lunes, 18 de febrero de 2013

Los bancos: esos gigantes con pies de barro

Eric Toussaint

«Para facilitar la financiación, el aseguramiento y la inmediatez de las transacciones comerciales, el volumen de las transacciones financieras debía crecer aún más deprisa que el propio comercio. Se hacía necesario inventar formas de financiación completamente nuevas, desarrollar los derivados de crédito, bonos de titulización, compras de petróleo en el mercado de futuros y otras más, que hacen que el sistema comercial mundial funcione de forma mucho más eficiente. En muchos aspectos, la estabilidad aparente de nuestro comercio y de nuestro sistema financiero a escala mundial reafirman el sencillo principio enunciado por Adam Smith en 1776 y corroborado por la historia: el libre comercio de individuos que trabajan en interés propio conduce a una economía estable y en crecimiento» Alan Greenspan (1)

La innovación financiera que Alan Greenspan presentó como la panacea ha fracasado, provocando graves estragos económicos y sociales, sin olvidar los ataques que tanto la dictadura de los mercados como los dictados de la Troika europea suponen para los derechos democráticos de los ciudadanos. Los tratados europeos y la política específica de los sucesivos gobiernos menoscaban progresivamente los derechos democráticos conquistados por los pueblos: el poder legislativo está sometido al ejecutivo, el Parlamento Europeo es la hoja de parra de la Comisión Europea, se respeta cada vez menos la elección de los votantes… Los gobiernos se atrincheran tras los tratados para entonar desde allí la cantinela de Margaret Thatcher: no hay alternativa (TINA, siglas de la expresión en inglés: There Is No Alternative) a la austeridad y al pago de la deuda. Y mientras tanto, hacen todo lo posible para, por un lado, socavar los derechos económicos y sociales conquistados en el transcurso del siglo XX (ver la 3ª parte de esta serie), y para, por otro lado, impedir que sobrevenga una nueva y mayor crisis del sector bancario. Sin embargo, no toman ninguna medida apremiante seria para imponer una nueva disciplina a los bancos y a otras instituciones financieras. Los bancos no han saneado realmente sus cuentas desde 2007-2008. Aún peor, se muestran muy diligentes en el desarrollo de nuevas burbujas y en la fabricación de nuevos productos estructurados. En esta parte de la serie (2), se pasa revista a las acrobacias que hacen los bancos para financiarse, a su dependencia casi total de las ayudas públicas, a las burbujas especulativas en evolución, a las innovaciones en materia de especulación financiera, a los efectos desastrosos producidos por el sistema bancario actual, en particular en lo referente a la crisis alimentaria, así como los nuevos riesgos que corre la población por culpa de su forma de funcionar. (3)

Problemas de financiación a medio y largo plazo

Consideremos en primer lugar el tema de la financiación, es decir, teniendo en cuenta el pasivo de los bancos. Los bancos tienen serios problemas. Los inversores institucionales (fondos de pensiones, aseguradoras, bancos, fondos soberanos…) no confían en ellos, y dudan si comprar las obligaciones (covered bonds) que los bancos emiten para financiarse a largo plazo de forma estable. Y aunque algunos bancos como BNP Paribas y Société Générale (los dos mayores bancos franceses), o incluso el BBVA (el segundo mayor banco en España), han conseguido vender obligaciones, la cantidad total emitida en 2012 parece tan baja como en los años anteriores. Según el Financial Times, sería incluso el peor año desde 2002. (4)

Así que, como en los mercados no encuentran suficiente financiación a largo plazo, dependen de forma vital del crédito a 3 años concedido por el BCE por un montante de un billón de euros a un interés del 1% (5), y de forma más general de la activos líquidos que los poderes públicos de los países más industrializados ponen a su disposición a través de los bancos centrales (empezando por la Reserva Federal, el BCE, el Banco de Inglaterra, el Banco Nacional de Suiza y el Banco Central Japonés).

Problemas de financiación a corto plazo

Dejando aparte los depósitos de sus clientes cuyo volumen no aumenta apenas por culpa de la crisis, los bancos tienen que encontrar una gran parte de su financiación en el corto plazo. Según el informe Liikanen, los grandes bancos europeos necesitan siete billones para financiarse en el día a día. (6) El montante de las deudas bancarias a muy corto plazo ha aumentado mucho entre 1998 y 2007, pasando de un billón y medio a seis billones. De 2010 a 2012 se ha mantenido en ¡siete billones! ¿Dónde encuentran esta financiación a corto plazo? Ya no lo encuentran, o muy poco, en el mercado interbancario porque los bancos desconfían demasiado unos de otros como para prestarse dinero. Dependen entonces de los “Money Market Funds” (MMF), que cuentan con 2,7 billones de dólares para operaciones a un día, cuya disponibilidad varía a merced de la crisis en Europa. (7) Los MMF cerraron el grifo a partir de junio de 2011 y lo reabrieron cuando el BCE realizó un préstamo de un billón (8). En cualquier momento pueden volver a
cerrar el grifo o restringir en gran medida el flujo. En tal caso, la fuente más segura de financiación son otra vez los bancos centrales. En adelante, El BCE presta dinero de forma masiva al 0,75% (interés en vigor desde mayo de 2012).

La conclusión es clara: sin el préstamo de un billón a tres años, al que se suman los préstamos habituales del BCE y de los bancos centrales del eurosistema (a los que habría que añadir, por cierto, el Banco de Inglaterra y el Banco Nacional de Suiza), un buen número de los grandes bancos europeos se verían amenazados por la asfixia y la quiebra. Es una prueba adicional de que los bancos no han saneado sus cuentas. Tienen que financiarse a corto plazo de forma masiva, mientras que en lo que respecta a sus activos, poseen productos con plazo de vencimiento largo cuyo valor es completamente aleatorio. En muchos casos, el valor de los activos registrado en el balance no se concretará al vencimiento del contrato y los bancos tendrán que registrar una pérdida que ponga en riesgo todo su capital propio.

No hay financiación a través de la Bolsa

La vía de captación de capital a través de la Bolsa también se encuentra atascada. El precio de las acciones de los bancos se ha divido por cinco de media desde 2007 (9) (ver tabla adjunta). Los inversores institucionales (aseguradoras, fondos de pensiones, otros fondos de inversión, bancos...) tienen grandes dudas a la hora de comprar acciones de sociedades que atraviesan, todas ellas, dificultades. Es además una prueba adicional de la distancia abismal que hay entre el funcionamiento teórico del capitalismo según sus promotores y la realidad. En teoría, la Bolsa debe permitir la captación de capital a largo plazo (se considera que las acciones son inversiones a largo plazo que deben conservarse al menos ocho años) para las empresas que cotizan en ella. De hecho no funciona así, porque la Bolsa ha dejado hace tiempo de ser el lugar donde las empresas se financian para convertirse en un espacio de pura especulación. Por esta razón los bancos necesitan una recapitalización financiera a través de los poderes públicos.

Por otra parte, siempre según la teoría, otra función de la Bolsa es indicar el valor real de las empresas mediante la evolución del precio de sus acciones. Desde este punto de vista, la caída media del 80% del valor bursátil de los bancos constituye un diagnóstico muy molesto para sus directores y para los propagandistas del sistema capitalista.

Podemos añadir que los bancos utilizan una parte de la liquidez que ponen a su disposición los bancos centrales para recomprar sus propias acciones. Esta medida tiene dos objetivos: intentar impedir que continúe la caída de la cotización por una parte y remunerar a los accionistas por otra. (10)

Bancos financiados con el dinero del narcotráfico

Otra fuente de financiación de los bancos proviene del dinero del narcotráfico. El 26 de enero de 2009, Antonio María Costa, Director de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), declaró a la revista austriaca en línea profil.at (11) que algunos créditos interbancarios se habían financiado recientemente «con dinero procedente del narcotráfico y otras actividades ilícitas». Últimamente, en diciembre de 2012, el HSBC (Reino Unido, segundo banco mundial en cuanto a activos) aceptó pagar una multa récord de 1.920 millones (12) a las autoridades estadounidenses para que archivasen las diligencias en su contra precisamente por blanqueo de dinero que le habían confiado los cárteles mexicanos de la droga. (13)

Bombas de relojería en los activos de los bancos europeos y estadounidenses

Como se indica más arriba, los bancos tienen entre sus activos una gran cantidad de productos financieros que constituyen auténticas bombas de relojería cuyo detonador ya ha empezado a correr.

En Europa, ¡no se han pagado el 70% de los bonos de titulización hipotecaria sobre inmuebles comerciales (CMBS) que vencieron en 2012 (14)! Se trata de productos creados entre 2004 y 2006, justo antes de que estallara la crisis de las hipotecas basura (subprime), con vencimiento entre 2012 y 2014. Según la agencia de calificación Fitch, solamente se han pagado 24 de los 122 CMBS con fecha de vencimiento en los primeros once meses de 2012. En 2013-2014, los contratos que llegan a vencimiento representan un importe de 31.900 millones de euros. En 2012, JP Morgan, el mayor banco de Estados Unidos, ha perdido 5.800 millones de dólares en este mercado en Europa a través de su oficina en Londres y por las iniciativas desafortunadas de uno de sus jefes apodado la Ballena (15). ¡Esto no impide al Deutsche Bank y al Royal Bank of Scotland volver a crear nuevos CMBS para el mercado europeo! ¿Por qué se lanzan estos bancos a este tipo de operaciones? Porque el alto riesgo que conllevan se traduce en una rentabilidad netamente superior a la de otros títulos o a la de otros productos. Tema para seguir de cerca.

En los balances de los bancos de Europa y de los Estados Unidos todavía hay billones de dólares en bonos de titulización hipotecaria (MBS, mortgage backed securities), en particular MBS de alto riesgo, o de otras categorías de bonos de titulización de activos (ABS, asset backed securities). Los bancos que intentan deshacerse de ellos normalmente no lo consiguen, a no ser que asuman una pérdida muy importante. A finales de diciembre de 2011, los MBS se vendían al 43% de su valor pero había muy pocos compradores (16). Los bancos son sistemáticamente discretos en lo que respecta al volumen exacto de MBS que todavía están incluidos en sus balances, y lo son todavía más en cuanto a los productos no registrados en los mismos.

Los CLO, otro producto estructurado confeccionado en los prolegómenos de la crisis de las subprime, provocan inquietud al atraer a bancos europeos particularmente agresivos, como el Royal Bank of Scotland, al terreno de las altas rentabilidades asociadas con la toma de riesgos. CLO significa collateral loans obligations. Los CLO se vendieron para proporcionar dinero a los inversores que querían comprar empresas endeudándose y recurriendo al máximo al efecto palanca (es lo que se conoce como LBO). Estos CLO llegan a su fecha de vencimiento y quienes los tienen se preguntan cómo van a conseguir reembolsarlos. El mercado de los CLO en Europa sufre de anemia extrema pero ha vuelto a despegar en los Estados Unidos, donde en 2012 se hicieron ventas por valor de 39.000 millones de dólares. Algunos bancos europeos los compran porque, dado el riesgo que suponen, la rentabilidad es elevada (17). Cuidado con la caja.

