miércoles, 20 de marzo de 2013

México. “Reforma educativa”: Privatización escolar y sueldos de hambre a profesores

Adán Salgado Andrade (especial para ARGENPRESS.info)

Raúl aún no lo puede creer, sobre todo tomando en cuenta todo por lo que debió pasar para llegar a ese tan ansiado momento del cobro de su salario. “¡Me quedé, perdóname la palabra, pendejo… sí, de verdad, no lo podía creer, tantas friegas para que me salieran con miserables dos mil doscientos pesos. Y ni siquiera me pagaron el mes completo, que es lo que llevo trabajando, no, los pichicatos me dieron sólo lo de una quincena!”.

Así resume Raúl el resultado de más de un año de esfuerzos y de haber tomado como una alternativa ocupacional la tan cacareada “reforma educativa”, que, al analizarla mejor, resulta más un intento por, primero, deshacerse una mafia en el poder, la actual priísta, de otra, el charrismo sindical elbista (o sea, el sindicato liderado hace años por la mafiosa Elba Esther Gordillo. Al momento de escribir estas líneas, se consumó ya el gordillazo, con la captura en Toluca de Gordillo. Se repite el ritual priísta de siempre, simular amplia justicia, deshaciéndose cada inicio de sexenio de los elementos más incómodos y anacrónicos que posee). Segundo, esa “reforma”, de acuerdo al testimonio de Raúl, es más una manera de reducir drásticamente el presupuesto educativo, cargando parte de los gastos escolares a las familias de los alumnos y disminuyendo aún más los ya de por sí raquíticos salarios de los profesores, o sea, una simulada, parcial privatización de la enseñanza.

“Yo terminé mi carrera como guitarrista-concertista en la Escuela Nacional de Música de la UNAM - refiere Raúl -, con mucho esfuerzo, ya sabes, a veces, dejándola un rato, y luego, otra vez, allí… a veces, ya hasta ganas me daban de dejarla, porque, ya ves, con eso de que dicen que estudiando música te mueres de hambre, pues pensaba en seguirme dedicando a lo que hago”. Raúl se sostiene de las ocasionales presentaciones que realiza con un grupo de cuerdas al que pertenece, así como de un estudio de grabación, por el que han pasado varios grupos y bandas musicales, muchas de las cuales tienen ya cierta fama. “Pero, bueno, cuando me enteré de lo de la supuesta reforma educativa, pues decidí que bien valía la pena realizar los trámites para que me ganara una plaza”.

Así fue, porque de acuerdo con la tal reforma, a partir de su publicación, las plazas que se otorguen a los maestros, serán a través de un concurso de rigurosa selección, el examen llamado Alianza (el cual ya desaparece con la imposición, por estos días, de la tal “reforma educativa”), en el cual, los aspirantes, además de exigirles el nivel de licenciatura, como mínimo, y varios otros papeles, deben de someterse a un difícil y mal elaborado examen, algo así como un concurso de oposición. “Pero fíjate que el examen es muy engañoso y tiene, además, muchos errores. Varias preguntas no corresponden con las respuestas que te dan como opción para contestarlas”, continúa Raúl su testimonio.

Aún así, su preparación es tan buena - “Me he dedicado a la música toda la vida” -, que no tuvo mayor problema en aprobar el examen. Y también cumplió a la perfección con todo el papeleo que le fue requerido. “¡Sí, hasta cartilla liberada me pidieron!”, exclama, con tono de entre enojo y sorpresa. Realmente es anacrónico que se siga exigiendo ese papel, considero, que constituye una forma más de autoritaria sujeción, aunada a todas las exigencias que de por sí sufrimos a diario los habitantes de este controlado país.

El examen fue el pasado mes de junio. Luego, más de dos meses pasaron para que tuvieran los resultados, los que debían de salir por internet. De casi 200 mil aspirantes para obtener una plaza de maestro en el nivel secundaria en distintas disciplinas, se quedaron alrededor de 10,000, platica Raúl. De esos, unos 1200 concursaron por plazas de educación artística. Sólo se quedaron 11, Raúl entre ellos, y además con muy buen puntaje.

Eso fue por octubre del 2012. “Me sentía muy contento, de verdad, pues era un reto para mí, y el que me haya quedado de entre tantos, fue una gran satisfacción”, comenta.

Y tenía la esperanza de que lo más pronto posible, realizara los trámites y comenzara a trabajar. “Me habían dicho que, incluso, desde que te ganas la plaza, te comienzan a pagar, sí, que te dan retroactivos… pero todo fue mentira, no, nada de eso. Como te digo, apenas me pagaron… seguro que se acabaron el presupuesto en la campaña del copetes, ¿no?”, agrega, medio burlón, refiriéndose a que en este país de mafias, en tiempos electoreros, en efecto, se emplean muchos millones de pesos en financiar costosos fraudes (que no campañas), como el vergonzoso asunto de las tarjetas MONEX, que, al final, el cómplice IFE, dio como veredicto que no había existido ningún fraude con esas tarjetas, así que no había ningún delito que perseguir hacia el candidato de la mafia priísta.

Todo eso tiene, desde luego, como telón de fondo, el criterio neoliberal, o sea, el capitalismo salvaje, empeñado en salvar a un decadente sistema en constantes crisis económicas y deterioro social. Sí, porque las mafias “neoliberales” en el poder recortan presupuesto en todo lo que se pueda, sea o no necesario, con tal de ceder parte de esa, digamos, riqueza social, a las corporaciones, asociadas, justamente, a las mafias políticas, sin las cuales su reinado no sería posible, no sería legitimado.

Basta con analizar algunas cifras del presupuesto aprobado para el 2013, y sale a la vista que, en verdad, la educación pública es un ramo no prioritario (que debería serlo, pues el futuro del país depende de que haya una mejor educación, tanto en el sentido artístico, así como en el científico). Para este año se aprobaron como gasto en educación pública $260,277 millones de pesos (mdp), lo que significa que no hubo prácticamente variación con respecto al presupuesto del 2012. En tanto que para los cuerpos represivos, encargados de aplicar con sangre las políticas coercitivas de la mafia en el poder, en efecto, hubo aumentos con respecto al año pasado. Así, a la Defensa Nacional, se le asignaron $60,811 mdp, 5.7% más que el año pasado y para la Secretaría de Marina, $21,865 mdp, 7.4% más que el año pasado (más aún que al ejército, como puede verse, quizá porque se le ha incrementado su participación en el llamado “combate al narcotráfico). Claro que las sumas combinadas, de ejército y marina, $82.676 mdp, no
rebasan al de la educación, pero analizadas con más detalle, veremos la desproporción existente. Esa suma es casi el 32% de la asignada a la educación, pero si tomamos en cuenta a los elementos a los que sirve cada presupuesto, podremos establecer, en promedio, cuánto dinero se dedica a cada estudiante y a cada soldado o marino.

Con cerca de 260,000 elementos (sumando ejército, marina y fuerza aérea), el presupuesto conjunto para la represión distribuido entre aquellos, equivale a casi $318 mil pesos por cada uno. En contraste, el sistema educativo mexicano, cuenta con un número aproximado de 26 millones de estudiantes en todos los niveles. Así, se dedican sólo $10,000 pesos en promedio por cada estudiante al año. Esto significa que se destina casi 32 veces más dinero para sostener los servicios represivos de un soldado o un marino que a educar a un niño o joven mexicano.

Es un comparativo que nos dará una idea, como dije, de la desproporción existente entre gasto en educación, muy importante, y gasto en represión, vital para el control de la insurrección social, ocasionada por la aplicación tajante de un salvaje sistema económico que empobrece más y más a casi toda la sociedad (y quizá, por ello, fue que el fraudulento EPN haya prometido incrementar las “gratificaciones” de los soldados para finales del presente año, en previsión de los estallidos sociales que se presenten).

Y el testimonio de Raúl es más que evidente. “Mira, me dieron una plaza de doce horas a la semana, ocho de salón y cuatro de servicio. Me tocó en una escuela que está atrás del aeropuerto, cercana a mi domicilio. Pero desde el primer día, te llevas una muy mala impresión. Los salones todos descuidados, despintados, en mal estado. Igual con las bancas, viejas, que se ve que en años no las han cambiado. Y vas a los baños, sucios, a veces sin agua… a, pero, eso sí, ves las camionetas de lujo de los jefes… la directora, la subdirectora… o de los maestros que ya tienen muchos años trabajando, que son los que sí ganan muy bien, digamos”.

Pero fue peor cuando Raúl logró que, por fin, le dieran las llaves del salón de música. “Estaba para llorar. Un piano viejo, muy maltratado, tres guitarras sin cuerdas, una televisión también muy vieja… sucio, muy descuidado… realmente hice milagros para habilitarlo”.

Y aún así, Raúl se ha entregado con ahínco a enseñar música a los alumnos, a los cuales, el anterior maestro, no pasó de enseñarles a medio cantar el himno nacional. “Es estúpido, pero la misma directora sólo concibe a la materia de música para enseñar el himno nacional y ya. ‘Usted nada más enséñeles a cantar bien el himno, maestro’, me dijo, así, tajante”.

Claro que eso es absurdo, pues una vez que Raúl tuvo acceso al programa de la materia, también luego de mucho pedirlo (sólo había una copia y la tenía el saliente maestro de música), se dio cuenta de que es digamos que muy completo si se aplicara como tal. “Y eso hice, pues en una parte señala que en la materia se enseñará a tocar algún instrumento a los estudiantes”, dice.

Así, Raúl, muy entusiasmado, gastando de su propio dinero y pidiendo prestado, se aplica a enseñar música y a que toquen algún instrumento los estudiantes. “Es muy importante, pues la educación artística es la que ayuda a sensibilizar al ser humano, y si comienzas a enseñarla desde pequeños, mejor”, agrega. En efecto, expertos como Earl Shorris, fundador del Clemente Course in Humanities, sostiene que ayuda más a un niño, pobre sobre todo, enseñarle una disciplina artística (humanista), que entrenarlo para arreglar un motor de carro o realizar una instalación eléctrica (este es el concepto puramente llano de impartir entrenamiento técnico, pensando en que la única necesidad de un niño pobre es la de que aprenda un oficio para que se sostenga, cuando que es mucho más valioso que se le retroalimente su sensibilidad. El hecho de que no exista sensibilidad social, debido a la carencia de educación artística, especialmente en los sectores pobres, explica en buena parte el creciente problema de la descomposición social). También el artista inglés (checar el nombre) ha declarado, con respecto a que en Inglaterra las reformas en los planes escolares están dejando afuera a las materias artísticas, que, de hacerlo, se estará creando una sociedad de simples robots, sin criterio, ni inteligencia. Así de importantes son, en efecto, las disciplinas artísticas y humanistas.

Como ni marcadores le dieron a Raúl, tuvo que comprarlos. También gastó en cuerdas para las guitarras, un proyector para impartir mejor sus clases, una laptop, cientos de copias. “Cincuenta minutos que dura la clase, no te alcanzan, así que he tratado de emplear computadora, proyector y copias, con tal de que me rindan esos pocos minutos. Y ya con el salón de música, más o menos funcionando, pues me es más fácil dar la clase”. Pero tanto se desdeña a la materia de música, que a Raúl además de sus grupos, le endilgan aquellos que no tienen clase porque el maestro en turno falta ese día. “Y en lo que puedo, pues les enseño algo de música… no me voy a poner a darles matemáticas o español, ¿no?”, me dice. Eso es en sus horas de servicio, las cuales, muy claramente, la subdirectora de la escuela le comentó que eran para que Raúl preparara sus clases. Pero desde el principio, en esas horas de “servicio” le encargan cuidar a grupos que estén sin maestro, porque éste falte. “Así que no, no son, en realidad para que prepare mis clases, sino casi, casi, para que cuide a los alumnos sin maestro, ¿¡qué te parece!?”, me dice, irónico.

