miércoles, 29 de mayo de 2013

Comunidad Europea. Una decisión peligrosa y la opción terrorista para Siria

Juan Francisco Coloane (especial para ARGENPRESS.info)

El levantamiento del embargo de armas adoptado el 27 de mayo por el Consejo de Cancilleres de la Unión Europea, habilita a los países miembros de la Unión a exportar y trasladar armas a la oposición y al llamado ejército rebelde en el conflicto en Siria.

En diciembre del año pasado, los 27 ministros europeos de Relaciones Exteriores de los países de la Unión Europea en Bruselas, tras el encuentro con Ahmad Moaz al-Jatib que entonces dirigía a la oposición fuera de Siria, se había intentado reordenar a una oposición políticamente fragmentada y con una expresión militar avasallada por contingentes de terroristas provenientes de varios países.

Esta decisión de la Unión Europea del pasado 27 de mayo es la continuidad de un proceso políticamente fracasado y que en el plano militar tampoco ha resultado. El Ejército Árabe Sirio controla más del 75 % del territorio y si no fuera por la permisividad de los gobiernos de Turquía y Jordania para permitir la entrada de terroristas y armamento, este conflicto armado habría acabado hace tiempo.

La medida debe ser materia del Consejo de Seguridad de la ONU porque si las armas llegan a ser utilizadas por los terroristas sería una violación a la Carta de Naciones Unidas y a la resolución de lucha internacional contra el terrorismo adoptada por la ONU en diciembre de 2001.

La línea divisoria entre ejército rebelde y terroristas en Siria dejó de existir desde la ola de atentados en Damasco de julio del año pasado y quizás antes. Es cuando se detecta que el ejército sirio no se desintegraba y al mismo tiempo se avizoraba el apoyo del pueblo sirio al gobierno. Comenzaban también las protestas de ciudadanos en los países vecinos que abrieron las fronteras para la filtración de armas y terroristas.

Este es el cruce de la línea que ahora la Unión Europea está decidida a apoyar con el objetivo de derrocar el gobierno del presidente Bashar el Assad. En un demencial juego del “ahora o nunca”, la medida es unilateral. Demuestra la fragilidad o inoperancia directamente, del multilateralismo, particularmente el representado por Naciones Unidas bajo la administración de Ban Ki-moon.

Es una riesgosa decisión y exhibe el fracaso de la capacidad negociadora de la Unión Europea para unir a la oposición dentro y fuera de Siria la cual no ha podido derrocar al gobierno porque simplemente no ha tenido el apoyo popular en Siria. Mientras se prepara una mesa de negociaciones anticipada para este mes de junio con el objetivo de ponerle fin al conflicto, el facilitar el envío de armas a los llamados rebeldes es políticamente suicida.

En una guerra que ha sido impulsada en un cuadro de acción interpósita donde confluyen principalmente los intereses de Israel y la Alianza Transatlántica para diezmar un estado independiente, la medida política como otras adoptadas contra Siria, legitima una vez más el registro terrorista para derrocar un gobierno.

Con este paso la Unión Europea está cometiendo un error histórico sin precedentes y que podrá tener implicancias domésticas en sus propios territorios al legitimar el terrorismo en los momentos en que avasalla al llamado ejército rebelde. Estados Unidos de manifestar una conducta de apoyo a esta resolución del consejo de cancilleres de la Unión Europea, estaría forzando un quiebre del esfuerzo multilateral por pacificar Siria, y significaría sobretodo el fracaso de la reunión anticipada para junio orientada para ponerle fin al conflicto armado y acordar un plan de transición.

El gobierno sirio ha estado dispuesto a llevar adelante este plan con la única observación de que el proceso de debate y negociaciones sea entre sirios y sin interferencia extranjera.

Como medida de presión para hacer fracasar las negociaciones y forzar la renuncia del presidente Bashar el Assad refleja un pragmatismo bordeando la arrogancia colonial de la cual países como Alemania, Francia, Reino Unido, Bélgica, Holanda, España, por nombrar algunos, no pueden desprenderse. Es una obstinación que debe ser juzgada por los ciudadanos de esas naciones que no han sido informados imparcialmente del verdadero escenario en Siria y de las implicancias de utilizar el terrorismo como expediente para derrocar un gobierno que es legítimo desde la perspectiva de una clara mayoría de sirios que lo apoyan.

La Unión Europea está desempeñando un triste papel histórico al estar luchando contra el veto de China y Rusia en la ONU que no permitieron la intervención militar que respalda- bajo condiciones muy específicas - el Capítulo VII de la Carta de Naciones Unidas. En este sentido, levantar el embargo para exportar armas al conflicto sirio viola la Carta de Naciones Unidas. La Unión Europea ha optado definitivamente por la intervención a través de terroristas instalados en Siria bajo la matriz permisiva del “ejército rebelde”.

La vía multilateral de Naciones Unidas es avasallada por esta decisión y no contribuye a ningún plan de paz, acudiendo a además a subterfugios teóricos decimonónicos de que “la guerra hace la paz”, como si continuáramos azotados por los principios de la Reina Victoria, o el otro monstruito sobre dimensionado como Winston Churchill.

Huele mal la Europa con mentalidad de Alianza Transatlántica obsesionada con la supremacía global. En el más puro estilo de las llamadas Repúblicas Bananeras, usa a Siria e Irán por cierto, como chivo expiatorio para calmar poblaciones enardecidas por fallas profundas en la gestión económica y en las relaciones internacionales. La Unión Europea se fue de viaje con la farándula y el exceso de ingreso de las monarquías del golfo petrolero del Asia Menor y ahora no saben cómo contener el fenómeno del terrorismo. Tampoco aceptan que un digno gobierno Sirio les haya enseñado el camino.

Todo sucede después de llegar a una cifra de 100.000 muertos, de la que se habla y que no ha sido nunca comprobada y que se usa con la misma laxitud con que la comunidad europea de naciones ha apoyado al terrorismo.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Paraguay: Cúpula canallesca

José Antonio Vera (especial para ARGENPRESS.info)

Por el lado que se le mire, el sector que detenta el poder político y económico en este país desde hace siete décadas, tiene un comportamiento canallesco, agravado en el último cuarto de siglo cuando comenzó un proceso de transición, recibido por los mejor pensados como un camino “hacia la democracia”, pero que resultó una ruta hacia mayor corrupción y abusos, amparado todo en las llamadas libertades públicas, en beneficio de partidos, gremios y medios de comunicación.

El gobierno de facto, que asaltó el palacio presidencial hace once meses, prosigue su obra desmantelando los pocos avances logrados en los cuatro años del Gobierno de Fernando Lugo, desoyendo innúmeras denuncias de corrupción administrativa e intensificando la represión de las movilizaciones populares, como ocurrió este martes 28 en Ciudad del Este al desalojar a decenas de familias pobres de un terreno que algunas dicen ocupar desde hace 20 años.

El atropello fue con la caballería, un comando de fuerzas especiales, carros hidrantes, gases lacrimógenos, patadas a las mujeres, sin importar la edad, en lo que se distinguió el Comisario que encabezó la bravuconada (filmado por algunas de las víctimas), destrucción de modestos enseres del hogar, culminando con la amputación de una pierna a una señora, como consecuencia de la paliza que recibió de los policías, que atacaron con balas y garrotes a niños y ancianos, y en especial a los jóvenes.

El General Alfredo Stroessner, durante 35 años tiránicos, consolidó la formación de ésta élite prepotente cívico-militar, rapiñera como inculta, que se repartió las mejores tierras y sometió al pueblo por el terror, miedo e ignorancia, asegurando los mejores beneficios para una oligarquía minúscula que comanda al Estado, con altos niveles de corrupción e ineficiencia institucional. Stroessner se exilió en Brasil en 1989, pero el estronismo está vigente con su grosero autoritarismo de siempre.

En grueso, esos detalles son la parte más visible de la radiografía del poder en Paraguay, obediente consuetudinario de los designios geoestratégicos dominantes de Estados Unidos y resguardado en los últimos 15 años por la inversión de capitales de varias corporaciones transnacionales, que han convertido a este mediterráneo país en un enclave cuasi semicolonial, refugio de traficantes de todo calibre.

Arcaicos aparatos mañosos, amorales, insensibles a las necesidades y aspiraciones del pueblo, constituyen la cúpula de los dos partidos con mayor historia e influencia, el Colorado y el Liberal, empotrados ambos, con predominio del primero, en los tres poderes del Estado, identificados desde siempre con la oligarquía empresarial en mezquindades e ideología, con el único objetivo de succionar la nación, para goce del 2.5 por ciento de los habitantes, que ocupan el 86 por ciento de las mejores tierras.

La delincuencia sistémica que sufre Paraguay tiene en la propiedad de los medios de comunicación más poderosos, un miembro de primera línea, presto siempre a armar y difundir campañas calumniosas contra toda expresión crítica al régimen o iniciativa que intente reducir la desigualdad social, exagerando los niveles de inseguridad pública, para infundir miedo entre la población y hacerla refractaria a los cambios políticos, en una prolija obra de alienación mental.

Inmensas filas de enfermos y familiares es el bochornoso y doloroso espectáculo que ofrecen los hospitales públicos, en la imagen más fiel de la situación del país, cuya población se había acostumbrado a la gratuidad de los servicios que rigió durante el Gobierno de Lugo, desprolijo e incumplidor de algunos compromisos, pero el menos malo de todos los que han usurpado la nación desde 1940.

El Instituto de Previsión Social (IPS), es otro estandarte de la miseria que corroe a este pueblo, con atroz insuficiencia de atención intrahospitalaria, corrupción administrativa y refugio evasivo del 80 por ciento del empresariado que no paga el porcentaje que debe aportar por cada asalariado a su cargo, con el agravante escandaloso de que muchos de ellos le descuentan al trabajador su cuota pero no cotizan en la previsional, donde sólo está registrado el 10 por ciento de la plantilla nacional de empleados.

Las obras públicas están paralizadas porque Hacienda no libera el dinero acordado, en un conocido botín de las cúpulas colorada y liberal, gemelas en el vicio de inaugurar grandes rutas en diversos sitios del país, muchas de las cuales quedan abandonadas después de la ceremonia presidencial-ministerial del pomposo corte de la cinta y la palada inicial, ante las cámaras de televisión convocadas para la patraña.

Este último año, la vida en Paraguay se ha complicado para la mayoría de sus habitantes, al tiempo que lo celebra la clase pudiente representada por un gobierno de facto, que hace gárgaras previendo altos guarismos del crecimiento del PBI, en base a la alta producción de soja, de unas 8.5 millones de toneladas y su buen precio internacional así como la exportación excepcional de 250 mil toneladas de carne, en un país con el 25 por ciento de su población desnutrida (FAO)..

Las ilegítimas autoridades, autoras del mayor déficit fiscal del último cuarto de siglo, omiten a conciencia comunicar que ninguno de los rubros de producción nacional que se venden en el extranjero, paga impuestos, perdiendo el país una de sus fuentes más importantes de ingresos, fruto de la connivencia entre explotadores y dirigentes vendepatria. El economista Luis Rojas sitúa la pérdida anual en mil 600 millones de dólares, mientras la CEPAL informa que es casi nula la creación de empleos por efecto de la inversión extranjera estimulada por el gobierno del Partido Liberal.

