viernes, 27 de febrero de 2015

Argentina, Córdoba. Rodríguez Villafañe: “Clarín busca apartar a los jueces que no le dan la razón en el caso Cablevisión”

LA MAÑANA - PRENSA RED

El Grupo Clarín recusó a dos integrantes de la Cámara Federal de Córdoba que a fines del año pasado fallaron en contra de la empresa Cablevisión, en un amparo presentado por los Servicios de Radio y Televisión (SRT) de la Universidad de Córdoba.

En dicho fallo, los jueces ordenaron a la empresa de cable subir la señal de noticias Cba24N a la versión HD y Digital, y no solo a la analógica, y además, le obligaron a quitar un zócalo de autopromoción que Cablevisión colocaba en la imagen del Canal 16.

Cablevisión, a través del abogado del Grupo en Córdoba, Gerardo Viramonte, recusó a los jueces Ignacio Vélez Funes y Luis Roberto Rueda luego de presentar un recurso extraordinario por ante la Corte Suprema de Justicia para dar vuelta la sentencia mencionada arriba, recurso que la propia Cámara debe habilitar o negar.

El juez Eduardo Ávalos, presidente de la Sala A y vicepresidente de la Cámara Federal, rechazó la recusación por considerarla “manifiestamente extemporánea e improcedente”. En el mismo sentido, se rechazó el pedido de apartamiento formulado contra Rueda, ya que la Sala interviniente está ahora integrada por otros magistrados, al asumir la jueza Graciela Montesi como miembro de la Sala A.

El abogado de los SRT, Miguel Julio Rodríguez Villafañe manifestó que Viramonte “ha buscado atacar a los magistrados que, en diciembre de 2014, tal como solicitó los SRT, ordenaron la incorporación de la señal Cba24n a los servicios de Cablevisión Digital y Cablevisión HD y a su vez, dispusieron que la empresa de cable debía abstenerse, de inmediato, de incluir sobre la señal en cuestión, leyenda alguna, respetando la integridad de transmisión de origen”.

Rodríguez Villafañe recordó que en dicha sentencia la Sala “llamó firmemente la atención a la empresa del Grupo Clarín y a su abogado Gerardo Viramonte, por ‘las reiteradas impugnaciones, apelaciones y nulidades inoficiosas presentadas a lo largo de este proceso’”.

Cabe recordar que el año pasado, cuando la Cámara ordenó ejecutar por la fuerza la sentencia en contra de Cablevisión, Viramonte recusó al juez Carlos Arturo Ochoa, que subrogaba a su par Alejandro Sánchez Freytes en el Juzgado Federal Nº 2.

Ahora, Cablevisión quiere apelar nuevamente a la Corte Suprema de la Nación, para dar vuelta el fallo de la Cámara cordobesa. En esa estrategia judicial “desea apartar a quienes no le dieron la razón en la sentencia de diciembre del año pasado”, puntualizó Rodríguez Villafañe.

El abogado advirtió sobre el doble estándar del Grupo Clarín en relación a la actuación de la Justicia, al afirmar que “esta reiterada actuación de la empresa del Grupo Clarín deja a las claras el mensaje diferente que tiene dicho grupo respecto de la actuación de la Justicia. Cuando la Justicia le es favorable, todo está perfecto y se cumple la Constitución y cuando, desde el Derecho, el Poder Judicial no le da la razón, hay que apartar y amenazar a los jueces, los funcionarios judiciales y a los letrados actuantes”.

“Todo lo cual muestra un mensaje peligroso y tramposo para las instituciones, de parte de un sector que forma opinión”, finalizó Rodríguez Villafañe.

En relación del planteo de Clarín para llegar a la Corte Suprema, se trata de “un recurso extraordinario”, presentado luego de que siete jueces, entre la primera instancia y la segunda, decidieron en el mismo sentido, a favor de los SRT.

Por otra parte, el abogado de los SRT denunció que “la empresa Cablevisión ha tenido en la causa una actitud dilatoria y también amenazante contra los jueces, funcionarios judiciales e incluso me amenazó, junto al abogado Claudio Orosz, diciendo que haría denuncia penal, por la actuación en la causa. Todo ello, cuando se han ganado planteos en su contra y no se le ha dado la razón judicialmente”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.