Se preparan nuevas bombas

JP Morgan y otros grandes bancos se proponen crear, para el crédito ligado al comercio internacional, productos estructurados comparables a los CDO de crédito hipotecario basura (subprime). Conviene recordar que los Collateral Debt Obligations (CDO) se diseñaron a partir de una mezcla de créditos hipotecarios de distinta calidad. Los bancos que confeccionaron los CDO tenían como objetivo deshacerse de créditos hipotecarios mediante titulización (es decir, transformando un crédito en un título de fácil reventa) (18). JP Morgan quiere hacer lo mismo remplazando los créditos hipotecarios por créditos a la exportación. JP Morgan fue quien a partir de 1994 comenzó la creación de los precursores de los CDO (19). El mercado de créditos a la exportación representa diez billones de dólares al año. JP Morgan quiere convencer a los bancos que conceden créditos ligados al comercio internacional para que coloquen esos créditos en un producto estructurado para revenderlo como un CDO. El objetivo oficial es aligerar el peso de los activos a fin de disminuir el efecto palanca de forma que se pueda cumplir con las nuevas exigencias de las autoridades en cuanto al aumento de fondos propios (ver la 6ª parte y los Acuerdos de Basilea III). En realidad, para JP Morgan y el resto de los grandes bancos que buscan innovar, se trata de crear un apetito nuevo por un producto innovador en un mercado importante y sacar provecho de ello (20). También aquí, si la estrategia de JP Morgan funciona, la probabilidad de provocar estragos es elevada porque existe el riesgo de que se genere una nueva burbuja.

La carrera desenfrenada por obtener resultados provoca pérdidas

Algunos ejemplos muestran la magnitud de los riesgos que siguen tomando los bancos. Por supuesto, entre ellos está la pérdida registrada por Société Générale en Francia (4.900 millones de euros) consecuencia de las vicisitudes de uno de sus brókeres, Jérôme Kerviel. Se podría decir que el asunto data de enero de 2008 y que los bancos aprendieron la lección, pero no es así en absoluto. En septiembre de 2011, el banco suizo UBS anunció que había sufrido una pérdida de 2.300 millones de dólares a causa de operaciones no autorizadas realizadas por Kweku Adoboli, un administrador del equipo de Global Synthetic Equities Trading en Londres. Sin irnos de Londres, como se menciona más arriba, la Ballena de JP Morgan hizo perder a “su” banco 5.800 millones de dólares. Y estos ejemplos solo representan la punta del iceberg.

Se ha formado una burbuja especulativa en el sector de las obligaciones societarias

Numerosos observadores de los mercados financieros y una cantidad considerable de gestores de fondos consideran que se ha desarrollado una burbuja especulativa en el sector de los llamados corporate bonds, que son las obligaciones emitidas por las grandes empresas para financiarse. Se trata de una burbuja en el sector del endeudamiento de las grandes empresas privadas, que supone un mercado de 9,2 billones de dólares. ¿Por qué una burbuja? La rentabilidad que los bancos y otros inversores institucionales obtienen de los bonos del tesoro de los Estados Unidos y de la deuda soberana de las principales potencias económicas de la UE está en mínimos históricos, así que los inversores institucionales se buscan un sector con rendimientos más elevados y en apariencia carente de riesgo: las obligaciones emitidas por las empresas no financieras ofrecen en 2011 un rendimiento del orden del 4,5%, lo que las hace muy atractivas. Una razón adicional es que los bancos prefieren comprar obligaciones antes que abrir una línea de crédito, porque pueden revender los títulos en el mercado secundario (21). La avalancha de compradores provocó en 2012 una fuerte caída de la rentabilidad de estos títulos, que pasó del 4,5% al principio de 2012 al 2,7% en septiembre del mismo año.

Una empresa grande como Nestlé pudo emitir obligaciones a cuatro años por un importe de 500 millones de euros prometiendo un interés anual de tan solo un 0,75%. Se trata de un caso excepcional, pero indica que hay un fuerte desplazamiento hacia las obligaciones societarias. La demanda de títulos es tal, que, según JP Morgan, la rentabilidad de los bonos de alto riesgo (bonos basura, o junk bonds en inglés) estaba en caída libre durante el verano de 2012, pasando de un 6,9% a un 5,4%. Si la tendencia continua, existe el riesgo de que los inversores institucionales abandonen el mercado para buscar otro sector donde conseguir una mayor rentabilidad. (22)

El hambre de rentabilidad es tal que las empresas consiguen emitir bonos de pago en especie (bonos PIK, Pay in Kind) que vivieron su momento de gloria antes de 2006-2007 y se quedaron sin compradores hasta 2012. Se trata de un título con el que el pago de intereses solamente se produce en el momento de la devolución del capital. Evidentemente, la rentabilidad prometida es elevada, ¡pero se corre el gran riesgo de que la empresa que ha recibido el capital ni sea capaz de devolverlo, ni se encuentre en condiciones de pagar los intereses al vencimiento del contrato! Efectivamente, hay motivo para preguntarse como prestamista si es prudente conceder una suma de dinero a una empresa que no está en condiciones de pagar los intereses antes de la finalización del contrato (23). De nuevo, el hambre de rentabilidad y la disponibilidad de liquidez (gracias a los préstamos de los bancos centrales) dan pie a un gran entusiasmo por este tipo de productos de alto riesgo.

La penuria de las colaterales (24)

Hasta el 2007-2008, los mercados financieros se desenvolvieron en un clima de opulencia. Los banqueros y otros inversores institucionales se prestaban capital mutuamente y compraban productos financieros estructurados sin verificar si el vendedor o el comprador disponían de activos suficientes para asumir la responsabilidad de sus actos y cumplir con su parte del contrato una vez llegado su vencimiento. Por ejemplo, hay banqueros que pagaron primas de pólizas a Lehman Brothers y a AIG para protegerse del riesgo de impago sin verificar de antemano si Lehman o AIG tenían con qué indemnizarles en caso de que se produjese la contingencia cubierta por el seguro.

En la mayoría de las transacciones, el prestatario debe presentar un activo como garantía. Es lo que se ha dado en llamar un colateral. Lo que ocurría de forma sistemática, y lo que sigue ocurriendo, es que un mismo colateral sirve a la vez de garantía en varias transacciones. A pide un préstamo a B y presenta como garantía un colateral. B pide un préstamo a C y presenta como garantía el mismo colateral, y así sucesivamente. Si se rompe la cadena en un punto, se corre el riesgo de no encontrar el colateral. Mientras duraba la euforia y no era necesario comprobar si el colateral estaba realmente disponible, los negocios seguían su curso acostumbrado. Después de 2008, las cosas no funcionan como antes y cada vez es más frecuente que la parte que exige un colateral quiera estar segura de que estará disponible en caso de necesidad, que su valor se ha tasado y validado y que es de buena calidad. Los colaterales circulan menos y se rechazan aquellos que son menos seguros. (25)

En efecto, resulta razonable no aceptar como colateral un activo tóxico del tipo CDO subprime. Esto ha abocado a un principio de penuria de colaterales. La entidad financiera Dexia, en 2011 y 2012, sufrió una insuficiencia de colaterales de calidad, lo que la impidió encontrar la financiación que necesitaba. En 2012, recibió un préstamo de cerca de 35.000 millones de euros del BCE a un 1% dentro del marco del LTRO. Los préstamos enormes del BCE no fueron suficientes y Dexia se dirigió de nuevo a los estados belga y francés en octubre-noviembre de 2012 a fin de obtener 5.000 millones de euros de recapitalización.

Según el Financial Times, los bancos españoles se han convertido en expertos en la creación de colaterales. Confeccionan productos estructurados ABS a partir de créditos hipotecarios dudosos o de otros créditos no mucho más seguros, después se los colocan al BCE como colaterales para conseguir liquidez (26). Así, el BCE acepta colaterales de baja calidad que han sido expresamente diseñados para él. Lo cual es una nueva prueba del servilismo del BCE respecto a los banqueros.

A propósito de los colaterales, también aquí hay que denunciar las mentiras referentes a que la deuda soberana constituye, por principio, una fuente de problemas para los bancos. La deuda soberana es un colateral mucho más seguro que la mayoría de las obligaciones privadas. Por otra parte, los banqueros no se privan de utilizarlos como colaterales de primera calidad para recibir capital prestado del BCE.

La deuda soberana

Precisamente, volvamos al tema de la deuda soberana. Hasta aquí, la deuda de los distintos países no ha provocado ningún desastre bancario. Sin embargo, está claro que, en países como España e Italia, los bancos están aumentado fuertemente la compra de títulos de deuda emitida por sus gobiernos. Tienen dos buenas razones para proceder de esta forma: por una parte, disponen de gran liquidez a través de los préstamos del banco central a un tipo de interés muy bajo (entre un 0,75 y un 1%); por otra parte, los títulos de sus países son muy lucrativos (entre el 4 y el 7%). Pero la política de austeridad es tan brutal, que resulta incierto que los gobiernos español e italiano vayan a encontrarse siempre en condiciones de pagarla. No supone un problema en un futuro cercano, pero no se pueden excluir dificultades en lo sucesivo. (27)

La deuda soberana no es el talón de Aquiles de los bancos privados

Los principales medios de comunicación respaldan permanentemente el discurso de los banqueros y de los gobernantes sobre el peligro que representa la deuda soberana. Para aportar toda la claridad posible sobre el tema, a fin de desmontar el argumento de la deuda soberana y que quienes ostentan el poder no puedan servirse de él para imponer políticas antisociales, es esencial presentar contraargumentos. Por ello, en esta serie, se aportan datos a este respecto. En un informe reciente publicado por el FMI (28), se encuentra un gráfico sobre la proporción que representa la deuda soberana en los activos de los bancos privados de seis países clave. Según el gráfico, las deudas del gobierno solamente representan el 2% de los activos de los bancos británicos (29), el 5% de los activos de los bancos franceses, el 6% de los activos de los bancos de los Estados Unidos y de Alemania, el 12% de los activos de los bancos italianos. Japón es el único de los seis países mencionados en el que la deuda del gobierno representa una parte importante de los activos bancarios, esto es, un 25%. No todos los días el FMI arrima el ascua a nuestra sardina. La conclusión que sacamos, y que el FMI se guarda mucho de sacar, es que es mucho más fácil anular la deuda pública ilegítima…

La banca en la sombra o Shadow banking

Una de las principales causas de la fragilidad de los bancos la constituyen sus actividades fuera de balance que, en algunos casos, pueden sobrepasar ampliamente el volumen oficial registrado en sus balances. Los grandes bancos siguen creando y utilizando entidades con fines especiales (Spécial Purpose Vehicles, MMF), que no son consideradas como bancos y no están sometidas a la reglamentación bancaria (30) (ya de por sí no muy estricta). Hasta ahora, estas entidades específicas pueden operar sin ningún control o, en el caso de los MMF, con un control muy suave, concediendo préstamos a los bancos o realizando toda clase de actividades especulativas con multitud de derivados o de activos físicos (materias primas, productos agrícolas) en el mercado de futuros o en el mercado extrabursátil (OTC), que no está regulado. La opacidad es total o casi total. Los bancos no están obligados a declarar en sus cuentas las actividades de entidades no bancarias creadas por ellos. Las actividades más peligrosas son las llevadas a cabo por los llamados Special Purpose Vehicles porque son las que pasan más inadvertidas. Si las pérdidas de una de estas entidades la llevasen a la quiebra, los acreedores forzarán al banco que la creó a que registre finalmente la pérdida en sus cuentas, lo que podría engullir su capital y provocar su propia quiebra (o bien que otro banco o los poderes públicos lo recompren, o bien que los poderes públicos lo rescaten). Esto es lo que ocurrió después de 2008 con Lehman Brothers, Merrill Lynch, Bear Stearn, el Royal Bank of Scotland, Dexia, Fortis y varios bancos más.