La corrupción permite la deforestación del país a un ritmo superior a mil hectáreas por día, en beneficio de los grandes ganaderos y sojeros, la muerte de lagos, invadidos por algas sin que exista reacción oficial, numerosos cursos de agua contaminados con glifosato, y hasta humedales y ríos amenazados de desaparecer por efecto de la succión provocada por plantadores de arroz y siembras transgénicas.

El algodón nacional, otrora de gran prestigio internacional por la alta calidad de su fibra, registra un rotundo fracaso en la zafra actual, invadido por Monsanto y sus semillas de hambre y muerte, producto de contubernios diversos entre el gobierno y representantes de la transnacional, con la innegable responsabilidad de la dirigencia de los labriegos que, al igual que en la mayoría de las organizaciones campesinas, aparece seriamente cuestionada por sus bases, temerosas de que aumente su miseria.

El casi inevitable resquebrajamiento de los distintos movimientos, tiene gran relevancia política, porque se palpa decepción y desconfianza entre la ciudadanía, en particular el campesinado, hacia los dirigentes, en medio de un proceso de acelerada y generalizada atomización de la militancia sindical y partidaria, donde es común oír hablar de traición, acusación que se acentuó luego de las elecciones nacionales del 21 de abril, que castigó a todos los referentes gremiales, incluso de la derecha más rancia, que se postularon a cargos parlamentarios.

Hay olor hediondo, como de cloacas, en muchos rincones de esta Patria Guaraní, con un congreso que ha mantenido el 60 por ciento de senadores y diputados reincidentes, esa franja que encabezó el Juicio Político contra Lugo y lo destituyó en 17 horas. El Poder Judicial arropa a evasores y otros delincuentes, mientras mantiene en las cárceles a miles de compatriotas, en particular a campesinos que reclaman tierra para trabajar.

Frente a ese panorama tan perverso, lo lamentable es que la ciudadanía está prisionera de los discursos oficiales de manipulación y mentiras, que buscan trastocar el vacío de soluciones al problema de la marginación de tres de los seis millones de habitantes, la mitad con hambre, por una proyección venturosa de ficción, de grandes acuerdos comerciales y alianzas transcontinentales. Un millón 200 mil niños viven en la pobreza, se lee en varios informes de organismos de investigación.

La Cancillería Nacional, sin analizar las consecuencias geoestratégicas y, con profunda venalidad, da por seguro el ingreso de Paraguay al Acuerdo del Pacífico, esa cuña imperial que amenaza la integración regional, cuando la verdad es que ese nonato bloque sólo ha admitido el pedido de adhesión, falsedad que acompañan las gárgaras con anuncios de pactos comerciales de Asunción con naciones industrializadas, lo cual no pasa el umbral de la virtualidad, sin tener presente la honda catástrofe de la economía capitalista, copada por la especulación financiera, que continúa fabricando hambrientos y desazón humana.

Lo más negativo es que como respuesta a esa penosa situación, la manifestación ciudadana que más destaca es la denuncia y los enunciados de buena voluntad de los referentes democráticos, sin que aparezcan propuestas realistas y responsables de solución, de parte de ningún estamento partidario, sindical, universitario o de organizaciones y movimientos sociales frente a este gatopardismo aggiornado.

El abanico progresista padece de una lamentable confusión ideológica y hasta ahora es incapaz de superar su demencial división, alimentando gratuitamente a sus enemigos con sus errores conceptuales y metodológicos, ocultados por la soberbia dirigencial, que prefiere la autoflagelación a la autocrítica.

Como siempre ha ocurrido en los períodos oscuros de la historia, la esperanza de subvertir este mal momento paraguayo, viene siendo alimentada, en medio de muchas dificultades, por el compromiso ideológico que se observa ratificar entre grupos de militantes progresistas de viejo cuño y de hornadas recientes, que se muestran decididos a conquistar una vida democrática de verdad. En ese sueño, se cultiva ternura, y se aprende a sepultar la obscena politiquería y la impudicia estatal.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Claudio Lozano: "A pesar de las estadísticas, la realidad siempre emerge"

ACTA

El Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas, coordinado por el diputado nacional Claudio Lozano, acaba de publicar su informe “Fin de Ciclo en materia de Empleo Primer Trimestre 2013".

"En el trabajo de investigación, Lozano sostiene que “a pesar de las estadísticas, la realidad siempre emerge. El INDEC intervenido, que ocultó el estancamiento económico del año 2012, no pudo evitar la evidencia del aumento en la tasa de desocupación en el primer trimestre del 2013".

"Ya en el 2012 el estancamiento en la creación de empleo se dio en el marco de un cambio en su composición: la destrucción del empleo privado formal se compensaba con el aumento del empleo público provincial, el cuentapropismo y la informalidad", señala el informe.

Según el documento, los datos del primer trimestre de este año indican una profundización de esa tendencia. Ya no se trata, solamente, de destrucción de empleo privado formal. La tasa de empleo es inferior tanto a la del primero como a la del cuarto trimestre del 2012, indicador preciso de que estamos en presencia de la destrucción neta de puestos de trabajo. El informe señala además que 8 de cada 10 trabajadores percibe menos de $6.000 y el ingreso promedio asciende a $3.500 mientras que la canasta familiar supera ampliamente los 7 mil pesos.

El trabajo detalla además que en la actualidad 2,8 millones de personas tienen problemas laborales, lo que determina un escenario de ascenso en la conflictividad social y de debilitamiento del consenso gubernamental "e indican que estamos más cerca del ajuste que de la tan proclamada inclusión social.”

Según el informe, la tasa de desocupación pasó del 7,1% al 7,9%, un incremento del 10% en términos relativos que implicó que a la población desocupada se adicionen 155 mil personas más. El indicador que mide la subutilización laboral también experimenta un aumento al pasar del 14,6% al 15,9%.

Ya en el último trimestre del año 2012, se verificó la destrucción de casi 24 mil puestos de trabajo. Entre octubre de 2012 y marzo de 2013 se perdieron 337.870 puestos de trabajo, una caída superior a la experimentada durante el período octubre 2011-marzo 2012 (328.518) y contrasta en tendencia al análogo período de los años 2010-2011 en el que se crearon 62.742.

"2012 había cerrado con una creación neta de 212 mil puestos de trabajo porque la generación de empleo no asalariado –145.921 empleos nuevos-, la extensión de la informalidad –55.628 puestos de trabajo ilegales- y el “salvataje” del sector público –con la creación de 69 mil puestos- compensaron la destrucción de puestos de trabajo asalariado del sector privado. Por lo tanto, los amortiguadores que funcionaron para frenar la caída del empleo en el año 2012 no lograron tener los mismos efectos, al menos para el primer trimestre del presente año", subraya el trabajo desnudando la realidad detrás de las estadísticas.

Descargar desde aquí trabajo completo (en formato pdf).

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Romina De Luca: "La Ley Federal de Educación tiene una prehistoria"

Andrés Sarlengo (CONTRAPUNTOS, especial para ARGENPRESS.info)

Con la investigadora Romina De Luca intentamos problematizar la Ley Federal de Educación sancionada en 1993 y supuestamente desandada por el gobierno kirchnerista. ¿Será así? De Luca nos da su particular y científica mirada.



Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La lucha sigue: Cuartango y De Lucia preparan las valijas

Daniel Cadabón (especial para ARGENPRESS.info)

El ministro de Trabajo de la Provincia de Buenos Aires, Oscar Cuartango, ha declarado ilegal al paro docente y rechazado cualquier tipo de negociación salarial.

Acompañado por una silenciosa ministra de educación, Nora de Lucia, Cuartango, esclareció su función como Ministro de trabajo de la provincia: ser vocero de la patronal sciolista.

Alguien puede decir “ninguna novedad, el Ministerio de trabajo provincial no es neutral en esta lucha entre docentes y ajustadores”. Es verdad, pero no deja de ser ilustrativo que el organismo que aparentemente debiera laudar entre docentes y la patronal educativa; en su famoso e incuestionable rol de arbitro que “retrotrae el conflicto mediante conciliaciones obligatorias para intentar sentar a las partes a negociar” se denuncie públicamente como el represor de Scioli.

Cuartango es un personaje descartable, que asumió un protagonismo inesperado frente al desbarranque ocurrido a la ahora silenciosa ministra de educación que lo acompañaba en la conferencia de prensa. El ministro terminó anunciando el descuento de los días de paro a los docentes, es decir una medida represiva y disciplinadora que De Lucia no puede anunciar sin tener como consecuencia el abandono de la cartera educativa. La ministra espera la derrota de los docentes y de los estatales de educación, para ver si puede recomponerse después de su actuación como líder intelectual de los “grupos de tareas policiales” que secuestraron a 5 militantes sindicales a mediados de mayo.

Scioli prefirió esquivarle al bulto, llamar a la cordura y posar de victima declarando “el esfuerzo hecho por su gobierno para llevar felicidad a los hogares docentes”. Scioli, como siempre, habla de paz mientras afila la espada de sus ministros. Nada dice de él mismo, que en 6 años de gobierno no cobra impuestos a las grandes fortunas, que auspicia la apertura de bingos hasta en los barrios mas remotos del conurbano, sin cobrarles un peso; que aumenta los presupuestos de seguridad y policiales, parte de los cuales son usados para financiar actividades ilícitas de los uniformados; que subsidia la obra pública con sobreprecios; que aplica un impuesto inmobiliario a la tierra tan regresivos que terminan gravando más al trabajador propietario de un lote, que a sus amigos de los countris o los latifundistas de la pampa húmeda. Este oscuro personaje, lo repetimos no asumió la gobernación ayer sino desde hace casi 6 años, participó bajo su gobierno del vaciamiento del IOMA, metieron mano en la caja del IPS, dejó al
Banco provincia lleno de papeles incobrables de prestamos hechos a amigos y familiares. Etc, etc...

Cuartango, será así, el primero en caer. El fusible que prepara una nueva negociación. De Lucia le sigue.

El sciolismo, y el kirchnerismo provincial, todavía no se recuperan del formidable uppercut que los docentes bonaerenses le dieron a la política conciliadora de los burócratas del Frente Gremial en las elecciones del Suteba, e intentan quebrar la huelga mediante mecanismos represivos y llamados a la comprensión; no entendieron nada!!

El voto a las listas opositoras no forma parte de una fisura en la estructura sindical que ellos puedan aprovechar; todo lo contrario, es un llamamiento a profundizar las medidas.

Las pautas inflacionarias y la devaluación trucha que las acompañan, marcan una caída cada vez mas pronunciada de los salarios docentes, en el caso de los alimentos ronda el 40%. Cada punto porcentual que se discutía en la paritaria docente, antes de ser decretada muerta sin sepultura por el kirchnerismo a nivel nacional y el sciolismo al provincial, es apenas superior a 28 pesos, esto da una idea del retraso salarial en se encuentran los trabajadores del magisterio. Por ejemplo, si los diputados y senadores de la provincia discutieran salarios cada punto porcentual sería, en su caso de 380 pesos. Para darse una idea simple del tema; si un diputado recibiera un 20% de aumento, su sueldo subiría en 7600 pesos, es decir 2 sueldos docentes. Por el mismo porcentaje, un salario docente se iría a 560 pesos, dos cenas de un diputado o de un senador o de un Cuartango.

