miércoles, 18 de marzo de 2015

Expertos confirman relación entre el plomo y la esquizofrenia

PL

Los cerebros de ratas expuestas a plomo revelan similitudes sorprendentes con los de pacientes humanos que padecen esquizofrenia, aseveró hoy una investigación estadounidense publicada en la revista Translational Psychiatry.

Los autores del estudio, procedentes de la Escuela Mailman de Salud Pública de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, consideran esto una prueba convincente de que el metal puede ser un factor importante en la aparición de la enfermedad.

El equipo del profesor Tomás Guilarte encontró que el plomo tiene un efecto perjudicial sobre las células en tres áreas cerebrales implicadas en la esquizofrenia: la corteza prefrontal medial, el hipocampo y el estriado.

El también catedrático de ciencias de la salud medioambiental realizó los experimentos en ratas expuestas al material en su etapa intrauterina y durante la primera parte de sus vidas.

La densidad de las células cerebrales de la clase conocida como PVGI disminuyó en aproximadamente una tercera parte, y se identificaron, además, niveles altos de dopamina, en ambos casos en un porcentaje casi idéntico al declive visto en pacientes con trastornos esquizoides.

Guilarte y sus colegas notaron que las ratas expuestas al plomo tenían una reacción mucho más fuerte a la cocaína que las sanas, en el experimento, las primeras, corrían el doble de la distancia total que las segundas en el interior de sus jaulas.

El comportamiento de esos animales es significativo porque se asemeja a lo que ocurre en pacientes de esquizofrenia, que presentan una reacción a la droga más intensa que la experimentada por quienes no sufren la enfermedad.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.