La burbuja especulativa de las commodities (31)

A través de sus actividades de negociación en los diferentes mercados (trading en inglés), los bancos son los principales especuladores en los mercados no regulados y de futuros de materias primas y productos agrícolas porque disponen de medios de financiación netamente superiores a los del resto de protagonistas. En la página web de los premios Commodity business awards (http://www.commoditybusinessawards.com/nominate.html) se puede encontrar una lista de bancos y de corredores que desempeñan un papel de primera línea en el mercado de las commodities (ya sea en el mercado donde se compran y se venden físicamente, o en el mercado de derivados que utilizan las commodities como valor subyacente). Entre estos bancos, los que aparecen con más frecuencia son BNP Paribas, Morgan Stanley, Crédit Suisse, Deutsche Bank y Société Générale. Además, los bancos intentan dotarse de instrumentos para controlar directamente los stocks de materias primas. Es el caso de Crédit Suisse que está asociado a Glencore (32), la mayor sociedad de corretaje de materias primas en el mundo. Por su parte, JP Morgan quiere hacerse con un stock de cobre que llegaría a las 61.800 toneladas para conseguir influenciar en la cotización (33). Se trata de actores con papel protagonista en el desarrollo de la burbuja especulativa que se ha formado en el mercado de commodities. (34) Cuando estalle la burbuja, el efecto boomerang provocará nuevos estragos en la salud de los bancos, por no mencionar las consecuencias para la población de los países del sur exportadores de materias primas, lo que es mucho más grave.

Volviendo al tema del papel fundamental de la especulación en el alza exagerada de los precios de los alimentos y del petróleo en 2007-2008

La especulación en los principales mercados de Estados Unidos, donde se negocian los precios mundiales de los bienes primarios (productos agrícolas y materias primas), ha tenido un papel fundamental en el aumento brutal de los precios de los alimentos en 2007-2008. (35) Esta subida de precios conllevó un fuerte aumento del número de personas que pasan hambre, cuyo número había crecido en más de 140 millones en un año, situando la cifra total por encima de los mil millones (una persona de cada siete). Los actores principales de esta especulación no son francotiradores, sino los inversores institucionales: bancos (36), fondos de pensiones, fondos de inversiones, sociedades de seguros. Los fondos de inversión libre (hedge funds en inglés) y los fondos soberanos (37) también tuvieron su parte aunque su peso es muy inferior al de los inversores institucionales (38).

Michael W. Masters, quien dirigía desde hacía 12 años un hedge fund en Wall Street, nos dió la prueba en un testimonio que presentó ante una comisión del Congreso en Washington, el 20 de mayo de 2008 (39). Ante esta comisión encargada de investigar sobre la posible influencia de la especulación en el aumento de precio de los productos básicos, declaró: «Ustedes han planteado la pregunta: ¿Los inversores institucionales contribuyen a la inflación del precio de los alimentos y la energía? Mi respuesta inequívoca es sí» (40). En este testimonio, con plena autoridad, explica que el aumento del precio de los alimentos y la energía no es debido a una insuficiente oferta sino a un aumento brutal de la demanda proveniente de los nuevos actores que especulan en el mercado de futuros de los bienes primarios (commodities), donde se compran estos «futuros». En este tipo de mercado, los participantes compran la producción futura: la cosecha de trigo que se hará dentro de uno o dos años, el petróleo que se extraerá en 3 o 6 meses. En tiempos «normales», los principales participantes de estos mercados son, por ejemplo, compañías aéreas que compran el petróleo que necesitarán o firmas de productos alimentarios que compran cereales. Michael W. Masters demuestra que, en Estados Unidos, los capitales asignados por los inversores institucionales al segmento «index trading» de bienes primarios de los mercados a plazos pasaron de 13.000 millones de dólares a fines de 2003 a 260.000 millones de dólares en marzo de 2008 (41). Los precios de 25 productos primarios cotizados en estos mercados subieron un 183% durante el mismo período. Masters explica que se trata de un mercado estrecho (42). Es suficiente que algunos inversores institucionales como los fondos de pensiones o los bancos asignen el 2 % de sus activos para trastornar la situación. El precio de los bienes primarios en el mercado de futuros repercute inmediatamente sobre el precio actual de esos bienes. Masters demuestra que los inversores institucionales compraron enormes cantidades de maíz y de trigo entre 2007 y 2008, lo que produjo la explosión de precios.

Se debe señalar que en 2008 el órgano de control de los mercados de futuros, la Commodity Futures Trading Commission (CFTC) consideró que los inversores institucionales no pueden ser considerados como especuladores. La CFTC los considera como participantes comerciales en los mercados (commercial market participants). Eso le permite afirmar que la especulación no tiene un papel significativo en el aumento desmesurado de los precios. Michael W. Masters realiza una crítica muy seria de la CFTC, pero sobre todo lo hace Michael Greenberger, profesor de derecho en la universidad de Maryland, quien declara ante una comisión del senado, el 3 de junio de 2008. Greenberger, que fue director de un departamento de la CFTC desde 1997 hasta 1999, critica el laxismo de los dirigentes que esconden la cabeza como el avestruz para no ver la manipulación de los precios de la energía debido a los inversores institucionales. Este profesor cita una serie de declaraciones de dirigentes de la CFTC dignas de figurar en una antología de la hipocresía y del cretinismo. Greenberger considera que entre el 80 y el 90 % de las transacciones en las bolsas de Estados Unidos dentro del sector de la energía son especulativas (43).

El 22 de septiembre de 2008, en plena tormenta financiera en Estados Unidos, mientras el presidente Bush anunciaba un plan de salvamento de los bancos de 700.000 millones de dólares, el precio de la soja aumentaba en forma espectacular, ¡un 61,5 %!

Jacques Berthelot demuestra también la función crucial que tuvo la especulación de los bancos en el aumento de los precios (44). Da el ejemplo de un banco belga, el KBC, que desarrolló una campaña publicitaria para vender un nuevo producto comercial: una inversión de ahorristas en 6 materias primas agrícolas. Para convencer a los clientes de invertir en su fondo de inversión «KBC-Life MI Security Food Prices », la publicidad del KBC afirma: «¡Sacad ventaja del alza de precios de los productos alimentarios!». Esta publicidad presenta como una «oportunidad» la «penuria de agua y de tierras agrícolas explotables», que tiene como consecuencia «una escasez y una consecuente alza de precios de los productos alimentarios básicos» (45).

Entretanto, por parte de la justicia americana, se da la razón a los especuladores. Esto es lo que denuncia Paul Jorion en un artículo de opinión publicado en Le Monde. Cuestiona la decisión de un tribunal de Washington que el 29 de septiembre de 2012 invalidó medidas tomadas por la CFTC «que pretendían poner techo al volumen de posiciones que puede tomar un participante en el mercado de futuros de materias primas, a fin de que no pueda desequilibrarlo por sí mismo» (46).

La especulación con las divisas

Igualmente, los bancos son los principales actores en el mercado de divisas. Mantienen una inestabilidad permanente en los tipos de cambio. Alrededor de un 98% de los cambios de divisas se hacen con fines especulativos. Solamente el 2% de las transacciones diarias con divisas tienen que ver con inversiones, con el comercio de mercancías y servicios asociados a la economía real, con remesas, créditos o con devoluciones de deuda… El volumen diario de transacciones en el mercado de divisas oscila entre ¡tres y cuatro billones de dólares! Los bancos, de igual forma, apuestan fuertemente por los derivados de divisas, que pueden provocar pérdidas considerables, por no hablar del perjuicio causado a la sociedad por la inestabilidad de las monedas.

Hace ya más de treinta años, James Tobin, antiguo consejero de John F. Kennedy, propuso echar arena, aunque solo fuese unos granos, en los engranajes de la especulación internacional. A pesar de los discursos grandilocuentes de algunos jefes de estado, la lacra de la especulación con las divisas se ha agravado. El lobby de los banqueros y de otros inversores institucionales ha conseguido que no entre ni un grano de arena que pudiese perturbar sus actividades destinadas a obtener beneficios. La decisión tomada en enero de 2013 por once gobiernos de la zona euro de imponer una tasa sobre las transacciones financieras por una milésima parte de su importe es totalmente insuficiente.

La negociación de alta frecuencia

La negociación de alta frecuencia (high frequency trading en inglés) permite colocar órdenes en el mercado en 0,1 milisegundo (es decir, ¡en la diezmilésima parte de un segundo!). El proyecto de ley para regulación y separación de actividades bancarias («Loi de régulation et de séparation des activités bancaires» es su nombre en francés), presentado el 19 diciembre de 2012 en la Asamblea Nacional francesa por Pierre Moscovici, ministro de Economía y Finanzas, contiene una descripción interesante de la negociación de alta frecuencia: «El trading de alta frecuencia es una procedimiento de negociación delegado a ordenadores regidos por algoritmos informáticos que combinan la extracción de la información de mercado, su análisis y la colocación de órdenes a una frecuencia cada vez mayor. De esta forma pueden enviar a las plataformas bursátiles hasta varios miles de órdenes por segundo, contribuyendo ocasionalmente a su saturación. Los riesgos son elevados en caso de que errores en el código provoquen una aberración en los movimientos financieros (fueron el origen de la situación que casi llevó a la quiebra al Knight Capital Group en agosto de 2012, por ejemplo). En 2011, el Trading de Alta Frecuencia representaba más del 60% de las órdenes sobre acciones colocadas en la bolsa de París, de las cuales sólo alrededor del 33% se tradujeron en una transacción». (47)

La negociación de alta frecuencia está claramente vinculada a una actuación especulativa: manipular los mercados financieros a fin de influir en los precios y conseguir con ello un beneficio. Las principales técnicas de manipulación están catalogadas por los especialistas. El denominado Quote stuffing consiste en inflar la cotización con órdenes completamente inútiles a fin de forzar a la competencia a analizar esas miles de órdenes. Se trata de ralentizar a los competidores confundiéndoles. El sistema que emite estas órdenes las ignora, y de todas formas no se ejecutarán, exceptuando los mejores pares compra/venta. Esto puede suponer una ventaja en situaciones en las que cada milisegundo cuenta (48). Si quieren vender un paquete de acciones al mayor precio posible, los corredores de alta frecuencia pueden utilizar la técnica llamada Layering. Se trata de colocar una serie de órdenes de compra hasta un determinado nivel para ir creando de esta forma capas (layers) de órdenes. Una vez se completa el nivel, la estrategia consiste en vender masivamente y anular al mismo tiempo todas las órdenes de compra restantes que se habían colocado. La idea del layering se apoya en la esperanza de que otros participantes, atraídos por el diferencial, acudan a completar el libro de pedidos en el lado de compra, y después sorprenderles invirtiendo la tendencia (49).

El 6 de mayo de 2010, la Bolsa de Wall Street vivió un «flash crash» (50) típicamente provocado por la negociación de alta frecuencia que comprendía en particular una operación de Quote stuffing. Ese día, el índice Dow Jones perdió alrededor de 998,52 puntos (antes de volver a ganar 600) entre las 14h42 y las 14h52. Una bajada de 9,2% en el período de 10 minutos no tenía precedente histórico. Este incidente destapó la trascendencia de la negociación de alta frecuencia, que representa grosso modo dos tercios de las transacciones bursátiles en Wall Street.

En el futuro se producirán sin duda más accidentes de este tipo. Los grandes bancos que recurren activamente a la negociación de alta frecuencia se oponen a su prohibición o a que sea sometida a un control estricto bajo pretexto de mantener la mayor fluidez posible en los mercados financieros.

La negociación por cuenta propia

La negociación por cuenta propia de los bancos, llamado «proprietary trading» en el argot de las finanzas anglosajonas, es de capital importancia para ellos. Esta actividad les proporciona una gran parte de sus ingresos y de sus beneficios pero conlleva riesgos muy significativos. Este tipo de negociación consiste en utilizar los recursos del banco (fondos propios, depósitos de clientes, créditos), para tomar posiciones (de compra o de venta) en los distintos mercados financieros: acciones, tipos de interés, divisas, mercados de derivados, futuros u opciones sobre estos instrumentos, mercados de futuros de materias primas y productos agrícolas (incluidos los alimentos), mercado inmobiliario. Es una actividad claramente especulativa porque de lo que se trata es de aprovecharse de las variaciones de los precios a corto plazo, provocadas en gran medida por sus propias actuaciones. Un ejemplo de este tipo de actividades especulativas lo proporciona la pérdida de 4.900 millones de euros registrada en 2008 por Société Générale como consecuencia de los manejos de uno de sus agentes, Jérôme Kerviel, que había tomado posiciones por valor de cerca de 50.000 millones de euros. En el caso de los sinsabores de JP Morgan, la Ballena de Londres, responsable de su departamento de «proprietary trading», había comprometido fondos del banco por un importe de 100.000 millones de dólares. Las cantidades puestas en juego por los bancos en el caso del «proprietary trading» son tales que las pérdidas que pueden generar suponen una amenaza para su propia supervivencia.