El voto a la multicolor es un voto de ruptura con los Cuartango y compania. No importa cuantas listas negras hagan los inspectores mandatados por el sciolismo, la huelga va, porque los docentes entendieron que se juegan sus condiciones de vida en esta lucha.

El voto a la multicolor está mas cerca de los docentes fueguinos que de las conciliaciones truchas.

Cuartango y De Lucia, son personajes repudiables que intentan enfrentar a docentes contra docentes. Los inspectores (que ganaron los concursos) con vocación pedagógica deben rechazar la confección de cualquier “lista negra”. Los repudiables son muy transitorios en medio de esta situación, mientras los docentes son permanentes.

La selección de inspectores para el trabajo de “kapos” traerá una nueva crisis, esta vez en las instancias superiores de educación (directivos e inspectores) del Estatuto del docente.

El sciolismo intenta meter a los padres en la batalla, pero los padres de la provincia están en sus propias discusiones paritarias. Los únicos “padres” capaces de responder son los punteros a sueldo del sciolismo.

La huelga se extiende a miércoles y jueves reafirmándose como una lucha histórica.

Hay que darle un carácter provincial activo para frenar las provocaciones de estos impresentables.

Ningún descuento, fuera los provocadores: Cuartango y De lucia.

30 % de aumento en blanco y al básico.

Vivan los docentes que luchan en la Provincia de Buenos Aires.

Vivan los docentes que luchan en Tierra del Fuego, Chaco y el resto de las provincias.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Argentina: Coherencia y respeto

Hugo Blasco (ACTA)

Muchas veces se discute sobre el compromiso “pasado” de los Kirchner, tanto Néstor como Cristina, con los Derechos Humanos. Se puntualiza que durante la dictadura genocida mientras miles de compañeras y compañeros desaparecían ellos empezaban a forjar su fortuna actual.

Que mientras Néstor Kirchner fue gobernador de Santa Cruz nunca se dignó recibir a los organismos de derechos humanos (ni siquiera a las Madres de Plaza de Mayo), que en su momento no se opuso a los indultos de Menem, etc.

Sin embargo trataremos de pasar por alto estas polémicas y dejarlas para otro momento. Nos interesa analizar lo que hacen ahora, sobre todo cuando se ejerce la más alta autoridad nacional.

Pocos días atrás la Presidenta inauguró el nuevo edificio de la Biblioteca del Colegio Nacional de La Plata. Durante su discurso expresó que “hoy, afortunadamente, nadie puede desaparecer de ningún lado,…”. Lo dijo a pocas cuadras de donde desapareció Julio López hace casi siete años. Recordemos que el Gobierno Nacional hace desde entonces un profundo silencio sobre el tema.

En el acto por el 25 de mayo manifestó “...somos un Gobierno que también nos hemos hecho cargo del costo político que muchas veces significa no reprimir a un solo argentino porque corta una calle o porque piensa distinto“.

A su lado estaban Gildo Insfrán y Jorge Capitanich. ¿Habrá reparado en ese detalle? ¿O acaso forman parte de otro Gobierno? ¿Le habrán informado sobre los sistemáticos asesinatos de integrantes de la comunidad qom en Formosa o de las represiones, asesinatos incluidos, en el Chaco, el último ocurrido hace muy pocos días?.

Volviendo al acto en La Plata la Presidenta mencionó que partía hacia la Casa Rosada para recibir a importantes dirigentes de la UOCRA y del empresariado de la construcción.

Una vez más se repitió la imagen: a la derecha de Cristina Fernández de Kirchner estaba sentado el miembro del Batallón de Inteligencia 601 Gerardo Martínez. También estaba el ministro de Trabajo Carlos Tomada que asesoró hasta último momento a José Pedraza, condenado por el asesinato del compañero Mariano Ferreyra. Toda una definición.

Finalmente, ¿tiene sentido preguntarse sobre la supuesta contradicción del Gobierno en impulsar y hacer aprobar con trámite express la Ley Antiterrorista? ¿Debemos sorprendernos que al oficialismo no le merezca ni siquiera un comentario el hecho que haya miles de militantes populares procesados por hechos relacionados a la protesta social?

Obviamente que no es una contradicción ni nos sorprende. Cuando se sabe que no habrá respuesta positiva a las demandas populares y que el relato oficial no alcanza para disciplinar empieza a funcionar el aparato represivo: inteligencia policial, Proyecto X, represión estatal y tercerizada, criminalización vía judicial.

Es bueno recordar que las víctimas de la dictadura genocida no proponían un “capitalismo en serio” como modelo ni el “posibilismo” como actitud política.

Por tal motivo y en vísperas de conmemorar una de las páginas gloriosas de la historia de la clase trabajadora argentina como es el Cordobazo repudiamos los dichos de la Presidenta por constituir una falta a la verdad y una grave falta de respeto a la memoria de los miles de trabajadores víctimas de todas las dictaduras y de los gobiernos constitucionales antipopulares.

Hugo Blasco es Secretario de Derechos Humanos de la CTA.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La década ganada, la infancia perdida

Claudia Rafael (APE)

En agosto, María Belén votaría por primera vez. El 27 de octubre, hubiera entrado al cuarto oscuro. Le hubieran puesto su sello en una de las últimas páginas de su DNI. Porque María Belén tendría 17 en este 2013. Y hubiera estrenado las formalidades vanas de su ciudadanía. Y hubiera tenido que decidir entre dos ex radicales K de Santiago del Estero. Hubiera, sí. Pero no. María Belén Sosa murió hace exactamente diez años. En el inicio de la década ganada. Pesaba apenas 5 kilos. Y a los siete años murió por desnutrición.

La geografía cobija historias niñas de hambre temprana. En el barro. Lejos de los sillones decisorios de destinos.

*****

El hombre estaba allí. En el exacto centro de la escena. Su rostro era foco permanente detrás del de Cristina sobre el escenario. “Yo no voy a ser una Presidenta que les dé palos a nadie”, decía con Gildo Insfrán, el gobernador de Formosa, detrás. Impávido. Tanto como sus pares Capitanich, de Chaco; Zamora, de Santiago; Beder Herrera, de La Rioja.

La niñez en su Formosa no ha tenido destino de paraíso. No lo tuvo el niño Burgos de la comunidad Nam Qom que, a los 12, hurgaba en los desechos del vaciadero municipal y corría tenaz detrás de los infiernos que otros descartaban. Hasta que en febrero, como a Diego Duarte en el basural del Ceamse, en José León Suárez, lo aplastó la muerte parapetada en un camión.

No lo tuvo, tampoco, el racimo de niños que mueren y mueren de puro crimen sistémico, de hambre y sus hermanas, por hambre y sus parientes, mientras en los certificados simplemente se lee “paro cardiorrespiratorio”. No lo tuvieron las decenas de niños de las colonias Pilagá y Toba, en Ibarreta, que crecen como pueden cuerpéandole a la desnutrición.

No suele haber red carpet (como diría la misma presidenta) para los olvidados de la Historia. No la hay. No existe para ellos. No ganaron en la entera década en el Chaco profundo.

No en 2009, en que el mismo Jorge Milton Capitanich tuvo que reconocer que su provincia tiene "los peores indicadores" sociales del país. Producto –dijo entonces con la extrañeza de quien no ostenta responsabilidades- de una “combinación de pobreza estructural con pobreza por ingresos". No en 2007, en que morían los niños aborígenes de puro frío y postergación. Ni siquiera en 2013 en que el mismo gobernador habló en su discurso de apertura de las sesiones legislativas de un 25,6 % de pobres mientras que el Centro Nelson Mandela aseguró que ronda el 42 por ciento. Es decir, 250.000 para Capitanich. 430.000, para la ONG.

No había tampoco red carpet en los días del gobierno chaqueño del radical Roy Nikisch, aquel que gobernó los primeros cuatro años de la década y que aceptaba el hambre y la desnutrición pero los atribuía a “hábitos culturales” de los aborígenes.

A los festejos por la primera década del modelo hay 4.800.000 chicos que no fueron invitados. 800.000 ostentan el título feroz de indigentes. Candidatos predilectos en la carrera a la desnutrición.

Muchos de ellos corretean entre la tierra colorada de Maurice Closs. El mismo que en el séptimo año de la década tuvo que admitir que habían muerto 206 niños por hambre y precisó que había “6000 desnutridos, de los cuales 1000 de extrema gravedad”. “Obviamente, algunos se nos van a morir, porque la mortalidad infantil es un problema”, sentenció. Como Héctor Díaz, de dos años, o Milagros Benítez, de un año y tres meses. Somos una provincia muy rica pero los pobres no viven en la tierra fértil. Viven en terrenos de seis por ocho, en una casilla con letrina y tierra de muy mala calidad, decía a APe por aquellos días el pediatra Basilio Malczewski.

*****

Las imágenes televisivas del 25 enfocaban los rostros de la fiesta. El bello salteño Juan Manuel Urtubey, el que ostenta el gabinete más joven de la ancha patria. Ahí donde el pastorcito de Isonza murió de muerte tonta a los siete años. Un golpe en la cabeza puede ser letal si ocurre en esos pueblos de olvido, sin médicos ni tomógrafos.

El joven Urtubey arguyó en 2011 razones parecidas a las del ministro de Nikisch cuando en Salta, la Linda, murieron 14 niños wichis. “Problemas culturales”, dijo entonces ante historias como de Melba Antolina Bisón, de apenas dos años, que se murió hace unos meses por desnutrición en el pueblo de Coronel Juan Solá, en Rivadavia Banda Norte.

El entero país se atraviesa por la infancia que duele. Que salpica desazones. Que hunde como desencantos. En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la mortalidad infantil aumentó en un 26 % en 2011. Y en provincias como Entre Ríos y Corrientes, los médicos ministros sentencian su sabiduría de perversidades: si menstrua, es que está lista para parir. Y los curas bendicen la vida que arriba aunque pronta y desmedida. Aunque arranque de un sablazo la infancia, a los 10 u 11 años. Aunque no se sepa ni se entienda qué hay en ese cuerpecito de niña y se destroce la historia y se muela a palos la esperanza.

Hay niñez que quema entre los dedos aunque el fuego no se vea. Porque está lejos, en ese sur de patagonias castigadoras donde Baian Hernández con sus 14 se hermana en el mismo balazo policial con un maestro como Fuentealba. Los dos igual. Los dos con la vida ensangrentada de un escopetazo que entró por la luneta del auto. Como Sofía Herrera, que tenía tres años y ocho meses cuando desapareció en Tierra del Fuego con la marca eterna de un país que parió la palabra desaparecidos y la multiplicó treinta mil uno, dos, tres, diez…

La infancia de la década conoció la sangre y el odio, se desnucó de miedo y se retorció de hambre. El salvaje sur se devoró a Otoño Uriarte con sus 16 Asesinó a Atahualpa Martínez Vinaya, a Julián Antillanca o hundió en la nada a Daniel Solano. Partió en dos la crueldad y castigó en suicidios a cientos de pibes que no pudieron pronunciar la palabra mañana. Porque a veces no hay futuro si el país no lo dibuja y una sociedad entera se propone el abrazo.

*****

Los calvarios de Candela, en Hurlingham; de Fernanda Aguirre, en Entre Ríos; de Sofía Viale, en Pico; de Marela Martínez, en Avellaneda. Atravesados por crueldades pergeñadas en la historia, paridas lentamente en el tiempo hasta estallar y devorarse entera esa infancia golpeada hasta los huesos. Tanto como aquella otra, usada y malgastada por las redes entramadas del paco y la violencia. Que se los carga puestos como soldaditos de sus ejércitos hasta que ya no sirven y los arroja al vacío y los destroza.

