciones de lujo que encarecieron la propiedad urbana. Esas viviendas no deberían financiarse con los fondos de la ANSES, que afectará el caudal del dinero para el pago de futuras jubilaciones sino cobrándoles impuestos a los capitalistas que jamás han dejado de enriquecerse. Tratan de gestionar tensiones sin cambios profundos.

Todo por doce pesos

- ¿Se refiere por ejemplo a una reforma impositiva donde dejen de pagar más los que menos ganan?

Hacer como si los problemas de la economía no existieran es muy grave. Durante todos estos años no se contradijo la creciente dependencia del monocultivo sojero que produce desalojo de campesinos, concentración de la tierra y reducción del número de explotaciones. Creció la minería al cielo abierto que produce perjuicios parecidos y amenaza la provisión de agua. Como se privilegió la alta rentabilidad, se siguió promoviendo la ganancia de las automotrices en desmedro de la fabricación de trenes y subterráneos. Los sueldos del sector formal pudieron en algunos casos emparejar la inflación pero los informales, que son mayoría, siguen padeciendo una explotación social sin límites. La brecha social no puede achicarse si no se afectan las ganancias de los grandes grupos económicos. Los neo-desarrollistas tienen una mirada idílica del capitalismo. Proponen que el lucro sin medida de los empresarios es compatible con la mejor de los sectores populares. Sin una reforma impositiva no se pueden sustentar los crecientes gastos públicos.

- La inflación también significa un traslado de recursos.

Se persiste en negarlo cuando es el problema más grave que enfrentamos. No hay índice, que no sea oficial, que baje del 23 por ciento anual. La inflación licúa medidas favorables como la Asignación Universal por Hijo y aumenta la pobreza. Es absurdo que el Indec continúe dando informes en los que nadie cree. La emisión monetaria crece y aumenta la inercia ascendente de los precios. Las remarcaciones se producen para mantener la rentabilidad de las grandes empresas y por el manejo monopólico de los precios. Desde el 2008 hay fuertes restricciones en la oferta debido a la falta de inversión. La demanda creció sin que aumente la oferta por falta de inversión. Con la misma capacidad instalada no se puede satisfacer los mayores pedidos de compra. Entonces remarcan. Ganancias sin inversión.

Neoliberalismo o Neo-desarrollismo

- Usted explica que si se hace una buena caracterización de la etapa, no es posible caer en la trampa de la derecha. ¿A que se refiere?

Este gobierno es hijo de la crisis del 2001. Después del estallido social, el neoliberalismo ha buscado recomponer a la burguesía industrial en desmedro de los bancos junto al agro-negocio, y ambos se niegan a ceder siquiera parte de la enorme renta que acaparan. Después de haber sido carcomido por la extranjerización, este sector de la burguesía mantiene su poder a través de subsidios y remarcaciones de precios, que a su vez contradicen cualquier proyecto industrializador.

Hay que tomar nota que durante el período se han logrado fuerte reivindicaciones populares. No reconocer las diferencias entre este neo-desarrollismo (a pesar de sus incoherencias) y la derecha neoliberal, es suicida. La mayoría de la población, más allá del humor con el que observa a este gobierno, sabe que es impensable que un Mauricio Macri hubiera instaurado la Asignación Universal por Hijo, tanto como el incremento enorme de la cantidad de jubilaciones, la nacionalización de YPF y muchas otras medidas. La derecha neoliberal trata de canalizar todo discurso opositor, al tiempo que el gobierno plantea que toda critica es funcional a la derecha. Comunicar que otro modelo es posible no implica por ejemplo desconocer lo positivo de la Ley de Medios como piensan ciertos sectores de izquierda sino, por el contrario, exigir su profundización. Es necesario armar un relato propio. Los monopolios mediáticos no son ingenuos. Y en el infantilismo de algunos sectores de la izquierda que piensan que el poder se construye “a fuerza de coraje” le es funcional. Confundir al kirchnerismo con la derecha neoliberal lleva también a olvidar que la socialdemocracia, si estuviera en el gobierno, como se demostró con la Alianza, no haría mejor las cosas. Hay condiciones para la construcción de una alternativa genuinamente popular, pero ese objetivo requiere lucidez. Necesitamos un discurso claro que denuncie las carencias neoliberales y del neo-desarrollismo, que a diferencia del viejo desarrollismo subordina la industrialización a la exportación de bienes primarios.

Las solidaridades que se tejen en América Latina y la resistencia de los pueblos a no pagar la crisis, por ejemplo, cuestionan al propio sistema capitalista. Hacerse cargo de eso implica no dejarse usar por la derecha neoliberal y marchar bien lejos de sectores socialdemócratas, que ya sobradas muestras han dado de sus claudicaciones.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Crímenes y estructuras de poder

Martín Lozada (RIO NEGRO ON LINE)

Uno de los campos de interés de la criminología radica en desentrañar la compleja red de elementos que suelen componer la criminalidad perpetrada desde las estructuras de poder, sean estatales o corporativas.

En nuestro ámbito regional, la experiencia del terrorismo de Estado hizo que los estudios se enfocaran mayoritariamente en las violaciones sistemáticas a los derechos humanos que, bajo la forma de crímenes contra la humanidad, comprendieron las privaciones ilegítimas de la libertad, las torturas, las muertes y desapariciones de miles de personas.

Sin embargo, la variedad de modalidades que asume la criminalidad estatal y corporativa sugiere la necesidad de un abordaje sistémico que no ahorre esfuerzos para develar el entramado que suele resultar en el éxito de sus autores materiales e intelectuales. Éxito comisivo, en tanto aquellos no suelen ser neutralizados por las agencias de persecución penal del Estado.