La venta en corto, una práctica especulativa más

La venta en corto (short-selling en inglés) consiste en vender un título sin estar en posesión de él en el momento de la venta, pero con la intención de comprarlo posteriormente, antes de entregárselo al comprador. Para el Banco de Francia: «Se puede dividir esta práctica en dos categorías:

• el covered short-selling (venta en corto cubierta): se trata del caso en que el vendedor toma prestado el título a cuya venta se ha comprometido antes de realizar la operación de venta en corto (o bien ha llegado a un acuerdo que le asegura que podrá tomar prestado el título). Realiza la venta del título que ha tomado en préstamo y se compromete a entregar un título de la misma naturaleza al prestamista;

• el naked short-selling o uncovered short-selling (venta en corto descubierta): se trata del caso en que el vendedor ni tiene el título en préstamo, ni tampoco ha llegado a un acuerdo que le garantice el préstamo antes de la venta del título en cuestión. Por lo tanto, el vendedor deberá comprar un título idéntico que pueda entregar al comprador» (51)

Según la Federación Bancaria Francesa, «el mecanismo de venta en corto es útil para el buen funcionamiento de los mercados.(…) Aumenta de esta forma la liquidez del mercado » (52). ¡Ver para creer!

¿Quién utiliza la venta en corto y por qué?

Un gran número de participantes en los mercados ponen en práctica la venta en corto, entre ellos los bancos, los hedge funds, los gestores de fondos tradicionales (fondos de pensiones, compañías de seguros…). Es una actividad puramente especulativa: el banquero que recurre a ellos, o cualquier otro inversor institucional, prevé una bajada del precio del título vendido. Si en el momento de la entrega del título su previsión resulta acertada, lo comprará a un precio inferior al precio de venta y conseguirá de esa forma un beneficio financiero. Este tipo de prácticas contribuye a la inestabilidad de los mercados. Durante el verano de 2011, la venta en corto amplificó la caída brutal de la cotización de las acciones bancarias. Se entiende entonces por qué, por distintas razones, se debería simple y llanamente prohibir estas actividades (53).

El efecto de palanca

Debido a la utilización sistemática del efecto de palanca (54), los fondos propios (55) son muy bajos en relación a los compromisos a los que tienen que hacer frente. Por otra parte y desde su punto de vista, este es el objetivo buscado: tener la menor cantidad de fondos propios en relación proporcional al balance. En efecto, incluso si el beneficio global es bajo calculado en porcentaje sobre los activos, puede dar lugar a un rendimiento elevado en relación a los fondos propios si estos son reducidos. Supongamos un beneficio de 1.200 millones de euros para un volumen de activos de 100.000 millones. Esto supone un beneficio del 1,2%. Sin embargo, si los fondos propios ascienden a solo 8.000 millones de euros, el beneficio representa entonces el 15% de rentabilidad respecto a los fondos propios. Si luego el banco emplea el efecto de palanca y acude a los mercados para conseguir un préstamo de 200.000 millones, el volumen de activos pasa a 300.000 millones, pero los fondos propios no han aumentado, siguen siendo 8.000 millones, y sin embargo el pasivo ha aumentado con los 200.000 millones de nuevo endeudamiento. Supongamos que la banca opera con el mismo rendimiento porcentual que antes de aumentar su endeudamiento, digamos un 1,2%, lo que nos da un valor de 3.600 millones de euros. Comparando esta cifra con los fondos propios por valor de 8.000 millones, tenemos un rendimiento del 45% respecto a los fondos propios. Esta es la razón fundamental para aumentar el efecto de palanca a través del endeudamiento.

Ya habíamos visto en las partes 2ª y 4ª de esta serie cómo pérdidas en apariencia insignificantes pueden acarrear una quiebra fulminante y la necesidad de un rescate. En el ejemplo teórico mostrado más arriba, una pérdida de 8.000 millones de los 300.000 millones en activos totales (es decir, una pérdida del 2,66%) haría desaparecer el capital y provocaría la quiebra. Esto es lo que les sucedió a Lehman Brothers, a Merrill Lynch, al Royal Bank of Scotland, etc. El FMI, en su Informe sobre la estabilidad financiera mundial publicado en octubre de 2012, estima que el efecto de palanca de los bancos europeos era de 23, pero a la vez precisa que esta estimación no tiene en cuenta los derivados. Se trata de una relación entre los activos tangibles (sin los derivados) y los fondos propios. ¡La proporción de 23 a 1 es entonces enormemente elevada! (56) El efecto de palanca real es aún más importante porque los bancos tienen tanto deudas como activos fuera del balance (en particular derivados por una cuantía muy elevada).

Conclusión: Los grandes bancos siguen jugando con fuego porque están convencidos de que los poderes públicos van a acudir a socorrerlos siempre que lo necesiten. En su camino no encuentran ningún obstáculo serio por parte de las autoridades (este aspecto se tratará en la 6ª parte de esta serie). Paralelamente, su comportamiento les lleva una y otra vez al borde del abismo. A pesar de su campaña de comunicación para granjearse de nuevo la confianza del público, no muestran ninguna voluntad de adoptar otra lógica que la de la consecución inmediata del máximo beneficio y del máximo poder para poder influir en las decisiones de los gobernantes. Su fuerza surge de la decisión de los gobernantes actuales de dejarles hacer a voluntad. Para la galería queda el tono de moralina que éstos adoptan al referirse a los bancos para pedirles que sean responsables y menos avariciosos con las bonificaciones y otras formas de remuneración.

Lo que Karl Marx escribía en El Capital en 1867 en relación a los bancos, sigue siendo de aplicación hoy en día: «Desde el momento de su nacimiento, los grandes bancos, acicalados con títulos nacionales, no eran sino sociedades de especuladores privados que cooperaban con los gobiernos y que, gracias a los privilegios que éstos les otorgaban, estaban en condiciones de adelantarles dinero» (57).

La capacidad que tienen los bancos de causar perjuicios es colosal. Es hora ya de que quienes todavía creen sinceramente que es posible que exista una banca capitalista diferente abran los ojos y tomen conciencia de que se trata de una quimera. Es necesario conseguir que el sector bancario en su integridad deje de estar en manos de los capitalistas (sin abonarles indemnización alguna) y convertirlo en un servicio público controlado por los usuarios, por las trabajadoras y los trabajadores del sector y por los movimientos ciudadanos. (58) Es la única forma de garantizar el respeto íntegro de las obligaciones de un servicio público de ahorro y de crédito que vele por el bien común.

Traducido por Verónica Lasarte Prieto y revisado por Fernando Lasarte Prieto

Eric Toussaint, maestro de conferencias de la Universidad de Lieja, es presidente del CADTM Bélgica (Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo, www.cadtm.org) y miembro del comité científico de ATTAC Francia. Ha escrito, junto con Damien Millet, AAA. Audit Annulation Autre politique, (AAA - Auditoría, Anulación, Alternativas políticas), Editorial Seuil, París, 2012.

