lunes, 22 de diciembre de 2014

Pablo Pimentel: "Hay que destacar el coraje de los testigos en el caso de Luciano"

LA RETAGUARDIA

Tras la conferencia de prensa en la que se anunciaron los avances en la causa tras la aparición del cuerpo de Luciano Arruga, durante la transmisión especial realizada por La Retaguardia, La Colectiva, Radio Zona Libre y Otras Voces Otras Propuestas para la RNMA, dialogamos con Pablo Pimentel. Allí, el referente de la APDH La Matanza resaltó el coraje de los testigos, tanto el del hombre que atropelló a Luciano como el que se detuvo para evitar que otros autos atropellaran a Luciano y que aportó el dato de la camioneta policial que estaba en el lugar.

- Luis Angió: Hiciste mención a los casos anteriores al de Luciano. ¿Cómo está la situación hoy? ¿Han cambiado el método del apriete para que roben para ellos?

- Pablo Pimentel: Desgraciadamente fue antes, es durante y después de Luciano. Pero también hay que decir que con todo lo que se ha dado a conocer con lo que le pasó a Luciano, lo que nos puede llegar son comentarios, pero no denuncias concretas porque la gente tiene mucho miedo, porque tampoco vieron que la justicia funcionó. Si acá no se llevaba adelante la figura del habeas corpus y no se sentaba a los Estados nacional y provincial a decirles qué tienen para encontrar a Luciano, tampoco hubiéramos tenido noticias. Todo esto se hizo por la lucha, familiares y amigos en la calle, los organismos, abogados que ad honorem lo vienen haciendo, quiero destacar a Juan Manuel Combi, Maximiliano Medina y a Paula Litvachky.
La metodología sigue y ahora se le agrega un grado de violencia de la nueva policía hacia los jóvenes - jóvenes que no están cometiendo delitos, simplemente por ser jóvenes- que de vuelta está poniendo en riesgo la vigencia real de los derechos humanos y de los chicos más jóvenes.

- La Retaguardia: Es duro escuchar el relato de todas las situaciones que se dieron en este caso y que fuimos siguiendo. Da cuenta de la situación que vivió Luciano en la previa de su secuestro, desaparición y posterior muerte. También dijo Verbitsky que si llegamos hasta aquí, fue por Vanesa y los familiares. ¿Va a ser muy difícil arribar a la verdad acerca de lo que sucedió con Luciano en la Gral. Paz?

- PP: Creo que si se pone en funcionamiento basado en otros valores. Me reconozco idealista y utópico, pero las utopías dejan de ser utopías cuando ponés en práctica las ideas. Resalté el coraje que tuvo el motoquero que se paró para auxiliar a Luciano de decir que vio un patrullero en el momento en que Luciano fue atropellado; y el coraje que tuvo el chico, que sufrió todo un trauma de haber atropellado a Luciano, y dijo que vio a un joven desesperado corriendo. Alguien va a tener que dar una explicación. Esto no es que cae de la nada. Por eso dije que por favor relacionemos los peritajes que se hicieron con los perros en patrullero horas previas a las 3:20 que dieron positivo. Luciano estuvo en manos de algunos miembros de la policía. Ahora el juez Salas tiene ardua tarea en investigar qué pasó en esas tres horas. Pero ya no es solamente por Luciano, es por todos los jóvenes y por una Argentina distinta que queremos armar. Este caso hay que llevarlo a fondo, primero por la familia, que tiene todo el derecho de conocer qué pasó con Luciano, y también con una generación que está buscando de parte de nosotros, los adultos, certezas y no doble discursos, incoherencias, cosas que rozan con lo diabólico.

- LR: Y también intentar que el caso de Luciano, tan triste para todos, deje algunas cosas que mejoren un poco la vida de los pibes pobres. Junto a Combi han motorizado el proyecto del registro de personas NN, ¿de qué se trata eso?

- PP: Es un proyecto que Juan Manuel, un joven muy lúcido, inmediatamente aparecido el caso de Luciano y viendo que no había un registro, al año empezó a escribir el proyecto de una base de datos única en todo el país para que se sepan todos los enterrados NN y para que cualquier persona que dude del paradero de su familiar vaya a esa base de datos y lo pueda encontrar inmediatamente.

- LR: Si esto hubiera existido, seguramente hubiéramos sabido qué pasó con el cuerpo de Luciano.

- PP: Enseguida, en los primeros meses. Se lo desentierra, se hace el peritaje con el dolor que significa este procedimiento, porque uno lo dice fríamente, pero para la familia es tener permanentemente el dolor encima. Pero se acorta esa ansiedad que le ha tocado vivir cinco años y ocho meses en la incertidumbre de qué ha pasado con Luciano. Si Juan Manuel está dispuesto, lo debe presentar; nosotros, como organismo, vamos a alentar a que sea presentado en el Parlamento argentino, que sea tratado como ansiedad y, en todo caso, que se la denomine Ley Luciano Arruga.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.