De modo que a poco de profundizar sus especificidades nos hallamos frente a un primer elemento estructural: su impunidad. Sea debido a que se trata de formas criminales para cuya realización es necesario contar con un conocimiento técnico particular, o por su minuciosa premeditación, o bien debido a la insuficiente preparación de los mecanismos de reacción penal.

Cabe precisar entonces la semántica de la impunidad, diferenciando la impunidad normativa –de iure– de la llamada impunidad fáctica –de hecho–. En la primera, sus preceptos están determinados por el derecho positivo vigente a modo de causas legales que, por excepción, inhiben la penalización.

La segunda, en cambio, es una impunidad sin causa justa que se traduce en la no penalización de personas criminalmente responsables de infracciones formalmente castigadas por la ley.

Tal cual lo expresa Wolf Paul, desde un punto de vista de la fenomenología jurídico-empírica es esta última la que resulta más inquietante, no sólo por carecer de fundamento legal sino debido a que resulta consecuencia de razones supralegales o extrajurídicas, generalmente de naturaleza política y económica.

La frecuente inacción frente a los crímenes del poder se traduce así en un resultado esperable: su naturalización. De allí que la ausencia de un ejercicio pleno de la justicia induzca al conjunto de la sociedad en un estado de anomia, desamparo y vulnerabilidad, que atenta contra la cohesión de los lazos sociales y los sentimientos de pertenencia.

Por lo tanto, la impunidad produce una pérdida de referencias con un altísimo efecto desocializador y deshistorizador que posibilita el ejercicio abusivo de los poderes dominantes.

Diana Kordon y Lucila Edelman, integrantes del "Equipo argentino de trabajo e investigación psicosocial", afirman que la falta de sanción del crimen en contextos de criminalidad estatal inhabilita las funciones que debe cumplir el Estado en cuanto garante del orden simbólico, la terceridad y los intercambios.

Nada de esto es ajeno, claro está, a la marcada selectividad de los sistemas penales y su orientación a la neutralización de los comportamientos protagonizados por los miembros de los sectores más vulnerables de la sociedad. Lo que, pese a venir siendo reiteradamente denunciado por los sectores más críticos del saber criminológico, no deja de tener vigencia como tal.

Acaso la puesta en funcionamiento de los procesos de criminalización no pueda prescindir de una limitación que les resulta inherente, la que se traduce en una general imposibilidad de volverse en contra de quienes los manejan y manipulan.

Conforme a ello, las relaciones de poder en vigencia engendran expresiones penales expansivas tan sólo edificadas alrededor de comportamientos conflictivos intersubjetivos. Comportamientos que, valga la paradoja, ni siquiera llegan a correr el velo que oculta los intereses y las voracidades que hacen a la esencia misma de esas relaciones de poder.

Tal como irónicamente sostiene Raoul Vaneigem: "Fuera de algunos chivos expiatorios sacrificados a la opinión pública, los estafadores en el poder siguen gozando por lo general de la inmunidad y la impunidad. En cambio, el delincuente que no goza de una buena situación económica para ejercer el oficio de granuja se ve obligado a rendir cuentas ante una sala de audiencias".

Martín Lozada es Juez penal. Catedrático Unesco.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

CFK y la minería

Miguel Gómez (PRENSA OBRERA, especial para ARGENPRESS.info)

¿Sostén de la re-re?

“La producción minera en Argentina, si tuviéramos estos 25 proyectos (los 23 más Lama y Potasio Río Colorado, en construcción), más los 14 ya construidos, representarían una cosecha y media de soja”. Esto declaró Julio Ríos Gómez, presidente de Gemera (Cámara que agrupa a las empresas que realizan exploración minera), en una reciente exposición minera celebrada en Salta a principios de setiembre (Mining Press, 10/9).

A la vez que remarcó el potencial minero argentino, destacó también las trabas nacionales e internacionales que, en su opinión amenazan este desarrollo. Según sus palabras “los proyectos maduros en el país (más de 20), podrían generar, en caso de concretarse, una corriente de inversión de 20.000 millones de dólares” (ídem).El gobierno es prominero…

La intervención de Ríos Gómez hizo de contrapunto a la del secretario del área, quien trató de infundir optimismo basándose en las robustas cifras del crecimiento minero bajo la gestión de los K y de los gigantescos proyectos hoy en construcción (Pascua Lama en San Juan, Potasio Río Colorado en Mendoza y Cerro Negro en Santa Cruz entre los más importantes) así como de otros megaproyectos, especialmente Agua Rica en Catamarca y Pachón en San Juan y el potencial del litio en la puna.

El funcionario tiene sus razones. Ha batido un record de permanencia. Acompañó a Duhalde en la misma función desde el 2002 y luego a Néstor y Cristina. La continuidad del apoyo a los pulpos mineros viene desde Menem y los denostados ’90 y se ha mantenido a rajatabla. Cristina no sólo vetó la Ley de Glaciares que amenazaba las inversiones mineras en la alta cordillera. Cuando se volvió a aprobar, atenuada, hizo todo lo posible por incumplirla, incluyendo el respeto a medidas cautelares que interpuso la provincia de San Juan (las mismas que tanto le molestan cuando se trata de su pelea con el grupo Clarín para regimentar a los medios).