Notas:
1) Alan Greenspan, traducción libre de la cita extraída del libro Temps des turbulences, 2007, Jean-Claude Lattès, París, 2007, pág. 472.
2) La primera parte de la serie, titulada «2007-2012: 6 años en que los bancos se tambalearon» se publicó el 17 de diciembre de 2012 (la versión oficial francesa se publicó el 19 de noviembre de 2012); la segunda parte titulada «El BCE y la Reserva Federal al servicio de los grandes bancos privados» se publicó el 23 de diciembre del mismo año (el original en francés el 29 de noviembre), véase http://cadtm.org/El-BCE-y-la-Reserva-Federal-al; la tercera parte titulada «La mayor ofensiva contra los derechos sociales realizada desde la Segunda Guerra Mundial a escala europea» se publicó el 30 de diciembre del mismo año (el original en francés el 23 de diciembre), véase http://cadtm.org/La-mayor-ofensiva-contra-los; la cuarta parte titulada «Descenso al vicioso medio de los bancos» se publicó el 29 de enero de 2013 (el original francés el 14 de enero), véase http://cadtm.org/Descenso-al-vicioso-medio-de-los#nb7-1
3) El autor da las gracias a Olivier Chantry, Brigitte Ponet, Patrick Saurin y Damien Millet por sus consejos.
4) Financial Times, 27-28 de octubre de 2012.
5) Este préstamo que el BCE otorgó a 800 bancos europeos por un importe de un billón de euros con un tipo de interés del 1% y por un período de tres años fue objeto de análisis en la tercera parte de esta serie con el título: «El BCE y la Reserva Federal al servicio de los grandes bancos privados» (publicado el 23 de diciembre de 2012, véase http://cadtm.org/El-BCE-y-la-Reserva-Federal-al, la versión francesa se publicó el 29 de noviembre de 2012)
6) Véase Erkki Liikanen (presidente), High-level Expert Group on reforming the structure of the EU banking sector, Octubre de 2012, Bruselas. Erkki Liikanen es el gobernador del banco central de Finlandia. Un grupo de trabajo compuesto por once expertos y establecido por el Comisario europeo Michel Barnier a fin de proporcionar un diagnóstico sobre la situación de los bancos europeos y de proponer reformas del sector bancario europeo. Uno de los resultados interesantes del informe Liikanen es que confirma oficialmente las infamias de los bancos, los riesgos sorprendentes que corrieron para conseguir el máximo beneficio. El grupo creado en febrero de 2012 entregó en informe en octubre de 2012. Véase: http://ec.europa.eu/internal_market/bank/docs/high-level_expert_group/report_en.pdf
7) Los datos relativos a las necesidades de financiación en el día a día provienen del gráfico 2.5.1, pág.27. En adelante, nos referiremos a este documento como “Informe Liikanen” cuando se haga referencia a él en el texto.
8) Los MMF se trataron por primera vez en la 4ª parte de esta serie.
9) Véase «El BCE y la Reserva Federal al servicio de los grandes bancos privados», publicado el 23 de diciembre de 2012, http://cadtm.org/El-BCE-y-la-Reserva-Federal-al (el original en francés se publicó el 29 de noviembre)
10) Informe Liikanen, gráfico 2.4.1.
11) Los accionistas que venden acciones a su banco transforman un título de papel en dinero líquido. Desde el punto de vista fiscal, es más interesante percibir un ingreso por la venta de parte de las acciones que se posee que percibir un dividendo.
12) http://www.profil.at/articles/0905/560/231884/der-suchtgiftmarkt-zeiten-krise-un-drogenbekaempfer-costa-interview
13) El importe de la multa es elevado en comparación con las multas habituales pagadas por los bancos, pero comparada con sus activos, el HSBC está pagando una limosna. La suma desembolsada por el HSBC a las autoridades estadounidenses representa menos de una milésima parte de sus activos: 1.920.000.000$ (es decir 1.443.000.000€), mientras que sus activos se elevan a 1.967.796.000.000 €.
14) Se volverá a tratar este tema en la 7ª parte de esta serie.
15) Financial Times, «Europe’s property loans unpaid», 4 de diciembre de 2012, pág. 23, http://www.ft.com/cms/s/0/2183f122-3d5d-11e2-b8b2-00144feabdc0.html#axzz2EMTFrLBI
16) Financial Times, “Mortgage-backed securities make a comeback”, 15 de octubre de 2012, http://www.ft.com/intl/cms/s/0/ee87a148-16b9-11e2-b1df-00144feabdc0.html
17) Financial Times, 21 de diciembre de 2011, pág. 24
18) Financial Times, “Traders warn of sting in tail for crisis-era securities”, 15 de noviembre de 2012, pág. 24
19) Se trata igualmente de reducir el peso de ciertos productos en el volumen total de los activos para remplazarlos por otros de mayor rendimiento.
20) Véase Gillian Tett, L’Or des fous, París, Le jardin des Livres, 2011.
21) Financial Times, «Banks test CDO-style finance for trade », 9 de abril de 2012.
22) Por otra parte, el volumen de los créditos bancarios a los hogares y a las empresas tiende a bajar o, en su defecto, a crecer débilmente. Esto va ligado al hecho de que los bancos han endurecido las condiciones de concesión de préstamos. Prefieren comprar títulos (incluso asumiendo altos riesgos) antes que abrir una línea de crédito a hogares y empresas. Las PYME no disponen de la posibilidad de emitir obligaciones en los mercados financieros, con lo cual se enfrentan a graves dificultades a la hora de financiarse.
23) Véase Financial Times, «Fears grow bond rush will turn to price rout», 22 de noviembre de 2012 y Financial Times, “Funds warn of stretched European debt rally”, 17 de octubre de 2012.
24) James Mackintosh, «Change would pop the corporate bond buble», Financial Times, 25 de noviembre de 2012. Véase también el artículo mencionado más arriba.
25) Colateral: Activo que sirve como garantía para respaldar la concesión de un crédito o una emisión de bonos. Fuente: Banco de España (http://www.bde.es/clientebanca/glosario/c/colateral.htm)
26) Véase Manmohan Singh, «Beware effects of weakening chains of collateral», Financial Times, 28 de junio de 2012.
27) Financial Times, «Collateral damage», 25 de octubre de 2012
28) Además es esta la razón por la cual la tesis central de este texto consiste en decir que hay repudiar la deuda pública ilegítima y a la vez socializar los bancos. Realizando esta doble operación (y tomando importantes medidas complementarias), es perfectamente posible encontrar una salida positiva a la crisis.
29) FMI, Global Financial Stability Report, Restoring Confidence and Progressing on Reforms, octubre de 2012 http://www.imf.org/External/Pubs/FT/GFSR/2012/02/index.htm , pág. 52
30) Se trata de deudas del gobierno británico en posesión de bancos británicos. Análogamente para los otros países.
31) Informe Liikanen, pág. 77.
32) Las commodities son el objeto del mercado de materias primas (productos agrícolas, minerales, metales, metales preciosos, petróleo, gas, etc.). Las commodities, como los otros activos, son el objeto de negociaciones que permiten determinar su precio, así como los intercambios tanto en los mercados al contado como también en los mercados de derivados.
33) Glencore es una empresa de negocios y de corretaje de materias primas fundada por el corredor Marc Rich. Radicada en Suiza, en Baar, dentro del cantón de Zug, muy conocido por defraudadores de altos vuelos. Marc Rich ha sido procesado en numerosas ocasiones por corrupción y evasión fiscal. En 2011, el grupo dice dar empleo a más de 2.700 personas dedicadas a marketing y 54.800 personas (en 30 países) asignadas directa o indirectamente a operaciones industriales de Glencore. Según los datos disponibles, Glencore controlaba en 2011 alrededor del 60% del zinc mundial, el 50% del cobre, el 30% del aluminio, el 25% del carbón, el 10% de los cereales y el 3% del petróleo. Esta controvertida empresa recibió en 2008 el premio Public Eye Awards a la multinacional más irresponsable. Fuente: http://fr.wikipedia.org/wiki/Glencore. En 2012, Glencore estaba en conversaciones para completar la fusión con Xstrata, otra sociedad suiza especializada en el corretaje. Véase http://affaires.lapresse.ca/economie/energie-et-ressources/201212/10/01-4602460-la-fusion-glencore-xstrata-repoussee-a-janvier-2013.php
34) Financial Times, «JPMorgan copper ETF plan would ‘wreak havoc’», 24 de mayo de 2012, pág. 15
35) Por supuesto, entre los poderosos protagonistas del mercado de materias primas y productos alimentarios, hay que añadir a a las grandes empresas especializadas en la extracción, producción y comercialización de commodities: para los minerales, Rio Tinto, BHP Billiton, Vale do Rio Doce; para el petróleo, ExxonMobil, BP, Shell, Chevron, Total…; para los alimentos, Cargill, Nestlé… y muchas otras.
36) El texto de este recuadro está extraído en gran medida de: Eric Toussaint, «Volvamos a hablar de las causas de la crisis alimentaria», 28 de octubre de 2008, http://cadtm.org/Volvamos-a-hablar-de-las-causas-de (versión francesa original del 9 de octubre).
37) En particular BNP Paribas, JP Morgan, Goldman Sachs, Morgan Stanley y, hasta su desaparición o su compra, Bear Stearns, Lehman Brothers, Merrill Lynch.
38) Los fondos soberanos son instituciones públicas que pertenecen, con pocas excepciones, a países emergentes, como China, o a países exportadores de petróleo. Los primeros fondos soberanos fueron creados en la segunda mitad del siglo veinte por gobiernos que deseaban ahorrar una parte de sus ingresos provenientes de la exportación del petróleo o de productos manufacturados.
39) Considerado a nivel mundial, a comienzos de 2008, los inversores institucionales disponían de 130 billones de dólares, los fondos soberanos de 3 billones de dólares y los hedge funds de 1 billón de dólares.
40) Testimony of Michael W.Masters, Managing Member/Portfolio Manager Masters Capital Management, LLC, before the Committee on Homeland Security and Governmental Affairs United States Senate http://hsgac.senate.gov/public/_files/052008Masters.pdf
41) «You have ask the question “Are Institutional Investors contributing to food and energy price inflation?” And my answer is “YES”».
42) «Assets allocated to commodity index trading strategies have risen from $13 billion at the end of 2003 to $260billion as of March 2008”.
43) «En 2004, el valor total de los contratos de futuros correspondientes a 25 bienes primarios era sólo de 180.000 millones de dólares. Compárese con el mercado mundial de acciones que era de 44 billones de dólares, o sea, 240 veces mayor». Michael W. Masters indica que ese año los inversores institucionales invirtieron 25.000 millones de dólares en el mercado de futuros, lo que representaba un 14 % del mercado. Nos muestra que durante el primer trimestre de 2008, los inversores institucionales aumentaron enormemente sus inversiones en ese mercado: 55.000 millones de dólares en 52 días laborables. ¡Evidentemente se produjo una explosión de los precios!
44) Véase Testimony of Michael Greenberger, Law School Professor, University of Maryland, before the US Senate Committee regarding “Energy Market Manipulation and Federal Enforcement Regimes”, 3de junio de 2008, pág. 22.
45) Jacques Berthelot, «Démêler le vrai du faux dans la flambée des prix agricoles mondiaux», 15 de julio de 2008, págs. 51 a 56. En línea : www.cadtm.org/spip.php?article3762
46) http://www.lalibre.be/index.php?view=article&art_id=419336
47) Paul Jorion, «Le suicide de la finance», Le Monde, 9 de octubre de 2012.
48) «Loi de régulation et de séparation des activités bancaires», diciembre de 2012, http://www.gouvernement.fr/gouvernement/separation-et-regulation-des-activites-bancaires y http://www.economie.gouv.fr/files/projet-loi-reforme-bancaire.pdf
49) http://www.nanex.net/20100506/FlashCrashAnalysis_Part4-1.html
50) Fuente: http://fr.wikipedia.org/wiki/Transactions_%C3%A0_haute_fr%C3%A9quence
51) La FDIC y la SEC de Estados Unidos han realizado un informe detallado del «Flash Crash» del 6 de mayo de 2010: «Findings Regarding the Market Events of May 6, 2010», http://www.sec.gov/news/studies/2010/marketevents-report.pdf
52) Véase pág. 42 : http://www.banque-france.fr/fileadmin/user_upload/banque_de_france/publications/Documents_Economiques/documents-et-debats-numero-4-integral.pdf
53) Fédération bancaire française (FBF), Rapport d’activités 2010, París, 2011.
54) La cuestión de las permutas de incumplimiento crediticio (en inglés Credit Default Swaps, CDS) se abordará en la parte 6 de esta serie. Además ya se abordó de forma bastante detallada en Eric Toussaint, «CDS y agencias de calificación: los provocadores de riesgos y desestabilización», publicado el 23 de septiembre de 2011, http://cadtm.org/CDS-y-agencias-de-calificacion-los
55) Traducción de la definición de efecto palanca que da el Banco de Francia: El efecto de palanca mide, para una rentabilidad económica dada, el efecto que tiene sobre la rentabilidad financiera el recurrir en mayor o menor medida al endeudamiento. Al aceptar que se haga recurso al endeudamiento, los accionistas de una empresa o de una institución financiera esperan un rédito todavía mayor a su favor debido al riesgo suplementario que afrontan.
56) Véase pág.112: http://www.banque-france.fr/fileadmin/user_upload/banque_de_france/publications/Documents_Economiques/documents-et-debats-numero-4-integral.pdf
57) Fondos propios: Capital del que dispone una empresa, distinto del procedente de préstamos. Los fondos propios se apuntan en el pasivo del balance de la sociedad. Traducción de la definición disponible en: http://www.lesclesdelabanque.fr/Web/Cles/Content.nsf/LexiqueByTitleWeb/fonds%20propres. Los Fondos propios incluyen igualmente las reservas, es decir, la parte de los beneficios que no se distribuye y con los que se hace una dotación a las reservas.
58) IMF, Global Financial Stability Report, Restoring Confidence and Progressing on Reforms, Octubre de 2012 http://www.imf.org/External/Pubs/FT/GFSR/2012/02/index.htm , pág. 31
59) Traducción libre de, Le Capital, livre I, Œuvres I, , Karl MARX, 1867, Gallimard, La Pléiade, 1963, capítulo 31.
60) Como se indicó en la 4ª parte de la serie, un sector bancario de modelo cooperativo de pequeña escala debería coexistir con el sector público.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Carta de Fidel a Chávez en ocasión de su regreso a Venezuela

“Especial mención merece el aliento que el pueblo venezolano te brindó con sus muestras diarias de apoyo entusiasta e irreductible. A eso se debe un regreso feliz a Venezuela”, escribió el líder de la Revolución cubana

Querido Hugo:

Me satisface mucho que hayas podido regresar al pedazo de la tierra americana que tanto amas, y al pueblo hermano que tanto te apoya.

Fue necesaria una larga y angustiosa espera, tu asombrosa resistencia física y la consagración total de los médicos como lo hicieron durante 10 años, para obtener ese objetivo.

Es absolutamente justo hacer mención a la insuperable constancia con que tus familiares más allegados, tus compañeros en la dirección revolucionaria, las Fuerzas Armadas Bolivarianas, rearmadas y reequipadas por ti, y las personas honestas del mundo, mostraron sus simpatías.

Especial mención merece el aliento que el pueblo venezolano te brindó con sus muestras diarias de apoyo entusiasta e irreductible. A eso se debe un regreso feliz a Venezuela.

Tú aprendiste mucho de la vida, Hugo, en esos duros días de sufrimientos y sacrificios. Ahora que no tendremos el privilegio de recibir noticias tuyas todos los días, volveremos al método de la correspondencia que durante años hemos utilizado.

Viviremos siempre luchando por la justicia entre los seres humanos sin temor a los años, los meses, los días o las horas, conscientes, humildemente, de que nos tocó vivir en la época más crítica de la historia de nuestra humanidad. Nuestro pueblo, que es también el tuyo, conocerá mañana por esta misma vía tu regreso a Venezuela.

Todo debió llevarse a cabo con mucha discreción, para no darle oportunidad a los grupos fascistas de planear sus cínicas acciones contra el proceso revolucionario Bolivariano.