Esta década tiene otros rostros que tuvieron final que no fue sonrisa ni fiesta del 25. Esta década concibió el símbolo de Luciano Arruga, desaparecido por gritar no. Simplemente no a los monstruos del poder de uniforme que se lo llevó puesto en una esquina oscura de La Matanza.

Hay una cuota de cinismo en los recuerdos. Están aquellos que serán enarbolados como bandera al viento y los otros, los que se barren y ocultan de toda mirada. La de la infancia que aspiró los venenos agroquímicos de pura esclavitud, como Ezequiel Ferreyra; la que soportó las fumigaciones en el barrio Ituzaingó, de Córdoba y se nutrió de tóxicos que viraron en tumores cancerígenos. 190 millones de litros de agrotóxicos se derraman año tras año sobre los sembradíos. No importa si en el medio se cruza José, el niño correntino de 4 años del pueblo de Lavalle o tantos otros niños a los que les quedó la vida entrampada en el medio.

En esta década también –aunque se oculte en el medio de la alegría y el fervor por los festejos- hay un pacto social destinado a asesinar los brotes de la primavera.

El mismo pacto que hace que la histórica variable de ajuste sea para Scioli el no pago de las becas para los que conciben como los sobrantes de la sociedad. Con una mirada parecida a la que suele dejar brutalmente expuesta Beatriz Rojkés de Alperovich ante muertes como la de la pequeña Mercedes, de seis años, en Villa Muñecas o la del muchacho que murió de puro paco en el cuerpo (“Al menos ahora vas a dormir tranquila, porque tu hijo no está más en la calle”, le dijo a la madre).

Estas son las historias de la década que no entran en el recuento de los festejos. Lejos del largo listado de reivindicaciones. Son las que van por otro camino paralelo que se oculta. Que se hunden en la desmemoria. Que no se quieren ver. Que dejan al desnudo un modelo cruento –que va mucho más allá de la década- que no construye desde la ternura y el abrazo. Que exponen obscenamente el capitalismo devorador de arcoiris y de utopías. Y que llenan de ausencia.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

El "Cordobazo": La rebeldía del interior, que marcó una época

Irina Santesteban (LA ARENA)

En 1969, la clase obrera de Córdoba, junto con el movimiento estudiantil, protagonizaron una impresionante movilización popular, que sería el comienzo del fin de la dictadura militar del general Juan Carlos Onganía.



En 1966, se produjo un nuevo golpe de Estado en nuestro país, que se autotituló como "Revolución Argentina" y llegó al poder derrocando al presidente constitucional Arturo Illia. El general Juan Carlos Onganía, nuevo presidente de facto, había sido formado en la academia de West Point y era un acérrimo anticomunista, a tono con las directivas de los Estados Unidos, embarcado en la guerra de Vietnam y decidido a eliminar toda resistencia a sus políticas imperialistas en América Latina.

Ese gobierno dictatorial intervino los sindicatos y suspendió sus personerías gremiales. Se sancionó una ley para imponer el arbitraje obligatorio en los conflictos y también para reprimir las huelgas y movilizaciones. La DIPA (Dirección de Investigación de Políticas Antidemocráticas) perseguía y encarcelaba a militantes políticos y sindicales considerados "sospechosos". En la llamada "Noche de los Bastones Largos", la Policía Federal desalojó a profesores y estudiantes de la UBA, y se reprimieron duramente las movilizaciones estudiantiles, que aumentaban en número y combatividad. En 1969, en los meses previos al "Cordobazo", estudiantes universitarios como Juan José Cabral en Corrientes o Adolfo Bello en Rosario, fueron asesinados en sendas movilizaciones, así como el joven aprendiz Luis Blanco, de sólo 15 años, originando fuertes olas de repudio que a su vez provocaban nuevas y más numerosas manifestaciones.

Sindicalismo dividido

El movimiento obrero organizado en la CGT estaba dividido entre el sector "participacionista" del secretario general Augusto "Lobo" Vandor, que adhería al gobierno militar; y un sector más combativo, que se organizó en la CGT de los Argentinos y adscribió a los programas obreros de Huerta Grande (1962), La Falda y el del Primero de Mayo de 1968. Este estaba bajo el liderazgo del gráfico Raymundo Ongaro. En Córdoba los máximos referentes de la CGT de los Argentinos eran Agustín Tosco (Luz y Fuerza) y Correa (Sindicato de la Madera).

Esos programas reivindicaban la unidad obrero-estudiantil, proclamaban la nacionalización de la banca y el comercio exterior y el aumento de los salarios, denunciaban a la burocracia sindical y propugnaban un sindicalismo democrático, de bases, que luchaba contra la política del gobierno militar de neto corte liberal, tras la llegada de Krieger Vasena al Ministerio de Economía, con congelamiento de salarios y supresión de la Comisión del Salario mínimo, vital y móvil. En Córdoba, el anuncio de suspender el sábado inglés, en el que se trabajaba media jornada laboral y las quitas zonales a los obreros metalúrgicos, que eran una reducción salarial, fueron los motivos de la huelga que convocó la CGT para el 29 y 30 de mayo de 1969.

En palabras de Tosco, el pueblo de Córdoba en esas jornadas "exigía respeto a su soberana voluntad; la normalización institucional, para que el gobierno fuera elegido por decisión de la mayoría de la población, sin persecuciones para con las ideas y doctrinas de ningún argentino. Exigía que se aumentaran los salarios en un 40%, que era lo que había crecido el costo de vida... la defensa del patrimonio nacional, absorbido cada vez más por los monopolios extranjeros. Exigía la creación de nuevas fuentes de trabajo, para eliminar la desocupación que trae miseria y desesperación en los hogares; la reincorporación de los cesantes y el levantamiento de las sanciones por haber hecho uso del derecho constitucional de huelga; por una Universidad abierta a las posibilidades de los hijos de los trabajadores y consustanciada con los intereses del país".

Paro general

Para oponerse a la supresión de las conquistas obreras y en repudio a los asesinatos de los jóvenes estudiantes, el movimiento obrero de Córdoba, luego de realizar varios plenarios, resolvió un paro general de actividades de 37 horas a partir de las 11 horas del 29 de mayo, con abandono de trabajo y concentraciones públicas de protesta. La mayoría de la sociedad acompañaba los reclamos obreros y estudiantiles y la indignación, en palabras de Tosco, era "pública, notoria y elocuente en todos los estratos de la población".

Se había fijado la realización de un gran acto frente al local de la CGT en la avenida Vélez Sarsfield, y para ello los gremios y organizaciones políticas y juveniles se preparaban con volantes, asambleas, proclamas y afiches. El gobernador Carlos Caballero y la policía también se preparaban para la represión; en ese marco, el dirigente Raymundo Ongaro fue detenido el día 24 de mayo, al descender de su avión, y enviado a La Pampa, para evitar que participara de estas jornadas. De allí fue llevado a la Capital Federal.

El 29, el paro comenzó a las 11 de la mañana con las columnas del Smata marchando desde la planta de Renault en Santa Isabel hasta el centro de Córdoba. En el camino los obreros protagonizaron fuertes choques con la policía montada, y en la esquina del Boulevard San Juan y calle Arturo M. Bas, a una cuadra de los Tribunales, fue asesinado por las balas policiales el obrero Máximo Mena.

Más columnas

Por su parte, las columnas de trabajadores de Luz y Fuerza se movilizaron por el norte de la ciudad y al intentar realizar un acto en la esquina de la calle Rioja y avenida General Paz, fueron reprimidos con gases, produciéndose enfrentamientos entre los manifestantes y la policía.

La situación se descontroló al enterarse la población de la muerte de Mena y de la dura represión contra los manifestantes. Se evidenció el apoyo popular tanto en el centro de la ciudad como en los barrios. La policía ya no pudo controlar la situación y el general Onganía, en Buenos Aires, decidió que era hora de que el Ejército entrara a la ciudad desde las instalaciones del Tercer Cuerpo y tomara el control. Así se hizo y las columnas de soldados y camiones del Ejército, ingresaron a la ciudad por la avenida Colón, encontrando resistencia de los estudiantes sobre todo en el barrio Clínicas.

El saldo del Cordobazo fueron decenas de muertos y centenares de heridos, aunque no hubo cifras oficiales. Los dirigentes obreros como Tosco y López, entre otros cientos, fueron detenidos y juzgados por consejos de Guerra, siendo condenados a prisión.

Dictadura en retirada

El Cordobazo hirió de muerte a la dictadura militar. Un año después cayó Onganía y fue reemplazado por otro general, Roberto Levingston. Aunque el que realmente detentaba el poder era el general Alejandro Lanusse, quien sería el presidente de facto desde 1971 hasta 1973, cuando tuvo que entregar la banda presidencial a Héctor Cámpora, elegido en comicios donde el peronismo no fue proscripto, pero sí su máximo líder, que no pudo ser candidato.

El Cordobazo fue un punto de inflexión en la historia política argentina de las últimas décadas. Tuvo un efecto multiplicador en decenas de movilizaciones en todo el país, contra el gobierno militar y contra la burocracia sindical. La CGT de los Argentinos se fortaleció así como las corrientes más combativas y clasistas en el movimiento obrero. Sindicatos como Sitrac (Concord) y Sitram (Materfer) en 1970, Perkins y el propio Smata, con el triunfo de René Salamanca en 1972, fueron íconos en la lucha ya no sólo gremial, por las reivindicaciones de los trabajadores, sino también por un programa de liberación nacional y social.

Divisiones y traiciones

Esa dirigencia fue diezmada con la dictadura militar-cívica que irrumpió el 24 de marzo de 1976. René Salamanca fue secuestrado y continúa desaparecido. Sobrevivientes del centro clandestino de detención de La Perla dicen que fue el propio Luciano Menéndez, hoy con seis condenas a prisión perpetua, el que ultimó al dirigente sindical.

Otros fueron asesinados antes por la Triple A, como Atilio López, acribillado en Buenos Aires en 1974, pocos días después que esa misma banda asesinara al abogado y diputado Rodolfo Ortega Peña. Tosco muere el 5 de noviembre de 1975, víctima de septicemia, deficientemente atendido en la clandestinidad.

A más de 40 años de esas históricas huelgas, con un movimiento obrero dividido en 5 centrales obreras y con la mayoría de sus dirigentes -no todos, por supuesto- más preocupados por sus propios intereses que por los de sus representados, estudiar y aprender de aquellas experiencias, es una necesidad imperiosa.

Aunque se hayan conquistado y recuperado derechos en estos años, los trabajadores todavía tenemos luchas pendientes, una de ellas es la recuperación de los sindicatos y las centrales obreras, con programas como los de Huerta Grande, La Falda, Primero de Mayo de 1968 y Sitrac-Sitram, que sean debatidos y votados por plenarios democráticos, y para que sean instrumento de los cambios sociales profundos que soñaron aquellos dirigentes.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La ineficiencia judicial en la defensa de los DDHH

Alvaro Herrero (PLAZA DE MAYO)

El dilema de crear una agenda que incluya las violaciones a los Derechos Humanos de hoy.