A fines de marzo, Cristina estuvo celebrando la ampliación de Cerro Vanguardia en su patria chica santacruceña, y más recientemente, en pleno cacerolazo, voló a San Juan para felicitar a Gioja por lo bien que lleva su provincia. Un reciente informe elaborado por la Universidad Tecnológica Nacional, UTN, afirma que “en el período 2010-2011, la mina Veladero (propiedad de la Barrick Gold) fue responsable del 34% del PBI de San Juan”, y pasó al quinto lugar en el ranking de minas de oro en el mundo (El Zonda, 22/9). Y Pascua Lama, también de Barrick y más grande aún, está en construcción. Una vez completada, convertirán al complejo Veladero-Pascua Lama en el mayor cetro de producción de oro del mundo, y además el más rentable, por sus bajos costos de producción.

… pero para los pulpos mineros no es suficiente

La minería mundial también sufre, a su manera, la crisis mundial. Los minerales industriales son los más afectados. Un resumen de las cotizaciones bursátiles de las principales empresas mineras que operan en Argentina mostró en el semestre febrero-julio de este año una caída entre un 17 y un 44% (Barrick cayó un 28%). Los anuncios de la Fed de masivas inyecciones de fondos hicieron rebotar en agosto las acciones de los productores de oro y plata, acompañando un rápido incremento de sus precios como reserva de valor, pero sin alcanzar los valores previos a la caída (subieron entre un 10 y un 30%, Barrick, el 18,6%).

Además, se complica el financiamiento y esto afecta a las mineras más pequeñas, especialmente a las dedicadas a la exploración. También disminuyen las utilidades por el incremento de los costos, la energía en primer lugar. La ofensiva contra los trabajadores mineros en Sudáfrica es parte del intento de los pulpos de recuperar rentabilidad. A principios de setiembre “la primera ministra de Australia, Julia Gillard, dijo que su país, cuya economía está fuertemente vinculada a la minería, no está dispuesto a reducir los sueldos en ese sector para competir con Africa” (EFE, 5/9).

En Argentina, en el último año, se le complicaron los negocios a las mineras. Primero fue la obligación de liquidar las divisas de las exportaciones en el país, de lo cual estaban exceptuadas por decreto especialísimo de Duhalde mantenido por Néstor y por CFK hasta hace unos meses. Luego, se restringió el plazo para liquidarlas, lo que motivó una suspensión de exportaciones. Aunque les dieron un plazo más amplio, tampoco las conforma. A ello, se agregan las dificultades para girar dividendos y la presión para sustituir importaciones por productos más caros y de menor calidad, todo lo cual incrementa sus costos.

Estas medidas, por su parte, no afectan de igual manera a los distintos pulpos que operan en el país. Barrick que está invirtiendo en Pascua Lama, Xstrata que está encarando Agua Rica y avanza con Pachón y otras que se están ampliando (Cerro Vanguardia, Gualcamayo de Yamana Gold, etc.) pueden ir tirando sin girar utilidades por un tiempo.

Aunque no se quejan públicamente por temor a mayores represalias, el discurso del presidente de Gemera que citamos al comienzo habla por los pulpos. Reclamó por las retenciones (5%para los metales semielaborados y 10% para los concentrados), por la liquidación de divisas, por la Ley de Glaciares, por la dificultad para girar dividendos, además de los proyectos para establecer “distintos tipos de gravámenes y/o aumentos tributarios” o la participación impuesta de empresas provinciales como los intentos recientes en Santa Cruz (ídem).

Minería y re-re

Si Cristina estima que, por el apoyo que tanto ella como su marido les vienen dando a los pulpos mineros desde sus tiempos de Santa Cruz, va a recibir su sostén para sus proyectos re-eleccionistas, puede llevarse un fiasco. Los pulpos mineros han operado y sacado ventajas tanto con Menem, como con De la Rúa, Duhalde y los Kirchner. Argentina tiene el enorme atractivo para ellos de la gran rentabilidad de sus yacimientos, jóvenes e inexplotados, con lo cual están aprovechando para sacar lo más rentable. Pero también es cierto que países como Perú y Colombia les ofrecen eso y más. Ventajas fiscales y, sobre todo, cambiarias. Hoy, ambos países reciben inversiones mayores que Argentina. A los pulpos mineros, por su actividad, le convienen mercados abiertos y libre giro de divisas. Eso los coloca en el campo de los devaluacionistas, aunque prefieran el perfil bajo. (Hasta Chavez acaba de firmar un convenio estratégico para la explotación del megayacimiento de oro y cobre de Las Cristinas en el estado sudoriental de Bolívar con el gigante estatal chino CITIC).

Los pulpos mineros han ido tomando el control de las débiles economías cordilleranas y tienen un peso enorme en sus regímenes políticos. San Juan, Catamarca, Salta, Jujuy, Santa Cruz, están en gran medida dependientes de la minería. Gioja o Urtubey son sus representantes políticos como lo fue Kirchner en su momento.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Orlando, “El aceitoso”

Alfredo Grande (APE)
.

“en toda cultura no represora, se dice el pecado y también el nombre del pecador”
(aforismo implicado)

Perón: -¿Usted se hace responsable de lo que dice? Eso de parapoliciales lo tiene que probar. (Dirigiéndose al edecán aeronáutico dijo:) ¡Tomen los datos necesarios para que el Ministerio de Justicia inicie la causa contra esta señorita!

A.G.: -¡Quiero saber qué medidas va a tomar el gobierno para investigar tantos atentados fascistas!

P.: -Las que se están tomando, esos son asuntos policiales que están provocados por la ultraizquierda y la ultraderecha; la ultraizquierda, que son ustedes (señalando a la periodista con el dedo) y la ultraderecha, que son los otros. De manera que arréglense entre ustedes; la policía procederá y la Justicia también. Indudablemente que el Poder Ejecutivo lo único que puede hacer es detenerlos a ustedes y entregarlos a la Justicia; a ustedes y a los otros. Lo que nosotros queremos es paz, y lo que ustedes no quieren es paz.