Todos los gastos que ha hecho Raúl, han sido de muy buena gana, esperanzado en que el sueldo sería, al menos, decente, o sea, que le permitiera dedicarse a las clases, disminuyendo bastante su actividad en el estudio y con el cuarteto de cuerdas. Pero cuando hace unos días acudió a un cajero automático con la tarjeta bancaria que, desde que hizo los trámites, le exigieron que sacara, se dio cuenta de la miseria que iba a percibir, se sintió muy decepcionado, defraudado. Y está en la disyuntiva de renunciar o no, me dice, pues no considera, ya, dar clases, una opción de vida. “Ganas más dando clases particulares, en serio”, sentencia, decepcionado.

“Mira, es una burla, de verdad, pues te matas con los chavos, terminas ronco, cansado y hasta medio sordo de estar con cada uno enseñándole a tocar guitarra, piano, flauta… lo que sea, llegando temprano, checando tarjeta, gastando en las copias, en ropa nueva… en fin, todo lo que necesitas para dar las clases… ¿¡y que te salgan con miserables dos mil doscientos pesos a la quincena!?”, exclama, entre decepcionado y molesto.

Y lo entiendo, pues fue mucho el entusiasmo y la esperanza que tuvo de tener una entrada extra a sus ingresos, sobre todo realizando una labor a la que ha dedicado toda su vida. “Mira, a los chavos, de verdad que si les hablas bien, que vean que te dedicas a ellos, que les pones atención, te responden… y eso es muy satisfactorio que, incluso, muchos ya hasta están tocando la guitarra, por ejemplo”, dice, desilusionado.

Eso, porque es la opinión de todos los otros maestros, incluida la directora, que debía de ser duro con ellos, castigarlos, levantarles reportes. “¡Oye, si no es una prisión… hasta parece que quieren a un celador, más que a un maestro!”, reclama.

Y reitera las condiciones en que se encuentra la escuela y que cada vez se inscriben menos niños. “Fíjate, en una junta, hasta nos dijeron que hiciéramos labor para que se inscribieran más chavos”. Pareciera que la mafia en el poder requiere mostrar resultados con el número de alumnos inscritos y no por la calidad de la educación que reciban, eficientismo cuantitativo puro.

Y con profesores de la vieja guardia que siguen al pie de la letra el que la escuela reprima, más que educar, la ecuación se completa. “En una junta, dijeron que los alumnos fuman marihuana en los baños… ¿¡y cuál crees que fue la ‘solución’!?... ¡Pues cerrar los baños, hazme favor, y entonces, aunque los niños se estén orinando o defecando, pues no los dejas que vayan! Yo nunca he hecho caso a esas estupideces… a los niños debes de educarlos en libertad, no con exigencias, es la mejor manera de hacerlo”, dice Raúl, pensativo.

Y analizando su testimonio, concluyo que, como señalo arriba, en efecto, la “reforma educativa”, es una vulgar reforma laboral, destinada a reducir los salarios de los profesores al mínimo, deshacerse de los de la vieja guardia e introducir criterios de privatización de la enseñanza, con tal de no gastar tanto dinero en educación y mantener los presupuestos para ese rubro deprimidos, pero, eso sí, manteniendo altos los sueldos de la alta tecnocracia que forma la mafia en el poder, elemento clave de control social, junto a los cuerpos represivos, claro.

“A mí, ya me aplicaron la reforma, pues con doce horas, gano menos, incluso, que algunos amigos que tienen diez horas”, aclara. Sí, y es que se enteró de que ya no se pagará por horas, sino por minutos laborados. “Si, porque como las clases son de cincuenta minutos, estos miserables ya te pagan por minuto, no por hora y por eso ya gano menos”.

Y Raúl ha acudido a varias burocráticas instancias, en donde lo mandan de un lado a otro, sin que nadie le pueda decir a la fecha cuánto es lo que en realidad va a ganar. “¡Fíjate, el inepto contralor de la escuela hasta me dijo que ése, los dos mil doscientos, era mi sueldo mensual, salió peor! Y me mandan de aquí para allá y de allá para acá… y nada, nadie sabe cuánto voy a ganar realmente!”. Y para empeorar más las cosas, le han dicho que, incluso, hay un error en una de las claves de su salario y que para que se la corrijan ¡pasarán varios meses!

Otra vez se resalta que se está aplicando una absurda eficiencia presupuestal, que nada tiene que ver con que se logre una educación de calidad, pues un maestro no vivirá con cuatro mil pesos al mes, si es que ése es su sueldo real, pues tendrá que dedicarse a otra actividad forzosamente, con tal de percibir un salario que medio le alcance para vivir.

Esa es la realidad de la “reforma educativa”, lograr más con menos, sí, porque si el criterio es llenar al máximo a las escuelas, como dije, es cantidad y no calidad, la que se busca. Y los nuevos maestros que vayan ingresando, tendrán que conformarse con sueldos de hambre, pero serán los primeros de una nueva generación de mentores que habrán perdido muchos de los derechos laborales que sus antecesores tenían.

Sí, serán una especie de obreros mentales que controlarán a destajo a las masas de autómatas-consumidores tan necesarios al capitalismo salvaje.

“Mira, yo creo que renunciaré. No quiero seguir en esa porquería… y lo siento por los chavos, la verdad, con ellos me siento muy contento y por ellos, es que sigo aguantando tanta arbitrariedad”, me dice Raúl, ya por último. “Seguiré con mi estudio y tocando… prefiero eso, seguir siendo creativo, que acartonarme allí y morirme de hambre”.

Muy buena su decisión, considero.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

El papa peronista: “Recen por mi”

Daniel Cadabón (especial para ARGENPRESS.info)

La versión menemista del “siganmé”, o el “no me dejen solo” del más famoso alcahuete de la derecha noventista, parece ser la consigna política que a elegido Jorge Bergoglio para dirigirse a la grey católica: “recen por mi”.

El pedido papal, más la actuación en sus primeros pasos como pescador de fieles y pecadores, muestran a un papa verdaderamente peronista, para el cual, sumado a sus cualidades el ser un buen jesuita “el fin justifica cualquier medio”.

Militares y militantes empedernidos de la causa espiritual y de la evangelización a fuerza del filo de la espada, la empalada, la pira y el látigo. Esta vez le toca a los jesuitas, en la persona de este hombre de 76 años, darle aire nuevo a un Estado que se cae a pedazos. La tarea no es fácil; más de 1000 años de corruptelas, apropiación de cuerpos y almas, asesinatos, reformas y contra reformas, castigos, complicidades y pedofilia no se lavan con pura argentinidad peronista (macrista, binerista, carriotista, videlista), etc. por más austera que aparezca. Al final, Francisco puede jactarse (como el general Perón lo hizo en su momento) de que en Argentina puede que haya muchas ideologías y diferencias pero bergoglioistas son todos.

Francisco, tiene un pasado reciente zigzagueante. Al principio del mandato kirchnerista se hizo un opositor piola, pero su primera acción como papa lleva la marca del kirchnerismo legítimo.

Conciente de que lo que sirve para atraer a una aldea sirve para atraer a un mundo de 1200 millones de fieles, Francisco eligió calzarse con los mocasines gastados del primer Néstor Kirchner.

El objetivo de este abuso de humildad y zapatos gastados de don Francisco es que su propia imagen hable más que sus ideas y sus archivos. El papa peronista copia a su manera a su antiguo “acérrimo opositor” para realizar una tarea familiar a jesuitas y peronistas: reconstruir un Estado en coma 4: el Vaticano, y por extensión a la Iglesia católica mundial.

Francisco, ya bautizado “el papa de los pobres”, se enfrenta a una ardua tarea, reedificar un edificio en absoluta decadencia y corroído por la descomposición.

La argentinidad, que va desde los progresistas hasta los genocidas, opina que Francisco está capacitado para esta labor y pone todas sus fichas en la misión evangelizadora ejemplar: una vuelta atrás sin duda, un túnel del tiempo sin aborto, sin profilácticos, sin salud y sin educación pública.

Cargada de subsidios constitucionales, la Iglesia argentina ha logrado por el momento pasar de una retaguardia del demonio a una ofensiva derechista, inesperada aún para ellos mismos, en un campo que ya lo daba por perdido: la progresía argenta y latinoamericanista.

Por sus complicidades con los sectores más reaccionarios de la sociedad, incluyendo a los genocidas en modo particular, por su postura ultramontana, por su condena a la sexualidad humana en general, por su racismo, por su visión anti izquierdista militante, la iglesia había perdido la fe de conquistar al progresismo argentino y latinoamericano. Sin embargo, rápido de reflejos Bergoglio dijo “si Néstor lo logró por que no yo” y se lanzó a su propia cruzada para llevar a los progresistas a tierras santas. El logro fue tan inmediato que hasta los propios templarios se sorprenderían en sus tumbas.

Que fáciles resultaron “los agnósticos” corderos de dios. Mucho Marx, matrimonio igualitario, mucha discursiva anticorporativa, libertad sexual, lucha contra la trata, para terminar sobando la mitra papal a minutos de haber asumido.

La mano humilde que acaricia, aconseja y señala es la misma que dio comunión a Videla o ¿eso ahora tampoco fue?

De lo que se trata, en medio de todo el revoltijo provocado por la asunción del papa peronista es de liberar opiniones para limpiar el archivo del nuevo profeta, un nuevo Maradona o Messi del cual estar orgullosos.

¿Será que, donde pesa la religiosidad no abunda la racionalidad? O que, simplemente, la explosión de catolicismo acrítico desatada por la impresionante disposición mediática a favor de Francisco alcanza el milagro de mejorar performance electorales propias y ajenas.

Los archivos del peronismo mas aguerrido y terrorista en contra de los trabajadores nunca fueron abiertos … los de Bergoglio y la iglesia argentina intentan ser cerrados.

Bergoglio rezará por el perdón a nuestros acreedores sin que ellos “perdonen nuestras deudas”, mientras se reúne con cartoneros y trabajadores en busca de la rendición espiritual e ideológica de los sectores más humildes de la sociedad. Los fondos buitres festejan, el protestante Obama festeja, los antecedentes del nuevo papa dan para festejar la fidelidad al capitalismo en su visión más conservadora.

Es característico en la actuación histórica de la iglesia ser el policía bueno y el malo al lado de la camilla, el que ofrece perdón por el arrepentimiento y el que enchufa la máquina; el que dice no hay que temer al secreto de confesión y el que usa los datos.

La iglesia argentina, hasta ayer condenada como una de las más reaccionarias del continente, es ahora, a ojos vistos de toda esta grey asociada al “fenómeno Francisco” una iglesia renovada. ¿Por qué? No se sabe, nada cambió, excepto las poses demagógicas del papa peronista y alguna alegoría sobre los pobres siempre redituable para un buen comienzo de ciclo.

¿Que lleva a que progresistas y genocidas nacionalistas se rindan ante un estado extranjero en forma tan inmediata? ¿Por que la argentinidad tan atada a la celeste y blanca se disputa el amarillo y blanco de una bandera foránea? ¿Es en verdad el milagro que Serrat canta en su “Fiesta”?.

