jueves, 26 de septiembre de 2013

Panorama económico de Estados Unidos

PL

Menos solicitudes de subsidio por desempleo en Estados Unidos / Avanza el PIB de Estados Unidos, pero incumple los pronósticos.

Menos solicitudes de subsidio por desempleo en Estados Unidos
El número de personas que solicitaron subsidio por desempleo en Estados Unidos cayó en cinco mil la semana que concluyó el 20 de septiembre, informó hoy el Departamento del Trabajo.
Con esta contracción la cifra desestacionalizada se ubicó en 305 mil, lo que representa un modesto crecimiento del mercado laboral.
En tanto, el promedio de cuatro semanas para nuevas peticiones cayó en siete mil, a 308 mil, considerado el menor nivel desde junio de 2007.
Esta ayuda que brindan los Estados a los desocupados, tradicionalmente cubre hasta 26 semanas, pero en 2008, con el objetivo de atenuar el impacto de la recesión más larga y profunda en casi 80 años, el Gobierno Federal implementó programas que han extendido el subsidio.
A mediados del año en curso la Reserva Federal de Estados Unidos (FED) mejoró ligeramente sus pronósticos del crecimiento económico y desempleo del país para 2013. En cuanto a los pronósticos de crecimiento para 2013, la FED los ubicó entre 2,3 y 2,6 por ciento, mientras augura que el desempleo será de entre 7,2 y 7,3 puntos porcentuales.
La entidad fue más optimista con lo que espera para el mercado laboral en 2014, al ubicar la desocupación entre 6,5 y 6,8 por ciento.

Avanza el PIB de Estados Unidos, pero incumple los pronósticos
El Producto Interno Bruto (PIB) de Estados Unidos creció en el segundo trimestre del año 2,5 por ciento, cifra inferior a lo pronosticado por los analistas, informó hoy el Departamento de Comercio.
Expertos esperaban que esta última revisión del PIB arrojara un avance de 2,6 puntos.
El reporte mostró que los precios de los bienes y servicios comprados por las familias descendieron por primera vez en cuatro años, lo cual resulta preocupante al sugerir que los negocios tienen escaso margen para subir los importes.
Según la entidad, se trata del primer declive desde el primer trimestre de 2009 en pleno auge de la crisis económica.
La austeridad del Gobierno siguió pesando sobre el comportamiento de los datos en el período abril-junio, añadió.
Acorde con expertos, las medidas de austeridad de Washington y una demanda global más débil pesaron en la economía en la primera mitad del año y los mayores impuestos aplicados, en aras de reducir el déficit presupuestario, restringieron las compras de las personas.
Dicha situación resulta inquietante en un país donde el gasto de los consumidores representa el 70 por ciento del PIB.
Hasta el momento, la expansión registrada es insuficiente para lograr una mejora sostenida del mercado laboral, uno de los más golpeados desde el inicio de la crisis en 2008.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.