A.G.: -Le aclaro que soy militante del Movimiento Peronista desde hace trece años.

P.: -¡Hombre, lo disimula muy bien!

Leí en un artículo de Rolando Astarita. “Pues bien, Barone reivindicó esa respuesta de Perón, ya que en su opinión lo de la periodista había sido una provocación; había hecho una pregunta “irresponsable” (estoy citando de memoria, pero seguramente podrán ver la grabación del programa). Con esto, Barone quería demostrar lo inconveniente que son las conferencias de prensa, y lo acertado que estuvo Perón en parar una pregunta que podía generar “escándalo”. En ese punto, Gabriela Cerruti, que había sido invitada al programa, le recordó que la periodista de El Mundo había terminado secuestrada y desaparecida. Barone se llamó a silencio. “No es un ejemplo feliz”, le observó Cerruti. El resto del panel no dijo palabra y fueron a la tanda”. De la tunda a la tanda, mutis por el foro y por el forro. Alguna vez leí que Orlando había dicho que había llegado tarde a los derechos humanos. Supongo que la tardanza se llama La Nación, quizá Clarín. Pero no solamente llegó tarde, sino que además pasó de largo. Claro que en la cinta de moebius que es la política resignada, pasa y vuelve. Aclaremos, así de paso oscurece: Orlando es, apenas, un analizador. No se trata de detenernos en este caballero de tan triste figura, que arremete contra los molinos de pensamientos libertarios. Es, apenas, un balbuceador patético de un discurso macartista y reaccionario del cual mucho debe haber aprendido mientras tardaba en llegar a los derechos humanos. La verdad es que no está solo. Está mal acompañado. Dichos como los mencionados exigen que truenen varios escarmientos porque comprometen desde el espacio de la televisión pública el compromiso de defensa de los derechos humanos. Si el Orlando se permite ponderar la persecución a la libertad, estamos en graves problemas. Curiosamente, en la escena que APE reproduce, el monopolio de la fuerza pública, que por otra parte y por la misma parte es el monopolio más poderoso que existe, es la que verbaliza el General. No tengo tiempo de ir al google, pero no dudo que Clarín aplaudió la decisión de victimizar a la víctima. Eran otros tiempos. El remate de Perón: “hombre, lo disimula muy bien”, hoy sería un imperdonable atropello de género. Pero eran otros tiempos. No había, a mi criterio, dos Patrias enfrentadas. La Patria siempre fue la del fusil y la bandera, y las patrias son los hermanos que están labrando muchas y diferentes tierras. Pero este Orlando que supimos conseguir sólo conoce una. La Patria Poder. Le teme el escándalo de una pregunta, pero es indiferente a la aberración de la tortura. Ana fue detenida y torturada. Es cierto Orlando. Por algo será. O al menos, por algo fue. No creo que nuestro Orlando Celoso pueda entender y mucho menos valorar el coraje, ese coraje que a mí no me sobra, para preguntarle al Poder sobre su verdadero rostro. Cuánto percal es necesario vender para poder comprar un tapado de armiño todo forrado en lamé. La reminiscencia tanguera es necesaria. Porque nuestro Orlando Furioso arremete contra el recuerdo de lo que siempre defendimos: el derecho a interpelar al poder. De mirarlo a los ojos sin quedar transformados en inútiles estatuas de sal. Es cierto lo que dijo la legisladora: “no es un ejemplo feliz”. Pero tampoco es cierto: es un ejemplo desgraciado. Porque pondera evitar el escándalo antes que enfrentar la verdad, que sabemos es la única realidad. O al menos una de las realidades que no debemos esconder debajo de la moquette. Y no hay coartada teórica ni política que valga, salvo la reaccionaria “teoría” (¿delirio?) de los dos demonios. Ana no tenía más armas, más fierros que su honestidad, su valentía y su insaciable hambre de justicia. Pero los Orlandos que pululan en la feria de las vanidades hacen la vista flaca, de tan flaca casi anoréxica, y ante la desgraciada y miserable intervención, callan. Y en el marco de la cultura represora, el que calla otorga. De la manera más cobarde. Eutanasia pasiva de la verdad. Insisto: la paradoja es la marca registrada de la cultura represora. El Orlando no es dialectizable. Apenas ajusticiable en una corte de personas honestas, honradas, con memoria histórica, con algún coraje, que tampoco es tanto, que lo emplace a ratificarse. No rectificarse, porque hasta es capaz de hacerlo. Ratificarse es invitarlo a ampliar el fundamento de su comentario, si conoce por ejemplo mi aforismo de que “el escándalo es la cara visible de la hipocresía”, que busque en su frondoso archivo de periodista otro ataque a los derechos humanos que haya perpetrado, y desde donde y por qué y con qué costo para el erario público, está en un lugar que envilece y degrada. Esa brutal intervención no puede ser gratis, así que quiero saber cuanto le pagan. Que la prensa canalla, la misma que tituló: “Murió el Che Guevara” “La crisis produjo dos muertos” “En un enfrentamiento murieron varios guerrilleros”, hubiera estampado la sentencia de Orlando como propia, las cosas estarían en el lugar que deberían estar. Por eso propuse la necesidad que se arme un Frente de Derecha y de los Explotadores, porque hoy están dispersos en varios ámbitos y partidos y sindicatos y asociaciones. El Orlando tendría en ese Frente su lugar en el mundo. En ese mundo imposible donde la impunidad del discurso se choca de frente con la miseria de las conductas. Sin embargo, algo peor puede estar sucediendo. El Orlando puede ser un profeta. Puede estar hablando no del pasado sino del futuro. Como dice La Alumbrera: ¿de qué cepo cambiario están hablando? “Los círculos viciosos, nos superan...Los vicios son más extensos, que la más fértil imaginación...Alumbrera evade ganancias por U$S 92.500.000.000...por lo que se libra de pagar impuestos por U$S 28.000.000.000...Ahora, un somero cálculo...para producir lo que produce, necesita "traer de afuera"...nada menos que U$S 30.000.000.000 en insumos”, nos explica Guillermo Amilcar Vergara. ¿Más preguntas para el escándalo? Sólo falta, en realidad sólo sobra que el Orlando nos diga que a veces, algunas veces, el silencio es salud. Como el único monopolio es Clarín y el único enemigo es Magnetto, basta enfrentarlos con énfasis para sacar patente de corso liberador. Pero no solamente el pez por la boca muere, aunque en realidad no muere sino que lo asesinan con anzuelos y redes. ¿Será un anzuelo la pútrida frase de Orlando? La ley antiterrorista y otras aberraciones que por ahí circulan: ¿serán las redes? No quiero pero puedo creer que estemos con los derechos humanos rogando y con futuros mazos dando. ¿Futuros? Las estadísticas de la Correpi seguro que escandalizarían a nuestro Orlando, en el caso que las leyera y preguntara con un poco del coraje que tuvo Ana Guzetti. Un poquito, nada más. El talento de Fontanarrosa tranformó a Booggie, un matón muy pesado, torturador mal (como ahora se expresan los jóvenes), en un personaje querible. Por supuesto, desde la lógica que hay amores y cariños que nos matan. Era aceitoso y pesado, como pesado es el aceite. Viscoso, untuoso, pegajoso, bueno, un asco. Quizá el Orlando necesite su propio Fontanarrosa para que lo haga querible. Obviamente, no seré yo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Argentina: "Sólo el pueblo salvará al pueblo"