Si la reacción se consagra por algo es por querer permanecer vigente a través de los tiempos violando las leyes de la historia. Los opositores al oscurantismo dieron una vuelta de campana develando su inconducta. Ahora todos son Francisco, es decir todos son Magneto (Clarín) o Mitre (La Nación). No hay ley de medios que valga, los opositores a las corpos se han alineado de uno en fondo para recibir la hostia de la confirmación.

Los sapos que vosotros tragais ya no tienen límites terrenales. Son sapos sagrados sellados por la bula papal. Buen provecho.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Metamorfosis: De "ultra k" a "ultra cat"

Gabriel Conte (MDZOL)

Nace el "peronismo católico", un hijo no deseado de 10 años de gestación kirchnerista.

El kirchnerismo ha incubado durante una década a su criatura, su sucesión, su porvenir. Pero hay indicios en los últimos días de que no se parecerá a los padres.

Esta noticia, lógicamente, incomoda a la familia directa y provoca divisiones de criterio en la parentela que comienza a mostrar sus diferencias como nunca lo había querido antes exhibir en público.

Como suele suceder en estas cosas del ADN, lo que viene saldrá muy parecido a alguno de sus antepasados y, como en esas familias nutridas por múltiples corrientes migratorias, es muy probable que termine teniendo “un poquito de cada uno”.

Así, el aporte “ultra k” que se sumó en esto últimos años como gen poderoso al peronismo histórico (en una reedición de aquellos intentos por querer explicarle al propio Perón qué era el peronismo), dejará una huella, pero no le caracterizará de cuerpo entero al nuevo hombre peronista tal como los padres lo deseaban: las primeras sociografías demuestran que, fuertemente afectado por el eventual contexto mundial actual, la criatura ha sufrido mutaciones. No será k: será “cat”.

Fuera de cualquier parábola, la realidad aporta datos insospechados cuando todavía no ha transcurrido siquiera una semana desde que un cura argentino se transformó repentinamente en referente de un puñado de íconos relevantes no sólo para el país, sino para el mundo.

Jorge Bergoglio arrasó en las particulares elecciones cerradas del Vaticano y un argentino es el jefe de ese poderoso Estado europeo con un ejército de hombres y mujeres, uniformados y laicos, en las entrañas de más de 150 países. Es más: no tiene una embajada en cada país, la tiene en cada barrio y, muchas veces, con mejor diálogo con sus habitantes que el propio gobierno constituido en el lugar.

Bergoglio, entronizado como el papa Francisco, es el jefe espiritual de los católicos del mundo y un líder de opinión a escala global.

Pero, por una serie de actos fallidos del Gobierno, en la Argentina es mucho más: no es un ángel, sino un humano. Como tal, un ser político intrínsecamente. Eso le llevó durante su “misión pastoral” en el país a confrontar con el poder político que, como respuesta, le devolvió no solo la acción de ignorar sus palabras y actos: lo convirtió en víctima de su relato del presente y del pasado; lo obligó a mirarse en un espejo oblicuo en el que su imagen apreció durante años deforme y diabólica.

Bergoglio, argentino y con pasado en alguna de las versiones del peronismo (como casi todo el país), pero sobre todo miembro de una institución milenaria y experimentada, además de ser un jesuita de pies a cabeza, puso la otra mejilla. Y su catarata de gestos –reales, montados: esa es otra discusión- dejó perplejos a seguidores y detractores. A unos, porque se enamoraron rápidamente de la promesa que constituye ese conjunto de señales. A otros, porque los deja offside.

Ahora es quién es y en miles de rostros sus carretillas se estrellaron contra el suelo cuando escucharon ese “Habemus Papam” que entre un retorcido “Marium…” pronunció también un “Bergoglio”.

De repente, se aceleró el proceso de metamorfosis. Aquel proyecto que tenía mucho de independencia frente al poder de la Iglesia (que en la Argentina, por cierto, pocas veces ha estado del lado de los más amplios sectores de la sociedad y de la democracia) empezaba a cambiar de rostro. El parto estaba cerca.

Bergoglio, ante los portazos en cadena del Gobierno desde 2004, no fue recibido en más de una decena de ocasiones en las que pidió audiencia. En sus fotos, entonces, aparecen otras figuras de la vida política: Macri, Cobos, Scioli, Sanz, Michetti.

Todos ellos ahora sacan sus álbumes y se muestran orondos con el papa nuevo, el papa propio: “Yo confié en él”; “lo conozco desde antes y somos amigos”.

En el kirchnerismo revuelven el baúl y no encuentran nada, salvo los recortes amarillos de las denuncias que formuló Horacio Verbitsky contra el cura por su silencio durante la dictadura.

Pero el peronismo es práctica del poder y no solo teoría.

Lamentablemente, algo salió mal en el proceso gestacional. Y la madre de la criatura que pretende llevar el apellido del General se esfuerza por adaptarse y lo hace bien: transformarse de acuerdo a los tiempos es la gran herencia familiar.

Pero las familias tan numerosas son siempre complicadas. Rápidamente, los primos lejanos del peronismo que fue víctima de la fuerza centrípeta del kirchnerismo vuelven y lo hacen ahora en su nuevo rol de “ultra cat”.

Tienen sus fotos con el papa y las exhibirán. No tienen prejuicios con la iglesia, y lo demostrarán vistiendo, si hace falta, sotana. Están convencidos que su expulsión del Paraíso kirchnerista ha sido su cruz en esta década y que les toca, que les ha llegado el momento. Místicos al fin, creen en milagros.

Y mientras tanto, desde la tribuna, el resto de los argentinos nos debemos preparar para ver una vez más un proceso único, cíclico y que nos caracteriza en el mundo: la capacidad de mutación que hizo de un mismo peronismo, víctima y victimario; al popular y al oligarca; al de los católicos armados de Montoneros y a los católicos jerarcas de la Triple A.

El tiempo de la pelea entre los “ultra K” y los “ultra cat”, ha llegado. Y el ring esta vez está ubicado a 15 mil kilómetros de distancia: en el Vaticano.

Gabriel Conte es Editor General de MDZOL.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Iglesia, control social y lucha de clases. Apuntes sobre la asunción de Francisco I

APUNTES DE FRONTERA - ANRED

La elección de Bergoglio como Papa se ha transformado en un hecho político de alta magnitud, tanto en el terreno internacional como en la política local. No es para menos, Benedicto XVI rompió una tradición de más de 6 siglos, renunciando a su puesto en vida, desnudando una crisis profunda que recorre a la milenaria institución. Al mismo tiempo, la designación de un argentino marcó un quiebre con la tradicional elección de Papas de origen europeo. En el terreno de la política nacional, la elección de Bergoglio le da cierto aire a la recuperación de la Iglesia en tanto institución de control social y mediadora activa en la política del país.

Crisis política y acción directa

Lo que emerge en el fondo de la elección del Papa del “fin del mundo” es la profunda crisis de legitimidad que atraviesa la Iglesia Católica. Crisis ligada a curas pedófilos, a negocios millonarios, a dinero de mafiosos en las arcas del Vaticano, entre otros lastres de una institución milenaria que supo “adaptarse” a los tiempos de la Restauración burguesa. Tiempos que empiezan a cambiar con la crisis capitalista en curso y los procesos de lucha social y política que van emergiendo. Es, desde ese punto de vista, de donde hay que partir para analizar las causas de esta elección. Desde allí además, habrá que ir evaluando si los movimientos de Francisco se convierten en movimientos “orgánicos o de coyuntura”, tomando los parámetros de Gramsci y, hasta dónde, puede cumplir con éxito su misión reformista-restauradora, como dice en este muy buen post el amigo Fernando Rosso.

La elección de Bergoglio se da en el marco de la más profunda crisis que haya conocido el sistema capitalista mundial en los últimos setenta años. Crisis que, cada vez más homogéneamente, afecta al conjunto del planeta. Asistimos, además, a los efectos políticos de esta enorme “incursión catastrófica”: el desarrollo de un proceso extendido de crisis políticas o crisis orgánicas según esta afirmación de Gramsci, de ruptura o separación entre dirigentes y dirigidos. Lo vemos desarrollarse en el viejo continente con la emergencia de tendencias reaccionarias de derecha (Aurora Dorada, FN en Francia) y el fortalecimiento de una izquierda reformista (Syriza, Front de Gauche). Este proceso se expresa además en Italia, donde la crisis de los partidos tradicionales llevó para arriba al cómico Beppe Grillo. A su vez, en Francia y España, vemos el rápido desgaste de gobiernos de elección reciente. La raíz de estos fenómenos, que se complementan con los procesos de masas en el norte de África, es la brutal miseria a la que están sometidos millones en todo el mundo, producto de la crisis. La Iglesia como institución mediadora se prepara entonces para contener el conflicto que potencialmente se desarrolle a partir de estos procesos en curso.

Esta crisis de la Europa capitalista es, en cierta medida, una crisis de sus capas dirigentes a las que el Vaticano y la Iglesia difícilmente escapan. Es preciso recordar que Bergoglio es el primer Papa no europeo. Como se señala acá, “El papado en un audaz movimiento geoestratégico cambia de continente, de Europa a América, a la América hispana, adelantándose a la sentida necesidad de un nuevo orden mundial”. En ese marco, como ya se ha resaltado, la imagen de “austeridad” y de una Iglesia “inclinada hacia los pobres” intentará cumplir ese papel de ruptura y superación de una institución “bañada en oro”.

La sombra del Papa sobre América Latina

Raúl Zibechi, a tono con una franja importante de la intelectualidad latinoamericanista, señala que “La elección de Bergoglio tiene un tufillo de intervención en los asuntos mundanos de los sudamericanos, a favor de que el patio trasero continúe en la esfera de influencia de Washington y apostando contra la integración regional. Por su parte, el bloguero K, Gerardo Fernández afirmaba, a pocas horas de la elección, que “Si Juan Pablo II vino a operar el derrumbe del bloque socialista del este europeo, no es desatinado pensar que ahora la Iglesia necesita jugar fuerte en un continente llamado a jugar un rol destacado en los próximos años y para ello empodera a un tipo sumamente hábil como el arzobispo de la ciudad de Buenos Aires”.

En el post de Fernando Rosso que citamos antes es confrontada esta hipótesis. La misma subvalora el conjunto de problemas que debe afrontar la Iglesia como institución de control social en todo el planeta. Los casos de pedofilia que atravesaron Europa y EEUU son un lastre enorme para el Vaticano, junto a la crisis de las finanzas del Vaticano y el escándalo del Vatileaks. Todos estos elementos no tocan directamente al rol de los gobiernos latinoamericanos.

Por otra parte, en América Latina, a pesar de concentrar el mayor porcentaje de creyentes dentro de los casi 1200 millones en todo el mundo, el catolicismo viene perdiendo adhesión. Así lo expresa esta nota que afirma que “En Brasil, el país con más católicos en el mundo, la cantidad de practicantes que se consideran católicos cayó del 74 por ciento en 2000 al 65 por ciento en 2010, según datos del Gobierno”. Los datos del resto del continente no son mejores. La preocupación hacia América Latina pareciera estar más ligada a esta cuestión que a la radicalidad de procesos políticos que, hasta ahora, han tenido cortocircuitos menores con la Iglesia. Esto no niega que, en tanto institución al servicio de las clases dominantes, actúe a futuro, si vemos desarrollarse nuevos ascensos de masas en la región.

