viernes, 27 de diciembre de 2013

Las bombas inteligentes de la CIA en Colombia

ANNCOL

La opinión pública de los Estados Unidos, por medio de un reportaje de la periodista Elyssa Pachico en el diario Washington Post (1) acaba de ser informada en detalle sobre cómo el gobierno federal de los Estados Unidos de América, ha gastado los impuestos de sus ciudadanos en un gigantesco gasto clandestino del Plan Colombia, y de los detalles de cómo la CIA y el Comando Sur del US. Army se involucraron directamente en la guerra contrainsurgente del Plan Colombia; la que mirada en perspectiva, es una guerra que el Imperialismo adelanta desde hace 65 años en Colombia: No es sino recordar como antecedentes indiscutibles, la participación directa de los servicios secretos de Estados Unidos en el asesinato de Jorge Eliecer Gaitán en 1948 en Bogotá y, en el Plan Lasso (Latin American Security Operation diseñado en la embajada de Bogotá ) de 1964 contra Marquetalia y Riochiquito que dieron origen a las Farc.

Si bien los colombianos sabíamos por experiencia propia y de muchos años, de la participación y sostenimiento que el Imperialismo Yankie le ha dado a la Oligarquía lacaya colombiana para que adelantara esta guerra, y que esta clase de cínicos, asesinos y corruptos, siempre contra- argumentó que era un disco rayado y calumnioso de los comunistas y los “narco terroristas” guerrilleros; hoy finalmente y después de 65 años (¡sesenta y cinco años!) un importante periódico de USA da la prueba flagrante y concreta de la planeación y ejecución del gobierno de los Estados Unidos, usando de manera secreta los impuestos del pueblo norteamericano para masacrar a sangre fría, no solo a guerrilleros alzados en armas, quienes nunca se han quejado por las muertes de sus camaradas, sino causando daños y bajas colaterales a la población civil como en el caso bien conocido del bombardeo del caserío de Santo Domingo en el departamento de Arauca el 13 de diciembre de 1998.


Foto: En febrero de 2003 fueron derribados cinco agentes de la CIA bajo la fachada de "consultores civiles".

El pueblo colombiano luchaba desde hacía muchos años contra la “Intervención” de los Estados Unidos en Colombia, porque no se sabía aún, lo que acaba de publicar el Washington Post: que en realidad se estaba luchando directamente con tropas estadounidenses armadas y financiadas secretamente por el gobierno Imperialista de los Estados Unidos para atacar y bombardear al pueblo colombiano. Hasta aquí, como dice el Pibe Valderrama “todo bien, todo bien”.

Pero una vez conocida esta prueba concreta y contundente, surge la pregunta ¿Por qué se publica hoy, precisamente hoy cuando se discute el tercer punto de la agenda para terminar el conflicto armado colombiano que se está pactando en la Habana?

Como es sabido, viniendo de los Estados Unidos no hay azar: Es algo premeditado. Es un “bombazo inteligente” contra el proceso de la Habana, que tiene necesariamente que asociarse con la solicitud de extradición hacia los Estados Unidos de dos miembros de la delegación de las Farc que se encuentran en Cuba y, con la ofensiva mediática justificadora de su oscura labor, que está adelantando el “vampiro”, como llamó Lleras de la Fuente al ex embajador gringo en Bogotá (1994-1997) Miles Frechette, y tiene que ver con los secretos sobre narcotráfico, muy bien guardados, de los gobiernos de Gaviria y Samper que acaba de publicar Pastrana, el apátrida y pérfido lacayo gringo que le tendiera la trampa del Caguán a la insurgencia de las Farc, con el objetivo de sacarlos a la luz pública para que la televisión y los satélites gringos los fotografiaran y los pusieran en sus computadores y bombas inteligentes y luego asesinarlos con el componente secreto del Plan Colombia que hoy documenta el Washington Post. Ni más ni menos.


Foto: La guerrillera "La Mona" cruza un río con su "mascota"

La otra explicación también interna, tiene que ver primero con el caos institucional, la constitución del 91 y el Proceso Constituyente Popular que está avanzando aceleradamente, y en segundo lugar, con el desgaste que ha sufrido el Poder de JM Santos, a quien el pueblo colombiano movilizado por la Paz y la Democracia y sobre todo por la Soberanía (léase bien S-o-b-e-r-a-n-í-a) no le cree los argumentos insulsos con los cuales se niega a pactar una tregua bilateral y, no tiene justificación ni política ni moral creíble, ante el acto de fortaleza y unidad interna en las filas de las Farc, quienes acaban de decretar una tregua bilateral navideña.

La misma periodista quien escribe el artículo al final lo explica: Es como si el gobierno de los Estados Unidos dijera, si no le creen a JM Santos, entonces tendrán que creer en el terror de las bombas inteligentes de una tonelada, con las que garantizamos nuestra afirmación, las que el ministro Pinzón espera, moviendo la cola, al chasquido de los dedos de su amo para lanzarlas indiscriminadamente sobre los colombianos y así demostrarles que la guerrilla está derrotada, asustada y que no tuvo más remedio que sentarse a negociar en la Habana, como repetidas veces lo viene diciendo .

Y No, como es en realidad, porque desde su nacimiento en 1965, la guerrilla de las FARC siempre planteó la Solución Política al conflicto armado como única solución del mismo.

Así las cosas, ¿cómo se puede avanzar hacia la paz sino es con la movilización popular cada vez más unitaria y consciente?

1) http://www.rebelion.org/noticia.php?id=178552&titular=destapan-multimillonario-plan-de-la-cia-para-asesinar-a-dirigentes-de-la-insurgencia-

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.