Otra muerte de un integrante de la etnia QOM, esta vez en Chaco, se suma a una tendencia que ha dejado de ser episódica para convertirse en un patrón claro y sostenido en nuestro país. La violencia y los homicidios acaecidos en diversas provincias del norte, especialmente en Formosa, no cesan. Sin embargo, pareciera que aun existe una marcada reticencia de algunos organismos de derechos humanos para hablar de este tema de manera abierta, de reclamar y denunciar expresamente al gobierno nacional y sus pares provinciales por una violación patente y sistemática a los derechos fundamentales de los pueblos originarios.

¿A qué se debe este fenómeno? ¿Por qué organismos comprometidos desde hace décadas con la defensa de los derechos humanos no ponen este tema en el centro de su agenda? ¿Qué otros temas deberían integrar una agenda moderna para la defensa de los derechos humanos?

Una primera respuesta es que en nuestro país el movimiento de derechos humanos no ha logrado o no ha querido aggiornar su agenda programática. El núcleo del discurso siguen siendo las atrocidades cometidas durante la última dictadura militar y, directamente vinculado con esto, toda la problemática de la violencia institucional asociada con unas fuerzas de seguridad que continúan siendo enclaves autoritarios que tras treinta años de democracia aún no hemos logrado reformar. No caben dudas que estos temas deben gozar de una entidad superior, pero: ¿deben monopolizar la agenda?

Los organismos de derechos humanos se encuentran en una encrucijada cuando la violencia institucional proviene de las fuerzas de seguridad pero su concepción intelectual es obra exclusiva del poder político. El caso de Formosa es clarísimo.

Los ataques y homicidios de integrantes de la comunidad QOM solo son posibles porque quienes gobiernan la provincia lo consienten, alientan y protegen. Por su parte, el gobierno nacional no ha logrado revertir la situación ni tampoco existen constancias de que haya hecho algo concreto para impedir que el gobierno de Formosa continúe violando los derechos humanos de los pueblos originarios. La torpeza o el fracaso no lo redimen de dicha deuda. Sin embargo, pese incluso a las denuncias de Amnistía Internacional y al involucramiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, el panorama no ha cambiado y muchas organizaciones de derechos humanos dan cuenta de la situación de manera errática y parcial.

Parte del problema es el claro alineamiento de un sector importante del movimiento de derechos humanos con el gobierno nacional. El indiscutible y necesario apoyo del gobierno a los juicios por las atrocidades cometidas por último el gobierno de facto, sumada a la polarización por la demorada y controvertida implementación por la Ley de Medios, pareciera neutralizar toda capacidad de contralor y denuncia frente a violaciones a los derechos humanos que provengan del gobierno nacional o de sus aliados provinciales.

No hay que caer en el reduccionismo necio de proponer una agenda actual versus una agenda del pasado. Una agenda inclusiva y moderna debe incluir tanto la búsqueda de justicia por los crímenes del pasado como la lucha por los derechos de todos aquellos que hoy están siendo víctima de atropellos por parte del estado en cualquiera de sus niveles.

¿Qué temas urgentes no aparecen en la agenda actual de derechos humanos? A la gravísima situación de los pueblos originarios en el norte argentino se deberían sumar otros tales como los derechos sexuales y reproductivos. Entre otras deudas en la materia, a más de un año de la sentencia de la Corte Suprema en el caso FAL, el estado nacional y muchas provincias siguen impidiendo que las mujeres accedan a la interrupción de su embarazo cuando este es producto de una violación, lo cual nos ha valido la condena de distintos organismos internacionales de derechos humanos. Otro tema candente es la dramática situación de las cárceles y los altísimos niveles de prisión preventiva. Una democracia supuestamente respetuosa de los derechos humanos convive con altísimos niveles de presos sin condena. Actualmente, casi el 60% de las personas privadas de libertad no tienen una sentencia definitiva, y -además del encierro injustificado- es víctima de incontables violaciones a sus derechos fundamentales. ¿Qué se está haciendo
para revertir un status quo cuasi medieval? Poco y nada. La raíz de este problema se encuentra en la ineficiencia judicial, en la selectividad e indiferencia del sistema de justicia. La responsabilidad para revertirlo, en cambio, le cabe a los tres poderes del estado.

La discusión está pendiente y debe darse de manera seria y responsable, sin chicanas ni dobles intenciones. Todos los movimientos sociales son dinámicos y heterogéneos, y ostentan tanto logros como deudas y desafíos.

Resulta imperativo encontrar caminos que -sorteando las discusiones políticas de corto plazo- nos permitan encontrar estrategias para abordar de manera integral una nueva agenda para la defensa de los derechos humanos, que fortalezca y convalide el valioso trabajo de las organizaciones y a su vez incluya a sectores cuyas necesidades hoy están siendo injustamente marginadas.

Alvaro Herrero es Director Ejecutivo de la Asociación por los Derechos Civiles (ADC), PdD en Ciencia Política (Oxford).

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

A 40 años del 25 de mayo de 1973

Corrección y edición: Mario Hernandez (especial para ARGENPRESS.info)

Texto correspondiente a la Tercera Parte del Capítulo I “De la Democracia al terrorismo de Estado” de Las Huellas de la Memoria, anticipo del libro inédito de Gerardo Bavio.

El 25 de mayo de 1973

El 25 de mayo de 1973 el sol comenzaba a iluminar el extremo sur de América, mientras la mayoría de los argentinos se volcaban a las calles y plazas de la República.

En Buenos Aires, la histórica Plaza de Mayo se iba colmando de una multitud entusiasta iluminada de esperanza. En toda la República el pueblo, las clases sometidas, postergadas, reprimidas y privadas de sus derechos, habían hecho valer su voto el último 11 de marzo.

Después de 18 años de dictaduras y proscripción impuso su voluntad de instaurar una auténtica democracia y poner en marcha un proceso de Liberación y Reconstrucción Nacional.

Objetivos expresados en las Pautas Programáticas del triunfante Frente Justicialista de Liberación Nacional, (FREJULI). Principios y programa de gobierno que habían sido consagrados por más del 50 % de los votos en las primeras elecciones sin proscripción desde 1955.

En realidad existió también en marzo de 1973 una proscripción inadmisible y anticonstitucional de la dictadura, la de no permitir la candidatura de Perón, Las mayorías votaron por el FREJULI con la consigna: “Cámpora al Gobierno, Perón al Poder”.

Aquel 11 de marzo el pueblo de Salta había logrado un triunfo histórico. Cerca del 70 % de los votos impusieron el triunfo del FREJULI.

En la mañana del 25 de mayo de 1973 los salteños seguimos con emoción y participamos de la sucesión de acontecimientos que tenían lugar en Buenos Aires. Escuchamos emocionados el discurso del Dr. Héctor Cámpora en el Congreso Nacional ante la Asamblea Legislativa, luego de prestar juramento ante su presidente el senador Alejandro Díaz Bialet.

En las calles se aglutinaba y avanzaba una multitud enfervorizada nunca vista antes por su magnitud y por la claridad esperanzada de sus consignas.

“Por la Liberación Nacional, contra la dependencia”. “Por la Justicia Social, la Soberanía Política y la Independencia Económica”, acompañadas de las ovaciones ¡Perón, Perón, Perón!.... Aquel grito que como un desafío simbolizaba la voluntad de justicia, libertad y realización nacional de los trabajadores argentinos.

En su discurso, el todavía presidente electo denunció la larga dictadura que había oprimido a nuestro pueblo. Denunció su política antinacional y anti-social, la represión, los crímenes, torturas y cárceles que habían sufrido militantes populares.

Cámpora caracterizó el momento que vivíamos como el tránsito a una gran esperanza y recalcó su significado: “Esta hora preñada de esperanzas, acaso ingenuas para algunos, pero nunca tan cerca de convertirse en realidad, es la hora de Perón” y repitió en voz alta “¡es la hora de Perón!”.

Era también la hora de Evita. Cuando mencionó su nombre, estalló la ovación emocionada de la multitud y se extendió la consigna de los jóvenes: “¡Si Evita viviera sería montonera!”

Cámpora sintetizó el proceso del movimiento peronista desde sus orígenes, cuando tuvo que enfrentar desde 1945 al coloniaje, la entrega y la injusticia social heredados de la “década infame”: “El pueblo argentino se hallaba postrado por la injusticia social, la dependencia económica y la marginalidad política. Un régimen antinacional, aliado a los imperialismos dominantes, había manejado la cosa pública con displicencia extranjerizante.” Destacó luego en su exposición la “revolución incruenta” puesta en marcha durante aquellos diez años de renacimiento nacional, hasta que el complot y la intriga de las fuerzas oligárquicas, que “comenzó al día siguiente del triunfo popular del 46 terminó por arrojar metralla sobre el pueblo en 1955”, abriendo camino a la “etapa más despiadada de la historia argentina”... “Y en los momentos decisivos, una juventud maravillosa, supo responder a la violencia con la violencia y oponerse, con la decisión y el coraje de las más vibrantes epopeyas nacionales, a la pasión ciega y enfermiza de una oligarquía delirante.”

“Por eso, la sangre que fue derramada, los agravios que se hicieron a la carne y el espíritu, el escarnio de que fueron objeto los justos, no serán negociados.”

Los millones de argentinos escuchábamos emocionados y vivíamos lo que considerábamos el cierre irreversible de una etapa y la definitiva puesta en marcha de una Nueva Argentina.

Cámpora recalcó el concepto de unidad del pueblo argentino que presidiría su gestión, un gobierno popular del que sólo serían marginados “aquéllos que sirven de puente para la penetración imperialista. Aquéllos que son servidores genuflexos de los monopolios apátridas.”

Para la gran mayoría popular que habíamos impulsado desde distintas corrientes la construcción del FREJULI, esa unidad constituía una necesidad histórica fundamental. No bastaba la unidad electoral, la unidad debería tener un significado estratégico. Al escuchar el mensaje del presidente electo pensábamos que los peronistas y los que sin ser peronistas integraban el Frente, debíamos mantener y consolidar la unidad en pos de principios que durante años habían orientado nuestras luchas. Presentíamos que lo primero que trataría de impulsar el enemigo derrotado en las urnas, sería dividirnos, fracturarnos.

Cámpora saludó al “sufrido y valiente pueblo vietnamita;” y expresó “la solidaridad del nuevo gobierno con las luchas antiimperialistas que llevan a cabo los pueblos para abolir las viejas y nuevas formas de colonialismo”, anunció la próxima incorporación de Argentina al Movimiento de Países no Alineados, y la propuesta continentalista de construir los futuros “Estados Unidos de América Latina”.

Son de imaginar las ideas que en aquel momento cruzarían por las mentes del Secretario de Estado norteamericano William Rogers y demás personeros del imperio presentes en el acto. Sin duda afinaban su plan conspirativo para atacar a través de la oligarquía y cipayos locales al recién inaugurado gobierno popular. La imagen del presidente Cámpora acompañado por los presidentes de Cuba, Osvaldo Dorticós y de Chile, Salvador Allende era altamente preocupante para los Estados Unidos y las clases dominantes a su servicio.

Los mandos de las Fuerzas Armadas en “repliegue táctico”, elucubraban un futuro golpe en el momento oportuno mientras alimentaban la conspiración de sectores antiperonistas y aliados internos de la derecha peronista. Lo pensarían fríamente con odio contenido, ante el repudio de los manifestantes populares que no permitieron desfiles ni homenajes de nadie uniformado.

