martes, 23 de diciembre de 2014

La geo-estrategia del medio camino

Alberto Pinzón Sánchez (especial para ARGENPRESS.info)



La decisión del presidente de los Estados Unidos de normalizar las relaciones diplomáticas con Cuba, indudablemente tiene una causa principal: Los 200 años de lucha del pueblo cubano, resistiendo por todos los medios los intentos del gobierno de los Estados Unidos por apoderarse de la isla de Martí. Una historia un poco más detallada del largo conflicto entre el imperialismo estadounidense y Cuba, que no me es posible desarrollar en este breve artículo se puede encontrar en: http://www.ecured.cu/index.php/Conflicto_Estados_Unidos_-_Cuba.

Sin embargo, esta larga y compleja historia de lucha, es la que pretenden ocultar todos los innumerables “intoxicadores de opinión o Spinn doctors” de los monopolios mediáticos que dominan nuestras sociedades, cuando dan sus opiniones trivializando la importante noticia del presidente Obama dada este 17 de diciembre 2014. Uno de ellos, sino el más importante Moisés Naim, se apresuró a escribir (como es obvio) en el diario español El País, una opinión rápidamente reproducida por toda la prensa toxica de Latinoamérica, en donde fuera de desconocer toda aquella heroica historia de lucha del pueblo cubano, pasando por alto la biología de todos los presidentes de los Estados Unidos que han muerto en los últimos 200 años tratando de apoderarse de la isla de Martí, y desconociendo (adrede) la argumentación dada por el propio presidente Obama del fracaso de la teoría ”gusana” de la fruta madura, o la famosa frase de Einstein, citada, sobre la estupidez que constituye esperar resultados distintos repitiendo los mismos errores; Mr Naim centra su argumentación banal de que todo este asunto de la normalización de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba, se debió a una mezcla afortunada de envejecimiento de la dirigencia Cubana (factor biológico) más tecnología extractiva de petróleo y de gas esquisto recientemente puesta en práctica por las compañías petroleras de los Estados Unidos para perjudicar a Rusia.

Y que según Mr Naim: (…..)”Ha permitido que Estados Unidos revolucione el mapa energético mundial, forzando a la baja el precio del petróleo y minando la capacidad de Venezuela de mantener a flote a un país en bancarrota. Cuba necesitaba una alternativa económica y, sorprendentemente, ha terminado encontrándola en su archienemigo, Estados Unidos. Esto dice mucho del pronóstico que sobre Venezuela tienen los bien informados cubanos, cuando deciden abandonar a su generoso e incondicional país títere para abrirse a las inversiones, el comercio y el turismo estadounidenses”(….) http://internacional.elpais.com/internacional/2014/12/20/actualidad/1419110260_325676.htm.

Pero no es todo, fue tan importante la opinión de Mr Naim, que la reconocida analista y comentarista rusa Támara Zamyatina (http://itar-tass.com/en/opinions/767934) recogió algunos de aquellos argumentos bio-tecnológicos, les agregó cifras de importantes inversiones Rusas y Chinas en la economía cubana, le sumó la trascendental tendencia Bolivariana a la integración de la mayoría de gobiernos de Izquierda en Latinoamérica y el Caribe; para avanzar su hipótesis de que la decisión del presidente Obama ha sido un paso geoestratégico destinado a reforzar su posición en la comunidad latinoamericana de naciones, dentro de la actual rivalidad capitalista en el sistema imperialista global. Hipótesis que no ha sido tenida suficientemente en cuenta hasta hoy.

Pues si le agregamos los buenos deseos de Mr Naim antes mencionados de destruir a Venezuela junto con la amistad eterna Cubano Venezolana sembrada por el presidente Hugo Chávez, la persistencia de la base de torturas de los Estados Unidos en la bahía de Guantánamo, más el hecho de que la ley del bloqueo total contra Cuba no ha sido levantada ( y por los anuncios de la prensa de Miami no parece algo inmediato) hay razón para pensar que el pueblo cubano apenas está a mitad de camino en su lucha hacia su reconocimiento total en el mundo globalizado de hoy, y que definitivamente el reciente e importante, anuncio del presidente Obama con respecto a Cuba no fue más que eso: Una decisión geoestratégica de medio camino, en medio de las rivalidades del sistema capitalista del imperialismo global.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.