Cuando el campo socialista se derrumbó y la URSS se desintegró, el imperialismo, con el puñal afilado de su bloqueo se proponía ahogar en sangre a la Revolución Cubana; Venezuela, un país relativamente pequeño de la dividida América, fue capaz de impedirlo.

En aras del tiempo no menciono los numerosos países de las Antillas, Centro y Suramérica que Venezuela, además de sus grandes planes económicos y sociales, fue capaz de ayudar. Por ello, todas las personas honestas del mundo han seguido de cerca “la salud y las noticias sobre Chávez”.

¡Hasta la victoria siempre!
¡Un fuerte abrazo!

Fidel Castro Ruz
8 y 35 p.m.
Febrero 17 de 2013.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Ecuador: un resultado contundente que no resuelve los problemas

Guillermo Almeyra (ANRED)

Casi seguramente Rafael Correa será elegido presidente en la primera vuelta de estas elecciones y casi seguramente la inestable coalición plurinacional de las izquierdas que se le opone y se opone también a la derecha clásica obtendrá menos del 6 por ciento de los votos. Correa podrá entonces, a justo título, hablar de consagración popular y el ALBA, la UNASUR y el grupo de los gobiernos “nacionales y populares” respirarán con alivio tras el duro golpe sufrido con la devaluación venezolana. Correa, a diferencia de otros gobiernos, hizo auditar la deuda externa en vez de reconocerla, rompió con el FMI y desconoció el organismo del Banco Mundial para la solución de las disputas comerciales. Su victoria electoral, por consiguiente, es también en buena medida una derrota de las fuerzas de derecha ecuatorianas e internacionales y será una buena noticia para Venezuela, Bolivia y Cuba.

Casi seguramente Rafael Correa será elegido presidente en la primera vuelta de estas elecciones y casi seguramente la inestable coalición plurinacional de las izquierdas que se le opone y se opone también a la derecha clásica obtendrá menos del 6 por ciento de los votos. Correa podrá entonces, a justo título, hablar de consagración popular (sobre todo si la abstención disminuye, como es probable) y el ALBA, la UNASUR y el grupo de los gobiernos “nacionales y populares” respirarán con alivio tras el duro golpe sufrido con la devaluación venezolana. Correa, en efecto, en este último grupo, y a pesar no haber podido sacar a su país de la paridad con el dólar, es uno de los más firmes pues, a diferencia de otros gobiernos, hizo auditar la deuda externa en vez de reconocerla, rompió con el FMI y desconoció el organismo del Banco Mundial para la solución de las disputas comerciales (por supuesto, la solución a favor de las transnacionales). Su victoria electoral, por consiguiente, es también en buena medida una derrota de las fuerzas de derecha ecuatorianas e internacionales y será una buena noticia para Venezuela, Bolivia y Cuba.

En cuanto a la coalición de izquierdas, entre cuyos principales integrantes están el partido indígena Pachakutik y la CONAIE, creo que una parte del movimiento indígena será atraído por la tentación correísta y que la siempre oscilante política de los maoístas del Movimiento Popular Democrático entre el ultraizquierdismo sindical y el oportunismo también recibirá un golpe, sobre todo porque el MDP ya estaba en crisis y buscó en la Unidad Plurinacional de las Izquierdas una salida positiva a la misma. Este posible debilitamiento de los componentes de masa de la oposición izquierdista pesará sobre el núcleo intelectual más consecuente, que encuentra su expresión en Alberto Acosta, el cual une una política ecologista radical con ideas democráticas y sociales avanzadas y muy a la izquierda de la línea socialcristiana, desarrollista-extractivista del presidente Correa.

Éste, en efecto, defiende y aplica –como todos los gobiernos “progresistas” o no de los países dependientes- una política extractivista que descansa, sobre todo, en las esperanzas en la gran minería a cielo abierto (o, en el caso argentino, en ésta y en la costosísima extracción del petróleo no convencional). Incluso para refutar a sus críticos les ha preguntado dónde en Marx hay una crítica a ese tipo de minería (que, obviamente, en los tiempos de Marx no existía y era técnicamente impensable y, por lo tanto, no podía ser criticada). La izquierda, por su parte, junto con las poblaciones afectadas por esas minas que las dejan sin agua y destruyen el ambiente, no explican suficientemente cómo, en una primera fase de transición, un gobierno democrático y ecologista podría prescindir totalmente del extractivismo impuesto por la dependencia del mercado mundial y con cuáles recursos se contaría para trabajar por una alternativa al extractivismo y al desarrollismo que dé origen a otro tipo de economía nacional, a un gobierno de las autonomías y anticentralista, a una producción fundamentalmente para el consumo y no para la exportación y a un sistema de comunas autogestionarias unidas por la solidaridad y por planes elaborados de común acuerdo a escala nacional.

Porque el gobierno paga hoy sus planes sociales, sus subsidios y sus obras públicas con el impuesto a los exportadores de materias primas y, por lo tanto, vela por el fortalecimiento de las grandes transnacionales y las grandes empresas lo que le impide salir de la dependencia del capital financiero internacional y, cuando mucho, mediante el aparato estatal trata de sustituir a una burguesía nacional casi inexistente. De ahí que necesite seguir exportando bananas, petróleo, minerales a granel y no pueda recuperar una moneda propia. Si dejase de lado, de repente, su política desarrollista y extractivista Ecuador no tendría ingresos y su economía se derrumbaría.

Por eso el problema no consiste en una oposición lisa y llana en nombre del ambiente y de las necesidades sociales a la política de Correa. A ésta hay que oponerle otra política para la obtención de recursos (impuestos a los bancos y grandes empresas, supresión de gastos militares, modificación de las políticas alimentarias y las importaciones de alimentos e insumos, creación de infraestructuras para reducir los costos de transporte y otros, por ejemplo) y una política de preservación de los bienes comunes y de las bases para la producción indígena que ante cada proyecto estatal o empresarial discuta, caso por caso, si los efectos ambientales, económicos y sociales inmediatos y a largo plazo no son demasiado onerosos e irreversibles. Si hubiera una disputa entre los técnicos y los habitantes, en nombre de las autonomías regionales, de la autogestión, de la democracia y de la propia Constitución debe predominar la posición de estos últimos.

Correa seguramente obtendrá una Asamblea que le será fiel. Habría que aprovechar esta nueva composición del aparato legislativo para completar –y no retacear- lo alcanzado por la Constituyente. En ese trabajo constituyente la izquierda perdería si se aferrase a los no sistemáticos y en cambio ganará si se define por sus planes y proyectos ambientalistas y anticapitalistas pues eso le permitirá hacer frente común con una parte del correísmo.

Éste, aunque es adversario duro de la izquierda, no puede ser considerado su enemigo sino un aliado inseguro, vacilante e inconsecuente so pena de, nuevamente, como cuando Pachakutik coqueteó Gutiérrez y con la derecha, hacerle el juego a ésta o sea, al gran capital extranjero y a las transnacionales extractivistas que tanto Pachakutik como la CONAIE combaten.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La Causa AMIA

Alejandro Olmos Gaona (INFOSUR)

Con motivo del memorándum firmado con Irán para crear una comisión, cuyos resultados pongo en duda, escuché la sesión del Senado, con la débiles explicaciones del Canciller Timerman, y los planteos de la oposición reveladores de una ignorancia absoluta sobre el tema y repitiendo sin fundamentos la existencia de culpables iraníes, como si esto estuviera absolutamente probado.

Como conozco la causa, y estoy escribiendo un trabajo sobre el tema, me pareció interesante comentar resumidamente algunos puntos de los que se habla con un desconocimiento absoluto.

1.- El 18 de julio de 1994, una explosión redujo a escombros el edificio de la Asociación Mutual Israelita Argentina.

2.- En la primera semana miembros del ejército israelí encuentran intacto el block del motor de una camioneta Renault Traffic, con la numeración perfecta. Aunque el ejército israelí encontró el motor, se hizo un acta falsa por la cual aparecía encontrado por el cuerpo de bomberos de la Policía Federal. Esto fue confesado 9 años después por el Jefe del cuerpo ante el Tribunal Oral Federal. Esto del motor es una de las claves de las falsedades, porque no existe prueba concreta que la camioneta haya sido la que impactó en el edificio para destruirlo. Contrariamente un cuerpo de expertos ingenieros elevó a la Corte Suprema un informe demostrando que había habido una implosión.

3.- El block de motor llevó a identificar a quien había vendido la camioneta: Carlos Telleldin, pero en la foja 114 de la causa Amia consta que le intervención telefónica de su teléfono fue efectuada antes de conocerse esto, como si hubiera a comenzado a plantarse una pista falsa.

4.- Debido a las intervenciones telefónicas efectuadas sobre Telleldín, se detecta que el día 10 de julio había recibido un llamado de 40 segundos de Alberto Kanoore Edul. Allí aparece lo que se dio en llamar LA PISTA SIRIA.

5.- Kanoore Edul es detenido, allanadas todas sus empresas, su casa, su quinta y secuestrada toda la documentación que se encontró. En una agenda de direcciones, entre cientos de nombres aparece la mención a Moshen Rabbani, Consejero Cultural de la Embajada de Irán. La sola mención de un nombre, sin otros datos dados por algún amigo. A pesar de ello, todos han sostenido que estaba la dirección y el teléfono, lo que es falso. Allí aparece la PISTA IRANÍ.

6.- A partir de ese momento se van a realizar seguimientos, intervenciones telefónicas, citaciones a declarar, e investigaciones de todo orden para verificar la relación de la pista siria con el atentado.

7.- Relacionado con el punto anterior hace años que se viene repitiendo que la llamada “pista siria” y su conexión con Irán nunca se investigó. Lo han dicho dirigentes políticos, periodistas, lo sostuvo la Presidenta, cuando era senadora y fue a declarar al Tribunal Oral Federal N° 3, algunos juristas, escribas internacionales y diversos personajes que escriben cualquier cosa, sin tener los más mínimos elementos para hacerlo.

Respecto a la no investigación de la pista siria, la realidad es muy distinta a lo que todos dicen. Esa pista fue materia del expediente individualizado como legajo N° 129, del Registro del Juzgado en lo Criminal y Correccional Federal a cargo del Dr. Juan José Galeano, que fuera destituido en el año 2004, encontrándose actualmente en trámite ante el Juzgado Criminal y Correccional Federal a cargo del Dr. Canicoba Corral. En el referido expediente se acumularon 46.604 páginas durante 20 años, y de ellas surge:

a.- 6 declaraciones indagatorias realizadas

b.- Investigaciones exhaustivas sobre 113 personas y empresas: estatutos, movimientos bancarios, filiación completa de directivos, relaciones comerciales de todo tipo, viajes, empleados, religión a las que pertenecían, por su relación con la pista siria.

c.- Intervención y grabación de las conversaciones efectuadas a través de 249 líneas telefónicas.

d.- 696 declaraciones de testigos, a quienes fundamentalmente se les preguntaba sobre su religión, a que mezquita iban ellos y sus familiares.

e.- Se ordenaron allanamientos a las empresas del principal sospechoso, y a otros lugares, se verificaron los estacionamientos cercanos a la AMIA, para ver quienes habían estado allí.

De toda esa investigación, no surgió nada relevante que mostrara la existencia de la pista siria, ni tampoco conexión alguna que pudiera llevar a una incriminación a funcionarios iraníes. No obstante la amplitud con la cual se buscó, se sigue repitiendo que esta pista no fue investigada.

8.- Simultáneamente se investigó a Moshen Rabbani, sus relaciones, su profesión religiosa, sus contactos. Aunque no estaba en Buenos Aires, se sospechó prima facie, que él había ideado el atentado y a partir de allí tomó cuerpo la pista iraní.

