miércoles, 7 de enero de 2015

¿Un nuevo sindicato de prensa en la CABA?

LA RETAGUARDIA

En un plebiscito impulsado por el Plenario de delegados de prensa escrita, radial y televisiva de los medios tradicionales, una amplia mayoría de las más de 2100 personas que se acercaron a dejar su opinión, votaron por la conformación de un nuevo sindicato, tras el fracaso sucesivo de la posibilidad de realizar elecciones en el sindicato que actualmente nuclea a quienes ejercen el periodismo en Buenos Aires, que es la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA). Tomás Eliaschev, delegado de la Revista Veintitrés e integrante del Colectivo de Trabajadores de Prensa (CTP), dialogó con el programa radial de Radio La Retaguardia, Otras Voces Otras Propuestas, que conducen Luis Angió y Ernestina Arias.

-Otras voces... otras propuestas: ¿Cómo surgió esto?

-Tomás Eliaschev: Hace rato venimos peleando en cada redacción para tratar de organizarnos, de dar respuesta a la política de las patronales de atacarnos nuestras condiciones de trabajo La precarización de todos los trabajadores en el gremio periodístico se sufre y mucho. Venimos luchando contra esto, unificándonos en cada redacción y entre los trabajadores de los distintos medios, pero nos encontramos con un límite: la conducción del actual sindicato, Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA), no acompaña nuestra decisión de organizarnos, sino que se ponen en contra de la organización, de la unidad y de la lucha que podemos forjar los trabajadores. Esto ha tenido distintos episodios. El año pasado decidimos conformar una lista opositora, el Frente de Unidad para Luchar-Lista Multicolor, para enfrentarnos a la burocracia que está hace tres décadas en los sillones del sindicatos. Nos encontramos con que la elección era totalmente trucha, no tuvimos acceso a los padrones. Hicimos una serie de presentaciones a la justicia y al Ministerio de Trabajo y a raíz de eso hemos logrado acceder al padrón. Ahí pudimos averiguar que la mitad de los cinco mil afiliados son completamente truchos, no es trabajadora de prensa y tampoco es militante de la comunicación, sino que es gente que se dedica a otras cosas. El Ministerio de Trabajo, pese a que nosotros demostramos que estos afiliados no tienen nada que ver con la actividad de prensa, no tomó los pasos correspondientes para limpiar el padrón. Todo indica que siguen legitimando a esta conducción alejada de las redacciones. Ante esta situación, hemos conformado el Plenario de la radio, televisión y prensa escrita, y decidimos convocar a un plebiscito para preguntarle a todos los compañeros en las redacciones qué pensaban acerca de la necesidad o no de conformar un nuevo sindicato. Votaron más de 2100 compañeros, y 2040 votaron por el sí. Vemos que hay un gran acompañamiento a esta idea de conformar un nueva asociación gremial que fomente la unidad entre los trabajadores de la radio, la televisión y la prensa escrita, que apoye las demandas y los reclamos de los medios alternativos, comunitarios y populares, que forje unidad con otros sectores de trabajadores, que luche contra los monopolios, que luche por un periodismo al servicio del pueblo y sobre todo que organice a los trabajadores para luchar contra la patronal. Esa es nuestra voluntad y así es como terminamos el año los trabajadores de prensa.

-OVOP: Son contundentes los números que estás planteando porque en función a la comparación con la que la UTPBA venía sosteniendo en tanto cantidad de afiliados y votantes, esto lo supera ampliamente a todas luces, ¿cuál es la decisión de los trabajadores de prensa?

-TE: Es un acompañamiento muy fuerte. Ahora tenemos el gran desafío de que todos esos votos se transformen en organización, que más compañeros se animen a dar un paso adelante, a proponerse como delegados, a que se conformen como activistas. A principios del año que viene vamos a convocar a una asamblea abierta de trabajadores de prensa. Queremos transformar este gran espaldarazo que tuvimos en el plebiscito en organización y en conciencia. Los trabajadores de prensa hemos tomado conciencia de que necesitamos una organización que nos defienda, que somos trabajadores, necesitamos un sindicato y que el sálvese quien pueda y la salida individual es algo que no nos sirve, no nos conviene, y tenemos que revertirlo. Creemos que hay muchos compañeros que van a acompañar esto y esperemos que sean muchos los que participen activamente.

-OVOP: ¿Cuál es situación laboral en las redacciones, canales de televisión y radios?