Héctor Cámpora cerró su mensaje anunciando el proyecto de Ley de Amnistía que en ese acto entregaba a las Cámaras en la persona del presidente de la Asamblea Legislativa senador Díaz Bialet. Amnistía para todos los presos políticos que la dictadura militar todavía mantenía en las cárceles del país.

Una liberación de militantes presos que el pueblo exigía sea inmediata, por lo que además, se apresuró el indulto que el presidente Cámpora firmó ese mismo día.

En la noche del 25 y la madrugada del 26, la multitud volcada hacia la cárcel de Villa Devoto y otras cárceles de la República, logró la liberación de miles de presos.

Al día siguiente, sábado 26, ambas Cámaras del Congreso Nacional aprobaron por unanimidad, sobre tablas, el proyecto de Ley de Amnistía enviado por el Poder Ejecutivo. Además derogó la legislación represiva y los tribunales especiales.

La asunción del nuevo gobierno tendría lugar en la Casa Rosada. Cámpora y Solano Lima tuvieron que ser trasladados en helicóptero desde el Congreso. La multitud agolpada en la Avenida de Mayo tornaría muy difícil y lento el camino en automóvil descubierto como se había programado.

Desde toda la República seguimos paso a paso las ceremonias de transmisión del mando mientras nos llegaban aunque recortadas las imágenes de la manifestación popular. La Plaza de Mayo colmada por el pueblo, con una presencia masiva y protagónica del movimiento obrero y la juventud. Un enorme pasacalle con la palabra MONTONEROS cruzaba la plaza y dominaba por sobre las siglas de las distintas agrupaciones políticas y sindicales.

La muchedumbre había impedido el desfile militar no sin riesgo de violencia y represión. Quedó grabada en la memoria la imagen de manifestantes encaramados a un tanque del Ejército, cubierto de pintadas de aerosol: “Perón Vuelve”, “Montoneros y FAR”, junto a consignas de repudio a los militares.

“¡Se van, se van, y nunca volverán!”. Era la exclamación que crecía en intensidad. Los manifestantes habían obstaculizado la presencia de William Rogers y del presidente uruguayo Bordahaberry en la Casa de Gobierno. La crónica registra incidentes que estuvieron al borde de la violencia cuando los dueños de las armas, superados por las masas estuvieron a punto de desatar una masacre. En aquel momento parecía que los represores tenían más miedo que el pueblo enardecido.

La acción de sectores de la Juventud Peronista colaboraron en el orden más que los vigilantes y los militares que habían sido desbordados.

Luego de haber asumido como presidente, y del juramento de sus ministros, Cámpora salió al balcón y saludó a una muchedumbre cercana a un millón de personas.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Las reservas del Central ceden casi u$s1.000 millones por mes

MDZOL

El Banco Central lleva comprados unos u$s800 millones en lo que va del año, pero las reservas internacionales no se recuperan: pierden u$s4.581 millones desde el cierre de diciembre de 2012, cuando se situaban en 43.290 millones de dólares.

Las reservas líquidas del Banco Central quedaron este martes en u$s38.709 millones, según datos provisorios de la autoridad monetaria, su nivel más bajo en seis años. El Banco Central perdió unos u$s823 millones desde los 39.532 millones del cierre de abril, según revela Infobae este miércoles.

En el año, la caída de los activos es de 10,6%, a razón de u$s916 millones por mes, cuando aún quedan por contabilizar tres jornadas cambiarias de mayo.

Los operadores consultados por DyN calcularon sobre el cierre de la rueda de este martes que el Banco Central compró unos u$s30 millones, pero la autoridad monetaria confirmó luego que la intervención resultó neutra, en una jornada en que aumentó la liquidación de divisas desde el sector agroexportador.

La Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), que representan un tercio de las exportaciones argentinas, informaron que las empresas del sector liquidaron u$s740,9 millones entre el 20 y el 24 de mayo, 5,66 por ciento menos que la semana previa.

El monto liquidado entre el 2 de enero y el 24 de mayo ascendió a u$s9.591,4 millones, un 3,52% más que durante el mismo lapso de 2012. Aun cuando las exportaciones del agro se mantienen firmes como sostén del ingreso de divisas al país, otros factores, como el retiro de depósitos en dólares de los bancos y el giro de divisas del BCRA para el pago de deuda pública y la importación de energía, erosionan el haber de la entidad emisora.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Argentina, Salta. Pablo López: “Urtubey ratifica la política que está llevando a Orán al desastre”

COPENOA

Para Pablo López, candidato a Senador Nacional por el Partido Obrero “Las medidas anunciadas por el gabinete de Urtubey, no llegan siquiera a ser un placebo. Solamente piensan adelantar la escasa obra pública ya anunciada para este año, y reforzar el aparato de seguridad cuestionado por la población por sus atropellos sistemáticos y la complicidad, de hecho, con el creciente negocio del narcotráfico en Orán”.

“Pero sí se preocuparon por reforzar su política de eximiciones a las grandes patronales terratenientes de la zona en nombre de la sequía, a la vez de dar un espaldarazo político al repudiado intendente Lara Gros”. Agrego López.

Para López “Tanto Urtubey como todos intendentes del departamento cierran filas con su “modelo productivo” caracterizado por el avance de las plantaciones de soja y de caña en detrimento de otras producciones de mano de obra intensiva; o el trabajo en negro y precario en el propio Estado”.

“Sin tomar medidas de fondo para recuperar la enorme riqueza del departamento, hoy apropiada por los grandes terratenientes y el Ingenio Tabacal, para invertirla en favor de la creación de puestos de trabajo y de un plan de obras públicas y de urbanización; la degradación material y moral de la población trabajadora de Orán se agudizará” señaló el candidato a Senador Nacional del PO, Pablo López. .

“El silencio de Rodolfo Urtubey, hasta hace poco el administrador del Fondo de Reparación Histórica, evidencia inequívocamente su fracaso y la responsabilidad del gobierno en esta crisis social que azota no sólo este departamento. Su voz en el Senado de la Nación sólo reforzaría la marginación de los intereses populares como pasa hoy con los representantes romeristas y urtubeysistas” agregó López.

“Para acabar con la miseria social hay que imponer una salida propia contra los que gobiernan y los falsos opositores del romerismo y Olmedo. Todos ellos anteponen el interés de los terratenientes y sojeros que se llenaron los bolsillos durante los últimos años, a costa de la miseria social del pueblo trabajador oranense. Impulsemos esta salida junto al Partido Obrero tanto en lo inmediato a través de la deliberación y la movilización popular, como en el terreno del reforzamiento de una alternativa política de los trabajadores en las próximas elecciones” concluyó Pablo López.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Argentina, Provincia de Buenos Aires: EIDICO agarrado in fraganti: prepotencia, agresión y amenazas

El siguiente registro audiovisual muestra cómo la firma EIDICO es agarrada 'in fraganti' llevándose tierra del arroyo Garín sin autorización, alegando que es su 'propiedad privada', en la jurisdicción de Ingeniero Maschwitz, partido de Escobar.
.

El funcionario municipal Oscar Alvarez junto a otros dos inspectores, acompañados por la policía, intenta labrar una acta contravencional, pero no le será fácil, por la prepotencia de los directivos de la desarrolladora inmobiliaria ligada al Opus Dei, poco acostumbrados a que las autoridades públicas les pongan límites.



La principal preocupación de los directivos, además de zafar de la contravención o del posible secuestro de las máquinarias (esto último desconocemos si finalmente sucedió), era lograr que la policía echara del lugar a los indígenas del Movimiento en Defensa de la Pacha y al periodista de Indymedia que eran testigo del operativo.

Al ver que ni los inspectores ni los efectivos de seguridad, cumplían las "órdenes" de EIDICO, la cosa se fue poniendo cada vez más agresiva y violenta. Las amenazas, la invitación a pelear, del "los voy a matar a palos", "vos zafás porque estás en este país nada más", no quedó filmado pero sí grabado en audio. Se puede escuchar en el final del video.

Es impresionante todo el material porque muestra la impunidad con la que están seguros de contar, también es admirable cómo el inspector Oscar Alvarez "no se achica" hasta las mil y una vueltas que le quieren dar.

En el minuto 15:37 hace su irrupción Nicolás Camaño (intendente de los barrios de EIDICO), quien con una prepotencia memorable se quiere imponer ante las autoridades locales y policiales. Imperdible.

Filmado por Valentín Palma Callamullo.

Gacetilla del día de los hechos:

Punta Querandí: Amenazas a indígenas, vecinos y periodista de Indymedia

Por Indymedia Pueblos Originarios, 24 de mayo 2013.- Una nueva agresión contra integrantes del Movimiento en Defensa de la Pacha y un periodista de Indymedia Argentina por parte de la firma Eidico, ligada a la extrema derecha católica y a agrupaciones defensoras de genocidas detenidos por crímenes de lesa humanidad durante la última dictadura militar.

Esta vez fue en el marco de un operativo de inspección del Municipio de Escobar. La inspección fue realizada a partir de la denuncia del vecino Carlos Arrambide de que la empresa Eidico está apropiándose de tierra pública y trasladándola con su maquinaria al interior del Country San Benito. La tierra está acumulada al lado del arroyo Garín, donde existe una calle perimetral de tres kilómetros que se encuentra bloqueada por los countries San Marco y San Benito.

Los integrantes del Movimiento en Defensa de la Pacha participaron como testigos del operativo, que fue realizado por el inspector Oscar Álvarez acompañado por personal policial.

Los directivos de Eidico, Félix Dufourq y Nicolás Camaño, se hicieron presentes con actitud prepotente y hostil. Primero reclamaron a los efectivos policiales que se llevaran detenidos a los dos originarios (Valentín Palma Callamullo y Humberto Díaz) y al periodista por encontrarse en "propiedad privada". "A mí no me quiera manejar", respondió el inspector Álvarez, que fue increíblemente increpado y patoteado por los directivos, a pesar de la escolta policial. "Hace dos horas que estoy dando explicaciones y no me dejan terminar el acta", decía el inspector.

Una persona que aseguró ser propietaria de las máquinas, en actitud hostil invitó "a pelear" a Valentín Palma Callamullo, quien filmó cuando le ordenaba a sus empleados que se retiraran con una pala mecánica. Acto seguido pasó a sacarse el sobretodo, dejando a la vista dos impactantes fajos de billetes de 100 pesos que asomaban de sus bolsillos.

Luego, los directivos de EIDICO apuntaron las amenazas contra Pablo Badano, periodista de Indymedia Argentina: "vos zafás porque estás en este país, nada más" le dijo Nicolás Camaño. "¿Si estoy en otro país que pasa, me secuestran y me tiran al agua?" respondió Badano. "Exactamente, exactamente" respondió Camaño, y agregó, señalando a los originarios: "ustedes son intrusos y pretenden tener derechos, por culpa de ustedes el país está como está".

