viernes, 13 de marzo de 2015

Siguen las causas contra trabajadores de EMFER y TATSA

RNMA - ANRED

Trabajadores y delegados de EMFER y TATSA, acompañados de organizaciones sindicales, políticas y sociales, se manifestaron frente al Juzgado Penal y Contravencional N° 1, por la citación de Alfredo Luque, a la espera de una resolución favorable. Continúan denunciando la persecución de la justicia a los trabajadores que pelean por esclarecer la masacre de Once. Desde el programa de la RNMA, Enredando las mañanas, el cronista de agencia ANRed, Alejandro Ordos, desde la puerta del juzgado pudo acercarnos el testimonio de Ezequiel Peralta uno de los damnificados.

“Tenemos muchas causas más en contra, algunas armadas por la justicia, otras por el grupo Cirigliano”, afirmó Ezequiel Peralta, uno de los delegados. Roberto Avelino Gómez, por ejemplo, fue absuelto el lunes, acusado por un corte en General Paz. “Las causas penales van a continuar, así que como colectivo de trabajadores vamos a seguir organizados para que las causas terminen de caer”.

Luego de la tragedia de Once, los empleados de EMFER y TATSA denunciaron la quema de pruebas en la fábrica del grupo Cirigliano, y allí comenzaron sus problemas. La resolución de casi 2 años del conflicto de la planta de EMFER y TATSA dio como resultado el traspaso de los trabajadores a las líneas ferroviarias del Sarmiento, San Martín, Belgrano Sur y Roca. “Es muy importante que después de 2 años de pelea, conseguimos conservar los puestos de trabajo y que se nos traslade a un puesto seguro”, comentó Peralta. “Esto es todo a raíz de la lucha que dimos sino iba a terminar de otra forma, con nosotros seguramente en la calle”.

El predio por lo pronto, quedó en manos del grupo Cirigliano, más allá de los planteos de expropiación y estatización por parte de los trabajadores. “Por lo que sabemos están vaciando y no va a poder seguir funcionando como fábrica. Estamos a la espera de que va a pasar con eso, porque la respuesta que tuvimos de los ministerios de Transporte, Trabajo y Jefatura de Gabinete, es que como era una empresa privada, no podían tener injerencia. Pero nosotros entendíamos que por todo lo sucedido desde los ’90 hasta acá, y por el perjuicio que causó no sólo a los trabajadores, sino a la sociedad toda, era más que posible que se expropie, pero por ahora no han sufrido ningún perjuicio”, se explayó Peralta. “Entendemos que el grupo Cirigliano es uno de los responsables de la tragedia de Once, no puede quedar impune, y vamos a seguir denunciando todo lo que haya que denunciar”.

“Las posibilidades de construir material rodante ferroviario en Argentina son reales y sigue en vigencia. Además del predio de EMFER, hay otras plantas en el país, de los empresarios Roggio y Romero, con la misma capacidad. Nosotros no entendemos porque se sigue negociando con el estado chino la compra de vagones y la transferencia de tecnología, porque entendemos que se sigue perjudicando a la industria nacional ferroviaria”, sentenció Peralta.

A las 11,15 Alfredo Luque salió del juzgado, luego de ser informado que su citación era por una asamblea en la puerta de la planta, sobre una colectora de General Paz. Se negó a declarar y presentará un escrito por medio de su abogado, que tendrá respuesta en 10 días, a la espera del cierre de la causa.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.