-TE: Hay una gran cantidad de compañeros que están muy precarizados. Tenemos compañeros que están en planta que sufren el día a día con las patronales, pero que por lo menos tienen su recibo de sueldo y algunos derechos según el lugar. Pero hay muchos compañeros que son factureros, que dependen de que los llamen, es un trabajo totalmente inestable. Y hay una tendencia por parte de las patronales a querer generar redacciones chicas, donde hay un equipo muy chiquito y una gran cantidad de colaboradores (factureros) y de esa forma los mantienen desorganizados, divididos, sin comunicación entre los distintos trabajadores. Y eso nos debilita mucho. Las patronales se amparan en las nuevas tecnologías, quieren que un mismo trabajador escriba, filme, saque fotos y tome audios, y nosotros no solo que no nos oponemos a las nuevas tecnologías, sino que nos parece que hay cosas muy interesantes que pueden venir por ese lado, pero que no tiene que implicar la precarización y la pérdida de derechos. Queremos defender los puestos de trabajo y queremos que los compañeros que hoy en día están en una situación inestable pasen a planta o que tengan garantizado el pago de los trabajados adeudados. Por ejemplo, en el Grupo Veintitrés, que presiden Matías Garfunkel y Sergio Szpolski, hay compañeros que han hecho trabajos fotográficos o artículos periodísticos a principios de este año, y que todavía no lo han cobrado. Ese tipo de maltrato se vive en muchísimos otros grupos periodísticos y es algo inadmisible.

-OVOP: Mencionaste la necesidad del reconocimiento de nuestros medios. ¿Cuál sería el rol de los que trabajamos en la comunicación alternativa en ese nuevo sindicato? Si bien en algunos casos no tenemos patrones, muchos compañeros, desde el punto de vista de su obra social, están adheridos a la UTPBA, y son reconocidos como colaboradores.

-TE: Lo primero es convocar a la participación, al diálogo, que nadie hable en nombre de los medios alternativos, sino los propios medios alternativos. En ese sentido, hay que hablar con los compañeros, preguntarles si quieren conformar un sindicato con los trabajadores de las redacciones de los medios comerciales, cuáles serían las reivindicaciones que podemos manejar en conjunto, cuál sería la organización que nos podríamos dar. Venimos de una situación en la cual la UTPBA ha hecho un uso malicioso de los medios alternativos porque ha afiliado prácticamente a cualquier amigo de ellos que les garantice el voto amparándose en los medios alternativos. Y sin embargo no están presentes ni acompañan las luchas ni de la RNMA ni de ninguna otra organización que agrupe a las experiencias comunicacionales populares, están ausentes. Lo que nos imaginamos es poder dar las luchas en conjunto, que tienen que ver con el reconocimiento de los medios alternativos, con las frecuencias, con que las revistas independientes no paguen el IVA, etcétera. Cuando sufrimos la represión los trabajadores de prensa, los represores no preguntan si somos integrantes de un medio alternativo o un medio comercial. En la represión en la Borda, agredieron tanto a fotógrafos y periodistas de Clarín como de radio La Tribu. Esa unidad la tenemos que construir y tenemos que charlar cómo se puede conformar, cuáles serían los requisitos para afiliarse. En principio, los compañeros que conforman cooperativas, o que conforman alguna forma en que sí hay una cuestión económica de por medio, sí tienen que estar adentro. Y pensar junto con los medios alternativos cómo sería la adhesión al nuevo sindicato de estas experiencias comunicacionales. El futuro está en nuestras manos, tenemos que crear la organización que más se adapte a nuestras necesidades, apelando al diálogo y al intercambio para lograr un cambio, que es generar más organización y luchar por los derechos de los trabajadores y por el derecho social a la comunicación.

-OVOP: Han tomado la experiencia de organización de los trabajadores del subte.

-TE: Antes de las fiestas hicimos el brindis del Colectivo de Trabajadores de Prensa en la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro; este sindicato que nació de los metrodelegados, de la organización desde abajo, es nuestra referencia. Nos dimos el gusto de cerrar el año los trabajadores prensa con la mejor compañía: los compañeros de los medio comunitarios, como Garganta Poderosa, Marcha, ANRed. También estuvieron presentes compañeros de distintas expresiones de la RNMA. La alianza que queremos profundizar es entre los trabajadores de prensa, los militantes de la comunicación popular y las experiencias de los trabajadores como los del subte, que nos enseñan tanto.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.