AGENCIA WALSH

La situación por la que atravesamos los docentes en relación a nuestros sueldos es común a la que viven el conjunto de los trabajadores. Los topes salariales dispuestos por el gobierno nacional en acuerdo con las patronales, los gobernadores de todas las provincias y las distintas burocracias sindicales son, sin lugar a dudas, el problema común que debería unificarnos a todos en la lucha.El magro presupuesto que se destina a Educación no sólo nos golpea en los bolsillos a los trabajadores de la educación. También se siente en las escuelas, con las sumas miserables que se destinan a gastos de funcionamiento, comedores y copa de leche.

El porcentaje acordado en la paritaria a comienzos de año sólo logró imponerse después de terribles presiones, amenazas de descuentos por parte del gobierno y la conocida lógica de desgaste sin ofrecer perspectivas a la que apela la Comisión Directiva Provincial, que a lo largo del conflicto de tres semanas no fue capaz de cumplir con el mandato de Asamblea de convocar a una movilización provincial que diera muestras de nuestra fortaleza y nuestra voluntad de continuar la pelea. También hizo lo suyo la CTERA, que otra vez se declaró prescindente, sin convocar a un plan de lucha de nacional que unificara nuestro reclamo y sin ponerse a la altura de las circunstancias frente a los ataques que recibimos de los gobiernos provinciales y de la boca de la mismísima presidenta que , después de cerrar por decreto la paritaria nacional, con un discurso cargado de falsedades y descalificaciones, intentó enfrentarnos a otros trabajadores.

En Santa Fe

En nuestra provincia, los docentes tenemos sobradas razones para expresar nuestro malestar. El magro aumento recibido ya ha sido devorado por la inflación, y la distancia entre el sueldo testigo y la canasta familiar cada vez es mayor.

Este gobierno provincial, tan genuflexo a la hora de referirse a la "legalidad" cuando los docentes salimos a la calle en reclamo de nuestros derechos, no hace otra cosa que pisotear las leyes e incumplir los acuerdos firmados en paritarias. Existen sobrados ejemplos que demuestran que esta gestión se asienta en la ilegalidad y la vulneración de nuestros derechos y los de nuestros alumnos. El incumplimiento del derecho constitucional de garantizar la educación pública obligatoria a miles de niños y jóvenes de esta provincia; la existencia y crecimiento desde hace años de trabajadores precarizados; la permanente contravención de normas de seguridad en los edificios públicos, que no cuentan con matafuegos, salidas de emergencia, rampas y baños para discapacitados, son una pequeña muestra de cómo hace aguas por todas partes el tan cacareado discurso que acompañó a su campaña sobre "los aires nuevos" que se venían en la provincia.

A cinco años de gestión, somos muchos los que vemos a esto como "más de lo mismo", con situaciones que día a día se agravan.

El llamado "monitoreo" que se expresa en el acta paritaria, ya tuvo la respuesta del gobernador, para quien según sus cálculos el aumento recibido supera la inflación y recién el año próximo se podría hablar sobre este tema. Los concursos de ascenso para cargos directivos y de supervisión, presentes en actas de años anteriores, brillan por su ausencia. Los movimientos alrededor de la cuestión de las viviendas dejarán a la mayoría de los compañeros muy lejos de alcanzar ese objetivo. La Reforma Educativa impuesta de manera arbitraria e inconsulta en los niveles Secundario y Superior, sigue generando rechazos por parte de docentes y estudiantes, que desde distintos espacios se organizan para enfrentarla, porque significa vaciamiento de contenidos, eliminación de materias (y por ende de cargos), y desarrollo de esta lógica de "lo paralelo" que viene instalando el Ministerio con "nuevas" competencias tan valiosas como macramé o buraco, en detrimento de las horas de formación necesarias para abordar la compleja problemática social actual. La nueva modalidad de solicitud de licencias médicas, ha recibido un masivo repudio por todas las trabas burocráticas que nos impone el Ministerio y la erogación económica que implica el pago del estampillado.