9.- Carlos Telleldín fue detenido y tiempo después, mediante el pago de la suma de 400.000 dólares entregados con autorización del Juez Federal y con fondos de la Secretaría de Inteligencia, confesó que le vendió la Traffic a unos policías, quienes son detenidos y sometidos a un proceso que duró hasta el año 2003, cuando fueron absueltos por el Tribunal Oral Federal, que también absolvió a Telledín, por la falta total de pruebas.

10.- Mientras se sustanciaba la investigación y se seguía insistiendo con la pista iraní por indicación del FBI y del Mossad, averiguándose todos los pasos del diplomático Rabbani en la Argentina, el Juez Federal Juan J. Galeano viajó a Paris donde en el año 1997 se entrevistó con una organización denominada los Mujaidines del Pueblo (MKO), enfrentados al gobierno iraní, y estos les dieron los nombres de funcionarios y diplomáticos que habían instrumentado la voladura de la AMIA. Este grupo fue calificado como terrorista por el FBI, el gobierno de los Estados Unidos y la Unión Europea, hasta que ésta en el año 2009 le sacó esa calificación. Sus miembros han expresado que informaron a la inteligencia norteamericana sobre los planes nucleares de Irán entre 2002 y 2009. Es una organización que realizó varios atentados en Irán contra funcionarios del gobierno.

11.- Además, de los datos del MKO, la justicia federal tomó declaraciones a 9 iraníes vinculados a esta organización y de allí se construyó el relato de la responsabilidad de IRAN, con una absoluta falta de pruebas concretas. Cabe apuntar que los antecedentes de estos sujetos y su enfrentamiento con el gobierno iraní relativiza cualquier afirmación que puedan haber expresado. Estos son los testigos relevantes, que ni estaban en Irán, ni en la Argentina, y todo lo que dijeron ante el juez se quedaron en simples afirmaciones a las que se dio crédito para la captura.

Testigos
Manoucher Moatamer:
Desertor iraní, que estuvo en varios países hasta llegar a Cuba, de donde pasó a Venezuela,donde alegó estar perseguido por los iraníes. En Caracas fue interrogado por el Juez Galeano culpabilizando a los iraníes del atentado, sin exponer prueba alguna.

Abolghasen Mesbahi
Fue expulsado del servicio secreto iraní en 1989 por traición. Se dedicó a la actividad privada. Terminó en prisión por varias estafas con cheques sin fondos|. Huyo de Irán y la Interpol lo persiguió por fraude. Sus contradicciones al ser interrogado por el juez, son innumerables y burdas sus afirmaciones.

Reza Zakeri Kouchaksaraee
Dirigente del MKO y preside la Comisión de Seguridad e inteligencia de la resistencia iraní. Adujo ser ex agente de inteligencia iraní y que había advertido a la CIA sobre el atentado del 11 de septiembre. En ningún caso pudo probar nada de lo dicho.

Behrooz Basseri Ghabehbaba.
Ex Secretario de la Embajada de Irán en Suiza, asilado en este país.

Muhammad Mohaddessin
Presidente del Comité de Relaciones Internacionales de la Resistencia Iraní. Del comité de Muyahidines del pueblo, acusador desde 1992 del régimen iraní

Manoucher Ganji
Alto funcionario del Sha Reza Pahlevi, huyo del país, cuando la revolución. Trabaja en la ONU, referente del MKO

Abolhassen Bani Sadr
Ex presidente de Irán. Declarado incompetente por el parlamento por la conducción de la guerra con Irak. Fue destituido por khomeini y se asiló en Francia, donde recluta iraníes para enfrentar al gobierno.

Ali Reza Ahmadi.
Miembro de los muyahidines

Testigo A (no identificado, miembro de los muyahidines y supuesto ex miembro del servicio secreto iraní Khosrow Imanian.

De los muyahidines del pueblo. Figura como importador y exportador independiente de la Argentina

Después de diversas medidas de prueba que no arrojaron ningún resultado concreto, el Juez Federal Galeano (hoy destituido) solicitó a Interpol la captura internacional de 22 personas de nacionalidad iraní, entre ellas el Ex Embajador iraní en Argentina, Soleinmanpour, y esa agencia dictó las capturas porque la formalidad del pedido estaba cumplido. Muchos años después, y con la causa a cargo del Dr. Canicoba Corral e interviniendo el Fiscal Especial, Dr. Alberto Nisman el Embajador Soleimnapour fue detenido en Londres, y entregado a las autoridades judiciales. El Juez británico interviniente en la causa, estudió las supuestas pruebas enviadas por el Fiscal argentino, y resolvió que las 6000 fojas no contenían prueba alguna, sino que eran simples consideraciones, sin valor probatorio concreto para la imputación de atentado. Liberó al Embajador iraní e impuso las costas del juicio a la Argentina, que alcanzaron a la suma de 200.000 dólares. El 25 de octubre de 2006, los Fiscales Federales Nisman y Martínez Burgos reconocieron que no podían acusar al Embajador Iraní y solicitaron retirar la orden de captura, la que se hizo efectiva.

12.- En el año 2004, el Juez Federal que había llevado adelante la causa AMIA, Dr. Juan José Galeano, fue separado de su cargo por actos de corrupción y en razón de tal circunstancia Interpol anuló las ordenes de captura de los iraníes, las que fueron nuevamente peticionadas por el nuevo Juez, y a las que se les dio curso por razones formales, pero no porque hayan existido nuevos elementos de prueba. Al respecto cabe consignar, que Interpol, no discute la procedencia o no de los pedidos de captura internacionales, sino que les da curso si se han cumplido los requisitos de práctica.

13.- La Fiscalía Federal solicitó la captura de 8 funcionarios iraníes, acompañando los exhortos con documentación, carente de rigurosos criterios probatorios, y volviendo una y otra vez con los viejos y gastados argumentos, reiterando la actuación del ex diplomático iraní en la Argentina, Moshen Rabbani. Los exhortos fueron respondidos por la Fiscalía iraní a cargo del Dr. Rumiani con fecha 4 de septiembre de 2008, quien manifestó el rechazo de los pedidos por ser poco serios y el pedido de captura no estar respaldado por prueba alguna, y si en conjeturas antojadizas. El Fiscal Iraní en su respuesta al Tribunal Federal de la Argentina puntualizó:

a) Inexistencia de pruebas visuales que permitan probar la comisión del delito.

b) Invalidez de los testimonios presentados por testigos imaginarios.

c) Tras las amplias investigaciones realizadas desde 1992 por la policía argentina, con la cooperación de los servicios de inteligencia de Israel y del FBI de los Estados Unidos, no existe prueba alguna que demuestre la intervención de las autoridades iraníes.

d) Si bien la hipótesis de la explosión de una camioneta es la que sustenta la imputación fiscal, hay una enorme cantidad de circunstancias que prueban la inexistencia de la misma.

e) Informe de Charles Hunter enviado por el gobierno de Estados Unidos, que indicó que probablemente la explosión fue dentro del edificio

f) Ningún testigo vio la camioneta

g) Desatender declaraciones de testigos importantes

h) Antecedentes delictivos de los testigos iraníes que involucraron al gobierno de Irán y que integran organizaciones terroristas que combaten a las autoridades.

i) Falsedad en la individualización de imputados iraníes del atentado

j) Clara falsedad sobre reuniones mantenidas en Irán para planificar el atentado.

En razón de lo expuesto, el Fiscal Iraní le indicó a las autoridades argentinas, que prestarán la cooperación judicial sobre la base de pruebas y elementos convincentes que sirvan para incriminar a los funcionarios iraníes acusados, pero no lo harán sobre simples manifestaciones y subjetividades sin valor probatorio. El pedido efectuado por la justicia iraní nunca fue contestado por el tribunal argentino, ya que no existen evidencias concretas, más allá de declaraciones interesadas

La causa AMIA, tiene 260.000 páginas de trámites, es decir 650 cuerpos de 400 páginas tamaño oficio, que acreditan 20 años de investigaciones, donde se han tomado cientos de testimonios, realizado pericias, y no existen ningún elemento concreto que involucre al acusado ex presidente de Irán Alí Rafsanjani, y a los diplomáticos y funcionarios iraníes Ali Fallahijan, Alí Velayati, Ahmad Vahudfi y Moshen Rezaij, al embajador Hadi Soleinmanpour, Ahmad Asghari, Moshen Randjbaran y Moshen Rabbani.

La gran impostura de la acusación, solo está sostenida por una descomunal maraña de suposiciones que se sostienen unas a otras, y que fueron originalmente plantadas por Israel y los Estados Unidos.

Dos ejemplos:

A.- Un aspecto curiosamente silenciado por la comunidad judía y por todos lo que siempre están atentos para implicar a Hamas o Hezbollah en el atentado, tiene que ver con la versión coordinada sobre la realización del atentado que pidió Israel al gobierno de Menem. En efecto, pocas horas después del atentado el Embajador argentino en Israel José María Otegui se comunicó telefónicamente, anunciando a la cancillería que el primer ministro de Israel, Rabín, enviaba a un diplomático de su confianza con el propósito de acordar la versión que se daría al mundo. Luego y a través del cable EISRA 0110365/1994 identificaba al embajador que vendría que era nada menos que Dov Schmorak, quien había sido anteriormente embajador de Israel durante los últimos años de la dictadura militar, sin que hiciera esfuerzo alguno durante su gestión por los judíos “desaparecidos” durante la misma. Schmorak, antes de embarcarse habló con Otegui, adelantando los términos de su misión que era entrevistarse con Menem, y el canciller Di Tella y aparecer en el programa de televisión del periodista Neustad. Schmorak llegó la noche del martes 19 de julio de 1992 junto con investigadores del Mossad, socorristas especialmente entrenados y miembros de la Unidad Nacional de Rescate. Se dio una versión en forma conjunta de los hechos, cuando en realidad, lo que había que tratar de buscar no era una coincidencia sobre ideas comunes sobre el atentado, sino buscar las formas de esclarecerlo, sin plantear falsas hipótesis.

B.- Otro hecho extremadamente singular, en toda esta maraña de hechos falsos para desviar la investigación y en el que tuvo especial participación el Estado de Israel es la intervención de un Fiscal “inexistente”. En efecto el 9 de marzo de 1995, la Fiscal General del Estado de Israel –Dorit Beinish- envío una comunicación al entonces Juez Galeano “Me permito dirigirme a Ud, dada la importancia que nosotros atribuimos al adelanto de nuestro común interés en la lucha contra el terrorismo y concretamente el asunto en el cual Ud. se ocupa…Las circunstancias…mencionadas implican la conveniencia de que las autoridades competentes del Estado de Israel mantengan entrevistas con esta persona (por Carlos Telledín), y asimismo a los fines pertinentes recibirle declaración testimonial”. Ese documento con otro del canciller israelí Simón Peres y una carta del Embajador Avirán fue entregado en el Ministerio de Relaciones Exteriores, donde el canciller Di Tella lo envió al Juzgado de Galeano.

Después de cumplido el papelerío de rigor, Galeano autorizó al supuesto Fiscal Eldad Gafner a visitar a Telledín en la cárcel de Devoto, con el que tuvo tres entrevistas secretas, los días 3, 4 y 10 de abril de 1995 (las que fueron consideradas irregulares por el Tribunal Oral Federal Nº3, ya que no había ningún acuerdo de cooperación firmado con Israel).

Los periodistas del periódico “Nueva Sion” que quisieron hace tiempo ubicar a este Fiscal, no consiguieron que en el Juzgado de Canicoba Corral ni en la Cancillería les dieran información alguna, ya que Canicoba sostenía que no había elementos que acreditaran la existencia de esas entrevistas. Es necesario determinar que en la correspondencia diplomática cursada no aparece en ningún caso el nombre de Gafner, para evitar posibles ulterioridades. Cuando Shlomo Slutzky (periodista de Nueva Sión) interrogó a los más viejos funcionarios del Ministerio de Justicia de Israel, como a los de otras reparticiones, nadie supo responderle sobre la identidad del tal Gafner.