La Iglesia y el control social

Marx definió a la religión como “el opio de los pueblos”. Pero el opio no actúa en el aire, sino que requirió su propio aparato de funcionamiento para garantizase estructura, continuidad y relación con las clases dominantes. En el marco de una sociedad dividida en clases antagónicas, la religión (al igual que la moral) es un factor actuante de la lucha de clases. La Iglesia como institución oficial de la religión católica puede actuar más efectivamente para atenuar las contradicciones de clase en la medida en que recupere prestigio y extensión.

Gramsci, enfatizando el rol de los intelectuales tradicionales, es decir aquellas “categorías intelectuales preexistentes y que además aparecían como representantes de una continuidad histórica no interrumpida aun por los más complicados y radicales cambios de las formas políticas y sociales”, señalaba a los eclesiásticos como ejemplo paradigmático de esa función. La casta clerical efectivamente pervivió más allá de cambios radicales como las revoluciones burguesas de los siglos XVII, XVIII y XIX. Como señala Fernando Rosso, tanto en Cuba como en otros países del Este europeo, las burocracias que emergieron en esos estados obreros deformados permitieron la continuidad de la Iglesia que, como quedó en evidencia en Polonia, jugaron un rol en los avances de la restauración capitalista.

Allí donde subsiste la desigualdad social, la Iglesia como institución amortiguadora de esas tensiones, está obligada a cumplir un papel.

Iglesia y lucha de clases. De la Teología de la Liberación al Golpe del 76

Las décadas del 60’ y 70’ fueron prolíficas en lucha de clases, con ascensos revolucionarios en todo el mundo. Esto no podía menos que incidir al interior de la Iglesia, una de las instituciones de la “sociedad civil” más ampliamente extendidas por el tejido social. En América Latina, junto a la Teología de la Liberación y el Movimiento de Sacerdotes del Tercer Mundo, emergieron tendencias internas que cuestionaron el alejamiento de la Iglesia de los pobres así como su alineamiento con los sectores dominantes.

Los golpes militares que cerraron ese proceso en América Latina pusieron de manifiesto un corte horizontal al interior de la Iglesia. En Argentina, se dio una división tajante. Por un lado la capa superior, completamente ligada a las FFAA y a las clases dominantes. Por el otro, sectores de la misma Iglesia que, junto con miles de luchadores obreros, estudiantiles y populares, fueron masacrados por el golpe genocida.

Como señala Horacio Verbitsky en su libro La mano izquierda de Dios, “Hacia afuera, la Iglesia Católica constituía una de las fuentes de legitimidad del gobierno militar. Hacia el interior de las propias filas castrenses, santificaba la represión y acallaba escrúpulos por el método escogido, de adormecer con una droga a los prisioneros y arrojarlos al mar desde aviones militares” (Pág. 40). Es decir, la Iglesia argentina fue central en el genocidio cometido a partir de 1976.

La profundidad de esa actuación está marcando la asunción de Bergoglio. A pesar de los intentos de presentarlo como desligado del golpe de 1976, el papel central de la Iglesia argentina en el genocidio es más que evidente y el rol de Bergoglio al frente de la congregación de los Jesuitas muestra como imposible su “inocencia”. Ante esta discusión, que implica una debilidad “de origen” en la imagen del nuevo Papa, han salido a defenderlo el vocero del Vaticano Lombardi y, aquí, en nuestras tierras, los medios que fueron parte central del aparato ideológico del Golpe militar, es decir Clarín y La Nación.

De las batallas ideológicas a las batallas políticas

Pero el combate contra la institución Iglesia y su rol político-ideológico debe articularse con la necesaria batalla que, de manera paciente, los revolucionarios deben llevar adelante para ayudar a los sectores explotados y oprimidos de la masas a superar la creencia en una salida en “el más allá” que implica la absoluta resignación en el presente. Algo que, por ejemplo, las Bienaventuranzas expresan al celebrar el sufrimiento y la pobreza.

Lenin, citando a Engels señalaba que sólo una “práctica social consciente y revolucionaria, será capaz de librar de verdad a las masas oprimidas del yugo de la religión”. Es decir, la superación de la conciencia religiosa no puede ser impuesta sino que es el resultado, en primer lugar, de la actividad consciente de las masas mismas. Pero la verdadera posibilidad de superarlo sólo puede ser abierta por la liquidación del orden capitalista, única base real para la superación de las contradicciones brutales de las contradicciones económicas que fortalecen la “fe en el más allá”. Al decir de Marx “la miseria religiosa (que) es, al mismo tiempo, la expresión de la miseria real y la protesta contra la miseria real” y “la critica a la religión es, en germen, la crítica a este valle de lágrimas, rodeada de una aureola de religiosidad”. Pero, como señalamos al principio, la misma designación implica consecuencias sobre la política nacional. Un efecto que seguramente veremos será el fortalecimiento de la Iglesia como mediación política de peso en la escena nacional. Un argentino en el Vaticano es un espaldarazo para una institución que tiene un alto desprestigio en sectores de masas, producto de su rol en la Dictadura y de haberse opuesto a cambios democráticos, como la Ley del Matrimonio Igualitario, recientemente.

De allí que todo paso que pueda ser dado que vaya en el camino de debilitar su poder e influencia, tiene un carácter progresivo. La experiencia de los años 70’ en Argentina mostró que, a pesar de las tendencias críticas que emergieron en su seno, la Iglesia no pudo ser reformada. Por el contrario, terminó actuando como parte del armado golpista que garantizó el aniquilamiento de una generación entera de luchadores y luchadoras revolucionarias. Fue la que, ideológicamente, fundamentó la “justeza o no” del accionar genocida contra los enemigos “de la Patria y de Dios”, llegando a plantear que “Satanás es el padre de todos los subversivos” (Verbitsky, pág. 35).

La lucha contra esta institución reaccionaria, cómplice de la masacre de una generación de luchadores obreros y populares, que hoy se opone a los derechos de las mujeres y las personas LGTTB, es una bandera más para marchar este 24 de marzo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La reacción del oscurantismo

Gustavo Robles (especial para ARGENPRESS.info)

Un espectro oscuro recorre Argentina y Nuestramérica. Casualmente, en la región de la Tierra que demuestra más energía, organización e institucionalización en la rebeldía contra los poderes del mundo, han “acomodado” una figura de enorme peso en el concierto político mundial: el Papa Francisco, o como siempre se lo conoció por estos lares, Jorge Bergoglio.

Así, la Iglesia Católica podrá realizar aquí con mucha más fuerza, una de las cosas que mejor hizo durante sus dos milenios de existencia: adormecer las mentes de las mayorías para transformarlas en rebaño de los explotadores. Ya hay algunas señales: no puede sorprender tanto la “emoción” y rápida visita que le hizo Cristina Kirchner, cabeza de un gobierno que cada vez choca más su discurso contra la realidad y necesita consensuar con un poder que lo supera; sí preocupa la postura de los gobiernos antiimperialistas, como el de Maduro, que festejó el nombramiento y hasta se animó a decir que “Hugo desde el cielo” había intercedido para que el hecho se concretara.

Los dueños del planeta han lanzado una impresionante avalancha de difusión, que cala aún más hondo en los sufridos pueblos del sur de nuestro continente, alrededor de la figura del nuevo líder de los católicos. En los medios de comunicación no se habla de otra cosa. Aquí, donde la Iglesia mantiene su poder económico pero el político venía mermando desde hace décadas por su complicidad institucional con la Dictadura Genocida y sus posiciones retrógradas respecto de las libertades individuales de los seres humanos, han instalado una enorme ola de pensamiento medieval y oscurantista, enancados en una especie de "chovinismo mesiánico" que le hace festejar al pobre la condición "argentina" del Papa, aunque eso no cambie su propia condición de pobreza, ni la nefasta historia de la Iglesia. Y es que más allá de las dudosas actividades de Bergoglio durante los años de plomo en nuestro país, es la institución que dirige la que ha significado una pesada cruz para el librepensamiento de la Humanidad toda desde su fundación.



El cristianismo tiene pies de barro. Es una religión que ha surgido de la más grande mentira y manipulación de toda la historia. La Iglesia Católica es la mayor representante de esa corriente (aunque en merma desde hace rato). Algunos dicen que, de los 1900 millones de creyentes cristianos que hay en el mundo, entre 1200 y 900 millones son católicos (de una población total de más de 7000 millones de personas). Claro, se olvidan de aclarar que casi nadie ha leído su libro de cabecera, La Biblia, y que su pertenencia se debe más a una cuestión cultural por la imposición por la espada y por la sangre, que por real conocimiento de basamentos ideológicos. El cristianismo se ha expandido por el mundo en base a los ejércitos que portaban la cruz del catolicismo, eliminando a todo aquél que osaba contradecirlo, con la tortura y el asesinato en masa como métodos. Es la institución más asesina de la Historia Humana. Las Cruzadas, la Inquisición, la Conquista de América y su complicidad con toda forma de dictadura en el mundo son las pruebas de ello.

Bergoglio, entonces, -cuyo nombramiento la gente festeja como un gol en un partido de fútbol- es sólo parte del problema, que es mucho más grande que él. Habrá que redoblar los esfuerzos para liberar la humanidad de este “opio de los pueblos”, sobre todo en nuestro país y en Nuestramérica, porque en la lucha por el objetivo de un mundo justo de verdad, nos han puesto un escollo enorme, “un monstruo grande que pisa fuerte” que nunca hubiésemos esperado.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La Iglesia y las mujeres: ¿Habrá que esperar cambios con el papado de Francisco?

Irina Santesteban (LA ARENA)

La elección del argentino Jorge Bergoglio, como nuevo Papa en Roma, provocó la alegría de millones de argentinos, incluso de los que no son de la feligresía. La mayoría espera que Francisco introduzca cambios en la Iglesia católica.

La primera reacción de muchos argentinos al enterarse de que el Cónclave de Cardenales en Roma había elegido como nuevo Papa al entonces cardenal Jorge Bergoglio, fue de alegría y tanto en Buenos Aires como en otras ciudades, se escucharon bocinazos en la calle. Fue un arrebato de "argentinidad", como si hubiéramos ganado un campeonato de fútbol.

A partir de allí, la mayor parte de las coberturas informativas de los canales fue para cubrir todo lo relativo a la vida del nuevo pontífice. Desde los amigos de la infancia, el colegio al que había ido, la supuesta noviecita a la que le dijo que si no lo aceptaba "se haría cura", hasta hechos más recientes como sus visitas a las villas, sus viajes en colectivo y en subte, etcétera, fueron generosamente difundidos y repetidos durante los primeros días luego de conocida la noticia.

Período oscuro

Pero de cierto período de su vida como cura, sólo hablaron algunos medios, a los que luego el Vaticano trató de "difamadores". Es que la dictadura militar-cívica de cuyo inicio se cumplirán el próximo domingo 37 años, todavía sigue teniendo oscuros recovecos a los que muchos prefieren ni asomarse, como si tapándose los ojos pudieran cambiar hechos históricos.

La rigurosa investigación del periodista Horacio Verbitsky que ha puesto en evidencia el accionar de la jerarquía eclesiástica durante el "Proceso" militar, incluyendo a Bergoglio, no ha podido ser desmentida por el Vaticano, que a través del vocero del Papa se defendió sin aportar nuevos elementos. Es que tanto en sus recientes artículos, como en los cuatro tomos de una obra escrita durante varios años, mucho antes de que Bergoglio asumiera en el pontificado de Roma, Verbitsky ha estudiado y analizado el comportamiento de la Iglesia Católica, con un rigor histórico que ha sido ponderado por un politólogo como Rosendo Fraga, insospechado de "izquierdista".