El magro presupuesto que se destina a Educación no sólo nos golpea en los bolsillos a los trabajadores de la educación. También se siente en las escuelas, con las sumas miserables que se destinan a gastos de funcionamiento, comedores y copa de leche.

Mientras por arriba se designa a dedo a gente que cobra abultados ingresos y de la que se desconoce cuál es su función, seguimos sin lograr la creación de los cargos y horas que permitirían resolver una parte de los problemas por los que atraviesan las instituciones. La experiencia piloto de jornada extendida en quince escuelas de la provincia, sin ningún tipo de consulta a los docentes, se enfrenta también al mismo escollo. Nada se dice en relación al aumento de personal de las plantas escolares para brindar la atención que los chicos merecen; pero sí queda claro que este nuevo "experimento" se resolverá con mayor flexibilización laboral de los docentes, a quienes se les promete cobrar un plus.

Defender la escuela

La escuela es el espacio por excelencia en el que confluyen todas las problemáticas sociales. No nos es ajena la exclusión que viven muchos de nuestros niños y adolescentes como consecuencia de la falta de políticas públicas que desde lo nacional y lo provincial apunten a reparar lo que el mismo Estado destruyó. Los docentes nos enfrentamos a diario con chicos que sufren severos problemas de adicciones; que no reciben ningún tipo de atención profesional, porque los lugares públicos que debieran asistirlos no cuentan con la cantidad necesaria de personal, ni con la infraestructura edilicia que les posibilite hacer frente a la demanda.

Los operativos antidrogas que cada tanto se publicitan a través de los medios, siguen siendo puestas en escena en las que los verdaderos responsables de las redes de narcotráfico nunca son puestos entre rejas.

Razones para convocar a una Asamblea provincial en la que los docentes santafesinos votemos un plan de lucha, son las que sobran. Lo que sigue faltando, y no es nuevo, es voluntad política por parte de la Comisión Directiva Provincial, de la que ha quedado bien en claro que no está dispuesta a luchar contra los topes salariales.

Los trabajadores no votamos ninguna ruptura

En medio de esta situación, también vemos que está muy lejos de ser el salario la principal preocupación de las dirigencias de las distintas centrales obreras, más allá de las expresiones altisonantes que algunas puedan manifestar a través de los medios

La división que hoy vive el movimiento obrero no es producto de una decisión voluntaria del conjunto, sino de una determinación de las cúpulas sindicales que siguen subordinando los intereses de los trabajadores a los de las patronales, los partidos políticos y los distintos gobiernos de turno.

Hace 21 años, los docentes nucleados en AMSAFE y CTERA pasamos a pertenecer a la Central de Trabajadores Argentinos. Una central que nació con el propósito de enfrentarse a las políticas neoliberales; que se planteó como una alternativa de participación democrática de los trabajadores y que tuvo como principio fundante- y en abierta confrontación con la CGT- la autonomía de las patronales, los partidos políticos, los gobiernos y el Estado.

Hace dos años los trabajadores elegimos por voto directo a quienes nos representarían en la Central. Debíamos optar por una de las cuatro listas. La votación se hizo en las escuelas y los distintos lugares de trabajo. Todos los que participamos de este acto democrático, lo hicimos convencidos de que seríamos respetuosos de lo que decidiera la mayoría. Acusaciones de fraude que se cruzaron entre dos de las listas que se autoproclamaron ganadoras, y que tenían como representantes a Hugo Yasky por un lado, y a Pablo Michelli por el otro, llevaron a que ambos dirigentes decidieran de manera unilateral la ruptura de la Central, y hoy el resultado es el que vemos: hay dos CTA.

En medio de ese fuego cruzado, AMSAFE Rosario, fue el único departamento de la provincia que quedó ali-neado con la Central que tiene como representante a Pablo Michelli.

La pérdida de la independencia política de las dos Centrales

Hoy vemos como las dos centrales han olvidado sin ningún rubor sus principios fundacionales. La proclamada independencia de las patronales, los partidos políticos, los gobiernos y el Estado han sido arrojadas por la borda. Hugo Yasky ha decidido subordinar la política de su central a los intereses del gobierno nacional, y Pablo Michelli a los del Frente Amplio Progresista, que tiene como máximo exponente al gobierno de la provincia de Santa Fe, es decir a nuestros patrones.

El paro del 8 de junio al que convocó la conducción de Pablo Michelli fue resuelto a puertas cerradas, sin una previa consulta a los trabajadores, vulnerando el criterio participativo según el cual las medidas de fuerza se construyen de abajo hacia arriba y no en sentido inverso.

Desde AMSAFE Rosario propusimos que los compañeros lo votaran, y hubo quienes planteamos que, más allá de lo legítimo del reclamo, el hecho de que fuera solamente nuestro departamento el que llevara adelante la medida de fuerza, no contribuía en absoluto al fortalecimiento necesario para futuras luchas provinciales en nuestro sector. Por eso propusimos una concentración de delegados.

La medida se votó y el paro se hizo, aunque no sin dificultades, porque tras las amenazas del gobierno provincial, muchas escuelas se partieron, y el malestar que quedó en ellas luego de esta situación no es un problema menor.

