viernes, 5 de diciembre de 2014

España y Estados Unidos, los países donde más aumenta la desigualdad salarial

SPUTNIK

España y Estados Unidos fueron las economías desarrolladas donde más aumentó la desigualdad salarial en 2013, así lo asegura el informe sobre salarios de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

"España y Estados Unidos son los dos países donde más aumentó la desigualdad, si esta se mide comparando hogares en el decil superior con hogares en el decil inferior", explica el informe.

Según la OIT, las variaciones de la distribución salarial y las pérdidas de empleos determinaron el 90% del incremento de la desigualdad en España y el 140% en los Estados Unidos.

Por el contrario, las disparidades de ingresos han disminuido en países como Brasil, Argentina o Rusia, donde los salarios son más equitativos y más oportunidades de empleo remunerado han impulsado la reducción de la desigualdad.

"En Argentina y el Brasil las variaciones de la distribución salarial y del empleo remunerado determinaron (en todo el decenio) el 87% de la disminución de la desigualdad en la primera y el 72% en el segundo. En ambos casos la desigualdad se ha medido comparando los deciles extremos de la distribución de la renta familiar", señala la OIT.

"En muchos países, la desigualdad comienza en el mercado de trabajo", explica el informe. "En las economías desarrolladas donde más aumentó la desigualdad, ello se debió a menudo a la combinación de mayor desigualdad salarial y pérdida de empleos", añade.

Este es el caso de España, que se sitúa en la actualidad con un 24% de desempleo, una de las tasas más altas de toda Europa, y una importante reducción salarial como consecuencia de la crisis.

A nivel mundial el crecimiento del salario mensual real de media fue de un 2,0% en 2013. Esta cifra representa una reducción con respecto al 2,2% de 2012, y según recuerda la OIT, "todavía tiene que recuperar los niveles anteriores a la crisis, cuando en 2006 y 2007 el crecimiento rondaba el 3,0%".

Sin embargo, el informe destaca que el gigante asiático, China, determinó gran parte de ese crecimiento. "Si se excluye a China de la muestra de países, el resultado es que el crecimiento del salario real mundial se reduce casi a la mitad, pasando del 2,0% al 1,1% en 2013", explica el informe.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.