En ese período de su vida, Bergoglio es cuestionado por las mujeres que enfrentaron a la dictadura militar, desde el lugar más sagrado para la propia Iglesia: la maternidad. Las Madres y las Abuelas de Plaza de Mayo han criticado la poca colaboración que el hoy Papa ha prestado para poder saber el destino de miles de desaparecidos y el paradero de centenares de jóvenes, que fueron apropiados al nacer.

Complicidad por acción u omisión

La presidenta de Abuelas, Estela de Carloto, escribió en el diario Página 12 de su edición de ayer, que cuando comenzaron la búsqueda de sus hijos y nietos, "pensamos en la ayuda cristiana de nuestra Iglesia", pero que dolorosamente descubrieron "complicidad por acción u omisión", y que "sólo unos pocos magníficos prelados jugaron su vida dándonos protección y consuelo". Es obvio que entre esos curas las Abuelas no mencionan a Bergoglio.

Otra mujer, Graciela Yorio, hermana del sacerdote Orlando Yorio, secuestrado y torturado durante cinco meses en 1976, también cuestiona duramente al nuevo Papa por su actitud en aquellos años. Según Yorio, cuando Bergoglio era provincial de los jesuitas en Argentina, les habría quitado la licencia eclesiástica a su hermano y al cura Francisco Jalics, también secuestrado y torturado en la ESMA en 1976. Esa actitud habría sido una señal clara para que los militares se sintieran "liberados" para proceder contra estos dos sacerdotes, que eran activos en su labor pastoral en las villas de emergencia.

Estela de la Cuadra es otra de las mujeres que cuestionan a Francisco por su accionar en la Argentina del Proceso militar. El secuestro y desaparición de su hermana Elena, que estaba embarazada, fue el motivo por el cual el padre de ambas buscó ayuda en Bergoglio, para averiguar el paradero de su hija, y el destino del nieto que debió haber nacido durante su cautivero. Pero el entonces provincial jesuita no lo ayudó, y luego, cuanto tuvo que declarar en los juicios por los crímenes de la dictadura, Bergoglio dijo no recordar que De la Cuadra hubiera mencionado el embarazo de su hija, aunque sí reconoció haberse entrevistado con él. La declaración fue en septiembre de 2011 y por escrito, cuando ya era arzobispo de Buenos Aires.

Acercamiento

Las encuestas encargadas por diversos medios, aunque difieren en las apreciaciones sobre el Papa, sí coinciden en que la mayoría de los argentinos esperan cambios renovadores en la Iglesia, a partir del mandato de Francisco. Y el mayor reclamo se refiere a que la Iglesia "debe acercarse más a la gente, y en especial a los pobres". El Papa ha tomado nota de ese reclamo y en menos de una semana ha dado muestras de que tratará de ser más sencillo y humilde que sus antecesores. No es fácil en el Vaticano, donde todo es majestuoso, pero Bergoglio se las ha arreglado para comportarse como un Papa austero, alejado de lujos y comodidades. Y no ha sido una actitud impostada la suya, pues era frecuente verlo caminando por las villas, o utilizando el transporte público, aún siendo arzobispo de Buenos Aires.

Como bien lo ha manifestado el ex decano de la Facultad de Sociología de la UBA, Fortunato Mallimacci, "ser austero no es una política, es un gesto". Y un Papa tiene que gobernar para millones de fieles en el mundo con algo más que gestos, pues los cambios que espera la gente de la Iglesia se refieren a posiciones conservadoras que han ido alejando a los creyentes de la jerarquía.

Cambios esperados

La posición de la mujer al interior de la Iglesia, con una clara situación de desigualdad, al no permitirle dar la misa ni ordenarse como sacerdote, es uno de los cambios que se reclaman, pero todo indica que esto no sucederá. No hay explicación alguna para sostener esta diferencia de consideración entre mujeres y varones, salvo que las autoridades eclesiásticas sigan sosteniendo que las mujeres son inferiores a los varones, o que no tienen poseen la madurez o la autoridad suficientes como para dirigir un rito importante como es la misa.

En cuanto a otros temas más ríspidos, como la tradicional posición de la Iglesia respecto a los derechos sexuales y reproductivos, el divorcio o el aborto, tampoco puede esperarse que Francisco cambie la política de la Iglesia.

La organización Católicas por el Derecho a Decidir, con actividad y representación en muchos países del mundo, mantiene desde hace años un fuerte enfrentamiento con la jerarquía eclesiástica por el derecho de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo y sobre la maternidad.

Preocupadas

La Red Latinoamericana de Católicas por el Derecho a Decidir, ha expresado su "preocupación por la elección del cardenal jesuita argentino Jorge Mario Bergoglio como Papa de la Iglesia Católica" por su "posición contraria a los derechos de las mujeres y de los homosexuales, además de las graves denuncias y testimonios que lo vinculan con la dictadura argentina de 1976-1983".

Las Católicas expresaron su beneplácito por tratarse del primer Papa latinoamericano y dieron la bienvenida a Francisco, pero a la vez criticaron su posición conservadora en cuestiones de moral sexual, al expresar que esperan que "sea sensible a las problemáticas de la región relacionadas con la desigualdad social y de género", y que atienda lo relacionado con "la violencia y con la discriminación hacia lesbianas, homosexuales, mujeres y jóvenes".

Al respecto, hay que recordar que cuando se dio el debate por el matrimonio igualitario en la Argentina, que fue finalmente sancionado como ley del Congreso de la Nación, el entonces cardenal Bergoglio fue uno de los más firmes opositores a esta ley que colocó a la Argentina como uno de los países más progresistas en materia de reconocimiento de los derechos de los homosexuales. Llegó a expresarse respecto a esta ley, como una "obra del demonio".

Otros a favor

De todos modos, y sin dejar de analizar estos aspectos negativos de la vida del nuevo Papa, es justo ver que se han pronunciado también en un sentido muy favorable, organizaciones y personas que son reconocidos por su lucha contra la explotación y la injusticia. Tal el caso de la fundación La Alameda, que felicitó a Bergoglio y se regocijó porque la Iglesia eligió como pontífice a una persona que durante años ha dado un fuerte respaldo a "la lucha contra la trata de personas, la esclavitud y la exclusión".

La fundación que es conocida por su pelea contra el trabajo esclavo tanto en las ciudades como en el campo, ha reconocido en Francisco a un cura que durante su trabajo en la Argentina se dedicó a apoyar a las cooperativas de cartoneros, y denunció a las mafias que "esclavizan y trafican personas para los prostíbulos, talleres clandestinos y el campo".

El director de La Alameda, Gustavo Vera, elogió a Bergoglio como una persona preocupada por las víctimas de la explotación y la trata de personas, incluso en obtener ayuda y refugio para ellas.

En lo que detractores y defensores coinciden, es que Francisco deberá mostrar al mundo que quiere realmente cambiar una Iglesia que ha perdido miles de fieles en los últimos años. En esa recuperación los cambios deberán ser en un sentido progresivo y de defensa de los más humildes y vulnerables. Habrá que ver entonces, hasta dónde puede y quiere llevarlos adelante.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Historias de la policía de muerte fácil en la ciudad infeliz

Claudia Rafael (APE)

Hace cuatro años el juez en lo Contencioso Administrativo de La Plata, Luis Federico Arias –por estos días amenazado y asediado por pintadas que le anuncian que contra él “se viene la cuenta regresiva”- habló de pibes reclutados por la policía para el delito. El entonces ministro de Seguridad Carlos Stornelli (hoy de nuevo fiscal y jefe de la seguridad de Boca Juniors) puso el grito en el cielo. “Quiero pruebas”, casi gritó al unísono con el entonces ministro de (únicamente) Justicia, Ricardo Casal. Y Arias les devolvió la gentileza: mandó a la prensa, vía mail, el listado de 23 investigaciones penales de 2008 y 2009 por torturas a chicos de la calle. “En algunas de ellas se deja traslucir la idea de reclutamiento”, declaró.

 Hacía seis meses que habían asesinado de varios balazos a Daniel Capristo, en Valentín Alsina, Lanús. Y se supo además que el chico al que habían acusado de ese homicidio recibía de 30 a 40 dosis de paco por cada auto que robaba para la policía. No era algo nuevo. Pero sí, algo que prolijamente (y a veces no tanto) se ha escondido bajo la alfombra. Después de todo, en enero de ese año, desaparecieron en Lomas del Mirador, La Matanza, a Luciano Arruga. Se había atrevido a decir que no a los policías que querían cooptarlo para su propia red delictual.

A cada una de esas historias remite por estos días el homicidio de Jorge Alejandro Sosa, un techista de 46 años que vivía en Mar del Plata y por el que pasaron a disponibilidad a un comisario y a seis oficiales de la Comisaría Tercera, entre ellos, al que le disparó. El 8 de marzo entraron a robar a su casa. Sosa se asustó. Tenía un arma guardada. La buscó y disparó al aire. Asomó por la ventana. Y quedó cara a cara con un joven. Pero todo terminó ahí. Tres días más tarde, a eso de las 13 regresaba del trabajo. En una esquina cercana a su casa lo volvió a ver. Hablaba con dos hombres. Uno de ellos –según se sabría después- era el sargento de policía Carlos Córdoba. “Le propinó golpes en todo el cuerpo que por su intensidad y la zonas afectadas podían razonablemente ocasionar la muerte, en tanto se constató en la zona del tórax la fractura del 6º, 7º y 8º arcos costales derechos y en la zona abdominal desgarro y laceración en la cara anterosuperior derecha del hígado y laceración en el riñón derecho. Sosa fue trasladado a la Comisaría Tercera donde falleció entre las 16:30 y las 18:30 horas aproximadamente por shock hipovolémico producto de lesión traumática visceral abdominal”, se lee en la causa judicial. El testimonio de los médicos del Hospital Interzonal General de Agudos relató que recibieron a Sosa alrededor de las 18.30, que ya estaba muerto y que la rigidez de su cuerpo, el estado de las pupilas y la temperatura corpórea indicaban que no tenía vida hacía más de una hora. El terremoto intrapolicial que promete esta historia no es menor. Si se logra ir verdaderamente a fondo podría derivar en una radiografía perfecta del entramado policial del delito en esa ciudad que espeja las prácticas sistémicas de la bonaerense. Porque ¿cuál era el vínculo entre Córdoba y el joven con el que charlaba en aquella esquina cercana a la casa de Sosa? Como señal y por si acaso, una voz anónima hizo llegar al hermano del techista un mensaje: “Te metiste con la policía, vamos a matar a tu familia”.

Ahondar en los archivos asemeja el ingreso a un tunel profundo y oscuro que no ofrece chispazos de luminosidad en ningún rincón.

El 1 de abril de 2011, David y Cristian sintieron que nacían otra vez. Aquella noche los dos subieron al auto del papá de uno de ellos. Era un Fiat Uno, gris, con vidrios polarizados. Un patrullero de la Distrital Sur de Mar del Plata los puso en su propia mira. La instrucción penal que vendría luego concluiría que el modelo y marca de auto (utilizado en robos con mucha frecuencia), que los chicos usaran gorra con visera y que encima, se hubieran asustado porque no tenían registro y apretaran el acelerador, los ubicó en el sitial perfecto del peligrosísimo delincuente feroz y asesino que merece ser perseguido y acribillado. La versión policial fue contundente: los chicos les dispararon y ellos respondieron. Las pericias, sin embargo, los contradijeron: David y Cristian estaban sentados con sus espaldas sobre el respaldo de los asientos, es decir, no era una posición que permitiera disparar contra los patrulleros y el lugar de cada balazo (clavícula, espalda y región intercostal) en sus cuerpos apoya la tesitura. Con otro gran detalle: las ventanillas estaban cerradas. Cuatro policías de tres diferentes comisarías fueron separados de sus cargos. Y los chicos -a diferencia de lo que ocurrió con Braian Hernández, de 14 años, en Neuquén, en una historia prácticamente idéntica- sobrevivieron.