Hace poco menos de veinte días, Pablo Michelli decretó un paro de su Central a través de los medios, otra vez sin consultar a ningún trabajador. El reclamo de aumento de salarios, la eliminación del impuesto a las ganancias a los trabajadores y la derogación de la Ley Antiterrorista, son algunas de las razones de esta convocatoria, que tiene la particular característica de contar con la adhesión de un sector patronal, la Federación Agraria. Otro de los que participarán de la movilización convocada para ese día y compartirá el palco con Michelli es el dirigente Hugo Moyano, que hace más de siete años que fue denunciado ante la justicia por su participación en la Triple A. ¿Con qué autoridad moral puede hablar contra la Ley Antiterrorista quien formó parte de bandas fascistas amparadas por el Estado que asesinaron a más de 1500 trabajadores?

Pero ésta no es la única contradicción, hay algunas más. El 16 de agosto el dirigente Pablo Michelli se hizo presente en el Patio de la Madera para celebrar junto a la Mesa de Enlace y distintos dirigentes políticos y sindicales autotitulados "opositores", el centenario del Grito de Alcorta. Una cosa es sentarse a discutir salarios con los patrones, y otra bien diferente, es sentarse a festejar con ellos. La Sociedad Rural es una de las tantas corporaciones que impulsó el golpe genocida. Sus integrantes fueron un de los tantos socios civiles que tuvo la dictadura. Si no fuera porque los hechos están documentados, cualquiera podría decir que se trata de un chiste de humor negro. Lamentablemente, es la cruda realidad.

El 13 de septiembre, el mismo día en que los docentes rosarinos, tras una votación en las escuelas, nos movilizábamos a media mañana por aumento de salarios, creación de cargos, aumento del presupuesto educativo y contra la Reforma Educativa, se realizaba por la noche un cacerolazo con consignas bien distintas a las que llevábamos los maestros. Una protesta en la que los reclamos urgentes eran el "fin del cepo cambiario", cuando millones de trabajadores hacemos malabares para llegar a fin de mes y otros ni siquiera pueden hacerlo porque no tienen trabajo, y más policías y cárceles para nuestros alumnos , cuando está demostrado que la población carcelaria se triplicó en estos últimos nueve años sin que esto resolviera nada. La seguridad es algo muy distinto, porque la cárcel no "resocializa" y el gatillo fácil nunca es la solución para terminar con las de-sigualdades sociales. La protesta fue festejada por la dirigencia del PRO, el Peronismo Federal, el ex gobernador Hermes Binner, el Frente Amplio Progresista (con el partido Socialista a la cabeza), Cecilia Pando, Hugo Moyano y Pablo Michelli.

Se puede esperar de todo el "arco opositor" este tipo de adhesión, pero resulta inadmisible que un representante de los trabajadores que alguna vez reivindicó a Agustín Tosco coincida en con este coro de reaccionarios. Una cosa es oponerse a las medidas antipopulares que nos impone el gobierno nacional, y otra bien distinta es aliarse a otro sector patronal que disputa el poder con el gobierno de turno.

Una cosa es repudiar a dirigentes como Hugo Yasky que se mantienen obsecuentes con el gobierno nacional y no tienen ningún empacho en compartir la misma mesa con un ex agente de inteligencia del Batallón 601, como Gerardo Martínez; y otra bien diferente es brindar y compartir el micrófono con dirigentes sindicales que históricamente han traicionado a los trabajadores.

Los métodos de la burocracia

Este paro del 10 de octubre, resuelto otra vez de manera unilateral, al mejor estilo de lo que hace cualquier burócrata de la CGT o el mismísimo Hugo Yasky, nada tiene que ver con los postulados de democracia sindical que en algún momento tuvo la Central. La independencia de la que se hace alarde, así como los justos reclamos que se plantean, terminan haciéndose trizas cuando se tejen alianzas con sectores patronales que a diario someten a los trabajadores a terribles condiciones de explotación y con dirigentes que formaron parte del aparato represivo de Estado.

Los trabajadores debemos trazar nuestra huella independiente de las patronales, los partidos políticos, los gobiernos y el Estado. En ese camino de la independencia, concebimos que las grandes decisiones de un gremio son acertadas cuando se asientan en nuestros verdaderos intereses y surgen de la participación activa de un colectivo. Por eso seguimos apostando a construir desde las bases un plan de lucha provincial que contemple todas nuestras reivindicaciones, llevado adelante en unidad de acción con trabajadores de otros sectores.

Una vez más afirmamos como lo hiciera la CGT de los argentinos en los ‘70 "Sólo el pueblo salvará al pueblo".

Agrupaciones Resistencia Docente, Paulo Freire,
Fuera de Renglón e independientes.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...

Subte: “Vamos inevitablemente a un nuevo conflicto a nivel social”

EL CAMINANTE - ANRED

Otra vez en el subte se avecina un nuevo conflicto, luego de los 10 días de paro en el mes de agosto por el reclamo en las paritarias y el polémico traspaso de fondos para subsidiar el trasporte. Por éstos días en la legislatura porteña se debate cómo se conformará el presupuesto 2013 que no prevé destinar fondos para el subte, mientras que el gobierno nacional quitará unos 30 millones que corresponde según el acuerdo firmado. El propio Jefe de Gobierno admitió que una nueva suba de tarifas es posible, lo cual desencadenaría nuevamente en una situación conflictiva, donde usuarios y trabajadores se llevará la peor parte. El Caminante conversó con Roberto Pianelli, Secretario General de la Asociación Gremial de Trabajadores de Subte y Premetro (AGTSyP) para entender la situación actual y lo que se viene.

¿Es inevitable un nuevo conflicto antes de fin de año?

