viernes, 29 de noviembre de 2013

Estados Unidos: Demócratas podrían romper filas con la Casa Blanca por Obamacare

XINHUA

Los demócratas de Estados Unidos podrían romper filas con la Casa Blanca debido al descontento público por el debacle del despliegue del nuevo sistema de salud, que ha hecho que el partido quede por detrás de los republicanos en las encuestas, según expertos.

Una encuesta de CNN/ORC publicada el martes muestra como la opinión pública ha cambiado drásticamente poniéndose en contra de los demócratas, debido a las dificultades de la implementación de la renovación del sistema de salud llevada a cabo por el presidente estadounidense Barack Obama, también conocida como Obamacare.

Justo un mes después de que el cierre del gobierno y de la crisis del techo de la deuda perjudicaran al partido Republicano, estos se han recuperado ahora situándose a la cabeza de los demócratas, 49 a 47 por ciento respectivamente, entre una oleada de indignación pública por Obamacare. Hace cuatro semanas, los demócratas se situaban por encima de los republicanos en las encuestas que mostraban un 50-42 por ciento respectivamente, entre los votantes registrados.

"Los demócratas que son vulnerables se van a intentar distanciar todo lo posible de la administración", dijo el republicano experto en estrategia Ford O'Connell. "Entienden que funcione o no la página web, van a salir escaldados".

La página web Healthcare.gov, una de las piezas centrales de la reforma sanitaria a través de la cual los ciudadanos deberían poder inscribirse en planes de seguros médicos, se ha visto envuelta en polémica tras sufrir un sinfín de problemas técnicos desde su apertura el pasado 1 de octubre.

Además, más de cuatro millones de estadounidenses se han quedado sin sus antiguos seguros médicos debido al cambio de la ley, ya que sus planes no se adhieren a la estrictos estándares de cobertura de Obamacare. Esto le ha supuesto un problema a Obama, que en los últimos años había prometido que aquellos que estuvieran satisfechos con sus planes podrían mantenerlos.

Las aflicciones de sanidad de la Casa Blanca han preocupado a algunos demócratas de cara a las próximas elecciones al Congreso el año que viene, una situación agravada cuando 39 demócratas de la Cámara de Representantes votaron recientemente a favor de una propuesta de ley republicana que permitiría a las compañías de seguros continuar vendiendo pólizas que no cumplan con los requisitos de Obamacare.

La mayor prueba podría venir a finales de mes, el momento en que Obama dijo que la página web funcionaría bien para la mayoría de visitantes y podría dar cabida a hasta 50.000 usuarios a la vez. Los demócratas están observando ansiosos, preocupados de que más problemas puedan hacer que los vientos políticos soplen en su contra en 2014.

Aun con todo, los esfuerzos por distanciarse de la ley de sanidad no llegarán al punto de unirse a los republicanos y exigir que la ley sea revocada por completo, ya que Obama vetaría cualquier desafío serio a su logro legislativo principal, opinan los expertos.

Obamacare, cuyo nombre oficial es Ley de Protección del Paciente y Asistencia Asequible, tiene como objetivo ofrecer a los ciudadanos estadounidenses un mayor acceso a seguros de salud de calidad y asequibles y reducir los costes de sanidad tanto para el público como para el gobierno.

Obama continúa defendiendo la página web y promete que funcionará bien dentro de poco para ayudar a los ciudadanos estadounidenses a encontrar planes de sanidad asequibles.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.