Cada relato pincela un prisma diferente del gran universo policial. En marzo de 2010 la periodista marplatense Belén Cano desnudó dos historias ocurridas en la misma comisaría tercera en la que murió Sosa. N.D.V. escapaba tras un robo. Fue detenido. Llevado a la tercera. Golpes. Patadas. Amenazas. Todo tipo de apremios. “Tiene un drenaje en un pulmón, le falta un pedazo de oreja y evidencia heridas en el rostro y la espalda”, escribió la periodista que luego concluye que “un desmayo le habría salvado la vida” porque luego el joven escuchó que decían “a éste no hay que llevarlo al hospital, hay que llevarlo a la morgue”. Lo habían dado por muerto. Al día siguiente desde la misma comisaría detuvieron por otro robo a I.F., que luego fue liberado porque no había pruebas en su contra. Belén Cano relató que mientras lo levantaban “de los pelos” y lo golpeaban “en distintas partes del cuerpo”, le decían “hacete cargo”. Igual que en tantos otros casos –por ejemplo el de Diego González, en la comisaría primera de Olavarría- hubo un médico que documentó que no había lesiones que claramente, saltaban a la vista.

Las prácticas van desde los sistemas de captación para las redes delictuales a las torturas a quienes no pertenecen a las propias estructuras de obediencia o bien, a aquellos otros casos destinados a vanagloriarse desde el más perverso ejercicio del poder. Como aquel febrero de 2011, a las 4.30 de la madrugada en Baradero, cuando Lucas Rotella, con escasos 19 años, escapó a un control policial por falta de casco y un policía le disparó sencillamente con su escopeta por la espalda y lo mató. O cuando en junio de 2010 fue asesinado Joel Minaberrigaray, de 16 años, por un policía de la misma y consabida comisaría tercera de Mar del Plata. El policía fue absuelto. Dos años y tres meses más tarde, Casación lo condenó.

Las historias –dolorosas, trágicas, lacerantes, injustas, perversas, cruentas o las mil adjetivaciones posibles y adaptables al perfil de la causa en cuestión- son, ni más ni menos, que la radiografía atroz de una policía que avanza o retrocede apenas un poco según lo permita o requiera el contexto político. Y en definitiva dejan al desnudo la práctica sistémica del brazo armado institucional: un ejército de más de 52.000 integrantes que suele ocupar las primeras planas de los diarios con una frecuencia pasmosa que, sin embargo, no la deja en la picota. Nada la cambió después de los crímenes de Kosteki y Santillán, ni después de la ineficacia en la causa Pomar y menos aún tras el escandaloso informe por el crimen de la pequeña Candela. Está ahí. Como el eterno huevo de la serpiente de la perversidad. Que se expone o se agazapa. Pero que, como el sol, siempre está.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La represión en el “Cordón”

Leónidas Ceruti (EL CIUDADANO - INDYMEDIA)

Las ciudades fabriles a orillas del Paraná gestaron una importante movilización obrera y social que fue desactivada por la persecución, tortura y muerte de varios dirigentes. Hacia el norte de Rosario, se denuncia una veintena de crímenes.

Durante las dictaduras militares, en particular la última, el denominado “Cordón industrial” fue un escenario clave de la represión que tuvo a trabajadores y dirigentes obreros entre sus principales víctimas. A 37 años son pocos los adelantos en la búsqueda de justicia y en algunos casos, como la causa San Lorenzo donde es llevada a juicio la dramática situación vivida por Manuel Casado, llama la atención que se intente desvincular ese caso del gran operativo de persecución política y desaparición física de personas desatado en las ciudades al norte de Rosario. Por el momento, organismos de derechos humanos de Rosario y el Cordón Industrial están intentando que todo sea llevado a un proceso judicial amplio que englobe tanto a los responsables directos como a los indirectos. Al mismo tiempo, aún se desconoce qué pasó en las urbes fabriles a la vera del Paraná.

El año pasado, la fiscal Mabel Colalongo pidió la postergación del inicio del juicio a Osvaldo Cervera, que era el jefe del Batallón de Arsenales de Fray Luis Beltrán, quien además fue el interventor en la intendencia de San Lorenzo, que asumió el 25 de marzo de 1976 manteniendo ambos cargos y desplazando a las autoridades elegidas constitucionalmente; a Horacio Maderna, el segundo jefe del Batallón; y a un abogado que en ese momento trabajaba con ellos en la Municipalidad y supongo que San Lorenzo debe conocer la historia, cuyo apodo es Pili y su nombre es Pedro Alberto Rodríguez. La razón fue, porque “es evidente que no fueron sólo estos tres requeridos ni fue sólo blanco de estos, la víctima Casado. No pudieron ellos tres ejecutar de mano propia todos los hechos que afectaron a los trabajadores, representantes gremiales, militantes sociales del Cordón Industrial San Lorenzo”, según expresó Colalongo al periódico Síntesis, y agregó que estos personeros de la dictadura militar tenían “como objetivo implantar un proyecto político, económico y cultural que hiciera honor al poder hegemónico”.

“Qué mejor lugar en ese momento que el Cordón Industrial San Lorenzo, donde había y sigue habiendo empresas pertenecientes a ese poder, puertos y todo lo necesario para mantener esa hegemonía”, redundó la fiscal.

Ahora bien, ¿cuál es la historia de estos trabajadores y su trágico destino?

Trabajadores del “cordón”

La zona industrial que abarca desde Rosario hacia el norte hasta Puerto San Martín tomó impulso desde la segunda mitad de los años 50, y fue uno de los polos industriales más importantes del país y América latina en las décadas siguientes.

El papel protagónico estuvo en manos de las industrias pesadas y semipesadas de capital extranjero y nacional, en las que el gran tamaño de las plantas estaba asociado a un elevado producto por hombre.

El movimiento obrero del cordón industrial recorrió un camino de importantes luchas, se conjugaron viejas y nuevas camadas de trabajadores. Se dio un movimiento desde la base que generó un nivel de organización singular, con reivindicaciones, métodos de lucha novedosos, con movilizaciones callejeras, que llevaron a los gremios a tener un gran protagonismo en la sociedad.

A la vez, se dejo sentada la independencia de los sindicatos de los partidos políticos, la patronal y el Estado. Los gremios adoptaron posiciones antiburocráticas, antipatronales, antidictatoriales y antiimperialistas. Se destacó entre todos los sindicatos, el Sindicato de obreros y empleados petroquímicos unidos (Soepu). Se recuerda especialmente la toma de fábrica con gestión obrera de la producción durante un mes en 1974. Fue el primer gremio intervenido por los genocidas del 76.

A fines de la década del 60, se organizó la “Intersindical”, que surgió como una alianza sindical defensiva, clasista y solidaria. Los trabajadores respetaban la decisión de las asambleas, en las que la deliberación, decisión y ejecución quedaba en manos de los asalariados.

El golpe contra los obreros

La represión a la clase obrera, al pueblo y a las organizaciones populares comenzó antes de la dictadura, con la Triple A (Alianza Anticomunista Argentina). En el primer semestre de 1973 fallecieron en circunstancias y accidentes muy sospechosos y poco “claros” dos secretarios generales, el “Negro” Acevedo y Néstor Moglia, junto a su esposa Betty. Posteriormente, a fines de 1974, el Poder Ejecutivo Nacional arrestó arbitrariamente a Horacio Zamboni, abogado del Soepu, del Sindicato de Obreros Ceramistas, la Intersindical y del Sindicato de Obreros de la Alimentación de Firmat. En horas de la madrugada del 21 de septiembre de 1975 asesinaron a José Alberto Polenta en la ruta 11, frente a la Fábrica Militar de Fray Luis Beltrán. Los atentados siguieron y también muchos se tuvieron que exiliar.

El golpe militar del 24 de marzo de 1976 fue concretado para restaurar el orden en la producción, y desarticular las distintas formas de organización que se habían dado los trabajadores e imponer un plan económico de distribución en su contra. Su aplicación trajo consecuencias sociales, como el cierre de fábricas y desocupación, deteriorando las condiciones de vida de los trabajadores y de la población.

Con el golpe del 76, la represión aumentó cuando el miembro de la comisión interna de Sulfacid, José Dalmacio “la Chancha” López, ingresó en la larga lista de los desaparecidos, y cuando fue asesinado Héctor Muller, militante de la misma fábrica, luego de ser secuestrado y torturado salvajemente. Además, parte de la comisión directiva del Soepu fue detenida y encarcelada.

Rosario y su zona constituyen el lugar en donde más torturados hubo, sostuvo en su informe la Comisión Nacional de Desaparición de Personas en octubre de 1984. Fueron reconocidos diez centros clandestinos de detención, mientras en la parte norte del “Cordón” funcionaron La Calamita (en Granadero Baigorria) y Fábrica Militar de Fray Luis Beltrán.

El Espacio por la Memoria, la Verdad y la Justicia, junto a familiares y amigos de detenidos y desaparecidos del Cordón Industrial presentaron ante la Justicia Federal la causa por delitos de lesa humanidad del que fueran víctimas trabajadores de esa región. Hasta ahora hay denunciadas una decena de desaparecidos. Lamentablemente, sólo un juicio se intenta llevar a cabo donde se ve una parte mínima, aunque no menos dramática, de esta tragedia del pueblo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Orquestas Infantiles y Juveniles de la Ciudad de Buenos Aires en situación crítica

LA RETAGUARDIA

El proyecto Orquestas Infantiles y Juveniles del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires funciona desde hace quince años. Cuenta con mil setecientos alumnos, doscientos diez trabajadores y dieciséis orquestas, algunas con hasta ciento cincuenta integrantes, que funcionan en doce sedes de zonas carecientes de la Ciudad de Buenos Aires, como Retiro, Lugano, Bajo Flores, Saavedra, Once, Mataderos, Barracas, Constitución, La Boca, entre otras.

En el último año se recortó el envío de viandas, luego se suspendió el subsidio a cooperadoras, y finalmente en febrero pasado salió una resolución ministerial que indicaba que los trabajadores del programa iban a dejar de ser contratados para pasar a tener estabilidad laboral. Pero treinta y cinco personas que cumplen funciones dentro de las orquestas quedaron afuera de la medida. Adriana Wescher, una de las delegadas del proyecto, en diálogo con Otras voces, otras propuestas, contó cuál es la tarea que llevan adelante las orquestas, por qué son valiosas y cómo las defienden ante una funcionaria que no los quiere escuchar.

El proyecto de Orquestas Infantiles y Juveniles depende de la Subsecretaría de Equidad Educativa, a cargo de la licenciada Soledad Aquino, del Ministerio de Educación porteño. En todo este tiempo han trabajado prácticamente sin inconvenientes con los diferentes ministros y gestiones, y el proyecto creció y fue valorado. Pero hace un año comenzaron a cambiar las cosas y ahora la situación es preocupante.

“A lo largo de este último año, todo este cuadro de satisfacciones y grandes valoraciones en las que inclusive hemos formado músicos que ya no son alumnos sino trabajadores de este proyecto, hemos recibido diferentes ataques y atropellos por parte de la Subsecretaría de Equidad Educativa, a cargo de la licenciada Soledad Acuña”, explicó la delegada Adriana Wescher en diálogo con Luis Angió en Otras Voces, otras propuestas.