Como vamos parece inevitable, se da una situación en la cual Metrovias en diciembre del año pasado recibía un total de 60 millones de subsidio por mes, de esos 60 millones, cuando se hizo el traspaso a la ciudad, se dividía 30 millones el Gobierno Nacional y 30 millones el porteño; la ciudad hizo una cuenta simple, medio a lo bestia, que fue 30 millones dividido un millón trescientos mil pasajeros lo que dió: 2.50 y aumentó 127% la tarifa. Lo que no consultaron con un economista, porque cualquiera lo sabe, que cuando vos aumentas la tarifa cae la cantidad de usuarios, saí fue que se pasó de 1 millón 300 mil a casi un millón, por eso los 30 millones que pone la ciudad no entraron; si habrás visto en la solicitada que sacó Metrovías hace unas semanas, le reclama al gobierno de la ciudad 150 millones, nadie dice la verdad porque decir la verdad es medio escandalosa. Si a eso le sumamos la novela casi tragedia de que Macri dice a los casi 20 días “no, no lo quiero (al traspaso)” lo cierto es que el dinero que le depositaba la Nación lo hacía en una cuenta y el Gobierno de la Ciudad no la sacaba; vía Internet la Ciudad negó que existiera una cuenta que realmente existía ya que la jueza Vergara intimó al gobierno porteño que saquen el dinero y efectivamente lo sacaron y se lo entregaron a Metrovias, lo que significa que la cuanta siempre existió. Eso fue lo que generó el conflicto de 10 días del mes de agosto, producto de que Metrovías veía que Macri tenía un dinero en el banco que no quería sacar, dinero que estaba destinado a Metrovías; esto generó un conflicto social que tiene dos niveles: uno con los usuarios, sacando veinte formaciones que estaban en mal estado, tengamos en cuenta igual que las formaciones ninguna está en condiciones para que funcione, pero ésas veinte estaban peor que otras; Metroviás entonces sacó las formaciones diciendo “no tengo plata para mantenimiento”; en segundo lugar, la empresa evitó que se actualicen los salarios, lo que ocurre vía paritarias, esto nos llevó inevitablemente a un conflicto social.

¿Cómo crees que va a ser la situación a mediano plazo?

El tema es lo que se viene ahora, porque ésa plata que deposita la Nación era por un año, éste año ya no está en el presupuesto nacional, efectivamente va a cumplir con lo que se había comprometido, no poner más ése dinero, se quedaría con 30 millones más de agujero, la ciudad está diciendo que no tiene presupuesto para el subte, por ende de los 60 millones que recibía Metrovias el año pasado en diciembre, sólo va a recibir 20 millones, por lo cual hay 40 millones que desaparecen; nosotros conociendo al Grupo Roggio (concesionario del servicio) no creemos que alegremente va a aceptar la situación, o lo que es peor que vaya con la llave y se la entregue al ingeniero Macri. Lo que vemos es que se puede generar un conflicto similar al anterior, es decir, que saque formaciones, que nos venga a plantear que no nos puede pagar los salarios, esto va a generar una crisis.

Ustedes propusieron sacarle la concesión a Metrovias, van a insistir con eso…

Nosotros no propusimos sacarle la concesión a Metrovias, nos parece secundario ésa discusión hoy en día, sí creemos, y lo hemos dicho toda la vida, que el contrato de concesión firmado con Metrovias es escandaloso, típico de la década del 90, al mejor estilo neoliberal, donde todos los beneficios los tiene el empresario y el estado paga todo los costos, sumado esto a todos los negocios colaterales; Metrovias está denunciada por la Comisión Nacional de valores por estafa, porque la empresa cotiza en bolsa, tiene balances y en ésos balances no se incluyen los negocios colaterales; hay un informe muy interesante del legislador Gentile al que nosotros le dimos ésa información donde demuestra que las empresas colaterales como Metronet, Roggio Ferroviarios son todas empresas que generó el grupo Roggio, que todas le cobran a Metrovias dinero por vender servicios y eso no está en el balance de esta última sino en el de Roggio, por ende el socio minoritario del grupo, que es el ANSES, que heredó este puesto cuando se estatizaron las AFJP, lo ha denunciado. Lo que si es igualmente necesario, es que el contrato habría que revisarlo, hacer otro contrato o que vuelva al estado, esto nos es indiferente, claro que preferimos que lo maneje el estado, pero hay que ver las condiciones, en qué situación queda el servicio de trasporte y si el estado está en condiciones serias de poder operar.

El gobierno nacional en el traspaso del estado de los trenes, no te parece que tiene responsabilidad, ya que durante todos estos años han permitido que se llegue ésta situación…

El gobierno Nacional ha tenido una política de trasporte a mí entender, a pesar de que algunos dicen que no la tuvo, aunque no es la que yo hubiera preferido; el estado nacional lo que hizo durante estos años con el trasporte es garantizarlo de forma barata y accesible a través de gran cantidad de subsidios y garantizó las mejoras laborales de los trabajadores, ésas dos políticas nos parecen correctas, pero no tocó el tema de fondo, las lógicas de la década neoliberal no fueron reformadas y es el costo de lo que se está pagando. Empresas como Trenes Metropolitanos o TBA son un desastre, lo que hizo Taselli en el Roca o lo que hizo Cirigliano fue una brutalidad; Metrovias no es que ha sido una joyita, pero al lado de ellos no ha tenido la misma actitud de vaciar, destruir, como si lo tuvieron éstos dos concesionarios. Es la derrota, el fracaso de la política neoliberal, el tema es cómo se sale de eso.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ver texto completo...