miércoles, 24 de julio de 2013

Panorama económico de Brasil

XINHUA

La creación de empleos en Brasil tiene su peor año desde 2009 / Ganancias de las 1.000 mayores empresas brasileñas caen 32,4 por ciento en 2012 / Las ventas de vehículos importados en Brasil caen 23% en primer semestre.

La creación de empleos en Brasil tiene su peor año desde 2009
El mercado de trabajo de Brasil creó en el primer semestre 826.168 empleos formales, el peor resultado desde 2009, con una caída de 21,1 por ciento interanual respecto de 2012, informó hoy el ministerio de Trabajo con base en datos del Catastro General de Empleados y Desempleados (Caged).
El resultado representa una caída de 21,1 por ciento frente al mismo período del año pasado, cuando fueron creados 1,04 millón de nuevos puestos de trabajo.
A pesar del bajo desempeño, en junio hubo un aumento de la creación de empleos, que sumaron 123.836 en el mes, por encima de los 120.440 creados en junio de 2012.
De acuerdo con analistas locales, la caída en la creación de empleos en el primer semestre ocurre en el contexto de las dificultades que encuentra el país sudamericano para retomar el crecimiento económico.
Para este año, Brasilia preveía un crecimiento del producto interno bruto (PIB) de 4,5 por ciento, que ya fue revisado para 3 por ciento.
"Brasil no está inmune a la crisis. Hemos conseguido superar la cuestión de la generación de empleos, que viene permanentemente, más o menos, creciendo", afirmó el ministro de Trabajo, Manoel Dias, al presentar los números.
El sector de servicios lideró la creación de puestos de trabajo en el primer semestre, con 361.180 nuevas vacantes.
La industria de transformación fue responsable por la contratación de 186.815 trabajadores; la construcción civil, por 133.436; el sector agrícola, por 115.745, y la administración pública, por 30.861.
El gobierno revisó su expectativa de creación de empleos este año, que era originalmente de 1,7 millón, para cerca de 1,4 millón de nuevas vacantes.

Ganancias de las 1.000 mayores empresas brasileñas caen 32,4 por ciento en 2012
Los beneficios de las 1.000 mayores empresas de Brasil registraron una caída del 32,4 por ciento en 2012, según un informe del diario económici Valor.
Las cifras muestran la desaceleración de la economía brasileña, la cual tras crecer 7,5 por ciento en 2010, lo hizo en 2,7 por ciento en 2011 y en 0,9 por ciento el año pasado.
Recientemente, el gobierno brasileño redujó sus previsiones de crecimiento económico para 2013 al tres por ciento.
En términos globales, las mil principales empresas de Brasil tuvieron beneficios de 117 billones de reales (52.000 millones de dólares) en 2012, ante los 171 billones de reales (76.000 millones de dólares) de 2011.
Aun así, la facturación de las empresas creció 14,3 por ciento para llegar a los 2,54 trillones de reales (1,1 billones de dólares) en 2012, lo que supuso el 58 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) de Brasil, cuatro puntos por encima de 2011.
Según el diario, la participación debe ser todavía mayor, porque varias de las mayores empresas se negaron a divulgar sus balances.
La deuda total de las mil mayores empresas brasileñas se situó en el 67,5 por ciento del patrimonio líquido, un índice que se considera bajo si se compara con otros países.

Las ventas de vehículos importados en Brasil caen 23% en primer semestre
Las ventas de vehículos importados en Brasil cayeron 23 por ciento de enero y junio de este año, en relación al mismo periodo de 2012, informó hoy la Asociación Brasileña de Importadores de Vehículos Automotores (Abeiva).
En el primer semestre del año se vendieron 54.506 vehículos importados, frente a los 70.963 de 2012, indicó la Abeiva.
En junio pasado se matricularon 9.606 vehículos importados en el país brasileño, 14,2 por ciento menos que los 11.119 de junio de 2012.
"El año pasado la primera mitad fue más fuerte debido a las unidades que se importaron en 2011 sin aumentar el IPI (impuesto de productos industrializados)", explicó en un comunicado el presidente de Abeiva, Flavio Padovan.
El balance muestra también que las montadoras de automóviles instaladas en Brasil vendieron 274.144 unidades importadas en los primeros seis meses del año, 14,2 por ciento menos que los 319.616 registrados en el mismo periodo de 2012.
Padovan dijo que a principios de año la Abeiva, la patronal de los importadores de vehículos, previó la venta de 150.000 unidades importadas, 25 por ciento menos que en 2012, pero al analizar las cifras las previsiones semestrales pasaron a 120.000.
"No podemos llegar a los 150.000 vehículos importados y los 120.000 también dependen en gran medida del comportamiento del semestre. Julio suele ser un mes más difícil debido a las vacaciones, pero creemos que a partir de agosto el mercado comience a recuperarse hasta llegar a una media de 10.000 vehículos" por mes, agregó.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.