Respecto a la conducta de la funcionaria Acuña, Wescher especificó: “lamentablemente entendemos que tiene una política equivocada, con muy poco diálogo. El año pasado tuvimos recortes en las viandas, después tuvimos suspensión del subsidio de cooperadoras, y el broche de oro fue enterarnos de que en febrero salió una resolución, que es una medida legal del gobierno de la ciudad a través de sus ministerios, que era de interinatos y decía que los trabajadores del proyecto orquestas infantiles y juveniles íbamos a estar en lo que se llama una situación de estabilidad. Íbamos a dejar de ser contratados, esto es producto de la lucha de los trabajadores que hace dos años conseguimos la ley 3623 de la Legislatura porteña. Habiendo una ley y una resolución ministerial nos sorprende que en esa resolución no estén incluidos treinta y cinco compañeros”.

Wescher manifestó que los trabajadores no incluidos en la resolución no solo no quedaron estables, sino que además no están interinos, ni tampoco firmaron un nuevo contrato: “lo que nosotros queremos es que se rectifique la resolución y se los incluya. De esta manera, no solo están atacando a estos compañeros y a la discriminación que se hace de ellos frente a todos los que hemos tenido la suerte de tener el interinato, sino que además atacan al proyecto porque el tema de la estabilidad en el trabajo genera fisuras y situaciones conflictivas”, agregó.

Las actividades se desarrollan en escuelas públicas, a contra turno, y los días sábados a la mañana o a la tarde, donde se dictan clases de instrumento, lenguaje y ensayo de orquesta. En relación justamente al alcance e importancia de éste y otros proyectos que funcionan dentro de lo que se llama “área socioeducativa” del Ministerio de Educación, Wescher afirmó: “las orquestas infantiles y juveniles tienen su equipo de trabajo conformado por músicos, asistentes técnicos pedagógicos, diferentes coordinaciones, es una conformación que nos hemos dado a lo largo de estos quince años para justamente llevar la mejor calidad pedagógica, educativa, cumplir una función social muy importante, porque nosotros no trabajamos en lugares donde éste bien se encuentre rápidamente y sea de fácil acceso, nosotros sabemos lo que es para los chicos y las familias poder acceder a estar en la orquesta. Tenemos la satisfacción muchas veces que las maestras y directoras de las escuelas se sorprenden que los chicos que muchas veces no saben qué hacer con ellos, los que se llaman los ‘excluidos del sistema,’ en la orquesta están sentados, soplan el clarinete, están con su trombón o su corno perfectamente cumpliendo las consignas del director, leyendo partituras y tocando al unísono entre varios”.

Además de la inestabilidad laboral de los treinta y cinco trabajadores, Wescher explicó que otra de las principales preocupaciones que tienen es cómo van a seguir sosteniendo el proyecto: “estamos luchando para que el subsidio vuelva. Lo que nos dijeron desde el Ministerio es que las compras de los instrumentos se van a hacer por parte del Ministerio. Lo que explicamos es que eso puede ser una declaración de principios, pero que en concreto necesitamos que los instrumentos estén en las sedes, tener dinero para repararlos, y que eso sea rápido, porque cuando una cuerda se rompe no podemos esperar a abrir un expediente para obtenerla, con lo cual la manutención tiene que ver con el subsidio de la cooperadora y con los salarios pagados en tiempo y forma, y cada docente estable en su trabajo”.

La delegada, además, reclamó que el Estado se haga cargo de lo que corresponde, que es generar políticas públicas donde no exista ni el atisbo de una gestión asociada, o alguna situación de privatización. En este sentido enfatizó que el pedido que vienen realizando no es solo salarial sino en defensa de las orquestas de las escuelas públicas: “lo que nosotros queremos seguir haciendo, como lo soñó el maestro que creó este proyecto, Claudio Espector, y que sigue siendo nuestro coordinador, es defender la mejor calidad pedagógica justamente para aquellos que menos tienen y que no tuvieron la suerte de tener, o que les fue vedado por algún motivo. En definitiva nosotros ya sabemos que la paritaria salarial no es el único paquete de temas que la educación pública tiene que afrontar y esperamos que en un llamado de reflexión la subsecretaria rectifique esta resolución y revise el tema de los subsidios porque para nosotros en quince años la verdad que la satisfacción de todos los conciertos realizados, de todos los aprendizajes, de la cantidad de universidades de aquí y del exterior que nos han llamado para investigaciones, dan fe de la jerarquía del trabajo y lo valioso que es no solo para las mil setecientas familias sino también para el propio Gobierno de la Ciudad”, concluyó.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Consulta Popular por la Soberanía de nuestros Bienes Comunes: "Pondremos la urna en una esquina, en una plaza o en un club"

Inés Hayes (ACTA)

"Lo primero que vamos a plantear es que el Estado Nacional, a través del Gobierno, convoque a la consulta popular para que el pueblo argentino conteste por el sí o por el no a este atropello que es el extractivismo", dijo Normando "Piojo" Ocampo a ACTA a 24 horas de realizarse la primera reunión nacional para organizar la Consulta Popular en Defensa de la Soberanía sobre nuestros Bienes Comunes.

Ocampo añadió: "Cuando el gobierno de turno reciba el cachetazo del no del pueblo argentino va a quedar absolutamente claro que el modelo de desarrollo para el pueblo no se asienta en la falta de respeto al medio ambiente".

-¿Cómo surge esta idea de la Consulta Popular sobre los Bienes Comunes?

A partir de las experiencias vividas por el pueblo argentino sobre el filo del año 2011 y todo el 2012 donde hubo resistencias que han sido realmente efectivas en relación a la defensa de los bienes comunes, nosotros desde la CTA hemos estado participando en una diversidad de acontecimientos a lo largo y a lo ancho del país y a partir de una propuesta de Mendoza, surgió la necesidad de una idea que pudiera traducir en un hecho que pueda a su vez empujar la realización de un evento de alcance nacional donde pueda participar de manera decisiva el pueblo para tomar decisiones con respecto a los bienes comunes.

-La idea es hacer una consulta.

La idea es una consulta popular para que el pueblo argentino conteste por sí o por no a una pregunta que sea absolutamente concisa, clara, contundente y que pueda expresar con total claridad el rechazo del pueblo que hemos visto en la diversidad de luchas que hubo en todo el país y que descontamos que se va a dar en caso de una consulta . Pero también queremos responsabilizar al poder político institucional de este país que habla de democracia, que habla de progresismo, que habla de participación popular pero que le tiene miedo al pueblo al momento de la toma de decisiones en cuanto a los recursos naturales.

Lo de la consulta popular es una cuestión práctica que nos va a conducir a poder organizar una idea que llegue al pueblo para que con una herramienta tan clara como el voto pueda dar un mensaje contundente no solo de resistencia y decir: no queremos que nos ensucien el agua, la tierra, el aire sino decir no a un modelo que sobre la base del extractivismo está exterminando la vida, no solo en la Argentina sino también en todo el planeta.

-Es también para desenmascarar esta idea de que, por ejemplo, la megaminería genera empleos.

-Es el mensaje mentiroso de las élites que se disfrazan de progresistas y ocultan un conservadurismo de tono desarrollista que lleva a que a través de la extracción que ellos llaman riqueza, terminen cobrando con algunos puestos de trabajo y una relativa tranquilidad económica por un tiempito porque todo lo que extraen termina por empobrecer el suelo, el medio ambiente, el ecosistema y esos lugares quedan absolutamente desertificados para la vida en el futuro.

-¿Quién convocará a la consulta?

Lo primero que vamos a plantear es que el Estado Nacional, a través del Gobierno, convoque a la consulta popular para que el pueblo argentino conteste por el sí o por el no a este atropello que es el extractivismo. Cuando el gobierno de turno reciba el cachetazo del no del pueblo argentino va a quedar absolutamente claro que el modelo de desarrollo para el pueblo no se asienta en la falta de respeto al medio ambiente, a la vida, a los seres humanos y a los recursos naturales sino que se tendrán que traducir en políticas completamente diferentes a éstas. Y si el gobierno no convoca a la consulta popular la convocaremos las organizaciones libres del pueblo, los sindicatos, los movimientos sociales, los centros culturales, las organizaciones políticas que están en contra de este modelo. Pondremos la urna en una plaza, en una esquina, en un club para que el pueblo pueda votar si es que el gobierno no habilita con todo el poder del Estado a esta consulta si es como dice que es: democrático.

-Es parecida al FRENAPO.

Claro que sí, es muy parecida, solamente que la palabra pobreza del Frente Nacional contra la Pobreza, ahora será el Frente Nacional contra la Muerte o contra la planificación de la muerte por la vía de la planificación del extractivismo, la megaminería contaminante, los agrotóxicos, las explotaciones que desertifican tierras fértiles. Esta es una idea política muy fuerte que surge desde un sector sindical que tiene una política que tiene que ver con la vida. No se puede tener discursos de la vida planificando la muerte.

A partir de esta reunión vamos a ordenar la ideas para armar el abanico convocante para que no solo sea el sector sindical sino todas las fuerzas sociales que quieran hacerlo: asambleas ciudadanas, ambientalistas, ciudadanos en general, todos con un común denominador: no queremos delegar en ningún gobierno la responsabilidad de cuidar la vida de las generaciones presentes y de las por venir cuando estamos observando ostensiblemente la práctica de los gobiernos que solo están posibilitando la extracción.

Si nosotros no entendemos que somos parte de la naturaleza y nos creemos que somos dueños de la naturaleza o que la manejamos a nuestro antojo, vemos este resultado actual: la están destruyendo transformándola en veneno. Y cuando el gobierno vea que somos muchas organizaciones y que vamos a juntar un millón de firmas, se va a dar cuenta que tenemos fuerza porque separados no somos nada pero juntos somos muy potentes.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Buscan impedir que se denuncie la impunidad de ayer y de hoy en la Plaza de Mayo. 24 de Marzo: El gobierno nacional intenta montar una provocación

Como todos los años desde 1996, el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia (EMVJ), va a marchar el próximo 24 de Marzo desde el Congreso a la Plaza de Mayo a las 15.30 hs. para realizar allí la lectura de un documento que denunciará "la impunidad de ayer y de hoy". El gobierno nacional, a través del agrupamiento "Unidos y Organizados" y tras la figura de algunos organismos de derechos humanos oficialistas, ha convocado a concentrarse a partir de las 14 horas en Av. de Mayo y 9 de Julio, para hacer su acto recién cuatro horas después.

Según declaraciones públicas de sus organizadores, tienen previsto terminar pasadas las 19hs.. Esto implicaría directamente que la multitudinaria columna del EMVJ no pudiera entrar a la Plaza de Mayo, como lo viene haciendo consecutivamente desde hace ya 17 años. Entendemos que esta maniobra provocativa busca evitar que este 24 de marzo, a 37 años del golpe genocida, se denuncie el espionaje ilegal y las infiltraciones a las organizaciones populares por parte de Gendarmería, los procesos penales que pesan sobre más de 4000 luchadores sociales, los asesinatos en manifestaciones populares por parte de las fuerzas de seguridad, en fin: la criminalización de la protesta social.

El EMVJ es un colectivo compuesto por organismos de Derechos Humanos, organizaciones estudiantiles secundarias, terciarias y universitarias; agrupaciones sindicales de trabajadores ocupados y desocupados, barriales, culturales, partidos políticos que desde hace 17 años luchamos en forma mancomunada por las libertades democráticas, con independencia de todos los gobiernos.