Como señala Slutzky, en la nota publicada en Nueva Sión “Solo después de arduas presiones por parte de este corresponsal, ante las autoridades del ministerio de justicia de Israel y la Fiscalía Nacional, la Oficina de Prensa del ministerio emitió un mensaje oficial –lacónico pero oficial- en respuesta a la pregunta sobre la identidad de Gafner…Galia Sajar, portavoz del ministerio de justicia israelí señaló que “el ministerio de justicia confirma que a raíz de los atentados terroristas en la Argentina en 1995 visitó la Argentina un representante oficial de Israel”…Sea como fuere –agrega Slutzky- la enigmática desaparición de Gafner puede dificultar la obtención de los resultados del interrogatorio que este supuesto agente de la Fiscalía General del estado de Israel realizara a Telleldin hace diez años. Quizás Gafner, o quienes los hayan hecho aparecer y desparecer, sabían ya entonces algo que lo argentinos no saben hasta ahora”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Tercerización, flexibilización y fraude: La foto del mercado laboral con los colores de la precarización

Jorge Duarte (MARCHA - ACTA)

El panorama de 2013 se viene con la certidumbre de negociaciones paritarias complejas y con un mercado laboral con desigualdades importantes. La informalidad laboral, la precarización y las tercerizaciones son los ingredientes de un plato complejo.

Según las cifras oficiales difundidas por el Ministerio de Trabajo de la Nación, dentro del mercado laboral se encuentran un total de 15.913.400 personas ocupadas. De ese total, los trabajadores con aportes y beneficios sociales suman 10.553.566, es decir un 66,3% del total de personas ocupadas. Dentro de este grupo, los que se encuentran registrados en relación de dependencia suman 8,5 millones, mientras que los restantes son trabajadores cuentapropistas. Además, según estas cifras oficiales, los datos más alarmantes se vinculan a los que no entran en ese 66,3%. La cantidad de trabajadores no registrados en el país llegan a los 5.360.000 de personas. Estos números respaldan los análisis que expresan que un tercio de los trabajadores de la Argentina se encuentra dentro de la informalidad laboral.

Estar dentro de la masa del 33,7% de trabajadores no registrados representa bastante más que no tener aportes jubilatorios y cobertura social -lo que de por sí no es poco-. Las condiciones laborales de los trabajadores no registrados se encuentran muy por debajo de las condiciones laborales de los trabajadores que sí lo están. Esta desprotección en las condiciones en las que se desarrolla el empleo implica, en muchos sectores, mayores riesgos para la salud y mayores índices de insalubridad, ligado a la incapacidad de negociar mejoras por la condición precaria en la que se encuentran. Sin embargo, el problema también tiene un componente económico muy fuerte. Los salarios de los trabajadores no registrados son, aproximadamente, un 30% menores a los que perciben por el mismo trabajo quienes se encuentran registrados.

Para graficar el componente económico del impacto en el salario del trabajo no registrado, es útil recurrir a los datos presentados hace unos días por el Observatorio por el Derecho Social en el informe denominado: “Estado de vigencia de los Derechos Humanos de la clase trabajadora en la Argentina”. Según las cifras exhibidas, el promedio de las remuneraciones netas de los trabajadores registrados alcanza los $5.796 mensuales. Al incorporar a los trabajadores no registrados a la cuenta el monto desciende a los $3.707 mensuales. Ese es el impacto profundo que tiene el trabajo no registrado en el promedio de ingreso de los trabajadores y el que representa una condena a salarios muy bajos de aquellos que no se encuentran contenido por el “mercado laboral formal”.

Hay un componente fundamental que explica un promedio de salarios de los trabajadores ocupados de $3.707. Esto tiene que ver con que más del 40% de los trabajadores percibe de su ocupación principal un ingreso inferior al Salario Mínimo, Vital y Móvil. Esto se produce por situaciones de fraude laboral que esquivan hasta las pautas más básicas que regulan el empleo. Las carencias en los controles estatales y el propio Estado (ya sea nacional, provincial y/o municipal) empleando bajo condiciones informales son parte de este entramado irregular.

Estos $3.707 que cobra en promedio la totalidad de los trabajadores Argentinos superan el Salario Mínimo Vital y Móvil ubicado en los $2.875 pero se encuentra muy lejos de los $6.997 calculados como costo de una canasta básica de bienes y servicios para una familia tipo (4 personas) por la Junta Interna de ATE–INDEC. Sin el impacto a la baja en el promedio de los salarios no registrados, la diferencia entre el salario medio y la canasta básica de bienes y servicios sería menor, como sería menor el problema económico a saldar. Es evidente que el trabajo no registrado representa de los peores males que se deben enfrentar en el ámbito laboral y, en consecuencia, en el ámbito social.

Para complementar el panorama del mercado laboral es importante mencionar que según los datos publicados por le INDEC, la desocupación se ubica en el 6,9%, mientras que la subocupación alcanza el 8,9% (de los cuales el 6,2% es demandante). Estos números expresan que la desocupación es un tema claramente menor respecto del fenómeno que venimos abordando –aunque no por esto menos importante-.

La foto del mercado laboral sigue mostrando grandes contrastes. Mientras que la desocupación hoy ocupa un rol secundario, el protagonismo del empleo precario es notorio y su combate debe encabezar las listas de prioridades de las intervenciones estatales y gremiales. Para que la palabra “inclusión” sea una realidad, en serio, para ese tercio de trabajadores informales se necesitan más y mejores políticas activas contra el combate del fraude laboral y la precarización. Por ahora el Estado ha esquivado el tema y ha dejado hacer y los sindicatos fueron demasiado complacientes y en los peores casos cómplices.

Jorge Duarte es periodista especializado en temas gremiales.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Carta abierta sobre el aumento docente: un problema de tres simples

Daniel Cadabón (especial para ARGENPRESS.info)

Cada punto porcentual de lo que se discute en las paritarias docentes entre los funcionarios nacionales y la burocracia del magisterio representan aproximadamente -y sin descuentos- 28 pesos.

Regla de tres; tengo 16 puntos de aumento, desde marzo a setiembre, y me dan 28 pesos por cada por cada punto porcentual ¿cuanto aumento recibiré en total?

planteo:
1-------------- 28
16------------- x
solución: X= 16 x 28 = 448 pesos.


Ahora bien sigamos con las cuentitas los 448 pesos tributan obligatoriamente un 20 por ciento, esto para redondear y que no se haga muy difícil el calculo ¿como resolvemos este problemita? Aplicando nuevamente la regla de tres simples, a ver
20% de 448 es =
(448: 100) . 20
4,48.20 =89,6

ya tenemos el porcentaje de descuento lo que queda es simple solución: 448 – 89,6 = 358,4 y ahí , por fin, hemos llegado al aumento negociado.

358 pesos de aumento en una primera etapa que llegaría a setiembre, que como se sabe normalmente esa época es en la que los docentes volvemos con eso de que no nos alcanza, de que deberíamos iniciar paros antes de que terminen las clases porque después es tarde etc, todos planteos que les ponen los pelos de punta tanto a los funcionarios como a los dirigentes burocráticos de los sindicatos. ¿Como se evitaría esto? Sencillamente otorgando un nuevo segmento del total del 22% decretado en paritarias nacionales. Esta vez serian 3 puntos porcentuales mas, movamos un poquito las neuronas para saber que 28 x 3= 84. En setiembre pretenden darnos 84 pesos!!!.

Pero a no desesperar que desde diciembre hasta marzo de 2014 nos vuelven a corresponder 84 pesos nuevamente porque a los 16 puntos de marzo se le suman 3 en setiembre y 3 mas en diciembre que suman el 22; está claro no?. Es decir que si utilizáramos exclusivamente los aumentos de setiembre y diciembre para comprar tomates, por ejemplo y, por supuesto, que a los precios de hoy, podríamos hacer 16 ensaladas. ¿No es nacional y popular todo esto?

Es fantástico, increíble, sorprendente, alucinante y claro ya vendrá Baradel a decirnos, como todos los años “histórico”.

Es cuestión de hacer cuentitas. Fijate que ni siquiera son cuentas difíciles, son cuentitas de las que todos los días le enseñamos a los chiquitos de tercero y cuarto.

A veces desde la izquierda y desde la oposición hablamos de ajuste. “Ajuste” decimos y la burocracia responde pero “de que ajuste nos hablan si éste, es el gobierno que mas hace por los trabajadores y por los pibes”. Pero las cuentitas son simples y siempre son ajustadoras.

Porque encima cuanto más pobre te volvés más gastas, regla de oro del capitalismo, oferta y demanda, falta de industrialización nacional de los alimentos. lo que hace que se regulen en dólares sus precios. Ajuste de sueldo, inflación, devaluación, más inflación, así de simple, no hay que ser economista hay que vivir en Argentina.

La inflación para los sueldos bajos y postergados castiga más, porque el aceite y la papa y el tomate y la carne suben más que el precio del champán, los relojes suizos o los insumos para los autos de alta gama que también están contemplados en el índice. Mas pobre te volvés mas pagas. Sumale el IVA, los inmobiliarios y el transporte , la ropa y el gasto de los chicos. Para que seguir ...

La justicia falló en provincia de Bs. As. a favor de Scioli para que no nos devuelvan los descuentos por los días de paros de 2012, el Frente Gremial mandó una carta documento para que la justicia, que falló a favor del gobernador, revea su falló. Es decir Baradel, Petroccini y compañía le dicen a los jueces “Uds se equivocaron, deben estar confundidos” pero los jueces ya fallaron y si de algo saben, y por eso cobran, es de fallar, viven de eso. Carta documento mas, carta documento menos, a quien le importa.

El tema es que los descuentos intentan un disciplinamiento para que los docentes acepten el ajuste, como siempre decimos desde la izquierda y la oposición. Disciplinar en este caso es cambiar trabajo por 16 ensaladas.

Rimbombantes las declaraciones de los burócratas dicen... “no vamos a aceptar este aumento”. ¿A no? Y qué hacen? Donde están las asambleas, los planes de lucha, la denuncia del ajuste, como siempre decimos de la izquierda y la oposición. ¿Por que adhieren, entonces, a un gobierno que pretende quitarle los derechos a los docentes y el resto de lo trabajadores mientras negocia con los fondos buitres?. ¿por que permiten que miles de suplentes hayan trabajado gratis durante un año y que ahora mendiguen para cobrar lo que les corresponde? ¿por que sostienen como progresivo el 20% de aumento al impuesto al salario, sabiendo que son m,ás los que van a entrar a pagar a los que van a dejar de pagarlo? ¿y el salario familiar?

Son un fenómeno estos burócratas, gritan, patalean, se dan la mano, toman café y gritan y patalean. Sabes cuanto más piden para evitar la conflictividad docente “y que el inicio de las clases no se vea alterado perjudicando a millones de niños bla...bla..bla”. Si, no te equivocas, 84 pesos más y nada más. La dignidad del salario docente son 84 pesos mas (sin contar los descuentos) la burocracia sindical ha abaratado la dignidad docente a limites impresionantes, como siempre dijimos desde la izquierda y la oposición.

En la ultima asamblea del Suteba La Plata la burocracia sindical planteo como un gran logro del gobierno de Néstor y Cristina, la recuperación del mecanismo de las paritarias. Son incorregibles, es el segundo año que unilateralmente el gobierno decreta el aumento que se le canta. Para qué tantas reuniones y tanto café, dan risa los sindicatos oficialistas. Viejos comedores de sapos reivindican lo irreivindicable sólo para mantenerse en sus carteras y conservar sus prerrogativas. Mientras tanto te duermen, te dicen estamos luchando, vamos por todo, etc.

Hay que sacárselos de encima, como siempre dijimos desde la izquierda y la oposición, si querés tener un sueldo que cubra la canasta y una vida sindical que te tenga como participante activo.

Hacé las cuentas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.