Conflicto de larga data

El vecino de Punta Querandí, Carlos Arrambide, inició acciones contra Eidico en el 2007 por la apropiación del terraplén ferroviario, mediante el cual accedía a su casa. El Movimiento en Defensa de la Pacha se formó en enero de 2009 para defender el sitio ancestral Punta Querandí y otros lugares públicos en peligro por los barrios privados. En estos años hubo amenazas de muerte, ataques contra el acampe de Punta Querandí, violaciones a medidas cautelares por parte de Eidico, entre otros hechos. El periodista de Indymedia, Pablo Badano, ya denunció amenazas de muerte en noviembre del año pasado.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Argentina, Tierra del fuego: LA CTA repudia la represión y criminalización de la protesta en el Fin del Mundo

ACTA

Los docentes fueguinos agremiados en el Sindicato Unificado de los Trabajadores de la Educación Fueguina en acompañamiento de distintas organizaciones sindicales y sociales permanecen en la Casa de Gobierno de la provincia de Tierra del Fuego, desde el jueves 23 de mayo, luego de la represión sufrida por parte de la policía provincial hacia los compañeros docentes.

A esta lucha incansable que se inició en el mes de febrero y que hasta el momento no ha tenido respuesta por parte del gobierno de Fabiana Ríos, se han sumado y solidarizado gremios y organizaciones nucleados en la CTA de Tierra del Fuego.

El último domingo se resolvió en asamblea general la continuidad de la lucha y permanencia en Casa de Gobierno. Al respecto de esta decisión y a la falta de soluciones por parte del gobierno de turno, Horacio Catena, dirigente de SUTEF, en conferencia de prensa comentó que, “Institucionalidad por encima de los derechos es igual a ajuste. No nos confundimos, hace tres meses y medio que estamos discutiendo. Estas condiciones institucionales, en criollo, se llama ajuste. Salud, educación, vivienda y dignidad. Estas son las instituciones que queremos.”

Ante las declaraciones de la Gobernadora en cadena provincial, Catena argumentó: “El delito que cometimos es decirle basta a tanta indignidad. Que el Gobierno demuestre que el hospital funciona, que las escuelas funcionan. Estamos atrasados en un 50% del poder adquisitivo, mientras sus funcionarios se llevan una escuela por mes en dietas para que nada funcione.”

Por otra parte el Secretario de Organización de la CTA-TDF acompañó con las siguientes palabras: “Hemos planteados y hemos decidido el día jueves, después de la situación de público conocimiento, un paro de 96 horas a nivel provincial, por lo sucedido, en solidaridad con el sector docente, pero también en solidaridad con los compañeros de salud, porque necesitamos compañeros que puedan cumplir el funcionamiento, necesitamos compañeros en el Ministerio de Educación, necesitamos mejores condiciones en las escuelas, necesitamos que termine de haber funcionarios que cobren $80.000, para empezar a generar una mejor distribución equitativa para los que generamos la riqueza que somos la mayoría. Entendemos que el Gobierno de la Provincia manifiesta y genera un presupuesto, el cual lo usa para comprar aparatos informáticos para espiar a las organizaciones sociales y sindicales. Entendemos que se está gastando innecesariamente en cuestiones que no deben gastarse".

En cuanto a la amenaza por parte de la Gobernadora hacia los dirigentes de la Central de Trabajadores de la Argentina, Paulo Báiz afirmó que “la CTA no tiene miedo que el Gobierno le saque la personería gremial, por eso justamente, vamos a bancar el paro por 96 horas, lo sostenemos, y solicitamos a los legisladores, al poder político ejecutivo tanto nacional, senadores nacionales y diputados que se sienten a discutir claramente la negociación salarial que es inmediata para la salida del conflicto”.

Y agregó: “nosotros los trabajadores somos quienes generamos la riqueza, y lo que venimos pidiendo hace años, es una mejor distribución equitativa; de esto hace dos años atrás, hemos presentado, hemos pedido a la justicia, la inconstitucionalidad del decreto de la Gobernadora, en la cual la jueza Rapossi nos plantea que no había un perjuicio al Estado por todos los salarios que se planteaban en ese momento. Salarios de 80 mil o 70 mil pesos. Queremos decirle a la jueza como también queremos decirles a los legisladores y al Gobierno que acá está el perjuicio. No puede haber en la provincia un trabajador que esté por debajo de la canasta familiar”.

Para terminar enfatizó en que “hoy los trabajadores, tanto docentes como estatales de la administración publica central, están en condición de pobreza. Pobre es aquél que no tiene capacidad de ahorro. Esta situación es la que hoy está implementada por el Gobierno Provincial. Por eso fue la decisión de mantener el paro por 96 horas.”

Al momento los trabajadores continúan con un 70% de acatamiento al paro dictado por la Central.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Amenaza a periodista de Indymedia

RNMA - INDYMEDIA

Reproducimos el comunicado de la Red Nacional de Medios Alternativos ante las amenazas que sufriera el compañero periodista Pablo Badano de Indymedia. Pablo fue amenazado por directivos de la empresa Eidico que intenta usurpar la tierra de terrenos públicos y trasladarla a un country privado. Nos sumamos al repudio a los empresario y nos solidarizamos con el compañero que ya ha denunciado otras amenazas en noviembre pasado.

COMUNICADO DE PRENSA

AMENAZAS A OTRO PERIODISTA

La Red Nacional de Medios Alternativos se solidariza con el compañero periodista Pablo Badano, de Indymedia Argentina, quien sufriera amenazas a partir de la cobertura que se encontraba realizando en la localidad de Ingeniero Maschwitz, partido de Escobar, Buenos Aires.

El hecho comienza a raíz de la denuncia formal de un vecino de la zona contra la empresa Eidico por usurpamiento de terrenos públicos para sustraer la tierra y trasladarla a un country privado. Consecuencia de ello, se realizó una inspección en donde se hicieron presentes personal policial, integrantes del Movimiento en Defensa de la Pacha y, entre otros, el periodista Pablo Badano, perteneciente a Indymedia Argentina-Pueblos originarios.

Las amenazas e improperios, por parte de los directivos de la empresa, quienes estaban presentes, tanto a los militantes presentes como al periodista Badano, fueron parte lamentable de los hechos que incluyeron la inspección.

"Vos zafás porque estás en este país, nada más", le dijo Nicolás Camaño (Directivo de la empresa). "¿Si estoy en otro país que pasa, me secuestran y me tiran al agua?", respondió Badano. "Exactamente, exactamente", respondió Camaño, y agregó, señalando a los originarios: "ustedes son intrusos y pretenden tener derechos, por culpa de ustedes el país está como está".

Por supuesto, este hecho repudiable toma vigor al contemplar las denuncias de Badano realizadas en noviembre del año pasado a raíz de reiteradas amenazas de muerte.

Los medios dedicados a la comunicación alternativa, comunitaria y popular somos blanco de innumerables acciones de características similares y mucho peores -detenidos/as, reprimidos/as y hasta baleados con plomo-, por ello, resulta necesario dar cuenta de estos hechos y repudiarlos, dado que los palos, los gases y las balas, configuradas en pos de salvaguardar intereses especulativos de unos pocos, se encuentran a la vuelta de la esquina.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

“La carrera a la obesidad es un gran negocio”

Katy Garcia (PRENSA RED)

La obesidad Infantil aparece como un flagelo a nivel mundial que amenaza con preocupación creciente la salud, expectativa y calidad de vida de los habitantes. Para conocer qué dimensión alcanza esta problemática en nuestro país, y cuál es el rol y responsabilidades que le caben a la industria alimentaria conversamos con la Antropóloga Patricia Aguirre. Esta prestigiosa profesional se desempeña como catedrática de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y es Docente e investigadora del IDAES (Instituto de Altos Estudios Sociales) de la Universidad Nacional de San Martín. (1)

¿Cuál es la situación actual de la obesidad y el sobrepeso en Argentina?

Tenemos sobrepeso y obesidad creciente. La ENNYS (Encuesta Nacional de Nutrición y Salud) ya nos está alertando que es un problema de salud pública, no individual, que debe ser mirado con criterio poblacional. Si bien lo tiene el sujeto que lo padece, cada vez avanza más sobre agregados poblacionales que antes parecían estar a resguardo.

La Encuesta Nacional de Nutrición y Salud se hizo en el año 2005 y debe repetirse en el 2015. Ahí vamos recién a poder hablar de la evolución de este problema; qué pasó en diez años. En este momento tenemos solamente un estado inicial, las percepciones de los trabajadores de la salud. No teníamos en nuestra experiencia empírica, tantos casos como estamos viendo.

¿Desde su experiencia, cómo ha ido evolucionando este problema?

Cuando empecé mi carrera hace 35 años, en hospitales periféricos del conurbano bonaerense, la problemática era la desnutrición no era la obesidad. Lo que está pasando ahora es que vemos niños menores de 6 años con sobrepeso y obesidad en forma creciente. Lo mismo pasa con los adultos. Tenemos que tomar el toro por las astas y pensar en términos de prevención. En un país de recursos suficientes, con un sistema de asistencia social alimentaria muy importante y al que el Estado dedica mucho presupuesto y esfuerzo, el problema de la desnutrición infantil es menguante mientras que la obesidad y sobrepeso son crecientes. En eso somos igualitos a tantas otras partes del mundo. Tenemos que ver que está pasando – yo soy Antropóloga- no hablo desde el punto de vista clínico sino epidemiológico; desde el punto de vista poblacional.

¿Cuál sería el origen de la obesidad o el sobrepeso?

La literatura clásica explica el crecimiento de este proceso, primero por una base genética: el famoso genotipo ahorrador (NR. hipótesis que propiciaba la acumulación de grasa en respuesta a una mayor necesidad de reserva de energía). Al contrario de lo que opinan muchos colegas considero que esa hipótesis es absolutamente inocente. La solución no creo que deba ser farmacológica. Me parece terrible para la salud pública que estemos pensando en una píldora o receta mágica y en el genotipo ahorrador que fue equipo de supervivencia cuando se desarrolló nuestra anatomía.

En aquellos lejanos días evolucionó, porque era un evento adaptativo que permitía la supervivencia de grupos humanos que desplegaban su actividad y cultura, en contextos de alternancia entre la abundancia y la escasez. Este genotipo ahorrador que permitiera ¨llevarse puestas¨ las calorías en dos mochilas (la panza y los glúteos) era adaptativo porque preparaba a la gente. Tenían recursos para los períodos de escasez, pero no dio obesos paleolíticos. El cuerpo paleolítico como es el cuerpo de los cazadores recolectores actuales es flaco, magro, alto.

Ese mismo genotipo en la sociedad industrial da obesos. No por el genotipo en sí sino por el tipo de medio en el cual se despliega. Nuestro medioambiente es urbano industrial, altamente modificado que nos condiciona a un sedentarismo obligado y al consumo de alimentos hiperenergéticos en forma de hidratos de carbono, azucares, grasas, que son baratos. A la vez los alimentos más densos nutricionalmente, proteínas, vitaminas y minerales, son caros.

¿Esta realidad conlleva a un estado de desigualdad?

Por supuesto, y lo que está marcando también es cómo se va desplazando la obesidad. Mientras hace cien años se concentraba en los más afortunados dentro de la pirámide social, hoy se desplaza hacia los más pobres que se alimentan con productos baratos: pan, papas, fideos, azúcares, cereales, grasas y nada del resto. A la vez los más afortunados tienen más probabilidades de tener cuerpos delgados, pero bien alimentados. Delgados magros.