Denunciamos la patoteada oficial prevista para el próximo 24 de marzo, con la que se pretende bloquear la realización del acto independiente del gobierno y acallar la denuncia de la impunidad de ayer y de hoy.

Este miércoles desde las 12hs., referentes de las organizaciones que componen el EMVJ se harán presentes en Casa Rosada para solicitar una entrevista al Jefe de Gabinete Juan Manuel Abal Medina. El jueves 21 a las 12 horas realizaremos una conferencia de prensa en el Hotel Bauen para dar a conocer la situación existente hasta ese momento.

Encuentro Memoria, Verdad y Justicia

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Acto homenaje a los trabajadores desaparecidos

ACTA

La Secretaría de Derechos Humanos de la CTA Capital invita a todos los compañeros y compañeras a participar del acto-homenaje a los Trabajadores Perseguidos y Desaparecidos durante la Dictadura militar de 1976-1983. Dicha actividad se llevará a cabo el viernes 22 de marzo en la puerta de la Iglesia Santa Cruz -Estados Unidos y Urquiza- a las 11.30 horas.

En diálogo directo con este medio, Margarita Noia, secretaria de Derechos Humanos de la CTA Capital contó: “La idea de la actividad del viernes es hacer un homenaje a los trabajadores. Buscamos lugares emblemáticos de ese momento del país y elegimos la Iglesia Santa Cruz porque consideramos que refleja ese tiempo, es el lugar donde ATE empezó a reunirse para formar ANUSATE, era un lugar abierto para organizaciones de resistencia a la dictadura. Es un lugar de memoria y lo que vamos a hacer es recordar a los laburantes que resistieron a la dictadura.”

“A 37 años del golpe cívico-militar nos parece importante destacar la memoria, no sólo para que no vuelva a pasar sino para ir apoyando cada vez más el tema de los juicios, porque gracias a los testimonios de los compañeros podemos ir logrando Justicia. La memoria nos ayuda a llegar a la Verdad y la Justicia”, concluyó la compañera.

La CTA Capital convoca a sus compañeros y compañeras a participar de este acto-homenaje que se le realizará a los trabajadores el viernes 22 y a movilizar este 24 de marzo a la Plaza de Mayo al cumplirse 37 años de la última dictadura militar.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

FARC-EP: Colombia necesita profundos cambios para superar desigualdad

PL

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) afirmaron hoy en La Habana que su país requiere profundas trasformaciones económicas, políticas y sociales para superar la profunda desigualdad reinante, causa esencial del enfrentamiento armado.

El miembro de la delegación guerrillera en los diálogos de paz con el gobierno colombiano, Jesús Santrich, señaló que de acuerdo con el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, el índice de desarrollo humano de esa nación suramericana está por debajo del de otros países de la región como Venezuela, Argentina y Cuba.

Añadió que en ese indicador, Colombia solo supera a naciones empobrecidas como El Salvador, Guatemala o Bolivia. Un ejemplo expresivo de la tragedia social es que en nuestro país, señaló, el porcentaje de desnutrición (12 por ciento) duplica la media continental, lo que significa que al menos cinco mil niños mueren al año por esa causa.

Al dirigirse a la prensa en la entrada del habanero Palacio de Convenciones, sede de las pláticas iniciadas el 19 de noviembre pasado, Santrich agregó que las condiciones de vida empeoran en las regiones más apartadas del país, donde "el acceso a los programas de salud y educación es deplorable o inexistente".

"En el marco del desenvolvimiento de los diálogos de La Habana, el gobierno no debiera olvidar que la paz no se reduce a cesar la confrontación militar o a desmovilizar la insurgencia. La Paz es el fruto de la Justicia", aseguró.

Por otro lado, el miembro de la guerrilla apuntó que en el actual sexto ciclo las partes han conseguido una construcción bastante grande de aproximaciones, que superan las cinco páginas logradas al finalizar el periodo anterior.

También llamó a escuchar al pueblo como premisa fundamental de la construcción de la paz, para que exista consonancia entre la mesa en La Habana y las acciones que desarrolla el gobierno de Juan Manuel Santos.

Para esta semana se espera el fin del sexto ciclo de las conversaciones que tiene a Cuba y Noruega como garantes, el cual ha continuado centrado en el tema del desarrollo agrario, el primero de la agenda pactada.

Los otros cinco se refieren a las garantías para la participación política, el fin del conflicto armado, la solución al problema de las drogas ilícitas, los derechos de las víctimas y los mecanismos de verificación y refrendación de lo pactado en la mesa.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Parlamento ecuatoriano tendrá 38 por ciento de mujeres asambleístas

PL

Cuando comienzan hoy a llegar a Quito los mil 200 delegados para la 128 Asamblea de la Unión Interparlamentaria Mundial (UIP), Ecuador muestra con orgullo que 38 por ciento de los nuevos asambleístas electos el 17 de febrero son mujeres.

La Asamblea Nacional de Ecuador a partir del próximo 14 de mayo tendrá más de un tercio de legisladoras, lo cual es considerado por el gobernante Movimiento Alianza PAIS como una gran noticia, igual que casi 100 de los 137 curules fueron ganados por dicha fuerza política.

Las listas de candidatos de Alianza PAIS, tanto para asambleístas nacionales como en la mayoría de provincias, cantones y parroquias estuvieron encabezadas por valiosas mujeres ecuatorianas, aunque sus directivos consideran que falta todavía mucho por avanzar.

La ministra coordinadora de la Política, Betty Tola, resaltó que Ecuador atraviesa una época de cambios culturales importantes, al señalar que las mujeres tienen ahora mayor representación en instancias como el Gobierno Nacional y la Asamblea.

La funcionaria también destacó los resultados de la lucha constante contra la violencia de género y se pronunció por avanzar para que la mujer ecuatoriana tenga el lugar que merece en la política, la economía y la sociedad ecuatoriana.

"Indudablemente vamos a inaugurar un periodo legislativo el 14 de mayo con un casi un 39 por ciento de representación de mujeres, esto significa un paso bastante adelante respecto a lo que han sido las instancias anteriores", agregó Tola.

Incluso, precisó, la representación de mujeres es mayor a la de la propia Asamblea que está terminando sus funciones el 13 de mayo.

Tola apuntó en declaraciones a una radio local, que a eso se debe añadir la representación de las mujeres en el Gabinete de Gobierno, donde ocupan importantes carteras como Defensa y el manejo de la Política Económica, y tienen amplia representación en el gabinete.

Desde el año 2007, comentó, el Gobierno impulsa un Plan Nacional de Erradicación de la violencia contra las Mujeres, que contemplan el apoyo psicológico y jurídico a quienes sufren este problema, además de promover cambios culturales mediante medios de comunicación.

"Sin embargo, con todo este trabajo que venimos desplegando todavía tenemos índices sumamente graves: seis de cada 10 mujeres, según estadísticas del año anterior, sufren violencia de género", dijo y calificó el hecho de bastante preocupante.

Cerca del 30 por ciento de los hogares ecuatorianos son dirigidos por una mujer; el 35 por ciento de las jefas de hogar laboran por cuenta propia; el 27 por ciento son empleadas privadas; el 13 por ciento trabajan en el Estado y hay casi 340 mil madres solteras, según cifras oficiales.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Guatemala: Sí hubo genocidio

CERIGUA

La región Ixil, al norte de Quiché, solo es una de las cuatro áreas señaladas por la Comisión de Esclarecimiento Histórico (CEH), en las que se cometió genocidio, declaró Claudia Samayoa, coordinadora de la Unidad por la Defensa de los Defensores de Derechos Humanos de Guatemala (UDEFEGUA).

Samayoa indicó, durante el programa A Primera Hora, de Emisoras Unidas, que además deben sumarse las masacres, las ejecuciones arbitrarias demostrativas, violencia y violación sexual, que se transformó en esclavitud sexual, niños víctimas de homicidios, casos de extracción del no nato y su posterior asesinato, además de la venta de menores de edad.

Por su parte Jorge Santos, director del Centro Internacional para la Investigación en Derechos Humanos (CIIDH), señaló que existe suficiente documentación pericial y científica en el documento de la Recuperación de Memoria Histórica Interdiocesana (REHMI) y de la CEH, que demuestra que hubo un plan de Estado que culminó con el exterminio de una parte de la población guatemalteca, en este caso del área Ixil, y se estableció que el ejército actuó contra personas que estaban desarmadas.

La mañana del martes se inició en la sala de visitas de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), el debate oral y público contra el ex jefe de Estado Efraín Ríos Montt y el ex jefe de inteligencia José Mauricio Rodríguez Sánchez, acusados de los delitos de genocidios y crímenes de lesa humanidad, por masacres cometidas contra la etnia Ixil, en las que murieron 1 mil 771 personas.

La coordinadora de UDEFEGUA dijo que este juicio será importante y que por ningún motivo se constituye en un linchamiento político, sino que es un proceso judicial; un juicio no es para hacer historia sino para poner las cosas sobre la mesa y será la Sala la que dirá al final del juicio si existió o no genocidio.

Añadió que debido al amparo provisional otorgado a los procesados, lo que implica que la defensa debe trabajar en los peritajes, que no fueron aceptados porque no fueron presentados en tiempo y forma, y subrayó que si la parte defensora no presentó más pruebas de descargo, fue porque no realizó bien su trabajo.

El general Roberto Mata Gálvez afirmó que en Guatemala no existió el genocidio, debido a que no hubo acciones predeterminadas para terminar con un grupo étnico o religiosos, asimismo, dijo que el plan Victoria 82 era para combatir a un “enemigo del Estado que pretendía tomar el poder”, pero en ninguna parte del mimos incluye masacrar a un pueblo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Guatemala: Organizaciones manifiestan preocupación por asesinatos de dirigentes y alertan a pueblos indígenas

CERIGUA

La Coordinadora de Organizaciones Populares, Indígenas, de Iglesias, Sindicales y Campesinas del Oriente (COOPIISCO) manifestó su profunda preocupación por el asesinato y secuestro de líderes y autoridades de los territorios Chorti’ y Xinka que exigen el cumplimiento de los derechos humanos, individuales y colectivos.

La COOPIISCO emitió un comunicado en el que hace referencia al asesinato, el pasado 8 de marzo, del dirigente Carlos Hernández, en Chiquimula, sin que a la fecha el Ministerio Público esclarezca el hecho y capture a los responsables.

Asimismo, señala que este 17 de marzo, en horas de la noche, fueron secuestrados cuatro autoridades Xinkas, de Santa María Xalapán; fue asesinado Exaltación Marcos Ucelo, quien mostraba señales de tortura.

La entidad exigió al Ejecutivo no estigmatizar al pueblo, a través de discursos mal intencionado que tienen como único objetivo, de forma ilegal, encarcelar o promover actos violentos en contra de las autoridades ancestrales y líderes comunitarios, como estrategia de protección a capitales voraces que enlutan y agreden a sus territorios.

Rigoberto Aguilar, Presidente del Parlamento Xinka y Rodolfo González, miembro de Orden Menor, de la Junta de Santa María Xalapán, lograron escapar de sus secuestradores, señala la información.

Por su parte, el Consejo de Juventudes Maya, Garífuna y Xinka, hizo un llamado a todos los pueblos indígenas de Guatemala a organizarse, retomar la bandera de la unidad sin intereses sectarios, para no permitir un eventual retorno al pasado.

Finalmente, la agrupación destacó que es hora de despertar y accionar en contra de las políticas de despojo, opresión, represión y entreguismo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.