Alimentarse bien, en una sociedad de mercado como la nuestra, es proporcionalmente más caro que alimentarse mal como sesgadamente hacen los pobres. Entonces no tenemos que culpar a la gente porque come ¨como puede¨. Tenemos que cambiar las condiciones sociales de ese poder comer y para eso hay que hacer grandes transformaciones en la industria agro- alimentaria.

¿Qué debería hacer el estado?

El Estado debería tener un papel muy activo en la regulación y el control de la industria alimentaria en pos de una industria saludable. Yo siempre digo que la mejor política alimentaria, en una sociedad de mercado como la nuestra, es que la gente tenga ingresos suficientes para comer lo que quiera, educación alimentaria suficiente para que sepa elegir y alimentos saludables entre los cuales optar.

Vivimos en una ciudad donde el acceso a la tierra es muy dificultoso, no puedo autoproducir mis alimentos. Los tengo que ir a comprar al mercado y hoy encuentro más alimentos chatarra que saludables. No hablemos sólo del uso de aditivos, conservantes y saborizantes de la industria, sino también de preparaciones y presentaciones que a través de publicidades engañosas se ofrecen como saludables, como la mejor opción para que la mamá se asegure la nutrición de su hijo.

¿Usted lo ha puntualizado en el modelo del obrero…?

Está claro que el modelo de cuerpo que queremos condiciona los alimentos que elegimos para alimentarnos. En una sociedad desigual como la nuestra, las desigualdades también se reflejan en nuestros modelos de cuerpo, de alimentación; en la forma como pensamos la comensalidad. Durante bastante tiempo investigamos las representaciones en el área metropolitana bonaerense y lo que vimos es que los sectores de ingresos más bajos tenían una idea de que el modelo de cuerpo deseable para ellos pasaba por un cuerpo fuerte, robusto, de líneas curvas, caderas generosas. La pregunta es ¿por qué este cuerpo fuerte? .La respuesta que ellos mismos nos dieron es que es el cuerpo que les permite sobrevivir.

En el sector de ingresos bajos los trabajos son mano de obra intensivos. Una señora que trabaja como personal doméstico o un señor que trabaja como albañil, con gran compromiso corporal necesitan fuerza, energía, porque su trabajo lo requiere, pero además porque no van a ser elegidos para hacer esos trabajos si no tienen un cuerpo que parezca fuerte, contundente, resistente. No sólo tiene que serlo sino demostrarlo. Un señor puede ser muy fuerte y pesar 48 Kg. pero no lo van a elegir como estibador porque esos 48 Kg. lo hacen parecer un alfeñique

No sólo serlo, sino demostrarlo. ¿Pesan los prejuicios?

Los prejuicios puestos sobre el otro. Siempre nuestra identidad se genera en esta dinámica entre el yo y el otro. Aparece la necesidad de tener un cuerpo fuerte, no sólo para realizar los trabajos, sino que en la mirada del otro, sean elegibles para hacer esos trabajos. Cuerpo fuerte que también tiene en el concepto polisémico plural, porque este cuerpo fuerte también es resistente a la enfermedad ya que los pobres se enferman más pero se atienden menos. El primer nivel de auto atención es la cronoterapia o sea ¨esperar que se les pase¨. El deseo es tener un cuerpo fuerte para que la enfermedad, o no los voltee o les permita recuperarse rápidamente. Resistente a la enfermedad.

Y además pensando en los niveles de violencia a los que están sometidos los más pobres, un cuerpo fuerte es aquel que puede imponerse, que domina su metro cuadrado. Todo esto cristaliza en la representación cuerpo fuerte. ¿Cómo va alimentarlo? Y, con lechuga no.

¿Cabría entonces una contradicción entre apariencia y realidad?

Los sectores de ingresos más pobres tienen los cuerpos más débiles, por eso se enferman más. Ese cuerpo fuerte de caderas generosas, esas señoras que tienen ¨de dónde agarrarse¨, cuando van a tener su bebé al hospital público y se les hace un análisis de sangre, vemos que empiezan su embarazo sin depósito de hierro suficiente para soportarlo.

Se ve en la vida cotidiana cómo esas mamás de apariencia cansada, que algunos piensan: ¨Ay, qué dejada, nada le importa, vive como en un estado de somnolencia. ¿Estará capacitada para cuidar tantos chicos¨? Esas son mamás anémicas que nos están mostrando que debajo de esas caderas generosas hay falta de micronutrientes. Si bien tienen todas las razones del mundo para estar cansadas, ya que deben criar hijos, acarrear agua, realizar todas las tareas de su propio hogar y además salir a limpiar casas, viajando en colectivos plegadas como sardinas, muy probablemente sea falta de de micronutrientes, de hierro en este caso.

En los primeros días del mes cuando cobran la Asignación Universal por Hijo compran lácteos, frutas, carne, porque son alimentos no sólo caros sino que las mamás saben que los chicos tienen que comer. Con los ingresos que tenían antes de la Asignación, no podían.

Entonces la educación formal estaría funcionando en estos sectores, habida cuenta de que cuando tienen la posibilidad de elegir compran lo que consideran saludable?

Si le preguntás a un nutricionista de cualquier hospital del país te va a decir que las mamás saben. A la mamá le da vergüenza decir que no puede alimentar a su hijo y sobre todo, teniendo algo de dinero, le avergüenza también decir que no está comprando tantas frutas y tantas verduras como ella sabe debería, pero no lo hace por maldad o ignorancia. Sabe, que si no reduce ciertos consumos caros, y aumenta ciertos consumos baratos, no llega a la otra Asignación Universal, entonces las canastas de consumo se van desbalanceando hacia las grasas, los hidratos de carbono, los azúcares.

¿Podría ampliar el concepto “ mientras la sociedad gana el sujeto pierde”?

Lo que yo digo es que la obesidad, no por nada es una epidemia mundial. En la carrera hacia la obesidad queda el sobrepeso. Pocos llegan a la obesidad, cada vez más, pero muchísimos viven y mueren con sobrepeso. Hay condiciones sociales que hacen que esto crezca. La disponibilidad de energía barata tiene que ver con el salto productivo que ha habido en el último medio siglo en la agricultura, la ganadería, la pesca.

A través de la aplicación de tecnologías, cada vez más duras, han logrado producir un crecimiento exponencial de la disponibilidad alimentaria. A partir del año 1985 vivimos en sociedades de abundancia, por lo menos en el mundo occidental, donde se producen más alimentos que los que se necesitarían para que todo el mundo estuviera bien nutrido. Se produce mucho, se distribuye mal, porque todavía tenemos mil millones de desnutridos. La misma cantidad de gente con sobrepeso, mil millones y sobre esto, quinientos millones de obesos. Evidentemente si esto va ¨in crescendo¨ año tras año y la desnutrición no se reduce es porque el sobrepeso y la obesidad son funcionales al sistema social actual.

Hay todo un negocio detrás de las dietas

En esta sociedad de consumo, la gente con sobrepeso consume más alimentos y además consume alimentos diferentes, especiales para gente con sobrepeso o Light. Compra ropa especial, dietas, libros de autoayuda. El negocio de las dietas mueve millones en el mundo. Consumen gimnasia, ropa deportiva, personal trainner, revistas, libros, ciencia, especialidades. Hay un negocio gigantesco alrededor de los gordos que pueden pagarlo. Todas estas son mercancías. Las mercancías no van donde se necesitan, van donde pueden pagarlas.

Si hay mil millones de desnutridos en el mundo, no es porque no haya alimentos suficientes sino porque estas personas son pobres, de países pobres. Ni ellos pueden pagar alimentos en el mercado mundial, ni sus países pueden brindarles la asistencia social alimentaria que necesitan. No son mil millones de anoréxicos que se niegan a comer. Son mil millones de pobres y por eso han llegado a ser desnutridos.

¿Y qué responsabilidad les cabe a los medios de comunicación?

Ellos también venden un artículo sobre dietas mágicas, acríticas y escritas por ¨Doña María con un búho en el hombro¨ quien vende tantos ejemplares como una dieta del último científico, avalado por las universidades más prestigiosas del mundo. La modelito de moda diciendo que adelgazó 10 kgs tomando agua, vende ropa, dietas y agua. En una sociedad organizada bajo la lógica de la ganancia del mercado, hay que pensar cuánto le beneficia al mercado este fenómeno y a lo mejor nos explicamos por qué está creciendo.

Y nosotros como miembros del equipo de salud tenemos la responsabilidad de denunciarlo desde la salud, del padecimiento humano. Por mi posición disciplinar tengo una visión poblacional y de las relaciones sociales. La pregunta que me hago es qué está pasando con las sociedades que fomentan la obesidad. Tengo que pensar es que esto es un gran negocio. Estimulan el sobrepeso, mantienen una dinámica de consumo incluso más alta que la de las personas bien nutridas. A amplios sectores de la sociedad, los formadores de precios de las cosas, les conviene mucho. Por eso sostengo que mientras la sociedad gana, el sujeto pierde.

¿La educación alimentaria, entonces, juega un rol importante en esto?

Creo verdaderamente que los problemas sociales tienen soluciones sociales y deben ser encarados a nivel poblacional. La educación alimentaria, enseñar a comer, enseñar a elegir bien es perfecta para el sujeto. Ampliar sus horizontes gastronómicos y sanitarios está bien, pero nosotros no nos debemos confiar en la educación alimentaria del nutricionista en su consultorio. Tenemos que trabajar la educación alimentaria a nivel poblacional, incluir estos temas en la currícula de las escuelas. Aumentar las horas de los médicos. Aprender no sólo qué comer sino cómo enseñar a comer. Hacer educación alimentaria en las escuelas de gastronomía.

Y los medios en lugar de estar hablando de dietas mágicas, este tema debe estar en los medios permanentemente. Tenemos que pensarlo socialmente porque si no para frenar una epidemia vamos a depender de los dichos a puertas cerradas de bien intencionados profesionales.

Se habla de una sociedad obesogénica…

Si. Todo el énfasis de la sociedad está puesto en que comas más, en que gastes más. Yo les propongo a mis alumnos de la Universidad de San Martín que hagan la experiencia de caminar una cuadra para el este, otra para el oeste, sur y norte y anoten los eventos alimentarios. Un evento alimentario es todo aquello que percibís y te remite a la alimentación. Vas caminando, ves un papel de chocolate que alguien dejó tirado, levantás la vista y ves un cartel de coca cola…evento alimentario. De una casa sale olor a tostadas, se ven las mesas de un restaurante y los cajones de una verdulería en la calle. Una de mis alumnas registró en pleno barrio de Congreso, en una cuadra, ciento doce eventos alimentarios. Ella decía que no somos conscientes de cómo permanentemente la industria agroalimentaria nos están instando a comer.

En un quiosco hay más calorías, grasas y azúcares que lo que comía un cazador recolector en un mes, por eso se habla de sociedad obesogénica. Generar relaciones sociales que te conduzcan hacia una alimentación saludable. Por supuesto que esto va a pasar por el control de la industria obesogénica. Siempre digo que no podemos vivir sin industria alimentaria, pero estoy en duda de que podamos vivir con ésta industria alimentaria insalubre o que toma a la salud solamente como marketing publicitario.

Nota:
1) También es representante para Argentina del ICAF (Comisión Internacional de Antropología Alimentaria). Ha sido consultora de UNICEF, docente de la Universidad Nacional de Buenos Aires, Becaria y Directora de proyectos de investigación anual del CONICET y lleva publicados 6 libros.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.